Sei sulla pagina 1di 11

EFECTO INVERNADERO

Objetivos
Caracterizan  los  gases  de 
“efecto invernadero” y su
comportamiento. Docentes: Verónica Llanos
Curso: 7°/8° año
¿Qué es el efecto 
invernadero?

Se  denomina efecto  invernadero al 


fenómeno por el cual determinados gases, 
conocidos  como  gases  de  invernadero,  se 
juntan  en  la  atmósfera  de  la  Tierra  y 
retienen  parte  de  la  energía  que  emite  el 
suelo  por  haber  sido  calentado  por 
la radiación solar.
 
GASES DE EFECTO INVERNADERO

Entre estos gases se encuentran:
•Dióxido de carbono(CO2)
•Vapor de agua (H2O).
• Metano, 
•Óxidos de nitrógeno (NOx) 
•Ozono (O3)
•Clorofluorocarbonos (CFCl3).
El  efecto  invernadero  mantiene  la  Tierra  lo 
suficientemente  caliente  para  sostener  la  vida  en  el 
planeta.

Sin  el  efecto  invernadero,  la  temperatura  promedio 


de  la  Tierra  caería  de  unos  15°C  a  temperaturas 
alrededor de ­18°C
El efecto invernadero se estaría viendo acentuado en 
la Tierra por  la  excesiva  emisión  de  ciertos  gases, 
como  el dióxido de carbono y  el metano,  debida  a  la 
actividad económica humana.

El  CO2  es  el  gas  invernadero  más  importante,  y  a  su 


vez,  el  de  mayor  emisión  a  nivel  mundial;  la  cantidad 
de  CO2  presente  en  nuestra  atmósfera  excede  por 
mucho  el  rango  natural  que  se  había  visto 
anteriormente en la historia. 

 Las emisiones de gas carbónico (CO2) representan el 60 por ciento del 
efecto invernadero derivado de la actividad humana.
La mayor parte del CO2 emitido a la atmósfera viene 
de  la  quema  de  combustibles  fósiles  (petróleo)  a 
través  de  carros,  camiones,  aviones,  trenes, 
motocicletas  y  cualquier  otro  aparato  que  requiera 
alguno  de  los  derivados  del  petróleo  (como  la 
gasolina).
Otra  parte  del  CO2  que  llega  a  la  atmósfera  es  el 
resultado que queda de la tala de  árboles (los cuales 
naturalmente  absorben  el  CO2  y  nos  dan  oxígeno  a 
cambio).
Metano,  otro  de  los  gases  que  participan  en  el 
efecto  invernadero,  es  responsable  del  16  por 
ciento del efecto invernadero.

El  metano  surge  fundamentalmente  de  la 


descomposición  de  la  materia  orgánica  en 
ambientes  pobres  en  oxígeno,  y  sus  principales 
productores  son  el  ciclo  digestivo  del  ganado, 
ciertos  cultivos,  los  vertederos  y,  en  menor 
proporción,  los  incendios  forestales,  la  actividad 
de las termitas y otros insectos.
Los  óxidos  nitrosos  (N2O)  representan  el  6% 
del efecto invernadero.
Proviene  principalmente  de  las  chimeneas  de 
las  centrales  energéticas  que  utilizan  carbón, 
de los tubos de escape de los automóviles, y de 
la  acción  de  los  fertilizantes  nitrogenados  que 
se utilizan en agricultura.
El  óxido  nitroso  también  se  libera  por  la 
degradación  de  fertilizantes  nitrogenados  y 
estiércol del ganado.