Sei sulla pagina 1di 14

Integrantes:

Cristopher Gonzalez
Ricardo Torres
Claudio Puga
Impedancia
SE DENOMINA IMPEDANCIA A LA RESISTENCIA AL PASO DE UNA CORRIENTE
ALTERNA. ES SIMILAR AL CONCEPTO DE RESISTENCIA EN CIRCUITOS DE
CORRIENTE CONTINUA PERO, A DIFERENCIA DE LA RESISTENCIA, LA
IMPEDANCIA SE REPRESENTA MEDIANTE UN NUMERO COMPLEJO. LAS
IMPEDANCIAS, AL IGUAL QUE LOS NÚMEROS COMPLEJOS, POSEEN UNA
PARTE REAL Y UNA PARTE IMAGINARIA.

Representación de la impedancia
 Cuando un circuito es alimentado con corriente continua (CC), su
impedancia es igual a la resistencia, lo que puede ser interpretado
como la impedancia con ángulo de fase cero.
 Por definición, la impedancia es la relación (cociente) entre
el fasor tensión y el fasor intensidad de corriente:

Donde Z es la impedancia, V es el
factor de tensión e I corresponde al
factor de intensidad
 El concepto de impedancia permite generalizar la ley de Ohm en
el estudio de circuitos en corriente alterna (CA), dando lugar a la
llamada ley de Ohm de corriente alterna que indica:
Triangulo de la impedancia
 El triángulo de impedancia de un elemento o de un circuito se forma representando a
la parte real de la impedancia (correspondiente a la resistencia) y a la parte
imaginaria (correspondiente a la diferencia entra las reactancias inductiva y
capacitiva) en los catetos de un triángulo.

La hipotenusa se calcula de la misma forma que el módulo de un número complejo,


es decir mediante el teorema de Pitágoras.

En circuitos en donde la reactancia total es negativa el triángulo tiene la siguiente


forma:
 En circuitos en donde la reactancia total es positiva el triángulo se representa
así:

El ángulo observado en el triángulo de


impedancias corresponde también al
ángulo de desfasaje entre la tensión y
corriente y puede calcularse por
trigonometría en caso de conocerse el
valor de la impedancia.
El modulo depende del valor de las cargas y la Sentido entre 2 cargas
distancia que las separa, mientras que su signo
depende de cada carga
• Los cuerpos cargados sufren una fuerza de atracción o repulsión al aproximarse.

• El valor de dicha fuerza es proporcional al producto del valor de sus cargas.

• La fuerza es de atracción si las cargas son de signo opuesto y de repulsión si son


del mismo signo.

• La fuerza es inversamente proporcional al cuadrado de la distancia que los separa.

Estas conclusiones constituyen lo que se conoce hoy en día como la ley de Coulomb.
Cuerpos conductores y no conductores

Los cuerpos conductores: Son aquellos materiales que ofrece poca resistencia al flujo de
electrones o electricidad dejando pasar fácilmente la corriente eléctrica.

Son materiales cuya resistencia al paso de la electricidad es muy baja. Los mejores
conductores eléctricos son metales, como el cobre, el oro, el hierro, la plata y el aluminio, y
sus aleaciones, aunque existen otros materiales no metálicos que también poseen la
propiedad de conducir la electricidad, como el grafito o las disoluciones y soluciones
salinas (por ejemplo, el agua del mar) o cualquier material en estado de plasma.

Para que un cuerpo sea conductor necesita tener átomos con muchos electrones libres,
que se puedan mover con facilidad de un átomo a otro.
Los cuerpos no conductores: Son los que no permiten el paso e intercambio
de electrones periféricos.

Son materiales de átomos normalmente estables, es decir, que no permiten


el paso de la corriente eléctrica.

Algunos materiales aislantes son:

La madera.

El vidrio.

El plástico.

La cerámica.

La goma.

El papel.

Algunos materiales son usados en el recubrimiento de los alambres


conductores, esto hace que la corriente circule por el interior del conductor
y sus electrones no salgan al exterior del alambre, protegiéndonos así de
descargas o choques eléctricos.