Sei sulla pagina 1di 154

VOLUMEN II • Análisis Estratégico de la Realidad

SERIE: FORMACIÓN POLÍTICA

II

N

V

E

O

M

U

L

Las experiencias de formación política a las que se refieren reiteradamente estos volúmenes se dan en el marco de un proyecto de intervención socioeducativa a favor de un conjunto de partidos políticos y de dirigentes de mandos medios y de las bases de dichos partidos. Se ejecutaron además en una situación específica y con tres poblaciones concretas, jóvenes, mujeres e indígenas de estos partidos, era pues un ambiente multicultural, multiétnico, plurietario, multipartidario y por último se ensayó su realización en un ambiente controlado, con una metodología participativa y cargado de una fuerte motivación transformadora, orientada por el deseo del cambio de ciertos valores democráticos y la incorporación de un conjunto de habilidades y conocimientos de la gerencia política.

La Subsecretaría de Asuntos Políticos, es la principal entidad de la Secretaría General de

la OEA, a cargo de las actividades de apoyo a los procesos de consolidación democrática,

siendo creado con el objetivo de prestar asesoramiento y apoyo a los Estados Miembros para fortalecer sus instituciones y procedimientos democráticos.

Entre sus prioridades estratégicas se encuentra la promoción de procesos de fortalecimiento

y cambio institucional en los partidos políticos y sistemas partidarios. Para ello, ha creado

el Foro Interamericano sobre Partidos Políticos como espacio de reflexión, diálogo y

fomento a iniciativas y acciones de trabajo con y para el fortalecimiento y modernización de las organizaciones políticas en las Américas.

A través del Programa Valores Democráticos y Gerencia Política que se ejecuta en

Guatemala, el Departamento para la Promoción de la Democracia de la OEA provee a los partidos guatemaltecos un conjunto de recursos estratégicos, en términos de

conocimiento, criterios de acción, metodologías y herramientas de trabajo, orientados

al mejoramiento de su desempeño institucional, su efectividad política y su competitividad

electoral.

su efectividad política y su competitividad electoral. Programa Valores Democráticos y Gerencia Política

Programa Valores Democráticos y Gerencia Política Departamento para la Promoción de la Democracia -OEA-

Con el auspicio de: Real Embajada de Noruega • Embajada de Suecia -Sida-

de: Real Embajada de Noruega • Embajada de Suecia -Sida- Douglas Chacón Coordinador y Editor de
de: Real Embajada de Noruega • Embajada de Suecia -Sida- Douglas Chacón Coordinador y Editor de

Douglas Chacón

Coordinador y Editor de la Serie

“Formación Política” Teoría y Práctica

Análisis Estratégico de la Realidad

Serie:

“FORMACIÓN POLÍTICA”

Volumen I “Conociéndonos

y reconociéndonos”

Volumen II “Análisis Estratégico de la Realidad”

Volumen III “Instituciones y Democracia”

Volumen IV “Partidos Políticos”

Volumen V “Cultura Democrática

y Etica Política”

Volumen VI “Negociación y Resolución de Conflictos”

Volumen VII “Liderazgo Político”

Volumen VIII “Organización Política”

Douglas Chacón

Coordinador y Editor de la Serie

Programa Valores Democráticos y Gerencia Política

Departamento para la Promoción de la Democracia -OEA-

II

N

E

V

M

O

U

II N E V M O U “Formación Política” Teoría y Práctica Análisis Estratégico de la
II N E V M O U “Formación Política” Teoría y Práctica Análisis Estratégico de la
II N E V M O U “Formación Política” Teoría y Práctica Análisis Estratégico de la

“Formación Política” Teoría y Práctica

Análisis Estratégico de la Realidad

L

II

II “Formación Política” Teoría y Práctica • Volumen II • Análisis Estratégico de la Realidad Programa

“Formación Política” Teoría y Práctica • Volumen II • Análisis Estratégico de la Realidad

Programa Valores Democráticos y Gerencia Política - DPD-OEA

ORGANIZACIÓN DE LOS ESTADOS AMERICANOS José Miguel Insulza Secretario General Albert R. Ramdin Secretario General

ORGANIZACIÓN DE LOS ESTADOS AMERICANOS

José Miguel Insulza Secretario General

Albert R. Ramdin Secretario General Adjunto

Dante Caputo Subsecretaría de Asuntos Políticos

German Quintana Director Departamento de Modernización del Estado y Gobernabilidad

Departamento de Modernización del Estado y Gobernabilidad PROGRAMA VALORES DEMOCRATICOS Y GERENCIA POLITICA Roberto

PROGRAMA VALORES DEMOCRATICOS Y GERENCIA POLITICA

Roberto Menéndez Coordinador General Programa rmenendez@gerenciapolitica-oea.org; rmenendez@oas.org

Douglas Chacón Coordinador de la Serie. dchacon@gerenciapolitica-oea.org

“Formación

Política” Teoría y Práctica • Volumen II • Análisis Estratégico de la Realidad

Programa Valores Democráticos y Gerencia Política - DPD-OEA

III

Esta Publicación forma parte de la Serie “Formación Política”, que corresponde a las investigaciones desarrolladas por el Programa Valores Democráticos

y

Gerencia Política del Departamento de Modernización del Estado

y

Gobernabilidad de la Organización de los Estados Americanos. “Formación Política”. V. 2.

Coautores:

Teoría Política: D. Chacón. Teoría Psicosocial: A. Mazariegos Práctica Educativa: D. Chacón.

Las ideas, afirmaciones, opiniones y criterios expresados en esta publicación, son responsabilidad exclusiva de sus autores y no reflejan, necesariamente, las posiciones de la Organización de los Estados Americanos ni de sus Estados Miembros.

Se permite la reproducción total o parcial de los materiales publicados, siempre que no sean alterados y se reconozcan los créditos correspondientes.

Esta publicación es posible gracias al soporte financiero del los gobiernos Noruega y de Suecia.

OAS Cataloging-in-Publication Data

"Formación política" : teoría y práctica : análisis estratégico de la realidad.

p. ; cm. (Cuadernos de Formación y Capacitación Política)

IV

ISBN 0-8270-4688-X (v.2)

1. Political science--Study and teaching. 2. Political development. 3. Political ethics. I. Organization of American States. Unit for the Promotion of Democracy. II. Series. JA86 .F6 v. 2

for the Promotion of Democracy. II. Series. JA86 .F6 v. 2 Impreso en Guatemala, Julio de

Impreso en Guatemala, Julio de 2007 Esta primera edición consta de 1,000 ejemplares Diseño, diagramación e impresión: M’ks Comunicación E-mail: mcomunicacion@intelnet.net.gt

“Formación Política” Teoría y Práctica • Volumen II • Análisis Estratégico de la Realidad

Programa Valores Democráticos y Gerencia Política - DPD-OEA

Presentación

Presentación

Elizabeth Spehar Coordinadora Departamento para la Promoción de la Democracia

Desde 1998, la Organización de los Estados Americanos ha venido implementando en Guatemala el Programa Valores Democráticos y Gerencia Política, iniciativa especializada en cooperación con y para partidos políticos. Como tal, este Programa ha diseñado una estrategia enfocada a propiciar procesos de fortalecimiento y cambio institucional en tres ámbitos fundamentales:

• El sistema de relaciones entre partidos y sociedad.

• El sistema de partidos políticos.

• El sistema de gestión interna de los partidos políticos.

Durante estos años, el Programa ha venido acumulando experiencia y produciendo metodologías para la cooperación política con partidos, en el entendido de que no siempre los instrumentos propios de la cooperación para el desarrollo, pueden producir los efectos requeridos en relación con procesos de cambio institucional y cultural, especialmente cuando se trata de medir impacto efectivo.

En este proceso de aprendizaje en la acción, la estrategia de implementación se ha basado en dos premisas fundamentales:

• Que el fortalecimiento y modernización de los partidos no puede enfocarse sólo desde la óptica del cambio interno, sino que debe entenderse prioritariamente como un esfuerzo de adaptación de los partidos a entornos sociales cambiantes y crecientemente autónomos en relación con la política. Por tanto, el éxito de los procesos de cambio interno está directamente asociado con los esfuerzos de reforma de las reglas del juego del sistema de partidos y, por supuesto, de la forma en que los partidos se insertan y relacionan con la sociedad. Un enfoque centrado únicamente en el cambio interno, tiende a producir partidos más eficientes pero no necesariamente más legítimos y representativos.

• Que los procesos de cambio partidario demandan un acentuado esfuerzo de renovación de cuadros dirigentes, así como de inclusión de segmentos de población históricamente subrepresentados en el acceso a cargos internos y de elección. No obstante ello, la mayor parte de las reformas que requiere el sistema de partidos deben realizarse en el corto plazo, razón por la cual se encuentran bajo la influencia de las elites vigentes. Por tanto, trabajar con ellas en el mejoramiento de sus capacidades política de negociación y gestión es un imperativo y condición de éxito de cualquier estrategia de reforma y modernización partidaria.

“Formación Política” Teoría y Práctica • Volumen II • Análisis Estratégico de la Realidad

Programa Valores Democráticos y Gerencia Política - DPD-OEA

V

Precisamente por ello, el Programa ha venido implementando una estrategia de pinza o abordaje doble: por un lado, trabajo enfocado al mejoramiento de las capacidades políticas de las dirigencias nacionales de los partidos y por otro, trabajo orientado a mejorar las capacidades de incorporación de cuadros medios y representativos de segmentos de población subrepresentados en los partidos.

La primera dimensión la hemos denominado abordaje socio político, y como se ha indicado, se concentra en las dirigencias nacionales de los partidos. Se enfoca a poner a disposición de estos cuadros información, metodologías y herramientas efectivas para la gestión de procesos de reforma y modernización a nivel del sistema de partidos y de los partidos en tanto organización. Se conforma de varios ejes estratégicos, a saber:

i. Mejores prácticas de funcionamiento institucional de partidos políticos.

ii. Procesos de diálogo entre partidos y sociedad.

iii. Apoyo al Foro Permanente de Partidos Políticos, como instancia representativa del conjunto del sistema de partidos guatemalteco.

iv. Agendas de fortalecimiento institucional para partidos políticos.

El otro abordaje, denominado socioeducativo, se enfoca al desarrollo de capacidades políticas de cuadros medios de los partidos, con énfasis en jóvenes, mujeres e indígenas. Se trabaja para mejorar sus capacidades de participación y competencia política a lo interno de sus partidos, con el propósito de fortalecer la representatividad de los mismos, mediante el aumento de su calidad de inclusión. Este abordaje está estructurado en dos ejes básicos:

i. Redes interpartidarias de dirigentes políticos mujeres, jóvenes e indígenas, como procesos de formación de identidades políticas.

ii. Formación y capacitación política.

Trabajar solo una de las dimensiones produciría resultados insuficientes en materia de fortalecimiento y cambio partidario. Ello por cuanto, por ejemplo, formar y capacitar cuadros medios de partidos sin que exista una organización partidaria amigable y con capacidades efectivas de desarrollar procesos autónomos e inclusivos de participación política, podría desembocar en que los y las dirigentes formadas por el Programa terminen marginados de los espacios de decisión, pero aún, fuera de los partidos políticos a los cuales pertenecían.

fuera de los partidos políticos a los cuales pertenecían. Con esto se quiere dejar dicho que

Con esto se quiere dejar dicho que el propósito fundamental de la oferta educativa del Programa es desarrollar cuadros partidarios con capacidades de participación y competencia, que se enfoquen a la construcción institucional del partido. Si formamos políticamente personas que por diversas razones se marginan o son marginados de los partidos a los cuales pertenecen, ello significará ciudadanas y ciudadanos más calificados, pero no un aumento de la densidad institucional de los partidos y del sistema partidario, que es el sentido central de estas iniciativas.

Por ello, los programas educativos están construidos sobre la base de favorecer que los sujetos educativos cuenten con información y formación para la concepción e implementación de procesos de fortalecimiento institucional de mediano y largo plazo, a la vez que se construye cultura democrática, dado que el modelo de implementación de la mayor parte de las iniciativas educativas es de tipo interpartidario.

VI

“Formación Política” Teoría y Práctica • Volumen II • Análisis Estratégico de la Realidad

Programa Valores Democráticos y Gerencia Política - DPD-OEA

Se puede decir entonces, que el Programa propicia la creación de espacios de formación y capacitación política, que permiten el encuentro de personas de distintos partidos dentro de procesos específicos de enseñanza-aprendizaje en temas sociales, políticos y culturales, enfocados en dos grandes vectores formativos: valores democráticos y gerencia política. Estos dos ámbitos de la formación buscan brindar un enfoque integrado para el desarrollo de líderes y dirigentes políticos, en el entendido de que la formación en valores democráticos atiende el talante del liderazgo, mientras la gerencia política se enfoca a la efectividad del liderazgo.

Desde nuestra forma de ver las cosas, una formación centrada solo en valores generaría liderezas y líderes democráticos pero no necesariamente efectivos; y una formación concentrada en gerencia política produciría liderezas y líderes efectivos cuyas capacidades pueden estar al servicio de cualquier régimen político, democrático o autoritario. Solo el desarrollo equilibrado del talante democrático y de las capacidades de gestión de los líderes puede coadyuvar a la gestación de visiones institucionales de la acción política y partidaria.

Bajo esta visión, el Programa de Formación y Capacitación, se encarga de coordinar actividades dirigidas al desarrollo de conocimientos, valores y habilidades de los y las militantes de los partidos políticos y comités cívicos, mediante la implementación de varias líneas de trabajo (ver gráfica 1):

i. Programa modular de formación y capacitación

ii. Fortalecimiento de las instancias de formación política

iii. Materiales educativos

Todas las actividades educativas que conforman las líneas de trabajo descritas, mantienen un enfoque educativo común, que se alimenta de tres fuentes fundamentales: el modelo de educación de adultos/as, la pedagogía experiencial y la metodología participativa. De estas fuentes se extraen los elementos fundamentales que dan identidad educativa al Programa, diferenciándolo de otras propuestas existentes en el medio.

Gráfica 1 Esquema Programa de Formación y Capacitación

Formación y Capacitación Política
Formación
y
Capacitación
Política
Programa Modular de Formación y Capacitación
Programa
Modular de
Formación y
Capacitación
Fortalecimiento a las Instancias de Formación Política
Fortalecimiento
a las Instancias
de Formación
Política
Cooperación Bilateral para el Fortalecimiento de Estructuras Internas de Partidos Políticos
Cooperación
Bilateral para el
Fortalecimiento
de Estructuras
Internas de
Partidos Políticos
Formación de formadores/as
Formación
de
formadores/as
Materiales Educativos
Materiales
Educativos
Programa Modular Nacional
Programa
Modular
Nacional
Programa Modular Departamental
Programa
Modular
Departamental
Diplomado Nuevo Liderazgo Político-Social
Diplomado
Nuevo
Liderazgo
Político-Social
Cuadernos de Formación Politica
Cuadernos
de
Formación
Politica
Manuales Estratégicos
Manuales
Estratégicos

“Formación Política” Teoría y Práctica • Volumen II • Análisis Estratégico de la Realidad

Programa Valores Democráticos y Gerencia Política - DPD-OEA

VII

Siendo el aumento de la densidad institucional de los partidos y del sistema partidario el propósito principal a seguir, resulta altamente relevante que se desarrolle un proceso de transferencia efectiva de capacidades y recursos estratégicos hacia las instancias educativas de los partidos

y del sistema. Por ello se privilegia para el período 2004 – 2008 el trabajo con las unidades, secretarías o institutos de formación que tienen los partidos y la producción de paquetes pedagógicos sobre los temas pertinentes.

El primer paquete pedagógico que se entrega es esta serie de volúmenes para la educación

política de los dirigentes políticos. Como tal, este paquete está constituído por ocho volúmenes temáticos y dos manuales estratégicos, cuyos contenidos se refieren al diseño originalmente concebido para el programa modular de formación y capacitación que se ejecuta a nivel nacional

y departamental en Guatemala.

La idea original de desarrollar estos volumenes se da en el marco del Programa Calidem que la OEA viene dearrollando a lo largo de América en los útlimos años, pero se debe al impulso del PVDGP su realización y con ello la OEA cumple con un propósito muy apreciado, el de proveer a los Partidos una importante herramienta para su institucionalización.

Como producto educativo, este paquete ha sido largamente validado por el Programa a través de la ejecución de cada volumen a lo largo de 36 meses de trabajo continuo, razón por la cual consideramos que reúne criterios de calidad y utilidad considerables. No obstante ser un producto construido y mediado desde la realidad guatemalteca, ha sido formulado en un tipo de lenguaje y nivel de complejidad que puede ser fácilmente utilizado en otros países de la región América Central y República Dominicana y, porque no, del resto de América Latina.

Es nuestra expectativa que este producto, cuyos contenidos y enfoque específico se detallan más adelante, sean de utilidad práctica para los partidos y dirigentes políticos de Guatemala y de cualquier otro país que entienda que los partidos políticos son, en lo esencial, el espacio para la selección y formación de los liderazgos nacionales llamadas a la conducción de los procesos de cambio institucional y social.

VIII

Guatemala, agosto de 2006.
Guatemala, agosto de 2006.

“Formación Política” Teoría y Práctica • Volumen II • Análisis Estratégico de la Realidad

Programa Valores Democráticos y Gerencia Política - DPD-OEA

Prólogo

Prólogo

Steven Griner Coordinador General Foro Interamericano sobre Partidos Políticos Organización de los Estados Americanos

El Departamento para la Promoción de la Democracia de la Organización de los Estados Americanos desarrolla desde hace varios años esfuerzos de dimensiones hemisféricas en favor del fortalecimiento de la institucionalidad democrática, los procesos que la sustentan y el cuerpo de personas que se reconocen y trabajan profesionalmente en dichos espacios, es decir, los políticos y las políticas.

Es en este marco programático y político que se ubica este esfuerzo particular del Programa Valores Democráticos y Gerencia Política (PVDGP) que tiene como sede Guatemala, pero que aspira a más, como lo demuestra la reciente creación del Programa Centroamericano sobre Valores Democráticos y Gerencia Política. Por ello, alimenta de manera efectiva los trabajos de reflexión que se inscriben dentro del Foro Interamericano sobre Partidos Políticos, que la OEA ha venido impulsando desde 2001 y que hoy se ha convertido en el principal foro hemisférico sobre la materia.

EL PVDGP es en si mismo uno de los esfuerzos de cooperación sociopolítica y socioeducativa para partidos más ambiciosos y abarcativos que se hayan dado en América Latina.

La Carta Democrática Interamericana de la Organización de los Estados Americanos en su artículo 5 dice lo siguiente:

“El fortalecimiento de los partidos y de otras organizaciones políticas es prioritario ”

para la Democracia

y a estas tareas se ha dedicado con éxito el PVDGP desde 1998.

Los volúmenes que ahora presentamos son parte de este esfuerzo del DAPD y de los actores políticos de Guatemala, pues han sido validados por ellos en la práctica y a ello se debe el título de la colección “Formación Política: teoría y práctica”. Los textos han sido producidos a partir de la experiencia del equipo de trabajo del PVDGP en Guatemala, pero fueron escritos pensando en los partidos de América Central, en primer lugar, y de América Latina en general.

Devolvemos a los Partidos Políticos y a sus militantes este producto educativo con la esperanza de que los mismos sean de enorme utilidad para los procesos formativos que los Partidos mismos desarrollan en sus propios ambientes y condiciones sociopolíticas.

“Formación Política” Teoría y Práctica • Volumen II • Análisis Estratégico de la Realidad

Programa Valores Democráticos y Gerencia Política - DPD-OEA

1

La larga marcha de la Democracia en nuestros países se alimenta de pequeños esfuerzos como éste y con humildad pero con confianza lo ofrecemos a todos aquellos y aquellas que ya están luchando en sus respectivos espacios por la consolidación y fortalecimiento de los Partidos Políticos.

2

Washington D.C., agosto de 2006.

los Partidos Políticos. 2 Washington D.C., agosto de 2006. “Formación Política” Teoría y Práctica • Volumen

“Formación Política” Teoría y Práctica • Volumen II • Análisis Estratégico de la Realidad

Programa Valores Democráticos y Gerencia Política - DPD-OEA

Índice

Índice

Presentación

v

Prólogo

1

Índice

3

Estructura de los Volúmenes

5

1. Introducción a los Módulos de Formación y

6

1.1. La importancia de la Formación Política

6

1.2. Un programa de Formación Modular

8

1.2.1.

¿Qué quiere decir “Modular”?

8

2. Mapa Educativo del Programa Modular

11

3. Análisis Estratégico de la Realidad

13

3.1. Objetivo del Volumen II 13

4. Teoría Política 15

15

4.2. Realidad y Percepción de la Realidad 15

4.1.

Objetivos

4.3. Percepción e Interpretación de la Realidad

20

4.3.1. Primer Enfoque: el

sujeto

21

4.3.2. Segundo Enfoque:

la representación

22

4.3.3. Tercer Enfoque: el objeto

24

4.4. Tipos de Aproximaciones a la Realidad 25

4.4.1. Modelos de Análisis

25

4.4.2. Análisis

Estructural

26

4.4.3. Análisis Coyuntural

28

4.4.4. Análisis Estratégico

29

4.4.5. Racionalidad e Intencionalidad

31

4.4.6. Elementos del Análisis Estratégico - Político 34

4.4.7. Metodología del Análisis Estratégico

35

4.4.8. Esquema de la Planeación Estratégica

42

4.5. Bibliografía

43

4.6. Guía de Estudio

45

5. Teoría Psicosocial

47

5.1. Objetivo 47

47

5.3. Orden Social: La Institucionalización de la Sociedad 50

5.2. Percepciones Cotidianas de la Realidad

5.4. Reproducción del Orden Social 53

5.5. Percepción Social

57

5.6. Niveles de Conciencia

59

“Formación Política” Teoría y Práctica • Volumen II • Análisis Estratégico de la Realidad

Programa Valores Democráticos y Gerencia Política - DPD-OEA

3

5.7.

Esquema Sobre Niveles de Conciencia

62

 

5.8. Bibliografía

 

66

5.9. Guía de Estudio

67

6.

Práctica Educativa

69

6.1. Objetivos

69

6.2. La Construcción de los Saberes

69

6.3. La Teoría de Sistemas

 

71

6.3.1. La Definición

72

6.3.2. Los Elementos de un Sistema

73

6.3.3. Inestabilidad-estabilidad

75

6.4. La Teoría de la Metacognición

 

78

6.4.1. El Conocimiento Metacognitivo

78

6.4.2. Metacognición y otras Areas de Estudio

81

6.4.3. Metacognición

y

Autopoiésis

83

6.5. Metodología del Volumen II

84

6.5.1.

Opción Metodológica

84

6.6. El Programa

 

86

6.6.1.

Programa Sugerido para el Volumen II

89

6.7. Tecnología del Volumen II

 

97

6.7.1. Lista de Técnicas Usadas

97

6.7.2. Fichas Técnicas

 

98

6.8. Bibliografía

107

6.9. Guía de Estudio

109

7.

Materiales de Trabajo

111

8.

Bibliografía General

142

4

de Trabajo 111 8. Bibliografía General 142 4 “Formación Política” Teoría y Práctica • Volumen

“Formación Política” Teoría y Práctica • Volumen II • Análisis Estratégico de la Realidad

Programa Valores Democráticos y Gerencia Política - DPD-OEA

Estructura de los

Volúmenes

Introducción

Los volúmenes de Formación y Capacitación Política son un esfuerzo teórico y metodo- lógico del PVDGP. Estos volúmenes se producen después de un proceso de vali- dación de dos años y medio con distintas poblaciones de líderes y lideresas de los Partidos Políticos de Guatemala, aunque pretenden servir a un público mayor.

El programa apunta a desarrollar un liderazgo de nuevo talante en Centro América que combine los dos componentes principales de nuestro Programa:

• Los Valores Democráticos y • La Gerencia Política

Estructura Interna de los Volúmenes

Los volúmenes tienen la siguiente estructura:

Objetivos del volumen, los propósitos socioeducativos y los alcances de cada cuaderno.

El primer segmento, lo integran los contenidos de teoría política o el tratamiento político del tema.

El segundo segmento, lo integran los contenidos de teoría psicosocial o el trata- miento de psicosocial del tema.

El tercer segmento, lo integran los con- tenidos educativos propiamente, no sola- mente la metodología y los programas de los cursos, sino la tecnología a ser aplicada en cada módulo.

Cada segmento incluirá, su respectiva biblio- grafía y las conexiones con otros módulos, es decir, cómo los distintos temas tratados pueden ser aplicados en los otros módulos, cuando ello sea pertinente. Además los módulos tendrán como soporte un conjunto de materiales para ser usados en los módulos de acuerdo con la población a la que se destine la formación.

Entonces cada volumen tiene los siguientes elementos:

Volumen Teoría política Objetivos Contenidos Bibliografía Guía de estudio Teoría psicosocial Objetivos
Volumen
Teoría política
Objetivos
Contenidos
Bibliografía
Guía de estudio
Teoría psicosocial
Objetivos
Contenidos
Bibliografía
Guía de estudio
Práctica educativa
Objetivos
Contenidos.
Bibliografía
Metodología y Programa
Fichas técnicas
Materiales
Bibliografía General

“Formación Política” Teoría y Práctica • Volumen II • Análisis Estratégico de la Realidad

Programa Valores Democráticos y Gerencia Política - DPD-OEA

5

1.

Introducción a los módulos de formación y

capacitación política

Eduardo Núñez Vargas Coordinador General Programa Valores Democráticos y Gerencia Política

1.1. La importancia de la Formación Política

La consideración de la sociedad como un sistema o un conjunto de subsistemas que interactúan permanentemente, nos permite extender dicha consideración también a los partidos políticos, que son en sí mismos un sistema dentro del gran sistema que conocemos como Democracia.

La característica más importante de esta idea es que, cada parte de ese sistema está conectado de una forma especial a las otras partes. De modo que lo que le ocurre a una parte repercute directa o indirectamente en las otras. Una imagen que ayuda a entender estas relaciones es la del reloj, que con todos sus mecanismos producen un servicio, darnos la hora. Todas las partes colaboran con el fin propuesto.

intermediación y representación) mantienen el sistema funcionando y requiere como cualquier otro sistema, de ciertos cuidados para darle “mantenimiento”. En otras palabras el conjunto de acciones técnicas que afinan las operaciones del sistema y lo hacen seguir funcionando con eficiencia.

Como las organizaciones partidarias son núcleos productores de ideas y de proyectos que coadyuvan a la construcción de la Nación, requieren fortalecer constantemente el factor que llamaremos “renovador” o “actualizador”.

Este factor juega un papel muy importante en el diseño de las propuestas partidarias de cara al proyecto histórico del país, precisamente porque los Partidos reciben demandas de la ciudadanía y mediante los debidos procesos internos, los núcleos generadores de ideas devuelven a la población nuevos productos: proyectos legislativos, consensos políticos, acciones concretas o nuevas orientaciones para entender y/o enfocar los problemas de la población.

Este factor actualizador tiene su fuente generadora más importante en la Formación Política que cada
Este factor actualizador tiene su fuente
generadora más importante en la Formación
Política que cada partido le otorga a sus
militantes, aunque debe reconocerse que
no es la única.
Es en los Centros de Formación que los
Partidos reflexionan “en voz alta” con sus

Eso es lo que se conoce como sinergia, la cualidad de los sistemas sociales (en este caso) de interactuar (afectar y ser afectados) con los otros subsistemas, es decir, cada parte se entiende en función de las otras.

Así las cosas, podemos afirmar que los Partidos Políticos son sinérgicos y que gracias al conjunto de sus acciones (u omisiones) la sociedad entera se ve afectada por la dinámica propia de cada partido y de los partidos en general. El desarrollo y ejecución de una serie de tareas, (agregación,

6

“Formación Política” Teoría y Práctica • Volumen II • Análisis Estratégico de la Realidad

Programa Valores Democráticos y Gerencia Política - DPD-OEA

militantes sobre los avatares de la Nación y las posibles soluciones que el partido debe ejecutar (Partido de gobierno) o impulsar (Partidos de oposición).

Si se pudiera dar una definición de Escuela de Formación Política, se definiría como “Fábrica de Realidades Posibles”, precisamente porque el objetivo último de cualquier formación política es la preparar, orientar y promover entre los militantes partidarios el uso de un conjunto de recursos (teórico- prácticos) que les permitan fabricar nuevas realidades y proponer a la sociedad los caminos para que ellas sean posibles, mediante acciones directas o indirectas, de corto, mediano o largo plazo.

No pareciera que los Partidos Políticos le dedican muchos recursos a la formación de sus militantes y que la formación dada, es más bien capacitación, pues la primera exige reflexionar el mundo en su complejidad y la segunda apunta a la adquisición de ciertas destrezas (discursivas por ejemplo). No obstante, los partidos tienen en la Formación Política de sus militantes un enorme reto.

Nunca como hoy los programas de formación política se han vuelto “gaseosos” o si se prefiere volátiles. Las razones se ubican en tres planos, Primero la crisis de las ideologías:

De este modo los partidos experimentan no sólo problemas de tipo orgánico (de funcionamiento) sino de tipo ambiental o de entorno. Hay una creciente llamada de los

y las ciudadanas a exigir participación en los

ámbitos partidarios, pero no sólo en las tareas

menores o externas, sino y principalmente en la toma de decisiones así como en aquellas tareas que inciden directamente en la conducción de los procesos sociales.

La modernidad impulsó la emancipación de los pueblos y parece haberlo logrado en cierto grado, los avances en los programas de defensa de los derechos humanos,

protección al consumidor, el habeas data, la probidad y la transparencia en la función

pública, entonces

¿Cómo hacer formación

política en un mundo que ya se ha hecho

adulto?

Por otro lado, la disolución de las fronteras políticas de los Partidos hace angustiosamente urgente un replanteamiento de la Formación Política al interior de los Partidos, especialmente considerando que la ciudadanía se ha vuelto más exigente y pide de los políticos, más transparencia; algo a lo que los políticos no se terminan de acostumbrar.

Es por ello que los partidos deben avanzar

hasta hace una década los planes de formación giraban entorno a lo ideológico y programático. Segundo, los partidos que antes eran de “masas” se han vuelto más

hacia la idea del “Partido Abierto” según la cual el Partido como sistema permite cada vez mayores ingresos (de demandas, ideas, necesidades y propuestas) las procesa amplia

delgados, en términos orgánicos o si se prefiere, han perdido fortaleza institucional.

profundamente (con la participación de la ciudadanía) en sus centros de pensamiento

y

Y Tercero, ya no se encuentran tantos jóvenes

(Escuelas de Formación y otros) y las regresa

dispuestos a militar en partidos verticales,

a

la sociedad en forma de acciones concretas

poco democráticos o geriocéntricos. Por

y

viables .

otro lado un enorme grupo de mujeres quieren mejorar su participación en los partidos, superando lo cuantitativo en favor de lo cualitativo.

Un Partido Abierto le permitiría a sus militantes seguir haciendo uso de sus facultades de autonomía y libertad de conciencia, para

“Formación Política” Teoría y Práctica • Volumen II • Análisis Estratégico de la Realidad

Programa Valores Democráticos y Gerencia Política - DPD-OEA

7

que los acuerdos que se alcancen, se funden en la voluntad general y en la conciencia de las limitaciones impuestas por los procesos sociales; en donde los milagros no suceden, sino, los acuerdos entre ciudadanos responsables de sus propios compromisos.

La Formación Política es sin embargo sólo uno de los múltiples componentes de los Partidos que necesitan ser reformados, pero quizás sea uno de los que se tratan con más ligereza.

1. La Formación del presente y del futuro en los Partidos se debe orientar por nuevos principios, que temporalmente denomina- mos, complejos.

2. El mundo y las sociedades seguirán su camino con o sin partidos renovados.

3. La procesos sociales evolucionan más rápido que la capacidad de las institu- ciones partidarias para responder a las nuevas realidades.

generaciones de militantes, que en el futuro serán llamados operadores, un conjunto de fundamentos ético-prácticos, para resolver con responsabilidad las múltiples decisiones

a las que se encuentran sometidos los que

pretenden conducir los procesos sociales y económicos de nuestros países.

Pero, ¿Qué gana un adulto o adulta con la Formación Política?

Gana en primer lugar, al darle continuidad

a su proceso de educación permanente. En

segundo lugar, se le facilita el espacio de encuentro y discernimiento de sus expe- riencias, que junto a las de los y las otras pueden convertirse en soluciones conjuntas. En tercer lugar, un conjunto de herramientas

teórico-prácticas para desempeñarse como militante activo de su partido político y de

la sociedad. Por último, gana, al poder darle

un nuevo sentido a la actividad política en tanto logra combinar los Valores democrá- ticos y la Gerencia política.

Es en este contexto en el que se desarrollan las nuevas tareas de la Formación Política y es ahí donde se inserta esta propuesta modular del Programa Valores Democráticos

4. Un adecuado proceso de comunicación Partidos-Sociedad colaboraría en la superación de esa percepción de “vacío de sentido” que experimenta la Política en la vida cotidiana.

y Gerencia Política. 1.2. Un Programa de Formación Modular El Programa Valores Democráticos y Gerencia
y Gerencia Política.
1.2. Un Programa de
Formación Modular
El Programa Valores Democráticos y Gerencia
Política ha desarrollado en los últimos tres
años una amplia gama de actividades
formativas con políticos y políticas de partidos
políticos de Guatemala y junto a ellos ha
validado un propuesta de formación y
capacitación que es la que hoy presentamos
como un programa Modular:

5. Toda formación partidaria, más que ideológica, deberá girar en torno a modelos de discernimiento crítico de los fenómenos sociales.

6. Los nuevos militantes deberán tener una comprensión holística (de su entorno), pensar en términos estratégicos (las acciones) y ser proactivos, respecto de las necesidades de los pueblos.

Por último, la Formación Política tiene la tarea fundamental de transmitir a las nuevas

8

“Formación Política” Teoría y Práctica • Volumen II • Análisis Estratégico de la Realidad

Programa Valores Democráticos y Gerencia Política - DPD-OEA

1.2.1. ¿Qué quiere decir

“Modular”?

Se refiere a un conjunto de paquetes formativos que funcionan como los módulos o partes de una casa. Cada uno de ellos forma parte de un todo, pero también pueden ser utilizados en forma independiente en el entendido de que cada uno aborda de manera suficientemente amplia las temáticas abordadas.

Así las cosas, cada módulo da para desarrollar un solo curso de dos, tres o cuatro días, dependiendo de cuánto se quiera pro- fundizar.

En la propuesta que se aquí se plantea, se ha pensado en cursos cortos de 14 ó 16 horas de trabajo, pero como se podrá notar los temas no son tratados exhaustivamente y ello deja un amplio margen para desarrollos posteriores.

El otro elemento a considerar es la movilidad de los módulos, en el PVDGP hemos optado por un orden y una secuencia a partir de la consideración de varios factores: Insti- tucionales, temporales, de contexto político

y estrategias programáticas, así como de los destinatarios/as de dicho Programa de Formación. Pero, las organizaciones deben hacer su propio análisis para poder determinar, partiendo de sus necesidades formativas la ruta de desarrollo de los módulos.

En ese sentido, la metodología propuesta permitiría ampliar los cursos de acuerdo con las necesidades de las organizaciones partidarias, siempre y cuando se hagan los ajustes pertinentes.

El programa apunta a desarrollar un liderazgo

de nuevo talante en Centro América que combine los dos componentes principales de nuestro Programa:

Vea gráfico en la siguiente página
Vea gráfico en la
siguiente página

“Formación Política” Teoría y Práctica • Volumen II • Análisis Estratégico de la Realidad

Programa Valores Democráticos y Gerencia Política - DPD-OEA

9

Valores Democráticos

(Apunta al

sentido de

la democracia)

Democráticos (Apunta al sentido de la democracia) Formación Gerencia Política (Apunta a la capacidad de

Formación

Gerencia Política(Apunta al sentido de la democracia) Formación (Apunta a la capacidad de conducción de los procesos

sentido de la democracia) Formación Gerencia Política (Apunta a la capacidad de conducción de los procesos

(Apunta a la capacidad de

conducción de

los procesos

políticos)

capacidad de conducción de los procesos políticos) Capacitación Implica la adquisición de conocimientos,
capacidad de conducción de los procesos políticos) Capacitación Implica la adquisición de conocimientos,

Capacitacióncapacidad de conducción de los procesos políticos) Implica la adquisición de conocimientos, actitudes y

Implica la adquisición de conocimientos, actitudes y conductas frecuentemente asociados a un campo profesional.

Implica preparación y entrenamiento en y para el trabajo calificado o técnico, normalmente va seguido de un calificativo, atinente al área en que se capacita.

Conjunto de herramientas teóricas Conjunto de herramientas prácticas
Conjunto de herramientas teóricas
Conjunto de herramientas prácticas

Esfuerzo que busca apoyar el proceso de Educación permanente de los y las adultas, unificando la formación con el entrenamiento.

10

adultas, unificando la formación con el entrenamiento. 10 “Formación Política” Teoría y Práctica • Volumen

“Formación Política” Teoría y Práctica • Volumen II • Análisis Estratégico de la Realidad

Programa Valores Democráticos y Gerencia Política - DPD-OEA

2.

Mapa educativo del

Programa Modular

Volumen I

Conociéndonos y re-conociéndonos

Conociéndonos y re-conociéndonos
Volumen I Conociéndonos y re-conociéndonos
Volumen I Conociéndonos y re-conociéndonos
Volumen I Conociéndonos y re-conociéndonos

Volumen II

Análisis estratégico de la realidadVolumen I Conociéndonos y re-conociéndonos Volumen II Volumen III Instituciones y democracia Volumen V

Volumen III

Instituciones

y democracia

de la realidad Volumen III Instituciones y democracia Volumen V Cultura democrática y Ética política Volumen

Volumen V

Cultura democrática y Ética política

Volumen V Cultura democrática y Ética política Volumen IV Partidos Políticos Volumen VI Negociación y
Volumen V Cultura democrática y Ética política Volumen IV Partidos Políticos Volumen VI Negociación y

Volumen IV

Partidos Políticos

Volumen VI

Negociación y resolución de conflictos

Volumen IX y X

Manuales Estratégicos

Volumen VII

Volumen VII

Volumen VII
Volumen VII
Volumen IX y X Manuales Estratégicos Volumen VII Liderazgo político Volumen VIII Organización Política

Liderazgo políticoVolumen IX y X Manuales Estratégicos Volumen VII Volumen VIII Organización Política “Formación

y X Manuales Estratégicos Volumen VII Liderazgo político Volumen VIII Organización Política “Formación

Volumen VIII

Organización Política

“Formación Política” Teoría y Práctica • Volumen II • Análisis Estratégico de la Realidad

Programa Valores Democráticos y Gerencia Política - DPD-OEA

11

12

12 “Formación Política” Teoría y Práctica • Volumen II • Análisis Estratégico de la Realidad Programa

“Formación Política” Teoría y Práctica • Volumen II • Análisis Estratégico de la Realidad

Programa Valores Democráticos y Gerencia Política - DPD-OEA

3.

Análisis Estratégico de la

Realidad

Con muchos cálculos se puede ganar, con pocos no.

¡Cuántas menos posibilidades de victoria tiene quien no hace ninguno! De esta manera, examino la situación y el resultado aparecerá claramente. Sun Tzu. 1

3.1. Objetivo del cuaderno

13 Programa Valores Democráticos y Gerencia Política - DPD-OEA
13
Programa Valores Democráticos y Gerencia Política - DPD-OEA

Este cuaderno está orientado a dotar a los participantes de una metodología para realizar análisis de realidad y análisis estratégico de carácter político, como punto de partida para una acción política efectiva. Asimismo, permite algunas refleciones en torno a la construcción de lo social, sus ramificaciones psicosociales y cognitivas.

1 Sun Tzu. “ El Arte de la guerra “ Estimaciones 28. Editorial Troquel, Argentina. 1999. pag. 45.

“Formación Política” Teoría y Práctica • Volumen II • Análisis Estratégico de la Realidad

14

14 “Formación Política” Teoría y Práctica • Volumen II • Análisis Estratégico de la Realidad Programa

“Formación Política” Teoría y Práctica • Volumen II • Análisis Estratégico de la Realidad

Programa Valores Democráticos y Gerencia Política - DPD-OEA

4. Teoría

Política

La toma de decisiones que se ejecuta

en condiciones de extrema incer-

tidumbre casi siempre produce, algo

muy parecido al caos.

4.1. Objetivos

Proveer al lector – participante de un conjunto de reflexiones epistemológicas y metodológicas en torno a los diferentes enfoques y modelos de análisis de la realidad, con el fin de incrementar sus habilidades analíticas, especialmente en el desarrollo del Análisis Estratégico de la realidad.

4.2. Realidad y Percepción de la Realidad

La realidad nos desafía. ¿Por qué?. La realidad en cuanto exterioridad (algo exterior a mí) ha sido, y sigue siendo, la mayor preocupación de la humanidad, y es que eso que está allí "fuera de mí" se me presenta como algo confuso, caótico, desarticulado, como un "enredo" pues. Cuando se dice eso exterior a mí, en realidad es sólo un uso del lenguaje, por cuanto yo también soy realidad; si lo señalamos así, es únicamente con intenciones explicativas, pedagógicas.

Desde los inicios de la humanidad, lo que el ser humano ha hecho es, básicamente, hacer varios intentos por explicar y trans- formar el "desorden" fuera de sí (la naturaleza) en algo ordenado para sí, es decir, ejercer el dominio sobre ella, conocerla, com- prenderla, controlarla. 2 Imaginemos a los primeros seres humanos, allá solos, viendo ocultarse el sol y preguntarse ¿por qué?, o al ver las luces en el cielo preguntar ¿qué es eso?

Esta experiencia de ser diferente de aquello "allá" es lo que le ha permitido al ser humano,

2 Los mitos (asiáticos, africanos, europeos, etc.), y después la filosofía, fueron instantes de" decir" la realidad; mencionándola, comenzaron los humanos a ccontrolar la realidad.

“Formación Política” Teoría y Práctica • Volumen II • Análisis Estratégico de la Realidad

Programa Valores Democráticos y Gerencia Política - DPD-OEA

15

ser sujeto, ser un yo que piensa y que tiene la capacidad de pensar eso "fuera de mí"; esto es, capaz de pensar la realidad, todo ese mundo de cosas que se me aparecen y yo entre ellas.

Esa totalidad de cosas con las que el ser humano se relaciona, es el mundo, es la realidad. Vivir ya nos pone en contacto con lo real, aunque no lo percibamos o no lo comprendamos.

Eso que esta allí, "fuera de mí ", es lo que podemos denominar como objeto; será aquello que está " fuera de mí" y yo conozco como tal.

Tenemos entonces que yo como "sujeto" conozco eso que está "fuera de mí" - "el objeto" -. AsÍ las cosas, podemos decir que para que haya conocimiento debemos tener un sujeto y un objeto.

Sujeto
Sujeto
conocimiento debemos tener un sujeto y un objeto. Sujeto Objeto O, como dice M. G. Morente,
conocimiento debemos tener un sujeto y un objeto. Sujeto Objeto O, como dice M. G. Morente,

Objeto

O, como dice M. G. Morente, "el conoci- miento es siempre, pues, esa dualidad de sujeto y objeto" 3 . Conocer la realidad y transformarla es el problema fundamental del ser humano de todos los tiempos. Pero, ¿cómo se conoce? si la realidad se nos presenta como contradictoria y confusa.

haber estado más cerca de ellas y saber positivamente que son de color verde. O ver el movimiento aparente del Sol de este a oeste, y sin embargo saber que es la Tierra la que se mueve alrededor del Sol y no al revés.

Esto, que es una experiencia conocida en el ámbito de lo natural, se vive también
Esto, que es una experiencia conocida en el
ámbito de lo natural, se vive también en el
ámbito de lo social. De este modo, nuestro
conocimiento natural o social de la realidad,
debe superar el nivel del conocimiento
aparente 4 .

El problema básico consiste en que tenemos que conocer algo que en “apariencia" es una cosa y en "esencia" es otra. Todos hemos hecho la experiencia de observar de lejos un grupo de montañas y percibirlas como “montañas de color azul“ y, sin embargo,

3 Manuel García Morente. Lecciones Preliminar de Filosofía. Editorial Mexicanos Unidos, México D. F., 1979, pág. 192. Para

estudiar las implicaciones filosóficas del acto de conocer, sugiero la lectura de la lección XI de este libro, "Fenomenología

del Conocimiento".

sugiero el clásico de J. Hessen. Teoría del Conocimiento. Editorial Mexicanos Unidos, México D. F., 1981

4

Carlos Urrutia, hablando del conocimiento científico, nos dice: "Este es el dilema de la investigación científica: tener que partir de la apariencia pero no para quedarse en ella (la palabra del lenguaje común) sino para llegar a la esencia (el término del lenguaje científico)". La investigación social. Editorial Humanitas-CELA TS, Buenos Aires, 1988,1, pág. 13.

Para estudiar las diferentes corrientes del pensamiento filosófico en tomo al problema de conocer,

16

“Formación Política” Teoría y Práctica • Volumen II • Análisis Estratégico de la Realidad

Programa Valores Democráticos y Gerencia Política - DPD-OEA

En esa totalidad, está metido el ser humano; él la quiere conocer porque es parte de ella, está inmerso como “sujeto cognoscente" 5 .

De un modo simple podríamos decir que la realidad toda se divide en sujetos y objetos;

yo soy sujeto porque conozco objetos, pero, en cuanto que otro me conoce, también soy objeto del conocimiento de ese “otro sujeto". De esta forma, en la realidad los sujetos y los objetos se entremezclan.

Mundo de sujetos Mundo de objetos
Mundo de sujetos
Mundo de objetos

Realidad total

En nuestro contacto con la realidad, nosotros no la percibimos directamente, sino que asumimos algo intermedio entre el sujeto y

el objeto. Se trata de una interpretación o, así lo vamos a llamar, “una representación o una imagen”.

Sujeto
Sujeto
a llamar, “una representación o una imagen”. Sujeto Representación Objeto Esta representación, es la causante

Representación

representación o una imagen”. Sujeto Representación Objeto Esta representación, es la causante de muchos

Objeto

Esta representación, es la causante de muchos desacuerdos entre los ciudadanos, un mismo suceso desata una serie de

interpretaciones, véanse solamente las actuaciones de los funcionarios públicos que están sometidos al escrutinio de las socie-

5 Ezequiel Ander Egg. Técnicas de Investigación Social. Editorial Humanitas, Buenos Aires, 1987 (21a. ed.), pág. 23. ¿Qué problemas se plantea el sujeto frente a la realidad? Porque conocer tiene su complejidad y no hay una única forma de acercarse a la realidad. El acto de conocer siempre incluye el hacerse preguntas. ¿Qué preguntas intervienen en el análisis de la realidad? Ciertas preguntas son respondidas de una o de otra forma por las diversas disciplinas de la filosofía, y a cada problema responde un cierto tipo de reflexión.

Problemas Tipo de Reflexión ¿Qué es lo real? ¿Cómo está constituido? Ontológica: Disciplina que investiga
Problemas
Tipo de Reflexión
¿Qué es lo real?
¿Cómo está constituido?
Ontológica: Disciplina que investiga los fundamentos últimos de la realidad,
qué son y cómo son posibles las cosas.
¿Puedo conocer? ¿Cómo lo conozco?
¿Qué caminos se utilizan para conocer?
Epistemológica: Disciplina que investiga los fundamentos del acto de conocer,
qué es y cómo se conocen las cosas.
¿Estos caminos son válidos?
Lógica: Disciplina que frecuente- mente ha sido reducida a una metodología del
pensar, pero que va más allá. Busca establecer claridad en el uso de los razonamientos
y las conclusiones a las que se llega en el uso de los diversos métodos.
¿Cómo me transforma lo que conozco?
Etica: Disciplina que investiga los actos humanos y su relación con el bien. El
conocer, en cuanto acto humano, es tema de la ética.
¿ Cómo transformo lo que conozco?
Política: En tanto que intento cambiar el o los objetos que conozco, ingreso en
el terreno de la política, que es la acción de lo posible.
“Formación Política” Teoría y Práctica • Volumen II • Análisis Estratégico de la Realidad
17
Programa Valores Democráticos y Gerencia Política - DPD-OEA
dades a las que sirven. Un único hecho puede enfrentar a las gentes, favoreciendo la
dades a las que sirven. Un único hecho
puede enfrentar a las gentes, favoreciendo
la creación de bandos de opinión al respecto.
De hecho, para algunos su propia perspectiva
es la única y su representación de los hechos
se convierte en verdad.
Presentación
=
Objeto
= Verdad

Así pues, alguna gente se mantiene en el conocimiento “aparente” de los hechos, en tanto que otros, por el contrario, buscan un conocimiento “esencial” de las cosas.

No obstante, no debe pensarse la persona como “lo mismo” que la representación, es un concepto, un medio para que la con- ciencia aprenda el objeto. Poder establecer

la diferencia entre la representación que yo me hago de las cosas y las cosas mismas es un acto de la conciencia.

Tener conciencia es un acto del sujeto, ya que es el sujeto quien puede decir: "¡Ajá!, ahora entiendo". Es un acto de la razón, se trata de la capacidad de establecer relación entre varios elementos, por ejemplo:

Sujeto Sujeto Representación Objeto Ciudadano Caos u orden Acontecimiento
Sujeto
Sujeto
Representación
Objeto
Ciudadano
Caos u orden
Acontecimiento

Un ciudadano cualquiera puede percibir ciertos acontecimientos como aspectos del orden de la cosas o bien como un caos en el orden habitual. Pero la asunción de que una cosa, un acontecimiento es tal o cual cosa “en realidad“ requiere de un

ejercicio de análisis que debe superar lo aparente.

Para superar el nivel de las apariencias de la realidad, es preciso reconocer que la
Para superar el nivel de las apariencias de la
realidad, es preciso reconocer que la realidad
se nos presenta como un sistema de
relaciones entre:
lo general
lo racional
lo
mediato 6
acertijos; relacionar es un paso importante
en el acto de conocer.

lo singular

lo sensorial

lo inmediato

Relacionar diversos elementos nos permite ensayar nuevas explicaciones a viejos

6 Este esquema se lo debemos a Juan B. Barreix Moares y Simon Castillejos Bedwell, quienes en su libro Metodología y Método en la praxis comunitaria exponen una forma de explicación del proceso de conocimiento. Ellos, siguiendo a Rosental, plantean el conocimiento como un proceso de elevación: de lo singular a lo general, de lo fenoménico a la ley. Cf. pág. 50.

18

“Formación Política” Teoría y Práctica • Volumen II • Análisis Estratégico de la Realidad

Programa Valores Democráticos y Gerencia Política - DPD-OEA

Es importante superar el conocimiento aparente porque en todos nosotros palpita el deseo de conocer la verdad. Algunos autores como Ezequiel Ander Egg, hacen la diferenciación entre saber cotidiano y saber científico 7 .

El saber cotidiano se caracteriza por ser superficial, no sistemático, a-crítico; sirve para vivir, pero no para explicar la complejidad de la realidad. ¿Este tipo de saber es inútil? No, sin embargo es muy estático, no explica causas o relaciones, es el reino de lo cono- cido. El saber cotidiano es, no obstante, importante porque en él duerme el cono- cimiento por descubrir; sólo unos ojos atentos, esperando establecer las relaciones necesarias, permitirán hacer los descu- brimientos pertinentes.

La investigación

científica

descu- brimientos pertinentes. La investigación científica Por otro lado, el saber científico tiene método, es

Por otro lado, el saber científico tiene método, es sistemático y crítico. Pero no es absoluto, es decir, las verdades alcanzadas son rela-

Urrutia lo expresa así:

la

investigación social siempre será una

lucha entre lo ya conocido y lo que está por conocer, en esta perspectiva, la historia de la ciencia ha sido la historia de la batalla contra lo ya conocido 8 .

Lo conocido es apenas una parte de la

realidad; el análisis científico de la realidad nos permite ensanchar los límites de lo conocido. ¿Cuanto realmente sabemos de

lo real?. Según Barrow, “

saber si lo sabemos todo, aún cuando lo sepamos.” 9

nunca podremos

Los límites de la ciencia en cuanto lo que es posible conocer admite que es más fácil establecer leyes y mejores comprensiones de procesos naturales (físicos y biológicos) que de procesos sociales, la humanidad es con mucho un objeto difícil de atrapar (en términos cognitivos).

La lo realidad conocido total
La
lo
realidad
conocido
total

tivas y están siempre a la espera de nuevos descubrimientos y del mejoramiento cualitativo de las verdades conocidas.

7 Ezequiel Ander Egg. Técnicas de la Investigación Social. Editorial Humanitas, Buenos Aires, pág. 26. 8 Urrutia. La investigación social. pág. 13 . 9 Barrow, John D. “ Imposibilidad “ Gedisa Editorial. Barcelona 1999. Pag. 110.

“Formación Política” Teoría y Práctica • Volumen II • Análisis Estratégico de la Realidad

Programa Valores Democráticos y Gerencia Política - DPD-OEA

19

Las ciencias intentan establecer relaciones entre elementos del mundo, de la realidad, que nos permitan decir: ¡Ajá!

Desde hace ya muchos años, siglos, los ciudadanos nos hacemos ayudar de otros conocimientos que no provienen direc- tamente de la vida cotidiana. Ciencias como la Historia, la Geografía, la Lingüística, la Arqueología, la Antropología, nos ayudan a mejorar nuestra convivencia. Hoy también nos hacemos ayudar de otras ciencias para comprender los deseos y necesidades del pueblo en nuestra realidad; la Economía, la Política, la Sociología, la Psicología, etc., son ciencias que nos ayudan a decir: ¡Ajá!

estamos metidos, es dinámica, cambia, se transforma, como todo lo que está en la historia.

Podemos decir entonces que todo cono- cimiento, incluido el científico, es histórico, y por consiguiente está sujeto a cambios, a modificaciones. De lo que se sigue que el conocimiento humano está condicionado por factores, tanto internos del sujeto como externos a él.

Según el sociólogo Ezequiel Ander Egg, hay tres condicionamientos del conocimiento, en cuanto que éste es un producto de la cultura 10 .

En este sentido, Ciencias como la psicología aportan a los procesos psicológicos de los jóvenes y las mujeres, y especialmente la Psicología Social que apoya el conocimiento del comportamiento de los grupos humanos en determinadas situaciones. En el mismo sentido, se puede reconocer el apoyo de la Sociología en la comprensión de los fenómenos sociales o del Trabajo Social que ha aportado tanto al trabajo con las comunidades.

La situación contextual Los marcos de referencia anteriores Sujeto
La situación
contextual
Los marcos de
referencia anteriores
Sujeto

Los factores

personales

Ahora bien, ¿es suficiente asistirse del conocimiento de las ciencias sociales para tener una mejor comprensión de la realidad? No, es necesario tener en cuenta otros aspectos, como veremos en seguida.

4.3. Percepción e Interpretación de la Realidad

1. La situación contextual. Aquí se enfatiza el hecho de que el ser humano que
1.
La situación contextual. Aquí se enfatiza
el hecho de que el ser humano que
conoce es un sujeto histórico, esto es,
está aquí y ahora, ubicado en el espacio
y en el tiempo, con una familia, un
pueblo y unas condiciones económicas
sociales concretas. Cómo analiza su
realidad un niño croata de la década
de los ochenta, y cómo analiza la suya
un niño centroamericano de la misma
década; pareciera que el ambiente
definitivamente los influiría en su forma
de comprender el mundo.

Como hemos visto, la realidad que se presenta ante nosotros y en la cual nosotros

10 Ander Egg, Op cit. Pag. 24.

20

“Formación Política” Teoría y Práctica • Volumen II • Análisis Estratégico de la Realidad

Programa Valores Democráticos y Gerencia Política - DPD-OEA

2.

Los marcos de referencia. Aquí se en- tiende por marco de referencia el cúmulo de ideas, los conocimientos, su ideología , las creencias y convicciones que la persona trae, o sea, el equipaje mental con el que viaja por la historia. Es aquello en lo que cree, su saber cotidiano y científico. Podríamos hablar de sus categorías de pensamiento.

Así por

ejemplo, Jesús tenía su propio

marco de referencia. Culturalmente era judío y, más aún, era semita; esto marcó su modo de ver las cosas. ¿Se imaginan

que Jesús hubiera sido hindú o egipcio? ¿O que Jesús hubiera nacido doscientos años antes o doscientos años después? Bueno, algunas cosas habrían cam-

biado11.

3. Los factores personales. Se trata del ámbito más cercano al sujeto: dónde nació, dónde vivió, quiénes fueron sus vecinos y, sobre todo, quién es. Se consi- dera el factor de la personalidad que determina, de cierto modo, la forma de ver la realidad.

¿Qué es lo que le permite al sujeto percibir la realidad? Primeramente los sentidos. Entre el sujeto y la realidad median los sentidos, que es lo que le permite al sujeto entrar en contacto con lo exterior. El sujeto ejecuta dos movimientos: uno hacia afuera, "la inteligencia" o "el raciocinio"; y uno hacia dentro, "la reflexión".

y uno hacia dentro, "la reflexión". R E F L E X I Ó N (Capacidad

REFLEXIÓN

(Capacidad de volverse sobre sí mismo)

(Capacidad de volverse sobre sí mismo)
Sujeto
Sujeto

INTELIGENCIA

(Racional)

(Capacidad de

relacionar)

Sujeto INTELIGENCIA (Racional) (Capacidad de relacionar) Objeto Percibir la realidad tiene algunos problemas, ya que

Objeto

Percibir la realidad tiene algunos problemas, ya que no hay un solo enfoque para hacerlo, hay varios. Partiendo de nuestro esquema fundamental, explicaremos tres de ellos.

Esquema Fundamental Sujeto Interpretaciones Objeto = Verdad
Esquema Fundamental
Sujeto
Interpretaciones
Objeto
=
Verdad

4.3.1. Primer Enfoque: el sujeto

Hay un enfoque que considera que la verdad está contenida en el sujeto que conoce y juzga, de modo que el objeto es suprimido. Entonces:

Sujeto = VERDAD
Sujeto
=
VERDAD

11 Aquello que hemos llamado categoría del pensamiento, se refiere al peso que tienen ciertos conceptos como: rápido- lento, espacio-tiempo, bello-feo, bueno- malo etc.

“Formación Política” Teoría y Práctica • Volumen II • Análisis Estratégico de la Realidad

Programa Valores Democráticos y Gerencia Política - DPD-OEA

21

Este planteamiento es conocido también como subjetivismo, pues se termina sujetando la verdad al sujeto concreto que conoce, de manera que lo verdadero es lo que yo conozco y pienso. La verdad entonces es relativa, todo es relativo, puesto que todos los datos dependen del sujeto que conoce. El que interpreta y comprende los hechos, la realidad es el sujeto; por lo tanto, no hay hechos puros sino hechos interpretados.

organizativos o pobres contenidos sociales, es evaluada como "muy buena", "muy bonita", "hubo mucha gente y fue un éxito", "me sentí lleno de gozo", o "fue un desastre”, "no me sentí lleno", "no hubo suficientes dinámicas", "faltó fraternidad", si se recurre a lo afectivo, a lo subjetivo como apoyo para evaluar la realidad y no tomamos en cuenta otros aspectos, estamos entonces frente al subjetivismo.

Esta supervaloración del sujeto y de su papel en el proceso de conocer, es lo que algunos autores señalan como obstáculos para la investigación científica de la realidad 12 .

El sujeto es importante, no obstante, en relación con el objeto, desconocer el valor del mismo significaría abandonar la rigu- rosidad del análisis de la realidad y entregarse a una superficial explicación de las cosas, válidas sólo para mí, por ejemplo:

¿Han tenido la experiencia de participar en decenas de reuniones y asambleas, en las que los organizadores del evento en el momento de hacer evaluaciones sobre la actividad, normalmente parten de un estado anímico para reflexionar? Es así como una actividad que ha dejado grandes frutos

Podemos decir que este tipo de experiencias personales no son y no las podemos deses- timar, sin embargo debemos dar a cada dimensión su importancia, ya que en nuestros eventos lo afectivo es importante, pero no lo es todo.

4.3.2. Segundo Enfoque:

la representación

En Psicología hay un importante principio que explica la existencia de la representación:

"nuestras percepciones no son repro- ducciones mecánicas o pasivas de la realidad". 13

Efectivamente, tenemos representaciones de las cosas: ideas, imágenes, palabras, fotos, escritos, etc. Por cada objeto real concreto tenemos un objeto real representativo.

SUJETO PERCEPCIÓN OBJETO REPRESENTACIÓN SUJETO ARBOL 12 Un autor como Felipe Pardinas, advierte contra la
SUJETO
PERCEPCIÓN
OBJETO
REPRESENTACIÓN
SUJETO
ARBOL
12 Un autor como Felipe Pardinas, advierte contra la subjetividad: "Subjetividad quiere decir aquí la tendencia a juzgar
los hechos observados y las situaciones que contemplamos tomando como base la emocionalidad o la afectividad,
favorable o adverso, que una persona, un grupo, un hecho despierta en nosotros, dejando a un lado el examen rígido de
las razones de nuestro juicio respecto a esa persona, grupo o situación". Metodología y Técnicas de Investigación en
Ciencias Sociales. Siglo XXI Editores, México D. F., 1986 (29a. ed.), pág. 18
13 En el libro de Armando Campos S. Introducción a la Psicología Social. EUNED, San José, 1985, Tema VII, se analiza clara
y sistemáticamente la relación entre sensaciones, percepciones y pensamiento. Cf. pág. 197.
“Formación Política” Teoría y Práctica • Volumen II • Análisis Estratégico de la Realidad
22

Programa Valores Democráticos y Gerencia Política - DPD-OEA

En este caso, árbol no es el objeto real concreto; es sólo una representación (una palabra), pero una representación que quiere decir algo y tiene su significado para mí. Si la representación árbol no fuera árbol sino HHH}}, ya no tendría significado o bien sería la representación de otra cosa. Lo que

permite que cada palabra signifique "tal cosa"

y no "otra cosa" es la convención, es decir,

el acuerdo general acerca de su significado. No obstante, ¡atención! Se puede percibir

y no significar, o lo que es lo mismo, percibir

la realidad y no poder decir: ¡Ajá !

cosas "no captan", "no entienden" el significado de las experiencias. Así, nos ha parecido de muy mal gusto; encontramos con un joven que no ha vibrado por tal cosa, mientras nosotros hemos salido de la actividad "realizados“; sin embargo, no es culpa del joven que ha "percibido" pero no le ha "significado", o dicho de otra forma, lo que ha percibido no le ha "tocado" como ha nosotros, no ha sido transformado por la experiencia de la misma forma. No es cuestión de que el sea malo y nosotros buenos, es cuestión de tener o no las claves de interpretación adecuada.

Son muchos los jóvenes que participan en actividades políticas (encuentros, asambleas, reuniones) y a pesar
Son muchos los jóvenes que participan en
actividades políticas (encuentros, asambleas,
reuniones) y a pesar de que perciben las
Así pues, podemos concluir que la realidad
tiene dos ámbitos:
LO REAL
REPRESENTATIVO
ARBOL
LO REAL
CONCRETO

Toda representación de la realidad concreta, es insuficiente.

¿Qué pasa cuando el que ve la realidad concreta identifica totalmente el objeto con la representación? En tal caso estamos frente al racionalismo. En este momento, la representación es igual al objeto y, en definitiva, es la verdad.

REPRESENTACIÓN = OBJETO = VERDAD REPRESENTACIÓN = VERDAD
REPRESENTACIÓN
= OBJETO
= VERDAD
REPRESENTACIÓN
= VERDAD

“Formación Política” Teoría y Práctica • Volumen II • Análisis Estratégico de la Realidad

Programa Valores Democráticos y Gerencia Política - DPD-OEA

23

El racionalismo parte de la presunción de

4.3.3.

Tercer Enfoque:

que la razón puede captar los objetos directa

y totalmente. Se trata de una confianza absoluta en la razón.

Según este enfoque, todo conocimiento real es originado en el pensamiento, "porque el pensamiento es la verdadera fuente y fundamento del conocimiento humano" 14 . Luego, la realidad debe ajustarse a la representación de modo que la realidad sea explicada por mi pensamiento, mi esquema mental, mis teorías. En última instancia, la verdad es lo que yo pienso, o mejor dicho:

lo teórico de mi pensamiento, mi esquema mental, que no es otra cosa que la estructura de representaciones mentales, el telón de fondo de mi horizonte de comprensión.

Hay una tendencia racionalista muy difundida en nuestras experiencias de formación con los jóvenes. Pareciera que lo más importante

es que el joven sepa o "conozca la doctrina";

a partir de esto, algunos responsables de

organizaciones creen que "entre más sepa

el objeto

Este enfoque propone que el contenido de verdad lo tiene o lo integra exclusivamente el objeto. La verdad de la realidad está, entonces, fuera del sujeto; él es un mero espectador frente a una realidad que sólo tiene posibilidad de constatar y no de intervenir.

El sujeto aparece determinado por la realidad

Este tipo de reflexión es conocida como empirismo, dado que la única fuente de conocimiento es la experiencia, el hecho dado; no existen elementos racionales anteriores. Todos nuestros conceptos, aun

los más generales y abstractos, derivan de

la experiencia. Al ser suprimido del esquema

fundamental el sujeto, se niega simultá-

neamente a la instancia teórica. Así:

OBJETO

=

VERDAD

Entonces, ¿cómo debe ser el acercamiento

a la realidad?

el

joven, mejor militante será". De esta forma,

el

joven se convierte en alguien que puede

recitar la doctrina (política, por ejemplo), pero que no es capaz de experimentarla adecuadamente; es decir, no logra articular sus conocimientos sobre su experiencia de

La investigación científica, por tanto, debe buscar y constatar la presencia de la verdad en el objeto y extraerla. Así, la construcción de los hechos científicos que son recons- trucciones abstractas de los hechos reales, se reduce a una simple constatación y la ciencia un registro de los datos que son constataciones sobre los hechos y que consecuentemente, contienen la verdad 15 .

Nuestras experiencias personales están llenas de personas para quienes lo que se ve es lo
Nuestras experiencias personales están llenas
de personas para quienes lo que se ve es lo
que existe, y las cosas son blanco o negro,
olvidando la complejidad de la realidad y
sus múltiples tonalidades grises. En tanto
que el sujeto es suprimido, y por ende
determinado, el sujeto no interesa; interesa,
por ejemplo: la ley, la norma, el orden dado,

vida y los conocimientos adquiridos.

No logra, en definitiva, que en su vida se exprese aquello en lo cual cree y, por otra parte, en sus convicciones no se expresa aquello que vive; existe una especie de divorcio entre esos dos ámbitos de su vida.

14 J. Hessen. Op. cit., pág. 55. 15 Carlos Urrutia. Op. cit., pág. 21.

24

“Formación Política” Teoría y Práctica • Volumen II • Análisis Estratégico de la Realidad

Programa Valores Democráticos y Gerencia Política - DPD-OEA

la institucionalidad. Toda crítica, todo cuestionamiento a las cosas y a "cómo son las cosas", es visto como algo negativo, como soberbia. En este tipo de experiencia, lo que domina es el miedo y no el deseo de saber. Algunos han llamado a esta expe- riencia, conciencia ingenua 16 (ver 5.6).

Hemos visto cómo en cada una de estas tres formas de acercarse a la realidad, existen tres modos que, en definitiva, terminan por lograr apenas un conocimiento parcial de la realidad. Desde luego, estos modelos no se dan de forma pura y podemos encontrarlos en una misma persona o grupo de personas, que para diferentes experiencias aplican uno u otro modo, compartimentando así su percepción de la realidad.

¿Será que hay una forma de acercarse a la realidad que evite el subjetivismo, el racio- nalismo y el empirismo, o que, al menos, retorne lo mejor de cada uno? Sí, sí la hay.

4.4. Tipos de Aproximaciones a la Realidad

4.4.1. Modelos de Análisis

La ciencias en general se conducen con modelos para explicar e interpretar la realidad. Como se explicó antes, las ciencias uitilizan representaciones o concretos pensados para manejar la realidad.

Krauss nos ofrece una alegoría al respecto, cuenta que en una granja lechera, cuya producción era menor que la requerida,

consultaron a un físico, un ingeniero y un psicólogo para encontrar soluciones al problema y a todos se les dio tiempo para emitir un informe.

El ingeniero propuso una reducción del tamaño del establo para mejorar la eficiencia teniendo a las vacas más juntas ,así como una ampliación del diámetro de las man- gueras ordeñadoras, para mejorar el flujo de leche.

El psicólogo propuso pintar el interior del establo de verde y plantar árboles en el

paisaje de pasto de las vacas, para disminuir

el aburrimiento.

Por último cuando se llamó al físico, éste

pidió un pizarrón y dibujó en el un círculo

y comenzó diciendo: “supongamos que la

vaca es una esfera ”

17 .

Esta sencilla historia que nos ofrece Krauss, nos plantea la necesidad que tienen las ciencias en general de recurrir a modelos para simplicar la comprensión de los fenómenos y en Ciencias Sociales también sucede lo mismo. Conceptos como Demo- cracia, Pueblo, Clase, Reglas de Juego o Movimientos Sociales, son utilizados como partes de un rompecabezas teórico o como una caja de herramientas para poder “trabajar” la realidad.

Así el sociólogo o el politólogo no dibujan un círculo en la pizarra, pero escriben la palabra “Estado“ para designar un fenómeno

16 Jesús Andrés Vela, s. j. Técnicas y Práctica de las Relaciones Humanas. Indo American Press Service, Bogotá, 1991 (15a. ed.), pág. 99. 17 Krauss, Lawrence. “ Miedo a la física “. Editorial Andrés Bello.Santiago de Chile.1995, Pag. 23

“Formación Política” Teoría y Práctica • Volumen II • Análisis Estratégico de la Realidad

Programa Valores Democráticos y Gerencia Política - DPD-OEA

25

social complejo de cual nadie se puede abstraer, a no ser para poder analizarlo.

Una de las características que Krauss asigna

a los modelos científicos que representan al

mundo es que para poder realizar el trabajo de análisis el científico debe abstraer todos los detalles irrelevantes. Así la abstracción le permite a la ciencia social, en particular, trabajar con categorías de análisis tan generales que se puedan aplicar a todos los fenómenos que cubre dicha categoría y en particular a cada uno de los fenómenos particulares.

Los modelos son entonces explicaciones generales de los fenómenos, que se sirven de un conjunto de teorías y conceptos para trabajar la realidad. Requiere de métodos que hagan posible la verificación de las hipótesis planteadas y permitan extender el conocimiento de los fenómenos en su área de interés.

Si bien no es el tema central de este cuaderno desarrollar todos los modelos de análisis, mencionamos algunos de sus elementos para que los lectores puedan familiarizarse con ellos y hacer posteriores profundi- zaciones.

4.4.2. Análisis Estructural

Este modelo de análisis como lo indica su nombre, busca estudiar y comprender la estructura de la sociedad y su funciona- miento. Parte de la idea que la sociedad es un todo concatenado y sus partes tiene una íntima relación, reconoce que la sociedad tiene fundamentos o unas raíces, que si se conocen explicarían el resto del sistema social.

Parte de una comprensión de la sociedad como un bloque de tres partes que se correponden:

En Ciencias Sociales por ejemplo, para aproximarse a la realidad social y poder trabajarla, se sirve de varios modelos de análisis que le permiten ejecutar esa tarea, vamos a estudiar algunos de ellos, con la conciencia de que no son todos y que

además no todos sirven para analizarlo todo. Cada modelo tiene su utilidad y su finalidad

y también sus límites.

Lo ideológico

Lo político

Lo económico

Este modelo parte de los desarrollos teóricos de Marx, según el cual las formaciones sociales
Este modelo parte de los desarrollos teóricos
de Marx, según el cual las formaciones
sociales tienen una base económica que las
determina, es el modo de producción de
una sociedad lo que determina el resto de
las relaciones sociales, las jurídico-políticas y
las relaciones culturales –ideológicas.
“El tipo de relaciones de propiedad deter-
minó, en la perspectiva marxista, la naturaleza
del sistema económico y, por lo mismo, las
formas de intervención estatal y de régimen

Con los cambios acontecidos en los últimos treinta años, no está muy claro si el proyecto de la modernidad ha dado paso al proyecto de la post-modernidad (estado de frag- mentación de la cultura) y todo está en cuestión: El Estado, la Filosofía, los modelos de análisis mismos, la moralidad y las rela- ciones sociales. Pareciera que asistimos a una “reestructuración teórica“ 18 del mundo

de los modelos de comprensión que nos fueron tan caros.

y

18 Jiménez, Edgar. En “ Las decisiones políticas “. Siglo XXI editores & IFE.México 2001.Pag.223.

26

“Formación Política” Teoría y Práctica • Volumen II • Análisis Estratégico de la Realidad

Programa Valores Democráticos y Gerencia Política - DPD-OEA

político. De este modo se estableció una cadena entre sistema económico y sistema de fuerzas político sociales, lo que dio lugar a entender al subdesarrollo como portador de una estructura económica heterogénea en la que coexisten múltiples formas de modalidades capitalistas, más atrasadas o modernas“ 19 .

Se suele recurrir a la idea del árbol para expresarla plásticamente.

Las raices constituyen la actividad económica de una sociedad: la producción de la riqueza, su circulación, distribución y consumo cerrarían el círculo económico. Incluye por lo tanto una descripción de los sectores que intevienen en el ciclo económico y sus rela- ciones interdependientes.

El tronco constituye el soporte visible de la sociedad, es la forma en que las sociedades organizan sus relaciones, tiene un compo- nente jurídico o formal que regula dichas relaciones y uno institucional que expresa la

forma en que las sociedades se organizan para dirimir sus conflictos y tambien las for- mas de cooperación. En este punto de suelen analizar las instituciones del Estado.

El follaje constituye la parte más colorida de

las sociedades, su cultura, costumbres, formas de pensar y las conductas sociales aceptadas

o no. Se suele recurrir al análisis de los

instrumentos privilegiados de la ideología:

los procesos educativos, la religión o reli- giones, las buenas formas y costumbres y los que ellas expresan, la moralidad aceptada, etc.

El análisis de estructura busca explicar las

contradicciones fundamentales de las sociedades y su desarrollo en la historia, las líneas de articulación que conectan el pasado con el presente. Este tipo de análisis requiere de ser actualizado con información espe- cializada y ello supone el trabajo de un equipo de personas con capacidades analíticas y de síntesis.

Espacio Aquí y ahora Tiempo
Espacio
Aquí y
ahora
Tiempo

Allá y

entonces

Área de cobertura del Análisis Estructural

19 Jiménez, Edgar. En “ Las decisiones políticas “. Siglo XXI editores & IFE.México 2001.Pag. 218. Para un repaso de las principales corrientes modernas del análisis político, ver el capítulo 4.

“Formación Política” Teoría y Práctica • Volumen II • Análisis Estratégico de la Realidad

Programa Valores Democráticos y Gerencia Política - DPD-OEA

27

Actualmente este tipo de análisis ha ido quedando en manos de especialistas y de organizaciones con una buena cantidad de recursos informáticos, investigativos, docu- mentales. Otro problema que enfrenta es el desplazamiento de la economía política como disciplina y el desarrollo de tendencias econométricas en las instituciones de análisis político.

4.4.3. Análisis Coyuntural

El análisis de coyuntura remite en primer lugar a una necesidad, la necesidad de conocer un estado de cosas que de una u otra forma afectan a la organización a la cual pertenezco y respecto de la cual se requiere hacer algo. Dificilmente se puede pensar en alguien que quiera hacer un análisis de coyuntura por razones estéticas.

Este análisis es un poderoso intrumento para reducir la ignorancia de nuestra posición en los escenarios políticos donde nos desa- rrollamos y queremos avanzar.

Una determinación de posición El establecimiento de la fuerza real, en el

marco de la sociedad de contexto, sus aliados

y adversarios, así como sus debilidades.

En última instancia el Análisis de Coyuntura pretende darle a los sujetos de dicho análisis un conjunto de orientaciones sobre dónde están, con quiénes se cuenta o no, cuáles son las tendencias que imperan, qué se debe hacer, qué se puede hacer y cómo se debe hacer. Es por lo tanto una actividad inteligente que busca mejorar la posición y fuerza relativa de la organización u organizaciones en la dinámica de la sociedad, siempre teniendo como horizonte las relaciones de poder y las utopías de quien hace el análisis.

Así las cosas, el análisis de coyuntura puede tener una intención conservadora, reformista

o revolucionaria.

Gallardo nos plantea un conjunto de cate- gorías internas del Análisis de Coyuntura. 21

“El análisis de coyuntura, entonces, es un diagnóstico de la situación actual de las fuerzas
“El análisis de coyuntura, entonces, es un
diagnóstico de la situación actual de las
fuerzas sociales con vistas a captar las
tendencias y posibilidades de su desarrollo
Acontecimientos. O hechos que adquie-
ren relevancia política especial para el
actor que lo analiza.
y
cambio y, también, es la evaluación de
nuestra fuerza relativa, de nuestra posición
y
de nuestra capacidad para influir en esa
20
correlación de fuerzas
Fase situacional. Corte en el tiempo deri-
vado de una necesidad de análisis, debi-
do a cambios que alteran el espacio
político y pueden
ser
Hay en el Análisis de Coyuntura unos
elementos fundamentales a considerar:
a. Modificaciones de las prácticas
políticas.
Un conocimiento previo
Un diagnóstico de las condiciones en las
que se desarrolla la organización, sus intereses
b. Aparición de nuevas fuerzas o rear-
ticulación significativa de las antiguas.
y necesidades.
Una previsión
Comprensión de las posibilidades y riezgos
de la organización de cara al futuro.
20 Gallardo Helio. “ Fundamentos de formación política “
Análisis de coyuntura. Editorial DEI. San José, 1988. Pag. 32.
21 Gallardo Helio. Op cit. Pag. 100-115. Remitimos al lector
interesado al texto original.
“Formación Política” Teoría y Práctica • Volumen II • Análisis Estratégico de la Realidad
28
Programa Valores Democráticos y Gerencia Política - DPD-OEA
 

c.

Modificación de las relaciones de poder entre las fuerzas y actores en la escena política.

Escenarios. Espacio social y/o simbólico en donde se desarrollan los aconte- cimientos.

Actores políticos. Entidades individuales

colectivas que representan interéses sectoriales.

o

Relaciones de fuerza. Desarrollo relativo de las capacidades de los actores para alcanzar sus objetivos o responder

a

las acciones de otros.

Relación estructura-coyuntura. Define

el gran juego de fuerzas de los actores

involucrados en una situación particular, de dimensiones locales, regionales o mundiales. Espacio Aquí y ahora
involucrados en una situación particular,
de dimensiones locales, regionales o
mundiales.
Espacio
Aquí y
ahora
Tiempo

Área de cobertura del Análisis Coyuntural

Por último, el Análisis de coyuntura se desarrolla en un espacio-tiempo de menor cobertura que el del Estructural, pero tiene pretensiones de abarcar un ámbito político suficiente que le permita articular adecua- damente lo político con la política y definir entonces las acciones pertinentes de posicionamiento y fuerza políticas.

4.4.4. Análisis Estratégico

El término estrategia procede del griego strategos que significa “general“ o capacidad de mando, siempre ligado a las tareas de un ejército. Posteriormente la palabra vuelve a tomar relevancia en el marco de la Teoría de los Juegos de Von Neuman y Morgensten (1947). 22

Actualmente se conocen dos grandes enfo- ques de estrategia, el llamado modelo Estandar y el llamado modelo Histórico, ambos en el mundo de los negocios.

El Modelo Estandar:

(énfasis en el análisis) Como modelo racional se expresó de dos

formas; primero, como estrategia orientada

a la planificación; y segundo, orientado a

adaptar las empresas a su entorno o modelo adaptativo.

Este modelo comparte en sus dos orienta- ciones cuatro elementos:

Ambiente. Conjunto de condiciones en los que se mueve la empresa.

Misión. O el objetivo más alto al que se debe la empresa.

Análisis de situación. Consideración de su posición en el mercado y sus recursos.

Proyecta cómo aplicar sus recursos. Decisiones que mejoran su posición.

A

la base de este modelo se encuentra la

idea de que a la acción le precede el análisis

y que la ejecución corre a cargo de aquellos

que no hicieron el análisis, pero que quieren ejecutarlo “con el mínimo de sorpresas posibles“. 23

22 Von Neumann, J. Y O. Morgensten, “Theory of Games and Economic Behavior ”, 2ª ed Princeton: University Press, 1947. 23 Esta sección está apoyada principalmente en los desarrollos teóricos de Henry Mintzberg et al. “ El proceso estratégico ” Prentice Hall, México. 1997.

“Formación Política” Teoría y Práctica • Volumen II • Análisis Estratégico de la Realidad

Programa Valores Democráticos y Gerencia Política - DPD-OEA

29

El Modelo Histórico:

(énfasis en la acción) Henry Mintzberg elaboró un enfoque en el cual lo fundamental está dado por lo que ya la organización está realizando o ha realizado, define la estrategia como “el patrón de una serie de acciones que ocurren en el tiempo“. 24

A partir de ahora y a pesar de la dificultad de trasladar términos que originalmente han sido desarrollados en el ámbito de las empresas, hablaremos de organizaciones o bien de instituciones según sea el caso o la necesidad.

En el enfoque de Minztberg, la organización tendría una estrategia, aún cuando no hiciera planes.

Esta idea fundamental le permite al autor establecer que la base de una estrategia, la dan los patrones de actuación de las organizaciones, actos que son congruentes entre si. Congruencia que podría originarse en la planificación o no de las mismas. Contrario senso, en el enfoque estándar, no se concibe una estrategia sin planes. Habría

por lo tanto en la mente de los organizadores una intensión estratégica, es decir una especie de línea entre fines y medios o en última instancia, una conducta racional que

orienta las acciones, sean estas estratégicas

o no.

Así las cosas, para Mintzberg una organización podría encontrarse en cualquiera de los siguientes estadios estratégicos:

Estrategia realizada Un conjunto de acciones o serie conver- gente de medidas, caracterizadas por la consistencia en el tiempo.

Estrategia deliberada Se han formulado intenciones y se avan- za a su realización.

Estrategia emergente Comportamiento consistente aunque no intencional.

Estrategia no realizada Cuando la organización esta bloqueada y no puede poner en práctica sus inten- ciones estratégicas.

Estrategia Propuesta Esquema de Mintzberg Estrategia deliberada Estrategia no lograda Estrategia lograda 24 Mintzberg
Estrategia Propuesta
Esquema de Mintzberg
Estrategia deliberada
Estrategia no lograda
Estrategia lograda
24 Mintzberg et al. “ El proceso estratégico “ Prentice Hall, México. 1997, pag. 3.
Estrategia emergente
“Formación Política” Teoría y Práctica • Volumen II • Análisis Estratégico de la Realidad
30
Programa Valores Democráticos y Gerencia Política - DPD-OEA

El problema fundamental radica en que el comportamiento o conducta de los que toman decisiones, no siempre es intencional. Se podrían desarrollar acciones no inten- cionadas que en el curso del tiempo se convierten en patrones y posteriormente adquirir el rango de estrategia, no obstante según el decir de Rumelt “ las estrategias de una persona son las tácticas de otra, lo que es estratégico depende de dónde esté uno sentado “ 25 .

Claro está, que lo deseable es que en el plano de lo social y político, las decisiones obedezcan cada vez más a modelos racio- nales y en el plano del análisis estratégico o en la planeación estratégica con mucha mas razón.

Pero ¿qué quiere decir en el análisis estra- tégico que ésta obedece a una racionalidad?

En primer lugar racional apunta a intencional. El análisis estratégico es una actividad racional porque parte de una voluntad o una intención de conocer el estado actual de una cosa, una situación o un fenómeno en función de un futuro deseado.

“El mejor modo de afrontar el futuro es mediante el uso de estrategias. Una estrategia puede ser vista como una predicción de tipo peculiar, ya que nos muestra lo que sucederá en el futuro, pero también nos indica las acciones que debemos realizar para garantizar que el escenario previsto se haga realidad“ 26 .

25 Citado por Mintzberg, pag. 17. 26 Rufasto, Augusto. “ Inteligencia estratégica en los negocios “. Lima , 2002. Documento electrónico. http://estrategiapro.tripod.com. Pag. 11. 27 Elster, John. “ El cambio tecnológico “. Gedisa Editorial, Barcelona, 1992. Pag. 66.

4.4.5. Racionalidad e Intencionalidad

Como dice John Elster “la conducta inten- cional está esencialmente relacionada con el futuro“, 27 debido a que su orientación incluye la satisfacción de ciertos deseos, creencias y acciones.

De hecho la satisfacción de un deseo sólo es posible en el futuro, de lo contrario la flecha del tiempo se regresaría; el deseo está basado en la “ausencia de ese algo” que se desea: un objeto material, psicológico, espiritual o social.

Una explicación de acciones intencionales incluiría necesariamente la demostración de que tal o cual actor hizo lo que hizo por una razón o un conjunto de razones.

Un actor social por ejemplo, podría creer y desear que las propuestas de su organización sobre salud ambiental, son fundamentales para el sobrevivencia futura de su sociedad y las sociedades aledañas. Sin embargo, esta misma propuesta vista desde los proveedores de servicios básicos, como energía, agua y redes de comunicación, podrían considerarla como descabellada. En este caso pareciera que ambos sectores tienen buenas razones para impulsar una u otra idea, pues cada uno de los actores se ubican en racionalidades diferentes.

Todo plan de desarrollo por ejemplo, se basa en un conjunto de supuestos que lo hacen racional, pero en el fondo todos parten de una idea, la idea de poder “anticiparse“ al futuro y tratar de controlar desde el presente la orientación del futuro. La intencionalidad aquí se muestra como un espacio de libertad “activa“ en el cual los actores sociales toman decisiones sobre el curso de los acon- tecimientos.

“Formación Política” Teoría y Práctica • Volumen II • Análisis Estratégico de la Realidad

Programa Valores Democráticos y Gerencia Política - DPD-OEA

31

 

Carlos Matus 28 hace una síntesis de dichos presupuestos que intentan articular dos aspectos complementarios que intervienen en la inteligencia estratégica a saber, la realidad y su interpretación:

El tiempo dentro del cual transcurre la realidad es continuo, pero la planificación que aspira a actuar sobre ella tiene otro (tiempo) discontinuo o convencional y para operar debe hacerlo planificando los siempre necesarios ajustes, que

“La realidad tiene su estructura y, otra las ideas que tratan de expresarla, si bien hay entre ambas una correspondencia no mecánica, sino mas bien dinámica y creadora.

pueden ser tanto en ritmo como en dirección.”

Un mentalidad estratégica por lo tanto, es una mentalidad anticipadora no sólo de los fines y de los medios que se utilizarán para

La realidad constituye una totalidad que el análisis puede descomponer en partes, aislando elementos. Aquí la correspon- dencia se daría entre una totalidad material y una totalidad analítica.

alcanzar los objetivos deseados, sino también de los posibles obstáculos que se opondrán a esta inteligencia anticipadora, mejor dicho, se opondrán a la materialización de esa inteligencia.

La realidad constituye una totalidad que

la “

esencia de la estrategia

es construir

el análisis puede descomponer en mo- mentos, algunos de los cuales son más o

una posición que sea tan solida (y po-

tencialmente flexible) que la organización

menos significativos

la segmentación

pueda lograr sus metas a pesar de lo

de la realidad contínua en un tiempo convencional supone que captará mo- mentos críticos de esa realidad espe- cíficamente significativos a los fines del análisis.

La realidad y sobre todo la histórico social, tiene un desenvolvimiento en el tiempo que la planificación pretende abarcar,

por un

comportamiento- que tratan de penetrar esa realidad con sus contradicciones, desequilibrios y desajustes y por el otro, con un -modelo normativo- que procura imponer a esa misma realidad una racionalidad formal.

imprevisible del comportamiento fuerzas externas” 29 .

de las

En segundo lugar, racional apunta a optimización. El análisis estratégico es una actividad racional que busca maximizar las opciones disponibles o bien, encontrar “la

mejor opción“ al elegir entre los medios para

la realización de los fines. No obstante lo dicho, no hay una relación mecánica entre
la realización de los fines. No obstante lo
dicho, no hay una relación mecánica entre
racionalidad y optimización, pues de hecho
se pueden dar comportamientos racionales
aunque no optimos 30 .
A este respecto Elster reconoce dos alter-
nativas de elección racional, una conducta
racional optimizadora y una conducta
racional satisfaciente. Esta última estaría
marcada por ser una alternativa “lo
suficientemente buena “para satisfacer tal o
cual deseo, aunque no “la mejor“.

lado, formulando – modelos de

El contrapunto dialéctico entre la reali- dad y las ideas que aspiran a entenderla, explicarla y modificarla, pone de relieve contradicciones que el plan pretende racionalizar.

28 Matus, Carlos. “ Estrategia y plan “. Siglo XXI editores, 6ª edición, México, 1985, pag. 71. 29 Quin, James Brian. “ Estrategias para el cambio”. En El Proceso estratégico, op cit. Pag.13. 30 Para un análisis de estas contradicciones ver Elster, op cit. Pág. 69.

32

“Formación Política” Teoría y Práctica • Volumen II • Análisis Estratégico de la Realidad

Programa Valores Democráticos y Gerencia Política - DPD-OEA

CONDUCTA No intencional Intencional Racional Irracional Optimizadora Satisfaciente Paramétrica Estratégica
CONDUCTA
No intencional
Intencional
Racional
Irracional
Optimizadora
Satisfaciente
Paramétrica
Estratégica
Información
Información
Juegos con
Juegos sin
completa
incompleta
estrategias
estrategias
dominantes
dominantes
Incertifumbre
Riesgo
Con
Sin
Soluciones
Soluciones
solución
solución
óptimas
Sub. óptimas
Gráfico de Elster 31

La conducta racional optimizadora por el contrario busca la satisfación del deseo en términos de “lo mejor“, siempre y cuando lo mejor se de dentro de un rango de posi- bilidades que van desde lo inferior a lo superior.

En el caso de que los actores tengan claridad del rango de posibilidades que el ambiente les ofrece y por lo tanto tienen noción de los límites de la satisfacción, se encuentran el área de lo óptimo-paramétrico.

En la racionalidad estratégica “el agente actúa en un medio de otros actores, ninguno de los cuales puede suponerse menos racional o sofisticado que él mismo“ 32 , lo que implica que todos los actores estarán

31 Elster John, op cit. pág. 65. 32 Elster John, idem pág. 71.

haciendo básicamente lo mismo, es decir, anticipándose a las acciones de los otros con el propósito de obtener las mejores posi- bilidades de satisfacción en cuanto a los objetivos propuestos.

Si los otros pueden ser tan hábiles como usted en la anticipación de las acciones, entonces entran en juego dos elementos fundamentales de la inteligencia estratégica, el uso racional de los recursos disponibles y el uso racional del uso del tiempo disponible. Racional en el sentido de óptimo y por lo tanto, el más económico, puesto que un mal uso de los recursos (materiales, humanos, financieros) puede ser tan desastroso, como un mal uso del tiempo disponible. La coherencia entre estos tipos de economías puede ser la diferencia entre el éxito o el fracaso de cualquier plan estratégico.

“Formación Política” Teoría y Práctica • Volumen II • Análisis Estratégico de la Realidad

Programa Valores Democráticos y Gerencia Política - DPD-OEA

33

El análisis estratégico de la realidad tiene al igual que los otros modelos anteriores un área de cobertura, centrada en el futuro, pues este análisis pretende como elemento de la planeación estratégica, reducir la incertidumbre.

La planeación estratégica tiene su punto de partida en el análisis estratégico y ámbos son reductores de incertidumbre, aunque la incertidumbre no desaparecerá nunca en las consideraciones del futuro, se descarta por lo tanto su infalibilidad.

Espacio Aquí y ahora Tiempo
Espacio
Aquí y ahora
Tiempo

La incertidumbre acompaña todo el proceso

“Pero sé cada vez mejor que el único conocimiento que vale es aquel que se nutre de incertidumbre y que el único pensamiento que vive es aquel que se mantiene a la temperatura de su propia destrucción33

4.4.6. Elementos del Análisis Estratégico - Político

Las organizaciones sociales y políticas tienen cada vez más frente a sí mismas, como ya lo hicimos ver, altos niveles de incertidumbre; un conjunto de fenómenos económicos y sociales que hacen difícil la sobrevivencia o permanencia de tales organizaciones dentro de esa gran red de organizaciones que es la sociedad. La fronteras de dichas organizaciones se van haciendo más“ porosas“ 34 , especialmente las fronteras de los Partidos Políticos que en términos de misión, han ido perdiendo paulatinamente (recurriendo a otro tipo de instituciones grupos de presión, gremios, medios de

comunicación) su identidad y roles funda- mentales. En la Reunión de Expertos sobre Fortalecimiento de la Gobernabilidad Democrática de noviembre del 2003, en Washington D.C. se constató en el apartado de diagnóstico, numeral 2.1.4. como una de las causas de la ingobernabilidad en América Latina, lo siguiente:

“Crisis de Representación: Los partidos políticos se reconocen como fundamentales para la gobernabilidad
“Crisis de Representación: Los partidos
políticos se reconocen como fundamentales
para la gobernabilidad democrática, sin
embargo las sociedades han perdido la fe
en estas instituciones como legítimos
representantes de sus intereses y están
recurriendo a otro tipo de instituciones
(grupos de presión, gremios, medios de

33

34

Morin. E. 1999. “El método I”. La naturaleza de la naturaleza . Ediciones Cátedra. Madrid. P. 38. Énfasis del autor.

Para profundizar en el cambio de las fronteras entre Estado y Sociedad, ver Oscar Ozlak “Estado y Sociedad: las nuevas fronteras” en El rediseño del Estado. Kliksberg,B. FCE. México,1994 .

34

“Formación Política” Teoría y Práctica • Volumen II • Análisis Estratégico de la Realidad

Programa Valores Democráticos y Gerencia Política - DPD-OEA

comunicación, etc.) para cubrir esa nece- sidad, para llenar ese vacío. Se consideró que los partidos políticos han perdido legitimidad, sobre todo como instrumentos de conexión natural entre la sociedad civil y las instituciones gubernamentales.” 35

Este estado de situación hace fundamental que las organizaciones sociales y políticas asuman como parte de su capacidad ins- talada, el análisis estratégico como una herramienta clave para su permanencia y significación en las sociedades en las que se desarrollan.

El análisis estratégico es sólo una parte importante de un todo mayor que podemos llamar Administración Estratégica de los Procesos Sociales y Políticos. Ésta incluiría algunos elementos fundamentales:

El Estratega:

Actor social o político

responsable de las diversas actividades estratégicas. Puede ser una persona o una organización (perqueña o grande)

El Marco de referencia: Conjunto de ideas políticas o filosóficas que movilizan al actor y su percepción del entorno.

El análisis: Proceso de recolección de información vital para su posicionamiento en la sociedad, de acuerdo con sus interéses.

El Planeamiento:

Proceso y diseño de la

o las estrategias.

Programas y proyectos estratégicos. Producto resultante del anterior.

La Gestión estratégica:

Proceso de

implementación de los Planes y progra- mas.

El

Análisis Estratégico de la Realidad es una

parte importante del análisis político, pero debe quedar claro que es sólo una parte, que combinada con otros niveles de análisis (estructural y coyuntural) darían a los que toman decisiones en las organizaciones

sociales y políticas, los insumos necesarios para descubrir, ordenar e interpretar la realidad que los desafía. Pero no se queda ahí, pues el propósito fundamental de estos modelos de análisis es tomar posición frente

a los procesos sociales e intentar trans-

formarlos, mediante un conjunto de acciones que pretenden ser emancipadoras, es decir “buscan determinar los futuros posibles y conocer su grado de ocurrencia, para de este modo orientar la acción“ 36

4.4.7. Metodología del Análisis Estratégico

El diseño de estratégias, parafraseando a

Andrews, es:

el proceso intelectual de confirmar lo

que una organización podría hacer en términos de oportunidades del entorno, de decidir qué puede hacer en términos de su capacidad y poder, así como de reunir estas dos consideraciones mediante un equilibrio óptimo

Aquello que quieren hacer los decididores de la organización se debe incluir en la

decisión estratégica

de lo que debería de hacer una organización“ 37

(como un imperativo)

35 Consejo Permanente de la OEA. Secrataria General. Documento 3801/03. Reunión de Expertos sobre fortalecimiento de la gobernabilidad democrática. Noviembre del 2003. Página 4. 36 Bas, Enric. “ Prospectiva ” Editorial Ariel, S.A: Barcelona, 1999. Pag.32. 37 Andrews, Kenneth R. “ El concepto de estrategia corporativa “, En El Proceso Estratégico. Op. Cit. Pag. 72

“Formación Política” Teoría y Práctica • Volumen II • Análisis Estratégico de la Realidad

Programa Valores Democráticos y Gerencia Política - DPD-OEA

35

Está ampliamente aceptado que todo proceso de análisis estratégico debe estar precedido de un diagnóstico de situación. En el marco del análisis político, como indicamos antes, este diagnóstico estaría conformado por el análisis estructural y el de coyuntura, dado que estos dos análisis combinados nos suplirían información vital para el análisis de entorno y el análisis interno que pasamos a explicar.

1. Visión Estratégica

La visión estratégica pretende darle a la organización su identidad o los elementos que la hacen peculiar o la distinguen de las otras. Este aspecto es muy importante ya que en nuestras sociedades hay cientos de organizaciones, haciendo cientos de cosas, muchas de ellas sin una definición clara de su rol en la sociedad.

Lo que nos lleva a afirmar que si todo es centro, nada lo es.

La visión estratégica proporciona el grupo de creencias fundamentales de la orga- nización, sus valores y convicciones más importantes. Allí se ubican su visión del presente y del futuro, así como los grandes objetivos que se propone.

Es la guía o la filosofía de la organización, que puede provenir del pensamiento de un

o

unos fundadores, de una reunión originaria

o

asamblea general. Lo importante no es el

método que se uso para llegar a esa visión sino, el nivel de apoyo que recibe de los miembros de la organización.

Actualmente suele usarse los términos: Visión - Misión - Objetivo.

Misión: Es una declaración de principios en torno a la razón de ser de la organización. Su existencia le permite a la organización separar los trivial y cotidiano de lo funda- mental. Responde a las siguientes preguntas:

¿Cuál debería ser nuestra actividad? ¿Cuál es el objeto de nuestra existencia? ¿Qué tiene de singular nuestra organización? ¿A quienes nos interesa dirigirnos?

Cualquier organización política requiere de una personalidad, de un algo que le permita diferenciarse de las otras, especialmente de aquellas que hacen “lo mismo“. En un ambiente en que las organizaciones se parecen mucho, dado que comparten una especie de igualdad no pretendida, los observadores sociales o los ciudadanos, enfrentan grandes dificultades para optar por una u otra alternativa.

Debe poder expresarse con claridad y sen- cillez de modo que pueda ser comunicada adecuadamente
Debe poder expresarse con claridad y sen-
cillez de modo que pueda ser comunicada
adecuadamente al interior y al exterior de
la organización.
Visión: Es una extensión de la Misión pero
en términos de cómo se materializa ésta. Es
una imagen de futuro respecto de cómo se
ve a sí misma la organización en futuro
determinado.

En las sociedades democráticas especial- mente, los Partidos Políticos han ido perdiendo identidad orgánica e ideológica. Hubo una época en la que los rangos estaban definidos, derecha – centro - izquierda y resultaba más fácil posicionarse críticamente frente a ellos. Hoy el centro se ha hecho ubicuo, el centro se ha “ensanchado“, a tal punto que pareciera que todos los partidos están en el centro.

36

“Formación Política” Teoría y Práctica • Volumen II • Análisis Estratégico de la Realidad

Programa Valores Democráticos y Gerencia Política - DPD-OEA

Como lo afirma Rufasto “Las visiones son sueños inteligentes que perciben una atractiva y probable realidad futura“ 38

Objetivos Estratégicos: Conjunto de acciones que deberán ser desarrolladas para lograr los grandes propósitos; que implica definir y determinar los campos estratégicos que afectan el rumbo de la organización, priorizar los problermas a resolver, plantear las soluciones, establecer el orden de las prioridades, determinar las principales fuerzas de la organización, definir los cambios que se deben aplicar, etc.

2. Ambiente Externo

El conocimiento de los factores externos o

análisis de entorno es un elemento indis-

pensable para evitar la miopía del estratega

o de la organización que desea posicionarse en la sociedad de tal cual forma.

Según Mintzberg, “el analizar aquello que está fuera de la organización, después de analizar aquello que está en el interior, puede llevar a las personas a tener prejuicios o los ojos vendados. Quizá se presente una tendencia a interpretar los hechos del ambiente sólo tras el filtro de aquello que las personas consideran cierto acerca de la organización“. 39

A esto habría que agregar que las personas

solemos desarrollar fuertes lazos afectivos con nuestras organizaciones, de modo que es una fuerte tentación hacer una lectura inversa de la realidad, es decir, la leemos desde donde nos sentimos cómodos.

Los aspectos a evaluar son básicamente dos:

A- las tendencias del entorno, sea este local, departamental, nacional e internacional. Y posteriormente B- las tendencias de los actores que interactuan con nuestra organización y nuestro proyecto, para ello desarrollamos el Mapa de Actores.

Posteriormente estos dos análisis se sintetizan en la determinación de las oportunidades y las amenazas. Más adelante veremos el desarrollo del FODA.

3. Mapa de Actores

El mapa de actores es una herramienta útil para “valorar las relaciones de fuerza entre los actores y estudiar sus convergencias y divergencias con respecto a un cierto número de posturas y de objetivos asociados. A partir de este análisis, el objetivo de la utilización del método es el de facilitar una ayuda para la decisión de la puesta en marcha de su política de alianzas y de conflictos“ 40 .

El primer paso es identificar a los otros actores que de alguna forma tienen relación con nuestros objetivos, bien sea para apoyarlos, bien sea para obstaculizarlos.

Para ello es importante disponer de infor- mación sobre los actores:

¿Quiénes son aquellos (que en virtud

de su relación con nuestra organización)

nos interesa incluir en el Análisis Estra- tégico? ¿A quiénes debo considerar en

mi análisis, como principales actores de

modo que pueda establecer con claridad su importancia para mis planes

38 Rufasto, Augusto. “ Inteligencia estratégica en los negocios “. Lima , 2002. Documento electrónico. http://estrategiapro.tripod.com. Pag. 71. 39 Mintzberg, op cit. Pag. 63. El énfasis es nuestro. 40 Godet, Michel. “ La caja de herramientas de la Prospectiva Estratégica “ Prospektiker, cuaderno 5. Paris , Abril 2000. Pag. 51

“Formación Política” Teoría y Práctica • Volumen II • Análisis Estratégico de la Realidad

Programa Valores Democráticos y Gerencia Política - DPD-OEA

37

operativos? Puede ser un solo actor o varios actores.

¿Qué es lo que les interesa más al actor

o actores en relación con nuestra orga- nización? Normalmente está ligado a

interéses del tipo: Aumentar su poder en cuanto a la autoridad, los conocimientos,

la tecnología, la toma de decisiones, la

solución de algún problema específico,

la influencia y prestigio, etc.

¿Cuál es la situación desde la que se parte?, que expresa el estado de cosas que se quiere cambiar en relación con los actores. Se puede hacer uso de las siguientes variables: Estilo de organiza- ción, toma de decisiones, acciones concretas, Participación y gestión social, financiación, etc. • ¿Cuál es el estado que se desea alcan- zar y cómo este se diferencia del anterior? ¿Cómo modificar mi relación con los actores y hacia dónde?

Hay tres tipos de estado en cuanto a los actores:

Aliado. (favorece directa o indirec- tamente nuestro proyecto) • Neutro. (no muestra ningún interes en particular, pero es susceptible de cambios de posición) • Oponente. (obstaculiza abierta o solapadamente nuestro proyecto).

Michel Godet nos ofrece otro formato para ubicar actores según el cual “se construye un plano de influencia-dependencia de actores. El análisis de las relaciones de fuerza de los actores antepone las fuerzas y las debilidades de cada uno los actores, sus posibilidades de bloqueo, etc.” 41

Los tipos de actores reconocidos son:

1-Actores dominantes.2-Actores autónomos. 3- Actores de enlance. 4- Actores dominados.

Actores dominantes Actores de enlace Actores autónomos Actores dominados Dependencia Los puntos representan las
Actores dominantes
Actores de enlace
Actores autónomos
Actores dominados
Dependencia
Los puntos representan las distintas posiciones de los actores
41 Godet, Michel. “ La caja de herramientas de la Prospectiva Estratégica “ . Pag. 52
“Formación Política” Teoría y Práctica • Volumen II • Análisis Estratégico de la Realidad
38
Programa Valores Democráticos y Gerencia Política - DPD-OEA
Influencia

4. Ambiente Interno

Frente a los desafíos del ambiente (análisis de entorno) en el cual se desenvuelve la organización es necesario establecer con claridad cuáles son “las oportunidades y las amenazas que tiene la organización, identificando los factores medulares para el éxito en ese campo. Después el estratega debe estudiar las fuerzas y las debilidades internas de la organización, con lo que

obtiene un panorama de las competencias distintivas de la organización“ 42 .

Este instrumento de trabajo es conocido como el método FODA, Fortalezas, Opor- tunidades, Debilidades y Amenazas. En inglés se le conoce como SWOT, Strengths, Weaknesses, Opportunities, Threats. Aunque algunos prefieren llamarlo FORD, Fortalezas, Oportunidades, Riesgos y Debilidades. En Brasil por comodidad del lenguaje le llaman DAFO.

Hacia dentro Hacia fuera • Fortalezas • Oportunidades Son condiciones propias de la organización que
Hacia dentro
Hacia fuera
• Fortalezas
• Oportunidades
Son condiciones
propias de la
organización que
se estudian y que
impulsan los
cambios deseados.
Son condiciones
propias de la
organización que se
estudian y que
favorecen los
cambios deseados.
• Debilidades
• Amenazas
Son condiciones
propias de la
organización que se
estudian y que
bloquean los
cambios deseados.
Son condiciones
propias de la
organización que se
estudian y que
limitan los cambios
deseados.

42 Mintzberg, Op.cit. pag, 55.

“Formación Política” Teoría y Práctica • Volumen II • Análisis Estratégico de la Realidad

Programa Valores Democráticos y Gerencia Política - DPD-OEA

39

El paso siguiente es sumar los datos de F+O para obtener una estrategia de Maximización de las áreas fuertes.

Fortalezas + Estrategia de Posición deseada Oportunidades Maximización Haga una síntesis entre las fortalezas y
Fortalezas
+ Estrategia de
Posición deseada
Oportunidades
Maximización
Haga una síntesis entre
las fortalezas y las
oportunidades, de modo
que tenga un panorama
claro de todos los
elementos o fuerzas que
le ayudan a desarrollar
su proyecto.
¿Cómo se cierra esta brecha, entre
lo que se tiene y lo que se desea?
¿Mediante qué acciones y pasos
se fortalecen las capacidades de
su organización en la consecución
de los objetivos ?
Cuando se ha logrado
definir el tipo de actores
que somos y nuestra
posición a partir de las
fortalezas, se puede definir
en dónde queremos estar.

Posteriormente se suman los datos de D+A para obtener una estrategia de minimización de las áreas débiles.

Debilidades + Estrategia de Posición deseada Amenazas Minimización Haga una síntesis entre las debilidades y
Debilidades
+
Estrategia de
Posición deseada
Amenazas
Minimización
Haga una síntesis entre
las debilidades y las
amenazas, de modo que
tenga un panorama
claro de todos los ele-
mentos o fuerzas que le
impiden desarrollar su
proyecto.
¿Cómo se cierra esta brecha, entre
lo que se tiene y lo que se desea?
¿Mediante qué acciones y pasos
se reduce los obstáculos o impedi-
mentos que no le permiten a la
organización desarrollar sus
objetivos?
Cuando se ha logrado
definir el tipo de actores
que somos y nuestra
posición a partir de las
debilidades, se puede
definir en dónde quere-
mos estar.
el Mapa de Actores, la comprensión de las fortalezas y las amenazas y los recursos
el Mapa de Actores, la comprensión de las
fortalezas y las amenazas y los recursos
disponibles.
La posición deseada, definidad por una suma
de los datos provenientes de los Objetivos
Estratégicos, el Mapa de Actores, las Oportu-
nidades y las Amenazas, así como de las
estrategias de minización y maximización,
inclusive los recursos requeridos para su
implementación.
La formulación de estrategias parten de un
conjunto de premisas, que para Mintzberg
son siete:

Las estrategias no son sólo para aumentar las fortalezas, sino también para reducir el impacto de las debilidades de la organización.

El resultado del Análisis FODA nos proveerá de un conjunto de estrategias que serán parte de la estrategia general de la organización y que entrarán a operar de acuerdo con el grado de prioridad que se le haya asignado.

Al término de este proceso tendremos dos grandes productos:

La posición actual, definida por una suma de los datos provenientes del diagnóstico,

40

“Formación Política” Teoría y Práctica • Volumen II • Análisis Estratégico de la Realidad

Programa Valores Democráticos y Gerencia Política - DPD-OEA

1- La formulación de estrategias debe ser un proceso racional, controlado y cons- ciente.

2- La responsabilidad del control y la intención debe depender del ejecutivo de más alto rango o el estratega.

3- El modelo para formular la estrategia debe ser sencillo e informal.

4- Las estrategias deden ser singulares y que las mejores deben ser el resultado de un proceso creativo.

5- Las estrategias brotan de un proceso de diseño que se debe completar.

6- Las estrategias deben de ser explícitas y de ser posible articuladas, o muy sencillas.

7- Sólo una adecuada formulación de estrategias (completas, explícitas, sencillas) podrá dar paso a una ade- cuada ejecución. 43

La brecha estratégica es la distancia racional y operativa que existe entre la situación

actual (determinada) de la organización y la situación deseada (proyectada de la organización). Cerrar esa brecha es el propósito fundamental de las diferentes estrategias que se elaboren para maximizar las fortalezas y minimizar las debilidades en las áreas que se consideren estratégicas es decir, claves para poder generar los cambios deseados.

Por último debemos decir que todo este esfuerzo en las organizaciones debe desembocar en un Plan de Acción que exprese los objetivos de las diferentes estrategias (de organización, de financiamiento, de comunicación, de expansión, de formación de cuadros, de incidencia, etc.)

La planeación estratégica, según el decir de Tomás Miklos “es una actitud, una forma de vida; requiere dedicación para actuar sobre la base de la observación del futuro y determinación para planear constante y sistemáticamente como parte integral de la dirección. Además representa un proceso

mental, un ejercicio intelectual, más que una

serie de procesos, procedimientos “

44

43 Mintzberg. Op cit. Pag 57.

44

Miklos, Tomas. “ Las decisiones políticas “ Siglo XXI editores & IFE. México 2001.pag.33.

“Formación Política” Teoría y Práctica • Volumen II • Análisis Estratégico de la Realidad

Programa Valores Democráticos y Gerencia Política - DPD-OEA

41

• Estrategias

4.4.8. Esquema de la Planeación Estratégica

Oportunidades

Estratégicos

Debilidades

Fortalezas

Amenazas

• Objetivos

Historia y Propósitos• Elementos de Comunicación Misión Visión Objetivos

T endencias del entorno• Cercano (Mapa de Actores) Tendencias del entorno Lejano (Mundial)

Determinar los factor es• de éxito

Evaluación del Actor Principal (desempeño)

2. Ambiente Externo

V isión Estratégica1.

3. Ambiente Interno

42

Diagnóstico Nuestra posición actual
Diagnóstico
Nuestra
posición
actual
• Brecha Asuntos Estratégica Plan de Acción a verresol Calendario• Nuestra • Recursos posición
Brecha
Asuntos
Estratégica
Plan de
Acción
a verresol
Calendario•
Nuestra
Recursos
posición
deseada
Propósito

“Formación Política” Teoría y Práctica • Volumen II • Análisis Estratégico de la Realidad

Programa Valores Democráticos y Gerencia Política - DPD-OEA

4.5. Bibliografía

Bibliografía

1- Ander Egg, E. 1987. ”Técnicas de Investigación Social“. Editorial Humanitas, Buenos Aires.

2- Bas, E. 1999. “Prospectiva”. Editorial Ariel, S.A. Barcelona.

3- Barreix Moares J. B. y Simon Castillejos B1986. “Metodología y Método en la Praxis Comunitaria“. Fontamara S.A. México.

4- Barrow, J. D. 1999. “Imposibilidad“. La ciencia de los límites y los límites de la ciencia. Gedisa Editorial. Barcelona.

5-

Campos S. A. 1985. “Introducción a la Psicología Social” EUNED, San

José.

6- Consejo Permanente de la OEA. Secretaría General. Documento 3801/03. Noviembre del 2003. “Reunión de Expertos sobre fortalecimiento de la gobernabilidad democrática”.

7- Elster, J. 1992. “El cambio tecnológico“. Gedisa Editorial, Barcelona,

8- Gallardo H. 1988. “Fundamentos de formación política“. Análisis de coyuntura. Editorial DEI. San José.

9- García Morente, M. 1979, “Lecciones Preliminares de Filosofía”. Editorial Mexicanos Unidos, México D. F.

10- Godet, M. Abril 2000. “La caja de herramientas de la Prospectiva Estratégica“ Prospektiker, cuaderno 5. Paris .

11- Hessen J

1981.”Teoría del Conocimiento”. Editorial Mexicanos Unidos, México D. F.

12- Jiménez, E. 2001. “Las decisiones políticas“. Siglo XXI editores & IFE.México.

13- Kliksberg,B. 1994 .”El rediseño del Estado”. FCE. México,

14- Krauss, L. 1995 “Miedo a la física“. Editorial Andrés Bello.Santiago de Chile.

15- Matus, C. 1985. “Estrategia y plan“. Siglo XXI editores, 6ª edición, México.

“Formación Política” Teoría y Práctica • Volumen II • Análisis Estratégico de la Realidad

Programa Valores Democráticos y Gerencia Política - DPD-OEA

43

16- Morales, A. 1990. “Análisis e interpretación de la realidad“. Indo-American Press Service. Bogotá.

17- Morin. E. 1999. “El método I“. La naturaleza de la naturaleza . Ediciones Cátedra. Madrid.

18- Mintzberg H.et al. 1997. “El proceso estratégico“ . Conceptos, contextos y casos. Prentice Hall, México.

19- Pardinas, F. 1986 “Metodología y Técnicas de Investigación en Ciencias Sociales”. (29a. ed.).Siglo XXI Editores, México D. F.

20- Peresson, M. 1989. “Análisis de estructura, análisis de coyuntura. Indo-American Press Service. Bogotá.

21- Rufasto, A. 2002. “Inteligencia estratégica en los negocios“. Lima , Documento electrónico. http://estrategiapro.tripod.com.

22- Tzu, S. 1999. “El Arte de la guerra“ Estimaciones 28. Editorial Troquel, Argentina.

23- Urrutia, C. 1988.". “La investigación social“. Editorial Humanitas-CELA TS, Buenos Aires.

24- Vela, J. A. 1991 “Técnicas y Práctica de las Relaciones Humanas”. Indo (15a. ed.). American Press Service, Bogotá.

25- Von Neumann, J. Y O. Morgensten, 1947. “Theory of Games and Economic Behavior”, 2ª ed Princeton: University Press.

44

Behavior” , 2ª ed Princeton: University Press. 44 “Formación Política” Teoría y Práctica • Volumen

“Formación Política” Teoría y Práctica • Volumen II • Análisis Estratégico de la Realidad

Programa Valores Democráticos y Gerencia Política - DPD-OEA

4.6. Guía de Estudio 1. ¿Qué significa? en el esquema fundamental los siguientes conceptos: •
4.6. Guía de Estudio
1.
¿Qué significa? en el esquema fundamental los siguientes conceptos:
Sujeto
Objeto
Representación
2.
¿Qué quiere decir? la frase de Urrutia “
de la lucha contra lo ya conocido”.
la
historia de la ciencia ha sido la historia
3.
¿De qué forma influyen en el conocimiento los factores personales?
4.
¿Cómo entiende el racionalismo?
5.
Enuncie al menos tres tipos de aproximación a la realidad.
6.
¿Qué se busca obtener con el análisis de coyuntura?
7.
¿Qué es un estrategia emergente?
8.
¿Cuáles son los pasos para la elaborar el FODA?
9.
¿Qué se pretende obtener del Mapa de Actores?
10. ¿Qué es la brecha estratégica?

“Formación Política” Teoría y Práctica • Volumen II • Análisis Estratégico de la Realidad

Programa Valores Democráticos y Gerencia Política - DPD-OEA

45

46

46 “Formación Política” Teoría y Práctica • Volumen II • Análisis Estratégico de la Realidad Programa

“Formación Política” Teoría y Práctica • Volumen II • Análisis Estratégico de la Realidad

Programa Valores Democráticos y Gerencia Política - DPD-OEA

5. Teoría

Psicosocial

5.1. Objetivos

Facilitar al lector/a – participante un conjunto de herramientas teóricas para abordar la realidad social como un constructo, que tiene diferentes niveles y van desde lo cotidiano a lo institucional y de qué modo estos influencian nuestras conciencias.

Construcción de la

Realidad Social

5.2. Percepciones Cotidianas de la Realidad

Yo escribo, Pilar escribe, traduce, habla en la radio, cuida del marido, cuida la casa, cuida de los perros, hace la compra, hace la comida, se encarga de la ropa, despacha la correspondencia, dialoga con el mundo, organiza el empleo del tiempo, acoge a los amigos que vienen a vernos, y escribe y traduce y habla en la radio, y cuida del marido, y de la casa, y de los perros, y sale a hacer las compras, y vuelve para hacer la comida y escribe, y traduce y habla en la radio y se encarga de la ropa, y acoge a los amigos, y sigue, incansable, dialogando con el mundo, y dice “Estoy cansada”, y luego dice “Pero no importa”. Yo escribo. José Saramago

45 Ver Volumen I, el apartado 5.2.3.

El diario vivir está lleno de actividades, como

las de Pilar; comer, subirse al bus, al carro,

a la bicicleta, caminar, hablar por teléfono,

dormir, trabajar, cuidar a los y las hijos/as, etc. Muchos de estos actos son hábitos que forman parte de las actividades coordinadas desde el inconsciente y se realizan a diario sin detenerse a pensar sobre si éstas son percibidas tal cual suceden.

La cotidianeidad está marcada por lo que se experimenta a través de los sentidos y las percepciones. En el Volumen I se des- cribieron los principios generales con los que se perciben objetos. Esta tendencia general, podría decirse que se reproduce de la misma forma en las practicas de la vida, con la percepción interpersonal. 45

“Formación Política” Teoría y Práctica • Volumen II • Análisis Estratégico de la Realidad

Programa Valores Democráticos y Gerencia Política - DPD-OEA

47

Si se tiene claro que percibir un objeto no es lo mismo que percibir a una persona,(en términos de significación) también se puede

diferenciar entre la percepción interpersonal

y la percepción de un grupo o algún acon-

tecimiento sociocultural.

Quienes hacen un análisis sobre la cotidia- neidad como parte de la construcción social, son Berger y Luckman, entre otros. Estos autores establecen principios básicos sobre como se va construyendo la realidad,

pasando por la vida cotidiana, la objetividad

y la subjetividad de la sociedad, y en este

campo las percepciones surgen como parte de lo que ayuda a la realización de la cons-

trucción y el análisis de la realidad.

Para las personas la vida cotidiana se presenta como realidad, interpretada desde la signi- ficación que le dan, en un mundo que les

parece lógico 46 . El trabajo

de comida, etc. los percibimos como reales

porque son parte de nuestra cotidianeidad.

Esta presentación de la realidad requiere de elementos que la estructuren. En principio

la percepción de la realidad y su construcción

parte de la conciencia, la cual es intencional

y permite diferenciar los campos de la realidad en los cuales la persona se mueve, podría decirse a través de la percepción y así logra formar un mundo propio de sus actos y he- chos cercanos.

diario, las horas

Luego se encuentra el mundo intersubjetivo, en éste entra en juego el compartir con las demás personas, aparece entonces el sentido común que se refiere al mundo que es común

Las percepciones cotidianas llegan a inter- nalizarse en las personas de tal forma que la importancia del asunto ya no la perciben por ser algo cotidiano, como la violencia en lugares de la ciudad de Guatemala o las favelas de Brasil, la corrupción, el machismo etc. Las percepciones cotidianas pueden hacer ver algo que es perjudicial para la sociedad como algo que es parte de la naturalidad de la vida cotidiana y por lo tanto se acepta, porque la repetición de éstas se vuelven parte de los hábitos percibidos cotidianamente integrándose en la infor- mación y comunicación establecida diaria- mente. Esto puede hacer que las personas caigan en una especie de conformidad ante

las situaciones perjudiciales, como la violencia

y la discriminación hacia la mujer.

Pero esto no quiere decir que por percibirlas así, deberán seguir siendo parte habitual de las conductas sociales. Entonces, es aquí en donde entra en juego el análisis crítico de lo que se percibe en la cotidianeidad, que podría decirse -es el fundamento de los

cambios-

modificación ante los hechos sociales. Así como en algún momento, la inquisición, la esclavitud, las dictaduras militares, las desapariciones forzadas fueron parte de la cotidianeidad de las sociedades, ahora en algunos casos han desaparecido estas prácticas, tal como se llevaban a cabo en su época, porque se logró establecer una crítica

y permite establecer principios de

a las personas con quienes se comparte la vida cotidiana. Este mundo compartido requiere de
a las personas con quienes se comparte la
vida cotidiana. Este mundo compartido
requiere de la temporalidad, es decir un
orden temporal de las acciones de la vida
cotidiana, obliga a combinar los proyectos
de vida y a saber que esta temporalidad
tiene un límite con la propia muerte.

ante esta cotidianeidad perjudicial.

46 Berger, P y Luckman,

48

“Formación

T 1984 La construcción social de la realidad. Madrid Amorrortu Editores.

Política” Teoría y Práctica • Volumen II • Análisis Estratégico de la Realidad

Programa Valores Democráticos y Gerencia Política - DPD-OEA

Otro aspecto importante dentro de la vida cotidiana es la interacción social que se da en un intercambio con las demás personas,

al enfrentarse con ellas, en un “cara a cara” como lo mencionan Berger y Luckman. Este enfrentarse, establece la percepción interpersonal iniciando esquemas que tipifican a las personas, es decir los encierran en categorías (profesor, extranjero, agradable) las cuales son recíprocas entre el que tipifica

y el tipificado. El último elemento de la es-

tructuración de la vida cotidiana que tra- taremos es el lenguaje, pieza clave para la transmisión del conocimiento que se forma

a través de las interacciones diarias, las cuales permiten una mejor comunicación en la vida cotidiana.

Estos cinco elementos son establecidos en la construcción social de la realidad de las personas, los cuales se vuelven parte de la armazón de la cotidianeidad. Como en el caso de Pilar, mencionado al inicio del texto, se percibe que su vida está llena de acti- vidades conscientes pertenecientes a dife- rentes realidades, que comparte con otras personas dándole el orden necesario para realizarlas y al mismo tiempo interactúa con otros/as, que la tipifican y ella tipifica, teniendo el lenguaje oral y escrito para transmitir su cotidianeidad. Al igual que muchas mujeres, se percibe en Pilar un exceso de actividades que son cotidianas y tipificadas quizás como naturales, lo cual hace que ella las pueda transmitir de la misma forma esta- bleciendo un patrón social que convive dentro del sistema social, sin ver más allá de lo que este hecho significa para ella (can- sancio, estrés, etc.).

El exceso de actividades cotidianas de las mujeres es una forma de explotación que

47 Berger, P y Luckman, T 1984 Op Cit. P. 42. et. al.

no se palpa fácilmente porque mantenemos ideas creadas por la sociedad que estas actividades son propias de las mujeres y no de los hombres, así aunque las mujeres se desenvuelvan profesionalmente como los hombres, las labores de la casa son de ellas

ejerciendo un doble trabajo que no se percibe

y valora como tal.

Las percepciones que se hacen cotidiana- mente del contexto son parte de la persona porque la afectan emocional, conductual e ideológicamente en la medida que son más cercanas a su realidad y se encuentran dentro de los grupos a los cuales pertenece: género, étnico, etário, etc.

Es importante diferenciar que la vida cotidiana, establece dos sectores, 47 mientras no sea interrumpida se mantiene en un sector el no problemático, porque sigue su rutina como la de Pilar que es muy activa y dinámica. Pero si esta rutina se rompe por alguna dificultad aparece el sector proble- mático. Si a Pilar se le impone dejar de

escribir, traducir y hablar en la radio o se le pide que cuide a niños esto sería un problema porque no es parte de lo que ella maneja cotidianamente o se le interrumpe la rutina al dejar de hacer algo que es parte de ésta. El sector problemático, es una parte desco- nocida para la persona, porque hace encarar

a la persona con aspectos que pertenecen

a una realidad completamente distinta.

En algún momento de la cotidianeidad la persona puede encontrase con hacer con- mutaciones, es decir, cambios de la realidad de la vida cotidiana a realidades que aparecen dentro de una zona limitada de significado (caracterizadas por significados y modos de experiencia reducidas) dentro de las cuales

“Formación Política” Teoría y Práctica • Volumen II • Análisis Estratégico de la Realidad

Programa Valores Democráticos y Gerencia Política - DPD-OEA

49

se presentan experiencias religiosas y estéticas, mostrándose éstas dentro de la vida cotidiana y enmarcándola en ciertos espacios que distraen la atención de la cotidianeidad, provocando tensión en la conciencia por ser experiencias totalmente diferentes de la vida cotidiana.

Aun así, se nombran a través del lenguaje es decir, primero se deforman y luego se traducen para que entren en la vida cotidiana, en la realidad, de esta forma caemos nuevamente en la rutina la cual se

distribuye en el espacio y tiempo. El espacio, comprende una dimensión social en cuanto

a quienes rodean a la persona porque se cruzan en la vida cotidiana.

El tiempo es una aspecto muy importante

ya que si la persona se observa a sí misma, su conciencia mantiene un orden temporal

propio (ritmos psicológicos del organismo)

y otro compartido con la sociedad (calen-

dario, hora, etc.) ambos tiempos se entre- cruzan y provocan situaciones que hacen de ésta una estructura compleja, pero a la vez misteriosa que permite analizar desde la persona el entorno que posee y cómo es mejor moverse dentro de su realidad. Si a Pilar la sociedad a través de la costumbre le dice que ya es tiempo de tener hijos por tener 20 años, (orden temporal social) pero sin embargo a ella esa idea aún no le cuadra en su vida cotidiana (tiempo propio), tiene que jugar entre ese espacio social que dice que ya es tiempo y su opinión propia al respecto y en base a esto tomar decisiones que determinan la cotidianidad de Pilar,

el ajeno, permitirán encuentros y desen- cuentros en la sociedad compartida que vivimos, rodeada de situaciones, personas, creencias, estilos de vida, etc.

La cotidianidad exige a las personas objetivos, intereses y necesidades diversas dependiendo de su realidad diaria. Esta parte de la vida aunque es tan común, suele ser también muy diferente sobre todo cuando se en- cuentran las personas en contextos distintos. La cotidianeidad de una campesina tiene necesidades y establece intereses diferentes que los de una empresaria capitalina. Esta diversidad y complejidad en la vida cotidiana es lo que muchas veces puede llegar a determinar las líneas de pensamiento ideológico en las personas ya que las lleva

a identificarse con ideas que apoyan su cotidianeidad.

Continuando en la línea de la realidad coti- diana, encontramos que ésta diariamente fabrica pensamientos, necesidades, intereses, etc., que van formando a la sociedad en la

que se vive, aquí es donde entra en el análisis

la forma en cómo se construye la realidad

social.

5. 3. Orden Social: La Institucionalización de la Sociedad En el Volumen I, se explicó
5. 3. Orden Social:
La Institucionalización
de la Sociedad
En el Volumen I, se explicó cómo las percep-
ciones interpersonales y la comunicación
nos brindan información importante sobre
lo que nos rodea. El tema de la construcción
social de la realidad y su orden no puede
ser abordado sin recordar como la percepción
y la comunicación construyen cotidianamente
a las personas en un marco que representa
su realidad.
Autores como Watzlawick, se han dedicado
al estudio de lo que la realidad representa

volviéndola quizás confusa y compleja.

La vida cotidiana es un aspecto vital en la vida de cualquier persona, porque es el cons- tante enfrentamiento con la realidad y en la medida que se entienda que el análisis cotidiano propio y la intención por entender

50

“Formación Política” Teoría y Práctica • Volumen II • Análisis Estratégico de la Realidad

Programa Valores Democráticos y Gerencia Política - DPD-OEA

para la persona. Explica que no existe una sola realidad desde la perspectiva personal (psicológica), ya que un mismo objeto y situación puede ser contada y significada de

distinta forma según la construcción personal de cada quien. 48 Si bien esto es cierto, nuestra propia experiencia también nos marca una percepción común, lo que Berger

y Luckman explican como sentido común,

aquello que comparto de la realidad con las demás personas.

La realidad está llena de significados personales y colectivos y nuestra vida coti- diana formada por ambos significados, se acomoda tanto en nuestra historia individual como en la social. Los significados culturales provocan identificaciones con prácticas, ali- mentos, afectos, etc., según como se ha construido la persona individual y social- mente.

Generalmente escuchamos hablar sobre la

afectividad de los y las latinos/as y la frialdad de los y las europeas, dentro de la cultura latina, porque así se describe a las personas según el parámetro de afectividad latino- americana. Pero también se encuentran niveles de afectividad dentro de la misma cultura latina según el país en el cual se haya crecido, y dentro de un mismo país percibimos distintos comportamientos afectivos en las personas según a la región

a la cual pertenezcan.

Cada espacio se encuentra con una realidad inmediata y con una compartida, que afecta

a la mayoría de personas y significa una

identificación colectiva. Esta realidad se ve afectada por como la sociedad se estructura

y ordena. Los significados que han sido

asignados a grupos, características indi-

viduales, símbolos, etc. que construyen conductas y pensamientos, determinan el comportamiento individual y colectivo en la vida cotidiana de las personas.

Para Berger y Luckman las personas se inte- gran a un orden cultural y social, establecido por otras personas con anterioridad. Este orden, no es impuesto sino que surge de una relación dialéctica: el orden social es producto de la actividad humana y el ser humano es un producto social. De esta forma el orden social establece una forma de mantenerse a través de los hábitos de las personas. Todas las actividades repetidas frecuentemente crean un patrón transmitido Esta habituación de acciones transmitidas, según los autores es lo que antecede a toda institucionalización, la cual es la que se encarga de mantener el orden social. La institucionalización establece hábitos que generan interacción lo cual produce un sistema de tipificaciones o categorizaciones de las personas y las acciones de las personas, como parte del orden institucional. Estas acciones en la medida de su propia institu- cionalización se vuelven roles en las personas frente a determinada organización social.

Hasta aquí se puede ver que un compor- tamiento institucional es el que usa la persona para entrar dentro del orden social, formas de vestir, de comunicarse, roles de género, etc. Toda esta organización social se torna externa desde una realidad objetiva presen- tada a la persona, pero a la vez forma parte de ella, es decir, “La sociedad es un producto humano. La sociedad es una realidad objetiva. El hombre es un producto social”. 49

48 Watzlawick, P 2001 ¿ Es real la realidad? Confusión, desinformación , comunicación. España, Herder. 49 Berger, P y Luckman, T. 1984 Op Cit. Pag. 84

“Formación Política” Teoría y Práctica • Volumen II • Análisis Estratégico de la Realidad

Programa Valores Democráticos y Gerencia Política - DPD-OEA

51

En una línea de pensamiento parecida se encuentra Martín-Baró quien explica que “cada persona elabora su existencia a partir de un sistema social que encuentra ya como dato previo, pero el quehacer de cada colectividad humana será a su vez respon- sable de la prolongación o cambio de este sistema social” 50 . Afirmando así, que el sistema social es un producto humano, que puede o no, cambiar partiendo de datos establecidos en la historia desde la misma humanidad.

Aspecto importante de este producto humano es como se establece el orden y se interpreta para poder darle sentido, a la realidad que se presenta, siguiendo las normas establecidas. En el tránsito diario seguimos señales para caminar o conducir en una ciudad o pueblo.

Baró, las personas inicien cambios del mismo orden social.

La creación de estos símbolos surge en las personas a través de su propia socialización, es decir, su contacto con quienes le rodean y enseñan las reglas del juego de la sociedad en la cual se vive. En este tema Berger y Luckman distinguen la socialización a través de dos procesos distintos: socialización primaria y secundaria. 51

En este tema aparece la socialización definida dentro del mismo ámbito (psico-social), la cual permite el desarrollo de la persona indi- vidual y colectiva. La socialización no es una etapa, es una construcción constante de conocimientos, emociones y experiencias que la persona adquiere a lo largo de su vida.

El signo de ALTO, es el que indica que hay que parar, el estirar el brazo y apuntar con el dedo índice hacia el frente indica, que queremos parar el autobús, el color verde en el semáforo, recibir una factura, los mer- cados durante los domingos, etc.

La identificación y seguimiento de símbolos como estos, que son parte de la vida coti- diana pertenecen también al orden esta- blecido socialmente que se vuelven hábitos institucionalizados para mantener la estruc- tura social y que en parte permiten ese orden. Pero no siempre va ser un símbolo simple, existen estructuras más complejas como los grupos sociales, y religiosos que establecen normas institucionales para mantener el control social. El cual generalmente se man- tiene, a menos que, como plantea Martín-

Para Martín-Baró, la socialización son procesos psicosociales por medio de los cuales la persona se desarrolla históricamente en su individualidad y como miembro de una sociedad, en su colectividad. 52 Con esta definición el autor abarca tres aspectos: el desarrollo histórico de la persona, su iden- tidad personal y su identidad social. Es decir la socialización es un proceso que incluye la historia de la vida de la persona, a través de la cual las prácticas, ideas, comunicaciones, etc., forjan su identidad individual y lo hacen ser él o ella en esencia y también su identidad social como parte de un grupo con el cual comparte costumbres, realidades de la vida cotidiana, ideas, emociones, etc.

La socialización primaria se da en los inicios de la vida de la persona, podría
La socialización primaria se da en los inicios
de la vida de la persona, podría decirse que

50 Martin-Baró, I 1999 Sistema Grupo y Poder Psicología Social desde Centroamérica (II) El Salvador, UCA Editores pp. 49.

51

Berger, P y Luckman, T (1984) Op Cit, PP 164 y ss. 52 Martin-Baró, I 1983 Acción e Ideología. Psicología Social desde Centroamérica. El Salvador, UCA Editores

52

“Formación Política” Teoría y Práctica • Volumen II • Análisis Estratégico de la Realidad

Programa Valores Democráticos y Gerencia Política - DPD-OEA

es donde se forman las bases para com- prender el mundo que la rodea. Al nacer la persona encuentra una sociedad ya formada en la cual se inserta llegando a ser miembro de ésta. Durante esta socialización se en- cuentra el proceso de la internalización por medio de la cual se llega a comprender la colectividad en la que se vive. Este factor de la socialización primaria, permite la inter- pretación de un hecho mientras exprese significado, es decir, la manifestación del otro/a como algo que me trae sentido per- sonalmente y lo puedo interpretar, quizás no exactamente como él o ella lo transmiten pero si como algo que para la persona logra tener un significado.

La internalización está presente todo el tiempo durante la socialización primaria, siempre la persona intenta interpretar el mundo que la rodea y la mantiene en contacto con su realidad inmediata, con sus semejantes y luego con el mundo que está distante de si misma, pero no inalcanzable. La internalización es un proceso subjetivo porque se realiza a nivel personal con significados específicos que conforman un mundo estructurado. Estos significados mantienen una especie de construcción personal de la identidad de la persona, que al socializarse primariamente encuentra identificaciones que ayudan a la formación del YO como una estructura de la persona- lidad formando la identidad básica de la persona.

El siguiente paso, luego de encontrar un mundo propio, estructurado con sentido para sí misma se da con el crecimiento de la persona. En la medida que biológicamente la persona se desarrolla y prepara para obtener nuevos conocimientos, niveles afectivos y conductuales. El campo social

se le abre para internarse a nuevos sub- mundos de carácter institucional. Es decir al encontrar otros mundos, la persona se integra como parte de ellos. Estos sub- mundos se relacionan directamente con la división laboral, la clase social y en especial con los roles 53 que la persona asume dentro de cada espacio. Estos roles son determi- nados por el acceso al conocimiento que tiene, primero por las internalizaciones realizadas y en un segundo plano por las que se adquieren a través de procesos educativos.

En este paso las internalizaciones primarias se vuelven vulnerables ante el conocimiento nuevo, pero la dinámica de la rutina y la vida cotidiana hacen que se mantenga el equilibrio adquirido. Un cambio profundo en las internalizaciones primarias podría surgir en la socialización secundaria a través de reinterpretaciones extremistas de los hechos diarios que se realicen en un nuevo proceso de socialización.

Hasta aquí se abre paso a la identidad como un proceso adquirido a través de las iden- tificaciones encontradas en las socializaciones primaria y secundaria. Esta identidad es un factor que permite la vinculación de la persona con su colectividad a la vez que la hace parte diferente y única de la misma, a través de la realidad objetiva y subjetiva que se da con la relación dialéctica entre la persona y la sociedad y la cual puede ser modificada a través de las relaciones sociales.

5.4. Reproducción del Orden Social

El orden social, necesita mantenerse de tal forma que pueda seguir como orden, las

53 Entendemos estos roles como comportamientos adquiridos para una función social específica.

“Formación Política” Teoría y Práctica • Volumen II • Análisis Estratégico de la Realidad

Programa Valores Democráticos y Gerencia Política - DPD-OEA

53

instituciones mantienen ese orden dentro de lo que el sistema social necesita para seguir vivo. En una calle de Madrid, dice:

El sistema de enseñanza es la enseñanza del

sistema. Esta frase es una expresión de como

el mismo sistema utiliza sus mecanismos para

mantener el orden necesario, que tenga a una sociedad en aparente regularidad social, muy a pesar de todos los desordenes que se puedan dar.

Una de las esferas en las que nos socializamos de manera secundaria, es la escuela, ya que dentro de sus contenidos teóricos y prácticos, establece los roles de género, etnia y etarios que se deben jugar en la sociedad.

Estos roles aprendidos y establecidos a través de la socialización primaria en la familia, se interiorizan en la conducta humana y se practican diariamente, volviéndose parte de la rutina diaria que se hace inconsciente y generalmente no se cuestiona porque son procesos institucionalizados en la misma sociedad.

Respecto a como la rutina permite la repro- ducción del sistema Martín-Baró hace un análisis sobre como ésta, implanta normas sociales, a través del lenguaje y se vuelve parte natural de la vida común. La comuni- cación entra en juego en esta parte de la reproducción del orden social, ya que en la medida en que se hace rutina, comunicar algo, este algo se vuelve parte institucional de la sociedad.

tarlo con aparente tranquilidad, lo cual no quiere decir que ya sea normal para las personas y que no las asusta la violencia, sino que es parte de su cotidianidad y por lo mismo el sobresalto ante la violencia no se expresa de golpe y con angustia.

La rutina cotidiana se marca por medio del proceso de institucionalización, como se mencionó anteriormente 54 y necesita permanecer en la sociedad a través del sentido que se le da tanto objetivo como subjetivo. En este proceso de orden ins- titucional entra la legitimación que se entiende como la constitución de significados objetivos de “segundo orden”, tomando en cuenta que el “primer orden” surge en la institucionalización. La legitimación entra en juego para que la institucionalización sea permanente y se mantenga, este proceso alcanza cuatro niveles:

El primer nivel corresponde al sistema de objetivaciones 55 lingüísticas. El nombra- miento de relaciones primarias en las familias, es parte de esta legitimación, por ejemplo la designación, padre, hermano o hija, trae consigo una serie de reglas implícitas en las relaciones personales, que surgen a través del conocimiento aprendido sobre éstas en los círculos primarios de las personas. Lo mismo sucede con las relaciones cotidianas el decir compañero, amiga, esposo, etc., marcan una serie de actitudes que hay que establecer en una relación.

El segundo nivel corresponde a las pro- posiciones teóricas en forma rudi- mentaria, este aspecto
El segundo nivel corresponde a las pro-
posiciones teóricas en forma rudi-
mentaria, este aspecto de la legitimación
explica la forma en como los dichos
populares, refranes, principios morales, etc.,