Sei sulla pagina 1di 9

ETICA PARA AMADOR

FERNANDO SAVATER

Por
ALEJANDRO SUAREZ GARCIA

Docente
HONORIO

Asignatura
FILOSOFIA

INSTITUCION EDUCATIVA TECNICO INDUSTRIAL SANTIAGO DE ARMA


RIONEGRO, ANTIOQUIA
Marzo de 2011
CAPIRULOS 1/4

Capítulo 1. De qué va la ética.

Se nos habla de lo que puede ser lo bueno y lo malo, a partir de lo que nos
conviene, pero habla de que lo que es bueno nos conviene y para los demás
puede ser malo, pero para desarrollar esto hay unos obstáculos, que son lo que
a otros les convienen, pero esto no es lo que consideramos como bueno sino
como malo, y esos son los obstáculos, pero tenemos que saber que hay cosas
que están hechas solamente para hacer algo lo cual también puede significar
un obstáculo, pero a partir del ejemplo de las abejas y castores, nos damos
cuenta que es prácticamente imposible realizar actividades que están dentro de
lo que considero como una posible fantasía o algo parecido.

Se nos hace una comparación de el hombre con los animales en donde


menciona a las termitas y a Héctor que es un guerrero al igual que las termitas
que forman el reino, creo que en esta parte se nos quiere enseñar o dar a
entender que el hombre tiene el privilegio de ser libre, ya que el humano tiene
la capacidad de decidir lo que quiera y en este caso las termitas no pueden
cambiar lo que tienen que hacer. Se nos dice que no podemos hacer lo que
queramos; se puede hacer lo que queramos pero puede traer consecuencias
muy malas para nosotros, pero es cierto que tenemos la libertad muy limitada
porque hay cosas que nos suceden como consecuencia de lo que nos hacen
otras personas, que nos perjudican en algo o cosas que no nos incumben.
Cuando se nos plantea la voluntad, es muy parecido a lo anterior pero con
alguna diferencia, que hace que hagamos algo bien o mal.

Capítulo 2: Órdenes, costumbres y caprichos.

Se nos resalta lo que es la responsabilidad o las ganas de vivir. Pero sigue sin
dejar lo que es libertad, que se aplica porque tenemos que tomar decisiones.,
partiendo de problemas que vamos teniendo por nuestra forma de actuar. Se
nos pone el ejemplo de un capitán de barco que tiene que tomar una decisión
muy complicada. También se plantean las actividades que hace el hombre
normalmente sin pensarlo, que son nuestras costumbres de cada persona. Los
caprichos son aspectos de la vida de cada persona, que no suelen llevar a
nada productivo, porque solo le interesa a una persona que tiene el capricho.
Capítulo 3: Haz lo que quieras.

Se plantea una decisión que nos puede hacer culpables de algo o no,
dependiendo de los antecedentes que existan a esa actividad, que puede ser
hecha voluntariamente o con órdenes de alguien. Se nos plantean todos los
ejemplos anteriores, pero habla de un dirigente nazi y el que plantea el
racismo, así nos dicen que el hombre no es culpable siempre de lo que hace, a
partir de lo que muchas veces tiene la libertad limitada, al tener que obedecer
algunas órdenes más importante que tú dentro de la actividad que se realiza.
Pero la persona tiene libertad para desobedecer la orden, que puede ser buena
o mala, clasificada por la conciencia. Los dos pueden calificar lo que se realiza.
Así podemos calificar a la sociedad, dependiendo de ella y de manera
particular.

Capitulo 4: Date la buena vida.

Se nos plantea el tratar de hacer nuestros actos de manera libre, sin tener en
cuenta las influencias de los demás. Pero para lograr la buena vida tenemos
que ser felices y hacer lo que nuestra conciencia nos diga, aunque no sea
buena para la sociedad, pero que para el que hace algo le causa felicidad.

Se nos dice que para vivir felices hay que hacer lo mejor posible o estar lo
mejor posible de cualquier punto de vista, se plantea a partir de la Biblia, que
nos habla de la herencia para el primogénito que para estar feliz le da su
herencia para que logre ser feliz momentáneamente, que al final no valdrá la
pena; a partir de aquí puede surgir el arrepentimiento de haber hecho algo
anterior mente para lograr una felicidad de muy corto plazo. Aquí se nos
plantea el aspecto económico, que suele estar en todas partes, que son
problemas de la sociedad. Para lo anterior está el comerciante Kane, que
aunque tiene mucho dinero y poder no era feliz porque para conseguir lo que
tenia, tuvo que crearse muchas enemistades, que no le daban el cariño para
ser feliz, cariño que solo podía dar el ser humano.
CONCLUSIONES

Capítulo 1:

• Habla de que lo que es bueno nos conviene, hay obstáculos, lo que es


malo para otros, es prácticamente imposible realizar actividades que
están dentro de lo que considero como una posible fantasía o algo
parecido.
• Se nos quiere enseñar o dar a entender que el hombre tiene el privilegio
de ser libre, tiene la capacidad de decidir lo que quiera, se puede hacer
lo que queramos pero puede traer consecuencias, tenemos la libertad
muy limitada.
• A diferencia de otros seres, vivos o inanimados, los hombres podemos
inventar y elegir en parte nuestra forma de vida.
• Podemos optar por lo que nos parece bueno, es decir, lo que nos parece
conveniente para nosotros, frente a lo que nos parece malo e
inconveniente.
• Y como podemos inventar y elegir, podemos equivocarnos, que es algo
que los animales no suele pasarles.
• De modo que parece prudente fijarnos bien en lo que hacemos y
procurar adquirir un cierto saber vivir que nos permita acertar.

Capítulo 2:

• Las órdenes y las costumbres no son actos libres porque no son


pensamientos nuestros, es algo impuesto por alguien.
• Un motivo es la explicación propia más aceptable acerca de tu conducta.
• Dentro de los motivos existen las órdenes, las costumbres y los
caprichos, que no hacen más que inclinar la conducta y preferencias.
• Las órdenes y las costumbres, cuya fuerza es el miedo y la comodidad
respectivamente, son impuestas por factores externos, mientras que los
caprichos surgen del interior de cada quien.
• Respecto a las primeras es recomendable establecer hasta qué punto
pueden ser obedecidas y de las segundas, saber que sirven
exclusivamente para aspectos de rutina.

Capítulo 3:

• El hombre no es culpable siempre de lo que hace, tiene la libertad


limitada, pero la persona tiene libertad para desobedecer la orden.
Podemos calificar a la sociedad, dependiendo de ella y de manera
particular.
• La libertad no es sólo decidir sino darse cuenta qué se está decidiendo.
Por ello sólo es válida cuando se ha pensado dos veces: con la primera
se descubre el motivo y con la segunda se cuestiona el mismo.
• "Nunca una acción es buena sólo por ser una orden, una costumbre o un
capricho" A veces con eso basta, pero casi siempre se necesita del
razonamiento para determinar si es o no conveniente algo.
• Todo esto forma parte de inventar nuestra propia vida y no vivir de a
acuerdo a lo que los otros inventan por nosotros.
• "Moral" son aquéllas reglas o normas que consideramos válidas,
mientras que la ética se encarga de cuestionar por qué lo son. Hay
cosas buenas y malas que nada tiene que ver con la moral y de las
cuales conocemos concretamente su utilidad; tratándose de seres
humanos, sin embargo, resulta difícil esta clasificación, pues ignoramos
para qué sirven.
• Lo único que se sabe es que la ética se basa en una frase: "Haz lo que
quieras"

Capitulo 4:

• La felicidad no es siempre lo que parece porque dice que si haces tus


actos de forma libre sin que te interesen los demás podrías ser más feliz
pero el resto estaría sufriendo.

• "Haz lo que quieras" es abandonar lo que nos rige desde el exterior y


enfocarse a lo que la propia voluntad reclama desde el fuero interno.

• La misma contradicción que hay en "Haz lo que quieras" (que así como
abre una infinita gama de posibilidades puede reducirla a una elección
entre dos), se presenta en la libertad, pues no somos libres de elegirla o
no, sino que "estamos condenados a la libertad"

• Para no reducir la frase a un simple capricho, es importante establecer


prioridades entre los deseos repentinos y aquellos a largo plazo.

• La ética es alcanzar la buena vida humana, que es la que incluye


relaciones con otros seres humanos, no a costa de ellos. Todos tenemos
una realidad biológica pero, para llegar a ser hombres, se necesita de
otros que fundamenten nuestra realidad cultural mediante enseñanzas.

• La base de nuestra cultura es el lenguaje, por lo que hablar y escuchar a


alguien, es tratarlo como persona.

• Es un proceso recíproco igual que la humanización, pues darse la buena


vida es al final igual que dar la buena vida.
Conclusión General:

Este libro nos habla de la libertad que tiene el hombre más que otros seres,
pero esta libertad es muy limitada en muchos puntos de la sociedad en que
vivimos. Entendemos que es muy limitada porque a veces perjudicamos al otro
para que nosotros consigamos ser felices. Habla sobre la felicidad en las
personas y que para conseguir esa felicidad todo depende de la forma de ser y
de pensar. Sobre las decisiones difíciles que tiene que tomar un ser humano.
Las diferencias entre la ética y la política.

VOCABULARIO

• Atizar: Expresión con que se denota admiración o sorpresa

• Lejía: Solución de hidróxido sódico o potásico de gran poder


desinfectante y blanqueador.

• Gresca: Riña, pendencia.

• Crisma: Óleo consagrado que se usa para unciones sacramentales.

• Jaleo: Alboroto, tumulto.

• Alpinismo: Deporte que consiste en la ascensión a las altas montañas.


• Arguyen: Dar argumentos a favor o en contra de algo.

• Disquisición: Comentario que se aparta del tema fundamental que se


trata.

• Celdilla: Casilla de los panales que construyen algunos insectos.

• Riada: Avenida, inundación, crecida.

• Estriba: Descansar el peso de una cosa en otra sólida y firme.

• Achuchar: Atosigar, meter prisa.

• Ciclón: Viento fuerte producido por el giro del aire alrededor de una
zona de bajas presiones, huracán.

• Imperturbable: Que no se perturba ni se altera, que no demuestra


emociones.

• Zozobra: Intranquilidad, inquietud, aflicción.

• Esplendido: Liberal, desprendido.

• Capicúa: que se lee igual de izquierda a derecha que de derecha a


izquierda.

• Berenjenal: Enredo, dificultad.


• Cascotes: Fragmento de alguna construcción derribada o en ruinas.

• Intempestiva: Fuera de tiempo, inoportuno.

• Antojadizo: Que tiene antojos o deseos pasajeros.

• Espabilar: Hacer desaparecer el sueño, despejar

• Etimología: Origen de las palabras, de su forma y de su significado.

• Dispensar: Dar, conceder, otorgar.

• Cizañera: Que provoca discordia o cizaña.

• Modista: Persona que se dedica al diseño de prendas de vestir.

• Ambigüedad: Posibilidad de que algo pueda entenderse de varios


modos o de que admita distintas interpretaciones.

• Docilidad: Fácil de educar, apacible, dulce.

• Terminología: Conjunto de términos o vocablos propios de determinada


profesión, ciencia o materia.

• Consigna: En las estaciones y aeropuertos, local en que los viajeros


depositan temporalmente equipajes, paquetes, etc.:


Postor: El que ofrece precio en una subasta.

• Dispensar: Dar, conceder, otorgar.

• Morbo: Tendencia obsesiva hacia lo desagradable, lo cruel, lo prohibido.

• Aborregar: Propensión, inclinación.

• Copla: Composición poética que por lo general consta de cuatro versos


y sirve de letra para las canciones populares.

• Potaje: Guiso o caldo hecho con legumbres, verduras y otros


ingredientes, como el bacalao.

• Sublevación: Rebelión o motín contra la autoridad.

• Avasallar: Dominar, rendir o someter a obediencia.

• Suntuosa: Lujoso, magnífico, grandioso.

• Dualidad: Reunión de dos caracteres o características distintos en una


misma persona o cosa.