Sei sulla pagina 1di 5

CORTE SUPERIOR DE JUSTICIA DE ICA

SALA MIXTA DESCENTRALIZADA DE CHINCHA

EXPEDIENTE : 2009-669
DEMANDANTE : FELIX ROJAS CHAVEZ
DEMANDADO : DIRECTOR EJECUTIVO DEL HOSPITAL
SAN JOSE
MATERIA : PROCESO DE CUMPLIMIENTO
PROCEDENCIA : JUZGADO ESPECIALIZADO CIVIL
JUEZ : DRA. PILAR AGUINAGA LOPEZ

RESOLUCION N° 11.-
Chincha, veinticuatro de enero
Del año dos mil once

AUTOS Y VISTOS: Observándose las formalidad


prevista por el artículo ciento treinta y uno del Texto Único de la
Ley Orgánica del Poder Judicial, e interviniendo como Ponente el
señor Juez Superior Fidel Zárate Zúñiga; y

CONSIDERANDO:

PRIMERO.- RESOLUCION OBJETO DE APELACION:


Es objeto de apelación la sentencia identificada mediante
resolución número siete de fecha diecinueve de agosto del dos
mil diez, obrante a fojas veintiséis y siguientes, por la cual se
resuelve declarar Improcedente la demanda, promovida por
Félix Rojas Chávez contra la Directora del Hospital San José de
Chincha doña Gilda Solari Bonifacio sobre cumplimiento de acto
administrativo; sin costos ni costas.-

SEGUNDO.- OBJETO DE APELACIÒN


2.1. En los procesos constitucionales resultan de aplicación
supletoria las normas del Código Procesal Civil, por mandato
expreso del artículo IX del Título Preliminar del Código Procesal
Constitucional.
2.2 En tal virtud ha de tenerse en cuenta que el recurso de
apelación es un mecanismo procesal que tiene por objeto el
control de la función judicial y se funda en una aspiración de
mejor justicia, remedio por el cual se faculta al litigante
agraviado por una sentencia o auto, a requerir un nuevo
pronunciamiento del Tribunal jerárquicamente Superior para
que, con el material reunido en primera instancia y, el que
restringidamente se aporte en la alzada, examine en todo o en
parte la decisión impugnada como erróneamente, por falsa
apreciación de los hechos o equivocada aplicación o
interpretación del derecho, la reforme o revoque en la medida
de lo solicitado1.

TERCERO.- ANTECEDENTES:
3.1 En estos autos el demandante don Félix Rojas Chávez,
pretende que la Directora Ejecutiva del Hospital San José de
Chincha proceda al cumplimiento de la Resolución
Administrativa firme N° 253-2006-HSJCH/P del dieciocho de julio
del dos mil seis, dando como fundamento de hecho que la
resolución en referencia, reconoce en su favor el crédito por
devengado de S/.21,096.30, en calidad de sustitución del pago
de la bonificación especial otorgada por el Decreto Supremo N°
19-94-PCM, por la bonificación especial reconocida por el
Decreto de Urgencia N° 037-94.
3.2 Se aprecia igualmente que la magistrada con resolución
número cuatro de fojas diecinueve, en calidad de prueba de
oficio requiere al interesado para que dentro del término de un
día presente la Resolución Directoral N° 253-2006-HSJCH/P; a
continuación de lo cual expide la sentencia que obra de fojas
veintiséis y veintisiete que la declara improcedente, con los

1 (
Costa Agustín. Citado por Tawil.Guido Santiago: Recurso Ordinario de Apelación ante la
Corte Suprema de Justicia, Buenos Aires, Ediciones Depalma 1990. Pág.40).
fundamentos que la contiene, la misma que es materia del
grado.

CUARTO.-PRETENSIÓN IMPUGNATORIA:
4.1 Mediante el recurso de su propósito, el accionante pretende
que la sentencia sea revocada y que oportunamente su
demanda sea declarada fundada, exponiendo como presuntos
agravios que la sentencia inhibitoria afecta gravemente su
derecho constitucional al plazo razonable porque es sabido que
la vía constitucional ofrece protección a los derechos
fundamentales; que el sustento para declarar improcedente la
demanda consiste en que la magistrada habría tomado
conocimiento de que casos análogos son reconocidos vía el
proceso contencioso administrativo, sin explicar sin embargo el
razonamiento seguido para apartarse del criterio establecido por
el Tribunal Constitucional en casos en que existe mandato
vigente, cierto y claro, entre otros.

QUINTO.- EVALUACIÓN DE LOS ACTUADOS:


5.1 Como sabemos, un proceso judicial tiene por objeto resolver
un conflicto de intereses o eliminar una incertidumbre, ambas
con relevancia jurídica, haciendo efectivo los derechos
sustanciales, toda vez que su finalidad abstracta es lograr la paz
social en justicia; sin embargo ello requiere que los elementos
que deben proporcionar los justiciables, deben reunir
determinadas exigencias.
5.2 Así, conforme el inciso diez del artículo cuatrocientos
veinticuatro del Código Procesal Civil, entre los requisitos de la
demanda se encuentra los medios probatorios; a la vez estos
instrumentos que pueden servir para probar la calidad o
condición del recurrente demandante o demandado, como para
acreditar la pretensión(es) constituyen anexos de la demanda
como lo precisa los incisos cuarto y quinto del artículo
cuatrocientos veinticinco del acotado.
5.3 Está demás decir que dichos anexos –como todo documento
en general que se presenten ante los estrados judiciales-, deben
ser legibles y completos para una valoración adecuada de sus
alcances; lo contrario, origina su inadmisibilidad acorde con lo
prescrito por el artículo cuatrocientos veintiséis del mismo;
supuesto en el cual deberá señalarse prudencial para su
subsanación, el que puede ser hasta de diez días.
En caso de persistir el incumplimiento se rechazará la
demanda con arreglo a lo señalado en el párrafo final del
dispositivo en mención.
5.4 Resulta que en el expediente materia de evaluación, la
Resolución Directoral N° 253-2006-HSJCH/P cuyo cumplimiento
se peticiona, se ha acompañado al proceso de manera
fragmentaria, es decir sólo la primera hoja como se ve de fojas
dos, desconociéndose por tanto los demás considerandos,
menos la parte resolutiva, lo que obviamente califica su
inadmisibilidad.
No obstante, la señora magistrada no ha advertido de inicio
este defecto, sino que después de admitida la demanda el once
de enero del dos mil diez y absuelta la misma, recién mediante
resolución número cuatro del treinta y uno de mayo del dos mil
diez de fojas dieciséis, formuló requerimiento aunque sólo por
un día, y al ser incumplido, ha expedido la sentencia recurrida;
con lo que naturalmente se ha incurrido en vicio a que se refiere
el artículo ciento setenta y uno del Código Procesal Civil,
debiendo declararse así, en armonía con el párrafo final del
artículo ciento setenta y seis del mismo.
POR ESTOS FUNDAMENTOS:

DECLARARON NULA E INSUBSISTENTE la sentencia


contenida en la resolución número siete de fecha diecinueve de
agosto del año dos mil diez corriente a fojas veintiséis y
siguientes; en consecuencia NULO los actuados desde fojas
ocho inclusive, debiendo la señora Juez calificar nuevamente la
demanda con las formalidades de ley; en los seguidos por don
Félix Rojas Chávez contra la Directora Ejecutiva del Hospital San
José de Chincha sobre proceso de cumplimiento; y los
devolvieron.
S.S
MEZA MAURICIO
ZÀRATE ZÙÑIGA
LENG DE WONG