Sei sulla pagina 1di 20

UNIVERSIDAD PERUANA UNIÓN

FACULTAD DE INGENIERÍA Y ARQUITECTURA


E.P INGENIERÍA CIVIL

UNIVERSIDAD PERUANA UNIÓN

FACULTAD DE INGENIERÍA Y ARQUITECTURA


EAP: INGENIERÍA CIVIL

TRABAJO ENCARGADO
AFORADORES DE CAUDALES EN CANALES.”
Informe presentado en cumplimiento parcial dela
asignatura de instalaciones en edificaciones
AUTORES:
CALCINA AQUINO GISELA YANETH

QUISPE CALISAYA NELLY

ACSARA FLORES LUZ

SANCA GABRIEL IVONNY

RONALDO KEVIN CORA MONRROY

Docente:
Ing. Quello Huanca Ruben Alcides
Ciclo “X”
Juliaca, 09de Abril de 2018

2
UNIVERSIDAD PERUANA UNIÓN
FACULTAD DE INGENIERÍA Y ARQUITECTURA
E.P INGENIERÍA CIVIL

3
UNIVERSIDAD PERUANA UNIÓN
FACULTAD DE INGENIERÍA Y ARQUITECTURA
E.P INGENIERÍA CIVIL

INDICE
1. INTRODUCCION....................................................................................................................3
2. MARCO TEORICO..................................................................................................................4
2.1 AFORADORES................................................................................................................4
2.2 El canal de aforo Parshall..............................................................................................5
2.3 Aforadores en H...........................................................................................................8
2.4 Aforador del Washington State College (WSC)...........................................................12
2.5 Utilización de estructuras existentes..........................................................................12
2.6 Limnígrafos.................................................................................................................13
3. CONCLUSIONES..................................................................................................................16
4. RECOMENDACIONES..........................................................................................................17
5. REFERENCIAS......................................................................................................................18

4
UNIVERSIDAD PERUANA UNIÓN
FACULTAD DE INGENIERÍA Y ARQUITECTURA
E.P INGENIERÍA CIVIL

1. INTRODUCCION

El presente trabajo brinda la suficiente información para la determinación de la


longitud, dimensiones de la sección transversal y la rugosidad absoluta que debe tener
el canal de disipación aguas arriba un aforador Parshall. Los canales son conductos
naturales y artificiales en el agua que circula debido a la acción de la gravedad, sin
presión, en contacto continuo con la atmosfera. No se produce gastos energéticos, etc.
Las características generales de un caudal natural, tales como la rugosidad, la
pendiente y la sección transversal se traducen en canales no prismáticos.

Los aforadores se utilizan ampliamente debido a sus ventajas: se construyen para


satisfacer una necesidad particular; son dispositivos de medición "normalizados", es
decir, que se fabrican e instalan de acuerdo con las especificaciones y no necesitan
calibración, y la medición se puede tomar directamente de las tablas publicadas. Al
igual que los vertederos, es preferible que los aforadores funcionen con descarga libre;
algunos tipos pueden funcionar de manera satisfactoria en situación en parte
sumergida, es decir, cuando las aguas descansan en el aforador y crean cierta
restricción de la corriente.

Al realizar mediciones de caudal con vertederos, es importante que el flujo sobre la


cresta sea libre y no presente escurrimientos en sus paredes, ya que esto afectará la
precisión de las fórmulas, dando resultados no confiables. Cuando se proceda a tomar
lecturas de carga H, en vertederos o canal Parshall, se debe esperar a que se
estabilice el flujo de agua en el canal hidrodinámico, para obtener medidas precisas.

5
UNIVERSIDAD PERUANA UNIÓN
FACULTAD DE INGENIERÍA Y ARQUITECTURA
E.P INGENIERÍA CIVIL

2. MARCO TEORICO

2.1 AFORADORES

En los Estados Unidos se han desarrollado varios modelos de aforadores para ser
utilizados en situaciones especiales y se emplean extensamente a pesar de lo
inadecuado de las unidades de medida. El diseño, la construcción y las
calibraciones de laboratorio se efectuaron en unidades de pies por segundo (pps)
y, hasta que algún laboratorio emprenda la tarea de transformar a unidades
métricas, el método práctico consiste en construir los aforadores según las
especificaciones originales en pies y utilizar las conversiones métricas de los
índices de los caudales calculadas por un consorcio de laboratorios hidráulicos de
los Países Bajos (Bos 1976).

La razón de este enfoque es el diseño complicado de las diferentes dimensiones


de los aforadores, que se normalizaron después de años de pruebas y errores y
que luego se calibraron. Las diferentes dimensiones de los aforadores no son
modelos a escala hidráulicos, de manera que no se puede asumir que una
dimensión en un aforador de cuatro pies será el doble de las dimensiones
correspondientes de un aforador de dos pies. Algunas dimensiones o proporciones
son constantes para algunas partes, pero otras varían para cada medida. Como
resultado de ello, cada una de las 22 variaciones que se pueden encontrar en los
canales de aforo Parshall, y cada uno de los aforadores en H debe considerarse
como un dispositivo diferente. Tendrán algunas características comunes, pero
cada uno de ellos tiene sus propias especificaciones de fabricación y sus propias
tablas de calibración.

A pesar de esta complicación, los aforadores se utilizan ampliamente debido a


sus ventajas: se construyen para satisfacer una necesidad particular; son
dispositivos de medición "normalizados", es decir, que se fabrican e instalan de
acuerdo con las especificaciones y no necesitan calibración, y la medición se
puede tomar directamente de las tablas publicadas. Al igual que los vertederos,
es preferible que los aforadores funcionen con descarga libre; algunos tipos
pueden funcionar de manera satisfactoria en situación en parte sumergida, es
decir, cuando las aguas descansan en el aforador y crean cierta restricción de la
6
UNIVERSIDAD PERUANA UNIÓN
FACULTAD DE INGENIERÍA Y ARQUITECTURA
E.P INGENIERÍA CIVIL

corriente. Si el efecto es previsible y cuantificable, el problema no es grave, pero


implica que se debe medir la profundidad del caudal en dos puntos en el
aforador, como se indica en la Figura y que se aplique un factor de corrección a
las tablas de aforo.

2.2 El canal de aforo Parshall

Llamado así por el nombre del ingeniero de regadío estadounidense que lo


concibió, se describe técnicamente como un canal venturi o de onda estacionaria
o de un aforador de profundidad crítica. Sus principales ventajas son que sólo
existe una pequeña pérdida de carga a través del aforador, que deja pasar
fácilmente sedimentos o desechos, que no necesita condiciones especiales de
acceso o una poza de amortiguación y que tampoco necesita correcciones para
una sumersión de hasta el 70%. En consecuencia, es adecuado para la medición
del caudal en los canales de riego o en las corrientes naturales con una
pendiente suave.

El principio básico se ilustra en la Figura 32. El aforador está constituido por una
sección de convergencia con un piso nivelado, una garganta con un piso en
pendiente hacia aguas abajo y una sección de divergencia con un piso en
pendiente hacia aguas arriba.
Gracias a ello el caudal avanza a una velocidad crítica a través de la garganta y
con una onda estacionaria en la sección de divergencia.

Con un flujo libre el nivel del agua en la salida no es lo bastante elevado como
para afectar el caudal a través de la garganta y, en consecuencia, el caudal es
proporcional al nivel medido en el punto especificado en la sección de
convergencia. La relación del nivel del agua aguas abajo (Hb en la Figura) con el
nivel aguas arriba Ha se conoce como el grado de sumersión; una ventaja del
canal de aforo Parshall es que no requiere corrección alguna hasta un 70% de
sumersión. Si es probable que se produzca un grado de sumersión mayor, Ha y
Hb deben registrarse, como se indica en la Fotografía.

La dimensión de los aforadores con un ancho de garganta de uno a ocho pies se


indica en el Cuadro 6 y en la Figura. Los caudales de un aforador de un pie se

7
UNIVERSIDAD PERUANA UNIÓN
FACULTAD DE INGENIERÍA Y ARQUITECTURA
E.P INGENIERÍA CIVIL

muestran en el Cuadro 7. Los manuales citados en la sección Otras obras de


consulta dan dimensiones y Cuadros de aforo para aforadores menores o mayores
y factores de corrección para una sumersión superior al 70%.

Para fabricar los canales de aforo Parshall se han utilizado muy diversos
materiales. Se pueden prefabricar a partir de láminas de metal o madera o se
pueden construir sobre el terreno con ladrillo y argamasa utilizando un armazón
de metal prefabricado para garantizar mediciones exactas (Fotografía 29). Si
hacen falta varios aforadores, se pueden moldear en hormigón empleando
tableros reutilizables. Se pueden tomar medidas eventuales de la profundidad del
caudal a partir de un puesto de aforo establecido en el muro del canal o, si se
requieren registros constantes, es posible instalar en una poza de amortiguación
colocada en una situación específica un registrador de flotante.

FIGURA - Canal de aforo Parshall (dibujado a partir de Scott y Houston 1959)

8
UNIVERSIDAD PERUANA UNIÓN
FACULTAD DE INGENIERÍA Y ARQUITECTURA
E.P INGENIERÍA CIVIL

CUADRO- Dimensiones de algunos canales de aforo Parshall (de USDA-


SCS 1965)

Ancho de la Garganta A(pies, B C D


"W" (pies) pulgadas)
1 3-0 4-4 7/8 2-0 2-9 1/4
1 3-2 4-7 7/8 3-4 3/8
2-6
½
2 3-4 4-10 7/8 3-0 3-11 ½
3 3-8 5-4 3/4 5-1 7/8
4 4-0 5-10 5/8 4-0 6-4 1 /4
5 4-4 6-4 ½ 5-0 7-6 5/8
6 4-8 6-10 3/8 8-9
7 5-0 7-4 ½ 6-0 9-11 3/8
8 5-4 7-10 1/8 11-1 3/4
7-0

8-0

9-0
Dimensiones tal como se indican en la
Figura Dimensión A = 2/3 (W/2 + 4)
Para estos límites de ancho de garganta las dimensiones siguientes son constantes:
E = 3-0, F = 2-0, g = 3-0, K = 3 pulgadas, N = 9 pulgadas, X = 2 pulgadas, Y = 3
pulgadas
FIGURA- Dimensiones de un canal de aforo Parshall (de USDA-SCS 1965)

9
UNIVERSIDAD PERUANA UNIÓN
FACULTAD DE INGENIERÍA Y ARQUITECTURA
E.P INGENIERÍA CIVIL

Canal de aforo Parshall con salida en parte sumergida y dos registradores de nivel

2.3 Aforadores en H

El Servicio de Conservación de Suelos del Departamento de Agricultura de los


Estados Unidos diseñó un grupo de aforadores especiales denominados
aforadores H para medir los caudales con exactitud y continuidad a partir de
parcelas de escorrentía o de pequeñas cuencas experimentales. Los requisitos del
diseño eran que el aforador debería medir caudales escasos con exactitud, pero
tener también una buena capacidad para caudales elevados, y que no necesitara

10
UNIVERSIDAD PERUANA UNIÓN
FACULTAD DE INGENIERÍA Y ARQUITECTURA
E.P INGENIERÍA CIVIL

una poza de amortiguación. Otro requisito consistía en que pudiera dar paso a una
escorrentía que contuviera una fuerte carga de sedimentos. La solución práctica
que se encontró en los Estados Unidos como para la construcción de canales de
aforo Parshall fue dar las especificaciones originales en pies y utilizar las
conversiones métricas para el caudal (Bos 1976).

Existen tres tipos de aforadores en H. El más pequeño (HS) puede registrar


caudales de hasta 22 l/s, el tipo normal (H) puede medir caudales de hasta 2,36
m³/s y el mayor (HL) caudales de hasta 3,32 m³/s. Cada tipo se puede construir
en diversas dimensiones que se determinan por la profundidad máxima del
caudal (D); las dimensiones de fabricación se dan como proporciones de D, pero
las proporciones de los lados del aforador, son diferentes para cada uno de los
tres tipos HS, H y HL.

El tipo HS se puede construir en cuatro dimensiones, de 0,4 a 1,0 pie, el tipo H en


ocho dimensiones de 0,5 a 4,5 pies y el tipo HL en dos dimensiones, de 3,5 y 4,0
pies. Existen, por tanto, 14 posibles especificaciones de fabricación y 14 tablas de
calibración diferentes. A título de ejemplo, en la Figura 34 se dan las dimensiones
del tipo H y en el Cuadro 8 la calibración del tipo H de la dimensión de 1,5 pies
(0,457 m).

FIGURA- Proporciones del aforador en H (de USDA-ARS 1979)

11
UNIVERSIDAD PERUANA UNIÓN
FACULTAD DE INGENIERÍA Y ARQUITECTURA
E.P INGENIERÍA CIVIL

CUADRO- Descarga de caudal libre a través de un aforador en H de 1,5 pies


en l/s tomado de Bos (1976)

ha (mm) 0 2 4 6 8

20 0,27 0,32 0,37 0,42 0,48


40 0,91 1,00 1,09 1,18 1,28
60 1,75 2,08 2,21 2,35 2,49
80 3,43 3,60 3,78 3,96 4,15
100 5,38 5,60 5,83 6,06 6,29
150 12,5 12,9 13,2 13,6 14,0
200 23,3 23,8 24,3 24,9 25,4
250 38,2 38,9 39,6 40,3 41,0

12
UNIVERSIDAD PERUANA UNIÓN
FACULTAD DE INGENIERÍA Y ARQUITECTURA
E.P INGENIERÍA CIVIL

300 57,7 58,6 59,5 60,4 61,3


350 82,3 83,4 84,5 85,6 86,7
400 112 114 115 116 118
450 148 150

Los aforadores en H pueden funcionar parcialmente sumergidos y la corrección


se indica en la Figura La sumersión aguas abajo produce un efecto de remanso
del agua en el aforador y un aumento de la profundidad del caudal. La curva de
corrección muestra en cuánto se debe reducir la profundidad medida en el
aforador para obtener la profundidad equivalente de un caudal libre con el fin de
utilizar las tablas de calibración.

Los aforadores en H se suelen prefabricar con láminas de metal y pueden


utilizarse en forma provisional empleando sacos de arena para formar un canal de
acceso o también como instalaciones permanentes, utilizando hormigón o
manipostería como se ilustra en la Fotografía 30. Al igual que con el canal de
aforo Parshall, se pueden efectuar mediciones en un punto de la profundidad del
caudal a partir de una plancha de medición situada en el muro del canal, o en un
registro constante a partir de un registrador de un flotador. En todos los
aforadores existe una curva del cono de depresión, es decir, el nivel de superficie
desciende cuando el agua se acelera en el punto de descarga; es esencial, por
consiguiente, que la medida de la profundidad del caudal se efectúe exactamente
a la distancia especificada aguas arriba desde la sección de control.

Los aforadores en H tienen otras dos ventajas. El agua fluye a través de la


escotadura rápidamente de manera que no se produce depósito de sedimentos
en el aforador. Por otro lado, el diseño de salida con una escotadura con
pendiente del fondo hacia aguas arriba no queda obstruida por residuos
flotantes. Si en la escotadura se retiene algún residuo, el agua se remansa
hasta que la obstrucción es arrastrada por la corriente por encima de la
escotadura.

2.4 Aforador del Washington State College (WSC)

Este es otro aforador de profundidad crítica de un diseño similar al Parshall, que


resulta particularmente útil como aforador portátil para mediciones eventuales de

13
UNIVERSIDAD PERUANA UNIÓN
FACULTAD DE INGENIERÍA Y ARQUITECTURA
E.P INGENIERÍA CIVIL

pequeños caudales en corrientes o canales sin revestir (Chamberlain 1952). Se


puede prefabricar en fibra de vidrio (Fotografía 31) o en láminas finas de metal e
instalarse en unos pocos minutos. Las dimensiones se dan en la Figura 36 y el
calibrado en el Cuadro 9.
Existen muchas versiones de mayor tamaño y variaciones del principio del aforador
de Washington. Por lo común se suelen construir in situ en lugar de prefabricarse y
son particularmente útiles para corrientes rápidas de montaña (Goodell 1950) o en
condiciones semitropicales en las que pueden ocurrir inundaciones repentinas con
mucha carga (Gwinn 1964). Una dimensión intermedia de un aforador de tipo
Washington, diseñado para ser utilizado en Nuevo México, puede medir caudales de
hasta 6 m³/s con un fuerte arrastre de fondo (Aldon y Brown 1965). No existen
aforadores estandarizados y se tienen que calibrar utilizando el método
velocidad/superficie examinado en la sección Método velocidad/superficie.

2.5 Utilización de estructuras existentes

Las estructuras existentes se pueden a veces utilizar como secciones de control


para dar una estimación de los caudales máximos a través de las alcantarillas de
las carreteras o de las aperturas de los puentes. Para alcantarillas rectangulares,
se puede calcular un valor aproximado a partir de la fórmula general del caudal
que atraviesa un vertedero rectangular:

CUADRO - Caudales en los aforadores de Washington

Profundidad del caudal 30 40 50 60 70 80 90


(mm)
Caudal (l/s) 0,10 0,20 0,33 0,50 0,75 1,07 1,43
Caudal en litros por segundo para una profundidad de caudal medida a
escala en milímetros
Donde:
Q es el caudal en metros cúbicos por
segundo W es el ancho de la apertura
en metros

14
UNIVERSIDAD PERUANA UNIÓN
FACULTAD DE INGENIERÍA Y ARQUITECTURA
E.P INGENIERÍA CIVIL

H es la profundidad del caudal en metros


c es un coeficiente de descarga que depende de la geometría de la alcantarilla; a un
valor típico es 0,6; se pueden obtener cifras más precisas de Cuadros como en
USDA-ARS (1979)

Se pueden calcular caudales mayores en aperturas rectangulares de puentes


utilizando el método citado o a partir de las lecturas de la velocidad y del método
velocidad/superficie efectuadas con un molinete. Para caudales rápidos puede ser
necesario sujetar un gran peso al molinete o montarlo sobre una varilla rígida. Si se
pueden observar marcas altas del agua en la apertura del puente y también a cierta
distancia aguas arriba en que el caudal no se ve afectado por la apertura del puente,
el caudal máximo se puede calcular utilizando el procedimiento establecido por el
Servicio Geológico de los Estados Unidos (Kindsvater, Carter y Tracey, 1953).

2.6 Limnígrafos

Algunas veces una sola medición de la profundidad máxima del caudal basta para
calcular el caudal máximo, como se describió en la sección relativa al método
velocidad/superficie. Si hace falta un hidrograma, es decir, una gráfica del caudal
en función del tiempo, es necesario un registro constante de los cambios del nivel
del agua. Durante décadas el método común era un flotador cuyo ascenso y
descenso en una poza de amortiguación registraba en un diagrama movido por un
aparato de relojería. Esos registradores eran flexibles en el sentido de que se
podía utilizar un engranaje que permitía abarcar variaciones de nivel grandes o
pequeñas y la relación tiempo-velocidad de los diagramas podía también variar
por medio del engranaje en el aparato de relojería. La desventaja era la
sensibilidad a errores accidentales y a un mal funcionamiento; para indicar, por
ejemplo, algunos de ellos, la cañería de la poza de amortiguación se bloqueaba,
los insectos anidaban en la caja del registrador, la humedad o la aridez
provocaban el desborde o la sequedad de la tinta del registrador, el diagrama
podía estirarse o contraerse, el reloj se para, el observador no puede llegar al
lugar para cambiar el diagrama, y muchos otros problemas. Las inspecciones
diarias no son siempre posibles en lugares remotos o de difícil acceso. Además de
las dificultades de obtener datos correctos, el análisis y la computación de los
diagramas son laboriosos.

15
UNIVERSIDAD PERUANA UNIÓN
FACULTAD DE INGENIERÍA Y ARQUITECTURA
E.P INGENIERÍA CIVIL

Afortunadamente la tecnología moderna ha mejorado considerablemente en lo que


hace a la recopilación y el procesamiento de datos. Por ejemplo, los detectores no
flotantes del nivel se pueden basar en la resistencia/capacidad eléctrica o en la
presión sobre un bulbo herméticamente cerrado o en la descarga de burbujas de
aire o en transductores acústicos. Los más comúnmente utilizados hoy son el
transductor de presión en el que se capta eléctricamente la desviación de una
membrana. Estos detectores se pueden conectar con ordenadores, relojes
automáticos y almacenamiento de memoria para lograr cualquier tipo y frecuencia
requeridos de registro y traspasar los datos almacenados a un ordenador para
efectuar un análisis rápido.

Este tipo de elementos es de gran importancia ya que permiten el control exacto


del caudal de agua que hay que aplicar en el cantero de riego, además favorecen
la tarificación del agua en función del volumen de agua consumido y no en función
de la superficie regada. Existen diversos dispositivos que permiten el aforo, entre
ellos podemos destacar los vertederos, aforadores tipo Parshal y RBC, y
aforadores modulares de estrechamiento largo.

16
UNIVERSIDAD PERUANA UNIÓN
FACULTAD DE INGENIERÍA Y ARQUITECTURA
E.P INGENIERÍA CIVIL

Figura .Vertederos. a) Rectangular; b) Triangular; c) Trapecial

Figura. Aforador modular de


Figura. Aforador RBC o de "cresta

estrechamiento

17
UNIVERSIDAD PERUANA UNIÓN
FACULTAD DE INGENIERÍA Y ARQUITECTURA
E.P INGENIERÍA CIVIL

3. CONCLUSIONES

 Los vertederos son medidores de caudal que presentan la ventaja de ser de fácil
elaboración, ya que su diseño es bastante simple y esto representa economía para
su construcción.
 Los vertederos son apropiados para cauces de ríos no navegables, sistemas de
riego, no presentan obstáculo para sólidos en suspensión, es necesario darles
mantenimiento periódicamente con el fin de evitar la acumulación de grava o
desechos pesados en su parte inferior.
 Al efectuar aforos con el uso de vertederos, el más adecuado para caudales
grandes es el rectangular y para caudales pequeños es el triangular.
 Para efectos de fabricación se puede indicar que los vertederos son de los
dispositivos de aforo más económicos, debido a su sencillez y simplicidad de
diseño, mientras que los canales Parshall son de alto costo por su diseño y
además requieren de mano de obra precisa en su construcción.
 El canal Parshall es un medidor de caudal que presenta la ventaja de ser fabricado
de diversos materiales por ejemplo: la fibra de vidrio, el acrílico, láminas de acero
o fabricado in situ de mampostería como ladrillo, blocks de concreto o fundidos
con concreto reforzado.
 Los canales Parshall también tienen la ventaja de necesitar una sola lectura o
medida de carga para la toma de datos.
 Los canales Parshall por lo general operan con condiciones no sumergidas o de
flujo libre, con la profundidad crítica en la sección contraída o garganta y un resalto
hidráulico en la sección de salida.
 Existen varias fórmulas, coeficientes y tablas para designar valores de caudales
para determinadas dimensiones de gargantas de canales Parshall, pero se
determinó que es más confiable y preciso encontrar la ecuación propia para cada
uno que se construya, con base en la calibración experimental de los mismos y
obtener porcentajes de error menores al 5%.

18
UNIVERSIDAD PERUANA UNIÓN
FACULTAD DE INGENIERÍA Y ARQUITECTURA
E.P INGENIERÍA CIVIL

4.
RECOMENDACIONES

 Al realizar mediciones de caudal con vertederos, es importante que el flujo sobre la


cresta sea libre y no presente escurrimientos en sus paredes, ya que esto afectará
la precisión de las fórmulas, dando resultados no confiables.
 Cuando se proceda a tomar lecturas de carga H, en vertederos o canal Parshall,
se debe esperar a que se estabilice el flujo de agua en el canal hidrodinámico,
para obtener medidas precisas.
 Los canales Parshall son apropiados para regular y medir caudales que trasladen
desechos sólidos.
 Efectuar un mantenimiento periódico a los vertederos, canal Parshall y canal
hidrodinámico utilizados en los ensayos de laboratorio, a efecto de obtener
medidas precisas y confiables.

19
UNIVERSIDAD PERUANA UNIÓN
FACULTAD DE INGENIERÍA Y ARQUITECTURA
E.P INGENIERÍA CIVIL

5. REFERENCIAS.

6. - AISENBREY, A. J. Jr, R. B. HAYES, H. J. WARREN, D. L. WINSETT,


R.B.YOUNG.

7. -1978 Design of Small Canal Structures. Denver: U.S Departament of Interior.


Bureau of Reclamation.

8. -BLAISDELL, Fred W., Charles A. DONNELLY y Kesavarao YALAMANCHILI.

9. -1969 Abrupt Transition from a Circular Pipe to a Rectangular Open Channel.


Minnesota: Universidad de Minnesota

10. -CÓRDOVA ZAMORA, Manuel.

11. -2003 Estadística Descriptiva e Inferencial: Aplicaciones. Quinta edición.Lima:


Moshera, 2003

-1998 Air-water flow structures at an abrupt drop with supercritical flow. Brisbane: The
University of Queensland. Consulta: 24 de Julio del 2012

12. -CHEREQUE VENDOR, Morán.

13. -1987 Hidraulica de Canales Abiertos. Traducción de Juan G. Saldarriaga. Santa Fe


de Bogotá: Nomos S.A.

14. CHOW, Ven Te.

15. -1994 Hidráulica de Canales Abiertos. Traducción de Juan G. Saldarriaga. Santa Fe


de Bogotá: Nomos S.A.

20