Sei sulla pagina 1di 1

Lacan Para entender el concepto de sexualidad de Freud hay que entender que él la

consideró en un sentido amplio, de manera que, como indicó en su libro Tres ensayos
sobre la teoría de la sexualidad, la sexualidad es una función corporal que
persigue la obtención de placer y que no se halla reducida a los órganos genitales,
por esto consideró que los bebés nacen con necesidades sexuales. Esta idea de
considerar la infancia como la sede de complejas pulsiones sexuales chocó con la
imagen de la imagen de la infancia considerada como un periodo de inocencia y
armonía (Martí, 1991) .
Quién podría negar que en la lengua de los griegos desde muy pronto
λεγεινsignifica hablar, decir, contar? Pero igualmente pronto, y de un modo aún
más originario, y por esto también dentro del significado que hemos mencionado,
significa lo que quiere decir nuestro homónimo “legen”; poner abajo y poner
delante. Aquí prevalece el juntar, el verbo latino legere como leer en el sentido
de ir a buscar y juntar. Propiamente λεγεινsignifica el poner abajo y poner
delante que se reúne a sí mismo y recoge otras cosas. Empleado en la voz media
λεγεσυαιquiere decir: tenderse en el recogimiento del reposo; λεχος es el lecho
para descansar; lñxow es la emboscada, donde algo está oculto detrás de algo y está
dispuesto. (Hay que considerar aquí también la palab-ra αλεγω) [αcopulativa],

La teoría psicoanalítica ha sido enjuiciada resaltando los aspectos positivos y


negativos. Bradley (1992) señaló tres inconvenientes en la teoría de Freud: