Sei sulla pagina 1di 28

REPUBLICA BOLIVARIANA DE VENEZUELA

O
OFICINA DE
UNIVERSIDAD NACIONAL EXPERIMENTAL DE
LOS LLANOS OCCIDENTALES
EZEQUIEL ZAMORA
BARINAS AMBIENTE LA CARAMUCA
PEI
PLANIFICACIÓN
EVALUACIÓN

INSTITUCIONAL
Y

PROGRAMA CIENCIAS JURIDICAS Y SOCIALES

“LOS PRINCIPIOS REGISTRALES”


MODULO II

ABOGADO: BACHILLERES:

Eloy Andrés Ramírez Álvarez Antonio, V-25.798.143

Aula: F-02 Bernal Ángel, V-9.992.463

1er. Año de Derecho Márquez Ronald, V- 9.956.468

Tua Lisseth, V-17.342.296

Molina Arbelis, V-25.710.361

Torres Cesar,

Barinas, Mayo del 2017

1
INDICE
PP
Introducción ............................................................................................ 3
Inscripciones ................................................................................................... 4
Concepto de las Inscripciones ......................................................................4
Contenido de la Inscripción ............................................................................ 5
Fuente y Forma de las Inscripciones ............................................................. 6
Clases de Inscripciones ................................................................................. 9
Efectos de las Inscripciones .......................................................................... 9
El Documento ............................................................................................... 11
Clasificación de los Documentos o Instrumentos ....................................... 11
Elementos Esenciales .................................................................................. 12
Documento Público ...................................................................................... 13
Clases ........................................................................................................... 13
Fuerza Probatoria ......................................................................................... 14
Documento Reconocido y Autentificado ...................................................... 15
Documento Registrado ................................................................................ 16
Documento Privado ...................................................................................... 17
Condiciones para su Existencia ................................................................... 18
Fecha Cierta del Documento Privado .......................................................... 19
Jurisprudencia .............................................................................................. 20
Importancia y Efectos en el Derecho Notarial Venezolano ........................ 21
El Ordenamiento Jurídico Registral ............................................................. 21
Contenido..................................................................................................... 21
Concepto...................................................................................................... 21
Legislación Registral Venezolana................................................................ 22
Instituciones Registrales.............................................................................. 23
Enumeración................................................................................................ 23
Registro Público (antecedentes históricos)……………………………………..23
Definiciones…………………………….…………………………………………..24
Su Finalidad……………….……………………………………………………….24
Esencia del Registrador publico o inmobiliario…………………………………25
Constancia de recepción de documento deberá contenes ………………….26
Conclusión................................................................................................. 27
Bibliografía …............................................................................................. 28

2
INTRODUCCIÓN:

Para modernizar las instituciones del sector público y esa apertura nos
ofrece todas las posibilidades de adaptación del ordenamiento jurídico a los
notables cambios de hoy. Esto significa darle prioridad a la seguridad jurídica
en aquellos espacios institucionales que requieren con urgencia cambios
profundos en el orden estructural, político, económico y social. Uno de esos
ámbitos institucionales es el actual sistema registral y notarial venezolano,
signado por la idea y la práctica tradicional de coleccionar manualmente en
libros o protocolos los documentos que sirven para constituir, modificar o
extinguir los derechos inscribibles de los ciudadanos. En este sistema todo
viene organizado, pero se siente la vulnerabilidad de todas aquellas
transacciones relacionadas con el tráfico de bienes y derechos reales, pues
están expuestos a la alteración y forjamiento, a la doble titulación y a los
peligros de la simulación.

Los documentos constituyen instrumentos, escrituras o escritos con


que se prueba, confirma o justifica alguna cosa, al menos, que se aduce con
tal propósito, los mismos, por su naturaleza se pueden clasificar en públicos
o privados. El documento asegura la pervivencia de las actuaciones
administrativas al constituirse en su soporte material. Se garantiza así la
conservación de los actos y la posibilidad de demostrar su existencia, sus
efectos y sus posibles errores o vicios, así como el derecho de los
ciudadanos a acceder a los mismos.

3
INSCRIPCIONES

Concepto de las Inscripciones:

Dentro del Sistema Registral, la inscripción consiste en el acto de


inscribir los títulos o resoluciones que se contraen a hechos jurídicos, y que
en virtud de la ley deben registrarse (Arts. 1.920 a 1.924 del Código Civil),
Dicho de otro modo, es la manera o forma de inscribir con carácter
permanente y definitivo los títulos en los cuales constan derechos sobre
bienes inmuebles, los actos y contratos que a ellos se refieren, a fin de que
produzcan determinados actos jurídicos, esta concepción debe tomarse en
términos generales.

Art. 1.920: Además de los actos que por disposiciones especiales


están sometidos a la formalidad del registro, deben registrarse:

1. Todo acto entre vivos, sea a título gratuito, sea a titulo oneroso,
traslativo de propiedad de inmuebles, o de otros bienes o derechos
susceptibles de hipoteca.

2. Los actos entre vivos que constituyan o modifiquen servidumbres


prediales, derechos de uso o de habitación, o que transfieran el ejercicio del
derecho de usufructo.

3. Los actos entre vivos, de renuncia a los derechos enunciados en los


dos números precedentes.

4. Los actos de adjudicación Judicial de inmuebles u otros bienes y


derechos susceptibles de hipotecas.

4
5. Los contratos de arrendamiento de Inmuebles que excedan de seis
años.
6. Los contratos de sociedad que tengan por objeto el goce de bienes
inmuebles, cuando la duración de la sociedad exceda de seis años o sea
indeterminada.

7. Los actos y las sentencias de los cuales resulte la liberación o la


cesión de alquileres o de renta aún no vendidas, por un término que excede
de un año.

8. Las sentencias que declaren la existencia de una convención verbal


de la naturaleza de las enunciadas en los números precedentes.

Art. 1.924: Los documentos, actos y sentencias que la Ley sujeta a las
formalidades del registro y que no hayan sido anteriormente registrados, no
tiene ningún efecto contra terceros, que por cualquier titulo, hayan adquirido
y conservado legalmente derechos sobre el inmueble. Cuando la Lay exige
un titulo registrado para hacer valer un derecho, no puede suplirse aquél con
otra clase de prueba, salvo disposiciones especiales.

Contenido de la Inscripción:

La representación cabal y completa de una situación jurídica


inmobiliaria, aparece del asiento de inscripción, así mismo la realidad de
otros derechos según el registro que lo ampare. La inscripción contiene, los
requisitos, circunstancias y condiciones indispensables para identificar al
titular de un derecho; en el caso de un bien inmueble, al propietario del
mismo, la situación de la finca, su cabida, la constitución, cambio o alteración
de los derechos reales inmobiliarios. En el asiento de inscripción están los

5
requisitos considerados comunes y especiales en relación a los derechos
que aparecen inscritos.

Fuente y Forma de las Inscripciones:

La inscripción tiene su fuente en la voluntad de los interesados y en el


mandato de la ley.

Las inscripciones generalmente son voluntarias, o sea, que se


efectúan a solicitud de parte interesada sin que se requiera de resolución
alguna.

Por otra parte, las inscripciones tienen carácter legal, cuando se


efectúa por mandato de la ley, como en el caso del decreto de embargo de
inmuebles, las demandas a que se refieren en los Arts. 1.279, 1.281, 1.350,
1.466 y 1.562 del CC., igualmente toda sentencia ejecutoriada que pronuncie
la nulidad, la resolución, la rescisión o la revocación de un acto registrado (se
hará referencia de ella al margen del acto a que aluda), las sentencias y los
actos ejecutados en país extranjeros y otros. (Arts. 1.920 del CC.).

Los documentos, actos y sentencias que la Ley sujeta a las


formalidades del registro y que no hayan sido anteriormente registrados no
tienen ningún efecto contra terceros, que por cualquier titulo, hayan adquirido
y conservado legalmente derechos sobre el inmueble.

Cuando la Ley exige un título registrado para hacer valer un derecho,


no puede suplirse aquél con otra clase de prueba, salvo disposiciones
especiales. (Arts. 1.924 del CC.).

6
Art. 1.279: Los acreedores pueden atacar en su propio nombre los
actos que el deudor haya ejecutado en fraude de sus derechos.

Se consideran ejecutados en fraude de los derechos de los


acreedores los actos a títulos gratuitos del deudor insolvente al tiempo de
dichos actos, o que ha llegado a serlo por consecuencia de ellos. También se
consideran ejecutados en fraude de los derechos de los acreedores los actos
a título oneroso del deudor insolvente, cuando la insolvencia fuere notoria o
cuando la persona que contrató con el deudor haya tenido motivo para
conocerla.

El acreedor quirografario que recibiere del deudor insolvente el pago


de una deuda aún no vencida, quedará obligado a restituir a la masa lo que
recibió. Presúmanse fraudulentas de los derechos de los demás acreedores,
las garantías de deudas aún no vencidas que el deudor insolvente hubiere
dado a uno o más de los acreedores. La acción de que trata este articulo
dura cinco años a contar desde el día en que los acreedores tuvieron noticia
del acto que da origen a la acción, y la revocatoria no aprovecha sino a los
acreedores anteriores a dicho acto, que la hayan demandado.

Art. 1.281: Los acreedores pueden también pedir la declaratoria de


simulación de los actos ejecutados por el deudor. Esta acción dura cinco
años a contar desde el día en que los acreedores tuvieron noticia del acto
simulado.

La simulación, una vez declarada, no produce efecto en perjuicio de


los terceros que, no teniendo conocimiento de ella, han adquirido derechos
sobre los inmuebles con anterioridad al registro de la demanda por

7
simulación. Si los terceros han procedido de mala fe quedan no sólo sujetos
a la acción de simulación sino también a la de daños y perjuicios.

Art. 1.350: La rescisión por causa de lesión no puede Intentarse aun


cuando se trate de menores, sino en los casos y bajo las condiciones
especialmente expresadas en la Ley. Dicha acción, en los casos en que se
admiten, no produce efecto respecto de los terceros que han adquirido
derechos sobre los inmuebles con anterioridad al registro al registro de la
demanda por rescisión.

Art. 1.466: La revocación por ingratitud o por superveniencia o


existencia de hijos o descendientes a que se refiere el artículo 1.462, no
perjudica los derechos adquiridos por terceros con anterioridad al registro de
la demanda. Si el donatario hubiere enajenado los bienes, debe restituir su
valor calculado al tiempo de la demanda, de acuerdo con el estado y
condiciones que tenían cuando fueron donados. Los frutos los debe desde
que haya sido emplazado para la contestación de la demanda.

Si el donatario hubiere constituido sobre los bienes donados algún


derecho real con anterioridad al registro de la demanda, o en otra forma
hubiere disminuido el valor de esos bienes, debe indemnizar al donante la
pérdida sufrida. En los casos de revocación de donaciones con cargas
apreciables en dinero, el donante deberá indemnizar al donatario por ese
respecto.

Art. 1.562: En los casos de resolución indicados en los dos artículos


precedentes, quedan sin perjuicio los derechos adquiridos sobre los
inmuebles por terceros, antes del registro de la demanda de resolución.
Respecto de los muebles, el conocimiento de la demanda que tenga el
tercero, equivale al registro respecto de los inmuebles.

8
Clases de Inscripciones:

Las inscripciones pueden ser: Comunes, Referenciales y Especiales;


por otra parte, por sus efectos se denominan constitutivas o declarativas.

1.- Las Inscripciones Comunes: se refieren necesariamente a las de


dominio o posesión, las que se inscriben con el resumen del título en
concreto. Art. 123 de la LRP.

2.- Las Inscripciones Referenciales: son asientos en los que se


anotan los datos necesarios para precisar el acto que se inscribe, no siendo
necesario las circunstancias que ya constan en el Registro.

3.- Las Inscripciones Especiales: tienen su propia característica, así


la inscripción de enajenación de un inmueble, debe precisar si el precio se
paga al contado o a plazos; testamento abierto en escritura pública,
liberación de hipoteca al vender apartamentos en propiedad horizontal,
hipoteca del 50% del valor de un inmueble y otros.

Efectos de las Inscripciones:

En el Derecho Registral moderno los asientos de las inscripciones


tienen un valor determinado; teniendo en cuenta este hecho, los efectos de la
inscripción son de dos clases: Constitutivos y Declarativos.

A.- Es Constitutiva una Inscripción, cuando es requisito esencial


para la transferencia de un derecho real o de dominio; Vg. Compraventa de
bienes inmuebles y también para los casos gravámenes sobre el bien
inmueble o la finca, ejemplo las hipotecas. El derecho de hipoteca no existe
entre las partes ni frente a terceros si no se ha cumplido con la formalidad ad

9
solemni taten del registro. Por lo tanto, de acuerdo al Art. 1.879 del CC., la
hipoteca, no tiene existencia como derecho real hasta el momento mismo de
ser inscrita, y los cambios en su titularidad tampoco se producen, hasta tanto
no se hayan verificado la inscripción.

La inscripción constitutiva, en nuestro medio, requiere de la


organización del catastro a fin de dar a la manera de los Registros
Australiano y Germano, valor absoluto al título, asegurando en esta forma la
identidad real del bien inmueble, ya que alcanzaría el derecho pleno, para las
transmisiones de la propiedad y dominio de los bienes inmuebles.

Art. 1.879: La hipoteca no tiene efecto si no se ha registrado con


arreglo a lo dispuesto en el titulo XXII de este libro, ni puede subsistir sino
sobre los bienes especialmente designados, y por una cantidad determinada
de dinero.

B.- La Inscripción Declarativa, a diferencia de la constitutiva no es


requisito esencial la inscripción para la transferencia de bienes inmuebles,
tampoco para la imposición de gravámenes, o sea, que esta clase de
inscripción no se tiene en cuenta o no garantiza la constitución de derechos
reales o gravámenes sobre bienes inmuebles. La existencia del bien aparece
en toda su extensión y datos del título. Nosotros nos inclinamos por la
primera, ya que es un medio que garantiza la transmisión legal de los
derechos de dominio en los bienes inmuebles.

10
EL DOCUMENTO PÚBLICO Y PRIVADO:

El Documento:

Es el instrumento; objeto normalmente escrito, en cuyo texto se


consigna o representa alguna cosa apta para esclarecer un hecho o se deja
constancia de una manifestación de voluntad que produce efectos jurídicos.

Partiendo de estas definiciones podemos conceptuar documentos


como todo escrito, público o privado donde consta algo. Los documentos
vienen a ser medios evidentes de prueba, siendo insustituibles cuando así lo
dispone la ley en determinadas circunstancias y condiciones, lo cual se debe
a que es el testimonio humano existente y permanente que mantiene el
vínculo con el pasado, señalando como ocurrieron los hechos y se
manifestaron externamente.

Art. 1.355: El Instrumento redactado por las parte y contentivo de sus


convenciones es sólo un medio probatorio; su validez o su nulidad no tiene
ninguna influencia sobre la validez del hecho jurídico que está destinado a
probar, salvo los casos en que el instrumento se requiera como solemnidad
del acto.

Clasificación de los Documentos o Instrumentos:

Se clasifican en documentos públicos y documentos privados, las


cuales explicaremos de la siguiente Razones:

A.- Por Razón de la Persona de que Emana; Es la principal, la más


importante y de la cual nos vamos a ocupar. Se clasifican en documentos
públicos, emanados de funcionarios públicos en el desempeño de sus

11
funciones y documentos privados, en los que no interviene, por lo menos en
el ejercicio de sus funciones, ningún funcionario sino sólo personas privadas.

B.- Por su Solemnidad; Se clasifica en documento ad solemnitatem y


ad probationem, según generen el acto y constituyen la única forma de
reconocer la existencia de un acto jurídico determinado o sólo como prueba
de este acto, que se puede acreditar también por cualquier otro medio
probatorio.
C.- Por su Fuerza Probatoria; Se clasifica en autentica, aquella que
prueba por sí misma y fehaciente, la que permite presumir la existencia de un
hecho.

Elementos Esenciales:

En su aspecto material, en todo documento debemos considerar como


elementos sustanciales la cosa, el autor y el contenido:

1.- La Cosa: Es el elemento material que sirve de sustentación o


soporte al contenido; puede ser de cualquier naturaleza: plástico, papel,
piedra, metal, etc. En la cosa se puede representar o expresar, mediante
letras, números, etc., una declaración de voluntad o de verdad acerca de un
hecho jurídico.

2.- El Autor o Autores: Son los sujetos de Derecho (personas) que


realizan la declaración de voluntad o verdad en la cosa. A los fines
registrales se les denomina otorgante u otorgantes, es decir, que declaran en
el documento y por ello deben otorgarlo con su firma, que es la
representación gráfica de la persona en el documento y que expresa su
consentimiento.

12
3.- El Contenido: Para que un documento pueda ser tenido como tal,
es necesario que la manifestación de voluntad del autor tenga trascendencia
jurídica y sirva para probar los hechos a que se refieren.

Documento Público:

Es aquel autorizado por el funcionario público competente, con


facultad para dar fe pública y teniendo como finalidad la de comprobar la
veracidad de actos y relaciones jurídicas que han de tener influencia en la
esfera del Derecho, siendo valederos contra toda clase de personas.

Nuestro Código Civil, en su Art. 1.357: Instrumento público o auténtico


es el que ha sido autorizado con las solemnidades legales por un
Registrador, por un Juez u otro funcionario o empleado público que tenga
facultad para dale fe pública, en el lugar donde el instrumento se haya
autorizado.

Clases:

Los documentos públicos pueden clasificarse ya sea atendiendo a la


calidad del funcionario público que han actuado en su formación, o al valor
que el propio legislador le ha dado en las relaciones públicas.

Según el artículo 1.357 podría ser:

1.- Registrales aquellos donde ha intervenido en su formación el


funcionario, que según la pertinente Ley de Registro Público está autorizado
para tales funciones (Art. 10).

13
2.- Judiciales cuando han sido formados por un Juez (Art. 1.366
Código Civil y 927 del Código de Procedimiento Civil);

3.- Notariales en los casos establecidos en el Reglamento de Notarías


Públicas, Art. 14, Ords. ‘’a’’ y ‘’b’’ y el Art. 32, Ord. 1.

Los documentos notariales pueden ser reconocidos o autenticados, la


diferencia entre ellos es que el documento autenticado se transcribe íntegro
en el Libro de Autenticaciones por duplicado y en el de reconocimiento es un
solo libro, no tiene duplicado, en él se plasma una síntesis del contenido del
documento.

Fuerza Probatoria:

El documento público hace plena fe de su contenido en todo lo que se


refiere a las afirmaciones hechas por el funcionario en su carácter legal y en
el ejercicio de su función, dejando constancia de todo aquello que fue por él
realizado y de lo dicho y hecho en su presencia, y de lo que por la ley está
llamado a dar fe.

Así, para impugnar la verdad de los dichos del funcionario sobre lo


que se ha hecho o ejecutado en su presencia, habrá de recurrirse a la acción
de tacha de falsedad. Pero si lo que se enerva no es el documento mismo,
sino las obligaciones en él contenidas, no se está desconociendo su fuerza
probatoria, sino el concurso de voluntades y el negocio establecidos, y por
tanto la acción que ha de promoverse no será de falsedad, sino la de
simulación; como bien lo expresa el Art. 1.360: El instrumento público hace
plena fe, así entre las partes como respecto de terceros, de la verdad de las
declaraciones formuladas por los otorgantes acerca de la realización del

14
hecho jurídico a que el instrumento se contrae, salvo que en los casos y con
los medios permitidos por la ley se demuestre la simulación´´. Resumiendo
podemos decir: que el valor probatorio de un documento público está en los
siguientes supuestos:

A.- Que en el documento haya intervenido ciertamente el funcionario


que lo autorizo e igualmente sea cierta y verdadera la identidad de sus
otorgantes.

B.- Que las afirmaciones del funcionario en el ejercicio de sus


funciones sean sinceras, es decir, conforme a la verdad.
El documento público hace plena fe (así lo dispone el legislador) entre las
partes y con relación a los terceros.

Documento Reconocido y Autentificado:

Dentro de las atribuciones de los Notarios Públicos, artículo 75, num.


17 de la LRPN. Procede la autenticación de los documentos que son:

1.- Cuando se reconoce sólo la firma, estaremos en presencia de un


documento reconocido.

2.- Cuando el reconocimiento comprende el contenido y la firma,


estaremos ante un documento auténtico o público (Autenticado). Ahora bien,
conforme al artículo 1.363 del Código Civil: ´´El instrumento privado
reconocido o tenido legalmente por reconocido, tienen entre las partes y
respecto de terceros, la misma fuerza probatoria que el instrumento público
en lo que se refiere al hecho material de las declaraciones; hace fe, hasta
prueba en contrario, de la verdad de esas declaraciones.

15
Igualmente: ´´Se tienen por reconocidos los instrumentos autenticados
ante un Juez con las formalidades establecidas en el Código de
Procedimiento Civil´´, Art. 1.366 ejusdem.

El Art. 927 del Código de Procedimiento Civil señala: ´´Todo


instrumento que se presente ante un Juez o Notario para ser autenticado se
leerá en su presencia por el otorgante o cualquiera de los asistentes al acto y
el Juez o Notario lo declarará autenticado, extendiéndose al efecto, al pie del
mismo instrumento, la nota correspondiente la cual firmarán el Juez o el
Notario, el otorgante u otro que lo haga a su ruego si no supiere o no pudiere
firmar, dos testigos mayores de edad y el secretario del Tribunal. El Juez o
Notario deberá identificar al otorgante por medio de su Cédula de Identidad´´.

La autenticación, es el reconocimiento previo, que consiste en la


intervención del funcionario público, que da fe de la veracidad y legalidad de
un acto o documento jurídico. Per se hacen prueba o dan fe de su contenido,
por cuanto no dejan lugar a dudas acerca de la verdad de sus declaraciones.
En consecuencia, un documento otorgado privadamente y luego autenticado
se rige por las reglas sobre el valor probatorio de los instrumentos
reconocidos y no por las del instrumento público. La diferencia radica en que
la prueba del instrumento reconocido es desvirtuadle por medio de otras
pruebas.

Documento Registrado:

Prescribe el Art. 1.924 del Código Civil que: ´´Los documentos, actos y
sentencias que la Ley sujeta a las formalidades del registro y que no hayan
sido anteriormente registrados, no tienen ningún efecto contra terceros, que
por cualquier título, hayan adquirido y conservado legalmente derechos
sobre el inmueble´´.
16
Cuando la Ley exige un título registrado para hacer valer un derecho
no puede suplirse aquel con otra clase de prueba, salvo disposiciones
especiales.

Igualmente los Arts. 1.920 y ss. Del Código Civil, y el Art. 75, num. 17
de la LRPN. Prescriben que determinado actos y documentos deben
registrarse; y mientras no se cumpla esa formalidad, no tendrán efecto contra
terceros; y mientras no sean registrados, esos actos y documentos no
podrán probarse por otros medios de prueba, cuando se exige título
registrado. 16

Documento Privado:

El concepto de documento privado no aparece definido en la ley


venezolana. Por lo tanto, se consideran documentos privados los que se
otorgan las partes, con o sin testigos, y sin asistencias de ninguna autoridad
capaz de darles autenticidad.

El documentos privados se comprenden todos los actos o escritos que


emanan de las partes, sin intervención del Registrador, el Juez o de otro
funcionario competente, y que se refieren a hechos jurídicos a los cuales
pueden servir de prueba´´

Los instrumentos privados, como obra que son de los particulares que
los otorgan no tienen valor probatorio mientras su firma o su estructura no
estén justificadas, pues de la verdad de ellas depende toda su eficacia´´.

Ahora bien Pietri, sostiene que ´´la escritura privada no es sino la


confesión hecha mediante escrito de la obligación que la parte o las partes

17
han querido contraer; entonces ella hace fe únicamente de la verdad del
hecho histórico de esta confesión.
Chiovenda, afirma, ´´que el documento privado, no proviniendo del
funcionario público autorizado para atribuirle fe pública, no hace por sí
prueba ni de sí mismo ni de ninguna cosa de la que en él se afirmen
ocurridas, sino en cuanto la escritura sea reconocida por la persona contra
quien se presente, en este caso tiene el mismo efecto probatorio que el acto
público.

Condiciones para su Existencia:

En nuestro ordenamiento procesal y en algunas otras legislaciones se


tiene como condición esencial para la existencia del documento privado, que
haya sido firmado por la persona a quien se opone, no pudiendo ser
reemplazada la firma por una cruz, marca, sello u otro distintivo, aunque el
acto se haya efectuado en presencia de testigos.

Así, el artículo 1.368 del Código Civil establece: ´´El instrumento


privado debe estar suscrito por el obligado, y además, debe expresarse en
letras la cantidad en el cuerpo del documento, en aquellos en la que una sola
de las personas se obligue hacia otra a entregarle una cantidad de dinero, u
otra cosa apreciable en dinero.

Si el otorgante no supiere o no pudiere firmar, y se tratare de


obligaciones para cuya prueba se admiten testigos, el instrumento deberá
estar suscrito por persona mayor de edad, que firme a ruego de aquél y
además por dos testigos´´ y el artículo 128 del Código de Comercio señala:
´´La prueba de testigos es admisible en los negocios mercantiles, cualquiera
que sea el importe de la obligación o liberación que se traten de acreditar; y

18
aunque no haya principio de prueba por escrito, salvo los casos de
disposición contrarían a la ley´´.
Los documentos privados no están sujetos a ningún requisito de
forma, pudiendo estar escritos en idioma extranjero, omitirse el lugar y fecha,
con excepción de los casos donde sea expresamente exigida por la ley,
como en los instrumentos mercantiles; por ejemplo, el cheque, que tiene
como señalamiento fundamental la expresión de la cantidad que debe
pagarse, la fecha ya firma del libertador; y la letra de cambio, entre cuyos
requisitos están los de indicación de la fecha y el lugar donde fue emitida y la
firma de quien la gira.

Fecha Cierta del Documento Privado:

El documento público o auténtico tiene por sí mismo fecha cierta para


todo el mundo (erga omnes), y ella es la de día en que fue protocolizado
formalizado ante el Registrador u otro funcionario competente y no podrá ser
desconocida o impugnada, sino demostrando su falsedad.

El documento privado se encuentra en una situación completamente


diferente; es obra exclusiva de las partes, elaborado sin la intervención de
funcionario alguno ni sujeto a formalidades. En consecuencia, sus otorgantes
movidos por un interés, que a veces puede ser lícito, podrán anteponer su
fecha y hacerlo aparecer como muy anterior. La fecha valdrá para las partes
que convinieron en fijarla; pero en cuanto a los terceros y contra todos los
que puedan obrar, el legislador ha dictado reglas para determinar su certeza,
dado que en más de las veces será imposible acreditar la verdad por los
medios ordinarios de prueba.

19
El artículo 1.369 del Código Civil establece: ´´La fecha de los
instrumentos privados no se cuenta, respecto de terceros, sino desde que
alguno de los que hayan firmado haya muerto o quedado en la imposibilidad
física de escribir; o desde que el instrumento se haya copiado o incorporado
en algún Registro Público, o conste haberlo presentado en juicio, o que se
haya archivado en una Oficina de Registro u otra competente´´.

Desde ese momento y por los motivos ante enunciados, la fecha del
instrumento privado es cierta; siendo de advertir que no basta la simple
mención al hacer el inventario, es preciso que conste la sustancia del acto en
el contenido para evitar sustituciones.

Las partes o sus causa ha bienes no tendrán interés en impugnar la


fecha aparente, sino cuando sostenga que el documento fue antedatado para
esconder un fraude y, entonces es evidente que no puede negárseles el
derecho de probar el acto doloso, según las prescripciones contempladas al
efecto por el Legislador.

Jurisprudencia:

Los documentos autenticados tienen la fuerza probatoria de


documento público, pero no su característica.

Los instrumentos a que se refiere la formalización son documentos


autenticados, lo cual implica que fueron reconocidos por las partes antes
notarios quien los declaró autenticados y que por tanto tiene la misma fuerza
probatorias del documento público y de acuerdo al artículo 1363 del C.C.V.
establece: ´´El instrumento privado reconocido o tenido legalmente por
reconocido, tiene entre las partes y respecto de terceros, la misma fuerza
probatoria que el instrumento público en lo que se refiere al hecho material

20
de las declaraciones; hace fe, hasta prueba en contrario, de la verdad de
esas declaraciones´´.

Importancia y Efectos en el Derecho Notarial Venezolano:

La importancia de esta clasificación radica en la eficacia o fuerza


probatoria de estos instrumentos legales, los documentos auténticos o
públicos, por la gran importancia que tienen en las relaciones jurídicas, son
los que por sí mismos hacen prueba y dan fe de su contenido ab initio.

En cambio, los documentos privados tienen valor de prueba plena,


cuando son reconocidos o autenticados por el propio otorgante o por los
representantes legales.

El Ordenamiento Jurídico Registral:

Contenido:
- Concepto
- Legislación Registral Venezolana
- Instituciones Registrales
- Enumeración

Concepto:

Son todas aquellas normas que establece el Estado para regular la


materia registral, ya que a él corresponde la organización y reglamentación
del Registro Público, que es el órgano por medio del cual el Estado realiza la
publicidad registral de los hechos jurídicos relativos a las personas y a los
bienes, dejando constancia pública y fehaciente de los mismos y en donde

21
se utilizan las técnicas y procedimientos adecuados para garantizar la
depuración de posibles errores o fraudes.

Del concepto anterior podemos deducir que el orden y la seguridad


jurídica se benefician con la existencia del Registro Público.

Legislación Registral Venezolana:

Los lineamientos fundamentales de la institución registral y lo


concernientes a sus funcionarios, se encuentra establecidos en:

1.- La nueva Ley de Registro Público y del Notario del 22-12-2006

2.- El Código Civil 25

3.-El Código de Comercio

1.- La nueva Ley de Registro Público y del Notariado el 22-12-2006,


determina todo lo referente a la organización de las oficinas de registro, sus
atribuciones; las formalidades para el registro, del nombramiento y remoción
de personal bajo su dirección, etc.

2.- El Código Civil trata lo referente al Registro Público en los artículos


1.913 al 1.919. Igualmente en él se consagran disposiciones sobre el
Derecho del Autor, el Derecho de Propiedad Industrial, etc., que dieron
origen a la creación de leyes que regulan todo lo concerniente a estas
materias.

3.- El Código de Comercio que rige las obligaciones de los


comerciantes en sus operaciones mercantiles y los actos de comercio,
aunque sean ejecutados por no comerciantes.

22
Existen varias leyes cuyo contenido trata acerca de la importancia del
Registro en las materias que ellas regulan, tales como: Ley de Propiedad
Industrial, Ley sobre el Decreto de Autor, Ley General de Marinas y
Actividades Conexas, Ley de Aviación Civil, Ley del Mercado de Capitales,
Ley de Hipoteca Mobiliaria y Prenda sin Desplazamiento de Posesión entre
otras.

Instituciones Registrales:

Enumeración

El Registro Público (Antecedentes Históricos)

Nació el Registro Público de la propiedad en Venezuela, con un hecho


singular y se ha mantenido casi intocable hasta hoy, desde su implantación
con el nombre de ´´Oficios de Anotaciones de Hipotecas´´, proveniente a su
vez de la Pragmática el 31 de diciembre de 1768, dictada en España para
proteger a los compradores e interesados en los bienes hipotecados por la
ocultación y oscuridad de sus cargas.

Ruggieri Parra, sostiene que el ´´Oficio de Anotador de Hipotecas´´ se


conocía en Venezuela para 1761, por tanto ´´Yerran los que afirman que no
existió sino a partir de 1778; con anterioridad, los escribanos eran los
encargados de llevar anotaciones de las hipotecas. Concluye nuestro autor:
´´En el año de 1761, comienza en Venezuela la verdadera publicidad de tales
actos´´ (Citado por el Dr. Antonio Rafael Yanes, en su Ensayo: ´´El Registro
Inmobiliario y el Notariado en Venezuela´´.

23
Pues bien, el ´´Oficio de Anotador de Hipotecas´´, que ya hemos visto,
que recibe el documento ya redactado por el escribano, cuyo objeto es la
publicidad y su técnica, la inscripción, (lo que es tradicional en la familia
jurídica latina), se interrumpe en la tercera década del siglo siguiente en
Venezuela 1826, por la necesidad de aumentar las rentas nacionales, hasta
cubrir los gastos del Estado al incorporar a la Hacienda Nacional el Oficio de
Anotación de Hipotecas que, en adelante ´´tendrá carácter de Registro para
anotar o registrar los actos civiles, judiciales y extrajudiciales, a fin de
sujetarlos a un impuesto.

Definición

Anteriormente denominado Registro Inmobiliario, es una institución


creada para dar respuesta a las apremiantes necesidades de facilitación del
tráfico patrimonial, de certidumbre en la titularidad de los derechos y de
estabilidad en la circulación de la riqueza.

El Registro Público o Registro Inmobiliario. Es el conjunto de principios


y normas que estudia el sistema orgánico (organización interna y eficacia
externa) de publicidad legal de los derechos que recaen sobre bienes
inmuebles, y cuya finalidad es dotar de seguridad y justicia a su tráfico
patrimonial.

Su Finalidad:

Finalidad Concreta: Uno de los problemas fundamentales del


derecho privado práctico se haya en lograr que el propietario pueda contar
con una adecuada prueba de derecho (título), ya que se busca configurar un
régimen legal de prueba de la propiedad.

24
Finalidad Abstracta: La doctrina considera de manera prácticamente
uniforme que la finalidad del Derecho Registral Inmobiliario, es proporcionar
seguridad jurídica a los adquirientes (entendido en el sentido amplio) de
bienes inmuebles, de tal manera que conozcan quien es el propietario
habilitado para celebrar el negocio dispositivo.

Esencia del Registrador Público o Inmobiliario

La mayoría de los autores están de acuerdo, que para entablar


cualquier relación jurídica se requiere el máximo de certeza respecto a sus
presupuestos; si se va a comprar, que el vendedor. El Estado a través del
sistema oficial de publicidad Art. 9 de la nueva LRPN. Afirma que ´´La fe
pública registral protege la verosimilitud y certeza jurídica que muestran sus
asientos. La información contenida en los asientos de los registros es pública
y puede ser consultado por cualquier persona´´.

El elevado valor de los inmuebles hace necesaria una especial


seguridad, y sólo puede lograrse con el conocimiento de sus circunstancias
jurídicas.

Por lo tanto, el Registro Público es un instrumento de publicidad, que


tiene dos momentos:

A.- Antes de la Adquisición: Anunciado a todos quién es el titular,


por lo menos formal, del inmueble que se desea adquirir, así como de las
cargas y gravámenes que les afectará en caso que se concrete el negocio
adquisitivo.

25
B.- Después de la Adquisición: Si el adquiere inscribe su título de
adquisición, lo hará invulnerable a las reclamaciones que resulten de causas
ajenas al contenido del Registro.
Artículo 47. Toda inscripción que se haga en el Registro Público,
relativa a in inmueble y comunidades o derecho real, deberá contener:

1.- Indicación de la naturaleza del negocio jurídico.

2.- Identificación completa de las personas naturales o jurídicas y de


sus representantes legales.

3.- Descripción de inmueble, con señalamiento de su ubicación física,


superficie, linderos y número catastral.

4.- Los gravámenes, cargas y limitaciones legales que pesen sobre el


derecho que se inscriba o sobre el derecho que se constituya en un nuevo
asiento registra. (CC. Art. 1.913 al 1.928).

La Constancia de Recepción de Documentos Deberá Contener:

A.- Hora, fecha y número de recepción.

B.- Identificación de la persona que lo presenta.

C.- Naturaleza del acto jurídico que deba inscribirse.

26
CONCLUSIÓN:

Finalmente se puede decir que el Registro Civil hoy en día constituye


más que un simple archivo del Estado civil de las personas, es un
instrumento de gran ayuda para casos en los que se requiera prueba de
cualquiera de los Status del Estado Civil, pues es únicamente en esta
institución donde se tiene esa información disponible. El hecho de que el
Registro Civil haya sido contemplado no sólo en la Constitución sino que
además en una ley especial sobre la materia, vino a contribuir en gran
medida con la modernización de la institución; controlando así un poco más
lo que a organización y emisión de partidas y actas se refiere y definiendo
también sus competencias; al mismo tiempo que se establecen
procedimientos más modernos para efectuar los actos inherentes a tal
institución.

Los documentos conforman una tercera categoría dentro del género


de la prueba documental, en que gozan de una presunción de legitimidad,
autenticidad y veracidad, pero tal presunción puede ser desvirtuada mediante
prueba en contrario, por lo que podemos diferenciarlos de los documentos
públicos, que sólo pueden ser impugnado mediante la tacha de falsedad, y
que pueden ser promovidos en el lapso de promoción y evacuarlos en la
etapa de evacuación de prueba. El propósito fundamental de los Registros y
Notarías es garantizar, mediante la publicidad registral, la certeza y la
seguridad jurídica de los bienes o derechos inscritos, otorgándoles la
presunción de verdad legal, oponible a terceros. Los asientos registrales

27
están bajo la salvaguarda de los Tribunales y producen todos sus efectos
mientras no se declare su inexactitud.

BIBLIOGRAFÍA.

Emilio Calvo Baca Abogado. Derecho Registral y Notarial. Ediciones


Libra C.A.

Código Civil de Venezuela, gaceta oficial Nro. 2990, extraordinario del


26 de junio de 1982, con reforma oficial gaceta Nro. 39.264, de fecha 15 de
Septiembre del 2009.

28