Sei sulla pagina 1di 2

Angel hab1a alc;rnza<lo ta!

perfección en s11 tCcnica escult6rica


extraordinaria, que Sl! David no sólo puede
,.:;ampararse sin menoscabo con el trabajo de antiguos
artítices como Praxitelt!s. sino que en realidad lo sobrepasa
Aristóteles era atin e! filosofo ofici:!I de la Iglesia y
se estudiaban las 3lltiguas teoflas musicales lo nuevo en
Florencia fue el estudio de la lengua grieJa, dar preferencia
al latt'n ciceroniano y no al medieval como base y
norma, y un in terés apasionado por la obrn de Platón. A
pesar de cierta afición por lo antiguo, empero, el resultado
neto íue mús un paso hacia adelante que el ·'renacimiento"
de lo pasado, y sin duda íue como dichas revoluciones
suelen ser,
.
una busi;a de antecedentes para
justificar las pr.icticas presentes
Se ha señalado también con insistencia el aspecto
pagano de este interés por lo antiguo En este punto, de
nuevo pensamos que es mucho menos antkristiano de lo
que aparece a simple vista El neoplatonismo florentino
fue sin duda antiescol.istico. pero fue más bien una substitución
de la autoridad de Aristóteles por la de Platón
Marsilio Ficino, como sumo sacerdote del movimiento,
en su interpretación de la Rtpiiblica y Leyes. habla de
Platón como el "Moisés" ritico .. También se ha dicho que
dio a Sócrates el calificativo de "santo" en una letanía y
en su honor encendió un cirio ante su busto. En este
conte:<.to, _su pensamiento parece rpás un�reinterpreta-
,ción del cristianismo en términos P.
1
.
atónicOC·q,ue realmente
paganismo. T:imbién· había cierfa ddsiS de anticlericalismo
en Florencia, como en cualquier otro sitio en
esta époc.i Lorenzo, empero, como banquero papal y
como padre que eligió para su hijo Juan la carrera eclesiástica,
no fue tanto un escéptico religioso, como un
hombre con un gran realismo po!Jtico. Es important�
recordar que los humanistas Oorentlnos fueron un grupo
pequeño de hombres cultos cuyas 'discusioneiiYOisCita�·
ciones sobre Platón tuvieron mucho·mayor resonancia en
el curso de !a historia que en su propio tiempo. En
realidad, nunca formaron, ni les interesó, un núcleo
numeroso En los primeros 25 años del siglo siguiente,
empero, los humanistas aparecerían en e[ foro internacional
de Roma La expresión artistica del neoplatonismo
llegó a su punto culminante en !as obras de Miguel
Angel y en el siguiente capitulo daremos una visión
genernl del movímiento que incluye por necesidad el arte
de Botticelli y Rafael, el mecenazgo de J ulio II y los
papas León X y Clemente VII de In familia Médicis y
los filósofos neoplatónicos. '
El naturnlismo entendido como fidelidad hacia la Naturaleza surge como una fonna
desarrollada en la escultura gótica septentrional y en !a poesia de San
Francisco, santo que habfa muerto desde 1 226. Por el
sig!o XIV, las representaciones del hombre y la Naturaleza,
por igual, habían perdido casi por i;ompleto su valor
como símbolos u!trnterrenos, pero en vez de seguir conservando
un interés general por las cosas de este mundo,
el naturalismo 0orí!�Hino del siglo XV tomó un giro
marcadamentí! c1cnt1fico La observación cuidadosa de
los fenómí!nos naturale�y el deseo de reprodut:ir objetos
como los capta el ojo tue signo de una actitud empirit:a;
la diset:ci6n de cad;\vcres para estudiar la estructura del
CtJerpo humano revela un espiritu de libre investigación