Sei sulla pagina 1di 24

FEMINISMO

Jonathan Alberto López Gómez


Jonathan Cristian Pérez Vásquez
Abel del toro Espinoza
Filosofía
6ºA T/M
Preparatoria Nº 2
22/11/10
INDICE
= 
= = 
  
=   
=  
= 
 

       



    
2.1Programa de participación política y desarrollo local

2.2Programa de justicia económica para las mujeres

2.3Programa de educación para la equidad de género

3. Orígenes de la de la desigualdad de las mujeres


3.1Movimineto feminista

3.2Actual sociedad civil feminista

3.3Las tradiciones culturales y la desigualdad entre mujeres y


hombres

3.4La mujer y las relaciones sociales

3.5 Igualdad, Legal y social con el sexo masculino

3.6 Violencia contra la mujer

4. Ética del feminismo


5. El Feminismo: Un movimiento de pensamiento.
 !"

Es en 1837, cuando emerge en la lengua francesa, la expresión feminismo la cual


intenta apoyar públicamente los derechos del género femenino en dicha sociedad.
Desde el surgimiento de esta doctrina, las mujeres han llevado a cabo luchas
incansables para defender sus derechos y su papel en la esfera de la vida publica. Pero
es en los últimos años, donde esta teoría feminista ha forjado conceptos nuevos,
evolucionando para un mejor análisis al respecto.

Esta ofensiva tiene su punto de partida en las denuncias sobre el sexismo. Entendido a
este, como la consecuencia de la falocracia (dominación de los hombres sobre las
mujeres o el sistema patriarcal) y además, no simplemente como una hegemonía, sino
como un sistema que recurre claramente y de manera sutil a todos los mecanismos
institucionales e ideológicos que encuentre a su alcance, con el objetivo de reproducir
la primacía de los hombres sobre el sexo opuesto. Estos de ámbitos de opresión
pueden abarcar desde la política, la economía, la moral, la ciencia, la medicina, hasta la
moda, la cultura, la educación, los medios de comunicación, entre otros.

Cuando esta problemática la abordan distintos profesionales, es decir historiadores,


etnólogos o sociólogos, la mayoría de las veces lo realizan esbozando desde su propio
modelo del roles, tanto masculino como femenino, es decir de una manera
androcéntrica. Pero lo representativo de esta cuestión, es que por ejemplo, las
estadísticas contemporáneas del trabajo no tienen en cuenta a la condición de muchas
de estas personas (el de ser amas de casa), como criterio para evaluar si su labor
doméstico es considerado un trabajo similar al de cualquier otro que perciba un
salario.

Pero la historia de las mujeres no es sólo la historia de su represión, sino también la


historia no menos ocultada hasta hoy de su resistencia en el curso de los siglos a esta
represión y a su encierro. La discriminación de la mujer ha sido constante a lo largo de
muchas etapas de la historia de la humanidad, en base a una supuesta inferioridad del
llamado ͞sexo débil͟.

La lucha por la igualdad y la dignidad de las mujeres, se evidencia hoy en las protestas
llevadas a cabo por las mismas como movimientos de liberación. Estas surgen en el
Renacimiento, cuando los ideales de emancipación del individuo comienzan a urgirse
desde los nuevos estratos sociales. En cambio, hoy estas protestas tienen lugar
primordialmente en aquellos lugares en donde la situación de la mujer a mejorado
considerablemente, es decir en los países desarrollados. Ya que en las naciones en vías
de desarrollo el movimiento feminista, solo es llevado a cabo por aquellas mujeres que
pudieron tener acceso a una educación superior, pero lo llevan a cabo en forma
clandestina o muchas veces es mandado a ser reprimido tal reclamo justo.

Es así como estas reivindicaciones feministas, en su gran parte, enuncian las


preocupaciones de sus pares de los países del he misferio norte, en particular aquellas
que se encuentran en las clases medias, sin tener en cuenta la similar situación de
aquellas emergidas en los países del tercer Mundo. Por ejemplo, hay casos en que las
mujeres se encuentran desesperadas por no poder garantizar a sus hijos el mínimo
bienestar necesario para cualquier individuo. Esta cuestión es consciente por parte de
sus pares del otro lado del mundo, las cuales sostienen que este sufrimiento es causa
de los modelos y prácticas guiadas por sus compratiotas a través de distintos hechos,
como ser: eliminar a las mujeres de la formación y las técnicas agrícolas, quitándoles
sus derechos a la tierra en beneficio del marido cabeza de familia, y obligándolas al
éxodo urbano, ámbito en el que no pueden encon trar empleo.

Este subdesarrollo en dichas mujeres, ha sido agudizado por los expertos occidentales,
ya que favoreció el mantenimiento de costumbres primitivas que son mutiladoras para
las implicadas. Sin lugar a dudas, es necesario conocer en sus aspectos y fundamentos
el sistema patriarcal, el cual se alimenta del sistema de acumulación (tanto de poder
como de lucro) con el objetivo de lograr suprimirlo, para obtener resultados
innegables en esta lucha femenina analizando esto a diferentes escalas, ya sea mundial
o en cuanto a las relaciones entre países de ambos hemisferios

No caben dudas, que para impedir la discriminación hay que tener leyes más
equitativas. Controlarlas que en la práctica se cumplan, realizar análisis cuantitativos
del acceso y oportunidades sociales tomando en cuanto los sexos para ver si participan
equitativamente. Y obviamente luchar contra los factores cualitativos que hacen al
objetivo de esta lucha social, que establecen barreras difíciles en este mundo moderno
muchas veces difíciles de superar. Por que tienen que ver con actitudes que se
transmiten en la crianza, educación y que se filtran en los diversos modos de la cultura.

1.1Historia
El movimiento femenino ͞moderno͟ nació en los albores de la lucha por la igualdad y
la emancipación, inmediatamente después de la independencia de EE.UU y de la
Revolución Francesa, y las demás revoluciones burguesas que plantearon como
objetivo central la consecución de la igualdad jurídica y de las libertades y derechos
políticos.
La revolución francesa al igual que otras revoluciones, marcaban como objetivo
primordial, la consecución de la igualdad jurídica y de libertades y derechos políticos.
Pero pronto surgió la gran contradicción que marcó los inicios de las primeras luchas
feministas: los logros conseguidos durante la revolución no afectaron a las mujeres, a
pesar de representar éstas la mitad de la población en lucha por la libertad. En esta
revolución veremos aparecer además del fuerte protagonismo de las mujeres en los
sucesos revolucionarios, la aparición de las más contundentes demandas de igualdad
sexual por parte de éstas. La convocatoria de los Estados Generales por parte de Luis
XVI se constituyó en el prólogo de la revolución. Los tres estados ʹ nobleza clero y
pueblo- se reunieron a redactar sus quejas para presentarlas al rey. Las mujeres
quedaron excluidas y comenzaron a redactar las suyas propias. Con ello las mujeres,
que se nombraron ͞el tercer Estado del tercer Estado͟ mostraron tener cara
conciencia de ser un colectivo oprimido, y de cómo son éstos distintos estamentos los
creadores y mantenedores de esta situación. En 1972, la inglesa Mary Wollstonecraft
redactará en pocas semanas la famosa ͞Vindicación de los derechos de la mujer͟
donde se revindicaba el acceso a una educación semejante a la de los hombres. Para
de esta manera desarrollar su propia independencia económica accediendo a
actividades remuneradas. De esta manera las mujeres que habían comenzado
exponiendo sus reivindicaciones en los cuadernos de quejas, a cabaron afirmando
orgullosamente sus derechos.

Sin embargo la Revolución Francesa supuso una seguramente inesperada derrota para
la lucha feminista, ya que en 1794 se prohibió explícitamente la presencia de las
mujeres en cualquier actividad política, gui llotinando y mandando al exilio a las que
habían sobresalido en su participación política.
La Revolución Industrial hace que el papel de la mujer quede aún más marginado que
antes, tanto en su papel como esposa, como en el de madre. Las tareas domésticas, al
no generar beneficios, se consideran no productivas. La mujer pierde prestigio en el
mundo artesanal, comercial y agrícola, que antes había compartido con el hombre. La
degradación de las mujeres coincide con la destrucción del clan comunitario y su
sustitución por la sociedad clasista y sus instituciones: la familia patriarcal, la
propiedad privada y el estado.

1.3Feminismo liberal
M 
, también conocido como ͞corriente principal Feminismo ͞afirma
la igualdad de hombres y de mujeres con r eforma política y legal. Es una forma
individualista de feminismo y de teoría, que se centra en la capacidad de las
mujeres de demostrar y de mantener su igualdad con sus propias acciones y
opciones. El feminismo liberal mira las interacciones personales d e hombres y de
mujeres como la tierra que comienza de las cuales transformar a sociedad en un
lugar género-más equitativo. Según feministas liberales, todas las mujeres son
capaces de afirmar su capacidad de alcanzar igualdad, por lo tanto es posible que e l
cambio suceda sin alterar la estructura de la sociedad. Las ediciones importantes
para las feministas liberales incluyen las derechas reproductivas y del aborto, el
hostigamiento sexual, la votación, la educación, ͞igualdad de salario para el trabajo
igual,͟ chilpare comprable, cuidado médico comprable, y trayendo a la luz la
frecuencia de la violencia sexual y doméstica contra mujeres.
Las feministas liberales trabajan generalmente para la extirpación del diagonal
institucional y la puesta en práctica de leyes mejores. En los Estados Unidos, las
feministas liberales han trabajado históricamente para la ratificación del El igual
empereza la enmienda o enmienda constitucional de la equidad, en las esperanzas
se asegurará de que traten a los hombres y a las mujeres como iguales bajo leyes
democráticos que también influencian esferas importantes de las vidas de las
mujeres, incluyendo ediciones de la reproducción, del trabajo y de la igualdad de
salario.
Los escritores feministas se asociaron a esto tradición esté entre otros maría
Wollstonecraft, Molino de Juan Estuardo; segundo-agite a feministas Betty
Friedan y Gloria Steinem; y la tercera feminista de la onda Walker de Rebecca.

1.4Feminismo cultural
Feminismo cultural es la ideología de una naturaleza femenina o la esencia de la
hembra por las feministas ellos mismos en un esfuerzo a las cualidades femeninas
infravaloradas revalídate Es la teoría que hay fundamental personalidad y
psicológico las diferencias entre los hombres y las mujeres, y ésa las diferencias de
las mujeres son no sólo únicas, pero superior. Esta teoría de feminismo toma la
nota de las diferencias biológicas en tre los hombres y las mujeres por
ejemplo menstruación y parto y extrapola de esto la idea cultura de una ͞de las
mujeres inherentes.͟ Por ejemplo, la creencia que las ͞mu jeres son más buenas y
más apacibles que hombres,͟ las feministas culturales de los avisos llama para una
infusión de la cultura de las mujeres en el mundo varón -dominado, que daría lugar
probablemente a menos violencia y a pocas guerras. En su base, la teoría atribuye a
una forma de generar esencialismo El feminismo cultural intenta mejorar la
relación entre los sexos y a menudo las culturas en grande celebrando las calidades
especiales de las mujeres, maneras, y las experiencias, creyendo a menudo que
manera la ͞de la mujer͟ es la manera mejor, o que la cultura discutida ha terminado
masculina y requiere el balance de perspectivas femeninas. El feminismo cultural es
una forma de feminismo de la diferencia

2. Programas de derechos sexuales


reproductivos y una vida libre de violencia
͞Nada justifica la violencia contra la mujer͙͙͟

Los derechos sexuales y reproductivos "abarcan ciertos derechos humanos que ya


están reconocidos en las leyes nacionales, en los documentos internacionales sobre
derechos humanos y en otros documentos pertinentes de Naciones Unidas aprobados
por consenso" (Programa de Acción Cairo 1994:7.3). Entre los principales documentos
internacionales que sustentan el reconocimiento de estos derechos están:

ã La Declaración Universal de los Derechos Humanos, 1948.


ã La Proclama sobre Derechos Humanos Teherán 1968.
ã La Declaración de Alma Ata sobre Atención Primaria, 1978.
ã Las Declaraciones de las Conferencias de Población de Roma 1954, Belgrado
1965, Bucarest 1974, México 1984 y particular mente la Conferencia de Cairo
1994.

El reconocimiento de los derechos sexuales y reproductivos como parte de los


Derechos Humanos, constituye un avance en materia de reconceptualización de los
Derechos Humanos, hasta hace poco preocupados prioritariamente de los Derechos
Civiles y Políticos.

Los derechos sexuales y reproductivos, son reconocidos a las personas hombres y


mujeres, como también a las parejas. El carácter relacional y social de la sexualidad y
reproducción, involucra la responsabilidad de muj eres y hombres en estos procesos,
por lo tanto los derechos sexuales y reproductivos no corresponden solo a las mujeres,
son derechos humanos básicos de hombres y mujeres, aunque de manera general,
hayan sido las mujeres las principales depositarias de la responsabilidad en este campo
y se haya prestado poca atención al análisis del proceso reproductivo de los varones.

Uno de los aportes significativos de la Conferencia Internacional sobre Población y


Desarrollo (Cairo 1994), fue el llamado a los hombres a asumir una conducta sexual
responsable, así como a participar en todas las esferas de la vida familiar, el cuidado de
los hijos y las labores domésticas. Sus responsabilidades incluyen la provisión de apoyo
financiero a los hijos y la familia, particular mente en los casos de abandono.

La sexualidad y reproducción están articuladas a condicionamientos culturales, donde


las determinaciones de género expresan los patrones, valores y pautas de
comportamiento de hombres y mujeres asociadas a la sexualidad y reproducción. Las
relaciones de subordinación de las mujeres con respecto a los varones, tiene su
expresión en el campo de la sexualidad, por ejemplo, en los mitos y valores asociados a
los cuerpos, en la devaluación social de lo femenino, en la doble moral idad sexual, en
el escaso poder social de las mujeres y sus dificultades para tomar decisiones sobre sus
cuerpos. Sin cambios en las relaciones de poder en el campo de la sexualidad y
reproducción será difícil lograr cambios en las relaciones en otros ámbi tos

2.1Programa de participación política y


desarrollo local
Parten de que la marginación hacia las mujeres en las diversas formas y espacios de
toma de decisiones como uno de los pilares que sostiene la subordinación femenina.

Buscan incidir en los espacios de la política tradicional, al mismo tiempo que trabajan
una trasformación de la concepción y contenidos de la política

-Alianza y apoyo a los grupos de mujeres para la construcción de referentes


organizaciones locales.
-La asociatividad y respaldo al liderazgo de las mujeres en los gobiernos municipales

-Influir en los gobiernos locales para que incorporen una visión de equidad de género

2.2Programa de justicia económica para las


mujeres
͞el derecho a los servicios básicos y los derechos laborales, condiciones de la justicia
económica para las mujeres͟

Desde la perspectiva feminista, analizan la tendencia económica del actual modelo


económico que profundizan la subordinación de las mujeres de con los efectos de la
división sexual del trabajo y que consecuencia de la privatización de los servicios
públicos, se trasfieren mas responsabilidades familiares.

Partieran de que las mujeres que están insertas en el mundo laboral también son
discriminadas, encontrándose en una situación de discriminación genérica y muchas
veces desarrollando actividades económicas en condiciones inhumanas.

2.3 Programa para la educación para la


equidad de género
la igualdad de los sexos no es sólo una exigencia social determinante, sino parte
sustancial del sentido ciudadano, por ello corresponde a todos los sujetos de una
sociedad pasar del imaginario de la equidad al hecho contundente (que conlleva la
Y  de que hombres y mujeres están a la par, gozan de los mismos derechos,
hacen uso de sus capacidades en la vida pública y laboral, disfrutan del acceso y
permanencia a la escuela y tienen iguales posibilidades de desarrollo.

Una de las experiencias relevantes a nivel mundial ha sido la Asamblea General de las
Naciones Unidas que en el año 2000 logró convocar a 147 países para emprender el
reto de la cooperación internacional y el combate a la pobreza, en beneficio de los
países menos desarrollados; asimismo se acordó como responsabilidad colectiva el
respeto y defensa de los principios de la dignidad humana, la igualdad y la equidad.
Esta Asamblea retomó los acuerdos que se habían establecido en las cumbres
mundiales de las Naciones Unidas celebradas en la déca da de 1990.
3. Orígenes de la desigual de las mujeres
Los historiadores y antropólogos afirman que en los periodos previos a la civilización
existirán relaciones de igualdad entre la mujer y en hombre.

Esta igualdad según dichos historiadores se debía a l a participación de ambos en las


actividades económicas del grupo.

Sin embargo con el sufrimiento de la familia patriarcal la mujer fue reelegida a trabajar
para satisfacer las necesidades de la familia la mujer quedo culta entre las paredes del
hogar y sus actividades se volvieron invisibles a pesar de las largas jornadas de trabajo
y el cansancio que ello implica. El trabajo de las mujeres fue considerado como menor
valor que el del hombre.

3.1 Movimiento feminista


Movimiento para conseguir la igualdad política, social y económica entre mujeres y
hombres. Algunos de los derechos de igualdad que se reivindican son el control de la
propiedad privada, la igualdad de oportunidades en la educación y el trabajo, el
derecho al sufragio o voto libre y la liberta d sexual.

El movimiento feminista, también conocido como movimiento por la liberación de la


mujer, surgió en Europa a finales del siglo XVIII. A pesar de que ya en 1970 la mayoría
de las mujeres en el mundo habían conseguido mejorar sus derechos, todavía e stá
pendiente la total igualdad con el hombre a nivel político, económico y social.

El movimiento feminista está compuesto por diferentes elementos sin una estructura
jerárquica. Aunque no se basa en un conjunto de principios formales, su idea central es
que las mujeres sufren una opresión no compartida por el hombre y de la que, por lo
general, los hombres son los beneficiarios políticos, sociales, emocionales y
económicos.

Cuando el feminismo occidental resurgió en la década de 1960, el movimiento


defendía preferentemente que las experiencias individuales de subordinación de la
mujer no eran incidentes aislados debidos a diferencias particulares de personalidad,
sino la expresión de una opresión política común. También se esgrimió la idea de
hermandad, pero este concepto ha sido muy criticado por incoherente, ya que dentro
del movimiento se mantienen prejuicios de raza y clase social. En los últimos años,
tanto las diferencias como las similitudes entre mujeres han pasado a ser objeto de
investigación académica.

El movimiento feminista sigue tres líneas de actuación: exploración de una nueva


solidaridad y conciencia (que facilita la valoración de las posiciones política y social),
realización de campañas a favor de temas públicos y el estudio del feminismo.
3.2Actual sociedad civil feminista
La actual sociedad civil es feminista en la distribución del poder secundario y
feminoide en la cultura dominante. Con esa androginia social, ya presente en la
vindicación de los derechos de la mujer (Mary Wollstonecraft , 1792), la mujer ha
perdido hoy en influencia sobre los hombres lo que ha ganado en poder social y
político.

La novedad del feminismo imperante no está en la igualdad legal y social con el sexo
masculino, que solo la insensatez instintiva puede negar, sin o en la hegemonía que lo
feminoide de ambos sexos pretende, para estar en posiciones de aparente dominio en
los escaparates de la sociedad y ejercer el mismo tipo de poder en el Estado que el
tradicional de los hombres.

Si producen rechazo las mujeres de p oder político autoritario, y apenas hay una que no
manifieste intemperancia, no es porque veamos en ellas modales incompatibles con la
condición natural de la mujer, sino porque se esperaba del feminismo que dulcificara
no tanto el talante de la política como su propia concepción. Esta fue al menos la
pretensión del feminismo romántico y el de la maternidad cívica republicana, que
alegaron virtudes sociales de la mujer para legitimar su derecho a mejorar el mando
político masculino.

3.3 Las tradiciones culturales y la desigualdad


entre mujeres y hombre
La desigualdad de género es una fuerza importante que empuja la epidemia del VIH.
Los distintos atributos
y roles que las sociedades asignan a los hombres y mujeres afectan profundamente s u
habilidad de protegerse
Del VIH, así como de hacerle frente a su impacto. La desigualdad basada en el género
se cruza con
Otras desigualdades sociales, culturales, económicas y políticas que afectan a las
mujeres y hombres de
Todas las edades. El género crea una balanza de poder desigual entre los hombres y las
mujeres, favoreciendo
a los hombres, lo que tiene una influencia en el acceso desigual a los recursos claves,
incluyendo
Ingresos, crédito, oportunidades de empleo, educación e información. Todos e sos
factores, conjuntamente,
Crean un mundo en donde las mujeres y las niñas son más vulnerables al VIH que los
hombres y los niños.
Las normas sociales hacen que los hombres y los niños sean vulnerables al VIH al
promover comportamientos
Sexuales de alto riesgo acompañados de poco o ningún conocimiento sobre la
prevención del VIH.
La sexualidad también es un factor determinante clave de la vulnerabilidad al VIH. La
sexualidad de un individuo
Está definida por con quien tiene relaciones sexuales, de que man eras, bajo que
circunstancias y con
Cuales consecuencias. En la mayoría de las culturas, las normas sociales requieren que
las relaciones sexuales
Deben ocurrir entre un hombre y una mujer. Cualquier interacción sexual fuera de esa
norma es percibida
Como desviada y es atacada moralmente, lo que causa el estigma, la discriminación e
incluso la criminalización
De las minorías sexuales que terminan aislándose como consecuencia de ello. Esto
hace que sea
Extremadamente difícil alcanzar a esas personas con información y servicios de VIH lo
que aumenta su vulnerabilidad
Al VIH. Los HSH son uno de los grupos más vulnerables con una alta y rutinaria
estigmatización.
Los HSH existen en entornos de marginalidad, aislamiento y desigualdad. En muchas
culturas, los hombres

Afeminados enfrentan niveles de desigualdad y discriminación similares a los de las


mujeres.

3.4 La mujer y las relaciones sociales


Por su parte, siguiendo con los cambios que ha traído la globalización a las sociedades,
nos encontramos con el cambio radical del contexto sociocultural e institucional de
la acción social y de cooperación mutua.
Hoy somos una "sociedad de individuos" dispersos, no basada en la solidaridad
colectiva como en tiempos pasados, sino basada en el individualismo. La gente parece
sumergida solo en si misma, sin preocuparse del compañero, ni de las personas que los
rodean.
Esto pasa en los distintos ámbitos de la vida, en el ámbito laboral, existe
más competencia, y se trata de sobresalir individualmente por el trabajo realizado.
En el ámbito social, es cosa de ponerse a pensar como es la relación con
nuestros vecinos, si es que los conocemos, las relaciones sociales que antes se
formaban casi innatamente, donde el vecino era siempre el amigo.
Hoy se han vuelto frías y distantes. Ya no existe el interés, ni el bienestar del otro, si no
solo el propio.
A pesar de estos cambios que todos pueden percibir, llama la atención que en la
feria pinto, las mujeres y en especial la señora Luisa, han establecido verdaderas
Amistades, relaciones de apoyo, que en una suerte de ayuda mutua constante, les ha
permitido trabajar más tranquilas y hacer más amenas las largas jornadas que tienen
que permanecer en el puesto.
Son estas relaciones que mantiene la Señora Luisa con sus vecinos y vecinas de puesto
las que conforman el grupo de personas que ella considera su familia y sus amigos de
toda la vida. Y no le cabe ninguna duda que puede contar con ellos para cualquier
cosa, incluso encargándole su puesto de trabajo cuando tiene que hacer trámites u
otros compromisos.
Estas confianzas son un evidente ejemplo de un sistema de relaciones de reciprocidad,
que permiten dar cuenta que pese a los avances de la globalización aún
persisten entre las y los sujetos que conforman este espacio de mercado urbano,
ciertas articulaciones de ayuda mutua que evocan los modos más primarios de
cooperación que establecieron los seres humanos.

3.5 Igualdad legal y social con el sexo


masculino
Concepto que surge en EEUU en la década de los 60 como parte d e las estrategias
puestas en marcha por los gobiernos para luchar contra las desigualdades,
fundamentalmente de carácter laboral, que sufren colectivos por razón de raza, sexo,
origen, religión, etc. El comité para la Igualdad entre mujeres y hombres del consejo de
Europa define este concepto como las ͞estrategias destinadas a establecer la igualdad
de oportunidades por medio de medidas que permitan contrastar o corregir aquellas
discriminaciones que son el resultado de prácticas o sistemas sociales͟.

Desde la perspectiva de Alfonso Ruiz Miguel, la discriminación positiva a la que llama


discriminación inversa ͞es una forma de diferenciación para la igualdad͟. Opta por la
palabra inversa en la medida, dice, que ésta alude ͞a la inversión de la discriminación
precedente, mediante una discriminación de signo opuesto͟. Distingue además entre
discriminación inversa y positiva respecto de acción positiva o afirmativa; señalando
que éstas últimas ͞son medidas menos drásticas y radicales que aquellas que tienen un
carácter discriminatorio y no simplemente desigualitario y que además se producen en
una situación de especial escasez lo que implica prejuicios a otras
personas.(͙)͟(Palabras para la igualdad. Biblioteca Básica Vecinal)

ACOSO SEXUAL
Comprende todo comportamiento sexual, verbal o físico, no deseado por la persona
acosada, llevado a cabo en distintos espacios de la vida cotidiana, aprovechándose de
una situación de superioridad o compañerismo y que repercute en las condiciones del
entorno haciéndolas hostiles, intimidatorias y humillantes. El acoso sexual es una
expresión más de las relaciones de poder que ejercen los hombres sobre las mujeres.
(Palabras para la igualdad. Biblioteca Básica Vecinal)

AGENTE PARA LA IGUALDA DE OPORTUNIDADES PARA LAS MUJERES.


Impulsada por la Unión Europea en la década de los 80, se trata de una figura
ocupacional que se ha consolidado en esta década en los distintos países que
conforman la Unión. Dicha figura está reconocida en España en la Clasificación
Nacional de Ocupaciones. Su s competencias profesionales se refieren, básicamente, al
͞diseño, gestión y evaluación de programas de acción positiva referidos a la igualdad
de oportunidades para la mujer en los terrenos de la educación, formación profesional,
empleo y en general todas las formas de participación ciudadana

3.6 violencia contra la mujer


La violencia contra la mujer adopta formas diversas, incluidos la violencia en el hogar;
las violaciones; la trata de mujeres y niñas; la prostitución forzada; la violencia en
situaciones de conflicto armado, como los asesinatos, las violaciones sistemáticas, la
esclavitud sexual y el embarazo forzado; los asesinatos por razones de honor; la
violencia por causa de la dote; el infanticidio femenino y la selección prenatal del sex o
del feto en favor de bebés masculinos; la mutilación genital femenina y otras prácticas
y tradiciones perjudiciales.

La Declaración sobre la eliminación de la violencia contra la mujer, adoptada por la


Asamblea General de las Naciones Unidas en 1993, dem uestra el reconocimiento y la
comprensión internacionales de que la violencia contra la mujer es una violación de los
derechos humanos y una forma de discriminación contra la mujer.

En la Plataforma de Acción adoptada en la Cuarta Conferencia Mundial sobre la Mujer,


celebrada en Beijing en 1995, se define la violencia contra la mujer como una de las 12
esferas de especial preocupación que deben ser objeto de particular hincapié por
parte de los gobiernos, la comunidad internacional y la sociedad civil.

En su 42o período de sesiones, celebrado en 1998, la Comisión de la Condición Jurídica


y Social de la Mujer de las Naciones Unidas propuso nuevas medidas e iniciativas que
deberían aplicar los Estados Miembros y la comunidad internacional para poner fin a la
violencia contra la mujer, incluida la incorporación de una perspectiva de género en
todas las políticas y programas pertinentes. Entre las conclusiones convenidas del
período de sesiones figuran medidas destinadas a prestar apoyo a la labor de las
organizaciones no gubernamentales, combatir todas las formas de trata de mujeres y
niñas, promover y proteger los derechos de los trabajadores migrantes, en particular
las mujeres y los niños, y promover las actividades coordinadas de investigación sobre
la violencia contra la mujer.

Ò  
 
 
 



Desde la celebración de la Conferencia de Beijing cinco años atrás, se han adoptado


importantes medidas en el plano internacional para eliminar la violencia contra la
mujer:

ã En el Protocolo Facultativo de la Convención sobre la eliminación de todas las


formas de discriminación contra la mujer, aprobado por la Asamblea General el
6 de octubre de 1999, se establece el derecho de la mujer de pedir reparación
por la violación de sus derechos humanos, incluida la violencia basada en el
género.
ã La Asamblea General aprobó en 1997 las Estrategias y Medidas Prácticas
Modelo para la eliminación de la violencia contra la mujer en la esfera de la
prevención del delito y la justicia penal.
ã Al igual que los tribunales penales internacionales para la ex Yugoslavia y
Ruanda, el estatuto de la Corte Penal Internacional, aprobado en junio de 1998,
contiene disposiciones específicas relativas a los delitos basados en el género.
ã Un proyecto de protocolo de un nuevo tratado propuesto, una convención de
las Naciones Unidas para la supresión de la delincuencia organizada
transnacional, versa concretamente sobre la trata de seres humanos, en
particular de mujeres y niños.

R 
  

La violencia en el hogar, especialmente los golpes a la cónyuge, es tal vez la forma más
generalizada de violencia contra la mujer. En países en que se realizan estudios fiables
en gran escala sobre la violencia basada en el género, se informa de que más del 20%
de las mujeres han sido víctimas de maltrato por los hombres con los que viven.

De acuerdo con el Informe sobre el Desarrollo Mundial 1993 del Banco Mundial, las
violaciones y la violencia en el hogar culminan en la pérdida de más años de vida
saludable, entre las mujeres de 15 a 44 años de edad, que el cáncer mamario, el cáncer
del cuello del útero, el parto obstruido, la guerra o los accidentes de tránsito.

En respuesta a la Plataforma de Acción de Beijing, los Estados Miembros de las


Naciones Unidas y la comunidad internaci onal han tratado de encontrar la manera de
combatir más eficazmente la violencia en el hogar:

ã Muchos Estados han promulgado leyes en que se reconoce que la violencia


ejercida por los maridos debe ser tratada de la misma forma que la ejercida por
extraños. En Suecia esos actos se definen como graves violaciones de la
integridad de la mujer, y se someten a penas más severas que en los casos en
que esos mismos actos sean realizados por extraños.
ã Austria, Belarús, Bhután, Hungría, México, Portugal y Seychelles han decidido,
por primera vez, considerar delito la violencia sexual ejercida contra las
mujeres por sus maridos.
ã En Sri Lanka, el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF) ha
trabajado en estrecha colaboración con las autoridades y las organi zaciones no
gubernamentales para prevenir la violencia en el hogar mediante la educación
del público utilizando los medios de información y celebrando cursos prácticos
destinados a sensibilizar a los miembros del poder judicial y los funcionarios
encargados de hacer cumplir la ley.
ã Belarús, Polonia, la Federación de Rusia y Zimbabwe figuran entre los Estados
que han tratado de introducir servicios, como los hogares de acogida y las
líneas telefónicas especiales, para ofrecer apoyo a las víctimas de la violencia.
ã Estados como Argelia y Brunei Darussalam han creado dependencias, en sus
departamentos de policía, encargadas de combatir la violencia en el hogar.
ã Islandia ha creado un proyecto experimental de dos años de duración, titulado
"Hombres de responsabilidad", destinado a los hombres violentos. El proyecto
es supervisado cotidianamente por la Cruz Roja de Islandia y se someterá a
evaluación cuando haya terminado.

4. Ética del feminismo


La ética es una parte de la filosofía que reflexiona sobre la práctica de las
llamadas virtudes o costumbres. La ética feminista recoge las críticas que desde el
feminismo se han hecho a los conceptos y perspectivas que han fundamentado una
ética racional y universal centrada en la defensa de la libertad y la igualdad que ha
sistematizado la razón patriarcal.

Por feminismo entiendo el movimiento social y político que se inicia


formalmente a finales del siglo XVIII y que supone la toma de conciencia de las mujeres
como grupo o colectivo humano, de la opresión, dominación y ex plotación de la que
han sido objeto por parte del colectivo de varones en el seno del patriarcado bajo sus
distintas fases históricas de modelo de producción, lo cual mueve a la acción para la
liberación de su sexo con todas las transformaciones de la soci edad que pueda
requerir.

El movimiento feminista actúa en dos niveles:

ã La lucha por la igualdad en lo económico, social, cultural


ã La construcción de una sociedad en la que quede superada la dicotomía
hombre-mujer para realizar funciones basadas en el género.
Poco a poco llegamos a la igualdad formal (Ley de Igualdad -España 8-3-2007-),
pero las costumbres no cambian a golpe de leyes, sino tan lentamente que casi no lo
apreciamos. Podemos distinguir al menos tres grandes desigualdades:

1. ë

 
: seguimos con las labores propias sobre todo en el
cuidado de familia, niños, personas con otras habilidades, ancianos͙ y si no lo
hacemos sentimos culpabilidad. Estamos liberadas fuera de la casa, pero nos
agobiamos y desilusionamos dentro. Algunas una m inoría) hacen lo mismo que
los hombres: no tienen hijos, no cocinan, no van a la compra͙ asumen una
cultura masculina. Otras siguen con la doble o triple jornada. Muchas mujeres
están de mal humor porque el día a día es hostil y duro, aunque hay esperanza
porque algo se ha conseguido y vemos despejado el horizonte.
2. §

   
 : formalmente está ahí: puestos de trabajo,
profesiones, cargos de responsabilidad͙ están a disposición de hombres y
mujeres. Algunas han llegado a desempeñar algunos pue stos impensables hace
pocos años, pero la mayoría de las mujeres encuentran obstáculos de todo
tipo. Se puede pero͙ Por una parte el hombre no quiere perder su
protagonismo, y por otra las mujeres se resisten a sacrificar determinados
valores: maternidad, cuidado. No quieren renunciar a nada: ni a lo que ha sido,
ni a lo que puede llegar a ser. No quiere pagar por su emancipación. Además la
escasez de puestos de trabajo ͞compatibles͟ con lo que queremos ser llevó a la
Declaración de Atenas en 1992, en la qu e se insta a los gobiernos a aprobar una
Ley de paridad para paliar esta desigualdad.


El feminismo: Un movimiento de
pensamiento

Entre los movimientos de pensamiento que han tenido mayores despliegues en los
últimos cincuenta años, se encuentra el feminis mo. Desde el feminismo se ha alentado
la producción teórica, artística, literaria, documental, discursiva͙ de mujeres de todo
el mundo.

El feminismo ha constituido el espacio de encuentro de diversas expresiones de


rebeldía y subversión de las mujeres, de sus acciones organizativas y alianzas políticas,
de sus debates y búsquedas prospectivas, en la configuración de un proyecto común:
transformar las relaciones de dominación que median entre hombres y mujeres, desde
la implementación de nuevas formas de humanidad, nuevos modelos de convivencia,
participación y organización social.

Considerando los movimientos de pensamiento como expresiones ideológicas de un


grupo o sector determinado y su particular manera de percibir e interpretar la
realidad͙ como͙ conjun to de representaciones, valores y creencias.͟

Podemos identificar el feminismo como un movimiento de pensamiento que ha


acuñado las propuestas políticas de aquellas mujeres que ʹ rompiendo con la
enemistad histórica que el sistema de dominación ha fomentad o entre nosotras ʹ
propugnamos por el respeto a la diferencia, la autonomía y libertad de las mujeres.
Instaladas en una nueva manera de percibir la realidad ʹ con las gafas violetas (por
supuesto) ʹ que nos permiten identificar los sesgados flujos de pode r que bordean la
definición de lo femenino y masculino, como construcciones sexualizadas y
generizadas.

El feminismo ha generado un movimiento de pensamiento, que partiendo de una


mirada crítica de la realidad, desarrolla un permanente esfuerzo deconstruct ivo ʹ de
comportamientos, instituciones, representaciones simbólicas, relaciones y pactos
instituidos desde la supremacía masculina ʹ y apunta a la construcción de una
sociedad incluyente que reconozca a las mujeres como sujetas políticas, protagonistas
de nuevas historias.

Este movimiento de pensamiento tiene un amplio escenario ya que ʹ superando


fronteras, culturas y nacionalidades ʹ mujeres de distintos grupos étnicos, de distintas
edades, de distintos países se han pronunciado, enlazando su voz a esta ruptura del
continuo genérico.

El feminismo registra los aportes, los recorridos, las experiencias vitales, los sueños y
los deseos de las mujeres, potencia nueva valores éticos, nuevos lenguajes y nuevas
prácticas, discursos ʹ más holísticos colectivos y abiertos ʹ que rompiendo por fin con
los tradicionales metarelatos épicos de exaltación al heroísmo viril, inauguran nuevas
maneras de ser y estar en el mundo.

En Guatemala, el feminismo como movimiento de pensamiento encuentra sedimento


en los discursos de algunas intelectuales de los años setenta, en las migraciones
políticas generadas en los años del conflicto armado, en el movimiento de mujeres por
la vida de las y los desaparecidos en los años ochenta, en los avances de la
participación política de las guatemaltecas en los años noventa, en los estudios de
género y las propuestas creativas transgresoras de las mujeres en el nuevo siglo. Es
todavía una primicia. Pero son muchos los esfuerzos por articular un discurso político
coherente con una práctica, una conciencia y un posicionamiento feminista.

El feminismo como movimiento de pensamiento es una propuesta viva que cada día
cobra mayor vigencia, articula palabras, poemas, discursos, imágenes, manifiestos. Un
movimiento que se cuestiona cada vez más la desigualdad, la violencia, la
discriminación, el caos sociopolítico, la crisis económica, la vulneración de la seguridad
ciudadana. Que ante el vacío de proyecto político partidario, la deslegitimación del
Estado, el resurgimiento de modelos autoritarios, la perdida de valores solidarios y la
indolencia generalizada, genera propuestas.

Un movimiento y pensamiento que sustenta en su ejercicio critico su capacidad de


trasgresión, que se abre a las posibilidades creativas. Sus interrogantes recorren todos
los tópicos, sus búsquedas todas las disciplinas. Lo alienta la propuesta política de
transformación radical de la realidad, partiendo de transformarnos nosotras mismas,
de desmontar los andamiajes del deber ser, de hacer una ruptura con lo
heterodesignación. De la critica a nuestras formas de relacionarnos, nuestros modelos
de sociedades. Del cuestionamiento a la manera en que interactuamos con nuestro
entorno ambiental.
Es un movimiento de pensamiento que nos compromete a cuestionarnos todo, a dejar
atrás todas las mascaras impuestas y optadas, a desechar el miedo a darnos tiempo
para fraguar nuestros sueños y deseos, a encontrarnos en el propósito común de dar
voz al silencio acumulado de las mujeres y nombrar la realidad y el mundo como
nuestro cuarto propio .
OPINIONES
Para mi el feminismo seme hace hoy en día algo histórico
ya que ha llegado hacer algo histórico ya sea sobre
ideologías o mediante un conjunto de movimientos
políticos, económicos o culturales que obtuvieron como
su principal objetivo la igualdad de genero.

El genero femenino se daba a conocer como el genero


débil para los hombres machistas pero hoy en día solo es
débil en cuestión de fuerza ya que las mujeres son y han
llegado a hacernos saber que son igual que el sexo
masculino. Los beneficios que se han obtenido en la lucha
feminista de las
Generaciones anteriores que dejaron su huella profunda
en las actitudes y
Comportamientos sociales. Ya han tomado conciencia de
una serie de principios
Sobre los que están construyendo su propia vida: su
independencia, las
Relaciones con su pareja, con sus hijos, y con el entorno
laboral. Han aceptado
Retos, han realizado rupturas familiares, han vivido
compromisos afectivos,
Y todo ello conlleva implicaciones emocionales
importantes que impregnan

De dudas el camino emprendido.


El género feminista ha llegado a marcar demasiados
proyectos en todo el mundo en general ya sea en lo
político o en lo social
2. El feminismo es un conjunto de ideologías diversas que
han llegado ha ampliar su vos de voto, llevando como
base teórica la existencia y valoración positiva de la mujer
basándose en reivindicar la igualdad con el varón

Feminismo no solo se llego a dar no solo por el valorizar o


igualar las diferencias que existen entre el hombre y la
mujer sino también valorizando las particularidades de la
mujer como forma de lograr su verdadera autonomía.

El feminismo se vaso en el principio de la felicidad es el


único valor que en su fin en si mismo que todo individuo
tiene el derecho de defender su felicidad y sus derechos.

3. Tradicionalmente cuando hablamos de feminismo lo


relacionamos con el abuso y el discrimen que han tenido
los hombres y la sociedad en general con las mujeres.

Podríamos señalar que algunas de las formas en que se


expresa el feminismo es la mujer teniendo una posición
en constante defensiva hacia el discrimen también
podríamos hablar de cómo es la lucha de las mujeres por
comenzar a reunirse y fundar movimientos a favor de sus
derechos en contra de la desigualdad
BIBLIOGRAFIAS
http://www.feminismo.com/gob.nl.p

http://www.civismo.com/gob.nl.p

http://www.politicaparalasmujeres.com/gob.nl.p

http://www.vidademujeres.com/articulos/teoriafeminista/gob.nl.p

http://wwwcosasdemujer.com/gob.np.p

http://www.derechosdelamujer.com/gob.nl.p

http://www.feminismocultural.com/gob.nl.p

http://www.justiciaparalamujer.com/.gob.nl.o

http://wwwequidaddegenero.com/gob.nl.p

http://wwwsociedadcivilfeminista:com/gob.nl.p

http://www.relacionessociales.com/gob.nl.p

http://wwwviolenciacotralamujer.com/gob.nl.p

http://www.traducionesentreladesigualdadentremujeryhombre.vom/gob.nl.p

http://www.politicaparamujeres.com/gob.nl.p

http://www.lamujerenlavidapolitica.com/gob.nl.p
Cívica y ética: Alfredo Don Olivera

Editorial: Prada México DF 2002 pag.130 -133

Ética: Gutiérrez zains

Editorial: Prada pag.18-23

Feminismo: Laura c.cervantes

Editorial: Larousse México DF 1992 pag.72 -95

Historia: Gustavo Ceballos

Editorial: Amate México DF 2007 pag. 115 -120

Política: Javier Meza México DF 2005 pag:25 -40

Editorial: Grijalva México DF. 2009 pag.74 -80

Ideología: Rosalba Hernández

Editorial: Amate México DF pag. 65-77

Igualdad sobre el feminismo: Lucia Vásquez:

Editorial: Guírnaldo Mexico DF. Pag 89 -95