Sei sulla pagina 1di 9

Universidad Técnica de Babahoyo

FACULTAD DE ADMINISTRACION, FINANZAS E INFORMATICA


Escuela de Administración

COMERCIO EXTERIOR

Docente:
Ing. Nora Úrsula Huilcapi Masacon

Integrantes:
Vera Franco Luis Balder
Cercado Avilés Amanda Roxana
Soto Preciado Génesis Dorila
Romo Nivela Natanael David
Troya Ortega Hilda Rosmery

Curso y Carrera:
Séptimo Semestre – Licenciatura en Comercio
Paralelo “B”

Sección vespertina

Periodo:
Octubre 2019 – Febrero 2020
DELIMITACIÓN DE LA TEORÍA Y DE LA PRACTICA DEL COMERCIO EXTERIOR

Generalidades del Comercio Exterior

El Comercio Exterior se ha presentado a través del tiempo en distintas modalidades,

modalidades que, debido a los cambios en los flujos comerciales, tecnología, de modalidades de

negocios etc. han destacado la necesidad de innovar y buscar fuentes alternativas que funcionen

mejor a este desenvolvimiento del comercio internacional.

La internacionalización es un fenómeno que actualmente se encuentra presente en las

interrelaciones humanas en muchos ámbitos.

El comercio se ha dado siempre a través de la historia desde los inicios del mercantilismo

a partir del siglo XVI que es en dónde empezó a adquirir mayor relevancia con la creación de los

imperios coloniales europeos, llegando a ser un instrumento de política imperialista, el objetivo

era conseguir cuanta más riqueza mejor al menor coste posible. Esta concepción del papel del

comercio exterior, conocida como mercantilismo, predom no durante los siglos XVI y XVII.

Llegando hasta el Neoproteccionismo un gran número de Teorías del Comercio que tratan de

explicar tal intercambio de bienes y de servicios, pasando por teorías clásicas, y neoclásicas que

fomentaban la libre circulación de las mercancías basadas en ventajas absolutas, comparativas

recíprocas, hasta aquellas que indagaban a favor de la protección del mercado interno

fomentando una balanza uperavitaria en los tiempos del Mercantilismo o bien hasta hoy

podemos ejemplificar este fenómeno con el Neoproteccionismo que será abordado en puntos

subsecuentes.
Aunque el comercio exterior como le hemos descrito siempre ha sido importante, éste

empezó a mostrar las características actuales con la aparición de los estados nacionales durante

los siglos XVII y XVIII. Los dirigentes descubrieron que al promocionar el comercio exterior

podrían aumentar la riqueza y, por lo tanto, el poder de su país. Durante este periodo aparecieron

nuevas teorías económicas relacionadas con el comercio internacional. Concluyendo en que el

comercio exterior no es producto económico reciente, pero se fundamenta en la especialización y

el intercambio.

Comercio Exterior

Comercio Exterior es el Intercambio de bienes, servicios y tecnología entre países, se

puede producir de una forma bilateral, unilateral y multilateral. Los bienes pueden definirse

como productos finales, productos intermedios necesarios para la elaboración de productos

acabados y materias primas.

Dentro del comercio Exterior se destaca un punto muy importante, llamado

especialización, produciendo la preocupación de los países en la especialización de la producción

de los bienes que fabrica de forma eficiente y con menores costos, además incrementa el

mercado potencial de los bienes que produce determinada economía y se caracteriza por las

relaciones entre países, permitiendo medir la fortaleza de sus respectivas economías.

Origen del Comercio

No podemos empezar sin antes saber la historia, el origen del comercio, como se inició y

desarrolló.
El origen del comercio se inicia desde el descubrimiento de la agricultura, a medida de

nuevas tecnologías se introdujeron, excedentes de cosechas aparecieron, se consideran

excedentes, ya que eran superiores a las necesidades de subsistencia, ya no era necesario que la

comunidad se dedicara exclusivamente a la agricultura y empezaron a especializarse en otros

bienes como la alfarería o siderurgia.

Surge el trueque a modo de intercambio, se trataba de intercambiar mercancías por otras

igual de menor valor, el sistema de comercio basado en trueque tenia deficiencias, por lo que

nace a modo sustitutivo la moneda como medio de intercambio.

El auge del crecimiento del comercio internacional tiene lugar desde mediados del siglo xv, con

el descubrimiento de américa y el creciente intercambio comercial entre potencia económicas del

momento y sus colonias.

La búsqueda de nuevas Rutas hacia la india, propicio el descubrimiento de América, lo

que supuso otro importante paso hacia la evolución del comercio.

Con el descubrimiento de américa se intensifico el comercio transatlántico.

Importancia del Comercio Exterior

El comercio exterior es muy importante, ya que permite brindarles oportunidades a las

empresas exportadoras e importadoras, que pueden pensar no solo en un mercado nacional, si no

en los miles de millones de habitantes, consumidores a los cuales pueden llegar sus productos o

servicios a escala global.


La actividad exportadora e importadora, son actividades que formalizan, brindan

oportunidades a los trabajadores con mejores condiciones de laborales, también a las empresas,

con quienes pueden aportar al desarrollo y crecimiento del país.

La existencia del comercio entre los países se justifica con el principio fundamental de

que si existe una relación económica es porque reporta beneficios o ventajas lo cual permite

mejorar la economía de un país incluyendo al nuestro, Ecuador. Si hay una especialización en el

trabajo, en el lugar de consumidores tanto como de productores obtenemos una ganancia ya que

si un país podría ser autosuficiente o autárquico no es conveniente, seguramente algunos

productos se obtendrían más baratos en el exterior. Existen varios factores que influyen en la

especialización

internacional y los productos que entran al comercio entre los países, por ejemplo, mano de obra,

transportes o flete, comunicación, etc.

Se sabe que hay muchos productos que no comercian: cada país los produce para su

propio consumo. Estos son los bienes comerciales o transables. La razón de que existan se deriva

principalmente de que su transporte es muy caro. Encontramos entonces un elemento que explica

la especialización internacional: mientras más baratos resulten los costos, mayor incentivo habrá

en localizar actividades específicas en determinados países e integrar el mercado de todo el

mundo a través del intercambio. A medida que mejoraron las vías de comunicación se

desarrollaron más el comercio y la especialización, y aumentó más el bienestar del mundo.


Una pregunta que seguramente nos hacemos ¿En qué productos se especializarán los

países? En aquellos productos en que tengan una ventaja comparativa. Por ventaja comparativa

entendemos aquellos productos en los cuales el costo de producirlos es más bajo que el costo de

otros países.

Consideraciones tomadas en el comercio exterior para decidir su tipo de producción: la

primera es que no debemos ser tan rigurosos para entender la especialización. No significa

dedicarse a un solo bien, ya que cada país produce y exporta más de un bien. La segunda

consideración es que los países estamos atendiendo únicamente a los factores económicos.

Modelos de comercio exterior

En Economía existen diversos modelos que intentan explicar la lógica de los flujos de

comercio exterior durante un período de tiempo. Cuáles son los factores determinantes y cómo

su variación afecta a los flujos comerciales. A continuación presentamos brevemente cuatro de

los más conocidos:

Ventaja absoluta de Adam Smith: de acuerdo a este modelo, los bienes se producirán

y exportarán desde los países que tengan menores costos absolutos de producción. Así

por ejemplo, si el país A tiene menor costo de producción de zapatos que el resto (B,

C,…Z), ya sea porque sus insumos son más baratos o es capaz de utilizar menos insumos,

los zapatos se producirán en A y se exportarán al resto de los países.

Ventaja relativa de David Ricardo: según el modelo de Ricardo, lo relevante para

determinar que se producirá y se transará un país no son los costos absolutos, sino los

costos relativos. De esta forma, aun cuando un país tenga desventaja absoluta de costos
con todos los demás, igualmente podrá aprovechar las ventas del comercio exterior

enfocando su producción a los bienes en los que es relativamente más eficiente.

Modelo Heckscher-Ohlin: la propuesta de este modelo es que los países enfocarán su

producción a los bienes que son más intensivos en el factor de producción que es más

abundante en el país. Así, por ejemplo, si un país cuenta con una abundante mano de

obra, entonces tenderá a producir bienes intensivos en mano de obra. Mientras que

importará bienes intensivos en capital.

Modelo de Singer-Prebish: de acuerdo a este modelo, el comercio exterior genera

una relación real de intercambio entre los países desarrollados y no desarrollados que es

perjudicial para estos últimos. En efecto, los precios de los insumos o materias primasen

los que se suelen especializarse los países más pobres tienden a la baja mientras que los

productos más elaborados, propios de los países desarrollados, tienden al alza. Los

autores recomiendan a los países no desarrollados a potenciar su producción local y

reducir el comercio exterior.

Beneficios del Comercio Exterior

Aumento de la productividad nacional.

Impulso del bienes económico y social.

Disminución de la tasa de desempleo.

Aumento de la competitividad.

Menor riesgo perdidas económicas.

Estabilidad de los precios.

Ampliar y diversificar mercados.


Disminuir y/o eliminar desniveles cíclicos de la demanda interna.

Ventajas del Comercio Exterior

Especialización en productos, utilizando sus recursos productivos y elevar el nivel de

vida de sus trabajadores.

Equilibrio entre escasez y exceso.

Entrada y salida de mercancías en la balanza de pagos.

Generador de inversión privada y pública.

Mayores ingresos, incremento de ventas.

Fomenta la competencia, incentivos para innovar.

¿Por qué las Empresa deben estudiar el Comercio Exterior?

La internacionalización de las empresas y la entrada en nuevos mercados se ha convertido en

un aspecto irrenunciable para aquellos negocios que quieran seguir siendo competitivos y que

apuesten por el comercio exterior para impulsar sus ventas.

Estudiar Comercio Exterior da acceso a la internacionalización (proceso por el cual las

empresas crean las condiciones precisas para salir al mercado internacional.) de las empresas y

podemos darte cinco razones para estudiar comercio exterior:

Salidas laborales: esta salida abarca empresas que requieren asesoramiento comercial

internacional, las agencias de aduanas, y la administración de importación y exportación

de mercancías y servicios.
Cambio de paradigma empresarial: la globalización infiere la creciente

interdependencia y unión entre los países del mundo, esto se traduce en una nueva

realidad empresarial donde se abren paso las multinacionales y el libre comercio.

Revolución digital: Las tecnologías afectan todas las actividades económicas y sociales,

lo cual ha permitido la consolidación del comercio internacional, facilitando la entrada de

pequeños emprendedores al comercio internacional.

Diplomacia: esta no se desarrolla solo entre los gobiernos, sino que trabaja en conjunto

con las sociedades y las empresas, lo cual permite a los profesionales en Comercio

Internacional gran variedad de posibilidades.

Apertura de visión: el comercio internacional abre las puertas del mundo a las empresas

y a los profesionales en esta área, ya que deben viajar a muchos lugares para mantener la

competitividad.