Sei sulla pagina 1di 1

1) ¿Cuál es la tarea de la sociología?

Según Bourdieu
2) ¿A qué se universo y doble vida?
3) Destaca características de la objetividad o punto de vista objetivista y el punto de vista
subjetivista o constructivista (objetividad de segundo orden)
1) La tarea de la sociología, según Pierre Bourdieu es, “descubrir las estructuras más
profundamente enterradas de los diversos mundos sociales que constituyen el universo
social, así como los “mecanismos” que tienden a asegurar la reproducción o su
transformación” Este universo tiene la peculiaridad de que sus estructuras llevan, una
“doble vida”. Son dos veces existenciales: en la objetividad del primer orden” constituida por
la distribución de recursos materiales y medios de apropiación de bienes y valores
socialmente escasos, como así como la objetividad de segundo orden.
2) Pierre Bourdieu dirige su atención a la tarea de la sociología y diríamos de la historia social,
entendida por el autor como el descubrimiento de las estructuras enterradas de los varios
mundos sociales que constituyen el universo social, tan bien como los mecanismos que
aseguran su reproducción o transformación. Bourdieu piensa que es este universo las
estructuras participan de una especie de “doble vida”.
3) Las estructuras existen, dos veces: en la objetividad de un primer orden, constituido por la
distribución de recursos materiales y los medios de apropiación de los bienes escasos y los
valores y en la objetividad del segundo orden en la forma de sistemas de clasificación, los
esquemas corporales y mentales que funcionan como marcos simbólicos para la actuación
de los agentes sociales (el sentimiento, el pensamiento, la razón) De acuerdo con este
planteamiento, hay que hacer una lectura doble de las sociedades y la acción de los grupos o
personas estudiadas que sepa utilizar las ventajas de ambas perspectivas son caer en los
peligros de ninguna de ellas. La primera lectura trata a la sociedad como una estructura
objetiva, entendida desde fuera, cuyas manifestaciones pueden medirse y observarse
independientemente de las representaciones de los que viven en ella. La vida social, desde
esta perspectiva estructuralista, se puede explicar no en base a lo que los individuos creen
que hacen o pueden cambiar desde una acción individual, sino que descubre las relaciones
que determinan las acciones que los miembros de la sociedad ejecutan. El peligro de esta
visión es que no analiza la forma en que estas estructuras se establecieron, estas vienen a
entenderse como estructuras determinantes en las que posteriormente los seres humanos
ejecutan sus acciones.
Por el contrario, la visión subjetivista prima la objetividad del segundo orden. Obedeciendo
a una analítica constructivista, se argumenta desde este enfoque que la realidad social es un
logro contingente continuo, hecha por actores sociales que a su vez construyen su mundo
social por medio de las prácticas diarias de la vida. Sin embargo, esta visión voluntarista de la
vida social considera, que las estructuras sociales son la mera agregación de actos libres
individuales; Tampoco es capaz de explicar por qué y bajo qué modelos la labor de la
construcción social por parte de los agentes tiene lugar.