Sei sulla pagina 1di 30



Julio - Diciembre 2018 / Núm. 7 / ISSN: 2448-5217




julio - diciembre 2018 / Núm. 7 / ISSN: 2448-5217






SOCIEDADES
Y DESIGUALDADES

Sociedades y Desigualdades

Universidad Autónoma
del Estado de México

Revista del Centro de Investigación en Ciencias Sociales y Humanidades


Universidad Autónoma del Estado de México
Dr. en Ed. Alfredo Barrera Baca
Rector
M. en S.P. María Estela Delgado Maya
Secretario de Docencia
Dr. en C.I. Amb. Carlos Eduardo Barrera Díaz
Secretario de Investigación y Estudios Avanzados
Dr. en C.S. Luis Raúl Ortiz Ramírez
Secretario de Rectoría
Dr. en A.V. José Edgar Miranda Ortiz
Secretario de Difusión Cultural

Centro de Investigación en Ciencias Sociales y Humanidades


Dr. Edgar Samuel Morales Sales
Coordinador

SOCIEDADES Y
DESIGUALDADES
1
Sociedades y Desigualdades
Dr. Renato Salas Alfaro
Director
Raùl García Escalante
Jefe editorial
Comité editorial interno
Edgar Samuel Morales Sales (CICSyH-UAEMex, México), Renato Salas Alfaro (CICSyH-UAEMex,
México), Guadalupe Carrillo Torea (CICSyH-UAEMex, México), Hilda Naessens (CICSyH-UAE-
Mex, México), Zoraida Ronzón Hernández (CICSyH-UAEMex, México), Gloria Camacho Pichardo
(CICSyH-UAEMex, México), Ana Elizabeth Jardón Hernández (CICSyH-UAEMex, México), Acela
Montes de Oca Hernández (CICSyH-UAEMex, México).
Comité editorial externo
Gustavo López Castro (Colegio de Michoacán, México), Miguel Cruz Vásquez (Universidad Popular
Autónoma del Estado de Puebla, México), Melecio Honorio Juárez Pérez (Universidad de la Sierra Sur,
Oaxaca, México), Beatriz Pico González (Universidad Popular Autónoma del Estado de Puebla, Méxi-
co), José Rubén Castillo García (Universidad Autónoma de Manizales, Colombia), Fernando Hernán-
dez Espino (Clark University, USA), Carlos Enrique Tapia (Colegio de Michoacán, México), Casimiro
Leco Tomas (Universidad Michoacana de San Nicolás de Hidalgo, México).
Corrector de estilo:
Comité de Redacción
Diseño y Diagramación:
Comité de Redacción
Autor de la foto de portada:
Israel Arzaluz Sánchez

SOCIEDADES Y DESIGUALDADES, año 4, número 7, julio-diciembre de 2018. Es una publicación


semestral editada, publicada y distribuida por la Universidad Autónoma del Estado de México a tra-
vés del Centro de Investigación en Ciencias Sociales y Humanidades. Edificio Explanetario, Cerro de
Coatepec, Ciudad Universitaria, C.P. 50110, Toluca, Estado de México, teléfono y fax (722) 213 2728,
www.uaemex.mx, sociedadesydesigualdades@gmail.com, Editor responsable: Raúl García Escalante.
Reserva de Derechos al Uso Exclusivo No. 04-2015-030309403000-102. ISSN: 2448-5217, ambos
otorgados por el Instituto Nacional de Derechos de Autor, Licitud de Título y Contenido No. en
trámite, otrogado por la Comisión Calificadora de Publicaciones y Revistas Ilustradas de la Secre-
taría de Gobernación. Impresa por Editorial CIGOME S.A. de C.V., vialidad Alfredo del Mazo 1524,
Exhacienda La Magdalena, C.P. 50010, Toluca, Estado de México, teléfono y fax (722) 237 2757 y 237
3398, en abril del año 2019 con tiraje de 300 ejemplares. Las opiniones expresadas por los autores no
necesariamente reflejan la postura del editor de la publicación. Se autoriza la reproducción parcial o
total haciendo mención de la fuente.

PRECIO

DEL EJEMPLAR $ 60.00



4

ÍNDICE

01 Principales determinantes de la inversión extranjera directa en América


Latina y su distribución entre los países del área (1996-2015)

Miguel Cruz Vásquez (Pág. 7-33)


Pedro Castillo Cedillo
Beatriz Pico González

02 La sustentabilidad de los procesos productivos artesanales en un contexto


de globalización. Aproximación al caso de la producción artesanal de chicle
en el sureste mexicano
Laura Llanes Sorolla (Pág. 34-55)

03 Distrito de Riego 011, Alto Río Lerma,


Guanajuato: historia y organización social

Miriam Mónica Torres López (Pág. 56-76)

04 El turismo en municipios del sur mexiquense: determinación de externalidades

Javier Jesús Ramírez Hernández (Pág. 77-93)

05 Composición de hogares y familia en Guanajuato 2015

Karla Peinado Gutiérrez (Pág. 94-110)


Daniel Vega Macías

06 Una “nueva” modalidad de migración con visas H2A: la emergencia de contrata-


dos purhépechas en Comachuén, Michoacán
José Roberto González Morales (Pág. 111-136)
Casimiro Leco Tomás

07 La poesía como una hermenéutica del sujeto en la obra de Miyó Vestrini

Cynthia Socorro Muciño Esquivel (Pág. 137-152)

5
González Morales y Leco Tomás: Una ‘nueva’ modalidad de migración con visas H2A: la emergencia ...

Una “nueva” modalidad de migración con visas


H2A: la emergencia de contratados purhépechas
en Comachuén, Michoacán
A “new” modality of migration with H2A visas: the emergency
of contractedPurhepechas in Comachuen, Michoacan
PP 111-136

JOSÉ ROBERTO GONZÁLEZ MORALES


Sociedades y Desigualdades, Núm. 7 / julio / diciembre 2018 / ISSN: 2448-5217

CASIMIRO LECO TOMÁS

Recibido: 06/febrero/2019 Aceptado: 28/febrero/2019

Resumen Abstract

En este artículo se hace un análisis sobre el pro- This article analyzes the migratory process that
ceso migratorio que se está experimentando is being experienced in the indigenous commu-
en la comunidad indígena de Comachuén, Mu- nity of Comachuén, Municipality of Nahuatzen,
nicipio de Nahuatzen, Michoacán, (México), para Michoacán, (Mexico), to migrate to the United
migrar a Estados Unidos (EEUU) de forma tem- States (USA) temporarily with H2A visas. It is
poral con visas H2A. Se trata de una modalidad a migratory transition modality from “undocu-
de transición migratoria de “indocumentada” a mented” to “documented” in the last three de-
“documentada” en las últimas tres décadas, que cades, which is due to different factors that have
obedece a diferentes factores que han incidido directly and indirectly affected the increase in the
de manera directa e indirecta en el incremento hiring of the productive workforce by the purhe-
de la contratación de la fuerza de trabajo pro- pecha indigenous intermediaries. Such has been
ductiva por parte de los intermediarios indíge- the emergence of purchepecha contractors in
nas purhépechas.Tal ha sido, la emergencia de los Comachuén, who each year have been migrating
contratados purhépechas en Comachuén, que more than four hundred temporary agricultural
cada año han estado migrando más de cuatro- workers with a work visa to different parts of
cientos trabajadores agrícolas temporales con the US, to be employed in the planting of vegeta-
una visa de trabajo a distintos lugares de EEUU, bles, weed, pick and in the packaging of different
para emplearse en la plantación de hortalizas, agricultural products. A social phenomenon that
escarda, pizca y en el empaque de diferentes is directly related to the development of United
productos agrícolas. Un fenómeno social que se States capitalist exploitation of crops in their in-
relaciona directamente con el desarrollo de la tensive use of cheap labor, “specialized”, flexible
explotación capitalista estadounidense de culti- and docile.
vos en su uso intensivo de mano de obra barata,
“especializada”, flexible y dócil. Keywords: Migration hired, H2A visas, purhépe-
chas, Comachuén
Palabras clave: Migración contratada, visas H2A,
purhépechas, Comachuén

111
Sociedades y Desigualdades, Núm. 7, julio-diciembre 2018, CICSYH -UAEM

Introducción la migración con visas de trabajo en Coma-


Este artículo tiene como propósito chuén. Se trata de una emergencia signifi-
mostrar cómo se ha dado la emergencia cativa que haciende a más de cuatrocientos
de los trabajadores agrícolas temporales1 contratados purhépechas que migran cada
bajo la modalidad de migración con visas año de forma autorizada a los estados
H2A2. A partir del caso de los trabajadores Nueva York, Kentucky, Carolina del Norte,
agrícolas purhépechas de Comachuén, mu- Virginia, Oklahoma, Texas, Arkansas, Co-
nicipio de Nahuatzen, Michoacán (México) lorado, Missouri y Florida, confirma una
que año tras año migran a diferentes partes “nueva” fase de la migración internacional
de EEUU, para emplearse en la plantación, México-EEUU en Comachuén.
cosecha y empaque de diferentes produc- Este estudio contribuye a comprender
tos agrícolas. Para ello, se indagan las cau- cómo las contrataciones mediante las visas
sas de la migración y los factores que han laborales se han convertido en una alter-
influido en la transición de una migración nativa laboral importante para muchos co-
indocumentada a una modalidad de mi- machuenses, no sólo por los ingresos que
gración autorizada por medio de visas de obtienen cada temporada laboral, sino por-
trabajo H2A. que cubren también la demanda de fuerza
El argumento de esta investigación de trabajo que requiere el mercado laboral
consiste en explicar las causas que han estadounidense en las diferentes etapas del
contribuido de manera importante para ciclo agrícola.
que se esté llevando a cabo la modalidad de En el contexto de la globalización, la
1 En este artículo se define a los tra- migración contratada con visas H2A se
bajadores agrícolas purhépechas como grupos debe entender a partir de la integración
diversos y jerarquizados en su interior porque laboral que existe entre países subdesarro-
a pesar de que todos tengan el mismo estatus llados y desarrollados, no es fortuito que
en la migración bajo contrato, no todos tienen
empresarios agrícolas estadounidense es-
la misma función en el trabajo ni tampoco obtie-
nen el mismo sueldo. tén recurriendo a contratar mano de obra
2 Según lo estipulado en las embajadas mexicana. Lo anterior obedece a la cerca-
y en los consulados de EEUU en México, las visas nía geográfica y al perfil del trabajador pur-
H2 corresponden al trabajo agrícola o no espe- hépecha que se caracteriza por ser fuerza
cializado. “Las Visas H2 se crearon para trabaja-
de trabajo masculina y productiva (Leco,
dores con o sin experiencia (no profesionales
y sin un título académico) para trabajar en los 2014, 2015; González, 2018).
Estados Unidos temporalmente” (Disponible en: La modalidad de migración por medio
https://mx.usembassy.gov/es/visas-es/visa-h2/). de visas H2A es un fenómeno social que
Actualmente, la expedición H2A no tiene límites
tiene operando por más de tres décadas
y aplica para aquellas personas que desean em-
plearse en el trabajo agrícola temporal (siembra, en México, sin embargo, su trascendencia
cosecha y empaque), por un periodo de tiempo no había sido tan significativa como en los
que puede variar de dos hasta nueve meses al últimos años, tal como lo documentan al-
año.

112
González Morales y Leco Tomás: Una ‘nueva’ modalidad de migración con visas H2A: la emergencia ...

gunos trabajos (Trigueros, 2008; Proyecto tos lugares de EEUU. Consideramos que al
Jornaleros Safe, 2012; Stephen, 2002; Be- menos cinco personas por cada familia5 de-
cerril, 2013). A nivel estatal, hay una au- penden de los ingresos generados por los
sencia importante sobre investigaciones migrantes contratados. Aproximadamente
que abordan la migración con visas H2A 2,000 personas necesitan para sobrevivir
en Michoacán. A nivel región, hay algunos de este tipo de remesas, representando el
estudios que refieren a aspectos específi- 41.9 % de la población total de Comachuén.
cos referente a los trabajadores agrícolas Sin duda alguna que se han convertido en
temporales que se contratan con una visa un componente central -de ingresos- para
de trabajo (Leco, 2001, 2003, 2014, 2015; la reproducción familiar, social y material,
González, 2018; Juárez, 2015). además, “[…] no solo [contribuyen] para
En la comunidad de estudio a los tra- mejorar el nivel de renta sino como un
bajadores temporales o estacionales se factor determinante para la supervivencia
les conoce también como los contratados. de muchos hogares” (Canales, 2003: 238).
Palabra que viene a sustituir a otras que Como vemos, referenciamos lo anterior
se empleaban anteriormente, y en ningún con el objeto de mostrar la trascendencia
momento se hace referencia a un migrante que el fenómeno social de las contrata-
“ilegal”, “mojado” y/o indocumentado. Por ciones ha adquirido en la comunidad6 de
consiguiente, se debe considerar como sig- ción o de servicios. A diferencia de la visa H2A,
nificativo el hecho de que se introdujera en las visas “están sujetas a un límite [de expedi-
la lengua y por tanto en la concepción pur- ción] anual determinado por el Congreso es-
hépecha la noción de “contrato” y “con- tadounidense. Este límite actualmente haciende
a 66,000 trabajadores por año” (Véase: https://
tratados”. Indica tal vez que algo nuevo se
mx.usembassy.gov/es/visas-es/visa-h2/).
produjo. En el desarrollo de este trabajo se 5 Por familias purhépechas se entien-
les denominara como: trabajadores agríco- de a aquellas de tipo nuclear o extensa, en ellas
las temporales, trabajadores estacionales y pueden residir varios grupos de personas en un
contratados purhépechas. hogar. Estas personas pueden estar unidas por
lazos de parentesco o no, se organizan para su
En Comachuén,3 con base en la infor- reproducción material y social, así como para el
mación recabada en trabajo de campo, al ejercicio de diversas actividades relacionadas a
año están migrando más de cuatrocientas la administración de los ingresos económicos,
actividades agrícolas, organización familiar, entre
personas con las visas H2A y H2B4 a distin-
otros.
3 Según datos del Instituto Nacional 6 En términos de Robert Nisbet, “la
de Estadística Geografía e Informática, Coma- comunidad es una fusión de sentimiento y pen-
chuén, cuenta con 4, 762 habitantes, de los cuales samiento, de tradición compromiso, pertenencia
2,321 son hombres y 2, 441 son mujeres (INEGI, y volición. Puede encontrársela en la localidad,
2010). la religión, la nación, la raza, la ocupación o cual-
4 Al igual que la visas H2A, las visas quier fervorosa causa colectiva, o bien tener ex-
H2B son destinadas para trabajadores con o sin presión simbólica en ellas […]” (Nisbet, 1990:
experiencia para emplearse en EEUU de forma 72). Por lo tanto, debe entenderse a la comuni-
temporal en los trabajos de jardinería, construc- dad no como una totalidad homogénea o ente

113
Sociedades y Desigualdades, Núm. 7, julio-diciembre 2018, CICSYH -UAEM

estudio. entrevistas especializada realizadas a traba-


La metodología que se utilizó en esta jadores agrícolas temporales, familiares de
investigación fue carácter cualitativo. El migrantes y contratistas, estancias de tra-
trabajo de campo se realizó en dos países: bajo de campo en Comachuén y en Elba,
México y EEUU, la misma necesidad del NY. Así como de la revisión de fuentes bi-
trabajo de investigación nos obligó a seguir bliográficas, hemerográficas, documentales,
la ruta migratoria que llevan a cabo los tra- cartográficas, audiovisuales e internet.
bajadores estacionales de Comachuén en El artículo está estructurado en cuatro
Elba, Nueva York (NY). En Elba, nos involu- apartados. En el primero, se hace una des-
cramos como trabajador agrícola tempo- cripción y una explicación sobre las estra-
ral junto con los demás contratados para tegias metodológicas que se utilizaron en
tener un panorama más amplio y poder la investigación. En el segundo, se esboza
profundizar sobre aspectos que no siem- un breve contexto migratorio de la región
pre se pueden abordar en las entrevistas y Purhépecha, haciendo énfasis en el Progra-
tampoco en las pláticas informales. El tra- ma de visas H2. En el tercero, se realiza una
bajar desde adentro nos permitió entender valoración sobre las diferentes causas que
como es la situación sociolaboral que vi- han incidido en la transición de una migra-
ven los contratados purhépechas durante ción indocumentada a una “nueva” moda-
el proceso migratorio, desde el momento lidad de migración con visas H2A y H2B
mismo del enganche, contratación, gestión en Comachuén. En el cuarto y el último
de la visa H2A, estancia en EEUU, convi- apartado, se explican las razones de porqué
vencia en las casas de hospedaje y en los EEUU requiere de mano de obra contra-
diferentes espacios de socialización. La tada para el sector agrícola. Finalmente, se
experiencia como trabajador agrícola con- presentan las conclusiones.
tratado nos permitió sentir y conocer la Metodología de la investigación
dureza del trabajo agrícola en Elba, NY.
Esta investigación está basada mayor-
La información que se presenta está mente en una metodología de carácter
sustentada por un trabajo etnográfico, de cualitativo por la construcción de datos
observación participante, diario de campo, respecto al enganche, contratación y re-
contratación de los trabajadores contrata-
actuante sino pensarla como un grupo de indivi-
duos que comparten algunos elementos, ¿qué es dos. Hacer uso del método cualitativo nos
lo que comparten? ¿por qué y para qué lo com- permitió conocer y analizar la manera en
parten? ¿cómo lo comparten? ¿dónde y cuándo? que viven los contratados purhépechas el
No todos los grupos compartirán lo mismo, ni proceso migratorio -desde el enganche, la
lo harán solo entre ellos. Un ejemplo, es el pa-
contratación, el trámite de la visa hasta el
rentesco, pues compartirán este aspecto con
algunos miembros de la comunidad y de otros retorno a México- la explotación, la dure-
lugares. Otro ejemplo, puede ser la religión. E za del trabajo en los campos agrícolas, así
incluso la propia migración contratada con visas como las experiencias que viven en los di-
H2A.

114
González Morales y Leco Tomás: Una ‘nueva’ modalidad de migración con visas H2A: la emergencia ...

ferentes espacios de socialización en EEUU. campo: se realizó en Comachuén, Michoa-


La pertinencia de usar una metodolo- cán y Elba, NY, en ambos lugares se obtu-
gía cualitativa estriba también porque es vo información a través de la observación
comprensiva, generativa y constructiva. En etnográfica y participante, notas de campo,
esta medida resultó pertinente describir el pláticas informales, entrevistas semiestruc-
modo en que los sujetos sociales entien- turadas, diario de campo, entre otros; c)
den sus conductas, acciones, significados y la fase informativa: consistió en el análisis
discursos, así como la interpretación que minucioso, en la explicación, traducción,
hacen de su realidad (Yuni, 2005). interpretación y elaboración de resultados
obtenidos.
Este estudio se apoya de diferentes
técnicas y estrategias de investigación que En Comachuén,7 se tuvo una estancia
se utilizaron para recabar y construir datos, de aproximadamente 120 días entre los
haciendo sobre el mismo, una descripción, meses de julio-diciembre de 2014 y de
un análisis y una reflexión crítica de los marzo-junio de 2015. En donde se realiza-
hechos. Las técnicas metodológicas que se ron cincuenta recorridos en diferentes lu-
utilizaron fueron: el trabajo etnográfico, la gares como: la plaza, la cancha de basquet-
historia oral, pláticas informales, entrevistas bol, el campo de futbol, las diferentes calles
semiestructuradas, la observación etnográ- de la localidad, los espacios habituales y
fica, la observación participante y el uso del diferentes áreas de trabajo que se emplean
diario de campo.
7 Uno de los autores José Roberto
El uso del método etnográfico como González Morales es oriundo de la comunidad
enfoque metodológico resultó apropiado indígena de Comachuén, lugar donde nació y
y eficaz para describir, analizar e interpre- donde ha vivido toda su vida. En primera ins-
tar la situación sociolaboral que viven los tancia, el lector pensará que eso contribuyó de
manera importante para que se logrará realizar
trabajadores agrícolas temporales en la
una investigación de esta naturaleza. Quizás haya
migración bajo contrato, desde el engan- una ventaja, pero también hubo desventajas, por-
che, contratación, gestión de la visa H2A, que siempre estuvo presente el temor —a ser
el desempeño laboral del contratado en perjudicados— en varios de sus interlocutores
los campos agrícolas, las relaciones inter- sobre la información que le brindaban. Es opor-
tuno señalar que en la región Purhépecha, es-
personales que mantienen los trabajadores
pecíficamente, en varias comunidades, prevalece
estacionales con el intermediario y con el un grado de desconfianza en los lugareños cuan-
empleador. do se está indagando algún asunto sin o con su
El proceso metodológico de la inves- consentimiento, incluso, en ocasiones se niegan
a dar información tanto a oriundos como a fue-
tigación etnográfica consistió en realizar reños. Así que, no resultó nada sencillo ganarse
las siguientes fases: a) preparación o de di- la confianza y la amistad de los contratados, —en
seño: implicó definir el objeto de estudio, algún momento, llegaron a ver al autor como un
plantear interrogantes, formular objetivos, extraño—, ni mucho menos del intermediario,
hipótesis o suposiciones; b) el trabajo de esa confianza poco a poco se fue ganando en
Comachuén y en Elba, NY.

115
Sociedades y Desigualdades, Núm. 7, julio-diciembre 2018, CICSYH -UAEM

los contratados. En trabajo de campo, los riencia migratoria, relación social, función
recorridos fueron clave porque se lograron del contratista, salud, alimentación, condi-
identificar a doce contratistas y más de cin- ciones de trabajo y los beneficios para mi-
cuenta trabajadores agrícolas temporales grar contratados.
que tienen la experiencia laboral en el Pro- En el desarrollo de la investigación se
grama de visas H2A y H2B. Con frecuencia plantearon preguntas sobre los factores
las visitas y la observación etnográfica se que están motivando que en Comachuén
realizaron por la mañana, mediodía, en la se esté optando por migrar con visas de
tarde e incluso por la noche dependiendo trabajo, los requerimientos que se necesi-
de los tiempos de nuestros entrevistados, tan para poder ser contratado, el perfil que
con lapsos de dos a cuatro horas. El trabajo debe tener un trabajador estacional, el pro-
de observación fue esencial en esta inves- ceso de contratación, los lugares de desti-
tigación porque nos permitió conocer las no, el perfil de un contratista purhépecha y
diferentes estrategias que utilizan los en- su función durante el proceso migratorio.
ganchadores y los contratistas locales para
En trabajo de campo, se detectaron
reclutar, contratar y recontratar trabajado-
a las personas que realizan la función de
res agrícolas temporales.
enganchadores y contratistas en la comu-
También, se tuvieron un número im- nidad de estudio. El objetivo era conocer,
portante de pláticas informales con los quiénes son estas personas y cómo lle-
trabajadores estacionales, se realizaron garon a convertirse en intermediarios. La
entrevistas semiestructuradas, así como estrategia y la función que realizan para re-
la traducción y la transcripción de las en- clutar y elegir a sus trabajadores, el criterio
trevistas, del idioma p’urhé8 al castellano. de selección, los requisitos que solicitan, la
En total, se realizaron dieciocho entrevis- orientación que realizan para el trámite de
tas semiestructuradas a los contratados la visa en el consulado norteamericano, el
purhépechas, los temas que se abordaron número de personas que llevan a trabajar,
versaron sobre la ocupación laboral, expe- lugares de destino, tipos de actividades la-
8 Los autores del artículo son ha- borales, periodo de tiempo, cobró econó-
blantes natos del lenguaje p’urhe. La pertinen- mico que realizan por llevar a una persona
cia de haber utilizado la lengua original de los de manera contratada, así como su labor
purhépechas de Comachuén, se visualizó como
durante su estancia temporal en EEUU.
un recurso metodológico y una herramienta de
trabajo, se hizo con el objeto entablar conversa- Por otro lado, como parte de una es-
ciones que le permitiera a los informantes clave trategia metodológica y para corroborar
tener mayor libertad, seguridad y confianza en parte de la información que nos habían
sus comentarios. En efecto, aplicar esta táctica
brindado nuestros interlocutores durante
resultó ser más efectiva, las pláticas en su lengua
materna les permitieron a los informantes tener las entrevistas tuvimos que migrar como
un mejor desenvolvimiento en su expresión oral, trabajador agrícola temporal —desde el
aparte de ser el lenguaje cotidiano que se utiliza mes de julio hasta el mes de octubre— del
comúnmente en la comunidad de estudio.

116
González Morales y Leco Tomás: Una ‘nueva’ modalidad de migración con visas H2A: la emergencia ...

año de 2015. El reto era grande, pero en da tiene que ver con la falta de empleos
vista de que en algunas entrevistas no se bien remunerados, el conflicto con comu-
había logrado profundizar en ciertos te- nidades vecinas, por la tala clandestina de
mas, era necesario observar y constatar la árboles, por la disputa de tierras, la falta de
situación sociolaboral de los trabajadores parcelas9 de cultivo para las nuevas genera-
estacionales en EEUU. ciones, la violencia e infiltración del crimen
En Elba, NY se procedió a realizar prin- organizado, así como por la deportación de
cipalmente una observación participante, los indocumentados, las fuertes medidas de
por lo que tuvimos que trabajar en los dis- seguridad en la frontera y los costos ele-
tintos campos agrícolas, en donde se vivió y vados para migrar de manera clandestina.
se sintió la dureza del trabajo agrícola. Pero Las contrataciones en la región
también, se tuvieron convivencias con los Purhépecha
trabajadores estacionales en los diferen- La migración internacional México-
tes espacios de socialización y en las casas EEUU se remonta desde finales del siglo
de hospedaje. La observación participante XIX y su desarrollo se ha caracterizado
como técnica de investigación se adecúo al por exportar fuerza de trabajo. Histórica-
contexto de estudio porque nos permitió mente, la mano de obra mexicana se ha in-
describir las acciones y las formas de vida sertado en el mercado laboral agrícola, en
que caracterizan a los contratados pur- la construcción y en el sector de servicios.
hépechas en EEUU tal y como lo refiere Jorge Durand y Douglas Massey han seña-
Yuni (2014: 42). lado la existencia de cinco etapas o fases de
La experiencia como trabajador agrí- la migración México-EEUU con una dura-
cola temporal implico obtener un grado de ción aproximada de veinte a veintidós años
confianza en los contratados para poder cada una. El primer periodo corresponde a
ser aceptado como parte de su comunidad. la época del enganche (1900-1920), el se-
Para ello es necesario que “[…] el investiga- gundo, a la era de las deportaciones (en la
dor debe ser aceptado por esas personas, y década de los veinte y treinta), el tercero,
solo lo será en la medida que sea percibido a la época del Programa Bracero (1942-
como ‘una buena persona’, franca, honesta,
inofensiva y digna de confianza” (Martínez, 9 En Comachuén, la tenencia de la tie-
rra es comunal, aunque actualmente un número
2004: 65). En efecto, al formar parte de la
importante se encuentran a parceladas, en ellas,
comunidad de los contratados tuvimos los comuneros dueños de las parcelas tienen
que superar una serie de obstáculos, retos el derecho al aprovechamiento, uso y usufruc-
y desafíos, tanto en el trabajo como en los to. Por lo regular, dichas tierras parceladas las
diferentes espacios de socialización. utilizan para la producción de maíz y avena. Es
oportuno señalar que con el crecimiento pobla-
Con la información recabada en traba- cional que ha tenido Comachuén en los últimos
jo de campo se logró conocer que, para los años, un número significativo de comuneros no
comachuenses, migrar de manera autoriza- cuentan con parcelas, principalmente, las nuevas
generaciones.

117
Sociedades y Desigualdades, Núm. 7, julio-diciembre 2018, CICSYH -UAEM

1964), el cuarto, a la era de los indocumen- tica, las contrataciones han continuado a
tados (1965-1986) y el quinto, a la época través de los años en el país, a tal grado
de la Ley de Reforma y Control de la Inmi- que, los mexicanos, encabezan en las cifras
gración (IRCA-con sus siglas en inglés) en (Trigueros, 2008; Jornaleros Safe, 2012).
1986 (Durand, 2003). En el estado de Michoacán al igual que
El surgimiento del Programa de visas en el resto del país prevalece una diversi-
H2 se remonta hacia el año 1943, un año dad de grupos étnicos. Entre los cuales se
después de haberse creado el Programa encuentran los mazahuas, otomíes, nahuas
Bracero. En ese entonces, únicamente po- y los purhépechas. Éste último es el grupo
dían participar los países caribeños, espe- étnico más vasto en el estado y se caracte-
cíficamente, el país de Jamaica. Fue hasta riza por contar con un número importante
1986 con IRCA cuando se dio por primera de hablantes del idioma autóctono deno-
vez la participación los mexicanos al Pro- minado como p’urhe. La región se subdi-
grama de visas H2 debido a que los tra- vide en cuatro subregiones: la Cuenca del
bajadores caribeños “[…] dejaron de ser Lago de Pátzcuaro, la Ciénega de Zacapu,
atractivos ya que comenzaron a organizar- la Cañada de los Once Pueblos y la Sierra
se y a defender sus derechos” (Trigueros, Purhépecha o Meseta Tarasca10.
2003: 4). La migración internacional en la región
El Programa de visas H2 se ha carac- Purhépecha tiene una larga tradición que
terizado por ser un Programa privatizado se remonta desde la época del Programa
en el que no intervienen los gobiernos de Bracero. Época en la cual se dieron las pri-
México y de EEUU. Además, es controlado, meras contrataciones de manera formal
financiado y manejado por las agroindus- por parte del gobierno mexicano y esta-
trias estadounidenses y por intermediarios; dounidense. Los contratos eran tempora-
quienes pueden ser reclutadores, engan- les y la participación era exclusivamente
chadores, contratistas o agencias privadas masculina. Una vez terminadas las contra-
(Proyecto Jornaleros Safe, 2012; Durand, taciones durante el Programa Bracero, la
2006). El gobierno estadounidense única- práctica migratoria continuo de manera
mente interviene para conceder las visas clandestina.
solicitadas por los empleadores.
10 Nombres que se utilizan regular-
En el contexto de la migración inter- mente para hacer referencia a esta subregión
nacional México-EEUU, la migración bajo Purhépecha, por los fuereños y lugareños. Por
contrato tiene operando por más de tres ahora, no es la intensión profundizar ni entrar a
décadas y no se ha considerado como una debate si es Meseta Tarasca o Sierra Purhépecha.
Tampoco si son Tarascos o Purhépechas, esto
fase migratoria, quizás porque fue instru-
ha sido debatido durante años por intelectuales.
mentado en México en una época en la Pero a lo largo del texto se hará el uso de los
cual la migración indocumentada tuvo su términos purhépecha y p’urhé, debido a que es
gran auge, pero lo cierto es que, en la prác- como se identifican y reconocen -actualmente- a
sus habitantes en la región.

118
González Morales y Leco Tomás: Una ‘nueva’ modalidad de migración con visas H2A: la emergencia ...

En la región Purhépecha, la migración a nástico, Urapicho, Ahuiran y Nurio (Leco,


EEUU se caracterizó por tener una intensi- 2003, 2009) se dirigían específicamente a
dad muy particular en las cuatro subregio- EEUU. No obstante, es pertinente señalar
nes. Por ejemplo, en la Sierra Purhépecha, que de los pueblos aludidos, algunos in-
los oriundos estuvieron migrando como cursionaron desde la época del Programa
indocumentados durante varias décadas Bracero y otros recientemente.13 De igual
-60s, 70s, 80s y 90s-. Uno de los principales forma, otros pueblos serranos se han ca-
motivos fue la falta de oportunidades la- racterizado por migrar de manera indocu-
borales, específicamente, durante la década mentada y en cambio otros más de manera
de los 80s y 90s, periodo en el cual se dio autorizada mediante visas de trabajo.
el apogeo de la migración indocumentada. En la región Purhépecha, la migración
Aunque, el desarrollo de los flujos migrato- regulada o bajo contrato comenzó a figurar
rios fue heterogéneo en los distintos pue- en la década de los 90s (Leco, 2001), al igual
blos serranos. que la migración indocumentada, no tuvo
En la Sierra Purhépecha durante varias un desarrollo homogéneo. Las primeras
décadas los oriundos estuvieron dedicán- subregiones que incursionaron fueron la
dose al trabajo agrícola11 -para autocon- Cañada de los Once Pueblos y la Ciénega
sumo y comercialización-, así como en la de Zacapu, posteriormente, la Sierra Pur-
elaboración y venta de artesanías en el hépecha y, finalmente, la Cuenca del Lago
mercado regional y nacional. Sin embar- de Pátzcuaro. La migración contratada tuvo
go, con la instrumentación de políticas un desarrollo heterogéneo en las distintas
neoliberales un sector importante de la subregiones por el contexto migratorio, las
población se vio afectada, por lo tanto, redes sociales y la función de los interme-
tuvieron que buscar otras alternativas la- diarios locales.
borales. Aunque cabe enfatizar que los En la década de los 90s, la migración
flujos migratorios se dieron en diferentes laboral con visas de trabajo no tuvo el im-
periodos. Algunos pueblos se distinguieron pacto que se hubiera esperado en las co-
por practicar una migración más nacional: munidades purhépechas. En esos tiempos
Pamatácuaro, Capacuaro, San Felipe de los era más conveniente migrar como indocu-
Herreros, Arantepacua, Sevina, Nahuatzen, mentado que contratado. Según nuestros
Aranza y Paracho.12 En cambio, otros pue- interlocutores, los que migraban con una
blos como Comachuén, Turicuaro, Picháta- visa de trabajo eran muy controlados, su
ro, Cherán, Quinceo, San Lorenzo, Chera- estancia era temporal, tenían que emplear-
se obligadamente en el trabajo agrícola, el
11 En la actualidad continúan realizando sueldo no era muy alentador -en compara-
dichos trabajos, pero no con la misma intensidad
ción a la construcción-, no podían mover
que en décadas pasadas.
12 Lo anterior no significa que no estén de un empleo a otro, tampoco tenían mu-
migrando al país vecino, aunque no con la misma
intensidad que en otras comunidades serranas. 13 Se refiere a un lapso de dos décadas.

119
Sociedades y Desigualdades, Núm. 7, julio-diciembre 2018, CICSYH -UAEM

cha “libertad”,14 así que no era visto como La emergencia de contratados


la primera opción para migrar a EEUU. purhépechas en Comachuén
Por lo tanto, migrar como contrata- La comunidad indígena de Comachuén,
do no era fácil o sencillo porque se tenía municipio de Nahuatzen, Michoacán, (Méxi-
que acudir a las comunidades indígenas de co) se encuentra enclavada en la parte más
Huáncito, Ichán, Santiago Azajo y Cherán alta de la Sierra Purhépecha de Michoacán
(Leco, 2001, 2003, 2014) para contratarse. con una altura de aproximadamente 2, 603
En esos pueblos, los intermediarios re- msnm. Posee un área natural compuesta
cibían la documentación necesaria de los por zonas montañosas, boscosas, aguaca-
trabajadores para su contratación, pero en teras y un clima templado. La superficie
muchas ocasiones sólo contrataban a los forestal maderable es ocupada por pinos,
que ellos seleccionaban, en síntesis, sólo un pinabetes, encinos y —en menor propor-
grupo selecto de trabajadores estacionales ción— de oyamel. Las características del
podía participar en el Programa de visas uso de suelo son predominantemente fo-
H2. restales y en menor proporción agrícola y
En los últimos años, la migración de pastoreo
México-EEUU ha tenido un viraje impor- En la comunidad de estudio existe una
tante en la región Purhépecha. La transición diversidad en las actividades laborales que
de una migración indocumentada a una llevan a cabo sus habitantes. Los hombres
modalidad de migración laboral regulada a comúnmente se dedican a la siembra de
través de visas de trabajo en Comachuén, maíz, avena, comercio, construcción, plan-
constata una “nueva” fase de la migración tación de aguacate, tala de árboles, elabo-
a través de la cual, cientos de contratados ración de muebles rústicos y torneados de
purhépechas se han visto beneficiados por madera —barrotes—. También se emplean
los ingresos económicos que logran obte- como jornaleros agrícolas y “coladores”15
ner cada temporada laboral. El Programa de lozas de concreto. Las mujeres se ca-
de visas H2 se ha convertido no solo en racterizan por realizar labores domésticas
una alternativa laboral importante para y artesanales. Otro pequeño sector de la
muchos trabajadores agrícolas temporales población masculina y femenina ejerce la
sino también en un estilo de vida (Leco, profesión de maestros rurales, médicos,
2015). enfermeras, licenciados, abogados, arqui-
15 Se refiere a un grupo de aproxi-
madamente de veinte a treinta personas de la
14 Con libertad se refiere a no poder misma localidad que se dedican a echar colados
hacer las cosas que puede hacer un migrante de loza de concreto en casas en construcción y
indocumentado: trabajar unas cuantas horas, no en pisos firmes, tanto en Comachuén como en
trabajar los días que no deseen, cambiar de tra- otras comunidades vecinas. Este grupo de perso-
bajo, visitar diferentes lugares, ir a fiestas, ir de nas cuenta con un vehículo, escalera, botes, palas
compras a diferentes tiendas, embriagarse, entre y una revolvedora, todo esto como parte de sus
otros. herramientas de trabajo.

120
González Morales y Leco Tomás: Una ‘nueva’ modalidad de migración con visas H2A: la emergencia ...

tectos y músicos. Tanto los profesionistas y oscilaban entre quince a veinticinco años.
los no profesionistas, un número importan- Después, se incorporaron esposas e hi-
te de personas migran a distintas ciudades jos de los migrantes, aunque fue también
del país y del extranjero para emplearse de manera esporádica. Los comachuenses
en el trabajo agrícola y en el trabajo de la estuvieron radicando como indocumenta-
construcción. dos en los estados de California, Oregón,
Durante las últimas décadas, los coma- Arizona, Texas, Kentucky, Arkansas, Illinois,
chuenses se han caracterizado por tener Luisiana, Georgia, Virginia, Norte Carolina,
una migración activa al interior del país Florida, Tennessee, Pennsylvania, Nueva
como del extranjero. Con base en la infor- York y Michigan.
mación vertida por los lugareños, su éxodo En Comachuén, la transición de una
data desde la época de la posrevolución migración indocumentada a una “nueva”
hasta hoy en día. No obstante, en lo que modalidad de migración laboral regulada
concierne a la migración internacional, la se dio durante la primera y segunda déca-
participación de los comachuenses se re- da del siglo XXI a causa de los siguientes
monta a partir del Programa Bracero (aun- factores: desde mediados de la década del
que esta fue muy esporádica), al periodo de 2000 se dio un clima generalizado antiinmi-
los indocumentados y, actualmente, a una grante en varios estados –Arizona, Indiana,
“nueva” modalidad de migración laboral Georgia, Alabama y Carolina del Sur- de
regulada por medio de visas de trabajo. Norteamérica, y que se expresó en legis-
En Comachuén, la época de los indocu- laciones locales, lo cual dio lugar a que dis-
mentados tuvo su gran auge en la década minuyeran los flujos migratorios. Aunado
de los 80s y 90s, hombres adultos cuyas a ello, la crisis económica del 2008 afectó
edades fluctuaban entre veinticinco a cua- severamente a los migrantes purhépechas;
renta años quienes fueron los primeros que por consiguiente, un número considerable
comenzaron a migrar de manera “ilegal” a de migrantes retornaron voluntariamente
EEUU. Durante dicha época, comúnmente y otros fueron deportados. Por lo tanto,
se optaba por cruzar la frontera por el de- migrar como indocumentado se dificultó
sierto de Sonoyta y Arizona, bajo el apoyo aún más por las fuertes medidas de segu-
de “coyotes” que ayudaban a pasarlos con ridad en la frontera, así como por el incre-
un costo de aproximadamente $ 1,500 a $ mento en el costo para cruzar la frontera
2,000 dólares16. de manera clandestina.
A finales de la década de los 90s y prin- Otro de los factores fueron los diferen-
cipios del siglo XXI se presenta la migra- tes conflictos sociales que han enfrentado
ción de los jóvenes a EEUU, cuyas edades los comachuenses con pueblos aledaños;17
17 Uno de los conflictos que llamó la
16 Información vertida por exmigrantes atención a nivel regional, estatal, nacional e inter-
purhépechas que cruzaron la frontera de mane- nacional fue lo acaecido en la comunidad indí-
ra indocumentada. gena de Cherán, en el año 2011; un movimiento

121
Sociedades y Desigualdades, Núm. 7, julio-diciembre 2018, CICSYH -UAEM

disputas por tierras y por la tala clandesti- Pedro Zipiajo, Cherán, Arantepacua, etc. A
na de árboles. Otra cuestión tiene que ver nivel de región quizá no resulte algo nuevo.
con la infiltración del crimen organizado en No obstante, para el caso de Comachuén
la región Purhépecha; un problema que ha si es algo nuevo, además, la novedad estriba
afectado a todo el país: por medio de la en que estas personas son miembros de la
violencia, el secuestro, la extorsión, el co- comunidad misma y son purhépechas.
bro de cuotas y el homicidio. En Comachuén, las personas que ejer-
Por lo que, el surgimiento de interme- cen la función de mediadores no cuentan
diarios locales en la comunidad de estudio con documentos legales de residencia en
contribuyo de manera importante para que EEUU, pero si con una amplia experiencia
un número significativo de personas estén migratoria. Tienen el manejo de tres idio-
optando por migrar por medio de una mas, purhépecha, español e inglés, lo cual,
visa de trabajo. En la región Purhépecha, la les permite tener una mejor comunicación
aparición de enganchadores, contratistas e con el trabajador y con el empleador. Cada
intermediarios data desde de la década de año están llevando a laborar alrededor de
los 90s (Leco, 2001). Actualmente, las per- cuatrocientas personas, específicamente, a
sonas que realizan dicha función se pueden los estados de Nueva York, Kentucky, Ca-
localizar en las comunidades indígenas de rolina del Norte, Virginia, Oklahoma, Texas,
Huáncito, Ichán, Cherán, Cheranástico, San Arkansas, Colorado, Missouri y Florida.
Lo relevante de la función que realizan
social que surgió por la defensa de sus recursos
los intermediarios purhépechas es la ma-
naturales, frenar al crimen organizado y rescate
de la cultura. En ese periodo, hubo otros casos, nera en que operan durante el proceso
cómo el conflicto que tuvo Comachuén con migratorio porque su función no se limita
Sevina respecto a la tala clandestina en el año a enganchar y ser portavoces del emplea-
2012 (que hasta la fecha sigue sin resolverse). dor norteamericano, sino también el com-
De igual manera, en la comunidad indígena de
promiso y el propósito de estas personas
Turicuaro, en el año de 2012, más de 500 co-
muneros después de un acuerdo tomado en es orientar y ayudar a gestionar las visas
Asamblea Comunal decidieron recuperas más de trabajo. Lo anterior implica apoyarse
de 140 hectáreas de tierra que habitantes de la de redes sociales y utilizar los “gajes” del
misma población se habían apropiado de ellas, oficio porque su labor no es tan sencilla
causando así la deforestación del bosque para
como pudiera imaginarse debido a que el
la creación de huertas de aguacate. Otro con-
flicto fue el que tuvo Nahuatzen con Sevina por intermediario es una figura anónima para
la disputa de tierras y agua, en el año 2015. Tan el gobierno estadounidense.
sólo se hace mención de estos casos, pero con La función de los contratistas en la
el transcurso de los años se han ido suscitando
comunidad de estudio ha cobrado mucha
más acontecimientos (políticos y sociales), que
cada vez más preocupa a las comunidades serra- importancia en los últimos años, quizá esto
nas; por la inseguridad, por la falta de resolución se deba a que su cargo no es igual a la que
a los conflictos comunales y de oportunidades realiza un “coyote” o “pollero”. Ya que és-
laborales.

122
González Morales y Leco Tomás: Una ‘nueva’ modalidad de migración con visas H2A: la emergencia ...

tos trafican con las personas para cruzar- de migrar por medio de una visa de traba-
las al “otro lado”, de manera clandestina o jo, sólo aquellos que tienen la posibilidad
“ilegal”, ya sea por el desierto, el río bravo o cuentan con la cantidad económica de
o por las puertas fronterizas autorizadas. $ 7,000.00 a $ 10,000.00 pesos para solven-
Cobrándoles a cambio una cantidad eco- tar los pagos de pasaporte, visa, transporte,
nómica que puede fluctuar entre $ 2,000 viáticos y hospedaje (González, 2018).
hasta $ 7,000 dólares por persona -por el En la migración bajo contrato, la elec-
cruce- y allí termina su trabajo. En cambio, ción y la contratación de un intermediario
los intermediarios purhépechas tienen sus es una cuestión muy importante porque es
propios métodos y estrategias de contrata- el enlace directo del empleador estadouni-
ción. Cumplen al menos con tres funciones dense. Los contratistas suelen ser muy “se-
básicas en el proceso productivo: son agen- lectivos y especiales” al momento de con-
tes de mercado que conectan a la oferta y la tratar fuerza de trabajo. Para ello, toman en
demanda, son los gestores de las relaciones cuenta varios factores como que los hacen
laborales y son los organizadores del pro- elegibles, tales como las relaciones de pa-
ceso de trabajo; además de ser traductores rentesco, compadrazgo (si se tiene o no
lingüísticos y culturales (González, 2018). lazos de parentesco consanguíneo con el
Como se ha venido señalando, en la co- intermediario) y de amistad. Así como tam-
munidad de estudio, la “nueva” modalidad bién las redes sociales, las relaciones socia-
de migración con visas de trabajo ha con- les e interpersonales, las características físi-
tribuido de manera importante en la emer- cas y la edad del trabajador (Sánchez, 2001;
gencia de contratados purhépechas duran- Durand, 2003). Dicho de otra manera, no
te los últimos años. Los comachuenses que todo depende de la elección que haga el
participan en el Programa de visas H2 se trabajador agrícola para migrar contratado
caracterizan por su perfil, principalmente, sino también del intermediario.
por ser fuerza de trabajo masculina y pro- Otro de los requisitos para migrar
ductiva. Para muchos contratados, la expe- por medio de una visa de trabajo es estar
riencia forjada en el trabajo agrícola y en la “limpio”, o sea, no tener deudas con la ley
tala de árboles les ha permitido desarrollar norteamericana, particularmente, aquellos
habilidades y destrezas para la resistencia y que tuvieron una experiencia migratoria
la adaptación al trabajo agrícola en EEUU. como indocumentados porque el hecho de
En Comachuén, la mayor parte de las haber obtenido un “record”18 es un motivo
personas que participan en el Programa
de visas H2, lo hacen porque no cuentan 18 Es la manera como le llaman los
con un empleo duradero, estable y renta- migrantes purhépechas en su lenguaje coloquial
cuando una persona no paga la multa de una o
ble, otros lo hacen para complementar sus
varias infracciones que haya cometido en EEUU;
ingresos extraparcelarios y para su subsis- puede ser por no contar con su licencia de con-
tencia. Aunque, no cualquier persona pue- ducir, haber estado manejando un vehículo en
estado de ebriedad, no haber renovado las pla-

123
Sociedades y Desigualdades, Núm. 7, julio-diciembre 2018, CICSYH -UAEM

más que suficiente para no poder obtener En Elba, NY tuvimos que aprender
la visa autorizada (Leco, 2001; González, de las técnicas, habilidades o “mañas” que
2018). Es oportuno señalar que la gestión debe manejar un trabajador agrícola. Por
y el trámite de la visa H2A es un requisito ejemplo, aprender a hacer el uso del palia-
clave que se tiene que superar para obte- cate en la frente de la cabeza y en el cuello
ner el pase directo a EEUU y, muchas veces, -para controlar el sudor y protegerse de
no depende del trabajador ni del interme- los rayos del sol-, de una faja en la cintu-
diario su aprobación, sino de la evaluación ra -para evitar el dolor de espalda-, uso
que hagan las autoridades estadounidenses de rodilleras, guantes de plástico o de piel,
en el consulado. En la migración bajo con- botas del plástico que permitieran caminar
trato, los trabajadores agrícolas tempora- bien entre los surcos del field.19 Asimismo,
les tienen que superar varios obstáculos a tuvimos que aprender a agacharnos para
partir del momento que se contratan con pizcar, sostener y levantar un bote de pe-
un intermediario, en la gestión de la visa pino denominado —kabocha, minipumpki,
H2A y, posteriormente, en el desempeño bellota— arriba de la cabeza— y, por su-
laboral. puesto, depositar de manera correcta lo
En México, mucho se habla de las re- pizcado en el guayín. En ocasiones, tenía-
mesas que envían los migrantes, pero se mos que improvisar con bolsas de basura
desconoce o poco se menciona la manera o con algún impermeable para protegernos
en que se obtienen esos ingresos económi- de los fuertes lluvias y vientos durante la
cos. Cuando una persona no conoce cómo pizca. En el field, -frecuentemente- nos pre-
se ganan los dólares en EEUU piensa que guntábamos si los empleadores imaginaban
estando allá se obtienen fácilmente, pero el desgaste físico que sufre el contratado
no es así. A través de nuestra experiencia al laborar más de diez horas al día, con un
pudimos percatarnos de cómo los contra- solo alimento y bajo un fuerte calor, por-
tados tienen que estar sujetos a una rigu- que, lo que si logramos percibir era que les
rosa disciplina en el trabajo, además, deben preocupaba no se cosecharan a tiempo sus
mostrar buena conducta y buen desempe- hortalizas.
ño laboral. En los campos agrícolas deben En EEUU, la dureza del trabajo agrícola
de tener la capacidad de soportar arduas implica mucho desgaste físico y mental, si
jornadas y la flexibilidad para asumir una bien, se obtiene un pago que quizás en Mé-
explotación hasta el límite de sus capacida- xico no se podría obtener como jornalero
des físicas no solo para ganar un poco más agrícola, pero la explotación que viven allá
por horas extras en el trabajo sino tam- los contratados no tiene palabras. A pesar
bién para demostrarle al mayordomo y al de ello, con su gran esfuerzo y sacrificio
patrón su valía como trabajador empeñoso logran cumplir con su trabajo cada tempo-
y productivo. rada laboral.
19 Se refiere a un campo agrícola en
cas de su automóvil, entre otros. EEUU.

124
González Morales y Leco Tomás: Una ‘nueva’ modalidad de migración con visas H2A: la emergencia ...

En trabajo de campo, llegó un momen- querían ver descansar para nada, pero el
to en el cual nos cuestionábamos o, mejor dolor de espalda, de pies, rodillas, cabeza, la
dicho, no comprendíamos ni mucho menos sed y el hambre eran insoportables, aunque
podíamos asimilar cómo seguían contra- a veces teníamos que consumir algún ali-
tándose los migrantes purhépechas aun mento o bebida —a escondidas— porque
sabiendo el tipo de explotación que tenían era necesario y obligatorio cumplir con la
que vivir en los campos agrícolas. Pero, jornada laboral del día. Con la experiencia
según ellos, migraban por necesidad, no por vivida, nos quedó más claro de cómo en
gusto, pero, ¿era únicamente eso?, era com- el capitalismo norteamericano, lo más im-
plejo entenderlos. Dicha expresión iba más portante es la producción y la acumulación
allá que referirse a una necesidad, porque si de riquezas, por lo tanto, para los emplea-
lo viéramos como tal, todo aquel que tra- dores estadounidenses los trabajadores
baja en la sociedad lo hace por la misma ra- estacionales no son más que la fuerza de
zón. Sin embargo, ellos hacían alusión que al trabajo explotable.
no contar con un empleo bien remunerado En Comachuén cada vez es mayor el
en México tenían que salir de su terruño número de personas que buscan ir a EEUU
en busca de mejores oportunidades labo- de manera contratada. El programa H2A se
rales. Tal como lo manifestó un contratado ha convertido en una opción y en una al-
purhépecha en Elba: ternativa laboral importante para muchos
[…]Aquí así es el trabajo, mira por no comachuenses no sólo porque obtienen
estudiar, así anda uno por aquí, pero no un empleo sino porque también les resul-
nos queda de otra, más que echarle ga- ta más pertinente, tal como lo manifestó
nas, pues así nos vamos a acabar por un trabajador agrícola temporal: “es mejor
aquí. No creas que venimos por gusto,
[contratado], porque cuando uno va de ile-
venimos por necesidad, porque no nos
gal, no siempre andas trabajando a gusto,
queda de otra. Además, aquí en una
hora ganamos lo que uno gana en Mé- porque siempre andas huyendo de la ley
xico al día, y en un día, ganamos lo que más que nada […]. En cambio, contratado,
pudiéramos ganar en México a la sema- tú vez a la policía y andas como sin nada,
na. [¿Cuánto es lo que ganas en Méxi- como si fueras un ciudadano de allá”.21
co?] a lo mucho que se puede ganar es En resumen, la emergencia de traba-
$ 1,200.00 pesos, así que conviene más jadores agrícolas temporales forma parte
trabajar por aquí, a pesar de que el tra-
de una “nueva” fase migratoria que está
bajo sea pesado […].20
experimentando la comunidad indígena de
Durante nuestra estancia en Elba lle-
gamos a pensar que los empleadores nos 21 Entrevista al Sr. Pablo González
utilizaban como máquinas porque no nos Ramos, realizada y traducida del idioma Pur-
hépecha al español por José Roberto González
20 Plática informal que se sostuvo con Morales (JRGM), en la comunidad indígena de
el Sr. Josué Felipe Santiago, en Elba, NY, agosto 28 Comachuén, Mich., municipio de Nahuatzen, no-
de 2015. viembre 3 de 2014.

125
Sociedades y Desigualdades, Núm. 7, julio-diciembre 2018, CICSYH -UAEM

Comachuén ante el contexto migratorio sus productos a México sin el cobro de


México-EEUU. Tal ha sido la importancia aranceles, lo cual les permite incrementar
que ha adquirido el Programa H2A en la de manera significativa sus exportaciones,
comunidad de estudio que la gente lo ha sin que a los agricultores les importe el
interiorizado y cada vez la idea de migrar precio al que vendan (Boltvinik, 2009).
contratado tiende a socializarse con ma- Con base en lo anterior, podemos de-
yor fuerza en los lugareños. Formar parte cir que México se encuentra en gran des-
de la comunidad de los contratados es un ventaja frente a los países desarrollados al
“privilegio” y se ha venido fortaleciendo no poder competir en el mercado inter-
mediante el apoyo de redes familiares, de nacional. Para algunos campesinos del me-
parentesco, de amistad y de paisanaje. dio rural, la producción agrícola ya no les
La demanda de fuerza de trabajo resulta redituable para su comercialización
en EEUU únicamente para el autoconsumo. Por esta
Para comenzar, referir únicamente las razón y otras más, han tenido que emigrar
razones de porqué EEUU necesita trabaja- al interior del país como del extranjero en
dores mexicanos que participan en el Pro- busca de mejores oportunidades laborales
grama de visas H2, nos restringe a explicar para poder complementar sus ingresos ex-
un fenómeno social mucho más amplio traparcelarios y para su subsistencia (Car-
que obedece en cierta medida a factores tón de Grammont, 2009).
estructurales. Por esta razón, considera- En el contexto mundial, “[…] la migra-
mos oportuno ubicar a México dentro ción internacional constituye un compo-
del actual sistema económico mundial que nente [importante] en la reproducción del
predomina en casi todo el planeta —neo- sistema mundo. […] A través de la migra-
liberalismo—, un sistema en el que los Es- ción se produce y reproduce una estruc-
tado-nación cada vez dejan que el mercado tura de desigualdad social […]” (Canales,
imponga sus reglas; un mercado dominado 2015: 38). Una cuestión que incide en todo
por estructuras oligopólicas o monopó- el sistema global. El movimiento de perso-
licas con fuerte apoyo estatal. Ante este nas de un país a otro no solo obedece a la
contexto, las compañías y las empresas falta de un empleo duradero y estable, sino
transnacionales han logrado beneficiarse también a la reproducción de estructuras
de las políticas neoliberales y del merca- de desigualdad social en la que los migran-
do laboral flexible. Un ejemplo de ello es tes son integrados en sectores precarios y
el Tratado de Libre Comercio de América vulnerables.
del Norte (TLCAN). Los países socios en La migración internacional México-
dicho tratado reciben apoyo tecnológico, EEUU se debe entender a partir de la
financiero y subsidios de sus respectivos integración laboral que existe entre paí-
gobiernos y del entorno, con lo que logran ses subdesarrollados y desarrollados. La
obtener cuantiosas ganancias al exportar integración laboral es por la conveniencia

126
González Morales y Leco Tomás: Una ‘nueva’ modalidad de migración con visas H2A: la emergencia ...

de la cercanía geográfica porque si los em- Por lo tanto, para los empleadores esta-
pleadores norteamericanos encontrarán dounidenses es indispensable contar con
trabajadores de un lugar más cercano a trabajadores estacionales disponibles en
México, los traerían y se olvidarían de los determinados momentos del ciclo agrícola,
mexicanos. Así que habrá que entender la sobre todo, en temporadas de plantación
integración laboral como parte de una in- y de cosecha (Verduzco, 1999; Rothenberg,
tegración mayor, que es económica. Alejan- 2000; Sánchez, 2001; Quaranta, 2011). Por
dro Canales señala que, “en la globalización, esta razón, los trabajadores estacionales
la pobreza y precariedad de los trabajado- representan para los agricultores nortea-
res, en este caso de los migrantes, no es mericanos una fuerza laboral flexible por-
resultado de su exclusión del mercado de que son móviles y pueden trabajar en in-
trabajo (desempleo, ejército industrial de tensas jornadas laborales con el objeto de
reserva, etcétera), sino que, al contrario, es cumplir “justo a tiempo” con la demanda
consecuencia de la forma en la que ellos del mercado (Stephen, 2002). En este sen-
son incluidos e integrados en el mundo tido, la intermediación laboral ha permitido
laboral, precisamente, como trabajadores flexibilizar la contratación de los trabajado-
migrantes” (Canales, 2015: 138). res consolidando procesos de acumulación
La migración laboral regulada con visas que benefician en gran medida a los agro-
H2A no es única en la región Purhépecha negocios (Quaranta, 2011).
ni en el país. En los últimos años estados En EEUU —regularmente— la presen-
como Tamaulipas (Izcara, 2012), Guerrero, cia de trabajadores agrícolas en los campos
Chiapas, Oaxaca, Morelos, Guanajuato, Za- agrícolas depende del proceso de produc-
catecas y Sonora han estado participando ción y de la demanda del mercado. Cuan-
en el Programa de visas H2 (Proyecto Jor- do no se requiere de mano de obra, los
naleros Safe, 2012).Aún no se han realizado productores se apoyan de máquinas para
estudios de caso sobre los lugares mencio- la aplicación de agroquímicos, incluso, para
nados, pero ya contamos con videos do- sembrar, plantar y cosechar. Aunque, hay
cumentales que dan cuenta del fenómeno periodos o temporadas del ciclo agrícola
social aludido.Ver documental: H2A: Entre el que requieren necesariamente de fuerza
sueño y el fraude; Jornaleros: en la frontera de de trabajo migrante para plantar, pizcar, co-
la subsistencia y Vivir en estaciones. sechar o empacar diferentes tipos de pro-
La razón de porque se continúan expi- ductos agrícolas. Según Daniel Rothenberg,
diendo visas H2 a los mexicanos se debe “lo que uno encuentra en el Valle de San
también “[…] a una mayor necesidad de Joaquín, California, se repite en diferentes
trabajo estacional en algunos productos escalas, en todo el país, en todas las regio-
[…] ya que si no se cuenta con la mano de nes donde las frutas y las verduras se culti-
obra necesaria en el periodo [agrícola] se van” (Rothenberg, 2000: 58). Desde luego,
malogra la actividad” (Verduzco, 1999: 176). esto también sucede de manera similar en

127
Sociedades y Desigualdades, Núm. 7, julio-diciembre 2018, CICSYH -UAEM

Argentina, México, Canadá y España (Ver- para sus moradores. Por lo tanto, prevale-
duzco, 1999; Stephen, 2002; Barrón, 2006; cen empleos de alto nivel y también proli-
Quaranta, 2011; Lara, 2011; Paleta, 2012; feran empleos de bajo nivel en situaciones
Sánchez, 2001 2014; Izcara, 2012; Becerril, de precariedad laboral. Precisamente, en
2013). este último sector laboral es donde se han
La presencia de fuerza de trabajo mi- insertado los trabajadores estacionales.
grante es inherente al trabajo agrícola por- Con la reorganización del mercado
que cada cultivo representa una inversión laboral flexible, las empresas prefieren
que puede carecer de valor si no se co- contratar gente joven no sólo porque sea
secha en el momento oportuno. Además, productiva sino porque ante la necesidad
el capitalismo no puede existir sin la ofer- de obtener un empleo —aunque sea tem-
ta campesina de mano de obra estacional poral— no reniegan de las condiciones la-
(Boltvinik, 2009, 2012), de ahí que los traba- borales ni de la explotación a la que son
jadores agrícolas sean indispensables para sometidos. En efecto, son “[…] caracterís-
cubrir el ciclo agrícola estacional. “El éxito ticas centrales para las empresas agrícolas
o el fracaso de la mayoría de las operacio- dado al extremo grado de desgaste […] al
nes de frutas y verduras descansan sobre que son expuestos en los distintos cultivos
la disponibilidad de los trabajadores de la que laboran” (Peña, 2012: 159).
cosecha” (Rothenberg, 2000: 72). Por citar La mano de obra indígena que se em-
un ejemplo, a los contratados purhépechas plea directamente en el trabajo agrícola en
que migran a Elba, NY, se les solicita duran- EEUU cumple con el perfil y con los re-
te varias temporadas al año, dependiendo quisitos necesarios que requieren los em-
del tipo de actividad laboral que vayan a presarios agrícolas no sólo para resolver la
efectuar. En la temporada de la plantación escasez de trabajadores sino porque es una
y de empaque no se solicita la misma canti- fuerza de trabajo productiva, explotable,
dad trabajadores que durante la temporada dócil y flexible que se adapta a las exigen-
de pizca o de cosecha. cias del mercado laboral estadounidense.
Por otro lado, el hecho de que los En EEUU, “el trabajo agrícola es físi-
mexicanos predominen en el trabajo agrí- camente muy demandante y, por tanto,
cola en EEUU no obedece únicamente a su desgastante. Sólo pueden realizarlo per-
perfil ni tampoco porque se adapte a las sonas jóvenes e ‘impuestas’ a este tipo de
exigencias de los empleadores. Sino más trabajo” (Durand, 2003: 155). De hecho, el
bien, al “[…] modelo económico de la glo- perfil está conformado por personas que
balización [que] genera una polarización cuentan con edades de dieciocho hasta
en la estructura de ocupaciones en los cincuenta años, desde luego, impuestas al
países desarrollados” (Canales, 2015: 60). trabajo duro, cuentan con la experiencia y
Por ejemplo, en los países de primer mun- la resistencia para aguantar largas jornadas
do como EEUU existe una garantía laboral de trabajo.

128
González Morales y Leco Tomás: Una ‘nueva’ modalidad de migración con visas H2A: la emergencia ...

La migración bajo contrato evidencia para su jubilación y mucho menos tendrá


que “[…] la presencia mayoritaria de mexi- la posibilidad de arreglar su situación mi-
canos en la agricultura no es un fenómeno gratoria en aquel país. Ante este escenario,
nuevo ni espontáneo; es un proceso largo el gobierno estadounidense junto con las
y cuidadoso de conformación de un tipo compañías o empresas agrícolas están ob-
especial de fuerza de trabajo que se ajusta teniendo el mayor beneficio de la mano de
a los requerimientos específicos de este obra indígena.Ya que de manera inteligente
mercado” (Durand, 2003: 157). Una mano ofrecen el Programa de visas de trabajo,
de obra que realiza la labor que los propios utilizan al máximo la fuerza de trabajo, pero
trabajadores norteamericanos no quieren al mismo tiempo la rechazan al no garanti-
realizar debido a los bajos salarios y a la zarles por obligación o derecho un pago de
dureza del trabajo agrícola. jubilación o de antigüedad.
El trabajador agrícola estacional al no El Programa H2 mantiene una serie de
contar con un empleo duradero y estable irregularidades que los propios contrata-
se convierte en mano de obra “cautiva” y dos no pueden reclamar, por el temor a ser
vulnerable porque está sujeto a los ser- expulsados del trabajo y a no volver a ser
vicios de la compañía que lo contrato sin recontratados nuevamente para la próxima
derecho a reclamar su situación laboral. temporada laboral, ya sea por el empleador
Al no haber un convenio bilateral entre o el intermediario. De ahí que los emplea-
México-EEUU que supervise y regule el dores norteamericanos recurran cada vez
Programa de visas de H2, les facilita y be- más de esta mano de obra barata a pesar
neficia a los empleadores estadounidense de la postura -política- negativa que tie-
contratar fuerza de trabajo, flexible y dócil. ne el presidente Donald Trump sobre los
“El hecho de que este tipo de programas migrantes mexicanos. Aunque habrá que
llegue hasta la región purépecha es justo enfatizar que, en el ámbito laboral, la po-
porque en estos lugares han encontrado el sición de Trump sobre los migrantes con-
tipo de trabajadores que el mercado bus- trasta definitivamente con la preferencia
ca, con ciertos ‘grados de especialización’” que tienen los empresarios agrícolas sobre
(Leco, 2015: 76). los mexicanos que se contratan con la visa
En EEUU, los empresarios agrícolas H2A, evidencia de ello, es el incremento
están aprovechando al máximo la fuerza de las contrataciones en los últimos años
de trabajo productiva de los trabajadores (Trigueros, 2008; Proyecto Jornaleros Safe,
estacionales cada temporada laboral. Ante 2012; Stephen, 2002; Becerril, 2013).
la falta de un convenio bilateral entre Méxi- La migración bajo contrato beneficia
co-EEUU, el migrante contratado no tiene en gran medida a los trabajadores agríco-
garantizado un mejor porvenir después de las temporales y a sus familias por el envío
haber cumplido su etapa productiva labo- de remesas, pero la realidad es que quie-
ral porque no está acumulando antigüedad nes se benefician más son los empleadores

129
Sociedades y Desigualdades, Núm. 7, julio-diciembre 2018, CICSYH -UAEM

norteamericanos por contar durante cada rolina del Norte, Virginia, Oklahoma, Texas,
ciclo agrícola con fuerza de trabajo pro- Arkansas, Colorado, Missouri y Florida, a
ductiva disponible. pesar de la explotación a la cual son some-
Finalmente, la “nueva” modalidad de tidos en los fields, porque en México tam-
migración laboral regulada a través de visas bién los explotan cuando se emplean como
H2A y H2B se presenta como una posi- jornaleros agrícolas en los campos agríco-
bilidad y una oportunidad para aquellas las de Sinaloa, Jalisco, Yurécuaro, Zamora,
personas que anteriormente no habían ido Tangancícuaro, Peribán, Los Reyes, Cocu-
a EEUU, pero también para muchos otros cho y otros lugares más, aparte de recibir
que ya habían tenido una experiencia mi- un salario más bajo. En cambio, en EEUU
gratoria como indocumentados. En Coma- reciben salarios más altos de los que pu-
chuén, la mayoría de los comachuenses ya dieran obtener en México como jornaleros
no busca migrar de manera indocumenta- agrícolas. Además, los llevan cada semana a
da -como sucedía en décadas pasadas-, sino surtir sus víveres en las tiendas america-
como contratado. La migración bajo con- nas y mexicanas. Viven en casas “cómodas
trato se ha convertido en la principal op- o aceptables” para su hospedaje. No se
ción por las siguientes razones: porque se quejan regularmente de las condiciones del
obtienen un empleo temporal, no arriesgan hospedaje, pero sí de la dureza de los tra-
la vida al cruzar la frontera, van directo al bajos que tienen desempeñar durante su
lugar de destino, obtienen un pago por en- estancia laboral. Pero como en su terruño
cima del que pudieran obtener en México realizan actividades laborales arduas, no se
como jornaleros agrícolas, sus ingresos les les dificulta adaptarse.
permite complementar los ingresos extra- El Programa de visas H2 se ha conver-
parcelarios y de subsistencia. tido en una de las principales fuentes de
Conclusiones empleo para los comachuenses porque
han encontrado en EEUU un mercado la-
Este artículo nos ha permitido docu-
boral importante, de ahí que la mentalidad
mentar y visualizar de cómo en Coma-
de migrar contratado se haya cotizado en
chuén, la migración laboral regulada por
toda la comunidad. A tal dimensión que no
medio de visas H2A se ha convertido en
migra solamente un integrante por familia,
una “nueva” fase de la migración interna-
sino que son dos o hasta cinco —padre
cional México-EEUU. La emergencia de
e hijos, en algunos otros casos, primos y
contratados confirma que el Programa de
tíos— por cada familia, conformando cua-
visas H2 se ha convertido en una alternati-
drillas de trabajo pero también de acapara-
va laboral importante para muchas familias
miento. Resulta significativa la emergencia
purhépechas.
de contratados, por ganar dólares, porque
En Comachuén, cada año, cientos de ya no sólo están migrando personas que no
contratados purhépechas optan por migrar acudieron a la escuela, sino también aque-
a los estados de Nueva York, Kentucky, Ca- llos que estudiaron la Primaria, Secundaria,

130
González Morales y Leco Tomás: Una ‘nueva’ modalidad de migración con visas H2A: la emergencia ...

Preparatoria y hasta alguna licenciatura en en bancos.


la Universidad, al no encontrar un mercado En la comunidad de estudio, ser o for-
laboral —bien remunerado— en México mar parte de los migrantes contratados es
se han visto en la necesidad de migrar al visto o calificado socialmente como los in-
extranjero. dicados para asumir un cargo de autoridad,
En Comachuén, las nuevas generacio- religioso o de otra índole. Desde luego, al
nes suelen abandonar la escuela y sólo asumir cierto cargo obtienen un recono-
esperan cumplir los dieciocho años para cimiento y un prestigio social. Por citar un
tramitar sus identificaciones oficiales — ejemplo, ser padrino de boda, de bautizo
credencial de elector y pasaporte— para o de confirmación, implica contar con su-
poder enrolarse en el Programa de visas ficientes recursos económico para costear
H2. Las causas de la deserción escolar no los gastos del compromiso, ser visto y re-
obedecen únicamente a la migración bajo conocido como una persona de respeto y
contrato sino a la falta de un mercado la- contar con cierto estatus. Anteriormente,
boral para los que llegan a concluir una ca- las personas que usualmente podían asumir
rrera profesional, por eso los comachuen- esos compromisos eran las que contaban
ses prefieren migrar como contratados a con vastas cantidades de tierras de cultivo,
temprana edad porque con los ingresos ganado, bosque o descendientes de familias
que obtienen en EEUU pueden construir de abolengo.22
una casa, comprar algún vehículo, crear un Actualmente, los contratados cumplen
negocio o realizar alguna otra inversión con la mayoría de los requisitos que se re-
fructífera. quieren para cumplir con cierto compro-
A través de las remesas que envían los miso. Tanto así que, en algunas temporadas,
contratados purhépechas cada temporada parte de los ingresos que obtuvieron en
laboral han logrado incentivar, dinamizar y EEUU los invierten en los diferentes cargos
fortalecer la economía local y regional. Por asumidos sin importar la inversión econó-
ejemplo, en la reproducción familiar y so- mica que vayan a efectuar. El subsidio eco-
cial, en la alimentación, en la construcción nómico puede variar dependiendo el cargo,
de viviendas, en vestido, en salud, en edu- de cualquier modo, lo económico no suele
cación, en el pago de deudas, incluso, para ser la parte prioritaria porque lo que se
el subsidio de algunas fiestas: comunitarias, busca es obtener es el prestigio, el recono-
tradicionales, religiosas, bodas y bautizos. cimiento y la valoración social que la misma
Las remesas también se están utilizando comunidad brinda.
para la inversión en negocios —papelerías, En el contexto de la migración inter-
abarroteras, zapaterías, tiendas de ropa, en- nacional México-EEUU, la modalidad de
tre otros—, para la producción de aguaca-
te, la compra de predios agrícolas, la com- 22 En la actualidad asumen dichos com-
pra de maquinaria y el ahorro económico promisos, pero no de la misma manera que en
décadas pasadas.

131
Sociedades y Desigualdades, Núm. 7, julio-diciembre 2018, CICSYH -UAEM

migración bajo contrato puede ser una que obedece a cuestiones políticas, sociales
opción importante para frenar la migra- y culturales. Podemos deducir que las visas
ción indocumentada, aunque eso implicaría H2A y H2B forman parte de una estrategia
realizar un convenio bilateral entre ambos de control que establecen los países desa-
países en el cual se estipulen derechos y rrollados ya que evitan el asentamiento e
obligaciones que beneficien al empleador integración —ciudadanía y derechos— de
norteamericano y al migrante contratado. los migrantes temporales. La situación la-
En dicho convenio, ambos gobiernos ten- boral, de salud y de alimentación que vi-
drían que comprometerse a supervisar y a ven los trabajadores agrícolas en EEUU es
atender todas las irregularidades y abusos preocupante. Mientras no se generen po-
que se originen de dicho Programa. Actual- líticas públicas que atiendan a este sector
mente, la situación laboral de los trabajado- vulnerable de la sociedad los trabajadores
res agrícolas temporales es muy vulnerable estacionales seguirán siendo para los em-
porque están sujetos a las exigencias de pleadores norteamericanos mano de obra
los intermediarios y de los empleadores. explotable, sumisa y “cautiva”. Por ende,
Cuentan con ciertas protecciones de las es necesario que se implementen iniciati-
leyes laborales, pero si reclaman sus de- vas de integración, mejor dicho, que sean
rechos o llegan a afectar al empleador, es tomados en cuenta en el mercado laboral
muy probable que pierdan su empleo y sus no solamente como fuerza de trabajo sino
fuentes de ingresos. como seres humanos con derechos y obli-
Ante la inoperancia del Estado en gene- gaciones que merecen tener y, que lo ante-
rar empleos, en la falta de apoyos y de sub- rior, se cumpla en la práctica.
sidios al campo mexicano consideramos El Programa de visas H2 en México tie-
viable que los mexicanos migren a EEUU a ne operando por más de tres décadas y en
través de visas de trabajo, por varias razo- la medida que se van conociendo más co-
nes: porque obtienen un empleo temporal, sas sobre esta modalidad de migración nos
no arriesgan la vida al cruzar la frontera, deja más preguntas que respuestas debido
van directo al lugar de destino, obtienen un a la complejidad del fenómeno migratorio.
pago por encima del que pudieran obtener Aunque en los últimos años, el Programa
en México como jornaleros agrícolas, entre de visas H2A se está convirtiendo en una
otros. De ahí que la migración contratada estrategia de control migratorio a través
por medio de visas H2A este formando de una “nueva esclavitud” disfrazada de
parte de una “nueva fase migratoria” en los una migración laboral regulada, de la cual,
últimos años. se están beneficiando los empleadores es-
Vemos entonces a la migración tempo- tadounidenses al contar con trabajadores
ral, no solo como una cuestión del merca- estacionales disponibles en determinados
do laboral sino como un fenómeno social momentos del ciclo agrícola, sobre todo,
en temporadas de plantación y de cosecha.

132
González Morales y Leco Tomás: Una ‘nueva’ modalidad de migración con visas H2A: la emergencia ...

Referencias bibliográficas

Barrón Pérez, María Antonieta (2006), “Jor- México. México, Consejo Nacional de Po-
nada de trabajo, ahorro y remesas de los blación.
jornaleros agrícolas migrantes en las diver- _____________________ e Ismael
sas regiones hortícolas de México, Canadá Montiel Armas (2003), “Vivir del dólar:
y España” en: Análisis Económico. Universi- hogares, remesas y migración”, en: Gus-
dad Autónoma Metropolitana Azcapotzal- tavo López Castro (coord. edit.) Diáspora
co, México vol. XXI, núm. 46, primer cua- michoacana, El Colegio de Michoacán/Go-
trimestre. bierno del Estado de Michoacán.
Becerril Quintana, Ofelia (2013), “Trabajo Carton de Grammont, Hubert (2009), “La
transnacional y dinámicas familiares de las desagrarización del campo mexicano” en:
mujeres migrantes mexicanas de las visas Convergencia. Revista de Ciencias Sociales.
H-2 para trabajadores temporales en Es- México, Universidad Autónoma de México. Vol.
tados Unidos” en: Martha Judith Sánchez 16 núm. 50 mayo-agosto.
e Inmaculada Serra Yoldi (Coordinadoras).
Durand, Jorge y Douglas S. Massey. (2003).
Ellas se van. Mujeres Migrantes en Estados
Clandestinos Migración México-Estados en los
Unidos y España. Universidad Autónoma de
albores del siglo XXI, Colección América
México/Instituto de Investigaciones Socia-
Latina y el Nuevo Orden Mundial. México,
les, México, D.F.
Miguel Ángel Porrúa, UAZ.
Boltvinik, Julio (2012),“Pobreza y persisten-
_______________________ (1994),
cia del campesinado. Teoría, revisión biblio-
Más allá de la línea. Patrones migratorios en-
gráfica y debate internacional” en: México
tre México y Estados Unidos. México, Consejo
Siglo XXI. Revista del CIECAS-IPN. México, El
Nacional para la Cultura y las Artes.
Colegio de México, Núm. 28.Vol.VIII.
González Morales, José Roberto (2018), Mil
_____________________ (2009). “Es-
veces contratado que de mojado. La interme-
bozo de una teoría de la pobreza y la so-
diación laboral en la migración con visas H2A.
brevivencia del campesinado. Polémica con
Los contratados purhépechas en Elba, Nueva
Armando Bartra” en: México Siglo XXI.
York, 2008-2015. Tesis de Doctorado en
Revista del CIECAS-IPN. México, El Colegio de
Ciencias Sociales en el Área de Estudios
México, Núm. 18.
Rurales: Zamora, Michoacán: El Colegio de
Canales, Alejandro I. (2015), E PUR SI MUO- Michoacán, A. C.
VE. Elementos para una teoría de las migracio-
Izcara Palacios, Simón Pedro (2012), “Abu-
nes en el capitalismo global. México, Univer-
sos y condiciones de servidumbre relacio-
sidad de Guadalajara, Editorial Miguel Ángel
nados con la implementación de los pro-
Porrúa/Colección desarrollo y migración.
gramas de trabajadores huéspedes (el caso
_____________________ (2008). Vivir tamaulipeco)” en: Frontera Norte. México. El
del Norte. Remesas, desarrollo y pobreza en Colegio de la Frontera Norte, Vol. 22, núm. 44,

133
Sociedades y Desigualdades, Núm. 7, julio-diciembre 2018, CICSYH -UAEM

julio-diciembre. cán-Gobierno del Estado de Michoacán.


Lara Flores, Sara María (2011), “Precariza- _________________________ (2001),
ción del trabajo asalariado en la agricultu- Los contratados de Cherán: la migración
ra” en: Enrique de la Garza y Luis Reygadas, temporal con visas H2-A, en un pueblo de la
(Coordinadores). Trabajos atípicos y preca- Sierra Purhépecha. Trabajo de grado que se
rización del empleo. México, El Colegio de presenta para optar por el grado de Mtro.
México. en Estudios Rurales por El Colegio de Mi-
Leco Tomás, Casimiro (2015), “Agriculto- choacán, Zamora, Mich.
res Purépechas en Estados Unidos” en: López Castro, Gustavo (Coordinador),
CIMEXUS. Revista de Investigaciones Mé- (2003), Diáspora michoacana. México, El
xico-Estados Unidos. Morelia, Michoacán, Colegio de Michoacán/Gobierno del Esta-
Universidad Michoacana de San Nicolás do de Michoacán.
de Hidalgo, Instituto de Investigaciones de Juárez Cerdi, Elizabeth (2015), “Implicacio-
Económicas y Empresariales, Vol. X No. Ju- nes psicosociales y situaciones de estrés
lio-diciembre. entre trabajadoras y trabajadores agrícolas
_________________________ (2014), contratados con visas H2-A” en: Rubén
“Jornaleros agrícolas internacionales: Pu- Ramírez Arellano y Ricardo Domínguez
répechas contratados H2-A en Estados Guadarrama (coordinadores), Migración a
Unidos” en: Revista Ra Ximhai. Publicación debate. Surcando el norte, México, Universi-
Semestral de paz, Interculturalidad y Demo- dad de La Ciénega del Estado de Michoa-
cracia. México, Universidad Autónoma Indí- cán de Ocampo.
gena de México/Universidad de Guanajua- Martínez, Miguel (2004), La investigación
to Vol. 10, Núm. 1, enero-junio. cualitativa etnográfica en educación. Manual
_________________________ (2009), teórico y práctico. México, Editorial Trillas.
Migración Indígena a Estados Unidos. Pur- Nisbet, Robert (2001), La formación del
hépechas en Burnsville, Norte Carolina. Mo- pensamiento sociológico. Buenos Aires, Amo-
relia, Mich., Universidad Michoacana de San rrortu.Vol. 1.
Nicolás de Hidalgo-Instituto de Investiga-
Paleta Pérez, Guillermo (2012), “Territorios
ciones Económicas y Empresariales/Centro
y ruralidades. Jornaleros agrícolas en el cul-
de Investigaciones México Estados Unidos/
tivo de zarzamora en el valle de los Reyes,
Coordinación de la Investigación Cientí-
Michoacán, México”, en: Revista de Antropo-
fica/Secretaría del Migrante/Facultad de
logía Experimental, No. 12, Universidad de
Historia.
Jaén, España.
________________________ (2003),
Peña López, Ana Alicia (2012), Migración
“Migración temporal con visas H2-A en un
internacional y superexplotación del trabajo.
pueblo de la Sierra Purhépecha”, en: Gus-
México, ITACA.
tavo López Castro (coordinador), Diáspora
Michoacana. México, El Colegio de Michoa- Proyecto Jornaleros Safe (2012), Jornaleros

134
González Morales y Leco Tomás: Una ‘nueva’ modalidad de migración con visas H2A: la emergencia ...

mexicanos en EU con visa: los modernos ol- Estado y la creación de trabajadores indí-
vidados. México, Centro Independiente de genas flexibles: trabajadores agrícolas mix-
Trabajadores Agrícolas/United Farm Wor- tecos en Oregón” en: Relaciones. Estudios
kers/ Global Workers Justice Alliance/ Di- de Historia y Sociedad, vol. XXIII, núm. 90,
mensión Pastoral de la Movilidad Humana, primavera, El Colegio de Michoacán, A. C.,
Área Pastoral de Migrantes de la Comisión México.
Episcopal de Pastoral Social de la Confe- Trigueros Legarreta, Paz (2008), “Los pro-
rencia del Episcopado Mexicano/ Catholic gramas de los trabajadores huéspedes: las
Relief Services. visas H-2 en Estados Unidos” en: Papeles de
Quaranta, Germán y Francisco Fabio Población. México,Toluca, Universidad Autó-
(2011), “Intermediación laboral y mercados noma del Estado de México, enero-marzo,
de trabajo en agriculturas reestructuradas: No. 055.
el caso del Valle de Uco, Mendoza, Argenti- _______________________ [ponen-
na”, en: Región y Sociedad. México, El Cole- cia] (2003), “Participación de los migrantes
gio de Sonora.Vol. XIII, No. 51. mexicanos en la agricultura norteamerica-
Rothenberg, Daniel (2000), With these the na” en: Primer coloquio internacional Migra-
hands hidden world of migrant farmworkers ción y desarrollo: transnacionalismo y nuevas
today. United States of America, University perspectivas de integración. Zacatecas, del 23
of California Press. al 25 de octubre.
Sánchez Saldaña, Kim y Adriana Saldaña Verduzco, Gustavo (1999), “El Programa de
Ramírez (2014), “Vámonos a Sonora: Ejér- Trabajadores Agrícolas Mexicanos con Ca-
cito (agro) industrial de reserva en Puebla nadá: un contraste frente a la experiencia
y Morelos para uva de mesa”, en: Kim Sán- con Estados Unidos” en: Estudios Demográ-
chez Saldaña (Coordinadora). Diversidad ficos y Urbanos. México, El Colegio de Méxi-
cultural, territorios en disputa y procesos de co,Vol. 14, No. 1, enero-abril.
subordinación. México. Universidad Autó- Yuni, José Alberto y Claudio Ariel Urbano
noma del Estado de Morelos/ Facultad de (2005), Mapas y herramientas para conocer
Humanidades. la escuela. Investigación etnográfica investiga-
______________________ (2001), ción-acción. Argentina, Editorial Brujas.
“Acerca de enganchadores, cabos, capita- ______________________________
nes y otros agentes de intermediación la- _______ (2014), Técnicas para investigar.
boral en la agricultura” en: Estudios Agrarios. Recursos Metodológicos para la Preparación
Universidad Autónoma de Morelos. No 17. de Proyectos de Investigación.Vol. 1. Argentina,
Stephen, Lynn (2002), “Globalización, el Editorial Brujas.

135
Sociedades y Desigualdades, Núm. 7, julio-diciembre 2018, CICSYH -UAEM

Resumen curricular de los autores

José Roberto González Morales


Doctor en Ciencias Sociales con Especialidad en Estudios Rurales, El Colegio de Michoa-
cán A. C.
Dirección electrónica: comachuen@gmail.com ; gonzalezjr@colmich.edu.mx

Casimiro Leco Tomás


Profesor Investigador, Director del Centro de Estudios Migratorios, Instituto de Inves-
tigaciones Económicas y Empresariales de la Universidad Michoacana de San Nicolás de
Hidalgo.
Dirección electrónica: casileco@hotmail.com; leco@colmich.edu.mx

136