Sei sulla pagina 1di 6

ROMPIENDO EL SISTEMA

PRESENTE

 - debemos saber para que no somos llamados a hacer.


 - Las palabras no son inocentes
 - Las palabras mega, gran, grande y otras han dañado a mucha gente.
 - La iglesia debe ser simplemente “la iglesia” no una gran iglesia o mega
iglesia.
 - No se puede cambiar aquello a lo cual ya nos hemos acostumbrado.
 - Se puede estar 400 años siendo escogido pero no ser salvo
 - A los salvos se los conoce por sus frutos, ¿qué es el fruto? Sencillo, es
“Ver cuanto poder ejerce aún el sistema sobre la vida de esa persona”
 -En el plano de la revelación Israel nunca salió de Egipto (Hechos 7 dice
“Volvieron en sus corazones”).
 - Gente salva: es aquella sobre la cual el sistema ya no tiene influencia.
 - El poder ya lo tenemos, ahora tenemos ansias de que se manifieste ese
poder.
 - Hay mucha gente con el espíritu dispuesto pero el sistema no los hace estar
disponibles.
 - Los verdaderos salvos son aquellos que se relacionan con el sistema
correctamente.
 - Si no se nos revela la cultura del Reino terminaremos aceptando la cultura
de nuestro país, y detrás de toda cultura hay un culto.
 - Tu trabajas para subvencionar tu don.
 - Jesús sabía a los doce años que el mejor negocio era ganar almas y servir a
Dios, si un niño a los doce años puede definir su propósito a los 30 años ya lo
habrá consumado.
 - Hay gente que esta metida de lleno en el Reino de Dios pero para los
religiosos está perdida.
 - Los peores enemigos del Reino son los religiosos de la fe que nosotros
tenemos.
 - Los peores están escondidos en las estructuras de la iglesia.
 - No deberíamos dejar a nuestros hijos discutiendo las mismas cosas que
estamos discutiendo hoy nosotros, si ocurre de esa manera entonces habremos
fracasado.
 - A la escatología se llega por la vida del cuerpo, es decir, al Apocalipsis se
llega por lo que comemos (echatos) desechos... cuando el cuerpo come la
comida correcta y se alimenta entonces viene el Apocalipsis.
 - Para una manifestación plena de lo celestial debemos tener consciencia de
lo natural.
 - Sucede que muchas veces nos ha ocurrido lo que les ocurrió a los
discípulos, nos enamoramos de Dios pero no amamos lo que Dios ama.
 - Nosotros tenemos el privilegio de ser “diseñadores de pensamientos” en las
personas.
 - Es necesario crear grupos en la iglesia que la atraviesen transversalmente,
personas que no estén ligadas a ningún departamento, que estén todo el tiempo
analizando las cosas que hacemos y porque las hacemos. Una especie de
control de calidad. (Teoría de la trazabilidad).
 - Tenemos que reveer algunas cosas como por ejemplo el bautismo,
debemos saber que el bautismo en la época de Juan el Bautista y Jesús, era
símbolo de romper la ligadura del imperio Romano sobre sus vidas, bautizarse
era decirle ¡Chau Roma! Y el sistema entendía que había una persona menos
para gobernar.
 - El bautismo era un golpe certero al poder. Bautizarse era penetrar al
sistema.

 Algunos consejos para penetrar el sistema:

1. Enfrentar el poder de la tradición

Hay algo mas poderoso que la palabra de Dios, esas son las tradiciones.
La tradición aborta la palabra de Dios.
¿Qué es la tradición? Es algo que ud. ya sabe hacer.

Colosenses 2:8
Las tradiciones vienen del sistema
Se espera que haya madurez en el proceso.
Hay un poder que se ejerce al madurar en nuestras vidas los principios de
Dios.
La tradición es abortiva.
Dios en su palabra solo me pide que constantemente supere mi propio record.
No debe haber competencia por querer superar al otro. Cada uno sabe cual es
su record, ese es el que hay que superar.
La viuda puso solo dos monedas, era menos que lo que puso el resto pero ella
estaba superando lo máximo que había ofrendado hasta ahora. Si ud. lee un
libro de una persona que ora 10 horas por día se sentirá frustrado pero si ud.
ora 10 minutos y mañana logra orar 20 minutos, Dios estará contento.

El concepto de Viña y huerto.


¿Por qué Dios se enojó con Acab y Jezabel?
Porque querían hacer de la viña de Nabot un huerto.

Debemos saber que lo que produce una viña es para consumo de toda la
comunidad pero lo que produce una huerta es para consumo propio.
Hay iglesias que hoy funcionan como huerto, solo sirven para auto-
abastecerse pero no hacen nada en pro del Reino de Dios.

Somos rompedores del sistema.

El concepto del creyente bueno.


Jesús no permitió que le dijeran bueno, el dijo, bueno solo es Dios.
Eso lo dijo porque aún no había consumado su propósito.
Un creyente bueno es aquel que cumple su propósito en la vida. Ud. sabrá si
fue un creyente bueno recién cuando muera.

“Su peor enemigo dentro de 3 años serán los últimos 3 años vividos”

2. Debemos entender que la globalización ha sido buena.

Dios maneja el escenario del mundo, cuando dice que los campos están
blancos para la ciega es porque el ya ha diseñado el escenario correcto.
El hombre no es tan inteligente como para diseñar algo tan poderoso. Dios
está detrás de esto. Mucho se ha hablado acerca de la globalización.
El que es experto en buscar lo malo lo va a encontrar, pero el que tiene
mentalidad de Reino encontrará la manera de sacarle provecho al sistema tal
como está planteado.
Si el apóstol Pablo no hubiese sacado provecho del sistema, ud. y yo no
tendríamos Biblia hoy en día.

Algunas cosas importantes que ha traído la globalización:


a. Velocidad de cambio
Está comprobado que la iglesia es la organización que mas tiempo le lleva
cambiar.
La iglesia está hablando temas que ya nadie habla, responde preguntas que ya
nadie se hace.
Para esto debemos saber que el cambio tiene una etapa de transición. El
cambio no es “mañana” pero tampoco es “nunca”.
La seguridad es un “mito”.
Sucede que cambio es trabajar mas y hay muchos que no quieren hacerlo. El
cambio es un llamado a abandonar la vagancia.
El cambio nos debe llevar hacia algo concreto, no es cambiar por cambiar.
La iglesia debe ser una fuerza que se ejerza hacia fuera sin negociar las
verdades que la sostienen.

b. Efectos corporativos

Todo en el mundo se mueve como cuerpo, aumenta el petróleo en Arabia y


acá en Argentina tenemos que ponerle mas dinero de nafta al auto. Todo lo
que sucede en cualquier parte del mundo termina afectando a otras ciudades.
Eso es efecto de cuerpo. Este es un tema que lo entienden todos menos la
iglesia.

Debo saber que mi falta de entendimiento terminará afectando a personas que


nunca sabrán la causa original.

Los ministerios deben ser ministerios conductivos no de “chapa” solamente.

¿Ud. es apóstol? Muéstreme como gobernar


¿Ud. es profeta?, dígame como llego.
¿Ud. es maestro? Enséñeme como llegar.
¿Ud. es pastor?, conténgame hasta que llegue.
¿Ud. es evangelista?, tráigame a otros para que seamos mas los que lleguemos
a gobernar.

c. Política de puertas abiertas

Libertad para entrar y salir de la iglesia. Hay un concepto nuevo de “cerrar la


puerta de atrás”, eso es erróneo, la gente debería poder entrar y salir de las
congregaciones cuando quiera.
Debemos dejar de atar a la gente a un lugar.
Debemos dejar de engañar a la gente con los diezmos y ofrendas.
Debemos estar preparados para que la gente un día nos diga que va a ir a otro
lugar o que otros mensajes le llegan mas a su corazón.

d. Los gobiernos autoritarios no podrán permanecer

Debemos dejar de maldecir a las personas y obligarlas a hacer cosas que no


quieren hacer.

e. Ser como el árbol.

Sólidos en las raíces, flexibles en las ramas.


Hay cosas que son innegociables, pero hay otras que debemos negociar.
Si tiene un empresario que no puede asistir a la iglesia, póngale un
discipulador allí en la empresa.
Negocie el horario de las reuniones, negocie el nombre de la iglesia.
El problema que muchos tenemos es que hemos “metido” la mano en la Biblia
y hemos traído junto con los principios bíblicos todo un trasfondo cultural que
no nos pertenece.
Deberíamos ser capaces de extraer solo el principio de Dios y dejar de lado las
cuestiones culturales de esa época.
Debemos negociar el vocabulario.
El mundo quiere a Dios pero no a la cultura que pusimos alrededor de Dios.

Relación del templo y la nación.

Ezequías cuando llegó a Israel y la vió en el estado en que estaba, de


inmediato se dirigió al templo porque el sabía que si en la nación algo andaba
mal es porque en el templo algo no estaba haciéndose bien.

f. Su majestad el cliente

La gente no está en busca de la verdad que usted tiene, lo que la gente quiere
es alivio para su vida.
Luego de sanar su dolor recién ahí lo escucharán.
Una cosa es hablar de cambios pero otra muy distinta es generarlos.
Debemos amar a la gente.

La verdad de la ley debe menguar para la que verdad de la gracia crezca.


Este es el principio que nos enseña Juan el bautista.

Este es el siglo de la excelencia, debemos entender el espíritu de este siglo.

Los apóstoles usaron al mismo sistema para penetrarlo.


El sistema no se rompe a los gritos, los sistemas no respetan rangos, solo
respetan unción.

El yugo se pudre a causa de la unción.