Sei sulla pagina 1di 2

Ejemplo n° 1

Apreciados invitados, así como ustedes yo también me siento contento de haber


presenciado esta solemne unión.
Yo me encuentro muy complacido por haber participado como testigo del matrimonio
de esta pareja que tanto aprecio.

Deseo expresar mi cordial saludo a los nuevos esposos y decirles que sean muy felices
en su nuevo hogar. Sé que el amor tan grande que se tienen hará que cada día de sus
vidas sea especial.

Cuando empezaron a salir me alegré porque además de llevarse bien, ustedes forman
una linda pareja. Todo el tiempo se su noviazgo he visto cómo se quieren y todo lo que
hacen el uno por el otro.

Mi felicidad no podía ser mayor cuando me solicitaron que sea testigo de esta unión.
Les deseo mucha felicidad en sus vidas, ahora entra a una nueva etapa en donde tienen
que demostrarse mucho amor.

Que su nuevo hogar esté repleto de muchas bendiciones y que pueda ser un refugio de paz,
que el amor sea eterno entre ustedes y recuerden este día como el más hermoso de sus vida.

Ejemplo n° 2 de discurso para un matrimonio:

Queridos familiares y amigos. Deseo aprovechar esta intervención para expresar mis
sentimientos.

Esta noche estamos todos reunidos para acompañar a los novios en este importante paso
que están dando, estimamos a los recientes esposos y por eso hemos venidos a celebrar
junto con ellos toda la felicidad que sienten.

Deseo saludar afectuosamente a los recién casado por habernos demostrado con su
unión que el amor verdadero sí es posible.

Les agradezco por haber escogido como su testigo de matrimonio porque los quiero a
los dos y tengo un gran afecto por sus familias. Los conocí desde pequeños, tengo la
fortuna de compartir una gran amistad con los dos y había algo que me decía que ellos
eran el uno para el otro.

Llegar hasta aquí no ha sido fácil, los obstáculos se han presentado, pero ellos han
hecho todo por cumplir con este su gran sueño.

Este día fue muy esperado por todos, especialmente por los flamantes esposos pues era
su deseo unir su vida como Dios y las leyes mandan. Deseo que todo les vaya bien, el
ingrediente principal para tener un buen matrimonio es el amor y en ustedes dos es lo
que más sobra.

Sean grandemente felices ahora que dan inicio a su nuevo hogar y que esta emoción
siempre permanezca en sus corazones. Muchas felicidades.
Estamos seguros que estos dedicatorias de los testigos de un matrimonio hayan sido de
tu agrado. Utilízalas como modelo que hagas tu propio discurso. Ten presente que debe
ser corto y siempre debes mencionar tus mejores deseos al finalizar.

Este día esta lleno de felicidad


y alegría que queremos compartir
con todos nuestros amigos y familiares
que vinieron a mostrarnos su afecto.
La oración que llevamos en nuestros corazones
de amor, fe y paz
se la entregamos a todos Uds. con la esperanza
que este deseo nunca se termine.

• Este día ha sido tan especial


gracias a amigos como Uds.
Su presencia aquí nos ha ayudado
a hacer nuestros sueños realidad
Estamos verdaderamente agradecidos
por todo lo que Uds. han hecho
y los recordaremos
en nuestros corazones unidos como uno solo.

• Les agradecemos a todos y a cada uno


por unírsenos en este día
Uds. han contribuido a nuestra felicidad
de una forma muy especial
En los años futuros
nuestros sueños nos complacerán
y nos traerán a uds. nuevamente
en recuerdos para atesorar.

• Este es sólo un pequeño mensaje


pero está escrito solo para uds.
por encontrar tiempo en sus ocupadas vidas
para darnos un momento o dos
Esperamos que puedan sentir
lo alegre y joviales que estamos
y compartir con nosotros la magia
de este día encantado.

• Les agradecemos,
amigos, vecinos
y familiares tan queridos,
por sus buenos deseos
y por su presencia aquí.
El recuerdo de estas horas felices
que Uds. compartieron con nosotros hoy
permanecerá a lo largo de los años
y estará siempre con nosotros.