Sei sulla pagina 1di 6

Introducción

Durante un estudio de tiempos, los analistas observan cuidadosamente el desempeño del


operario. El desempeño que ejecuta pocas veces se ajusta a la definición exacta de
estándar. Así, deben hacerse algunos ajustes al tiempo medio observado para obtener el
tiempo que requiere un operario calificado para hacer la tarea cuando trabaja a un ritmo
estándar. Para llegar al tiempo que requiere un trabajador calificado, los analistas del
estudio de tiempos deben aumentar el tiempo si han seleccionado un operario que supera
los estándares y disminuirlo en caso contrario. Sólo de esta manera pueden establecer un
estándar real para los operarios calificados.

La calificación del desempeño es probablemente el paso más importante en todo el


procedimiento de medición del trabajo. También es el paso más sujeto a críticas, ya que
está basado por completo en la experiencia, capacitación y juicio del analista que lo
realizará. Sin que importe que el factor de calificación se base en la velocidad o el ritmo de
producción o en el desempeño del operario comparado con el de un trabajador calificado,
la experiencia y el juicio siguen siendo los criterios para determinar el factor de
calificación. Por esta razón, los analistas deben estar suficientemente capacitados y tener
una alta integridad personal.
Resumen Calificación del desempeño y holguras

11.1 - Desempeño estándar

El desempeño estándar se define como el nivel de desempeño que logra un operario con
mucha experiencia que trabaja en las condiciones acostumbradas a un ritmo ni muy
rápido ni muy lento, pero representativo de uno que se puede mantener durante toda
una jornada. Una descripción representativa de este tipo de empleado puede ser como
sigue: un operario que se adapta al trabajo y ha adquirido suficiente experiencia para
realizarlo de manera eficiente con poca o nula supervisión.

Entre los trabajadores pueden existir diferencias individuales considerables. Las


diferencias inherentes al conocimiento, la capacidad física, la salud, el conocimiento del
oficio, la destreza física y la capacitación pueden ser la(s) causa(s) de que un operario sea
mucho mejor que otro en forma permanente.

11.2 - Características de calificaciones razonables

La primera y más importante característica de cualquier sistema de calificaciones es la


exactitud. Puesto que la mayoría de los métodos para calificar se basan en el juicio del
analista del estudio de tiempos, es imposible obtener una congruencia perfecta entre las
calificaciones. Sin embargo, se consideran apropiados los procedimientos de calificación
que se aplican a diferentes operarios mediante el mismo método y que producen
estándares que no se desvían más de 5% de la media.

La frecuencia de las calificaciones depende del tiempo del ciclo. En las operaciones
repetitivas de ciclos cortos, se espera poca desviación del desempeño del operario
durante el curso de un estudio de longitud promedio (15 a 30 minutos), y es
perfectamente satisfactorio evaluar el desempeño de todo el estudio. Sin embargo, en
general, mientras más frecuentemente se califique un estudio, más exacta será la
evaluación del desempeño del operario.

11.3 - Métodos de calificación: Calificación de la velocidad


La calificación de la velocidad es un método de evaluación del desempeño que considera
sólo el ritmo de trabajo por unidad de tiempo. En este método, el observador compara la
eficacia del operario con el concepto de un operario calificado que hace el mismo trabajo,
y después asigna un porcentaje para indicar la razón del desempeño observado sobre el
desempeño estándar.
Particularmente, este método hace hincapié en que el observador debe tener un
conocimiento completo del trabajo antes de realizar el estudio. En la calificación de la
velocidad, los analistas primero deben valorar el desempeño para determinar si está
arriba o abajo de lo normal. Después tratan de colocar el desempeño en la posición
precisa de la escala de calificaciones que evalúa correctamente la diferencia numérica
entre el estándar y el desempeño demostrado. Así, usualmente 100% se considera
normal. Una calificación de 110% indica que el operario tenía una velocidad 10% mayor
que la normal y 90% significa que su velocidad era de 90% de la normal.

El sistema westinghouse
Uno de los sistemas de calificación que se han usado por más tiempo, que en sus inicios
fue llamado de nivelación, fue desarrollado por la Westinghouse Electric Corporation
(Lowry, Maynard y Stegemerten, 1940). Este sistema de calificación Westinghouse
considera cuatro factores para evaluar el desempeño del operario: habilidad, esfuerzo,
condiciones y consistencia.

-Existen seis grados de habilidad: malo, aceptable, promedio, bueno, excelente y superior.
-Para propósitos de calificación, las seis clases de esfuerzo son malo, aceptable, promedio,
bueno, excelente y excesivo.
-Las condiciones que se consideran en este procedimiento de calificación del desempeño,
que afectan al operario y no a la operación, incluyen la temperatura, la ventilación, la luz y
el ruido.
-Las seis clases de consistencia son: perfecta, excelente, buena, promedio, aceptable y
mala.

Calificación sintética

Este procedimiento determina un factor de desempeño para elementos de esfuerzo


representativos del ciclo de trabajo, mediante la comparación de los tiempos observados
elementales reales con los tiempos desarrollados a través de los datos de movimiento
fundamental. En un esfuerzo por desarrollar un método de calificación que no se base en
el juicio de un observador de estudio de tiempos, y que proporcione resultados
consistentes.

Calificación objetiva

Este procedimiento establece una sola asignación de trabajo con la que se compara el
ritmo de todas las demás tareas. Después del juicio del ritmo se asigna un factor
secundario al trabajo, el cual indica su dificultad relativa. Los factores que influyen en la
dificultad de ajuste son: 1) parte del cuerpo que se usa, 2) pedales, 3) bimanualidad, 4)
coordinación ojo-mano, 5) necesidades de manejo o sensoriales y 6) peso manejado o
resistencia que se encontró.

11.4 - Aplicación y análisis de la calificación

El plan de calificación del desempeño que sea más fácil de aplicar, más sencillo de explicar
y proporcione los resultados más válidos es la calificación de velocidad directa, aumentada
con puntos de comparación sintéticos. Como ya se explicó, en este procedimiento 100 se
considera normal, y un desempeño más alto se indica con valores directamente
proporcionales a 100.

Cuatro criterios determinan si los analistas de estudio de tiempos que usan la calificación
de velocidad pueden establecer valores en forma consistente dentro de 5% de la
calificación promedio calculada por un grupo de analistas capacitados:

1. Experiencia en la clase de trabajo que se realiza.


2. Uso de puntos de comparación en al menos dos de los elementos que se llevaron a
cabo.
3. Selección de un operario que tiene desempeños entre 85 y 115% del ritmo estándar.
4. Uso del valor medio de tres o más estudios independientes u operarios diferentes.

11.5 - Capacitación para la calificación

Para asegurar la consistencia de las calificaciones de velocidad, tanto entre las propias
como con las establecidas por otros, los analistas deben participar en forma continua en
los programas de capacitación. Tal capacitación debe ser más intensa para los analistas del
estudio de tiempos principiantes.

Uno de los métodos de capacitación que más se utiliza es la observación de cintas de


video o películas que ilustran diversas operaciones realizadas a diferentes niveles de
productividad. Cada película tiene un nivel de desempeño conocido. (Al final del capítulo
se enlistan varios videos de capacitación seleccionados.) Después de mostrar la película, la
calificación de velocidad correcta se compara con los valores establecidos
independientemente por los capacitados. Si los valores de los analistas se desvían en
forma sustancial del valor correcto, debe proporcionarse información específica para
justificar la calificación. Por ejemplo, el analista puede haber calificado bajo al operario
debido a una secuencia de movimientos que en apariencia no implicaron esfuerzo,
mientras que la sucesión de movimientos rítmica y suave del operario en realidad son
indicación de una alta destreza y capacidad de manipulación.
11.6 - Suplementos u holguras

Las lecturas con cronómetro de un estudio de tiempos se toman a lo largo de un periodo


relativamente corto. Por lo tanto, el tiempo normal no incluye las demoras inevitables,
que quizá ni siquiera fueron observadas, así como algunos otros tiempos perdidos
legítimos. En consecuencia, los analistas deben hacer algunos ajustes para compensar
dichas pérdidas.

Los suplementos u holguras se aplican a tres partes del estudio: 1) al tiempo de ciclo total,
2) sólo al tiempo de máquina y 3) sólo al tiempo de esfuerzo manual. Las holguras
aplicables al tiempo de ciclo total se expresan como porcentaje del tiempo de ciclo y
compensan demoras como necesidades personales, limpieza de la estación de trabajo y
lubricación de la máquina.

11.7 - Holguras constantes: necesidades personales

Las necesidades personales incluyen las interrupciones del trabajo para mantener el
bienestar general del empleado; entre los ejemplos están los viajes para beber agua e ir al
sanitario.

Fatiga básica

La holgura por fatiga básica es una constante que toma en cuenta la energía que se
consume para realizar el trabajo y aliviar la monotonía.

11.8 - Holguras por fatiga variable


principios básicos

Los factores más importantes que afectan la fatiga incluyen las condiciones de trabajo,
especialmente el ruido, el calor y la humedad; la naturaleza del trabajo, como la postura,
el esfuerzo muscular y el tedio; y la salud general del trabajador. Aunque el trabajo
manual pesado y, por lo tanto la fatiga muscular, ha disminuido en la industria debido a la
automatización, otros componentes de la fatiga, como el estrés mental y el tedio, pueden
ir en aumento.

Fuerza muscular

Los holguras por fatiga se pueden formular con base en dos principios fisiológicos
importantes: la fatiga muscular y la recuperación del músculo después de la fatiga. El
resultado inmediato de la fatiga muscular es una reducción significativa de la fuerza
muscular. Rohmert (1960) cuantificó estos principios de la siguiente manera:
1. La reducción de la fuerza máxima ocurre si la fuerza de sostenimiento estático es 15%
superior a la fuerza máxima.
2. Mientras más larga sea la contracción muscular estática, mayor será la reducción de la
fuerza muscular.
3. Las variaciones musculares individuales o específicas se minimizan si las fuerzas se
normalizan según la fuerza máxima individual de ese músculo.
4. La recuperación es una función del grado de fatiga; es decir, un porcentaje dado de
disminución de la fuerza máxima requerirá una cantidad dada de recuperación.

11.9 - Holguras especiales


Demoras inevitables

Las demoras inevitables suelen ser resultado de irregularidades en el material. Por


ejemplo, el material puede estar en el lugar equivocado; o bien ser demasiado suave o
demasiado duro, o muy largo o muy corto; puede contener un exceso de desechos, como
en el forjado cuando el troquel empieza a desgastarse o en el moldeado cuando no se
retiran por completo los bordes.

Esta clase de demoras se aplica a los elementos de esfuerzo e incluye interrupciones del
supervisor, despachador, analista del estudio de tiempos y otros; irregularidades en los
materiales; dificultad para cumplir con las tolerancias y especificaciones; y demoras por
interferencia cuando se hacen asignaciones de máquinas múltiples.

11.10 - Aplicaciones de los suplementos U holguras

El propósito fundamental de todas las holguras es agregar tiempo suficiente al tiempo


normal de producción para que el trabajador promedio cumpla con el estándar cuando
tiene un desempeño estándar. Existen dos maneras de aplicar las holguras. La más común
es agregar un porcentaje al tiempo normal, de modo que la holgura se base sólo en un
porcentaje del tiempo productivo.