Sei sulla pagina 1di 4

1.

Balística forense; concepto general


La balística como disciplina general, es aquella que se encarga del estudio de las fuerzas,
trayectorias, rotaciones y comportamientos diversos de un proyectil sujeto a la acción de
la gravedad en diferentes ambientes. La balística forense, por su parte, se define como la
ciencia auxiliar del peritaje judicial que estudia las armas de fuego, así como todos los
demás elementos que contribuyen a producir el disparo y los efectos de éste dentro del
arma, durante la trayectoria del proyectil y en el objetivo.

1.1. Nociones generales


1.1.1. Arma de fuego
Son instrumentos de dimensiones y formas diversas, fabricadas para lanzar violentamente
sus proyectiles, aprovechando para ello la fuerza expansiva de los gases que se producen
al momento de la degradación de la pólvora en el interior del casquillo. De ahí su nombre,
puesto que es este elemento el que provoca el proceso que concluye al ser expulsado al
espacio la parte del cartucho denominado proyectil u ojiva.

Clasificación de las armas de fuego


 Según la longitud del cañón
 Según el tipo de anima
 Según la carga que disparan
 Por su forma de carga

1.1.2. Cartucho
Debe entenderse por cartucho la pieza completamente ajena al mecanismo del arma, con
que esta carga para posteriormente ser accionado y disparado hacia cierto objetivo. En
definición general, se denomina cartucho o bala en el caso exclusivo de un arma de fuego,
al elemento independiente contenido dentro del arma que al ser detonado su contenido
expulsa una ojiva metálica.

Clasificación de los cartuchos


 Según el número de proyectiles
 Según el sistema de percusión
1.2. Clases de balística
1.2.1. Balística interior
Estudia los fenómenos desarrollados desde que el percutor incide sobre el fulminante hasta
que el proyectil abandona la boca del arma. Estos fenómenos se producen dentro del
cañón del arma en instantes y se experimentan mediante tres fases:

 Fase prostática
 Fase pirodinámica
 Fase termodinámica o de expansión

1
1.2.2. Balística exterior
Estudian los fenómenos que afectan el proyectil y su trayectoria desde que sale del arma,
hasta que incide en el blanco o hace explosión en el aire. El proyectil al abandonar el
cañón lleva a cabo varios movimientos, los cuales están en función de la ralladura interna
del cañón conocida comúnmente como anima. Tales movimientos son:

 Movimiento de traslación
 Movimiento de rotación
 Movimiento giroscópico
 Movimiento de parábola

Orificio de entrada
Se denomina orificio de entrada a la perforación material producida por el ingreso de un
proyectil u ojiva disparada desde un arma de fuego. Puede diferenciarse fácilmente de un
orificio común o del orificio de salida, dadas sus características particulares. Estas
características pueden ser generales, tales como el orificio propiamente dicho, el anillo de
enjugamiento y el anillo de contusión, o pueden ser características especiales, tales como
el orificio por disparo de contacto, el orificio por disparo a quemarropa, el orificio por
disparo a corta distancia o el orificio por disparo a larga distancia.

Orificio de salida
Se denomina orificio de salida a la contusión o daño material producido en un cuerpo por
la expulsión necesaria de un proyectil u ojiva disparada desde un arma de fuego. Tal
orificio, si le compara con el orificio de entrada, tiene como características más frecuentes
las siguientes:
 Mayor tamaño
 Forma irregular
 Ausencia de tatuaje y ahumación

1.2.3. Balística reconstructiva


Determinación de la posición víctima-victimario
Este cuestionamiento de peritaje consiste en encontrar la correspondencia que existe entre
el punto donde se efectuó el disparo, la forma en que penetro la piel, el trayecto del
proyectil en el cuerpo de la víctima y el lugar donde termina el recorrido, si queda en el
interior del cuerpo de la víctima, o el punto exacto donde impacta si después de lesionar el
cuerpo lo abandona.

Determinación del punto de disparo


Tiene como finalidad principal entender, desde el punto investigativo, la ubicación exacta
del atacante a la hora de cometer un hecho violento. Auxilia en este asunto la ubicación
donde se encuentran los casquillos, ya que un arma dejara en un radio no mayor de un
metro cuadrado, los casquillos por ella expulsados, siempre que se trate de un arma
automática o semiautomática.

2
Distancia del disparo
Disparo a boca de jarro
Este se ejecuta con la boca del cañón del arma en contacto con el cuerpo de la víctima, sus
características principales son la herida llamada boca de mina y el denominado signo de
Benassi, cuando es producida en regiones óseas. La boca de mina es la herida que
presenta la piel desgarrada, estrellada, alargada y que tiene cierto parecido a algunas
heridas contusas y penetrantes. El signo de Benassi, por su parte, consiste en un anillo de
humo que se localiza alrededor del orificio de entrada en el plano óseo.

Disparo a quemarropa
Este se ejecuta a muy corta distancia, de cinco a diez centímetros, del cuerpo de la víctima
y es típico encontrar en este orificio de entrada un amplio aro de contusión y un tatuaje
ennegrecido y denso, por la acción del humo y la pólvora, presentando a la vez efectos de
quemadura, ya sea en la piel o en la ropa, por la llama del disparo.

Disparo a corta distancia


En este tipo de disparo es fácil encontrar elementos propios de tatuaje, tales como humo y
granos de pólvora, en la orilla del orificio de entrada. Así mismo, derivado de las
manifestaciones de tal disparo, puede apreciarse que el tatuaje se encuentra limitado a la
distancia del mismo disparo.

Disparo a larga distancia


Un disparo a larga distancia puede ser fácilmente percibido, puesto que su característica
principal, es la usencia total de todas las características particulares del disparo a boca de
jarro, el disparo a quemarropa y el disparo a corta distancia.

Dirección del disparo


La dirección del disparo, así como la misma ubicación del atacante en relación a la
víctima, podrá determinarse de conformidad con la forma del orificio de entrada y salida.
Así, si la herida presenta forma circular y concéntrica, el disparo fue hecho
perpendicularmente, mientras que, si la herida es semicircular o semilunar el disparo
habrá sido en posición oblicua.

1.3. Análisis del sospechoso


La participación y proceder de un sujeto sospechoso en actos violentos que involucren
armas de fuego, puede determinarse mediante una serie de pruebas científicas, las cuales
garantizan a cabalidad a los investigadores la responsabilidad o inocencia de tales sujetos.
Entre estas pruebas destacan:

 Prueba de parafina o guantelete de dermonitratos


 Prueba de radiozonato de sodio
 Prueba de Harrisol-Gilroy
 Espectroscopia de absorción atómica
 Análisis por activación de neutrones

3
4