Sei sulla pagina 1di 9

¿Cuál es el perfil ideal de un emprendedor?

A rasgos generales, un emprendedor debería cumplir con las siguientes


cualidades:

o Creatividad e innovación
o Claridad de ideas
o Capacidad de afrontar y asumir riesgos
o Capacidad para adaptarse a situaciones nuevas
o Saber priorizar
o Capacidad de comunicar y socializar
o Tenacidad y persistencia
o Flexibilidad y capacidad para adaptarse a las circunstancias
o Optimismo

Empezar un proyecto requiere un gran sacrificio para la persona que decide


liderar una idea o un proyecto. Cultivar la inteligencia emocional y saber qué es
ser emprendedor y en qué consiste. Cuando creas una empresa hay muchas
variables que hay que tener en cuenta: hacer un plan de empresa, la gestión de
equipos o realizar un buen plan de marketing.
Si tu personalidad en el mundo de los negocios cumple con el este perfil, deberás
saber que estás capacitado para crear un negocio por tu cuenta. No significa
que será fácil, pero tendrás la capacidad de gestionar los problemas, combatir tu
miedo a emprender un negocio y superar los obstáculos que puedan surgir.
Consulta toda la información sobre cómo crear una empresa y desarrolla tus ideas
hasta convertirlas en negocios exitosos.

Perfil de un emprendedor: la iniciativa


Es emprendedor aquel que se propone a practicar lo que es nuevo, buscando encontrar
caminos que lo lleven al éxito con las oportunidades que surgen en el mercado. El
austríaco Peter Drucker (1909 – 2005), conocido como padre de la administración
moderna, decía: “Si quieres hacer algo nuevo, necesitas dejar de hacer algo viejo”. Y
es precisamente esta la base de un perfil emprendedor.
El espíritu emprendedor sólo existe si alguien decide hacer de manera diferente de lo
que se ha hecho hasta ahora. Un emprendedor puede percibir cuando existe un
problema, un fallo y entiende que se necesita encontrar una solución para esto, sea ella
cuál sea.

Iniciativa e innovación son características cruciales en el perfil de un emprendedor. Foto:


iStock, by Getty Images

Por lo tanto, dirigir una empresa que ya ha alcanzado el éxito, manteniendo siempre
la misma línea de trabajo, no lo hace un emprendedor.

Emprendedor es aquel que tiene una idea y se esfuerza para ponerla en práctica. La
persistencia y el sentido de innovación son algunas de las características del perfil de
un emprendedor y son responsables por diferenciar emprendedores de empresarios.

Arriesgar y aceptar las consecuencias de sus actitudes forma parte del perfil de un
emprendedor. Frente a los desafíos, sean ellos incómodos, asustadores o emocionantes,
el emprendedor debe tomar una posición.

En 2014, en una conferencia a los alumnos de London Business School, Jack Welch,
uno de los íconos de la administración moderna, relacionó el espíritu empresarial a la
actitud de asumir riesgos. “Juéguese. Comience su propio negocio. Vaya a ser un
emprendedor”, aconsejó el ex-CEO de GE.

Las características del perfil de un emprendedor


1. Cálculo de riesgo

Evaluar las alternativas y posibilidades antes de tomar una actitud. Emprendedor es


aquel que piensa en todo lo que se puede ganar y en todo lo que hay que perder al tomar
una decisión. Aún corriendo riesgos, los emprendedores jamás colocan todo lo que
tienen a perder, pues saben anticiparse a los acontecimientos y están preparados para
enfrentar las adversidades.

2. Exigencia

Una característica del perfil de un emprendedor es el reconocimiento de que, como


decía Drucker, “la única fuente de ingresos es el cliente”. Por lo tanto, él exige que el
trabajo sea hecho de la mejor manera, en el menor plazo posible y con un costo
reducido. Está siempre en búsqueda de nuevos métodos para mejorar su producto y
ofrecer un trabajo eficiente al cliente. La eficiencia es lo que vence una competencia.

3. Compromiso

Nunca verás a un verdadero emprendedor dejar de cumplir algo con que se


comprometió. Cuando asumen un compromiso, los emprendedores depositan todos sus
esfuerzos para llevar a cabo esa actividad. Ellos son fieles a su palabra y hacen lo que
sea preciso para cumplirla. Es este el compromiso en cumplir lo que anuncian que les
garantiza el éxito.

4. Planificación

La planificación es intrínseca al perfil de un emprendedor. Drucker afirmaba que


“planificación a largo plazo no trata con decisiones futuras, pero si con un futuro
de decisiones presentes”. Esto significa que un emprendedor es capaz de entender que
todo aquello que se quiere alcanzar en el futuro depende de las acciones realizadas en el
presente. Por lo tanto, es necesario planear plazos, metas y objetivos con claridad.

Emprendedores no toman actitudes de la noche para el día. Ellos analizan el momento


adecuado para actuar y los pasos necesarios para alcanzar el objetivo deseado. Planean
cada una de sus acciones, pensando en los resultados futuros.

5. Autoconfianza

Al darse cuenta que sus actitudes producen buenos resultados, los emprendedores
comienzan a ganar confianza en aquello que hacen y en su propia manera de hacer. Con
más confianza, ellos comenzar a actuar más y así a ganar cada vez más resultados.
Basan sus opiniones en la experiencia que poseen y, confiando en ellas, conquistan
también la confianza de los clientes.

9 Tipos de emprendedores:
Sin más preámbulo te dejo 9 tipos de emprendedores. Mi trabajo
es presentarlos y el tuyo identificarte con uno de ellos y dejarlo en
los comentarios ¡Comencemos!
1-Emprendedor Social:

Este tipo de emprendedor es muy conocido en el blog, ya le hemos


dedicado algunos artículos. Y es aquel que no busca dinero ni nada
por el estilo, sino resolver una problemática social.

A él no le importa vender para hacerse rico sino ejecutar ideas para


que las personas puedan vivir mejor. Pero no me extiendo mucho,
pues si quieres aprender más aquí esta todo: ¿ Qué es un
Emprendedor Social ? Un Giro de 360 Grados.
2-Emprendedor especialista:

Los emprendedores especialistas son aquellos que poseen un


perfil un poco más técnico. Este tipo de emprendedor se centra
en su sector el cual busca ejercer a nivel empresarial.

Si por ejemplo es médico, el combina su especialidad con el


emprendimiento, dando como resultado la ejecución de un
proyecto como puede ser una nueva clínica en la ciudad.
3-Multi-Emprendedor:

Aunque lo que siempre recomendamos es que inicies un proyecto,


te enfoques de lleno a él y no a varias cosas (porque puedes
terminar mal), no podemos negar la existencia de los multi-
emprendedores.

Estas personas son las que tienen la capacidad de emprender mas


de un proyecto al mismo tiempo ¡Y logran tener éxito! pero
mucho cuidado, esto debe hacerse con responsabilidad.

Lo correcto es comenzar un proyecto y una vez que este


consolidado o en una etapa estable comenzar otro e ir gestionando
en paralelo. También es válido que seas el emprendedor pero con
un buen equipo que te pueda cubrir las espaldas mientras vas a
atender el otro proyecto. Si un proyecto no lleva mucho tiempo ¿Te
imaginas múltiples proyectos?
4-Emprendedor por accidente:

También conocido como emprendedor al azar. Es aquel que sin


planificarlo, por accidente ocurre «algo» que marca el comienzo de
un gran proyecto ¿Entiendes? ¡Te explico!
Es como que estés preparando una bebida en casa tranquilamente
y la coloque en el refrigerador, pero se me olvide y al día siguiente
la encuentre congelada. Por accidente he creado un helado,
casualmente la fruta con la bebida que preparé no es muy común
en helado, pero cuando lo pruebo sabe muy rico ¡He descubierto
un nuevo helado!

Allí decido emprender, vender mi producto, tengo éxito ¿Y todo por


qué? ¿Por qué hice un plan para crear un helado innovador? ¡No!
por accidente, aunque no lo creas este tipo de emprendedores
existen.
5-Emprendedor Oportunista:

Muchas veces confundimos a un emprendedor por accidente con


el oportunista. Y si bien es cierto que guardan alguna relación, con
el oportunista no siempre se da todo al azar.

Este emprendedor no solo le ocurre algo por accidente y


aprovecha la oportunidad. Sino que también anda en búsqueda de
oportunidades y las aprovecha. Ellos analizan su entorno
constantemente y cuando ven un hueco en el mercado ¡Allí
emprenden!

El oportunista mayormente se manifiesta junto a una crisis que


genera necesidades insatisfechas en el mercado, por lo que busca
cubrirla y sacar beneficios de ella.
6-Emprendedor inversionista:

Siguiendo con los tipos de emprendedores ha llegado el momento


de hablar del inversionista. Este es el que tiene recursos suficiente
para invertir en proyectos que considere rentables.

No es ese emprendedor que va a la cabeza del proyecto, sino que


hace mas bien el papel de socio capitalista. Dependiendo de la
cantidad de recursos que posea puede ser multi-funcional e invertir
en más de un proyecto.
7-Emprendedor por necesidad:

A diferencia del punto 5, aquí no se ve la necesidad de otra


persona como una oportunidad de negocio, sino que se
emprende en busca de algo mejor para nuestras vidas ya que lo
necesitamos (sea por desempleo, porque el empleo actual no es
suficiente, etc).

Este es uno de los casos de emprendimiento mas comunes, donde


la persona lo que busca es salir a flote y satisfacer sus propias
necesidades (normalmente son financieras).
8-Emprendedor innovador:

Es aquel que no se conforma con solucionar un problema sino que


lo hace de una forma nueva y diferente. Es el emprendedor que le
gusta ser diferente y arriesgar aplicando nuevas ideas, estrategias
y sacando nuevos productos al mercado. Tampoco me extenderé
mucho aquí, para eso está el siguiente artículo: ¿Qué es un
emprendedor innovador? Te Cuento eso y Mucho Más.
9-Emprendedor visionario:

El emprendedor visionario es aquel que no solo se enfoca en


negocios que sean rentables hoy. El tiene una visión mas allá, por
lo que trabaja con proyectos grandes (aunque comience
emprendiendo con lo que tiene y sea pequeño) viendo hacia el
futuro ¡Aunque parezca imposible!

Más que por una necesidad económica emprende por un sueño


(éste si puede ser inspirado en una necesidad, un talento, por una
vivencia, etc.). Lo cierto es que al ser una especie de sueño los
proyectos suelen ser casi imposible.

Trabajan con proyectos a largo plazo. Y aquí un dato importante:


«Para los emprendedores visionarios sus proyectos son tan
grandes que su propia vida se queda corta para cumplirlos. Es
aquí donde dejan legados, herencias para que su generación
construyan sobre lo que ellos comenzaron«.

1. Lo que más importa es la idea

En realidad, la clave es la ejecución. Casi todos tenemos ideas brillantes, pero


hacer que funcionen es lo que realmente cuenta.
2. Las empresas exitosas son unipersonales

La mayoría de los negocios que salen adelante tiene al frente a equipos, no a una
sola persona.

3. Los emprendedores son impulsivos

Efectivamente, asumen riesgos, pero casi todos tienen capacidad para evaluar las
situaciones de riesgo y son cautelosos.

4. Los emprendedores se convierten en jefes

Se cree que los emprendedores se convierten en sus propios jefes. Sin embargo,
esta es una creencia errónea pues al ser dueños de un negocio simplemente
cambian de “jefes”.

Ahora no es alguien superior quien dicta las labores, objetivos y metas, ahora son
los clientes quienes indican lo que deben hacer y cómo lo deben hacer.

5. Los emprendedores son genios para inventar

Son muy pocos los auténticos inventores que consiguen triunfar como
empresarios. En realidad, el que triunfa es aquel que dotado para los negocios,
reproduce un producto original y lo vende mejor.

6. Los emprendedores nacen, no se hacen

Las investigaciones demuestran que los dueños de las empresas con más éxito
adquirieron experiencia trabajando para otros y aprendieron a dirigir un negocio
antes de aventurarse a crear uno propio.

7. Los emprendedores son personas solitarias

Sacar adelante una empresa exige contar con un buen equipo y la mayoría de los
empresarios son personas extrovertidas que disfrutan con la compañía de los
demás