Sei sulla pagina 1di 2

1- El problema económico, por lo tanto, se concentra en cómo satisfacer necesidades ilimitadas

con bienes limitados o escasos. ... La escasez es vista por la Ciencia Económica como una
desigualdad entre los recursos disponibles y las necesidades humanas.
2- La economía positiva es una rama de la economía y nos refiere a la explicación y
descripción de fenómenos económicos, principalmente se centra en las relaciones y hechos
de causa-efecto del comportamiento de la economía así también incluye el desarrollo y la
prueba de teorías de la economía. La economía positiva se encarga del análisis del
comportamiento económico. Esta economía evita juicios de valor sobre la economía. Se sabe
que los fenómenos económicos son muy variables, y estos problemas en ocasiones tienen
una consecuencia por lo tanto es importante analizarla y saber cómo tratar la economía
positiva.
La economía normativa se encarga de proponer recomendaciones, políticas y acciones
basadas en juicios personales subjetivos o en “lo que debería ser”. Para ello se basa en la
teoría económica.
3- *La macroeconomía es la parte de la economía que se encarga de explicar el comportamiento
de variables agregadas, vale decir, la ciencia basada en el análisis de datos y hechos
acontecidos, con los que elabora teorías que sirven de base a las políticas económicas.
Por la complejidad de las ciencias económicas, la macroeconomía trata de simplificar todos
los elementos que conforman el análisis teórico, facilitando así una explicación a la conducta
de las diversas variables, tales como el monto total que arroja la producción de bienes y
servicios, el nivel de empleo, y el movimiento general de los precios.
*La microeconomía es la disciplina que se encarga de estudiar el comportamiento económico
de las pequeñas unidades de decisión, entendiendo a éstas como empresas, hogares e
individuos. El objetivo fundamental, se centra en el análisis del comportamiento de estas
unidades y su interacción con los mercados (consumidores, inversionistas, trabajadores).
Para el estudio de estos fenómenos, la microeconomía se vale de modelos formales, que
explican las decisiones de productores y consumidores, partiendo de supuestos, hasta llegar
a conclusiones a través de métodos deductivos.
La parte analítica del estudio, en cambio, está basada en el razonamiento lógico, por eso se
emplea el lenguaje matemático, que aporta claridad y rigor, tanto a los procedimientos, como
a los resultados.
Las personas tienen necesidades elementales y específicas que cubrir (alimentación, vestido,
medicinas, vivienda, otros), y existen múltiples factores que influyen en la capacidad de
generar recursos para satisfacer dichas necesidades, tales como trabajo, materia prima o
capital. El equilibrio y óptima distribución de estos recursos, es materia microeconómica.

4- La política es el proceso de decidir quién obtiene qué, cuándo y cómo. La economía es el


estudio de cómo las sociedades asignan recursos escasos, para decidir qué producir, cómo y
para quién. La similitud de estas definiciones demuestra una relación entre política y economía,
ya que ambas representan los métodos por los cuales las sociedades toman decisiones. El
manejo de la economía es una preocupación importante para cualquier gobierno, plantea la
cuestión de la naturaleza y el alcance de su participación en la economía.
En el siglo 18, las distintas disciplinas de la ciencia política y la economía se conocieron como
el campo de la economía política, que estudió la gestión de los asuntos económicos, y un debate
central se enfocó en el papel del gobierno en la economía.
Opiniones divergentes sobre el papel del gobierno en la economía conducen a diferentes
sistemas de economía política.
En virtud de un sistema puro de libre mercado, el gobierno sólo tiene una mínima intervención
en la economía. El extremo opuesto es una economía centralmente planificada, en la que el
gobierno controla toda la actividad económica.
La mayoría de las economías de las naciones se encuentran en algún punto entre los dos polos
que se describen en la sección anterior. Los Estados Unidos tiene sobre todo una economía de
libre mercado, pero el gobierno influye en la actividad económica. Mientras tanto, la China
comunista tiene un fuerte control gubernamental de la economía, con unas características de
libre mercado.
A menudo, el estado de la economía de un país influye en el comportamiento del elector en
época de elecciones. Los votantes a menudo vuelven a elegir el gobierno en el poder durante
los buenos tiempos económicos y los castigan durante las recesiones económicas.
Debido a que las condiciones económicas pueden afectar las posibilidades de reelección de los
políticos, los políticos a menudo manipulan la economía para ganar la reelección. Por ejemplo,
una devolución de impuestos muy importante en un año electoral podría ser un intento del
gobierno de turno para ganar apoyo de los votantes.