Sei sulla pagina 1di 4

LA CONSAGRACIÓN A DIOS MEDIANTE LA OBEDIENCIA

GENESIS 17:1-27
1 Era Abram de edad de noventa y nueve años, cuando le apareció Jehová y le dijo: Yo soy el Dios

Todopoderoso; anda delante de mí y sé perfecto.


2 Y pondré mi pacto entre mí y ti, y te multiplicaré en gran manera.

3 Entonces Abram se postró sobre su rostro, y Dios habló con él, diciendo:

4 He aquí mi pacto es contigo, y serás padre de muchedumbre de gentes.

5 Y no se llamará más tu nombre Abram,[a] sino que será tu nombre Abraham,[b]porque te he puesto por padre

de muchedumbre de gentes.
6 Y te multiplicaré en gran manera, y haré naciones de ti, y reyes saldrán de ti.

7 Y estableceré mi pacto entre mí y ti, y tu descendencia después de ti en sus generaciones, por pacto

perpetuo, para ser tu Dios, y el de tu descendencia después de ti.


8 Y te daré a ti, y a tu descendencia después de ti, la tierra en que moras, toda la tierra de Canaán en

heredad perpetua; y seré el Dios de ellos.


9 Dijo de nuevo Dios a Abraham: En cuanto a ti, guardarás mi pacto, tú y tu descendencia después de ti por

sus generaciones.
10 Este es mi pacto, que guardaréis entre mí y vosotros y tu descendencia después de ti: Será circuncidado

todo varón de entre vosotros.


11 Circuncidaréis, pues, la carne de vuestro prepucio, y será por señal del pacto entre mí y vosotros.

12 Y de edad de ocho días será circuncidado todo varón entre vosotros por vuestras generaciones; el nacido en

casa, y el comprado por dinero a cualquier extranjero, que no fuere de tu linaje.


13 Debe ser circuncidado el nacido en tu casa, y el comprado por tu dinero; y estará mi pacto en vuestra carne

por pacto perpetuo.


14 Y el varón incircunciso, el que no hubiere circuncidado la carne de su prepucio, aquella persona será cortada

de su pueblo; ha violado mi pacto.


15 Dijo también Dios a Abraham: A Sarai tu mujer no la llamarás Sarai, mas Sara[c]será su nombre.

16 Y la bendeciré, y también te daré de ella hijo; sí, la bendeciré, y vendrá a ser madre de naciones; reyes de

pueblos vendrán de ella.


17 Entonces Abraham se postró sobre su rostro, y se rió, y dijo en su corazón: ¿A hombre de cien años ha

de nacer hijo? ¿Y Sara, ya de noventa años, ha de concebir?


18 Y dijo Abraham a Dios: Ojalá Ismael viva delante de ti.

19 Respondió Dios: Ciertamente Sara tu mujer te dará a luz un hijo, y llamarás su nombre Isaac; [d] y confirmaré

mi pacto con él como pacto perpetuo para sus descendientes después de él.
20 Y en cuanto a Ismael, también te he oído; he aquí que le bendeciré, y le haré fructificar y multiplicar mucho

en gran manera; doce príncipes engendrará, y haré de él una gran nación.


21 Mas yo estableceré mi pacto con Isaac, el que Sara te dará a luz por este tiempo el año que viene.

22 Y acabó de hablar con él, y subió Dios de estar con Abraham.

23 Entonces tomó Abraham a Ismael su hijo, y a todos los siervos nacidos en su casa, y a todos los

comprados por su dinero, a todo varón entre los domésticos de la casa de Abraham, y circuncidó la carne
del prepucio de ellos en aquel mismo día, como Dios le había dicho.
24 Era Abraham de edad de noventa y nueve años cuando circuncidó la carne de su prepucio.

25 E Ismael su hijo era de trece años, cuando fue circuncidada la carne de su prepucio.

26 En el mismo día fueron circuncidados Abraham e Ismael su hijo.

27 Y todos los varones de su casa, el siervo nacido en casa, y el comprado del extranjero por dinero, fueron

circuncidados con él.


INTRODUCCION.
Desde el nacimiento de Ismael pasaron trece años en los cuales la vida de Abram se desarrolla sin ningún
cambio. Aparentemente el proyecto humano, Ismael, fue la solución a la tardanza de Dios, a la edad de
Abram y a la esterilidad de Sara. Pero Dios, quien es fiel a su propósito pese al error humano, se aparece
nuevamente a Abram para reafirmar el pacto original y comprometerle nuevamente a esa relación ya
establecida.
En el capítulo que estamos considerando, vemos su santificación para el Señor, su ordenación para el
servicio, y su purificación como un vaso apto para uso del Señor.
¿Como volver a CONSAGRARNOS a Dios y a sus Propósitos cuando hemos fracasado en nuestro andar con
Dios?

1. CAMINA EN INTEGRIDAD CON DIOS


Génesis 17:1(RV60) Era Abram de edad de noventa y nueve años, cuando le apareció Jehová y le
dijo: Yo soy el Dios Todopoderoso; anda delante de mí y sé perfecto.

Génesis 17:1(AMP) Cuando Abram tenía noventa y nueve años, el Señor se le apareció y le dijo:
Camina [habitualmente] ante Mí [con integridad, sabiendo que siempre estás en Mi presencia], y sé
irreprochable y completo [en obediencia a Mí].

1.1. CAMINA DELANTE DE DIOS


“Anda delante de mí”.
“Camina delante de mí”
“Anda siempre delante de mí”
“Vive como a mí me agrada”
“Vive siempre de acuerdo con mi voluntad”
“Sírveme con fidelidad”
“Tenme presente en tu vida”
“Obedéceme siempre”
DIOS busca una comunión con Abram como lo hizo con Adán, Enoc y Noé. La frase “ANDA DELANTE DE
MÍ” denota una intimidad; una relación personal; ¡un tipo de fe y vida distintivo!

1.2. SE PERFECTO
“Sé perfecto”
“Vive una vida sin tacha”
“Haz lo correcto,
“Lleva una vida intachable”
“Sé intachable”
“Vive… siéndome completamente fiel”
“Vive rectamente”
“Sé perfecto”
“Pórtate con honradez”

PERFECTO denota “sinceridad”, “plenitud”, “solidez”, “integridad” e “inocencia”. La definición de


perfección según las escrituras es “integro”, “maduro”. En hebreo y griego, el término incluye “rectitud”,
“ser sin mancha ni arruga”, “totalmente obediente”. John Wesley pensó la perfección como “obediencia
constante”. En otras palabras, un corazón perfecto es un corazón obediente. Reacciona rápida y totalmente
a la guía, susurros y advertencias del Señor. Este corazón dice en todo momento: “Habla Señor, que tu siervo
escucha. Muéstrame el camino que debo andar, y yo caminaré por él.
2. HUMILLATE CUANDO DIOS TE HABLE
Génesis 17:3a, 17 (RV60)
3Entonces Abram se postró sobre su rostro
17 Entonces Abraham se postró sobre su rostro, y se rió, y dijo en su corazón: ¿A hombre de cien años ha de

nacer hijo? ¿Y Sara, ya de noventa años, ha de concebir?

Génesis 17:3a,17 (AMP)


3 Entonces Abram se postró sobre su rostro [en adoración]
17 Entonces Abraham se postró sobre su rostro, se echó a reír y dijo en su corazón:“ ¿Ha de nacer un hijo a

un hombre de cien años? ¿Y Sara, que tiene noventa años, tendrá un hijo?

3. RECUERDA QUE DIOS HIZO UN PACTO CONTIGO Y TU FAMILIA


Génesis 17:3b-8; 15-22 (RV60)
3 y Dios habló con él, diciendo:
4 He aquí mi pacto es contigo, y serás padre de muchedumbre de gentes.

5 Y no se llamará más tu nombre Abram,[a] sino que será tu nombre Abraham,[b]porque te he puesto por padre

de muchedumbre de gentes.
6
Y te multiplicaré en gran manera, y haré naciones de ti, y reyes saldrán de ti.
7 Y estableceré mi pacto entre mí y ti, y tu descendencia después de ti en sus generaciones, por pacto

perpetuo, para ser tu Dios, y el de tu descendencia después de ti.


8 Y te daré a ti, y a tu descendencia después de ti, la tierra en que moras, toda la tierra de Canaán en

heredad perpetua; y seré el Dios de ellos.

15 Dijo también Dios a Abraham: A Sarai tu mujer no la llamarás Sarai, mas Sara[c]será su nombre.
16 Y la bendeciré, y también te daré de ella hijo; sí, la bendeciré, y vendrá a ser madre de naciones; reyes de

pueblos vendrán de ella.


17
Entonces Abraham se postró sobre su rostro, y se rió, y dijo en su corazón: ¿A hombre de cien años ha
de nacer hijo? ¿Y Sara, ya de noventa años, ha de concebir?
18 Y dijo Abraham a Dios: Ojalá Ismael viva delante de ti.

19 Respondió Dios: Ciertamente Sara tu mujer te dará a luz un hijo, y llamarás su nombre Isaac;[d] y

confirmaré mi pacto con él como pacto perpetuo para sus descendientes después de él.
20 Y en cuanto a Ismael, también te he oído; he aquí que le bendeciré, y le haré fructificar y multiplicar mucho

en gran manera; doce príncipes engendrará, y haré de él una gran nación.


21 Mas yo estableceré mi pacto con Isaac, el que Sara te dará a luz por este tiempo el año que viene.

22 Y acabó de hablar con él, y subió Dios de estar con Abraham.

Génesis 17:4-8; 15-22 (AMP)


4"En cuanto a mí, he aquí, mi pacto es contigo,

Y [como resultado] serás el padre de muchas naciones.


5"Ya no te llamarás Abram (padre exaltado),

Mas tu nombre será Abraham (padre de la multitud);


Porque yo te haré el padre de muchas naciones.
6 Te haré sumamente fructífero, y haré naciones de ti, y los reyes vendrán de ti.
7 Estableceré mi pacto entre Mí y tú y tus descendientes después de ti a lo largo de sus generaciones por un

pacto eterno, para ser Dios para ti y para tu descendencia después de ti.
8 Te daré a ti ya tus descendientes después de ti la tierra en la que eres un extraño [moviéndote de un lugar a

otro], toda la tierra de Canaán, como una posesión eterna [de propiedad]; y yo seré su Dios ".
15 Entonces Dios le dijo a Abraham: “En cuanto a Sarai, tu esposa, no la llamarás Sarai (mi princesa), sino
que se llamará Sarah (Princesa).
16 La bendeciré, y de hecho también te daré un hijo junto a ella. Sí, la bendeciré, y ella será madre de

naciones; de ella vendrán reyes de pueblos ”.


17 Entonces Abraham se postró sobre su rostro, se echó a reír y dijo en su corazón:“ ¿Ha de nacer un hijo a un

hombre de cien años? ¿Y Sara, que tiene noventa años, tendrá un hijo? "
18 Y Abraham le dijo a Dios:" ¡Oh, que Ismael [mi primogénito] pueda vivir delante de ti! "
19 Pero Dios dijo: “No, Sara, tu esposa, te dará un hijo de verdad, y tú le llamarás Isaac (risas); y estableceré mi

pacto con él por un pacto eterno y con sus descendientes después de él.
20 En cuanto a Ismael, te he escuchado; He aquí, lo bendeciré, lo haré fructificar y lo multiplicaremos

grandemente [a través de sus descendientes]. Él será el padre de doce príncipes (jefes, jeques), y lo haré una
gran nación.
21 Pero mi pacto [Mi promesa, Mi promesa solemne], estableceré con Isaac, quien Sara te llevará en este

momento el año que viene ".


22 Y Dios terminó de hablar con él y subió de Abraham.

4. OBEDECE FIELMENTE TU PARTE DEL PACTO CON DIOS


Génesis 17:9-14; 23-27(AMP)
9 Además, Dios le dijo a Abraham: “En cuanto a ti [tu parte del acuerdo], guardarás y obedecerás fielmente

[los términos de] Mi pacto, tú y tus descendientes después de ti a lo largo de sus generaciones.
10 Esta es [la señal de] Mi pacto, que guardarás y obedecerás fielmente, entre Mí y tú y tus descendientes

después de ti: Todos los varones entre ustedes serán circuncidados.


11 Y serás circuncidado en la carne de tus prepucios, y será la señal (símbolo, memorial) del pacto entre Mí y

tú.
12 Todo varón entre ustedes que tenga ocho días de edad será circuncidado a lo largo de sus generaciones,

[incluido] un sirviente ya sea nacido en la casa o uno que se compre con [su] dinero de cualquier extranjero,
que no sea de su descendencia.
13 Un siervo que nace en su casa o uno que se compra con su dinero debe ser circuncidado; y [la señal de] Mi

pacto estará en tu carne por un pacto eterno.


14 Y el varón que no es circuncidado en la carne de su prepucio, esa persona será separada de su pueblo; ha

quebrantado mi pacto.

23 Entonces Abraham tomó a Ismael su hijo, a todos los criados que nacieron en su casa y a todos los que
fueron comprados con su dinero, a cada varón entre los hombres de la casa de Abraham, y circuncidaron la
carne de su prepucio el mismo día, como Dios Le había dicho.
24 Y Abraham tenía noventa y nueve años cuando fue circuncidado.
25 E Ismael, su hijo, tenía trece años cuando fue circuncidado.
26 El mismo día se circuncidó a Abraham, así como a Ismael su hijo.
27 Todos los [sirvientes] de su casa, tanto los nacidos en la casa como los que fueron comprados con dinero de

un extranjero, fueron circuncidados junto con él [como la señal del pacto de Dios con Abraham].