Sei sulla pagina 1di 2

Mango que se utilizara para deshidratar.

Mangos Tommy Atkins

De tamaño mediano y de color rojo oscuro, semilla pequeña, carne firme y


coexcelente sabor y aroma.

Mango Haden.

Una de las variedades más importantes en la preferencia de los consumidores,


fruto de tamaño pequeño con cáscara color base amarillo brillante y chapeo rojo
carmesí.

Su pulpa es muy jugosa y contiene mucha fibra, representa el 70% del fruto.

Estos mangos son los que se prestan más para el proceso de deshidratación, ya
que cuentan con un contenido de fibra muy grande.

Beneficios del mango deshidratado.

Las frutas desecadas o deshidratadas contienen numerosos beneficios y


propiedades para la salud. Aunque deben tomarse con moderación, son siempre
una perfecta alternativa a los dulces azucarados y a aquellos alimentos con alto
contenido en grasas saturadas o harinas refinadas.
Si todavía tienes dudas de sus propiedades, después de leer este post vas a
querer incluir las frutas desecadas a tu dieta de inmediato. Apunta estos 6
beneficios que el mango deshidratado puede aportar a tu salud:

1. Protege contra las enfermedades cardiovasculares. El mango desecado


contiene selenio, es un micro mineral antioxidante que ayuda a prevenir las
enfermedades cardiovasculares.

2. Fortalece el sistema inmunológico. Esta fruta deshidratada posee también un


alto contenido en vitamina C, esencial para el sistema inmunológico, ya que
aumenta su fuerza y hace al cuerpo lo suficientemente fuerte como para combatir
el ataque de diversas infecciones y enfermedades.

3. Protege contra el cáncer. El mango, además de contener selenio, es rico en


otros antioxidantes, especialmente fenoles que son muy eficaces en la lucha
contra diferentes tipos de cáncer.

4. Promueve la digestión. El mango deshidratado contiene gran cantidad de


fibra, por lo que favorece la digestión y, además, ayuda a limpiar el intestino.

5. Fuente de vitamina A. También encontrarás vitamina A en el mango desecado.


La vitamina A es necesaria para mejorar el crecimiento de las células, mejorar la
visión y estimular el sistema inmunológico.

6. Promueve la memoria. El mango también contiene glutamina, un aminoácido


no esencial (nuestro organismo lo sintetiza y, por tanto, no es necesario aportarlo
a través de la dieta) que forma parte de los músculos y de la sangre, ayuda a
construir y mantener el tejido muscular, participa en la regeneración de las
mucosas intestinales, previene el desgaste muscular, aumenta la actividad
mental y favorece una correcta función cerebral.