Sei sulla pagina 1di 2

Plaza mayor de Salamanca

Felipe V premió a Salamanca con esta espectacular plaza en el año 1710 por el apoyo brindado por la Ciudad
durante la guerra de Sucesión.

La Plaza Mayor fue construida entre 1729 y 1755 y es de estilo churrigueresco, que es una variante del
barroco.
El proyecto es de Alberto de Churriguera, aunque el Ayuntamiento lo realizó Andrés García de Quiñones.

La Plaza es porticada, con arcos de medio punto y decoración de medallones con rostros de personajes
históricos. En el ala este están los dedicados a los Reyes de España, en el sur los personajes de la historia de
España y en los otros dos figuras relevantes de la historia salmantina.

Las distintas fachadas o pabellones no tienen la misma longitud, lo que hace que la Plaza sea asimétrica, aunque
tiende a la figura cuadrada. De hecho, Miguel de Unamuno dijo de ella que era un "cuadrilátero irregular, pero
asombrosamente armónico".

Cada uno de los lados tiene una altura de tres pisos y la misma apariencia, exceptuando la fachada del
Ayuntamiento que tiene una espadaña con tres campanas en lo alto, además de cuatro esculturas que son
alegorías a la Agricultura, la Industria, la Musica y la Poesía.

La Plaza ha sido desde su construcción el centro neurálgico de Salamanca. Llegó a estar ajardinada e incluso a
permitir el paso de vehículos por su interior. En la actualidad, es peatonal y tiene una magia especial a
cualquier hora del día.

En 1935 fue declarada Monumento Nacional y en 1973 Monumento Histórico-Artístico.

Pabellones de la Plaza Mayor


Pabellón Real

Situado a la derecha si miramos hacia el edificio del Ayuntamiento.

Fue construido en la fase inicial que se llevó a cabo entre 1729 y 1735. Su edificación sirvió para corregir el
desnivel que había entre la plaza y los terrenos adyacentes.

En este pabellón hay 18 medallones de reyes y reinas de España esculpidos en el siglo XVIII. Junto a ellos
estaba otro, de 1937, que representaba a Francisco Franco y que fue retirado, en cumplimiento de la Ley de
Memoria Histórica, en 2017.

Pabellón de San Martín

Está situado a nuestras espaldas si miramos hacia el Ayuntamiento.

Fue el siguiente en ser construido y las obras comenzaron cuando aún no se había terminado el Pabellón Real.

Los medallones de este pabellón representan a conquistadores y militares españoles.


Pabellón de Pretineros

El nombre de este pabellón hace referencia a los curtidores y vendedores de cuero que se concentraban en la
zona antes de su construcción.

Las obras de este lienzo se demoraron cerca de quince años, debido a la falta de acuerdo entre los dueños del
terreno y el Consistorio municipal.

Los medallones de este pabellón representan a figuras históricas variadas. Desde escritores, como Miguel de
Cervantes, hasta santos, como Santa Teresa de Jesús.

Pabellón Consistorial

En este pabellón se sitúa el Ayuntamiento.

Sus medallones representan a varios reyes, militares y conquistadores. Además, pueden verse dos alegorías de
la Primera y la Segunda Repúblicas.

En un principio, estaba previsto que el edificio del Ayuntamiento contara con dos torres gemelas, una a cada
lado de la espadaña. Sin embargo, este proyecto nunca se llevó a cabo por miedo a que la estructura no
aguantara el peso.

La Mariseca
'La Mariseca' es un símbolo formado por la bandera de España y la figura de un toro que se coloca el 25 de
julio sobre la espadaña del Ayuntamiento para anunciar la celebración de las Ferias y Fiestas de la ciudad y
que se retira cuando éstas terminan.

La tradición se remonta al siglo XV, antes de la construcción de la Plaza Mayor, y en un principio 'La Mariseca'
se colocaba en la Plaza de San Martín.
Este símbolo se creó para anunciar todos los festejos taurinos que se celebraban en Salamanca a lo largo del
año, pero en la actualidad ya sólo se utiliza para señalar las Fiestas en honor a Nuestra Señora de la Vega.

Interessi correlati