Sei sulla pagina 1di 3

RÉGIMEN DE AHORRO INDIVIDUAL - PENSIONES Concepto 2006030537-001 del 30 de octubre de 2006.

Síntesis: La prestación denominada en la consulta “pensión especial mensual vitalicia de jubilación de las Leyes 1ª/1932; 206/1938; 63/1940; 49/1943 y, el Dto. R. 2340/46 no está prevista en la Ley 100/1993 para los afiliados al Régimen de Ahorro Individual. En consecuencia y partiendo de la información aportada, se encuentra acertada la posición asumida por parte de las sociedades administradoras, en el sentido de abstenerse de reconocer pensiones “especiales” no contempladas en el sistema que administran.

«(…) solicita pronunciamiento frente a la actitud asumida por las sociedades administradoras de pensiones, (…) y (…), cuando se niegan a reconocer las prestaciones especiales a las que, según manifiesta el consultante, tienen derecho los trabajadores de (…). Para tal efecto, partiremos de los siguientes

Hechos.

A. Como primera medida señala el consultante que en la actualidad es apoderado de varios

trabajadores de (…), quienes pretenden el reconocimiento y pago de la pensión especial de vejez prevista en las “Leyes 1ª de 1.932; 206 de 1.938; 63 de 1.940; 49 de 1.943 y, el Decreto

Reglamentario 2340/46”.

B. Por su parte, (…) y (…) consideran que no es posible acceder a tal pretensión en la medida

que “la pensión a la cual usted se refiere en ningún caso se encuentra referenciada en las

normas y disposiciones legales para este régimen”.

C. Para ilustrar un poco más la petición, el señor (…) retoma algunos apartes de una sentencia

de casación de la cual no allega mayor información.

Marco Normativo.

Ley 100 de 1993.

1. Literal a) del artículo 60. “El Régimen de Ahorro Individual con Solidaridad tendrá las siguientes características:

“a. Los afiliados al Régimen tendrán derecho al reconocimiento y pago de las pensiones de vejez, de invalidez y de sobrevivientes, así como de las indemnizaciones contenidas en este título, cuya cuantía dependerá de los aportes de los afiliados y empleadores, sus rendimiento financieros, y de los subsidios del Estado, cuando a ellos hubiere lugar”.

2. Artículo 64. “Requisitos para obtener la pensión de vejez. Los afiliados al Régimen de Ahorro Individual con Solidaridad, tendrán derecho a una pensión de vejez, a la edad que escojan, siempre y cuando el capital acumulado en su cuenta de ahorro individual les permita obtener una pensión mensual, superior al 110% del salario mínimo legal mensual vigente a la fecha de expedición de esta Ley (…)”.

Decreto 692 de 1994.

Artículo 3°. “Selección de régimen pensional. A partir del 1° de abril de 1994, los afiliados al Sistema General de Pensiones previsto en la Ley 100 de 1993, podrán seleccionar cualquiera de los dos regímenes que lo componen.

“En consecuencia deberán seleccionar uno de los siguientes regímenes:

a) Régimen solidario de prima media con prestación definida; b) Régimen de ahorro individual con solidaridad (…)”.

Artículo 5°. “Régimen de Ahorro Individual con Solidaridad. En el régimen de ahorro individual con solidaridad, los afiliados tienen una cuenta individualizada, en la cual se abona el valor de sus cotizaciones y las de su empleados, las cotizaciones voluntarias, los bonos pensionales y los subsidios del Estado si hubiere lugar a ellos, más todos los rendimientos financieros que genere la cuanta individual. El monto de pensión es variable y depende entre otros factores, del monto acumulado en la cuenta, de la edad a la cual decida retirarse el afiliado, de la modalidad de la pensión, así como de las semanas cotizadas y la rentabilidad de los ahorros acumulados.

“Podrán seleccionar este régimen todos los trabajadores actuales del sector privado y los servidores públicos, que tengan vinculación contractual, legal o reglamentaria, los trabajadores independientes, las personas que se vinculen laboralmente con posterioridad a la vigencia del Sistema General de Pensiones en la Ley 100 de 1993, y en general cualquier persona natural que no haya sido expresamente excluida del este régimen (…)”.

Artículo 11. “Diligenciamiento de la selección y vinculación. La selección del régimen implica la aceptación de las condiciones propias de éste, para acceder a las pensiones de vejez, invalidez y sobrevivientes, y demás prestaciones económicas a que haya lugar.

“La selección de uno cualquiera de los regímenes previstos en los artículos anteriores es libre y voluntaria por parte del afiliado.

Análisis y Conclusiones.

En primer término, resulta pertinente señalar que de conformidad con lo previsto tanto en la Ley 100 de 1993 como en el Decreto 692 de 1994, una vez el afiliado hace la selección de régimen o administradora, implícitamente está aceptando las condiciones que cada régimen establece para efectos de obtener el reconocimiento de las prestaciones que le son propias.

Por su parte, como regla general encontramos que los afiliados al Sistema General de Pensiones tendrán derecho al reconocimiento y pago de las prestaciones derivadas de la vejez, invalidez y muerte que la Ley 100 de 1993 establece para cada uno de los regímenes que integran dicho Sistema.

Lo anterior de conformidad con lo previsto en el artículo 59 de la citada Ley 100, disposición

a través de la cual se establece que el “Régimen de Ahorro Individual con Solidaridad es el

conjunto de entidades, normas y procedimientos, mediante los cuales se administran los recursos privados y públicos destinados a pagar las pensiones y prestaciones que deban reconocerse a sus afiliados, de acuerdo con lo previsto en este Título” (Subraya nuestra).

En este orden de ideas, los afiliados a dicho régimen tendrán derecho al reconocimiento y pago de las pensiones de vejez, de invalidez y de sobrevivientes, así como de las

indemnizaciones a que haya lugar, cuya cuantía dependerá de los aportes de los afiliados y empleadores, sus rendimientos financieros, y de los subsidios otorgados por el Estado, siempre

y cuando se acredite el cumplimiento de las condiciones establecidas en los artículos 64 y ss. de la Ley 100 de 1993.

Así las cosas, para obtener el reconocimiento de la pensión de vejez a la edad que escoja el afiliado, se debe necesariamente acreditar que el capital acumulado en la cuenta de ahorro individual le permite obtener una pensión mensual, superior al 110% del salario mínimo legal mensual vigente.

En consecuencia y partiendo de la información aportada en su escrito de consulta, este Despacho encuentra acertada la posición asumida por parte de las sociedades administradoras, en el sentido de abstenerse de reconocer pensiones “especiales” no contempladas en el sistema que administran.

Lo anterior como quiera que la prestación denominada por Usted en su escrito de consulta “pensión especial mensual vitalicia de jubilación, contemplada, entre otras, Leyes 1ª de 1.932; 206 de 1.938; 63 de 1.940; 49 de 1.943 y, el Decreto Reglamentario 2340/46” no está prevista en la Ley 100 de 1993 para los afiliados al Régimen de Ahorro Individual administrado por las sociedades administradoras de fondos de pensiones como (…).

(…).»