Sei sulla pagina 1di 10

TÍTULO: Las Ovejas de Jesucristo

TEMA: Características de las Ovejas

INTRODUCCIÓN
Juan en este libro nos habla de la persona de JESÚS y el CIELO que
tiene por su casa. Jn 1:14 y Jn 2: 13-21, también en nuestros días
como pueblo de Dios estamos viviendo etapas, en donde no hay una
firmeza en el carácter y fidelidad de un cristiano; dicen que son
cristianos pero en realidad demuestran lo contrario. En este capítulo
vemos las características de las ovejas que nos da Jesús
comparándolas con un creyente (Ovejas de Jesucristo); Un animal de
la vida diaria de la cultura de ISRAEL.

LIBRO DE JUAN 10: 1-6


1. De cierto, de cierto os digo: El que no entra por la puerta en el corral
de las ovejas, más sube por otra parte, el tal es ladrón y
robador. 2. Más que el entra por la puerta, el pastor de las ovejas
es. 3. A este abre el portero, y las ovejas oyen su voz: y a sus ovejas
llama por nombre. 4. Cómo ha sacado fuera todas las propias, va
delante de ellas, y las ovejas le siguen, porque conocen su
voz. 5. Mas el extraño no seguirán, antes huirán de él: porque no
conocen la voz de los extraños. 6. Esta parábola les dijo Jesús; mas
ellos no entendieron qué era lo que les decía.

DESARROLLO
QUE SON?
1 – Las ovejas son animales limpios. Dt. 14: 3-4

2 – Es un animal que rumia, (es decir, mastican 2 veces lo que comen,


lo prueban antes de digerirlos).

3 – Tiene hendiduras en las patas, por tener 2 uñas en las patas no se


infectan por la materia fétida que era descargada por los demás
animales y las plantas venenosas.
CARACTERÍSTICAS DE LAS OVEJAS
1- Oyen su voz: Jn. 10:3 (Conocen a su pastor) Jn. 10:14 A pesar de
ser animales cortos de vista, tienen una gran capacidad auditiva. Esta
deficiencia de la vista, las hace dependientes de alguien para que las
guíe.

2-Tienen un nombre, identidad propia: Jn. 10:3


– A si que, Dios te identifica por lo que él te ha dado. Jn. 1: 11-12
– Y tú también debes responderle a él con lo que te ha dado. Ef. 4: 7-
8, Ef. 4: 11-12.
– Cada uno de nosotros también hemos recibido una capacidad para
ministrar, (debemos ser original en nuestro estilo para con Dios) 1P. 4:
10-11.

3- Siguen al pastor: Jn. 10:4


– Seguir es obedecer fielmente a su pastor. 1Co. 4:2 Están
comprometidas totalmente. Lc. 9:23
– Es imposible seguir a Jesús viviendo el pasado. Lc. 9:62, y 17:32

4- Conocen su voz. Jn. 10:4 (Madurez espiritual) He. 5:14


– Dejan de ser corderos para ser ovejas.
– Dejan de beber leche, para comer alimento sólido. He. 5:12-13
– Crecimiento, discernimiento y comunión permanente con Dios. 2P.
1:5-10

TIPOS DE OVEJAS DE JESUCRISTO


1- Las que se adelantan:
– A esta oveja el pastor también le coloca una piedra en la pata
izquierda trasera, para que aprenda a caminar a paso del rebaño y el
pastor; Pero muchos cristianos que se adelantan a los planes del
señor y también tienen que ser frenados por él. Mt. 7:21, Lc. 14:7-10.

2- Las retrasadas:
– A esta oveja el pastor la llamara con otra que va al paso del rebaño,
hasta que aprenda a mantenerse en el redil. Ecl. 5:1.2.
A ellas:
* Dios las manda y nunca pueden.
* En la iglesia también dicen NO a las responsabilidades.
* Aunque tienen la puerta abierta nunca entran y no reciben nada.

3- Las rebeldes:
– A esta oveja el pastor le da suaves golpes detrás de las orejas. Ef.
61-2, Pv. 22: 15, Is. 57: 16-17, Hb. 6: 4-8. (Amonestación por la
palabra). Estas Se rebelan contra:
* El pastor
* Los hermanos
* La familia
* Su prójimo
* Dios (porque no les va como ellos quieren)

4- Las contenciosas:
– A esta oveja el pastor las amarra pata con pata, hasta que aprendan
a comer, beber y vivir juntas. (Pelean por todo). Fil. 2:3-4, Pv. 15:1,
Sal. 15, Sal. 24:3-5.

5- Las brinconas:
– Estas son las que andan de iglesias en iglesias y saltan el redil
siguiendo a cualquiera comiendo pasto ajeno.
– A estas ovejas el pastor les echaba aceite amargo a los pastos que
no eran del redil para que ellas aprendieran a mantenerse en el redil.
(Se dejan guiar por su vista).
* Pasto amargo: falsa doctrina que producen a las ovejas dolores
estomacales, náuseas y vómitos. Jr. 6:16, 2P. 2:1-3, 2Jn. 1:8-11, 3Jn.
1:11-12.

6- Las ovejas inconstantes:


– Un tiempo están arribas y otras están abajo, algunas veces están en
la iglesia y otras veces se quedan en sus casas.

Además el pastor tiene que tomar una dolorosa decisión aplicándole


una disciplina fuerte; la acuesta en una mesa y con palo le da con
fuerza de modo que le quiebra el muslo, luego la venda y las entablilla
con amor, pero al hacerlo lo hace de tal modo que los huesos no se
unan correctamente y queden cojas para siempre, (a esta oveja se le
llama PERNIQUEBRADA o QUEBRANTADA). Su condición les crea
cierta inseguridad que les hace siempre mantenerse al lado del pastor
para que les de protección. (Estas tienen de todo un poco, suben y
bajan). Ezq. 34, Stg. 1:8

7- Las que se extravían:


* Se alejan tanto del redil, que se pierden y no saben regresar.
* Creen que ya no hay esperanzas para ellos.
* Andan maltrechas, añorando el redil.
* El pastor las busca, las cura, las cubre con su manto y las trae de
nuevo al redil. (Son las descarriadas). Lc. 15:1-32
8- Las ovejas maduras:
* Caminan detrás del pastor y no se extravían jamás.
* Saben que no pueden descuidar su comunión con Dios.
* Son ovejas productivas (tienen lana, leche, carne y piel). Is. 35:8, 2P.
1:10, Rm. 8:37-39. (Son las que contra viento y marea permanecen en
el redil).

CONCLUSIÓN
Estos animales aunque comían juntos, a la hora de encerrarlos en los
corrales o redil, también eran separadas las ovejas de las cabras.
Además, Dios cuando venga a buscar a su iglesia separará a las
ovejas de Jesucristo; de las cabras y al trigo de la cizaña por la cual es
necesario que usted y yo mientras estemos acá en la tierra
entendamos a la luz de las escrituras cuál debería ser nuestra
identidad. Pero también tenemos que entender que Dios anhela y por
supuesto aspira el bien para todos nosotros, ¡Por eso podemos
considerarnos una oveja limpia ante el señor y decirle señor úsame
porque estoy limpio! Mt. 13:40-43, Mt. 25:31-46.

LAS OVEJAS Y LOS CABRITOS - BOSQUEJO BIBLICO


LAS OVEJAS Y LOS CABRITOS
Mateo 25:31-33
Cuando el Hijo del Hombre venga en su gloria, y todos los santos ángeles con él,
entonces se sentará en su trono de gloria, 32 y serán reunidas delante de él todas
las naciones; y apartará los unos de los otros, como aparta el pastor las ovejas de
los cabritos. 33 Y pondrá las ovejas a su derecha, y los cabritos a su izquierda.

La Biblia dice más de 40 veces que el hombre puede actuar como animal, como
víbora, como perro, como burro, como mulo, como zorra. Siendo que fuimos
hechos a imagen y semejanza de Dios podemos descender muy abajo.

Ante Dios que vale, no es el color de tu piel, no es tu religión, no es tu sistema de


gobierno, etc, en aquél día solo habrá para Dios dos clases de personass que iran
a 2 lugares: izquierda y derecha, dos destinos: vida eterna, o castigo eterno.
Jesús conocía lo hábitos de las ovejas y los cabritos, ¿no les sorprende que no
habló de otro animal?¿Por qué no dijo las gallinas, los pájaros, los patos; escogió
ovejas y cabritos, seguramente Él sabía porqué. Meditemos en las características
de estos dos animalitos:

CARACTERÍSTICAS DE LAS OVEJAS:

1) La oveja es un ser indefenso:


 no tiene uñas para arañar.
 no tiene dientes para morder.
 no tiene cuernos para herir.
 la oveja no pelea.

Y los que son ovejas de Dios tampoco pelean, sino que todo lo sufren, todo lo
esperan, todo lo soportan, no piensan el mal, no usan armas.

Las ovejas de Dios son muy inocentes, no son personas de pelean. y es que la
verdad es que no vale la pena pelear, en un pleito el que pierde el pleito pierde la
gloria y el que lo gana, gana el infierno, así que mejor no pelear.

2) La oveja es un ser pacifico: se deja esquilar, se deja atar,... incluso sacrificar


sin poner obstáculo, no ofrece resistencia.

Usted puede estar matando a un cordero a dos metros y nadie se da cuenta que
está matando un cordero; Es diferente con los gatos o los perros;... los marranos
por ejemplo, hacen un escándalo.

En los pueblitos, en las montañas do, cuando va a ver chicharrón, al marrano lo


matan como a las 2 de la mañana pero todo el pueblo oye sus gritos y dicen: va a
haber chicharrón; si vendieran carne de oveja nadie se da cuenta porque la oveja
no grita.
Qué sorprendente que el Señor haya escogido estos animales para ilustraral
cristiano; la oveja se deja esquilar, se deja atar, incluso sacrificar sin poner
obstáculo; con justa razón al Señor se le llama Cordero de Dios que quita los
pecados del mundo. El dijo: aprended de mí que soy manso y humilde de corazón.

No recuerdo cuántas veces levantó el Señor la voz; solamente cuando veía la


injusticia, generación de víboras les decía, pero por lo regularEL era una persona
tranquila.

3) Una oveja es un ser que sabe alimentarse: una oveja come en un solo lugar y
procura saciarse; en lugares de delicados pastos me hará yacer; junto aguas de
reposo me pastoreará. (La oveja no anda de un lado hacia otro...asi debe de ser
el cristiano).

Dicen que la oveja no toma agua en corrientes, sino en aguas tranquilas; en un


laguito, en un remanso, allí toma agua porque es una oveja que respira
tranquilidad, respira paz.

Las ovejas de Dios nunca están hambrientas, comen en los terrenos de Dios; ya
saben dónde está la comida y ahí van aunque sea un templo pequeño o enorme,
tienen su lugar donde comen las ovejas de Dios.

4) Una oveja conmueve con su lenguaje: no berrea, no grita, no ladra, no rebuzna,


no aúlla, nada de eso hace la oveja, su balido (voz) es lastimoso y
conmovedor;... las ovejas de Dios siempre tienen un lenguaje que conmueve
porque es la palabra de Dios lo que sale de su boca.

CARACTERISTICAS DE LOS CABRITOS:

1) En todo tiempo están listos para hacer daño: ¡Cómo les gusta el pleito a los
chivos!... dar de topes, subirse a cualquier cosa, brincar la cerca, son muy
traviesos.

El hombre que pierde la fe no tiene paz, no tiene juicio espiritual, es heridor, es


vengativo, es rencoroso, no perdona, le gusta criticar, le gusta dividir, halla placer
en la violencia...es como un cabrito.
No sé si a ustedes les dé tristeza como a mí: en estos tiempo he conocido a varios
cristianos, que les están enseñando "karate" a sus hijos pequeños; los están
enseñando a ser cabritos. Enseñan a los niños a pegar patadas, cuando que el
Señor ha dicho que de ellos es el reino de los cielos; en lugar de enseñarles a ser
ovejas les están enseñando a ser cabritos; esa es la verdad.

2) Huelen mal: tienen un "tufo" terrible, lo despiden debido a su vida inquieta. Un


cabrito huele a muchos metros; lo contrario de las ovejas.

La buena fama es como el buen ungüento dice la Biblia; así una mala persona
tarde o temprano se hace de mala fama; el hombre que frecuenta prostibulos huele
mal, y aunque se haya bañado tres veces huele mal. Al que el gusta el alcohol,
igual, y si fuma con más razón.

Un hermano que tenía tiempo de convertido no podía dejar el tabaco y una vez lo
encontré; cuando me vio, puso la mano con el cigarro atrás y empezó a sonreírme,
pero el humo le salía por un lado

- Le digo: termíneselo porque se le va a quemar la mano si seguimos platicando.

- ¡Ay, hermano! Perdóneme(me dijo).

- ¿Y yo porqué lo voy a perdonar? ¡Que lo perdone Dios!

Los cabritos no solo están listos para hacer daño sino que huelen mal; un hombre
que tiene malas costumbres, que no paga sus deudas,...Un cristiano que no se
sujeta, que anda de aca para alla...HUELE MAL (nadie puede confiar en el, por
que es inestable).

3) Los Cabritos van de un lado a otro: Un cabrito va de un lado a otro, come de


todo, cáscaras, papeles, trapos viejos, muerde todo, no se alimenta bien, ni en un
solo lugar. Y si engorda, no es que este gordo, sino inchado.

Los cabritos van de un lado a otro, comen de todo, no se alimenta, es una cosa
terrible. Creo que el Señor por eso puso este ejemplo, cuando las personas están
lejos de Dios.

No aman a su iglesia, les da lo mismo cualquiera, van y se meten en una, luego


van a la otra; yo los conozco.
Por cierto había un hombre anciano que le gustaba ir por aquí, por allá y le dije:

- ¡Hermano, afírmese!

- Es que ando sirviendo a mi Señor, Dios está en todo lugar.

Cuando se murió ese hermano, nadie fue al velorio ¿qué pasó?

- Pues, ¡yo creía que era tuyo! dijo un pastor

- Yo creía que era tu oveja dijo el otro pastor

- No, yo creía que era tuyo, se metía en tu lugar

Y nadie fue.

La Biblia dice: obedeced a vuestros pastores, sujetaos a ellos.

El Señor dice que obedezcamos a nuestros pastores, pero un cabrito que anda por
todos los lugares...ese no tiene pastor.

La Biblia dice que hay un sólo camino, no hay muchos. Muchos caminos pueden
"llevar a Roma" pero sólo uno lleva al cielo: Jesucristo.

Una persona que anda de aquí para allá, nunca afirma su fe ¡Jamás!. Y el diablo
puede meterle ideas negativas.

Un cabrito prueba toda doctrina, nunca examina las cosas con la Biblia, come de
todo, dice: TODO LO HAGO PARA AGRADAR A DIOS...eso es mentira.

4) Los cabritos tienen mal lenguaje: si alguien mata un cabrito desde aquí lo
oímos, si matan a una oveja, a dos metros nadie se da cuenta. Rara vez se oye
gemir a un cabrito, sólo gritan y gritan muy fuerte; el hombre carnal es más lo
que habla que lo que hace; promete y no cumple; cuando ora solo pide auxilio,
pero no pide por otros, no pide por los que sufren, nada más está pidiendo auxilio.

Por supuesto nosotros pedimos auxilio de Dios que nos ayude, pero hay personas
que solamente gritan "nada más yo, después yo, nada más yo y por último yo"
pidiendo auxilio. No gimen por otros, no adoran, no agradecen, sólo están
buscando defectos, se convierten en un "fiscal espiritual". En la mayoría de los
casos siguen reclamando sus derechos, poco o nada ayuda lo que dicen.

El que ve un borrego dice: que buen suéter me puede salir de aquí y el que ve un
cabrito dice: qué buena funda de pistola me va a salir de aquí...

El Señor Jesucristo nos habla de las ovejas y de los cabritos, hay mucha
diferencia; espiritualmente tiene una afinidad con la manera de vivir de muchas
personas.

Nosotros tenemos que examinar siempre nuestras convicciones y ver si vamos


adelante, o vamos hacia atrás, o estamos estancados

¿Ovejas o Cabras?
Menciona la Biblia que llegará el día en que el Señor separará como hacen los pastores
las ovejas de las cabras, marcando una gran diferencia entre ambas. (Mateo, 25:31-46)
Pero, ¿Porqué esa diferencia entre ovejas y cabras? ¿No es Jesús el Buen Pastor?
Si, Jesús es el Buen Pastor, pero es Pastor de ovejas, no de cabras. (Juan, 10:14-16)
Y esta es la diferencia entre ovejas y cabras:
Las cabras, son “ramoneadoras naturales”, es decir les gusta comer las hojas tiernas de
los árboles, cortándoles las puntas e impidiendo su natural desarrollo. Se comen las hojas,
los retoños, las enredaderas, tallos tiernos y arbustos, incluso maleza,(se lo comen todo) y
pueden levantarse sobre sus miembros posteriores para alcanzar la vegetación mas alta.
Son muy ágiles, independientes y muy curiosas. Pueden perfectamente sobrevivir en
libertad, adaptándose al medio sin necesidad de pastor.
Las ovejas, son “pastoreadoras” es decir prefieren comer pasto, hierbas cortas y
gramíneas cortas, así como leguminosas y tréboles.
Tiene un instinto “gregario”, (mentalidad de grupo) una oveja separada de su rebaño
estará muy agitada y nerviosa, pudiendo a consecuencia de esto, llegar a morir. Necesitan
un pastor. De ahí la parábola de las 100 ovejas. (Lucas, 15:3-7)
Así que una vez expuesto muy brevemente algunos de los hábitos y diferencias que
existen entre las cabras y las ovejas, creo que sería muy bueno considerar, si
(espiritualmente hablando) somos, ovejas o cabras. Y para ello, debemos evaluar con toda
honestidad, nuestro comportamiento en cuanto nuestra relación y sujeción a Nuestro Buen
Pastor y Señor Jesucristo.
Porque de eso se trata.
Jehová es mi pastor; nada me faltará. En lugares de delicados pastos me hará
descansar; junto a aguas de reposo me pastoreará.
Confortará alma; me guiará por sendas de justicia por amor de su nombre.
Aunque ande en valle de sombra de muerte no temeré mal alguno, porque tú estarás
conmigo; tu vara y tu cayado me infundirán aliento.
Aderezas mesa delante de mí, en presencia de mis angustiadores; unges mi cabeza
con aceite; mi copa está rebosando.
Ciertamente el bien y la misericordia me seguirán todos los días de mi vida, y en la
casa de Jehová moraré por largos días. (Salmos, 23: 1-6)

Interessi correlati