Sei sulla pagina 1di 7

Universidad Nacional Pedro

Ruiz Gallo
Facultad de ciencias histórico, sociales y de la educación

EL METODO CUANTITATIVO EN LAS CIENCIAS


SOCIALES

METODOLOGÍA CUANTITATIVA.

Frederick Yelsin Diaz Mejía | Métodos Cuantitativos |Profesor: Benites Morales Isidoro

Correo: frederickyelsin@gmail.com

Fecha 13/06/20
INTRODUCCION

El hombre en su afán por el conocimiento descubrió la investigación cuantitativa una de las

principales vías para obtenerlo, teniendo como base la indagación a través de elementos cognitivos

y en datos numéricos extraídos de la realidad, procesados estadísticamente para probar teorías.

En el diseño de una investigación cabe identificar dos momentos. El primero construye el objeto,

dando razón a un propósito y planeando objetivos de investigación. Este primer momento es el

espacio de las preguntas Qué y Para qué se investiga. El segundo, por su parte, define las condiciones

de producción del dato. Es el espacio de las preguntas por el Cómo se investiga, y constituye

propiamente el momento metodológico que este libro aborda.

Sin embargo, en el campo de las ciencias sociales donde la realidad es cambiante e incierta, producto

del contexto complejo en la cual se encuentra inmersa, surge el enfoque mixto (cuali-cuantitativo)

como vía para que el investigador pueda acercarse a su objeto de estudio y obtener el conocimiento

requerido de la realidad social según sus necesidades y expectativas; este enfoque tiene su sustento

filosófico y metodológico en el pragmatismo, el cual se basa en utilizar el método más apropiado para

un estudio en específico.

PÁGINA 1
RESUMEN

La investigación cuantitativa en las ciencias sociales tiene su origen en los siglos XVIII y XIX, su

origen es la respuesta a la necesidad que había en ese entonces de analizar los conflictos sociales.

A través del tiempo, el ser humano ha estado en la búsqueda constante de nuevos conocimientos

siendo la investigación cuantitativa una de las vías para obtenerlo, teniendo su soporte en la

indagación a través de elementos cognitivos y en datos numéricos extraídos de la realidad,

procesados estadísticamente para probar teorías. Sin embargo, en el campo de las ciencias sociales

donde la realidad es cambiante e incierta, producto del contexto complejo en la cual se encuentra

inmersa, surge el enfoque mixto (cuali-cuantitativo) como vía para que el investigador pueda

acercarse a su objeto de estudio y obtener el conocimiento requerido de la realidad social según sus

necesidades y expectativas; este enfoque tiene su sustento filosófico y metodológico en el

pragmatismo, el cual se basa en utilizar el método más apropiado para un estudio en específico.

DESARROLLO

Dentro de toda investigación lo primordial es verificar que “Diseño de muestra” vamos aplicar, es

por eso que me resulta muy interesante hablar de este, que es un campo de conocimiento legitimado

recientemente; su argumento central es que la selección aleatoria de elementos resulta condición

necesaria para formular una teoría científica que facilite la inferencia de datos muestrales a valores

poblacionales. Existen dos formas de realizar la muestra por el muestreo probabilístico y no

probabilístico. (Cea D´Ancona, págs. 179-196)

Por otro lado, existe un intervalo de confianza, también llamado error muestral o error de muestreo,

este intervalo es un valor conocido y el error muestral es una magnitud que no se conoce. El diseño

muestral apropiado depende de diversos factores y no existe una norma definida. Solo puede tener

interés cuando el listado de elementos está disponible y la selección de los casos no requiere

desplazamientos. (Cea D´Ancona, págs. 171-178)


PÁGINA 2
¿Pero cómo es que podemos verificar y analizar los datos?, el análisis se basa en tablas de doble

entrada, en materia estadística. Lo cual permite sacar conclusiones de lo que se hace con esos cruces,

es decir que preguntas se cruzan entre sí y como se relacionan para profundizar y analizar en detalle

algunos resultados. Y si de análisis cuantitativo hablamos, llegamos a la concusión que es

centralmente un análisis sociológico y requiere saber de Sociología, tener alguna idea de cómo se

comportan los grupos sociales, de que factores puedes explicar su comportamiento, etc. (Canales

Céron, Metodologias de Investigacion Social, 2006, págs. 169-182)

Siguiendo con las técnicas de recolección de datos, una de ellas es la entrevista en profundidad,

que puede definirse como una técnica social que pone en relación de comunicación directa cara a

cara a un investigador y a un individuo entrevistado; y un criterio frecuente para identificar los

diversos tipos de entrevistas de investigación social es el del grado de estructuración. (Canales

Céron, Metodologias de Investigacion Social, 2006, págs. 219-235)

Puede distinguirse dos tradiciones en la teoría y la investigación social del “sentido común”,

centrada una en lo que este tiene de saber y la otra en lo que tiene de deber. Es sobre esta distinción

donde cabe entender la diferencia, y complementariedad metodológica, de los grupos de discusión

y los grupos focales. (Canales Céron, Metodologias de Investigacion Social, 2006, págs. 264-266)

Aquí se desarrolla esta distinción aplicándola a las técnicas del grupo de discusión y el grupo focal.

El grupo de discusión es especialmente apto para el análisis de los discursos sociales en su alcance

“Durkheimiano” mientras que el grupo focal lo es en su sentido “Weberiano”; donde el primero

sirve para investigar el sentido de “las palabras”, y en ellas encontrar la conciencia del sujeto y su

relación con la ideología de su grupo, y el segundo para investigar los relatos de las acciones, y en

ellos encontrar “la experiencia” típica. La conversación libre de un conjunto de participantes,

produce un discurso, que puede entenderse como la puesta en habla de la lengua social que

comparten los miembros del grupo. Produce un grupo, que se crea entre los participantes, mediante

el ritual y el trabajo de hablar como tal.

PÁGINA 3
Habitualmente se señala que la diferencia central entre los grupos de discusión y los grupos focales

corresponde a una diferencia de directividad. La diferencia entre ambos recursos, sin embargo,

queda mal comprendida cuando el énfasis se pone en esta dimensión. La posibilidad de habla que

se abre en la conversación libre, esto es, sin pauta de preguntas, no es propiamente libre respecto a

otras posibilidades de acción. (Canales Céron, Metodologias de Investigacion Social, 2006, págs.

270-278)

Una pauta típica de grupo focal tiene la forma de un cuestionario abierto o de un temario. Para ello,

descompone la acción objeto en múltiples dimensiones constituyentes. En conjunto, tales preguntas

modelan una experiencia, al construir un conglomerado de posiciones de observación que, ocupadas

por los participantes, posibilitan su reproducción testimonial del sentido típico de la acción. (Canales

Céron, Metodologias de Investigacion Social, 2006, pág. 281)

Nos atrevemos a decir hoy en día que, las técnicas e investigaciones sociales avanzan con los

propios movimientos. (Canales Céron, Metodologias de Investigacion Social, 2006, pág. 379) La

praxis se trata de un proceso que sentimos que se está abriendo y que lo que necesita no son tanto

“definiciones” como “distinciones”. Una definición pretende abarcar en un concepto una precisión

que resume los pretendidos conocimientos que se tienen sobre un asunto. En cambio, las

distinciones, pretenden decir “lo que no se es”, distinguirse poniendo algunos límites o barreras.

Podemos definir algo con un cierto margen de precisión, pero luego sus usos y abusos, las

experiencias prácticas que se reclaman de tal definición, pueden aconsejar establecer distinciones

para poder saber de qué estamos hablando y qué estamos haciendo.

Y lo podemos notar con mayor frecuencia en los últimos 20 años, las “redes” han pasado de ser algo

que pocos investigadores se enfocaban en ellas, a ser lo más utilizado por todos. Así, lo primero será

partir de las fuentes que hemos venido tomando e incorporando en estos años, y luego pasar a

establecer en dónde hemos ido coincidiendo y qué prácticas nos han resultado más operativas, con

qué herramientas, y usadas desde qué criterios y posiciones de fondo. Debería ser el primer salto a

dar, la consideración sobre las éticas de los investigadores, expertos o técnicos, y su aparente
PÁGINA 4
neutralidad es un tema muy debatido, en donde las metodologías participativas siempre han

defendido que no existe tal neutralidad, por la imposibilidad de intentar tan siquiera separar los

distintos aspectos de cualquier persona, que siempre tiene su forma particular de enfocar los

procesos. (Canales Céron, Metodologias de Investigacion Social, 2006, págs. 387-389)

También deberíamos aclarar que estamos en unas relaciones de sujetos con sujetos, donde todos

aprenden de todos, y plantean juntos, desde diferentes posiciones, lo que ha de ser un diagnóstico y

una acción comunes. (Canales Céron, Metodologias de Investigacion Social, 2006, págs. 390-393)

PÁGINA 5
CONCLUSIONES.

 Los enfoques de investigación y las técnicas e instrumentos son imprescindibles en

cualquier investigación científica ya que nos permiten recopilar y analizar la información

sobre el fenómeno de investigación.

 Las investigaciones que generalmente se desarrollan son de carácter social y su incidencia

en el entorno, es por ello que la investigación social requiere de gran acogida, y su

fundamentación para el desarrollo de este proceso debe ser sistematizada con el fin de

asegurar unos resultados viables.

 Los problemas sociales que van aconteciendo no se les podría dar una solución sin las

distintas metodologías científicas, ya que sin ella nos tendrían validación ni certeza.

BIBLIOGRAFÍA

Canales Céron, M. (2006). Metodologias de Investigacion Social. En M. Canales Céron.

LOM.

PÁGINA 6