Sei sulla pagina 1di 2

Jöns Jacob Berzelius

Jöns Jacob von Berzelius /jœns ˌjɑːkɔb bæɹˈseːliɵs/ (Östergötland, Suecia, 20 de agosto de 1779 - Estocolmo, 17 de
agosto de 1848) fue un químico sueco. Ideó el moderno sistema de notación química, y junto con John Dalton, Antoine
Lavoisier, y Robert Boyle, es considerado el padre de la química moderna.1
Descubrió el torio, el cerio y el selenio y fue el primero en aislar el circonio, el silicio y el titanio. También perfeccionó la
tabla de los pesos atómicos de los elementos publicada por Dalton, corrigiendo sus errores.

Biografía[editar]
Berzelius nació en Östergötland, en Suecia. Perdió a sus padres a una edad temprana. Estaba a cargo de sus
familiares en Linköping, donde asistió a la escuela que hoy se conoce como Katedralskolan. Posteriormente se
matriculó en la Universidad de Uppsala, donde aprendió la profesión de médico desde 1796 hasta 1801. Le enseñó
química Anders Gustaf Ekeberg, el descubridor del tantalio. Trabajó como aprendiz en una farmacia y con un médico
en el balneario Medevi. Durante este tiempo analizó el agua del manantial. Para sus estudios de medicina, examinó la
influencia de la corriente galvánica en varias enfermedades y se graduó como médico en 1802. Ejerció la medicina
cerca de Estocolmo, hasta que el propietario de una mina, Wilhelm Hisinger, descubrió su capacidad analítica y le dotó
de un laboratorio.
En 1807 Berzelius fue nombrado profesor de química y farmacia en el Instituto Karolinska.
En 1808 fue elegido miembro de la Real Academia Sueca de Ciencias, que por entonces se había estancado durante
varios años debido al menor interés por las ciencias en Suecia desde la época del romanticismo. En 1818 fue elegido
secretario de la misma, y ocupó el cargo hasta 1848. A Berzelius se le atribuye la revitalización de la Academia que
vivió una segunda época dorada, siendo la primera la que estuvo bajo la secretaría del astrónomo Pehr Wilhelm
Wargentin (1749 a 1783).2 En 1837, fue elegido también miembro de la Academia Sueca, con el sillón número 5.
Por sus enormes logros en el campo de la química (que se resumen a continuación), Berzelius es considerado como
el "padre de la química en Suecia":
Nuevos elementos[editar]
Berzelius se acredita con la identificación de los elementos químicos selenio, torio y cerio, y fue el primero en aislar
el silicio, el circonio y el titanio. Los estudiantes que trabajaban en el laboratorio de Berzelius también descubrieron
el litio y el vanadio.
Ley de las proporciones definidas[editar]

Daguerreotipo de Berzelius.

Poco después de llegar a Estocolmo escribió un libro de texto de química para sus estudiantes de medicina, que fue el
punto de partida de su larga y fructífera carrera. Mientras llevaba a cabo experimentos para documentar el libro de
texto utilizó la ley de las proporciones constantes, formulada por Joseph Louis Proust, y demostró que las sustancias
inorgánicas están compuestas de diferentes elementos en proporciones constantes en peso. Basándose en este
hecho, en 1828 compiló una tabla de pesos atómicos relativos, donde el peso atómico del oxígeno se fijaba en 100.
Este trabajo proporcionó una evidencia a favor de la teoría atómica de Dalton: que los compuestos químicos
inorgánicos se componen de átomos combinados en cantidades enteras. Al descubrir que los pesos atómicos no son
múltiplos enteros del peso de hidrógeno (como el por ejemplo el del cloro, 35,5 veces el peso atómico del hidrógeno),
Berzelius también refutó la hipótesis de Prout de que los elementos se construyen a partir de átomos de hidrógeno.
Nomenclatura química[editar]
Con el fin de sistematizar sus experimentos, desarrolló un sistema de notación química en la que a los elementos se
les denotaba con símbolos simples. Codificó los elementos según la primera letra de su nombre latino, agregando una
segunda letra cuando había necesidad de diferenciar dos elementos cuyo nombre comenzaba con la misma letra
inicial. Por ejemplo, C para carbono, Ca para calcio, Cd para cadmio, etc, con las proporciones señaladas por
números. Este es, básicamente, el mismo sistema utilizado en la actualidad en la fórmula molecular, con la única
diferencia de que en lugar de los subíndices utilizados en la actualidad (por ejemplo, H2O), Berzelius utilizaba
superíndices (H2O). Pese a su evidente ventaja sobre el engorroso y casi incomprensible sistema anterior, la
nomenclatura propuesta por Berzelius encontró resistencia, y tardó años en ser universalmente aceptada.
Nuevos términos químicos[editar]
A Berzelius también se le atribuyen nuevos términos empleados en química
como catálisis, polímeros, isómero y alótropo, aunque sus definiciones originales difieren drásticamente de su uso
moderno. Por ejemplo, acuñó el término "polímero" en 1833 para describir los compuestos orgánicos que comparten
idénticas fórmulas empíricas, pero difieren en el peso molecular en general. El mayor de los compuestos se describe
como "polímero" de los más pequeños.
Biología[editar]
Berzelius tuvo también una influencia importante sobre la biología. Fue el primero en hacer la distinción entre los
compuestos orgánicos (aquellos que contienen carbono), y los compuestos inorgánicos. En particular, asesoró a
Gerardus Johannes Mulder en su análisis elemental de compuestos orgánicos, tales como el café, el té y varias
proteínas. El término "proteína" fue de hecho acuñado por Berzelius, después de que Mulder hubiera observado que
todas las proteínas parecían tener la misma fórmula empírica, y llegó a la conclusión errónea de que podrían estar
compuestas por un solo tipo de molécula (muy grande). Berzelius propuso este nombre porque estas moléculas
parecían ser la sustancia primitiva de la alimentación animal que las plantas preparan para los herbívoros.

Familia[editar]

Estatua de Berzelius en el centro del Parque Berzelii, Estocolmo.

Tumba de Berzelius

En 1835, a la edad de 56 años, se casó con Elisabeth Poppius, de 24 años de edad, hija de un ministro del gobierno
sueco, y en el mismo año fue elevado a freiherr.3
Falleció el 7 de agosto 1848 en su casa en Estocolmo, donde había vivido desde 1806.4

Obra[editar]
Fue el primer analista del siglo XIX: además de llevar a cabo con la mayor precisión un número enorme de análisis,
hay que atribuirle el descubrimiento de varios cuerpos simples: Hisinger y Berzelius descubren el
elemento cerio en 1807, en 1817 identifica junto a Johan Gottlieb Gahn el selenio, y como tercer y último
descubrimiento el torio en 1829. Sus alumnos descubrieron otros dos elementos: en 1817 Johann Arfvedson descubre
el litio, y en 1830 Nils Gabriel Sefström redescubre el vanadio. Berzelius fue quién propuso los nombres de litio y
vanadio, así como el de sodio. Fue el primer químico que aisló el silicio (en 1823), el circonio (en 1824),
el torio (en 1828) y el titanio.
Estudió las combinaciones de azufre con fósforo, el flúor y los fluoruros, determinó un gran número de equivalentes
químicos. Fue prácticamente el creador de la química orgánica. Introdujo las nociones y las
palabras alotropía, catálisis, isomería, halógeno, radical orgánicoy proteína. Tan filósofo como experimentador,
consolidó la teoría atomística así como la de las proporciones químicas; inventó e hizo aceptar universalmente
fórmulas químicas análogas a las fórmulas algebraicas con el objetivo de expresar la composición de los cuerpos.
Para explicar los fenómenos adoptó la célebre teoría del dualismo electro-químico, y con esta teoría llevó a cabo
muchas reformas en la nomenclatura y en la clasificación. Desarrolló una teoría electroquímica acerca de los radicales.
También fue uno de los primeros que basó la mineralogía en el conocimiento de los elementos químicos de los
cuerpos. El actual sistema de notación química se adoptó gracias a Berzelius, que fue quien lo propuso en 1813.
Berzelius fue uno de los primeros que publicó una tabla de las masas moleculares y masas atómicas con exactitud
aceptable.