Sei sulla pagina 1di 77

“INSTITUTO SAUSA”

LABORATORIO CLÍNICO

“CONOCIMIENTO Y PRÁCTICA DE ESTILOS DE VIDA EN

PACIENTES CON DIABETES MELLITUS, HOSPITAL DE

BARRANCA 2012”

PRESENTADO POR:

JAUJA – PERÚ

2018
ÍNDICE
Pág.

1. ASPECTO CONCEPTUAL

1.1. PLANTEAMIENTO DEL PROBLEMA……………………………….4

1.1.1. Planteamiento o definición del problema…………………………..4

1.1.2. Formulación del problema de investigación………………………..7

1.2. OBJETIVOS……………………………………………………………….7

1.2.1. Objetivo general…………………………………………………….7

1.2.2. Objetivos específicos…………………………………………………8

1.3. JUSTIFICACIÓN………………………………………………………….8

1.4. MARCO TEÓRICO……………………………………………………….10

1.4.1. Antecedentes de la Investigación…………………………………….10

1.4.2. Bases Teóricas………………………………………………………16

1.4.3. Definición de términos………………………………………………45

1.5 HIPÓTESIS Y OPERACIONALIZACION DE VARIABLES…………45

2. ASPECTO METODOLÓGICO………………………………………………49

2.1. Tipo de estudio………………………………………………………………49

2.2. Diseño de la Investigación ………………………………………………….49

2.3. Población o universo………………………………………………………..49

2.4. Unidad de análisis y muestra………………………………………………..50

2.5. Instrumentos de recolección de datos……………………………………….51

2.6. Análisis estadístico e interpretación de la información…………………….52

2
2.7. Ética de la Investigación…………………………….……………………...53

3. ASPECTO TÉCNICO ADMINISTRATIVO…………………………………55

3.1. Cronograma de trabajo……………………………………………………...55

3.2 . Presupuesto del proyecto…………………………………………………...56

4. REFERENCIAS BIBLIOGRAFICAS…………………………………………59

3
1. PLAN DE INVESTIGACIÓN

1.1. PLANTEAMIENTO DEL PROBLEMA

1.1.1. Planteamiento o definición del problema

Según la Organización Mundial de la Salud, en el mundo se estima más de

346 millones de personas con Diabetes y según la Federación Internacional

de Diabetes, en las Américas esa cifra podría incrementarse en 50 % en el

periodo 2000 - 2030, lo que equivale a que el número de personas con

diabetes podría incrementarse de 55 a 83 millones. Se calcula que en 2004

fallecieron 3,4 millones de personas y más del 80% se registran en países de

ingresos bajos y medios y casi la mitad de esas muertes corresponden a

personas de menos de 70 años, y un 55% a mujeres.1

En el Perú el año 2000 se estimaba una prevalencia de Diabetes Mellitus de

5,1%, encontrándose a Lima (50,097) y la región Callao (10,693) con más

personas afectadas en el año 2011 y al año 2025 se estima que ésta se

incrementaría a 7,5%. Se menciona que en la actualidad esta enfermedad

afecta a más de un millón de peruanos y menos de la mitad han sido

diagnosticados.2

4
A nivel de nuestra provincia durante el año 2011 se ha reportado 188 casos

nuevos de Diabetes Mellitus, siendo las mujeres las más afectadas con el

69%. El distrito más afectado es Barranca (69 casos), el de mayor riesgo es

el distrito de Paramonga (46 casos), siguiendo en riesgo el distrito de Supe

(41 casos), el de menor riesgo es Pativilca con 15 casos.3

La Diabetes Mellitus (DM) es una alteración metabólica, con la presencia

de hiperglicemia crónica que se acompaña de alteraciones en el

metabolismo de carbohidratos, grasas y proteínas, y que resulta de defectos

en la secreción y/o acción de la insulina, la misma que conduce a una serie

de manifestaciones a corto y largo plazo como disfunción e insuficiencia

de diferentes órganos especialmente de los ojos, riñones, nervios, corazón

y vasos sanguíneos.4

El desconocimiento de las prácticas del cuidado de sí mismo es la causa

principal para que el paciente diabético demuestre una actitud negativa ante

las complicaciones inherentes a la enfermedad. En el diabético la

modificación de estilos de vida es muy importante porque ayuda a controlar

la enfermedad, sin embargo muchas veces para las personas con este

problema es muy difícil y se requiere de actitud positiva, fuerza de voluntad

e interés por cuidarse. 5

5
Algunos pacientes presentan dificultades para poner en práctica sus estilos

de vida como: la asistencia al control médico, la actividad física, modificar

los hábitos alimenticios, autocuidado, probablemente porque no aceptan su

condición asociada a la diabetes o por limitaciones a la información que se

les proporciona, esto puede deberse a problemas emocionales, como la

dificultad para aceptar el diagnóstico de diabetes, falta de motivación, de

alimento, de allí la importancia de simplificar la información tanto como sea

posible y dar a los pacientes suficientes oportunidades para que pregunten,

repitan y practiquen lo que se les indica.6

En la actualidad en nuestro país constituye un problema de salud pública por

la magnitud y trascendencia de sus complicaciones, de igual manera se ha

observado incremento en la demanda de hospitalización por diabetes en los

últimos años, casi cinco veces mayor que por otros padecimientos, ya que

se pudo observar la concurrencia de numerosos pacientes con sus

respectivos familiares.7 La mayoría de complicaciones se deben a la falta de

conocimientos, cuidado y prácticas de estilos de vida saludable del paciente,

relacionado a diversos factores por lo que las actividades de autocuidado

son habilidades especializadas que se desarrollan a lo largo de la vida de las

personas y son indispensables para realizar cualquier acción enfocada a la

salud. Ante lo cual, las enfermeras, deben tener en cuenta estos factores

como un campo de intervención, que les permitan participar en la atención

integral de esta enfermedad.8

6
La Diabetes Mellitus repercute sobre el ser humano, la familia, la economía

de la nación, ocasionando gastos millonarios en forma directa o indirecta.

Basado en las referencias estadísticas antes expuestas, y en vista de que la

mayoría de los pacientes tienen un estilo de vida sedentario, alimentación

inadecuada, los cuales pueden conllevar al fallecimiento, razón que nos

motivó a determinar la presencia de la misma en los usuarios que se atienden

en el Hospital de Barranca.

1.2. FORMULACIÓN DEL PROBLEMA DE INVESTIGACIÓN

De lo planteado anteriormente se delimita y se presenta el siguiente problema.

¿CUÁL ES EL CONOCIMIENTO Y PRACTICA DE ESTILOS DE VIDA

EN PACIENTES CON DIABETES MELLITUS. HOSPITAL DE

BARRANCA 2012”?

1.3. JUSTIFICACIÓN DEL PROYECTO DE INVESTIGACIÓN

La Diabetes Mellitus es un problema muy importante de salud pública, debido a

sus múltiples repercusiones a nivel personal, económico y sanitario tanto en su

tratamiento como sus complicaciones degenerativas. Al contrastar con la

población general, los diabéticos tienen 25 veces más probabilidad de sufrir

ceguera, 20 veces gangrena, 17 veces nefropatías o 12 veces cardiopatías. Estas

probabilidades aumentan en los diabéticos descontrolados. Algunos datos

reportan que la insuficiencia circulatoria periférica y la retinopatía aparecerán a

los 20 años de evolución de la diabetes mellitus.9

7
El número de personas con diabetes tipo 2 está en rápido aumento en todo el

mundo. Este aumento va asociado al desarrollo económico, al envejecimiento de

la población, al incremento de la urbanización, a los cambios de dieta, a la

disminución de la actividad física y al cambio de otros patrones de estilo de vida.

La intervención de la/el enfermera/o es importante e indispensable para mantener

el optimismo y dinamismo en la vida diaria del paciente, especialmente en la

población diabética, esto se logra a través de la manifestación de empatía, amistad,

respeto y valor, ante la situación que el paciente presenta para evitar resistencia al

cambio. Escuchar delicada y cuidadosamente al paciente para poder conocer sus

necesidades, brindar apoyo emocional y ayudarle a buscar soluciones haciendo

hincapié en el aprendizaje de las acciones correctas ya que estas otorgan una

perspectiva adecuada e inclinada a practicar actividades de autocuidado que

fomentan la calidad de vida en el paciente.

De tal manera enfermería incentiva a la población diabética para estar en la

disponibilidad de responder de manera positiva frente a cualquier situación o

fenómeno que se presente, y sobre todo que ejerza influencia directa y dinámica

en la vida del paciente, por ende, es importante que el paciente desarrolle

diariamente acciones de autocuidado y el cumplimiento adecuado del tratamiento

médico para evitar las complicaciones inherentes de la enfermedad como también

la muerte.

8
El estudio es factible por el apoyo que brindará el establecimiento de salud al

permitir la realización del presente estudio por ser relevante y de gran importancia

puesto que beneficiara a las personas diabéticas a que tengan un mejor

conocimiento sobre la enfermedad y mejoren sus practica de estilo de vida, con la

finalidad de evitar complicaciones.

1.4. LIMITACIONES DEL PROBLEMA DE INVESTIGACIÓN

1.5. OBJETIVOS DEL PROYECTO DE INVESTIGACIÓN

1.2.1. Objetivo general

 Determinar los conocimientos y prácticas de estilos de vida del paciente

con Diabetes Mellitus. Hospital de Barranca 2012”

1.2.2. Objetivos específicos

 Determinar algunos factores socioeconómico y cultural de los pacientes

con diabetes mellitus.

 Evaluar el nivel de conocimiento de los pacientes con Diabetes Mellitus.

 Clasificar el nivel de conocimiento de los pacientes con diabetes Mellitus.

 Describir los estilos de vida del paciente con diabetes mellitus y sus

implicancias en su comportamiento relacionado con la enfermedad.

 Identificar la práctica de estilo de vida de los pacientes con Diabetes

Mellitus.

 Establecer la relación entre el nivel de conocimiento y práctica de estilos

de vida en pacientes con Diabetes Mellitus.

9
2. MARCO TEÓRICO

2.1 ANTECEDENTES DEL PROYECTO DE INVESTIGACIÓN

Internacional

Hernández Gómez De Dubón Dora Florencia, investigo:

“Conocimientos, actitudes y prácticas de autocuidado de los pacientes

diabéticos de 40 a 60 años que asisten a la consulta externa del Hospital

Nacional de Amatitlán” Guatemala, 2011. Estudio descriptivo con

abordaje cuantitativo y de corte transversal. Reportando el siguiente

resultado: Existe un 96% de pacientes diabéticos que no poseen los

conocimientos necesarios de autocuidado. Dentro de las actitudes sobre

autocuidado se establece que existe un 83% de pacientes que presentan una

actitud no favorable ante la enfermedad. En relación a las prácticas refleja

que un 92% demuestran la deficiencia de prácticas de autocuidado que la

enfermedad requiere para contribuir a mantener una mejor calidad de vida,

a través de un estilo de vida saludable.

Correa Morales José realizó un estudio descriptivo de corte transversal en

el 2010, sobre: “Autoconcepto de la Diabetes Mellitus en pacientes que

asisten a la clínica de atención integral en el Centro de Salud Jorge

Sinforoso. Municipio de Granada” Nicaragua, llegando a los siguientes

resultados: El 91% de los pacientes entre todos los grupos de edades tenían

buen nivel de conocimiento acerca de la Diabetes Mellitus, el 90.7% de los

pacientes entrevistados, expresaron algunos elementos positivos del

autoconcepto, entre ellos la autoestima, valor, confianza, entre otros.

10
Montejo Briceño María Cristino, realizó un estudio transversal analítico en

en el 2009, sobre: “Estilos de vida en diabéticos del Instituto Mexicano del

Seguro Social: correlación con el modelo de Wallston” reportando el

siguiente resultado: Los estilos de vida del paciente diabético en las UMF

investigadas son en su mayoría inadecuado.

Rodríguez Solange, realizo un estudio en un diseño de campo, de tipo

descriptiva, transversal y retrospectiva en el 2007, sobre: “Intervención

educativa de la enfermera comunitaria en la promoción del autocuidado en

el paciente diabético atendido en la Unidad Diabetológica del hospital

distrital De Bejuma” Venezuela, donde el resultado de la investigación

evidenció que el personal de enfermeras comunitarias realiza actividades

educativas contribuyendo en la promoción del autocuidado de los pacientes

diabéticos que asisten al control en la Unidad Diabetológica.

Ocotal Nueva Segovia, realizó un estudio descriptivo de corte transversal,

cuali-cuantitativo en el 2007, sobre: “Conocimientos, actitudes y prácticas

de los pacientes diabéticos, Programa dispensarizados en los 6 centro de

Salud del SILAIS Estelí- Nicaragua”, llegando a los siguientes resultados:

Conocimiento de los pacientes diabéticos 78%, el 76 % de los pacientes

aceptan su enfermedad y Los pacientes entrevistados tienen prácticas

adecuadas para prevenir las complicaciones.

11
Gack Ghelman, L., Souza, MH do N., Machado Tinoco Feitosa Rosas, AM.

Realizaron un estudio de tipo cuantitativo y de carácter descriptivo en el

2006 sobre: “Conocimiento de las prácticas de autocuidado en los pies de

los individuos con Diabetes Mellitus atendidos en una unidad básica de

salud” Brasil, reportando el siguiente resultado: que la mayoría de los

pacientes investigados eran del sexo femenino, tenían más de 40 años,

presentaban Hipertensión Arterial y tenían un tiempo medio de diagnóstico

de Diabetes de 8 años. Los pacientes presentaban glicemia elevada,

problemas en los pies, como callos, y fisuras, referían tener conocimiento

sobre prácticas de autocuidado.

Malave Weeden Enrique, Márquez Canario Bertha, realizaron un estudio

retrospectivo de nivel descriptivo en el 2009, sobre: “Influencia de la

Educación Diabetológica en el control metabólico de pacientes con Diabetes

Mellitus. Hospital Universitario “Dr. Luis Razetti” Barcelona, llegando a

los siguientes resultados: el 95% de los cuales presentaron Diabetes Mellitus

tipo 2, unas ¾ partes de los pacientes cumplen tratamiento farmacológico,

una tercera parte de los pacientes presentan complicaciones

cardiovasculares y una sexta presentan manifestaciones de complicaciones

neurológicas, presentándose con menor frecuencia las complicaciones

renales y pie diabético.

12
Flores Carrasco Silvia, realizó una investigación descriptiva cuali-

cuantitativa en el 2007, sobre: “Conocimientos sobre las complicaciones de

la diabetes que tienen los pacientes hospitalizados y sus familiares”

Ecuador, reportando los siguientes resultados: El 84% de los pacientes

diabéticos ingresados al servicio de Medicina Interna y el 71% de sus

familiares no tienen conocimiento de la enfermedad, 75 al 99% desconoce

sobre la diabetes, los cuidados y acerca de las complicaciones y el 50% de

los pacientes diabéticos presentan alteración mental y de la conducta.

Nacional

Mendoza Rivera R., Gil Alfaro I., Sainz Vázquez L., realizó un estudio

comparativo prospectivo en el 2009, sobre: “Actitudes y motivaciones del

paciente Diabético y el personal de salud sobre la Diabetes Mellitus tipo

2” reportando los siguientes resultados: Los profesionales de la salud

valoran más el control estricto de la enfermedad; para los pacientes los

rubros considerados más altos fueron el impacto psicosocial y la autonomía.

Ambos grupos perciben a la enfermedad como grave y coinciden en la

necesidad de un entrenamiento especial para los profesionales de la salud.

Corbacho Armas Kelly, Palacios García Nícida, Vaiz Bonifaz Rosa

realizaron un estudio de tipo cuantitativo, con un enfoque descriptivo de

13
corte correlacional en el 2008: “Conocimiento y práctica de estilos de vida

en pacientes con Diabetes Mellitus” reportando los siguientes resultados:

para pacientes con conocimiento malo, 54,4% tuvieron estilos de vida

negativos; pacientes con conocimiento regular, 59,1% presentaron estilos de

vida negativos; pacientes con un nivel de conocimiento bueno, 65,0% en

conclusión los pacientes tuvieron estilos de vida positivos y que existe

relación entre el nivel de conocimiento y la práctica de estilos de vida del

paciente.

Hijar R. Alex. Realizó un estudio aplicativo, tipo cuantitativo y método

descriptivo de corte transversal en el 2008: “Conocimientos que tienen los

pacientes diabéticos y sus familiares sobre la enfermedad y sus cuidados

en el hogar, en el HNDAC”. Reportando los siguientes resultados: La

mayoría de Pacientes y familiares tienen un nivel de conocimiento medio,

tanto en la dimensión conocimientos sobre la enfermedad como en la

dimensión conocimientos sobre los cuidados en el hogar, pero también los

resultados muestran que hay una gran cantidad de pacientes y familiares que

tienen un nivel de conocimiento bajo sobre la enfermedad y sobre los

cuidados en el hogar, y aproximadamente la quinta parte tienen un nivel de

conocimiento alto.

Noda Milla Julio, Pérez Lu José, Málaga Rodríguez Germán, Aphang Lam

Meylin, realizaron un estudio cualitativo en el 2008, sobre: “Conocimientos

14
sobre "su enfermedad" en pacientes con Diabetes Mellitus tipo 2 que acuden

a hospitales generales” Lima, reportando los siguientes resultados: En 4

pacientes (12,9%) el nivel de conocimiento sobre la enfermedad fue

adecuado, en 15 (48,39 %) intermedio y en 12 (38,71 %) inadecuado. No se

halló asociación estadística entre el nivel de conocimiento con ninguna de

las variables estudiadas.

Reyes Salas Lucia Catalina, realizó un estudio descriptivo correlacional

corte transversal en el 2007, sobre: “Nivel de conocimiento y estilo de vida

de las personas diabéticas. Hospital III Es Salud Chimbote” donde reportó

los siguientes resultados: el 65% de personas diabéticas presentan un nivel

de conocimiento regular, seguido de un 23% deficiente y un 12% bueno.

Asimismo, el 79% de personas diabéticas presentan un estilo de vida más

adecuado y un 21% menos adecuado; existe relación estadísticamente

significativa entre el nivel de conocimiento y estilo de vida, es decir ambas

variables son independientes.

Cerna Castillo Araceli, Reyes Ángeles Elizabeth, realizaron un estudio tipo

cuantitativo – descriptivo en el 2007, sobre: “Nivel de conocimiento y estilo

de vida de las personas diabéticas. Hospital Regional “Eleazar Guzmán

Barrón” Nuevo Chimbote, reportando los siguientes resultados: El 71% de

personas diabéticas presentan un nivel de conocimiento regular, el 93% de

personas diabéticas presentan un estilo de vida más adecuado y no existe

15
relación significativa entre el nivel de conocimiento y la variable estilo de

vida.

Reyes S. Lucia. Realizó un estudio de tipo descriptivo correlacional de corte

transversal en el 2007 sobre: “Nivel de conocimiento y estilo de vida de las

personas diabéticas. Hospital III es salud Chimbote”. Donde se obtuvo los

siguientes resultados: El 65% de personas diabéticas presentan un nivel de

conocimiento regular, seguido de un 23% deficiente y un 12% bueno.

Asimismo, el 79% de personas diabéticas presentan un estilo de vida más

adecuado y un 21% menos adecuado; existe relación estadísticamente

significativa entre el nivel de conocimiento y estilo de vida.

2.2. BASES TEÓRICAS

A. Diabetes Mellitus:

Es una afección crónica que se desencadena cuando el organismo pierde su

capacidad de producir suficiente insulina o de utilizarla con eficacia. La

insulina es una hormona que se fabrica en el páncreas y que permite que la

glucosa de los alimentos pase a las células del organismo, en donde se

convierte en energía para que funcionen los músculos y los tejidos. Como

resultado, una persona con diabetes no absorbe la glucosa adecuadamente, de

modo que ésta queda circulando en la sangre (hiperglucemia) y dañando los

tejidos con el paso del tiempo. Este deterioro causa complicaciones para la

salud potencialmente letales. 10

16
La Organización Mundial de la Salud define la diabetes como un desorden

metabólico caracterizado por una etiología múltiple con:

1. Hiperglicemia crónica con cambios en el metabolismo de los

carbohidratos, grasas y las proteínas.

2. Resultado de un defecto de la secreción y/o la acción de la insulina, de

manera que se puede generalizar diciendo que la hiperglicemia se

considera secundaria a una deficiencia relativa o absoluta de insulina, o

bien a un exceso relativo de glucagon, así como a una mala utilización

de azúcares por parte del organismo.11

 Clasificación de la Diabetes Mellitus:

Hay tres tipos principales de diabetes:

1. Diabetes tipo 1

2. Diabetes tipo 2

3. Diabetes Mellitus Gestacional (DMG)

1. Diabetes tipo 1

La diabetes tipo 1 está causada por una reacción autoinmune, en la que el

sistema de defensas del organismo ataca las células productoras de insulina

del páncreas. Como resultado, el organismo deja de producir la insulina

que necesita. La enfermedad puede afectar a personas de cualquier edad,

pero suele aparecer en niños o jóvenes adultos.

Las personas con diabetes tipo 1 pueden llevar una vida normal y saludable

mediante una combinación de terapia diaria de insulina, estrecha

monitorización, dieta sana y ejercicio físico habitual.12

2. Diabetes tipo 2

17
La diabetes tipo 2 es el tipo más común de diabetes. Suele aparecer en

adultos, pero cada vez más hay más casos de niños y adolescentes. En la

diabetes tipo 2, el organismo puede producir insulina pero, o bien no es

suficiente, o el organismo no responde a sus efectos, provocando una

acumulación de glucosa en la sangre. Las personas con diabetes tipo 2

podrían pasar mucho tiempo sin saber de su enfermedad debido a que los

síntomas podrían tardar años en aparecer o en reconocerse, tiempo durante

el cual el organismo se va deteriorando debido al exceso de glucosa en

sangre.

Factores de riesgo importantes:

 Obesidad

 Mala alimentación

 Falta de actividad física

 Edad avanzada

 Antecedentes familiares de diabetes

 Origen étnico

 Nutrición inadecuada durante el embarazo, que afecta al niño en

desarrollo. 13

3. Diabetes Mellitus Gestacional

Se dice que una mujer tiene Diabetes Mellitus gestacional (DMG) cuando

se le diagnostica diabetes por primera vez durante el embarazo. Cuando

una mujer desarrolla diabetes durante el embarazo, suele presentarse en

18
una etapa avanzada y surge debido a que el organismo no puede producir

ni utilizar la suficiente insulina necesaria para la gestación.14

 Signos y síntomas de la Diabetes Mellitus 2

Los niveles altos de glucosa en la sangre pueden causar diversos problemas

que esta dado por necesidad frecuente de orinar (poliuria), sed excesiva

(polidipsia), exceso de apetito (polifagia), fatiga, pérdida de peso y visión

borrosa; sin embargo, debido a que la diabetes tipo 2 se desarrolla

lentamente, algunas personas con niveles altos de azúcar en la sangre son

completamente asintomáticas.15

 Medios de Diagnóstico:

El método inicial más apropiado es medir la glucemia después de ayuno

de toda la noche; varía menos de un día a otro y es más resistente a factores

que alteran de modo inespecífico el metabolismo de la glucosa. El

diagnóstico se corrobora si la glucemia es de 140mg/100ml. (o más) en

dos ocasiones separadas; siendo los valores normales de 70 – 110 mmHg.

 Tratamiento

La diabetes mellitus comprende cambios en el estilo de vida e

interacciones farmacológicas con insulina o fármacos hipoglicemiantes

ingeridos pero los objetivos a corto y largo plazo en el tratamiento son los

mismos. Los objetivos principales del tratamiento son evitar los síntomas

19
derivados de la hiperglucemia y prevenir las complicaciones metabólicas

agudas y crónicas.16

 Prevención

Es tener unos hábitos de vida saludables, que incluyen la práctica de un

ejercicio físico moderado y mantenido en el tiempo, el cese del tabaquismo

y la alimentación equilibrada baja en grasas (especialmente saturadas) y

rica en frutas y verduras (como es la dieta mediterránea).

En individuos con obesidad (central), con antecedentes de diabetes

gestacional, o con cualquiera de los factores de riesgo se recomienda un

análisis de sangre en cuanto sea posible y, si es normal, hacer análisis de

sangre anuales. La mejor prueba diagnóstica es la cantidad de azúcar en

sangre en situación de ayunas (glucemia basal).17

Entre las medidas preventivas para evitar complicaciones de la Diabetes

Mellitus tenemos:

Higiene personal: “La higiene es la ciencia de la salud y la manera de

conservarla; se refiere a sí mismo a prácticas que tiene por resultado el

bienestar físico. Es importante una buena higiene personal para la salud

general” La higiene que cada persona realiza personalmente es producto

de la educación sobre hábitos y costumbres adecuadas, que se adquieren

en el hogar. Siendo importante para mantener en un nivel óptimo el

funcionamiento de organismo. Es importante que todas las personas

practiquen hábitos de higiene personal diariamente y correctamente, ya

que esto favorece a la buena circulación, contribuye a mantener estado de

ánimo adecuado, evita problemas de tipo infeccioso especialmente en la

20
piel y boca. Enfermería hace énfasis sobre la práctica del autocuidado de

los pacientes diabéticos tomando en cuenta la higiene personal como parte

fundamental en el tratamiento preventivo de las complicaciones de la

enfermedad. 18

Higiene bucal: La Asociación Americana de la Diabetes agrega que “El

mayor riesgo para la salud oral en los diabéticos son las enfermedades de

las encías que desarrollan gingivitis (inflamación y sangrado de las encías)

o, en el peor de los casos, periodontitis, que es gingivitis agravada y le

puede hacer perder los dientes. Pero esos no son los únicos riesgos que

corre tu salud oral cuando tienes diabetes. También es muy fácil desarrollar

caries e infecciones como candidiasis bucal (que es una infección por

hongos). Y, además de disminuir el funcionamiento de los glóbulos

blancos, los niveles elevados de azúcar en la sangre debido a la diabetes

que no está bien controlada, también pueden provocar el tener la boca seca

permanentemente o dificultad para que las heridas en la boca sanen

después del tratamiento dental, por la falta de flujo sanguíneo a la

herida”19. La importancia de asistir periódicamente a un odontólogo radica

en la prevención de las complicaciones inherentes de la enfermedad en los

pacientes para mejorar la calidad de vida. También el paciente diabético

debe mantener una higiene bucodental diariamente ya que según el

patronato de diabéticos agrega que: “Se debe cepillar los dientes después

cada comida (tres veces al día). Usar pasta de dientes con fluoruro. Y elegir

los cepillos con cerdas suaves y puntas redondeadas para no lastimar las

21
encías, recuerda que la diabetes hace que las heridas tarden más en sanar”.

La limpieza bucodental diaria es necesaria para todos los seres humanos

siendo un hábito que se adquiere desde la niñez hasta la actualidad, así

mismo para los pacientes diabéticos se hace más indispensable el cual debe

realizarse minuciosa y cuidadosamente ya que: La primera clave para tener

una buena salud oral con diabetes, es controlando los niveles de azúcar y

procurando que estén lo más cerca posible a lo normal, así evitar las

complicaciones de la enfermedad.20

Cuidados de la piel: “Las manifestaciones dermatológicas de la diabetes

provienen de las anormalidades micro y macro vasculares causadas por la

predisposición a la infección de los diabéticos, y por las alteraciones

resultantes de los lípidos sanguíneos” 21

La piel es el órgano más grande del cuerpo humano y constituye la primera

capa de defensa contra todas las infecciones y daños de los tejidos. La

diabetes mellitus es una enfermedad que afecta directamente la primera

línea de defensa del organismo debido a la presencia de afecciones de los

vasos sanguíneos. “Las infecciones de la piel son extremadamente

frecuentes, particularmente si el paciente no controla bien su enfermedad.

Son comunes las infecciones por estafilococos y estreptococos que se

presentan con mucho más frecuencia que si o se padece diabetes y puede

conducir a destrucción rápida y extensa, a menos que se utilicen

antimicrobianos a grandes dosis y la diabetes quede bajo control” 22

22
Las afecciones de la piel se dan frecuentemente debido al mal cuidado de

la piel ya que la inadecuada higiene puede ser factor importante para

favorecer las complicaciones de este tipo. El papel importante de

enfermería es educar al usuario sobre la forma correcta de conservar

limpia, seca y lubricada la piel especialmente en ingle, axilas y, en las

mujeres obesas tener el cuidado de secar bajo las mamas ya que la

humedad favorece la proliferación de microorganismos.

Cuidado de los pies y uñas: Indispensable para todo ser humano realizar

las acciones necesarias de higiene en beneficio y conservación de la salud.

Una de las complicaciones más temidas de la diabetes de larga evolución

es la aparición del llamado “pie diabético”, consecuencia final de

complicaciones como la neuropatía periférica, la isquemia de miembros

inferiores. En estas circunstancias, una persona no nota el frío ni el calor

en los pies, ni tampoco sentirá el dolor que pudiera producirle pisar un

cristal o tener una piedra en el zapato. La pérdida de riego sanguíneo puede

volver la piel más frágil ante mínimos traumatismos. Estos y otros factores

pueden precipitar la formación de una úlcera o una infección, de las que

puede derivarse la posterior amputación de una pierna. Como tantas otras

cosas en Medicina, es más fácil prevenir que tratar.23

Entre los cuidados que el paciente debe tener están:

 Examen diario: deben observarse minuciosamente todos los días en

busca de grietas, enrojecimientos, heridas, callos o ampollas.

23
 Lavado de los pies: deben lavarse todos los días poniéndolos en una

palangana con agua tibia a 35 ºC durante un máximo de 5 minutos. No

se deben poner los pies a remojo o en baños de agua tibia, porque esto

macera los pies y finalmente los reseca más, facilitando la infección.

Debe utilizarse un jabón suave y neutro, lavando los pies sin frotar y

sin usar cepillos de cerdas duras. Los pies deben secarse suavemente

con una toalla de algodón, con especial cuidado entre los dedos.

 Mantenga los pies hidratados pero secos: aplicar una capa ligera de

loción o crema hidratante en las plantas y en las zonas resecas, pero

no entre los dedos de los pies. La humedad entre los dedos de los pies

favorece el crecimiento de hongos y bacterias.

 Cuidado de las uñas: deben cortarse después de haber lavado y secado

los pies. Siempre deben cortarse rectas, pero no deben cortarse las

esquinas de las uñas. 24

Tipo de Calzado a utilizar: “El zapato debe ser profundo, eso significa

largo y ancho en la parte delantera. No debe tener surcos por dentro, ni

costuras para evitar la presión. La suela debe ser de caucho porque es más

anti resbalante que las otras. Es un zapato que no pesa y por supuesto, es

para cuidarlo también. Ya existen actualmente estilos más modernos. Se

recomienda ese tipo de zapatos a pacientes que no tienen úlcera,

deformidades, dedos en garras (doblados totalmente), dedos sobre

24
montados, juanetes muy grandes. La mujer con diabetes no debe tener

expuestos los pies, así que no debe usar zapatos abiertos porque no saben

si en la calle hay vidrio, piedras, un clavo, madera o cualquier otro material

que represente un riesgo. Solo deben usar zapatos cerrados, anchos,

cómodos, que permitan mover los dedos y el tacón no debe medir más de

tres dedos de alto.”25

Toda la población diabética debe poseer dichos conocimientos sobre las

características del calzado para su uso diario y así evitar complicaciones

directamente de las extremidades inferiores que son las más frecuentes de

ingresos hospitalarios e incluso de amputación o hasta la muerte. También

es importante que use zapatos cómodos, que ajusten adecuadamente y que

tengan espacio suficiente. Nunca compre zapatos que no tengan un ajuste

adecuado, esperando que éstos se estiren con el tiempo. El daño al nervio

puede impedir que usted sienta la presión proveniente de calzados muy

ajustados. Usted tal vez necesite un calzado especial hecho de manera que

ajuste a su pie. Use zapatos hechos de lona, cuero o gamuza. No use

zapatos hechos de plástico u otro material que no respire. Tampoco use

sandalias de correa. Use zapatos que usted pueda ajustar fácilmente. Deben

tener cordones, Velcro o hebillas. No use zapatos puntudos ni abiertos,

como tacones altos, chancletas o sandalias”26. Todo lo anterior es

importante que el paciente diabético cumpla a cabalidad para evitar una de

las complicaciones más frecuentes de neuropatía (pie diabético),

complicación de la Diabetes Mellitus.

25
 Complicaciones Agudas de la Diabetes Mellitus

De esta población diabética incuestionablemente que un estilo de vida

inadecuado conduce a un mal control metabólico, lo que es conocido como

un factor de primer orden en la aparición de las complicaciones

secundarias a estas enfermedades. Las complicaciones de la diabetes

mellitus son prevenibles por medio de las prácticas saludables de

autocuidado y de la actitud positiva que el paciente requiere para convivir

con la enfermedad. La intervención de enfermería es indispensable ya que

a través de la educación en salud el paciente logra adquirir conocimientos

sobre autocuidado, habilidad de las prácticas de autocuidado y sobre todo

una actitud positiva ya que son requisitos imprescindibles para evitar

dichas complicaciones que conllevan a los ingresos hospitalarios y la

mortalidad de la población que padece dicha enfermedad.27

 Complicaciones crónicas de la Diabetes Mellitus:

La (microangiopatía) alteraciones en las membranas basales de los vasos

de pequeño calibre, (arteriosclerosis) arterias, (retinopatía) retina,

(nefropatía) riñones y (neuropatía) otros tejidos, y existen daños clínicos

de alteración en la función de estos órganos. En muchas ocasiones se

presentan por el desconocimiento de la enfermedad o por la actitud

negativa del paciente hacia las prácticas de estilos de vida saludable. Aquí

es donde se necesita de la intervención de enfermería para que informe,

26
eduque y comunique todas las prácticas de autocuidado que debe ejercer

para evitar dichas complicaciones y sobre todo fomentar el optimismo y la

motivación en el paciente para afrontar el pronóstico. Entre las

complicaciones más frecuentes se menciona la neuropatía de los tejidos

como lo es: “pie diabético el cual son diversos tipos de lesiones que pueden

presentarse en los pies de las personas con diabetes como consecuencia de

la Asociación de enfermedad vascular periférica, neuropatía,

deformaciones, Ortopédicas, infecciones y traumatismos” 28

B. Conocimiento

En lo que respecta al conocimiento humano podemos mencionar que se obtiene

básicamente en función de las experiencias visuales, auditivas, por ello se

puede estimular y/o acelerar el conocimiento mediante materiales audio visual.

 Dimensiones del Conocimiento

Conocimiento científico: Este es un pensamiento dinámico el cual utiliza

métodos científicos, investigaciones y experimentación, para aproximarse a la

realidad o dar solución a un determinado problema, todos los resultados que se

adquiera del conocimiento científico es fundamentado en la realidad y en las

investigaciones. El conocimiento científico es el conjunto de bases teóricas que

fundamentan el ejercicio profesional y mejora la toma de decisión a la hora de

proporcionar cuidados basados en las evidencias a pacientes, familia y comunidad

para que este sea con calidad, calidez, eficiencia y eficacia. 29

27
Enfermería alcanza todo lo anterior por medio de una de las áreas del ejercicio de

la profesión y es la aplicación de la investigación sobre los cuidados de la salud

del paciente, familia y comunidad, permitiendo aumentar la gama del

conocimiento e integrar las intervenciones necesarias como lo es la prevención de

la enfermedad, rehabilitación, recuperación y promoción de la salud. También

tiene la obligación ética y moral de proporcionar dicho conocimiento científico a

través de la educación de manera que amplíe los conocimientos de los usuarios,

para que ellos realicen prácticas saludables que favorezca a la prevención de

complicaciones y así mismo mejorar la calidad de vida.30

Conocimiento empírico: “Es el tipo de conocimiento que se da por casualidad de

la vida, es decir, al azar, permitiendo a los seres humanos conducirse en su vida y

las diferentes actividades que desarrollan, les permite salir de la rutina.

Este conocimiento es propio de las personas sin formación, pero que tienen

conocimiento del mundo exterior, lo que les permite actuar, determinar acciones,

hechos y respuestas casi por instinto, de aquí que su fuente principal de

conocimiento son los sentidos”31

Se comprende entonces que los conocimientos empíricos ayudan a los individuos

a realizar diversidad de acciones en su vida diaria que no están basados con hechos

científicos puede ser que la experiencia personal y la observación ayuden a

obtenerlo. Dentro del ejercicio de la profesión éste tipo de conocimiento se aplica

como un patrón en distintas situaciones de enfermería, por lo que ayuda a la

28
enfermera/o a brindar una atención de calidad y calidez ya que permite que sus

sentidos y su experiencia aporten datos necesarios para comprender dicha

situación.32

De todo lo anterior mencionado se puede considerar que el conocimiento es la

adquisición de conceptos por medio de la educación formal e informal mediante

el ejercicio de las facultades mentales. En relación a todo lo mencionado a la

persona diabética involucra a un conocimiento que conduce a una condición

adecuada ante la enfermedad. El conocimiento mismo constituye un momento

necesario de la actividad en el estilo de vida, pues dicha actividad es propia de la

persona diabética con una adecuada madurez y estabilidad emocional, así mismo

las prácticas del cuidado se basan en conocimientos previos recibidos por el

personal de salud del programa de diabéticos. 33

C. Estilos de vida

Forma de vida que se basa en patrones de comportamiento identificables,

determinados por la interacción entre las características personales individuales, las

interacciones sociales y las condiciones de vida socioeconómicas y ambientales.

Desde una perspectiva integral, es necesario considerar los estilos de vida como

parte de una dimensión colectiva y social, que comprende tres aspectos

interrelacionados: hábitos, el social y el ideológico. En lo material: el estilo de vida

se caracteriza por manifestaciones de la cultura material: vivienda, alimentación,

vestido.34

29
En el hábito: es hacer una misma cosa todo el tiempo sin esfuerzo alguno; es una

acción automática; es como una ciega rutina. Ejemplo: al no realizar ejercicios al

consumir alimentos dañinos.

En lo social: según las formas y estructuras organizativas: tipo de familia, grupos

de parentesco, redes sociales de apoyo y sistemas de soporte como las instituciones

y asociaciones.

En el plano ideológico: los estilos de vida se expresan a través de las ideas, valores

y creencias que determinan las respuestas o comportamientos a los distintos sucesos

de la vida.35

Desde esta perspectiva integral, los estilos de vida no pueden ser aislados del

contexto social, económico, político y cultural al cual pertenecen y deben ser

acordes a los objetivos del proceso de desarrollo que como fue expuesto es

dignificar la persona humana en la sociedad a través de mejores condiciones de vida

y de bienestar.36

D. Práctica de estilos de vida saludable

Nola J. Pender, es reconocida en la profesión por su aporte con el Modelo de

Promoción de la Salud. Planteó que promover un estado óptimo de salud era un

objetivo que debía anteponerse a las acciones preventivas. Este modelo de

promoción de la salud sirve para la predicción de conductas saludables y para

explicar las características y experiencias pasadas de salud, las creencias cognitivas

específicas y las influencias que ejerce cada creencia en un determinado

30
comportamiento. En este modelo los determinantes de la promoción de la salud y

los estilos de vida, están divididos en factores cognitivos-perceptuales. 37

La concepción de la salud en la perspectiva de Pender, parte de un componente

altamente positivo, comprensivo y humanístico, toma a la persona como ser

integral, analiza los estilos de vida, las fortalezas, la resiliencia, las potencialidades

y las capacidades de la gente en la toma de decisiones con respecto a su salud y su

vida. Este modelo le da importancia a la cultura, entendida ésta como el conjunto

de conocimientos y experiencias que se adquieren a lo largo del tiempo, la cual es

aprendida y transmitida de una generación a otra. En este sentido, la cultura se

considera como una categoría que se manifiesta de manera diferente en los grupos

humanos, que influye de forma determinante en las creencias sobre la salud, las

respuestas con respecto a las prácticas de autocuidado, los tratamientos

terapéuticos, los comportamientos, y la utilización de los servicios de salud . 38

Según Pender, el Modelo de Promoción de la Salud retoma las características y

experiencias individuales, además de la valoración de las creencias en salud, en

razón a que estas últimas son determinantes a la hora de asumir un comportamiento

saludable o de riesgo para la salud,. Si un niño observa que en su familia se

consumen alimentos salados, además de que permanentemente escucha decir a los

padres que “de algo nos hemos de morir”, “la sal sirve para hacernos fuertes”, los

niños y adolescentes interiorizan y asumen estos conocimientos para su vida

presente y futura, y en consecuencia así se actúa y se asume la conducta no

saludable. 39

31
La valoración de las creencias en salud relacionadas con los conocimientos y

experiencias previas, determinan las conductas adoptadas por la persona; según el

Modelo de Promoción de la Salud propuesto por Pender, estas creencias están

dadas por :

 La presencia de barreras para la acción, las cuales pueden ser personales,

interpersonales o ambientales. En este punto la promoción de la salud

desempeña un papel fundamental al determinar el estado de salud de cada

persona, lo cual permitirá identificar las dificultades que se presentan y diseñar

los mecanismos que permitan cambiar o disminuir una conducta de riesgo con

el fin de mejorar la calidad de vida, para establecer un estado óptimo de salud

a nivel físico, mental y social.

 la autoeficacia es un sistema que provee mecanismos de referencia que

permiten percibir, regular y evaluar la conducta, dotando a los individuos de

una capacidad autorreguladora sobre sus propios pensamientos, sentimientos y

acciones.40

 Las emociones, motivaciones, deseos o propósitos contemplados en cada

persona promueven hacia una determinada acción. Los sentimientos positivos

o negativos acompañados de un componente emocional son clave para

identificar la conducta que necesita modificarse. Por lo tanto, en cada programa

de salud deben implementarse actividades dinámicas y atractivas que generen

beneficios para toda la población.

 Las influencias interpersonales y situacionales, son fuentes importantes de

motivación para las conductas de salud, el impacto de las redes familiares y

sociales, pueden actuar positivamente generando un sentimiento de apoyo y

32
aceptación, lo que brinda confianza a sus habilidades; sin embargo, en el caso

contrario, cuando el entorno familiar o social es adverso y nocivo, crea

dificultades para adoptar dicha conducta.41

La promoción de la salud cambia algunas condiciones del medio social y

económico, que apuntar al cambio de conducta en una persona. El resultado

conductual esperado a partir del Modelo de Promoción de la Salud, está

determinado por el compromiso hacia un plan de acción, el cual puede desviarse

por las demandas y preferencias contrarias inmediatas en cada persona, que actúan

como barreras para la acción, entendidas éstas como bloqueos anticipados,

imaginados o reales, y costes personales de la adopción de una conducta

determinada. 42

En cuanto a las barreras, se mencionan a continuación:

Edad: particularmente tiene que ver en gran medida por la etapa específica del

ciclo vital en la cual se encuentre la persona; a partir de la etapa en la que la persona

se encuentre se verá afectado el estilo de vida.

Género: éste es un determinante del comportamiento de la persona, ya que el ser

hombre o ser mujer hará que el individuo adopte determinada postura respecto a

cómo actuar, además de lo que implica la prevalencia de algunas enfermedades que

se verán reflejadas en mayor proporción en un género en específico.

Cultura: es una de las más importantes condiciones que llevan a las personas a

adoptar un estilo de vida ya sea saludable o no; en ésta se incluyen los hábitos de

alimentación, el tiempo de ocio y descanso, el deporte, entre otros.

33
Clase o nivel socioeconómico: es un factor fundamental al momento de llevar un

estilo de vida saludable, ya que si se pertenece a una clase media o alta se tendrán

muchas más alternativas al momento de poder elegir una alimentación adecuada,

y no sólo la alimentación sino también el acceso a la salud; mientras que para una

persona de un nivel socioeconómico bajo, sus opciones se verán limitadas por la

escasez de sus recursos económicos.

• Estados emocionales.

• Autoestima.

• Grado de urbanización.43

El compromiso hacia una acción es similar a la intención que tiene cada individuo,

es importante para predecir diversas conductas en salud y para formular estrategias

específicas diseñadas para el accionar de una persona.

La aplicación del Modelo de Promoción de la Salud de Pender, es un marco

integrador que identifica la valoración de conductas en las personas, de su estilo

de vida, del examen físico y de la historia clínica, estas actividades deben ayudar

a que las intervenciones en promoción de la salud sean pertinentes y efectivas y

que la información obtenida refleje las costumbres, los hábitos culturales de las

personas en el cuidado de su salud. 44

Este modelo continúa siendo perfeccionado y ampliado en cuanto a su capacidad

para explicar las relaciones entre los factores que se cree influyen en las

modificaciones de la conducta sanitaria. Los problemas de salud globalmente más

predominantes, son el resultado de las conductas personales desfavorables y el

medio ambiente que comprometen la salud; dentro de estos problemas se

34
encuentran las enfermedades crónicas como la hipertensión arterial, el cáncer y la

diabetes, las cuales se pueden evitar mediante la adopción de acciones o conductas

protectoras contra las enfermedades, tales como bajo consumo de sal,

carbohidratos y aumento de la actividad física. 45

Las enfermedades crónicas pueden volverse cada vez más prevalentes en muchas

naciones, lo cual conlleva a crear una carga económica para el Estado al ser más

costoso el tratamiento de la patología presente, ya que no sólo se debe intervenir

sobre ésta, sino sobre los efectos que produce, además se deben desarrollar

acciones para la recuperación y rehabilitación del paciente; es por esto que se

argumenta que la promoción de la salud es una inversión a largo plazo que evita

mayores costos tanto económicos como sociales y de salud en términos de mejor

calidad de vida .

Pender considera el estilo de vida como un patrón multidimensional de acciones

que la persona realiza.

1. Dieta: La alimentación, como actividad cotidiana, sustrato de la vida y

enormemente influyente en el metabolismo humano es, sin duda, uno de los

instrumentos más poderosos pero peor utilizados en el manejo de gran número de

enfermedades entre las que, desde luego, se encuentra la diabetes. Es el pilar básico

en el tratamiento de la diabetes y persigue dos objetivos prioritarios:

 Normalización del peso del paciente, mediante dieta hipocalórica si es obeso,

normocalórica si tiene normopeso o hipercalórica si es delgado.

 Consecución de la normoglucemia.46

35
Para el cumplimiento de estos objetivos es prioritario controlar las calorías

ingeridas, mantener un horario regular de las comidas y evitar los azúcares

refinados. Las normas alimentarias del paciente diabético difieren muy poco de

las que serian recomendables para el resto de la población. Es necesario elaborar

un plan de alimentación, teniendo presente los siguientes puntos:

A. Contenido calórico.- deben evaluarse las necesidades energéticas del paciente

en función de su edad, sexo, actividad física y estado nutricional. Los hidratos de

carbono deben aportar el 50 – 55% de las calorías, las proteínas el 15 – 20% y las

grasas el 30 – 35% restante; esta proporción es la base de lo que se considera una

dieta equilibrada.

Para el cálculo del contenido calórico de los elementos, se debe tener en cuenta

que las proteínas y los hidratos de carbono proporcionan 4Kcal/g, las grasas

9Kcal/g y el alcohol 7Kcal/g.

B. Contenido de proteínas.- además de la cantidad, es necesario considerar la

calidad de las proteínas, lo que se hace teniendo en cuenta el valor biológico de

las mismas, que establece la relación entre los aportes y las necesidades de

aminoácidos esenciales (que el organismo no puede sintetizar). La ovo albúmina

(proteína del huevo) es la que mayor valor biológico tiene; tras ella se sitúa la lacto

albumina de la leche, las proteínas de la carne y el pescado y, por último, las de

los cereales y otros alimentos de origen vegetal. Un gramo de proteínas por

36
kilogramo de peso corporal es suficiente para una adecuada nutrición, siempre que

la mitad de estas proteínas sean de origen animal (proteínas de alto valor

biológico).

C. Contenido de hidratos de carbono.- habitualmente no se deben superar los

275 – 300g diarios, si bien en individuos jóvenes con importante trabajo muscular

esta cifra puede ser aumentada. Hay dos tipos de carbohidratos: los complejos o

de absorción lenta (legumbres, verduras, pastas, etc) y los simples o de absorción

rápida (azucares, dulces, frutas, etc). En los pacientes diabéticos es conveniente

que la mayoría de los aportes se hagan en forma de hidratos de carbono complejos,

evitando en la medida de lo posible los azucares sencillos.

D. Contenido de grasas.- las grasas constituyen la fuente más importante de

energía. Los alimentos más ricos en ellas son los aceites de cualquier tipo, los

embutidos, la carne de cordero, cerdo, el pescado azul, la leche y sus derivados no

descremados. No hay que olvidar que deben ingerirse preferentemente alimentos

ricos en grasas mono o poliinsaturados, evitando los ricos en grasas saturadas y

colesterol.

En la dieta se debe considerar además lo siguiente:

• Ser nutricionalmente completa (dieta equilibrada).

• Mantener o acercar el peso al ideal.

• Contribuir a normalizar los niveles de glucemia.

• Atenuar el riesgo cardiovascular (niveles de lípidos y tensión arterial).

• Contribuir a mejorar el curso de las complicaciones diabéticas si existen.

37
• Adaptarse a los gustos de los pacientes.

Para aprovecharse de los beneficios de una dieta correcta en la diabetes, es

imprescindible tener unos conocimientos básicos de nutrición, ya que la dieta en

la diabetes debe ser, ante todo, una dieta equilibrada que contenga todos los

nutrientes imprescindibles para la vida.47

2. Ejercicio: El ejercicio en el paciente diabético tiene muchos efectos

beneficiosos: ayuda a normalizar el peso del paciente, mejora la forma física y

disminuye los requerimientos de insulina o antidiabéticos orales, ya que aumenta

la captación de glucosa por los músculos.

Se recomienda la práctica de ejercicio aeróbico de intensidad moderada y de forma

regular (preferentemente todos los días a la misma hora). Un ejercicio de alta

intensidad puede ser percibido por el organismo como un estrés, provocando la

liberación de hormonas contrareguladoras que provocan una elevación temporal

de la glucemia. Cuando se inicie un programa de ejercicio, hay que tener presente

varios puntos:

• Usar los zapatos adecuados, incluso con protección.

• No hacer ejercicio a temperaturas extremas.

• Vigilarse los pies después de toda actividad física.

• Realizar la actividad física solo si el control metabólico es aceptable en ese

momento.

38
Los pacientes con glucemia mayor de 250 mg/dl y cetonuria no deben iniciar

ejercicio hasta que la cetonuria se negativice y la glucemia baje, debido a que el

ejercicio aumenta la secreción de glucagón, lo que aumenta la liberación de

glucosa hepática y, por lo tanto, tiende a elevar la glucemia. Los pacientes con

tratamiento insulínico deben tomar un aporte extra de carbohidratos antes de

iniciar el ejercicio para evitar una hipoglucemia inesperada. En ocasiones, la

hipoglucemia aparece después del ejercicio, por lo que también se debe tomar un

aporte de carbohidratos al final de la sesión o incluso reducir la dosis de insulina

al realizar el ejercicio. Los efectos hipoglucemiantes de la actividad pueden durar

hasta 48 horas después del ejercicio. Los diabéticos tipo 2 que no estén en

tratamiento con insulina ni con hipoglucemiantes orales no necesitan estos aportes

extras.48

Beneficios del ejercicio físico: el ejercicio físico en el paciente diabético:

 Obliga al cuerpo a absorber más oxígeno y a repartirlo entre los músculos y

los tejidos.

 El oxígeno mejora la combustión de los alimentos, y con ello la producción

de energía.

 Mayor resistencia de los tejidos que absorben el oxígeno.

 Los músculos esqueléticos tardan más en fatigarse soportan mejor los

esfuerzos prolongados.

 Optimiza la capacidad pulmonar.

 Fortalece el corazón:

o Gana potencia.

39
o Resiste mejor la fatiga.

o Retarda la aparición de arteriosclerosis.

 Regulariza la digestión y combate el estreñimiento.

 Ayuda a conciliar el sueño.

 Estimula el riego en el cerebro.

 En el ámbito psíquico:

 Confianza en sí mismo.

 Fuente de equilibrio.

 Liberación de estrés y agresividad.

 Para las personas que tienen diabetes disminuye:

 La glucemia durante y después del ejercicio.

 La insulinemia basal y postpandrial.

 La necesidad de fármacos.

La actividad física mejora:

 La sensibilidad a la insulina.

 los niveles de Hemoglobina Glicosilada.

 Las cifras de tensión arterial.

 La reducción de peso por la dieta

 La función cardiovascular.

 La elasticidad corporal.

 La sensación de bienestar.

La duración de los ejercicios deben ser entre 30 a 60 minutos mínimos tres

veces por semana.

40
Los deportes aconsejados deben ser aeróbicos de baja resistencia.

 Bicicleta

 Fútbol

 Saltar a la cuerda

 Natación

 Tenis

 Atletismo

 Caminar

Los deportes no aconsejados son los aeróbicos de alta resistencia y todos aquellos

que conllevan un riesgo para la persona con diabetes.

 Culturismo

 Pesas

 Escalada

 Motorismo

 Pesca Submarina

 Horario ejercicio físico

 Cuando las glucemias estén más elevadas (una hora después de: desayuno -

almuerzo - cena)

 Evitar ejercicio durante la fase de máxima acción de la insulina,

 Cuando la insulina se está agotando

Riesgos del ejercicio físico

 Hipoglucemias.

 Hiperglucemias

41
 Manifestación de la enfermedad cardiovascular.

 Empeoramiento de las complicaciones de la diabetes.

 Contraindicaciones

 Glucemia > 300 mg/dl. y/o en presencia de cetonurias positivas.

 Hipoglucemias asintomáticas.

No sólo el ejercicio tiene beneficios desde el punto de vista de la diabetes,

también previene enfermedades cardiovasculares, reduce los niveles de

lípidos, disminuye la presión arterial y el exceso de peso, en ancianos

previene atrofias y retracciones musculares y tiene efectos psicológicos

aumentando la autoestima y contrarresta el estrés.49

3. Fármacos, tenemos:

Insulina.- La insulina es el fármaco hipoglucemiante más conocido. Según su

vida media podemos distinguir cuatro tipos de insulina. La insulina se administra

generalmente en forma de inyecciones subcutáneas.

En algunos pacientes la insulina se administra por vía subcutánea de manera

continua, mediante una bomba de insulina, aunque su uso no está todavía muy

extendido. La insulina puede administrarse también por vía intravenosa o

intramuscular en situaciones agudas.

Antidiabéticos Orales.

Son fármacos reservados prácticamente a los diabéticos tipo 2. Pueden

distinguirse fundamentalmente 4 tipos de antidiabéticos orales:

Sulfonilureas: Estimulan las células beta del páncreas para que liberen insulina,

por lo que pueden provocar hipoglucemia. Además aumentan la acción

42
periférica de la insulina al incrementar el número de sus receptores y disminuyen

la producción de glucosa por el hígado. Estos medicamentos por lo general se

eliminan por vía renal por lo que los pacientes deben evitar la deshidratación.

Biguanidas: Disminuyen la producción de glucosa en el hígado, aumentan la

acción periférica de la insulina y disminuyen parcialmente la absorción intestinal

de glucosa. Al no actuar sobre las células beta del páncreas, no producen

hipoglucemia (no son hipoglucemiantes, sino antihiperglucemiantes). Son

fármacos de elección en diabéticos obesos, ya que tiene efecto anorexigeno.

Meglidinas: Aumentan la producción de insulina en el páncreas. Simulan la

respuesta normal de la glucemia ante la comida. El paciente debe tomarla desde

30 min. Antes de cada comida hasta el momento de ingerirla.

Tiazolidinadionas: Son sensibilizantes de insulina, siendo eficaces en las

respuestas resistentes a la insulina. Mejoran la sensibilidad, el transporte y la

utilización de la insulina en los tejidos diana, mejoran también los perfiles

lipídicos y los valores de la presión arterial.50

5. Control médico periódico: Es fundamental conocer el grado de control de

las alteraciones metabólicas de los pacientes, lo que puede hacerse mediante

determinados parámetros bioquímicas, algunos solo accesibles en los hospitales,

pero otros fácilmente disponibles en el propio domicilio de los pacientes.

La glicemia capilar es el método de elección para ajustar las dosis de insulina.

El autocontrol permite modificar la dieta, la dosis de los fármacos o el ejercicio

en función de las glucemias obtenidas, detectar las hipo/hiperglucemias. El

autocontrol está indicado sobre todo en pacientes en tratamiento con insulina, en

43
diabetes inestables con tendencia a la cetosis o la hipoglucemia grave o

inadvertida y en la diabetes gestacional. Habitualmente los pacientes deben

determinar su glucemia antes y dos horas después de las principales comidas, y

ocasionalmente en otros momentos del día. Todos los valores deben ser anotados

en una libreta de autocontrol junto a las dosis de insulina y las posibles

incidencias.

Lo deseable es que las glucemias antes de las comidas no superen los 120

- 140 mg/dl, y después de las comidas los 140 – 180 mg/dl, manteniendo en todo

momento niveles por encima de 70 – 80 mg/dl. 51

1.4.3. Definición de términos

Conocimiento: es la capacidad del hombre para: Razonar, abstraer, formar

conceptos universales, pensar en cosas abstractas y captar múltiples relaciones

y formular después juicios sobre estas. El conocimiento humano está dado por

una dimensión sensible y una dimensión intelectual. La primera de ellas

obedece a sensaciones externas y a percepciones internas, mientras que la

segunda se encarga de conceptualizar, juzgar y razonar lo adquirido por la

primera dimensión. 52

Práctica: “Ejercicio de un arte o facultad. Destreza adquirida por este

ejercicio”. Es el conjunto de actividades que cada persona realiza diariamente

según su entorno influyendo la cultura, costumbre y estilos de vida.

44
Estilo de Vida: El estilo de vida es el conjunto de actitudes y comportamientos

que adoptan y desarrollan las personas de forma individual o colectiva para

satisfacer sus necesidades como seres humanos y alcanzar su desarrollo

personal. La Organización Mundial de la Salud (OMS) definió en 1986 el estilo

de vida como “una forma general de vida basada en la interacción entre las

condiciones de vida en un sentido amplio y los patrones individuales de

conducta determinados por factores socioculturales y características

personales”. 53

Diabetes Mellitus: Es una enfermedad crónica que aparece cuando el páncreas

no produce insulina suficiente o cuando el organismo no utiliza eficazmente la

insulina que produce. La insulina es una hormona que regula el azúcar en la

sangre. El efecto de la diabetes no controlada es la hiperglucemia (aumento del

azúcar en la sangre), que con el tiempo daña gravemente muchos órganos y

sistemas, especialmente los nervios y los vasos sanguíneos.54

1.5. HIPÓTESIS Y OPERACIONALIZACION DE VARIABLES

1.5.1. Formulación de la hipótesis

H0: El nivel de conocimiento no influye en la práctica de estilo de vida del

paciente con Diabetes Mellitus.

HI: El nivel de conocimiento influye en la práctica de estilo de vida del

paciente con Diabetes Mellitus.

45
1.5.2. Operacionalización de variables

VARIABLE DEFINICION DIMENSIONES INDICADORES ESCALA DE


CONCEPTUAL MEDICIÓN
 Definición de la Diabetes Mellitus.

 Signos y síntomas de la Diabetes Mellitus.

CONOCIMIENTO  Tratamiento de la Diabetes Mellitus.

VARIABLE Información CIENTIFICO  Diagnóstico de la Diabetes Mellitus.

INDEPENDIENTE adquirida a través  Complicaciones de la Diabetes Mellitus. Ordinal

de la experiencia  Prevención de la Diabetes Mellitus.


o la educación, es
 Creencias y mitos sobre la diabetes mellitus
CONOCIMIENTO la comprensión CONOCIMIENTO  Utilización de la medicina tradicional.
teórica o practica EMPIRICO

de un asunto.

46
VARIABLE DEFINICION ESCALA DE
CONCEPTUAL DIMENSIONES INDICADORES MEDICIÓN
 Dieta

Es el conjunto de  Ejercicio físico

actitudes y  Control médico y de laboratorio

VARIABLE comportamientos que  Higiene personal

DEPENDIENTE adoptan y desarrollan  Reposo y sueño Ordinal


Hábitos
las personas de forma  Estrés
individual o colectiva
 Actividades de ocio
PRACTICA DE para satisfacer sus
 Consumo de alcohol y tabaco
ESTILOS DE necesidades básicas.
 Comportamiento sexual
VIDA
 Autocuidado

 Nivel socioeconómico

 Grado de instrucción

 Servicios básicos
Social

47
 Participación en el algún programa de apoyo.

 Emociones

 Relaciones interpersonales en el hogar

 Relaciones interpersonales en el trabajo.

48
2. ASPECTO METODOLÓGI CO

2.1. Tipo de estudio:

El presente informe de investigación será de tipo descriptivo y transversal. Ya

que se llevara a cabo en pacientes adultos mayores de 20 años con Diabetes

Mellitus que asistieron al club de diabéticos del Hospital de Barranca durante

los meses de Agosto – Junio del 2012.

2.2. Diseño de la Investigación

El presente estudio de investigación de tipo descriptivo de una sola casilla,

esquematizado.

A__________________>

X1 X2

Donde:

A= Población

X1= Conocimiento

X2= Practica de Estilo de Vida

2.3. Población o universo

Universo:

Estará conformado por aquellos pacientes con diabetes mellitus que asisten al

club de diabéticos del Hospital de Barranca.

Población:

Personas que asisten en el club de diabéticos del Hospital de Barranca. La

población que se tomará como referencia para esta investigación estará

conformada por pacientes que asistirán al servicio, según reporte estadístico

del año 2012 del primer semestre (Enero - Junio).

49
2.4. Unidad de análisis y muestra

El estudio se realizará una muestra representativa de 53 pacientes, la cual fue

seleccionada en el Consultorio de Endocrinología del Hospital de Barranca.

Criterio de inclusión:

 Personas que acuden al club de diabéticos del hospital de barranca con

diagnostico de diabetes mellitus.

 Persona diabética mayor de 20 años

 Personas de ambos sexos con diagnóstico de diabetes mellitus.

 Persona diabética que aceptan voluntariamente la aplicación de la encuesta.

 Persona que sepan leer y escribir

Criterio de Exclusión:

 Persona con diagnóstico de diabetes que no aceptan participar en el estudio.

 Personas con diabetes mellitus que presentan complicaciones a

consecuencias de la enfermedad al momento del estudio.

MUESTRA

Para la determinación de la muestra se utilizara la siguiente fórmula:

50
Promedio de pacientes diabéticos atendidos en el consultorio de Endocrinología al

mes: 20

Período de 6 meses (Enero – Junio): 120

no= Z2PQ

d2

Dónde:

n: tamaño inicial de la muestra

no: tamaño reajustado de la muestra

N: 120

Z=nivel de confianza 95% Z=1.96

PQ=0.25

d= 0.10

(1.96)2 (0.25) = 96 Luego: 96 =0.8

(0.10) 2 120

Si no >0.1

n= no

1+ no 96 = 53

N 1+ 96

120

51
n: La muestra total es de 53 pacientes que se atienden en el consultorio de

Endocrinología.

2.5. Instrumentos de recolección de datos

Técnicas

 Encuesta

Es un estudio observacional en el cual el investigador no modifica el entorno ni

controla el proceso que está en observación (como sí lo hace en un experimento).

Servirá para medir las variables conocimientos y práctica de estilos de vida en

el paciente con Diabetes Mellitus.

Instrumentos

1. Cuestionario sobre Conocimiento: Se utilizará una escala de valores con

amplitud de un rango de tres niveles, que consta de presentación, datos

generales y datos específicos con sus respectivas alternativas de respuesta,

siendo sólo una la respuesta correcta. Consta de 24 ítems, cada ítem tiene

un valor de:

Respuestas correctas: 4 puntos

Respuestas incorrectas: 0 puntos

Siendo el mayor puntaje de 96 puntos y el mínimo de 00 puntos.

Presentando la siguiente clasificación:

 Bueno: 65 – 96 puntos

 Regular: 32 – 64 puntos

 Deficiente: 0 – 31 puntos

52
Estos instrumentos previamente serán sometidos a las pruebas de validez y

confiabilidad para su aplicación.

2. Cuestionario sobre práctica de estilos de vida: Se empleará una escala

de valores con amplitud de rango de tres categorías:

 Nunca…………………..00 puntos

 A veces………………….01 punto

 Siempre………………….02 puntos

Puntaje máximo del instrumento: 48 puntos

Puntaje mínimo del instrumento: 00 puntos

Presentando la siguiente clasificación:

 Adecuado………25 – 48 puntos

 Inadecuado……..00 – 24 puntos

Estos instrumentos previamente serán sometidos a las pruebas de validez

y confiabilidad para su aplicación.

2.6. Análisis estadístico e interpretación de la información

El procesamiento de los datos se realizará de manera manual, siguiendo estos

pasos:

 Se clasificará la técnica e instrumentos de recolección de datos correspondiente

a cada variable.

 Se palotearán las respuestas del instrumento y posteriormente se categorizará

los resultados.

 Se clasificará la técnica empleada.

53
 Se ubicará los resultados en tablas estadísticas utilizando el programa de

Excel, realizando luego un diseño gráfico para cada objetivo de estudio

obteniendo la relación de las variables.

 Para evaluar el nivel de relación entre ambas variables se utilizará la prueba

de Chi cuadrado.

2.7. Ética de la investigación

Consentimiento informado: Se elaborara una carta de consentimiento

informado mediante el cual los pacientes diabéticos serán sujetos de estudio,

firmaran y aceptaran participar. La carta en mención específica todos los

principios éticos descritos a continuación:

Derecho a la autonomía: Se explicará a todos los pacientes diabéticos

participantes que tienen derecho a decidir su participación en el estudio o no, se

les informará el objetivo de investigación y que podrán abandonar el estudio

cuando así lo deseen.

Derecho a la intimidad: Se les dará a conocer a todos los pacientes diabéticos

participantes que tiene derecho a decidir el momento, la cantidad de información

y las circunstancias generales para que la información que proporcionan pueda

compartirse.

Derecho al anonimato y confidencialidad: No hay necesidad que escriba su

nombre porque el instrumento no lo requiere, y en efecto, la información que

proporcionará únicamente será utilizada para la presente investigación.

Derecho a la justicia: A todos los participantes, se les tratará con justicia y con

igualdad sin distinción de raza o credo.

54
3. ASPECTO TÉCNICO ADMINISTRATIVO

3.1 Cronograma de trabajo

AÑO 2012

Actividades agosto Setiembre Octubre Noviembre Diciembre Marzo

1.Revisión bibliográfica y
elaboración del proyecto
2.Aprobación del
proyecto
3.Construcción de las
bases teóricas.
4. Desarrollo del trabajo
de campo.
5.Captación de datos

6.Procesamiento y análisis

7.Elaboración del informe


8.Sustentación del
informe

55
3.2 Presupuesto del proyecto

CÓDIGO POR DESCRIPCIÓN DE SUB TOTAL

ASIGNACIÓN ASIGNACIONES ESPECÍFICAS TOTAL S/ S/

REMUNERACIONES

232722  Asesorías 200.00 400.00

BIENES

2315 Materiales y útiles de Oficina

 2 millares de papel bond A-4 20.00 40.00

80 gr

 2 millares papel bond oficio 22.00 44.00

75 gr

 Una caja de lápices 1.50 6.00

 Una caja lapiceros: rojo, 1.80 10.00

azul, negro

 50 folder manila 0.70 3.50

 5 plumones resaltador de 2.00 10.00

textos

23191 Materiales y útiles de enseñanza

231911  Libros, textos y otros 45.00 100.00

materiales impresos

2319199  Otros materiales diversos de 15.00 100.00

enseñanza

56
CÓDIGO POR DESCRIPCIÓN DE ASIGNACIONES SUB TOTAL

ASIGNACIÓN ESPECÍFICAS TOTAL S/

S/

23274 Servicio de procesamiento de datos e

informática

232741  Procesamiento de datos 10.00 40.00

232743  Soporte técnico 15.00

30.00

232 Contratación de servicios

2321 Viajes

232121  Pasajes y gastos de transporte 30.00 600.00

23224 Servicio de publicidad, impresiones,

difusión e imagen institucional

232241  Servicio de publicidad 30.00 90.00

 Servicio de impresiones, 150.00

232244 encuadernación y empastado. 450.00

23222 Servicio de telefonía e internet

57
232221  Servicio de telefonía móvil 0.50 30.00

 Servicio de telefonía fija 0.20

232222  Servicio de internet 1.00 20.00

232223 60.00

2 333.50

58
4. REFERENCIAS BIBLIOGRAFICAS

1. Organización Mundial de la Salud [homepage en Internet] Centro de prensa.

Diabetes; 2012 [actualizada 16 febrero 2012; consultado 11 setiembre 2012].

Disponible en: http://www.who.int/mediacentre/factsheets/fs312/es/index.html

2. Ministerio de Salud [Página principal en Internet], Lima: portal web Minsa; 2010

[actualizada en febrero de 2010; acceso 11 setiembre 2012].

http://www.minsa.gob.pe/portada/Especiales/2010/diabetes/datos.asp

3. Dirección Regional de Salud. Red de Salud Barranca – Cajatambo. Análisis de

Situación de Salud; 2011

4. Arteaga A. Maiz A., Olmos P. y Velasco N. Manual de Diabetes y Enfermedades

Metabólicas. Depto. Nutrición, Diabetes y Metabolismo. Escuela de Medicina. P.

Universidad Católica de Chile; 2009

5. Hernández G. De Dubón Dora. Conocimientos, actitudes y prácticas de autocuidado

de los pacientes diabéticos de 40 a 60 años que asisten a la consulta externa del

hospital nacional de Amatitlán. [Tesis para licenciatura]. Guatemala: universidad

de san Carlos de Guatemala, Facultad de Ciencias medicas; 2011.

59
6. Cerna C. Martha, Reyes Á. Verónica. Nivel de conocimiento y estilo de vida de las

personas diabéticas. Hospital regional “Eleazar Guzmán Barrón” Nuevo Chimbote.

[Tesis para licenciatura]. Perú: Universidad los Ángeles de Chimbote, Facultad de

Ciencias de la Salud; 2007.

7. Bolón M. Erika, López C. Mauro. Factores de riesgo de Diabetes Mellitus Tipo 2.

[Tesis para licenciatura]. México: Universidad Veracruzana, Facultad de

Enfermería; 2008.

8. Peña S. Edgar. Plan de sensibilización en cuanto al manejo de los factores de riesgo

que inciden en el desarrollo de Diabetes Mellitus tipo 2. [Tesis para licenciatura].

Venezuela: Universidad Nacional Experimental, Facultad de Administración;

2008.

9. Montejo B. María. Estilos de vida en diabéticos del Instituto Mexicano del Seguro

Social: correlación con el modelo de Wallston. [Tesis para Maestría]. México:

Universidad Veracruzana, Instituto de Salud Pública; 2009.

10. Que es la Diabetes. IDF Diabetes Atlas.5to Edición [página principal en Internet].

2011 [Consultado 16 setiembre 2012]; 1 pantalla. Disponible en:

http://www.idf.org/diabetesatlas/5e/es/que-es-la-diabetes?language=es

60
11. MedlinePlus [homepage en Internet]. Diabetes Mellitus tipo 1: Instituto Nacional

de la Salud de estados Unidos; c2011 [actualizada 28 Junio 2011; consultado 24

setiembre 2012]. Disponible en:

http://www.nlm.nih.gov/medlineplus/spanish/ency/article/000305.htm

12. MedlinePlus [homepage en Internet]. Diabetes Mellitus tipo 2: Instituto Nacional

de la Salud de estados Unidos; c2011 [actualizada 28 Junio 2011; consultado 24

setiembre 2012]. Disponible en:

http://www.nlm.nih.gov/medlineplus/spanish/ency/article/000313.htm

13. Vida y Salud [homepage en Internet].Factores de riesgo de la Diabetes Mellitus 2.

Lifshitz Aliza; c2011 [actualizada 18 Agosto 2008; consultado 24 setiembre 2012].

Disponible en: http://www.vidaysalud.com/su-salud-de-a-a-z/diabetes-mellitus-

tipo-2/

14. MedlinePlus [homepage en Internet]. Diabetes Gestacional: Instituto Nacional de

la Salud de estados Unidos; c2011 [actualizada 28 Junio 2011; consultado 24

setiembre 2012]. Disponible en:

http://www.nlm.nih.gov/medlineplus/spanish/ency/article/000313.htm

61
15. Vida y Salud [homepage en Internet].Signos y Síntomas de la Diabetes Mellitus 2.

Lifshitz Aliza; c2011 [actualizada 18 Agosto 2008; consultado 24 setiembre 2012].

Disponible en: http://www.vidaysalud.com/su-salud-de-a-a-z/diabetes-mellitus-

tipo-2/

16. Viva saludable [homepage en Internet].Diabetes Mellitus 2; c2012 [actualizada

2012; consultado 24 setiembre 2012]. Disponible en:

http://www.vivasaludable.org/know-your-risks/diabetes-diagnosis-treatment.php

17. Rodolfo Lahsen M., Claudio Liberman G.: Prevención de diabetes mellitus tipo 2.

Scielo [en línea] 2007 Oct-Dic [citado 25 Sep 2012]; 3(1): [2 pantallas]. Disponible

en: http://www.scielo.cl/scielo.php?pid=S0717-

75182003000200002&script=sci_arttext

18. Dugas, Witter y Col. Introducción al cuidado de salud. Tratado de enfermería

práctica. Nueva Editorial Interamericana. 4a. ed. México. 2000. p. 19

19. Aranda Valdivia Isabel. Salud. Diabetes y Salud oral. [homepage en Internet];

[actualizada 16 Enero 2008; consultado 26 setiembre 2012]. Disponible en:

http://www.clinicadentalaranda.com/diabetes-salud-oral.pdf

62
20. La diabetes y la salud oral. Methodist Health Care System. [homepage en

Internet];[actualizada 16 Febrero 2009; consultado 26 setiembre 2012] Disponible

en http://www.blanqueamientodental.com/diabetes%20y%20salud%20oral.html

21. RUSSELL, Cecil y LOEB, Robert. Tratado de Medicina Interna. 14ava. ed. Tomo
II. Editorial Interamericana S.A. México. 1977. p. 1905

22. RUSSELL, Cecil y LOEB, Robert. Tratado de Medicina Interna. 14ava. ed. Tomo

II. Editorial Interamericana S.A. México. 1977. p. 1906

23. Nueva Salud [homepage en Internet]. El pie diabético y sus cuidados. Javier

González Pérez; [actualizada 16 Enero 2006; consultado 26 setiembre 2012].

Disponible en: http://diabetesstop.wordpress.com/2006/01/16/el-pie-diabtico-y-

sus-cuidados/

24. Brunner, Lilian Y Suddarth, Doris. Enfermería Medico Quirúrgica. 8a. ed.

Volumen II. Editorial Mc. Graw Hill. Interamericana México. 1998 p. 1070

25. Clinica Dam [homepage en Internet]. Cuidado de los pies en diabéticos;

[actualizada 17 Noviembre 2011; consultado 26 setiembre 2012]. Disponible en:

http://www.clinicadam.com/salud/5/003937.html.

26. Dugas, Witter y Col. Introducción al cuidado de salud. Tratado de enfermería

práctica. Nueva Editorial Interamericana 4a. ed. México. 2000. p. 19

63
27. Arteaga A. Maiz A., Olmos P. y Velasco N. Manual de Diabetes y Enfermedades

Metabólicas. Depto. Nutrición, Diabetes y Metabolismo. Escuela de Medicina.

P. Universidad Católica de Chile. 1997

28. Tipos de Conocimiento. Danielbloc: el bloc de la Biblioteca de Medicina [Internet].

2011 [consulta 25 Setiembre 2012]. Disponible en:

http://danielvn7.wordpress.com/2008/07/09/tipos-de-conocimiento/

29. Conocimiento Científico. Danielbloc: el bloc de la Biblioteca de Medicina

[Internet]. Barcelona: Biblioteca de Medicina.2009 [consulta 25 setiembre 2012].

Disponible en: http://blogs.uab.cat/medibloc/

30. Reyes L. La teoría de acción razonada: implicaciones para el estudio de las

actitudes. Universidad pedagógica de Durango [serie en línea]. 2007 Sep [citado

2012 Sep 24]. Disponible en: http://www.

google.com.co/search?hl=es&rlz=1C1CHNG_esCO326CO326&ei=LdBpSu7iK8

2ltgeD1bCcCw&sa=X&oi=spell&resnum=0&ct=result&cd=1&q=teoría+de+los+

cambios+de+conducta%2B+Ajzen+y+Fishbein&spell=1

31. Pender NJ. Conferencia Taller dirigido a profesionales de enfermería y del área de

salud. Modelo de Promoción de la Salud; Oct 2000.

64
32. Alarcón A, Vidal A, Neira J. Salud intercultural: elementos para la construcción de

sus bases conceptuales. Rev. Méd. Chile [serie en línea]. 2003 Sep [citado 2012

Sep 25]. Disponible en: http:// www.scielo.cl/scielo.php?pid=S0034-

98872003000900014&script=sci_arttext

33. Olaz FO. La teoría social cognitiva de la autoeficacia. Contribuciones a la

explicación del comportamiento vocacional [tesis doctoral]. Argentina Univ.; 2001.

[Serie en línea]. Disponible en: http://www.des.emory.edu/mfp/olaz.pdf

34. University of Twente. Theory of planned behavior/ Reasoned action. The

Netherlands Europe [serie en línea]. 2004 [citado 2012 Sep 25]. Disponible en:

http://www.cw.utwente.nl/theorieenoverzicht/Theory%20clusters/Health%20Com

munication/theory_planned_behavior.doc/

35. Sebastiani RW, Pelicioni MC, Chiattone HB. La psicología de la salud

latinoamericana hacia la promoción de la salud [serie en línea]. 2003 [citado 2012

Sep 25]. Disponible en: http://www. psicologiacientifica.com/bv/psicologia-111-1-

la-psicologia-de-la-salud-latinoamericana-hacia-lapromoción.html

36. Sakraida T. Modelo de promoción de la salud. En: Modelos y teorías en enfermería.

6ta ed. Madrid, Elsevier Mosby; 2007. p. 452-15.

65
37. Fonseca J, De Oliveira VV, Barbosa MX. Análise do diagrama do modelo de

promoção da saúde de J. Pender. Acta Paul. Enferm [serie en línea]. 2005 Sep

[citado 2012 Sep 26]; 18(3):235-240. Disponible en:

http://www.scielo.br/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S0103210020050003000

02&lng=en&nrm=iso&tlng=pt

38. Pérez E, Beltramino C, Cupani M. Inventario de Autoeficacia para inteligencias

múltiples: Fundamentos teóricos y estudios psicométricos [serie en línea]. 2003

[citado 2012 Sep 12]. Disponible en: http://www.revistaevaluar.com.ar/33.pdf

39. Soto MF, Lacoste MJ, Papenfuss R, Gutiérrez LA. Modelo de creencia en salud.

Un enfoque teórico para la prevención del sida. Rev. Esp. Salud Pública [serie en

línea]. 1997 [citado 2012 Sep 26]. Disponible en:

http://www.scielosp.org/pdf/resp/v71n4/esp_sida.pdf

40. Arrivillaga M, Salazar IC, Correa D. Creencias sobre la salud y su relación con las

prácticas de riesgo. Colombia Médica [serie en línea]. 2003 [citado 2012 Set 10].

Disponible en: http://colombiamédica.univalle.edu.co/Vol34No4/creencias.pdf

41. Soto MF, Lacoste MJ, Papenfuss R, Gutiérrez LA. Modelo de creencia en salud.

Un enfoque teórico para la prevención del sida. Rev. Esp. Salud Pública [serie en

línea]. 1997 [citado 2012 Sep 26]. Disponible en:

http://www.scielosp.org/pdf/resp/v71n4/esp_sida.pdf

66
42. Cid P, Merino JM, Stiepovich J. Factores biológicos y psicosociales predictores del

estilo de vida promotor de salud. Rev Méd Chile [serie en línea]. 2006 [citado Sep

10 de 2012]. Disponible en: http://www.scielo.cl/pdf/rmc/v134n12/art01.pdf

43. Organización Mundial de la Salud. Carta de Bangkok para la Promoción de la Salud

en un mundo globalizado. Ginebra; [serie en línea] 2005 [citado Sep 10 de 2012].

Disponible en:

http://promocionsalud.ucaldas.edu.co/downloads/Revista%2011_14.pdf

44. García C, Tobón O. Promoción de la salud, prevención de la enfermedad, atención

primaria en salud y Plan de Atención Básica. ¿Qué los acerca? ¿Qué los separa?

Rev Promoción de la Salud [serie en línea]. 2000 Dic [citado 2009 Jul 24].

Disponible en: http://promocionsalud.ucaldas.edu.co/downloads/Revista%205_2.p

45. Sanabria PA, González LA, Urrego DZ. Estilos de vida saludable en profesionales

de la salud colombianos. Estudio exploratorio. Revista Med [serie en línea]. 2007

[citado 2012 Sep 27]. Disponible en:

http://www.umng.edu.co/docs/revmed2007/vol15no2/Articulo7.pdf

46. Eslava J. Repensando la Promoción de la Salud en el Sistema General de Seguridad

Social en Salud. Rev. Salud Pública [serie en línea]. 2006 [citado 2012 Sep 24].

Disponible en: http://www.scielosp.org/pdf/rsap/v8s2/v8s2a09.pdf

67
47. Prieto A. Modelo de promoción de la salud, con énfasis en actividad física, para

una comunidad estudiantil universitaria. Rev Salud Pública [serie en línea]. 2003

[citado 2012 Sep 26]. Disponible en:

http://www.scielo.org.co/pdf/rsap/v5n3/20030.pdf

48. Phillips LJ. Analysis of the Explanatory Model of Health Promotion and QOL in

Chronic Disabling discapacitantes Conditions/Commentary [serie en línea]. 2005

Feb [citado 2012 Sep 28]. Disponible en:

http://www.redorbit.com/news/science/125076/analysis_of_the_explanatory_mod

el_of_health_promotion_and_qol/

49. Alarcón LF. La Psicología de la Salud en Colombia. Rev Universitas Psychologica

[serie en línea]. 2006 Oct [citado 2012 Sep 26]. Disponible en:

http://dialnet.unirioja.es/servlet/articulo?codigo=2191355

50. MedlinePlus [homepage en Internet]. Exámenes y chequeos para la diabetes:

Instituto Nacional de la Salud de estados Unidos; c2011 [actualizada 20 Abril 2011;

consultado 28 setiembre 2012]. Disponible en:

http://www.nlm.nih.gov/medlineplus/spanish/ency/article/000305.htm

51. Conocimiento Humano. Catholic.net [Revista on-line] 2012 [Consultado 28

setiembre 2012]; 1 pantalla. Disponible en:

http://es.catholic.net/sexualidadybioetica/371/837/articulo.php?id=18601

68
52. Estilo de vida. Consumoteca [Revista on-line] 2009 [Consultado 16 setiembre

2012]; 1 pantalla. Disponible en: http://www.consumoteca.com/bienestar-y-

salud/vida-sana/estilo-de-vida

53. Organización Mundial de la Salud [homepage en Internet] Centro de prensa.

Diabetes; 2012 [actualizada Setiembre 2011; consultado 16 setiembre 2012].

Disponible en: http://www.who.int/mediacentre/factsheets/fs312/es/index.html

54. Organización Mundial de la Salud [homepage en Internet] Centro de prensa.

Diabetes Mellitus; 2012 [actualizada 16 febrero 2012; consultado 28 setiembre

2012]. Disponible en: http://www.who.int/topics/diabetes_mellitus/es/

69
70
Universidad Nacional Santiago Antúnez de Mayolo - Barranca

ANEXO N° 01

“CONOCIMIENTOS Y PRACTICAS DE ESTILOS DE VIDA EN PACIENTES

CON DIABETES MELLITUS”

Tenga Ud. buen día, somos estudiantes de la Universidad Santiago Antúnez de Mayolo,

a continuación se le presenta un cuestionario el cual debe responder con total sinceridad,

donde se evaluará sus conocimientos acerca de la Diabetes Mellitus, para lo cual solicito

su colaboración. Marque con un aspa (x) la opción que crea conveniente.

I. DATOS GENERALES:

Edad…… Sexo…… Estado civil………Grado de instrucción……………..

Tiempo de enfermedad……....Peso antes…………… Peso actual………

II. CUESTIONARIO SOBRE NIVEL DE CONOCIMIENTO:


1. La diabetes mellitus, es:
a. Aumento de azúcar en la sangre.
b. Disminución de azúcar en la sangre.
c. Ausencia de azúcar en la sangre.
2. Considera Ud. que la diabetes es una enfermedad que tiene cura:
a. Si b. No. c. Ninguno.
3. Los signos y síntomas de la diabetes, son:
a. Sed intensa, apetito exagerado, orina aumentada en cantidad.
b. Mareos, vómitos, dolor de cabeza.
c. Sed intensa y pérdida de la conciencia.

4. Las molestias, que indican disminución de azúcar en sangre son:


a. Sudoración fría, palidez, temblor, dolor de cabeza, confusión.
b. Palpitaciones, dolor de cabeza.
c. Sed intensa y no arma.

71
5. La diabetes se diagnostica a través de:
a. Radiografía.
b. Prueba de sangre.
c. Biopsia.
6. Los niveles normales de glucosa en sangre en ayunas son:
a. 70 – 110 mg/dl.
b. 110 – 180 mg/dl.
c. Mayor de 180 mg/dl.
7. Dentro de las complicaciones más frecuentes de la diabetes tenemos:
a. Obesidad, deshidratación, fatiga.
b. Pie diabético, perdida de la audición, temblor.
c. Hipoglucemia, perdida de la visión, perdida de la conciencia.
8. ¿La Diabetes puede afectar algunos de los siguientes órganos?
a. ojos, riñón, la circulación y los pies.
b. oídos
c. ninguno.
9. Las principales medidas para el tratamiento y/o control de la diabetes
tenemos:
a. Amputación del miembro afectado, terapia solar, reposo
b. Terapia, administración de insulina, cirugía.
c. Cambios en el estilo de vida, administración de insulina y fármacos.
10. ¿En qué parte del cuerpo se inyecta la insulina?
a. Glúteos, Cadera.
b. Hombros, muslos y abdomen.
c. Brazos, espalda.
11. ¿Qué medidas preventivas realizas para tu enfermedad?
a. alimentación sana, ejercicio físico y cuidados de higiene.
b. comer grasas, dulces.
c. no salir a caminar

72
12. ¿Algún profesional de la salud contribuye a prevenir complicaciones de tu
enfermedad?
a. Médico
b. Enfermera
c. Ninguno
13. El cuidado de los pies es importante porque:
a. Mantiene limpio.
b. Previene la aparición de lesiones.
c. No es importante
14. El tiempo de lavado debe ser:
a. Lento, para una mejor limpieza.
b. Lento, para la relajación del paciente.
c. Corto, para evitar el reblandecimiento de la piel.
15. Para lavarse los pies utilizará el agua:
d. Caliente.
e. Helada.
f. Tibia.
16. ¿Cómo y con qué se debe cortar las uñas?
a. En forma recta, con tijera punta roma.
b. En forma curva, con cortaúñas.
c. En forma recta, con cortaúñas.
17. ¿De qué manera realizas el cuidado de tu piel?
a. Después del baño secar completamente los pliegues del cuerpo (axilas,
ingles, cuello)
b. Ducharte con agua muy caliente y tomar baños largos y/o de espuma.
c. Utilizar crema irritante después de lavarte
18. Para retirar los desechos o suciedad de la piel realizas la fricción de la
siguiente forma:
a. Fuertemente para retirar los desechos con rapidez.
b. Suavemente en forma circular para retirar los desechos.
c. Fuertemente para retirar con mayor facilidad.

73
19. ¿Cuál es la conducta a seguir para mantener tu salud bucal?
a. Buen cepillado después de la ingestión de alimentos, no fumar.
b. No visitar periódicamente al dentista.
c. Utilizar pastas dentales irritantes.
20. ¿Cómo evitarías las infecciones e irritaciones en las encías?
a. Mantener el nivel de glucosa, mantener limpias las dentaduras postizas.
b. Utilizar dentaduras postizas ajustadas
c. Cepillarse fuertemente las encías.
21. ¿Cuál es la conducta a seguir para mantener tu visión?
a. Mantener el nivel de glucosa y presión arterial.
b. No mantener la presión arterial en parámetros normales
c. Ningunos
22. El tipo de calzado debe ser:
a. Cerrado; ajustado, pero sin oprimir.
b. Cerrado, ajustado con opresión.
c. Cerrado y holgado.
23. El tipo de calcetines debe ser:
a. Cerrado; ajustado, pero sin oprimir.
b. Cerrado, ajustado con opresión.
c. Cerrado y holgado.
24. ¿Qué plantas naturales conoce para el tratamiento de la diabetes?
a. alfalfa
b. manzanilla
c. yacon, noni

Universidad Nacional Santiago Antúnez de Mayolo - Barranca

74
ANEXO Nº 02

“CONOCIMIENTOS Y PRACTICAS DE ESTILOS DE VIDA EN PACIENTES CON

DIABETES MELLITUS”

Tenga Ud. buen día, somos estudiantes de la Universidad Santiago Antúnez de Mayolo, a

continuación se le presenta un cuestionario el cual debe responder con total sinceridad, donde

se identificara la práctica de estilos de vida acerca de la Diabetes Mellitus, para lo cual solicito

su colaboración. Marque con un aspa (x) la opción que crea conveniente.

N: Nunca, AV: A veces, S: Siempre

ASPECTOS A EVALUAR N AV S
Dieta
1. ¿Consume alimentos recomendados por el Personal del programa?

2. ¿Usted consume alimentos en base de Harinas, manteca y/o azúcar?

3. ¿Usted controla su peso?


4. ¿Come alimentos fuera de casa?
Ejercicio físico
5. ¿Realiza actividades Físicas con frecuencia?
6. ¿Se siente con energías suficientes para realizar sus actividades
diarias?
7. ¿Nota usted resultados favorables después de realizar ejercicios
físicos?
8. ¿Usted realiza diariamente caminatas?
Higiene personal
9. ¿Realiza usted todos los cuidados necesarios de la piel, pies y uñas
diariamente?

75
10. ¿Con que frecuencia realizas su baño diario?
11. ¿realiza usted su aseo bucal antes y después de consumir los
alimentos?
Consumo de alcohol y tabaco
12. ¿usted fuma cigarrillo?
13. ¿usted consume bebidas alcohólicas?
Nivel socioeconómico
14. ¿Su ingreso diario cubre con las necesidades de su enfermedad?
15. ¿Usted recibe apoyo económico?
Servicios básicos
16. ¿Usted cuenta con el servicio de agua potable diariamente?
17. ¿Usted cuenta con el servicio eléctrico diariamente?
18. ¿usted cuenta con el servicio de desagüe?
Participación en programas de apoyo
19. ¿Usted asiste a algún programa de apoyo social?
20. ¿Usted participa con frecuencia en actividades sociales?
Relaciones interpersonales en el hogar y el trabajo
21. ¿Usted ha cambiado las relaciones con sus amigos durante su
enfermedad?
22. ¿Recibe apoyo moral de su familia?
. 23. ¿A usted le es fácil relacionarse con las Demás personas?
24. ¿Se siente a gusto en las reuniones familiares?

Universidad Nacional Santiago Antúnez de Mayolo - Barranca

ANEXO Nº 03

76
HOJA DE CONSENTIMIENTO INFORMADO PARA EL PACIENTE

DIABÉTICO - CONSULTORIO DE ENDOCRINOLOGÍA.

Yo______________________________________________________________

Con DNI______________, he sido informada/o por: ______________________,

quien pertenece al grupo investigador, acerca de la realización de la investigación

“Cuidado humanizado de enfermería en la recuperación del paciente” para lo cual se

me ha solicitado la participación voluntaria.

Doy fe que he sido informada/o oportunamente de los riesgos y beneficios de dicha

investigación, así como de participar o no en la misma y de retirarme en cualquier

momento si así lo deseo.

Habiendo entendido todo lo escrito anteriormente y aclarando mis dudas, dejo

constancia para que esta información no sea alterada en ningún momento y como

muestra de ello, mi firma adjunta.

_____________________________

Firma de persona que da el

Consentimiento

77