Sei sulla pagina 1di 4

Las tendencias del comercio internacional y las oportunidades de México en el

escenario comercial mundial


INTRODUCCIÓN.

El comercio siempre ha sido sinónimo de cambio, la naturaleza de la actividad comercial


implica dinamismo y esto ha sido así a lo largo de la historia y lo seguirá siendo en el
futuro pues existe una estrecha relación entre especialización, tamaño del mercado y
comercio internacional. Un autor argentino reflexionaba en su libro sobre comercio que si
se probara científicamente que existe vida en otros planetas del sistema solar, lo primero
que ocurriría es que varios intentarían comerciar con los extraterrestres y viceversa.

El tema es que, cuando nosotros mismos somos los actores y testigos del cambio entonces
es más difícil comprenderlo. Es nuestro deseo que este trabajo contribuya a aclarar el
panorama al respecto y estimule la correspondiente investigación y el estudio de casos.
LAS TENDENCIAS DEL COMERCIO INTERNACIONAL Y LAS
OPORTUNIDADES DE MÉXICO EN EL ESCENARIO COMERCIAL MUNDIAL

Vivimos en un contexto global y competitivo. Hemos pasado de la sociedad industrial a la


sociedad de la información y el conocimiento. El cambio es acelerado y somos parte del
cambio lo que dificulta muchas veces que lo comprendamos adecuada y oportunamente y
que actuemos en consecuencia con los nuevos tiempos.

Los desafíos que México ha enfrentado en el transcurso de este año han puesto a prueba la
capacidad de reacción de nuestro país de manera muy diversa. Si bien en materia
macroeconómica hemos podido salir adelante y se han logrado superar algunos obstáculos,
los retos por vencer son mayores.

Con miras hacia 2018 lo más pertinente es analizar las fortalezas y debilidades que tenemos
y realizar un ejercicio de prospectiva para consolidar el proyecto de nación que queremos
construir en el largo plazo.

Uno de los ejes fundamentales del crecimiento económico de los países es el comercio
internacional, es decir, el intercambio de bienes y servicios. El libre comercio y la compra-
venta de productos son factores esenciales en el desarrollo de las sociedades.

Cada vez más empresas globales evalúan las ventajas que ofrece México para la instalación
de sus operaciones tales como: una estructura de costos menos a la de los países
desarrollados; mano de obra altamente calificada; una privilegiada posición geográfica con
más de tres mil kilómetros de frontera con el mercado más importante del planeta; una red
de tratados de libre comercio compuestos por 12 instrumentos de intercambio comercial
que otorgan acceso arancelario preferencial a 44 países del mundo. Además, la firma de
Acuerdos para la Promoción y Protección Recíproca de las inversiones con 24 países, ha
potencializado el atractivo del territorio nacional para el inversionista extranjero.
México es un gran receptor de inversión extranjera directa, paralelamente es un lugar
idóneo para que empresas cuyo eje principal es el intercambio comercial, puedan instalarse
y operar a nivel internacional.

No obstante, en dichas ventajas existe un marco regulatorio con un alto grado de


complejidad, por lo que las compañías más exitosas se han visto en la necesidad de
establecer estrategias y procedimientos de cumplimiento y dar seguimiento puntual a dichas
obligaciones, mismo que les ayuda a controlar los riesgos fiscales y aduanales.

Al establecer estas estrategias, en primer lugar se logran ventajas como al mejora en sus
operaciones de importación y exportación. En segundo lugar, pero con la misma
importancia, se obtienen beneficios financieros directos e indirectos como reducir costos,
administrativos, logísticos, aduaneros y evitar riesgos futuros.