Sei sulla pagina 1di 6

Las Bacterias son Microorganismos que aunque no los vemos están en

todas partes y debemos tener mucho cuidado con ellos en especial en


las áreas donde manipulamos los alimentos, así como los utensilios y los
propios alimentos, hay diferentes factores que ayudan a los
microorganismos a multiplicarse, como lo son los nutrientes, la humedad,
la acidez o pH, el tiempo y por supuesto la temperatura, por eso
debemos tener mucho cuidado con dejar los alimentos a temperatura
ambiente en especial los de alto riesgo (Carnes, lácteos y derivados,
pescados y mariscos)

Bacterias como la E-Coli, Salmonella y la Listeria causantes de las


principales ETA`S (Enfermedades Trasmitidas por Alimentos), estos
microorganismos se multiplican muy fácilmente en temperaturas
entre los 5 y 65 grados Centígrados, duplicando su tamaño
aproximadamente cada 20 minutos.
¿Después de cocinar los alimentos hay riesgo de
enfermedades?

Cunado un alimento ha sido expuesto a temperatura ambiente durante


un tiempo prolongado las bacterias que se han multiplicado producen
Toxinas, que son sustancias venenosas que no se destruyen con una
buena cocción y preparación de los alimentos, al consumirlas nos
generar intoxicaciones como el botulismo, gastroenteritis, entre
otras que de no tratarse adecuadamente pueden llevar a la muerte.

¿Cómo lo podemos evitarlo?

 Primero debemos cuidar muy bien las temperaturas de


conservación de los alimentos.

 No dejar los alimentos crudos o alto riesgo a temperatura ambiente


por tiempos prolongados

 Lo alimentos ya cocidos no deben dejarse por más de dos horas a


temperatura ambiente, ya que las bacterias del ambiente o del
Manipulador pueden recontaminar el alimento, para esto es
recomendable refrigerarlo una vez se enfrié.

 Mantener siempre los alimentos protegidos, ya sean en empaques,


bolsas resellables o recipientes con tapa.

 Frutas y verduras para consumo en crudo que se mantienen a


temperatura ambiente debemos lavarlas y desinfectarlas muy bien.

Recuerda si seguimos estos 5 pequeños consejos podemos evitar


problemas de intoxicaciones e infecciones generadas por el consumo
de alimentos.

El control de Temperatura de los alimentos es un factor muy importante


en su correcta manipulación, ya que nos permitirá evitar las ETAs
(Enfermedades Transmitidas por Alimentos) debido a que los
microorganismos que las causan se multiplican fácilmente a ciertas
temperaturas y en especial en los alimentos de mayor riesgo
epidemiológico.

El factor más importante a tener encuentra es conocer la temperatura de


crecimiento rápido de los microorganismos más conocida como zona de
peligro, que está entre los 5°C y los 65°C, ya que a esta temperatura
algunas Bacterias Patógenas como Staphylococcus aureus, Salmonella
Enteritidis, Escherichia coli , Campylobacter entre otras se duplican en
un tiempo aproximado de 20 minutos lo que hace que los alimentos se
contaminen rápidamente.

Recomendaciones para el control de la


temperatura
 Mantener siempre los alimentos a una temperatura fuera de la
zona de peligro.

 Los alimentos refrigerados se deben mantenerse entre los 0°C y


los 4°C

 Si lo que deseamos es congelar un alimento debemos tener en


cuenta que la temperatura ideal para hacerlo es de -25°C y para
conservar en este estado su temperatura debe ser -18°C, nunca
debemos congelar un alimento que ha sido descongelado.

 Para lograr una destrucción de los microorganismos durante su


cocción Es recomendable cocinarlos por encima de los 75°C, para
mantenerlos luego de su cocción, es importante que estén a un
mínimo de 65°C.

 Siempre debemos llevar un registro de las temperaturas en los


procesos de recepción, almacenamiento, producción y distribución.

Si seguimos estas 5 pequeñas recomendaciones podremos mejorar la


calidad de nuestros alimentos y así evitar posibles Enfermedades.

10

En nuestros hogares es común que sobren algunos alimentos después


de servir nuestras porciones, por lo que te recomiendo que estas sobras
las dejes enfriar por un periodo no superior a hora y media y luego
empacarla adecuadamente ya sea en recipientes herméticos, o bolsas
resellables, una vez realizado este procedimiento no olvides de colocarle
una etiqueta con la fecha en que lo preparaste e introducirlo al
refrigerador o al congelador según sea el tiempo estimado de consumo,
te recomiendo refrigerarlo si lo vas a consumir en un periodo no superior
a 24 horas, pero si lo vas a consumir en los próximos 3 o 4 días la mejor
opción es congelar.

Cuando vayas a consumir tus alimentos que has refrigerado o congelado


previo a su preparación siempre revisa su estado, en especial de su
olor y su textura, para descongelar puedes utilizar los siguientes dos
métodos: el primero bajando del congelador al refrigerador 24 horas
antes de su consumo, pero si la cuestión es de afán, puedes
descongelarlo en el Microondas ya que el alimento había sido
previamente cocido, si el alimento es crudo nunca realices este
procedimiento ya que lo alteraras y le harás perder sus cualidades
nutritivas y microbiológicas.

Una vez descongelado no olvides calentar muy bien tus alimentos,


te recomiendo hacerlo por encima de los 65ºC, esto te ayudara a eliminar
algunos microorganismos presentes, si te vuelve a sobrar algún alimento
no te recomiendo volverlo a refrigerar o congelar, es preferible
desecharlo.

Espero que esta información que te comparto el día de hoy sea de gran
ayuda con tus alimentos preparados en el hogar, si sigues estas
recomendaciones podrás evitar muchas enfermedades, y por supuesto
también para tus familiares y seres queridos.