Sei sulla pagina 1di 5

INTRODUCCIÓN

Para el estudio de sustancias ya sea orgánica e inorgánica se tiene que tener en


cuenta un análisis previo o preliminar seguido de un estudio que nos pueda determinar
a ciencia cierta si la sustancia analizada es orgánica o inorgánica, generalmente se
usa el método de residuos de ignición que consiste simplemente en someter a
combustión la muestra y observar los productos, posteriormente se efectúa el análisis
elemental que nos muestra el inicio de un análisis químico.
Profundizando un poco sobre el análisis orgánico cualitativo podemos mencionar que
es una valiosa herramienta en la identificación de compuestos desconocidos para
lograr clasificarlos en el cuadro de familias de química orgánica en este caso.
La investigación cualitativa de elementos que componen una muestra desconocida es
de gran importancia para posteriores ensayos de caracterización; en algunos casos
proporciona una primera idea sobre la clasificación por solubilidad y además los
posibles grupos funcionales en el que existen en el compuesto.
Otro punto importante que podemos mencionar es que la cantidad de elementos que
comúnmente se encuentran en compuestos orgánicos es relativamente pequeña. Solo
diez elementos combinados de diversas formas constituyen la mayor parte de la
enorme cantidad de sustancias orgánicas. La gran mayoría de estos, contienen
carbono, hidrogeno y oxigeno mientras que el nitrógeno, azufre y halógenos son
menos comunes; un número aún más pequeño contiene fosforo, arsénico y otros
elementos. Existen varios métodos para identificar estos elementos.
Los métodos más conocidos consisten en transformarlos, desde la forma covalente en
que generalmente se encuentran a iones que se puedan detectar por ensayos
cualitativos de fácil identificación.
En la determinación del nitrógeno podemos mencionar que no es tan fácil debido a
varios inconvenientes en la fusión sódica por lo tanto es necesario realizar la fusión
con mucho cuidado y generalmente hacer una confirmación de la presencia de
nitrógeno por métodos diferentes. Un procedimiento muy conocido que emplea la
fusión sódica se conoce como el método de Lassaige y otro alternativo que determina
nitrógeno de manera indirecta recibe el nombre de método de Will Warrentrapp.
En el presente informe detallaremos y aplicaremos el método residuos de ignición para
así determinar si se trata de una sustancia orgánica, también reconoceremos el
nitrógeno y azufre mediante pruebas experimentales y por los residuos que van
dejando al ser combustionados.
Objetivos
 Dar a conocer la naturaleza de la sustancia orgánica por el método de residuos
ignición.
 Conocer el análisis elemental que es el punto de partida para un análisis
químico.
 Reconocer el C, H, O, N, S.

MARCO TEORICO
Compuestos Orgánicos:

Los compuestos orgánicos son todas las especies químicas que en su composición
contienen el elemento carbono y, usualmente, elementos tales como el Oxígeno (O),
Hidrógeno (H), Fósforo (F), Cloro (CL), Yodo (I) y nitrógeno (N), con la excepción del
anhídrido carbónico, los carbonatos y los cianuros. El carbono puede constituir más
compuestos que ningún otro elemento porque los átomos de carbono tienen capacidad
de formar enlaces de carbono-carbono sencillos, dobles y triples y también de unirse
entre sí formando cadenas o estructuras cíclicas. La rama de la química que estudia
los compuestos del carbono es la química orgánica.
Las clases de compuestos orgánicos se distinguen de acuerdo con los grupos
funcionales que contienen. Un grupo funcional es un grupo de átomos responsable del
comportamiento químico de la molécula que lo contiene. Moléculas diferentes que
contienen la misma clase de grupo o grupos funcionales reaccionan de una forma
semejante.
Características de los Compuestos Orgánicos:
o Son Combustibles

o Poco Densos

o Electros conductores

o Poco Hidrosolubles

o Pueden ser de origen natural u origen sintético

o Tienen carbono

o Casi siempre tienen hidrogeno

o Componen la materia viva

o Su enlace más fuerte en covalente

o Presentan isomería

o Existen más de 4 millones que es una cantidad mucho mayor a la de los


inorgánicos

o Presentan concatenación

Propiedades de los Compuestos Orgánicos

En general, los compuestos orgánicos covalentes se distinguen de los compuestos


inorgánicos en que tienen puntos de fusión y ebullición más bajos. Por ejemplo, el
óxido ferroso (FeO) tiene un punto de fusión de unos 1377°C, pero el tetracloruro de
carbono (CCl4), molécula estrictamente covalente, tiene un punto de fusión de
76,7 °C.
Gran parte de los compuestos orgánicos tienen los puntos de fusión y ebullición por
debajo de los 300 °C, aunque existen excepciones. Por lo general, los compuestos
orgánicos se disuelven en disolventes no polares (líquidos sin carga eléctrica
localizada) como el octano o el tetracloruro de carbono, o en disolventes de baja
polaridad, como los alcoholes, el ácido etanoico (ácido acético) y la propanona
(acetona). Los compuestos orgánicos suelen ser insolubles en agua, un disolvente
fuertemente polar.
Los hidrocarburos tienen densidades relativas bajas, con frecuencia alrededor de 0,8,
pero los grupos funcionales pueden aumentar la densidad de los compuestos
orgánicos. Sólo unos pocos compuestos orgánicos tienen densidades mayores de 1,2,
y son generalmente aquéllos que contienen varios átomos de halógenos.
Los grupos funcionales capaces de formar enlaces de hidrógeno aumentan
generalmente la viscosidad (resistencia a fluir). Por ejemplo, las viscosidades del
etanol, 1,2-etanodiol (etilenglicol) y 1,2,3-propanotriol (glicerina) aumentan en ese
orden. Estos compuestos contienen uno, dos y tres grupos OH respectivamente, que
forman enlaces de hidrógeno fuertes.
Nitrógeno
Elemento químico, símbolo N, número atómico 7, peso atómico 14.0067; es un gas en
condiciones normales. El nitrógeno molecular es el principal constituyente de la
atmósfera (78% por volumen de aire seco). En estado combinado, el nitrógeno se
presenta en diversas formas. Es constituyente de todas las proteínas (vegetales y
animales), así como también de muchos materiales orgánicos. Su principal fuente
mineral es el nitrato de sodio. El nitrógeno elemental tiene una reactividad baja hacia
la mayor parte de las sustancias comunes, a temperaturas ordinarias. A altas
temperaturas, reacciona con cromo, silicio, titanio, aluminio, boro, berilio, magnesio,
bario, estroncio, calcio y litio para formar nitruros; con O2, para formar NO, y en
presencia de un catalizador, con hidrógeno a temperaturas y presión bastante altas,
para formar amoniaco. El nitrógeno, carbono e hidrógeno se combinan arriba de los
1800ºC (3270ºF) para formar cianuro de hidrógeno.
Cuando el nitrógeno molecular se somete a la acción de un electrodo de descarga
condensada o a una descarga de alta frecuencia se activa en forma parcial a un
intermediario inestable y regresa al estado basal con emisión de un resplandor
amarillo oro.
Los elementos de la familia del nitrógeno exhiben tres estados de oxidación principal,
-3, +3 y +5 en sus compuestos, aunque también se presentan otros estados de
oxidación. Todos los elementos de la familia del nitrógeno forman hidruros, así como
óxidos +3, óxidos +5, haluros +3 (MX3) y, excepto para el nitrógeno y el bimuto,
halogenuros +5 (MX5). E1 nitrógeno es el elemento más electronegativo de la familia.
Así, además de los estados de oxidación típicos de la familia (-3, +3 y +5), el nitrógeno
forma compuestos con otros estados de oxidación.
Los compuestos que contienen una molécula de nitrógeno enlazada a un metal se
llaman complejos de nitrógeno o complejos dinitrógeno. Los metales que pertenecen al
grupo VIII de la familia de los metales de transición son extraordinarios en su
capacidad para formar compuestos de coordinación; para cada metal de este grupo se
han identificado varios complejos nitrogenados. Los complejos nitrogenados de estos
metales se presentan en estados de oxidación bajos, como Co(I) o Ni(O), los otros
ligandos presentes en estos complejos, además de N2, son del tipo que se sabe que
estabilizan estados de oxidación bajos: las fofinas parecen ser particularmente útiles a
este respecto.
Azufre
Elemento químico, S, de número atómico 16. Los isótopos estables conocidos y sus
porcentajes aproximados de abundancia en el azufre natural son éstos: 32S (95.1%);
33S (0.74%); 34S (4.2%) y 36S (0.016%). La proporción del azufre en la corteza
terrestre es de 0.03-0.1%. Con frecuencia se encuentra como elemento libre cerca de
las regiones volcánicas (depósitos impuros).

Propiedades:

Los alótropos del azufre (diferentes formas cristalinas) han sido estudiados
ampliamente, pero hasta ahora las diversas modificaciones en las cuales existen para
cada estado (gas, líquido y sólido) del azufre elemental no se han dilucidado por
completo. En el punto normal de ebullición del elemento (444.60ºC u 832.28ºF) el
azufre gaseoso presenta un color amarillo naranja. Cuando la temperatura aumenta, el
color se torna rojo profundo y después se aclara, aproximadamente a 650º (202ºF), y
adquiere un color amarillo paja.