Sei sulla pagina 1di 24

SALUD,

Los Dossiers de
NUTRICIÓN Y BIENESTAR
LOS NUEVOS TRATAMIENTOS NATURALES VALIDADOS POR LA INVESTIGACIÓN CIENTÍFICA
Dr Jean-Paul Curtay Nº 46 OCTUBRE 2017 SALUD NUTRICIÓN BIENESTAR

E l Dr. Jean-Paul Curtay es un pionero


en terapia nutricional. Creó una de

RESPIRAR MEJOR
las primeras consultas de nutriterapia
(curar mediante la alimentación) en Eu-
ropa y ha formado a más de 6.000 mé-
dicos en universidades de todo el mundo
(Bruselas, Lisboa, París, Viena…).
El Dr. Curtay es presidente del Green-
Soluciones para
hacer frente al asma
health, un movimiento internacional
que persigue promover la salud (especial-
mente a través de la alimentación y el me-

y a los efectos de la
dioambiente), miembro de la Academia
de Ciencias de Nueva York y forma parte
del equipo editorial de la revista Journal
of Nutritional and Environmental Medi-
cine, de la British Society for Ecological
Medicine (BSEM). Trabaja para difundir
contaminación
la terapia nutricional, para introducir la
educación sobre nutrición en las escuelas
y con agricultores y la industria alimenta-
ria para evolucionar hacia productos más
saludables.
Por Jean-Paul Curtay
También es autor y coautor de nume-
rosos libros sobre salud y nutrición (por Respirar es una función vital para todo el mundo, pero
ejemplo, La nueva guía de las vitaminas, respirar bien es un derecho fundamental del que no todo
prologada por el premio Nobel de Medi-
cina Jean Dausset, o la Guía familiar de el mundo puede disfrutar.
los alimentos que curan, entre otros).
Ha estudiado a fondo la alimentación y
El máximo responsable de ello es la contaminación del
el modo de vida que han hecho que los aire. Partículas en suspensión, productos de limpieza
ancianos de Okinawa gocen de la mayor
longevidad del mundo y las ha adaptado
del hogar, compuestos químicos, tabaco... Tanto en la
a nuestras costumbres occidentales. calle como en casa, en los lugares de trabajo o de ocio,
El Dr. Curtay es una auténtica “en- la degradación de la calidad del aire es un problema
ciclopedia viviente” sobre salud natural,
pero además una de sus mayores cuali- de salud pública que adquiere enormes proporciones.
dades es la pedagogía, el arte de transmitir Respirar aire de calidad es actualmente, más que nunca,
su saber de manera clara y práctica.
Lleva 35 años formando a otros profe-
un lujo, cuando debería ser algo básico al alcance de
sionales de la salud, introduciendo la todo el mundo.
educación nutricional en las escuelas y
promoviendo que los agricultores y la La primera señal de esta catástrofe sanitaria, que no deja lugar
industria agroalimentaria evolucionen
hacia productos que incorporen los
a dudas, es el aumento constante del número de personas
conceptos de bienestar y salud. asmáticas en los países industrializados. El asma se ha
Vive en el bosque de Fontainebleau y es convertido en algo común y en un fenómeno incapacitante,
padre de dos hijos a quienes ha trasladado
su amor hacia la naturaleza, el deporte, la con consecuencias a veces trágicas. La sensación de ahogo y
lectura, el arte, los conciertos, los viajes y de asfixia es mucho más que una sensación: es una realidad
la fotografía. De hecho, también es autor
de libros de otras áreas distintas a la salud, que puede poner en riesgo la vida.
como poesía, educación o música.

Visite nuestra web: www.saludnutricionbienestar.com página 1/24


u Los Dossiers de Salud, Nutrición y Bienestar • RESPIRAR MEJOR • Octubre 2017 t

En este Dossier encontrará:

I. ¿QUÉ ES EL ASMA? . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 2

II. LOS ESLABONES DE LA REACCIÓN EN CADENA. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 5

III. SEIS CLAVES PARA PREVENIR EL ASMA Y CALMAR LA HIPERREACTIVIDAD DEL ASMÁTICO . . . . . . . . . . 14

El asma es una enfermedad incapacitante. Es lo menos que se puede decir cuando se tiene dificultad
para respirar. En los casos más extremos, el “ataque” de asma puede derivar rápidamente en “estado de
enfermedad asmática” y conducir a la hospitalización de urgencia.

Pero por suerte, la mayoría de sus manifestaciones son benignas, al ir desde una simple sibilancia (sonido
que hace el aire al pasar por las vías respiratorias congestionadas) hasta constricciones molestas, pasando
por toses espasmódicas, que no llegan a tener efectos tan incapacitantes.

Sin embargo, en el peor de los casos conducen al fallecimiento. España es el quinto país de la Unión
Europea en muertes por todas las enfermedades del aparato respiratorio (suponen el 17,1% del total de
los fallecimientos, frente al 13,4% de toda la UE).

El problema es muy grave, ya que el número de personas afectadas por asma crece de forma vertiginosa.
Los culpables son numerosos factores como la contaminación, el estrés, la vulnerabilidad a las infecciones
y los desequilibrios nutricionales. Como es habitual, le invito a que intente comprender lo que ocurre
cuando se sufre asma para saber mejor lo que debe hacer para prevenir esta enfermedad o enfrentarse
mejor a ella.

I. ¿QUÉ ES EL ASMA?

|Lo que ocurre en una crisis de asma


El asma forma parte de las grandes enfermedades alérgicas, junto con el eccema, la rinitis, las conjuntivitis
y las alergias alimentarias. Se manifiesta con dificultad para respirar (disnea), que produce la sensación
de que falta el aire, opresión en el pecho, tos o
respiración sibilante.

Las crisis sobrevienen más frecuentemente de


Las crisis de asma también pueden
noche que de día y, aunque algunas se limitan provocar:
a una simple sibilancia o un acceso de tos, otras
crecen en intensidad en cuestión de minutos. • Deformación del tórax, que se distiende.
Las crisis más graves pueden acarrear profundas • Dificultad para hablar.
modificaciones del ritmo respiratorio; si • Cianosis (la persona se queda azulada por
éste se acelera, llegando a un ritmo superior una mala oxigenación).
a 30 respiraciones por minuto, se habla de
taquipneas. Y si se ralentiza, hasta un ritmo • Taquicardia (aceleración del ritmo cardíaco,
inferior a 12 respiraciones por minuto, se habla que busca compensar la falta de oxígeno).
de bradipneas. • Arritmias e insuficiencia cardíaca.

Pueden aparecer complicaciones agudas • Trastornos de la consciencia.


o crónicas cuando la enfermedad no es • Y en el peor de los casos, fallecimiento.
correctamente controlada, como por ejemplo

Visite nuestra web: www.saludnutricionbienestar.com página 2/24


u Los Dossiers de Salud, Nutrición y Bienestar • RESPIRAR MEJOR • Octubre 2017 t

un neumotórax (ruptura de una de las dos hojas pleurales -visceral o parietal- lo que permite la entrada
de aire y cuya presión llega a superar a la del pulmón, colapsándolo) o una insuficiencia respiratoria.
Por no hablar de los pacientes que son víctimas de los efectos secundarios de las corticoterapias
prolongadas que les imponen, a falta de conocer otros recursos de mayor eficacia.

Todas estas manifestaciones son producidas por un estrechamiento de los bronquios ligado a una
inflamación, una hiperreacción del sistema inmunitario, cuyos mecanismos voy a explicar más adelante.

|¿A quién le afecta el asma?


El asma afecta sobre todo a los niños y a los
adolescentes. Con frecuencia aparece entre los 2 y los Un repaso al mapa mundial del
10 años, se atenúa o incluso desaparece en la pubertad,
y puede reaparecer en la edad adulta, en particular asma
durante la menopausia. Entre el 10 y el 20% de los
niños de 10 a 15 años son asmáticos, y esta frecuencia • En el conjunto de la Europa occidental,
aumenta constantemente un año tras otro. según un organismo belga, el Instituto
de Alergología UBC, la incidencia del
El asma ya es (y lo será más aún) una enorme y asma se ha duplicado en diez años.
creciente carga de enfermedad en España y en todo el
mundo. En nuestro país la prevalencia es del 10,3%, • Según la Organización Mundial de la
según la Sociedad Española de Neumología y Cirugía Salud (OMS), actualmente hay de 200
Torácica (SEPAR). El Estudio Europeo de Salud a 300 millones de personas afectadas
Respiratoria (European Community Respiratory Health de asma en el mundo. Y su número está
Survey – ECRHS) puso de  relieve el  incremento en constante aumento, principalmente
en la prevalencia de asma en adultos, que fue debido a la contaminación atmosférica,
notablemente mayor en España que en el resto de tanto exterior como interior.
países participantes.

|Cuáles son los mecanismos que intervienen en el asma


La alergia es, al igual que la inflamación, una respuesta inadecuada del sistema de defensa inmunitario
contra lo que se percibe como una agresión (aunque no sea tal). Es una hipersensibilidad, una
hiperreactividad.

Pero ¿una hiperreactividad a qué? A alérgenos, en este caso alérgenos que llegan por el aire al árbol
bronquial, que es el sistema que dirige el oxígeno a los pulmones. Estos alérgenos reciben el nombre
de neumoalérgenos, y se trata de proteínas cuya forma espacial desencadena una reacción. Para luchar
frente a la acción de los alérgenos el organismo dispone de un sistema especial de proteínas de estructura
bien definida que reciben el nombre de antígenos. Si se produce un desequilibrio en la reacción alérgeno
antígeno es cuando sucede una crisis asmática. Ahora bien, cuando unas proteínas tienen una configuración
determinada capaz de ser reconocida por los glóbulos blancos y los anticuerpos y provocar una reacción,
entonces se trata de antígenos.

Los antígenos son necesarios, ya que gracias a ellos el sistema de defensa contra las infecciones y el cáncer
detecta los invasores, es decir, los virus, las bacterias y las células cancerosas, y los neutraliza mediante
glóbulos blancos y anticuerpos.

Los neumoalérgenos más frecuentes son los siguientes:

• Los alérgenos presentes durante todo el año, como los ácaros del polvo de casa, los de los pelos
de animales, los mohos domésticos, las cucarachas, etc.

Visite nuestra web: www.saludnutricionbienestar.com página 3/24


u Los Dossiers de Salud, Nutrición y Bienestar • RESPIRAR MEJOR • Octubre 2017 t

• Los alérgenos estacionales, como los


pólenes. Los pólenes de las gramíneas Cuando el sistema inmunitario se
están presentes prácticamente en todas vuelve contra el organismo
partes y son responsables de la clásica
fiebre del heno (o rinitis alérgica), a veces
asociada al asma. Aparte de los pólenes,
determinados mohos pueden provocar
D esde nuestra estancia en el vientre materno,
un sistema complejo, inscrito en el ADN
(el sistema HLA de histocompatibilidad,
manifestaciones de alergias respiratorias descubierto por el premio Nobel Jean Dausset),
durante el verano. identifica la forma de las proteínas que nos son
propias (es decir, del organismo). Posteriormente,
Pero también, y de forma algo más sutil, ciertos todo lo que dicho sistema no ha reconocido en el
alimentos pueden afectar a los bronquios a través útero constituye lo ajeno, que provoca reacciones
del tubo digestivo. Es el caso de los alérgenos de defensa.
alimentarios, o trofoalérgenos (como los del
huevo, el cacahuete, el pescado o los productos Con la edad, el ADN se altera por las corrosiones
lácteos). Estos últimos son los que con más debidas a la contaminación, la inflamación y los
frecuencia están implicados en el asma infantil. radicales libres y entonces nuestras proteínas
Por ejemplo, una alergia a los cacahuetes en los propias modifican su forma y el sistema
niños puede manifestarse mediante una crisis de inmunitario las puede percibir como ajenas,
asma tras ingerir cacahuetes o alimentos que los atacándolas. Éstos son los principales mecanismos
contengan. que llevan a patologías autoinmunes como la
esclerosis múltiple, la poliartritis reumatoide, el
El parecido de las proteínas antigénicas con lupus…
neumoalérgenos y trofoalérgenos puede
producir alergias cruzadas. Sucede así que Sin embargo, en la alergia, el sistema de defensa
personas alérgicas a pólenes lo sean también no ataca a sus propias proteínas deformadas, sino
a frutas u hortalizas o, incluso, a los frutos a proteínas que llegan del exterior. En el caso del
secos. asma, son neumoalérgenos.

En resumen: el consumo de determinados


alimentos puede desencadenar o agravar el asma
en caso de semejanza entre el trofoalérgeno y el Algunos casos concretos de alergias
neumoalérgeno. cruzadas
Está demostrado que algunas intolerancias • Una persona alérgica al polen de abedul
alimentarias pueden intensificar y desencadenar podría tener prurito en los labios, la lengua,
ataques de patologías alérgicas clásicas como el el paladar y la garganta al comer una
eccema, la conjuntivitis y el asma (pero también manzana o una zanahoria cruda, y también
patologías inflamatorias como la poliartritis al comer un melocotón, una pera, ciruelas,
reumatoide). Esto explica el gran número de cerezas, albaricoque, kiwi, tomate, patatas,
estudios que ponen de manifiesto una mejoría almendras, avellanas, cacahuetes o soja.
en muchos síntomas cuando se restaura la
• Algunas personas hipersensibles a las plumas
barrera digestiva o se practica el ayuno. Hay que
de pájaros pueden verse muy alteradas
decir que el ayuno, evidentemente, sólo puede
cuando consumen un huevo.
ser puntual o parcial (por ejemplo, seguir unos
días una alimentación centrada en alimentos • Algunas alergias cruzadas son verdaderamente
ricos en polifenoles). Se puede también practicar sorprendentes: una persona alérgica a
la eliminación de alérgenos alimentarios. Pero, a los ácaros puede reaccionar al consumo
excepción de los productos lácteos y el gluten, es de caracoles, y también al de gambas,
la medida menos recomendable, ya que se corre mejillones, cangrejos, langostas y bogavantes.
el riesgo de aumentar la sensibilización. Otra que es alérgica a los pelos de gato puede
reaccionar a la carne de cerdo.
Examinemos más de cerca lo que pasa en los
mecanismos moleculares de las formas más
comunes de asma.

Visite nuestra web: www.saludnutricionbienestar.com página 4/24


u Los Dossiers de Salud, Nutrición y Bienestar • RESPIRAR MEJOR • Octubre 2017 t

II. LOS ESLABONES DE LA REACCIÓN EN CADENA


Una crisis de asma es una reacción en cadena, pero no se manifiesta del mismo modo en todo el mundo.
Es importante por lo tanto conocer todos los eslabones para identificar aquel o aquellos contra los que
hay que luchar según cada caso cuando sea posible.

|La herencia
No todo el mundo sobrerreacciona forzosamente al entrar en contacto con alérgenos: hay que haber
nacido con esa sensibilidad, a la que se denomina terreno atópico.

En mi caso mi madre era asmática. Cuando era adolescente, vi cómo tenía una crisis por la noche,
sentada en la cama, al enterarse de que mi hermano de 14 años había comprado un billete de avión
y había intentado migrar a los Estados Unidos mientras se encontraba de estancia lingüística en
Inglaterra.

Por supuesto, el estrés tuvo mucho que ver en ello, estaba claro, pero mi madre había heredado de sus
padres un terreno atópico y sabía, por ejemplo, que era alérgica a los pelos de gato.

Y al acariciar al gatito pelirrojo que mi padre había comprado para la casa de campo, yo mismo descubrí
que me provocaba enrojecimiento en la piel y sibilancia respiratoria.

¿Por qué las personas atópicas son alérgicas? Se debe a que en su sangre circulan unos anticuerpos
particulares, los IgE. Hay que saber que cuando nos defendemos contra virus o bacterias, los glóbulos
blancos producen en primer lugar IgM, que desaparecen, y luego IgG, que hacen posible una inmunidad
duradera.

Estos IgE son los mediadores de esta hipersensibilidad, ya que son capaces de ligarse a los alérgenos; en
general, dos IgE atrapan el alérgeno a modo de sándwich para formar lo que se denomina un complejo
inmunitario. A continuación los complejos inmunitarios se fijan sobre unos glóbulos blancos específicos,
los mastocitos.

Cuando estos mastocitos son estimulados por los complejos inmunitarios, se produce una entrada masiva
de calcio a través de sus membranas que provoca la secreción de un potente agente inflamatorio, la
histamina.

|Histamina: el “estrangulador de bronquios”


La histamina expulsada por los mastocitos comienza a actuar en los vasos sanguíneos por los que
circula. Estos vasos se dilatan, de ahí el enrojecimiento característico de las reacciones alérgicas e
inflamatorias. La histamina produce así prurito, puede taponar los senos y hacer que se desborden las
mucosas nasales.

La dilatación de los vasos sanguíneos favorece la migración de glóbulos blancos, entre ellos los mastocitos,
pero también otros glóbulos blancos implicados en el asma: los eosinófilos. Los eosinófilos se acumulan
en los tejidos, en este caso en los bronquios, donde a causa de ello se amplifica la reacción.

Por otro lado, la histamina tiene un efecto constrictor en los bronquios, es decir, reduce su diámetro.

Visite nuestra web: www.saludnutricionbienestar.com página 5/24


u Los Dossiers de Salud, Nutrición y Bienestar • RESPIRAR MEJOR • Octubre 2017 t

Los otros efectos de la histamina


• Produce contracciones del tubo digestivo. Por eso las personas asmáticas sufren con mucha
frecuencia hinchazón abdominal y colopatía.
• Es desencadenante de secreciones ácidas en la pared del estómago, lo que puede provocar reflujos
gastroesofágicos que agravan las crisis de asma al irritar los bronquios.
• Acelera el ritmo cardíaco. En caso de estrés, las personas sienten con frecuencia palpitaciones.
• En el cerebro, desempeña también un papel de neurotransmisor que contribuye a mantener
el estado de alerta. Por influencia de los ácaros, por ejemplo, que son abundantes en la ropa
de cama, la persona podría desvelarse durante la noche. Y al contrario, como mucha gente ha
podido comprobar, tomar antihistamínicos produce somnolencia.

|Cuando los alimentos imitan la reacción alérgica


Ciertos alimentos que contienen histamina pueden desencadenar asma y otros problemas respiratorios:
dificultades respiratorias, moqueo, obstrucción nasal…

Cuando el problema crece, puede provocar una intolerancia a la histamina (también denominada HIT).
Este fenómeno afecta a las personas que son portadoras de genes que reducen la actividad de la enzima
DAO (diamino oxidasa), la enzima que degrada la histamina en el tubo digestivo. Se calcula que el
problema afecta a entre el 1 y el 2% de la población y, de éstos, a un 80% de mujeres.

Sepa que el alcohol aumenta las reacciones, así como ciertos medicamentos inhibidores de las amino-
oxidasas, encargadas precisamente de degradar la histamina. Se trata sobre todo de antibióticos (ácido
clavulánico y doxiciclina), isoniacida, metoclopramida, verapamil o prometazina.

Además del protocolo general, el tratamiento consiste en evitar los alimentos ricos en histamina:

• Vinagre.
• Quesos curados (camembert, cheddar, emmental, gouda, parmesano, roquefort…).
• Salchichón, jamón y todos los embutidos envasados.
• Carnes de caza curadas.
• Pescados congelados, secos, ahumados o marinados, huevas de pescado, conservas de pescado…
• Atún, bonito, sardina, salmón, anchoa, caballa, crustáceos frescos…
• Carne de vacuno, hígado de cerdo, clara de huevo…
• Bebidas alcohólicas fermentadas o destiladas (cerveza, vino, licor de avellanas, levadura de
cerveza…).
• Espinacas, tomate, guisantes, col, chucrut…
• Mermeladas, helados y sorbetes, así como otros productos que contengan cítricos.
• Fruta fresca, zumos de cítricos, plátanos y fresas.
• Frutos secos como nueces, avellanas y cacahuetes.

• Chocolate (a menos que sea negro y con más del 74 % de cacao, en cuyo caso es rico en polifenoles
que suelen neutralizar los efectos de la histamina).

Visite nuestra web: www.saludnutricionbienestar.com página 6/24


u Los Dossiers de Salud, Nutrición y Bienestar • RESPIRAR MEJOR • Octubre 2017 t

Existe otra forma de asma ligada a los sulfitos


de los aditivos alimentarios. Los sulfitos sirven Los signos de intolerancia
para detener la fermentación del vino y estabilizar alimentaria a la histamina
la coloración de los vinos blancos. Se usan por los
mismos motivos en frutos secos como los orejones,
y también se encuentran en un gran número
de productos industriales agroalimentarios (por
L a intolerancia alimentaria a la histamina
se manifiesta con frecuencia con
síntomas que acompañan al asma:
ejemplo, para aumentar la vida útil de las ensaladas
prelavadas y de las verduritas de los bufés de ensaladas • Trastornos digestivos: flatulencias,
dispuestos en los locales de comida rápida). colon irritable, diarrea, estreñimiento,
vómitos, dolores abdominales, ardor de
No interviene aquí ningún neumoalérgeno ni estómago…
trofoalérgeno, pero los sulfitos ingeridos, al entrar
en contacto con el ácido clorhídrico que contiene • Afecciones dermatológicas: prurito,
el estómago, desprenden un gas sulfuroso que erupciones cutáneas, eccema, urticaria,
asciende y ataca a los bronquios. De ese modo los edema del párpado…
sulfitos pueden contribuir en gran medida al asma • Mareo cuando se viaja.
cuando se hace un sobreesfuerzo o una actividad
• Migrañas.
física que favorezca la ascensión de este gas sulfuroso
del estómago.

Manual para identificar los aditivos

P ara evitar los sulfitos puede identificar en las etiquetas los aditivos siguientes:

• Dióxido de azufre (E220). • Disulfito de calcio (E225).


• Sulfito sódico (E221). • Sulfito de calcio (E226).
• Sulfito ácido de sodio (E222). • Sulfito ácido de calcio (E227).
• Disulfito sódico (E223). • Sulfito ácido de potasio (E228).
• Disulfito de potasio (E224).
Consuma legumbres, productos cerealistas (trigo sarraceno) y verduras de color verde oscuro,
principales fuentes de molibdeno, un oligoelemento que favorece la desintoxicación de los sulfitos.

|El caso del asma intolerante a la aspirina


Un equipo internacional de investigadores demostró, gracias al análisis del sarro de los dientes de un joven
neandertal descubierto en la cueva asturiana de El Sidrón, que masticaba yemas de álamo ricas en salicina
para tratarse un fuerte flemón. Había consumido también manzanilla (sedante y antiinflamatoria) y mohos
Penicillium (productores de la penicilina, el primer antibiótico conocido). La salicina es metabolizada por
el hígado en ácido salicílico y esta molécula, identificada en el sauce (de ahí su nombre), se ha demostrado
científicamente que tiene un fuerte efecto antiinflamatorio.

Pero en algunas personas, por desgracia, ocurre justamente lo contrario y el ácido salicílico demuestra
ser un potente factor causante de intolerancias. No sólo puede provocar rinitis y asma, sino también una
poliposis de los senos, identificada en 1922 por Widal y denominada desde entonces síndrome de Widal.

Durante mucho tiempo se creyó que se trataba de una patología debido al hecho probable de que la
aspirina fuese un alérgeno. Pero en 1975 se descubrió que era una anomalía del metabolismo del ácido
araquidónico, el precursor de las prostaglandinas, que son proalérgicas y proinflamatorias.

Visite nuestra web: www.saludnutricionbienestar.com página 7/24


u Los Dossiers de Salud, Nutrición y Bienestar • RESPIRAR MEJOR • Octubre 2017 t

El ácido araquidónico puede, una vez oxidado, convertirse:

• O bien en prostaglandinas proalérgicas y proinflamatorias de serie 2 gracias a una enzima


denominada ciclooxigenasa (COX). Esta enzima es la que inhibe la aspirina para evitar la
inflamación.
• O en leucotrienos gracias a una enzima denominada lipooxigenasa. Los leucotrienos son factores
de reacciones anafilácticas y también están implicados en patologías como la psoriasis y la
endometriosis.

Ahora bien, genéticamente o por otras causas, algunas personas tienen de entrada una actividad
lipooxigenasa elevada. Si las moléculas emparentadas con la aspirina bloquean las COX, hay un flujo
mucho mayor de ácido araquidónico que se dirige a la vía de los leucotrienos. Por otra parte, al exceso de
leucotrienos se culpa también actualmente del asma intolerante a la aspirina.

Por ello, la prescripción de los AINEs (antiinflamatorios no esteroideos) que tienen la misma acción
inhibidora de las COX está contraindicada, al igual que la aspirina, en el asma intolerante a la
aspirina.

¿Qué pueden hacer entonces los afectados? No tomar ni aspirina ni AINEs, está claro. Pero evitar los
productos que contienen ácido acetilsalicílico es imposible, ya que éste se encuentra en numerosos
medicamentos. Durante una época se propuso desensibilizar a la aspirina en los servicios de alergología.
Pero, evidentemente, ésa no es la respuesta adecuada contra los mecanismos fisiopatológicos que ahora
se conocen.

Están los corticoides, que, como en todas estas patologías, siguen siendo un recurso, pero deberían
limitarse a dosis y a periodos lo más cortos posible debido a sus efectos secundarios (hipertensión,
diabetes, úlcera gástrica, osteoporosis, etc.).

Debe darse preferencia a los tratamientos de fondo multidimensionales, en concreto con polifenoles.
Éstos son fundamentales en todas las patologías alérgicas e inflamatorias, pero más aún en el caso del
asma intolerante a la aspirina.

Los polifenoles, antioxidantes y alimentos ricos en omega 3 impiden la oxidación del ácido araquidónico
y favorecen las prostaglandinas de serie 3, que tienen efectos contrarios a las prostaglandinas de serie 2:
son antialérgicos y antiinflamatorios.

La industria farmacéutica ha desarrollado medicamentos antileucotrienos que pueden ser útiles


puntualmente, pero que tienen, como es habitual, efectos secundarios negativos a más largo plazo. Por el
contrario, los polifenoles aportan una multitud de efectos secundarios positivos: protección cardiovascular,
contra las enfermedades neurodegenerativas, el cáncer…

Cómo la carne agrava el asma

E l ácido araquidónico es un ácido graso que se encuentra casi exclusivamente en las carnes.
Ahora bien, acabamos de ver que los derivados del ácido araquidónico son muy inflamatorios,
especialmente las prostaglandinas de serie 2. Además, las carnes contienen hierro y otros principios
activos muy inflamatorios.

En definitiva, favorecen una flora digestiva patógena, que hace que aumente la sensibilidad a los
alérgenos alimentarios y, tal como hemos visto, éstos pueden amplificar, cuando no desencadenar,
crisis de asma.

Por lo tanto, no le va a sorprender que, cuando abordemos las medidas prácticas que hay que
adoptar, le proponga reducir el consumo de carne y aumentar el de alimentos ricos en omega 3,
polifenoles y antioxidantes, con predominio del componente vegetal.

Visite nuestra web: www.saludnutricionbienestar.com página 8/24


u Los Dossiers de Salud, Nutrición y Bienestar • RESPIRAR MEJOR • Octubre 2017 t

|El estrés: desencadenante y amplificador de crisis


En caso de estrés, se activa una alarma en el cerebro. El locus cerúleo (región anatómica en el tallo cerebral
involucrada en la respuesta al pánico, al estrés, a la ansiedad, al miedo y a las pulsiones alimentarias y
sexuales) segrega noradrenalina, que aumenta el estado de alerta y la combatividad. Pero tal alarma sólo
permite adaptarse a la situación si el cuerpo se moviliza.

Las glándulas suprarrenales –llamadas así porque están situadas en lo más alto de ambos riñones– emiten
esa misma noradrenalina, pero esta vez destinada al conjunto de los órganos, para que puedan reaccionar.
Bajo el impulso de la noradrenalina, los músculos se tensan, el corazón se acelera, el hígado libera glucosa,
los tejidos adiposos liberan ácidos grasos y, en las personas que no son asmáticas, los bronquios se dilatan
para aumentar los aportes de oxígeno.

Las calorías producidas pueden ser quemadas por el oxígeno y la energía resultante circula más rápidamente
gracias a la aceleración del pulso hasta los músculos, que permiten a la persona amenazada huir, luchar o
tomar la medida más conveniente.

Si los bronquios se dilatan por efecto del estrés, no hay ningún problema, pero por desgracia, entre las
respuestas al estrés, se producen también las siguientes:

• Un aumento de la inflamación, en concreto a través del hierro que entra masivamente en las
células (un mecanismo que expuso el investigador japonés Yagi).
• La liberación de otros neuromediadores por las terminaciones nerviosas de los bronquios: la
bradiquinina y la sustancia P.

Ahora bien, la bradiquinina y la sustancia P son capaces, sin que haya siquiera algún alérgeno o IgE, de hacer
que se libere histamina. Ésa es la razón de que se pueda sufrir una rinitis alérgica estacional al polen –que
hace estornudar, obstruye las vías respiratorias y provoca goteo nasal– y se tengan exactamente los mismos
síntomas por una simple corriente de aire que por una contaminación que afecte a las fosas nasales.

Es el mismo fenómeno de estrés que afecta a los bronquios.

Un estrés es todo cambio percibido como relativamente desestabilizante. Se conoce bien el estrés
psicológico, pero existe también el estrés tóxico como el causado por la contaminación atmosférica,
simples variaciones drásticas de temperatura o incluso una hiperventilación ligada al esfuerzo.

Todo ello puede excitar los mastocitos, liberar histamina en los bronquios y contraer éstos a pesar de los
efectos vasodilatadores de la noradrenalina. La mayoría de los medicamentos en espray utilizados contra
el asma imitan los efectos de la noradrenalina, por eso se les llama simpaticomiméticos.

El asmático corre el riesgo en mayor medida de sufrir estos casos de estrés cuando ya tiene un bronquio
inflamado, infiltrado por glóbulos blancos de varios tipos, entre ellos los eosinófilos.

Los eosinófilos liberan enzimas (proteasas), que provocan una corrosión de la mucosa bronquial y vuelven
a la persona asmática hipersensible a todo: polvo, partículas de contaminación atmosférica, productos
químicos de todo tipo (perfumes, olores de pintura, cloro…) y, como vamos a ver también, bacterias.

|Los principales enemigos de los asmáticos ligados a la


civilización
Además de estos enemigos “naturales” de los asmáticos, nuestra forma de vida ha elevado a escala industrial
formas de agresión de las que los asmáticos suelen ser las primeras víctimas. Estos son sus principales
enemigos:

Visite nuestra web: www.saludnutricionbienestar.com página 9/24


u Los Dossiers de Salud, Nutrición y Bienestar • RESPIRAR MEJOR • Octubre 2017 t

1. El tabaco
La mucosa bronquial de los asmáticos, como hemos visto, está en carne viva a causa de la infiltración por
los glóbulos blancos y la corrosión ejercida por las proteasas que segregan, pero también, por supuesto,
debido a los contaminantes del aire.

Una calada de cigarrillo, anormalmente caliente, supone ya de por sí un estrés térmico. Además, cada calada
contiene aproximadamente mil billones de radicales libres. Su potencia corrosiva de radiaciones ionizantes
es comparable a un accidente nuclear. Los radicales libres actúan, de hecho, como los rayos gamma, que
arrancan electrones a los átomos, hecho que los convierte en el motor principal del envejecimiento y de
todas las enfermedades degenerativas.

Pero eso no es todo. En el humo del tabaco hay 4.700 sustancias tóxicas reseñadas, entre ellas polonio
radiactivo y metales pesados como el cadmio, ¡gases parecidos a los empleados por los nazis en las cámaras
de gas! Esto ha llevado a los investigadores a hablar del “holocausto dorado” (expresión tomada de la obra
titulada Golden Holocaust – La conspiration des industriels [Holocausto dorado], del Prof. Robert Proctor),
que ha convertido a los fabricantes de cigarrillos en multimillonarios al precio de 6 millones de muertos
al año. Por no hablar de los enfermos, a menudo graves (casos de cáncer de pulmón y también de vejiga,
de páncreas, de mama…) que son aún más numerosos.

Lo primero que prescribe un alergólogo a los padres de niños asmáticos es que no deben fumar en su
presencia, ni en casa ni en el coche. Pero eso, por desgracia, no es suficiente, ya que cuando se fuma en el
balcón, se sigue llevando una gran cantidad de partículas tóxicas en la piel, el pelo y la ropa.

En algunos países está prohibido por ley que los padres fumen dentro de un coche si están acompañados
por menores de 18 años. También debería prohibirse a las mujeres embarazadas fumar, dado que se sabe
que numerosos derivados tóxicos llegan hasta el feto, lo que puede tener graves consecuencias, como
retraso de crecimiento, especialmente cerebral, así como un riesgo incrementado de padecer asma o
leucemia tras el nacimiento.

¡Se podría comparar a una denegación de auxilio a una persona en peligro!

2. La contaminación del aire


La contaminación del aire incluye numerosos agentes como el dióxido de azufre, el dióxido de nitrógeno,
el óxido nítrico, el ozono, los hidrocarburos, las partículas de hollín... que interactúan entre sí y pueden,
por efecto de la luz, producir especies de radicales.

Los agentes oxidantes presentes en el aire pueden aniquilar la acción de las antiproteasas, es decir, las
proteínas que controlan las proteasas segregadas por los famosos glóbulos blancos eosinófilos, esos que se
infiltran en la mucosa bronquial de los asmáticos y provocan corrosión de las mucosas.

El ozono aumenta la reactividad bronquial y la inflamación en las vías aéreas. El ozono y el óxido nítrico
deprimen las funciones inmunitarias locales –lo que favorece las bronquitis– y producen estrés oxidativo.
Éste alimenta la inflamación y conduce a largo plazo a la fibrosis del enfisema.

En cuanto al hidrógeno sulfúrico, altera el funcionamiento del tapiz mucociliar encargado de rechazar
partículas y gérmenes, lo que contribuye a su vez a amplificar los efectos inflamatorios y constrictores de
estos últimos en los bronquios.

Un estudio realizado en Filadelfia entre 1973 y 1980 mostró que la mortalidad global aumentaba
de media un 8% los días de fuerte contaminación, un 13% en lo referido a los fallecimientos por
neumonía y un 25% los fallecimientos por broncopatía obstructiva (que incluyen las crisis de asma
grave). También era mayor la cifra de fallecimientos debidos a las patologías cardiovasculares y los
accidentes cerebrovasculares.

Visite nuestra web: www.saludnutricionbienestar.com página 10/24


u Los Dossiers de Salud, Nutrición y Bienestar • RESPIRAR MEJOR • Octubre 2017 t

Los asmáticos son especialmente sensibles a los agentes irritantes de la atmósfera (en especial los ácidos).
El tabaco y la exposición a la contaminación exterior durante el embarazo aumentan el riesgo de alergia
respiratoria en los niños.

Las consecuencias de la Los mecanismos del


contaminación atmosférica en cifras enfisema

L a dimensión que ha alcanzado la contaminación


atmosférica es abrumadora: E n el enfisema los alveolos
pulmonares se inflaman, se
esclerotizan (se vuelven más rígidos
• La OMS le atribuye actualmente más y pierden su función principal) y se
fallecimientos que al tabaco: 7 millones de transforman en una especie de tela
personas al año (un 6% de la mortalidad de araña rígida. Los pulmones, al
total según un estudio llevado a cabo en hacerse fibrosos, ya no pueden dilatarse
Francia, Suiza y Austria). correctamente para asegurar con
• El estudio Erpurs registra un aumento del plenitud las funciones respiratorias, lo
8% de la mortalidad por causas respiratorias que deriva en insuficiencia respiratoria,
en los picos de contaminación atmosférica. en la que el paciente se ahoga y acaba
el resto de su vida con asistencia
• Cada vez que los contaminantes respiratoria. Ése es también el destino
atmosféricos aumentan en 10 μg/m3, la de la mayor parte de los fumadores
mortalidad cardiopulmonar asciende un que no mueren de cáncer de pulmón
0,3%. o infarto.

3. La contaminación doméstica
Al contrario de lo que se pensaba, la contaminación dentro de los lugares de trabajo y las viviendas es
aún más importante que en el exterior, incluso en el medio rural. Es algo que descubrí con estupefacción
durante unas prácticas en el Environmental Health Center de Dallas, creado por el Dr. William Rea
(principal figura de las investigaciones sobre los efectos de la contaminación de todo tipo en la salud.
Es también el fundador del primer hospital del mundo dedicado exclusivamente al tratamiento de las
enfermedades ambientales).

Aparte del humo de los cigarrillos, que es una de las principales fuentes de exposición en todo el mundo
a partículas radiactivas, numerosas fuentes emiten contaminantes bajo nuestras mismas narices: en casa,
en el coche y en los medios de transporte colectivo o también en la oficina.

• La cocina y la calefacción de gas desprenden monóxido de nitrógeno, dióxido de nitrógeno, óxido


de carbono y dióxido de azufre, si bien en cantidades inferiores a las requeridas para provocar una
intoxicación aguda.
• Cocinar carnes en la parrilla, en la sartén o en el horno emite hidrocarburos, furanos, esteroides y
pesticidas, así como partículas en suspensión en el aire.
• Basta con hervir agua del grifo para volatilizar e inhalar cloro, alteradores endocrinos y pesticidas,
que pasan de ese modo a la circulación sanguínea y se dispersan por nuestros órganos, desde el
hígado hasta el cerebro.
• Todos los productos de limpieza contienen disolventes, detergentes y pesticidas.
• Los materiales de construcción (fibra de vidrio, espumas de aislamiento, argamasas, pinturas,
papeles pintados, barnices, contrachapados, maderas tratadas, moquetas sintéticas...) y los
electrodomésticos, entre otros, sueltan compuestos orgánicos volátiles, disolventes, aldehídos,
formol, retardantes de llama y partículas (los retardantes de llama son una sustancia química que
se añade a los materiales durante su fabricación para reducir el riesgo de que el producto acabado

Visite nuestra web: www.saludnutricionbienestar.com página 11/24


u Los Dossiers de Salud, Nutrición y Bienestar • RESPIRAR MEJOR • Octubre 2017 t

arda; muchos expertos consideran que los retardadores de llama, que son alteradores endocrinos,
son más perjudiciales que útiles).
Cuanto más nuevas son las casas o los muebles, más intensa es esta liberación de sustancias.

• Los juguetes contienen numerosos alteradores endocrinos, que acaban en el pelo de los niños.
• El formaldehído liberado en las casas y en los coches nuevos provoca conjuntivitis, urticarias,
contribuye a agravar el asma y es un factor de cáncer de nasofaringe. Tras una exposición a
largo plazo, se considera responsable incluso de nefropatías (término que engloba todos los
daños, enfermedades o patologías que puede sufrir el riñón). El problema es el mismo con los
derivados bencénicos presentes en los desodorantes y los aromas químicos utilizados por el
neuromarketing (consiste en inducir comportamientos de compra en los clientes al someterlos
a estímulos, en este caso olfativos), es decir, en los vestíbulos de hoteles, tiendas, centros
comerciales….
• La rinorrea y la sinusitis crónica aparecen también con mucha frecuencia y aumentan los riesgos
de asma. Los materiales de los medios de transporte emiten componentes orgánicos volátiles en
su espacio interior, de manera especialmente intensa cuando son nuevos. Y también emiten otros
contaminantes al funcionar (benceno, óxido de carbono, etc.).

Pero ciertos contaminantes nos afectan de manera aún más íntima cuando se liberan, como el cloroformo
del agua al ducharnos, las lacas, los tintes, los barnices, los productos cosméticos, los perfumes que se
aplican en el pelo, en las uñas y en la piel, los tejidos sintéticos de la ropa o las prendas recién salidas del
tinte, el depósito de combustible del coche al repostar, etc.

Los adolescentes que se ponen fijador en el pelo sufren un descenso de espermatozoides a causa de los
alteradores endocrinos que hay en ellos. Imagínese qué ocurrirá con los peluqueros, que se pasan todo el
día en contacto con estos productos...

Los niños que viven en las proximidades de estaciones de servicio padecen más leucemias debido a la
inhalación de bencenos.

El formol se libera en el exterior con la combustión del diésel y, en el interior, a partir del tabaco, los
materiales aislantes, las moquetas, los tejidos sintéticos, el cuero, los contrachapados (debido a que se
usa en las colas para madera), los barnices, los productos usados en las peluquerías... es un irritante de
los ojos y las mucosas respiratorias. Puede deprimir la inmunidad, junto con otros muchos productos
químicos y pesticidas. Tiene un efecto antivitamina B1 y efectos neurotóxicos, hepato y nefrotóxicos en
diversas dosis.

Otros muchos contaminantes tóxicos (tolueno, estireno, ftalatos, plomo, cadmio, mercurio...) se
encuentran en la atmósfera exterior e interior y pueden tener efectos nefastos en la salud, incluso en
dosis bajas. Se concentran en el polvo. De ese modo, cada vez que respiramos estamos expuestos a gases,
compuestos volátiles, hidrocarburos, pesticidas, metales pesados...

Pero disponemos de herramientas naturales para neutralizarlos: el líquido bronquial contiene sustancias
desintoxicantes como la vitamina C y el glutatión. ¿Cuál es el problema? Que cada vez que neutralizan
un contaminante, se destruyen.

Con el nivel de contaminación actual, que existe tanto en las ciudades como en el campo, en las carreteras,
los centros de trabajo e incluso en los colegios, las guarderías y los hospitales, nuestras reservas de defensores
se agotan con rapidez.

Cuando se le hace una aspiración de líquido bronquial a un asmático y se analiza, el nivel de vitamina
C y de glutatión que se encuentra es prácticamente nulo. Por eso, los asmáticos, con sus bronquios
desprovistos de defensores, erosionados e inflamados, son forzosamente hipervulnerables a cualquier
agresión.

Visite nuestra web: www.saludnutricionbienestar.com página 12/24


u Los Dossiers de Salud, Nutrición y Bienestar • RESPIRAR MEJOR • Octubre 2017 t

El síndrome del edificio enfermo Cómo los productos de limpieza


(o cómo enfermar en el trabajo) e higiene nos envenenan

E n las oficinas, la densidad de los materiales


sintéticos, las máquinas (en particular, la
fotocopiadora, que emite ozono y disolventes)
E sprays desinfectantes, productos
desodorantes, antiácaros o
desinfectantes: la revista 60 Millions
y la climatización crean un medio más de Consommateurs hizo saltar la voz
contaminado que en casa. Este medio es el de alarma sobre 46 productos de
causante del síndrome del edificio enfermo mantenimiento del hogar, en un estudio
(sick building syndrome en inglés), descrito ya publicado en Francia. La revista elaboró
hace varios años. La ausencia de ventanas que un listado de 10 esprays desinfectantes,
puedan abrirse y las cargas electrostáticas de las 12 productos desodorantes, 12 antiácaros
moquetas agravan el fenómeno. A la irritación (¡el colmo!) y 12 desinfectantes, todos
de los ojos, la nariz y la garganta y los dolores de ellos productos que nos venden para
cabeza, se añade una sensación de incomodidad “purificar el aire”, pero que son la
y letargo que reduce aproximadamente un 20% primera fuente de contaminación de
el rendimiento de los empleados de oficina. nuestros interiores.

Otros síntomas del síndrome del edificio Productos que hay que eliminar, según
enfermo descritos por la OMS son sensación esta asociación de consumidores, ya
de sequedad de las mucosas, ronquera, que “lejos de sanear la casa, multiplican
aumento de la frecuencia de las infecciones la contaminación interior”, al acumular
respiratorias superiores, eritemas, prurito y sustancias alérgenas, irritantes e
náuseas. Un estudio llevado a cabo sobre 356 incluso tóxicas. Así, “la mayoría
interiores relacionó estos trastornos en un de los 46 productos citados contiene
19% con fuentes de contaminación internas compuestos orgánicos volátiles (COV),
como la fotocopiadora, un 11% con fuentes de en concreto el limoneno, irritante y
contaminación externas y un 4% con los tejidos alergizante”, precisaba 60 Millions de
del mobiliario y los materiales de construcción. Consommateurs.

|Cuando los microbios se entrometen


Una mucosa bronquial erosionada e inflamada no sólo es hiperreactiva a los cambios de temperatura,
al polvo, a los productos químicos y a los alérgenos, sino que también se vuelve más vulnerable a los
microbios.

Las personas alérgicas suelen tener las defensas antiinfecciosas debilitadas por varios mecanismos, entre
ellos la inflamación y el agotamiento de los antioxidantes, de la vitamina C y del glutatión, de los que le
he hablado antes.

¿Qué sucede cuando bacterias indeseables pretenden instalarse? Esta acción atrae a glóbulos blancos, que
intentarán destruirlas segregando derivados oxidantes corrosivos: ácido hipocloroso (el principio activo
de la lejía), agua oxigenada y todo lo que se conoce como radicales libres, con el resultado de que los
bronquios se inflaman todavía más.

Nada como un altercado con microbios o, peor, una bronquitis, para avivar una crisis de asma.

El resultado es que entre la contaminación atmosférica que está en todas partes de forma más o menos
intensa, el polvo, los cambios de temperatura, los microbios y el estrés, y cada irritación potenciando a
otra, el asmático sufre constantes agresiones en sus bronquios que no dejan de reactivarse.

Visite nuestra web: www.saludnutricionbienestar.com página 13/24


u Los Dossiers de Salud, Nutrición y Bienestar • RESPIRAR MEJOR • Octubre 2017 t

III. SEIS CLAVES PARA PREVENIR EL ASMA Y CALMAR LA


HIPERREACTIVIDAD DEL ASMÁTICO

|Primera clave: evitar los alérgenos


Con la experiencia (y eventualmente con ayuda de pruebas), el asmático puede saber cuáles son los
neumoalérgenos que le afectan y, por lo tanto, cuáles debe evitar al máximo.

No es difícil evitar a los gatos cuando se es alérgico a los pelos de gato. Sin embargo, es mucho más
complicado en el caso de los ácaros, que anidan en la ropa de cama, las alfombras, las moquetas, las
cortinas, el polvo… Por ello se recomienda elegir parqués o baldosas para los suelos, persianas en vez de
cortinas para las ventanas, evitar al máximo los tejidos en el mobiliario y pasar regularmente la aspiradora.
Mejor aún: elija aparatos de limpieza al vapor para controlar las concentraciones de polvo.

El problema se complica cuando hay que evitar los pólenes. Hay que elegir entonces un lugar mejor
donde vivir. Para ello existen que le ayudarán. Pero habría que presionar también a los ayuntamientos
para que dejen de plantar en sus términos municipales especies productoras de pólenes que suelen causar
alergia, como el abedul o el ciprés.

Los estudios indican, por otra parte, que los niños criados en granjas sufren mucho menos asma, patologías
alérgicas de todo tipo e intolerancias alimentarias. Esto se debe a que están en contacto con una variedad
de bacterias mucho mayor que los niños de las ciudades. Su sistema inmunitario, al enfrentarse a una
gran variedad de antígenos, se vuelve más tolerante. Se sabe también que la flora intestinal de estos niños
es mucho más rica que la de los niños urbanos. Por ello, un buen consejo para los padres sería tener en
casa animales de compañía y llevar con frecuencia a sus hijos al campo.

Por otra parte, es mejor no obsesionarse con la higiene: una asepsia excesiva hace que las personas sean
más propensas a sufrir hiperreactividad.

|Segunda clave: favorecer los antihistamínicos naturales


El alergólogo Favennec descubrió que el magnesio era capaz de oponerse a la penetración del calcio en los
mastocitos e inhibir la liberación de histamina. Esto se debe a que el magnesio –lo que va mucho más allá
de la cuestión del asma y las alergias– es un inhibidor cálcico y mediante ese mismo mecanismo distiende
los músculos, frena las arritmias cardíacas, es antihipertensivo, etc.

Fue precisamente al descubrir en 1980 este mecanismo en la biblioteca de la Universidad de California


en Los Ángeles (UCLA) cuando decidí hacerme nutriterapeuta.

De hecho, yo había heredado las condiciones atópicas de mi madre y descubrí que, igual que ella, era
alérgico a los pelos de gato, y también al polvo doméstico. Cuando daba mis primeros pasos en la casa de
campo a la que nos llevaban nuestros padres a pasar los fines de semana no dejaba de estornudar y se me
taponaban la nariz y los senos paranasales; por lo que me pasaba el tiempo sonándome.

Tras haber leído la publicación de Favennec en la biblioteca, me dirigí a la health food store más próxima
y me compré un complemento de magnesio. Al cabo de una semana, fui a visitar a una pareja de
poetas que tenía un gato. Al acariciarlo, pude comprobar que mi reacción seguía existiendo, pero muy
disminuida: sólo un ligero enrojecimiento y un pequeño prurito, así que continué tomando el magnesio.
Al volver a verles unas semanas más tarde, la reacción había desaparecido casi por completo, por lo que
pensé entonces que se había arreglado para siempre y dejé de tomar el magnesio.

Visite nuestra web: www.saludnutricionbienestar.com página 14/24


u Los Dossiers de Salud, Nutrición y Bienestar • RESPIRAR MEJOR • Octubre 2017 t

Pero unas semanas más tarde, me volví a encontrar por azar ante un gato, lo acaricié y entonces la reacción
volvió tan fuerte como antes. Comprendí entonces que debía seguir tomando magnesio. Estaba totalmente
convencido de ello, ya que había constatado además que con el magnesio me encontraba mucho menos
tenso, me sentía con una energía tranquila desconocida en mí, salvo en periodos de vacaciones.

Esta experiencia básica me incitó a seguir mi formación en el campo de la nutrición y la salud, y quedarme
siete años en Estados Unidos para sintetizar toda la información en este ámbito.

¡Así que es al magnesio antihistamínico y antiestrés al que debo mi vocación!

Luego me hice miembro de la Sociedad para el Desarrollo de la Investigación sobre el Magnesio (SDRM
por sus siglas en francés), fundada por el endocrinólogo Jean Durlach, lo que me permitió profundizar
mis conocimientos sobre los múltiples mecanismos por los que el magnesio nos puede proteger.

Sin embargo, hay otros principios activos que demuestran tener también efectos antihistamínicos.

Es el caso de la vitamina C, que por eso tiene también motivos para figurar en un protocolo antiasma.
Mediante un mecanismo completamente diferente y no del todo explicado, la vitamina C acelera el
catabolismo, es decir, la destrucción de la histamina.

Los estudios son muy claros al respecto: incluso en el caso de un choque anafiláctico –el cuadro más
grave que puede darse–, cuanta más vitamina C contienen la sangre y los tejidos, menor es su cantidad
de histamina.

En definitiva, como ya hemos visto, los antihistamínicos más potentes son los polifenoles, que tienen
una fuerte acción antiinflamatoria y son capaces también de inhibir la cascada araquidónica, la COX y
la lipooxigenasa.

Así pues, los polifenoles actúan sobre todas las vías de la alergia. Estudios recientes han demostrado que
tienen también propiedades antimicrobianas, en especial sobre los virus. Son todo beneficios para el
asmático, cuyas crisis suelen reavivarse por agresiones infecciosas.

|Tercera clave: prepararse contra los ataques de los virus


y las bacterias
En un enfoque global, se trata por lo tanto también de proteger al asmático contra los ataques víricos
y bacterianos, ya que su mucosa está erosionada, totalmente expuesta, y tiene tendencia a la depresión
inmunitaria.

Entre las herramientas principales de la inmunonutrición que permiten reforzar las defensas contra los
virus y las bacterias, encontramos las siguientes:

• Los polifenoles (de los que acabamos de recordar sus propiedades antivíricas).
• La vitamina D, necesaria para la maduración de los glóbulos blancos y la producción de proteínas
antibacterianas (se trata de un auténtico efecto antibiótico).
• Las vitaminas B y C.
• El zinc, del que generalmente tienen aún más carencia los asmáticos que el resto de las personas.
• El selenio.
• La N-acetilcisteína, precursora del glutatión, sin el cual los glóbulos blancos no funcionan.
• La glutamina, el carburante preferido de los glóbulos blancos.
A este apasionante tema dediqué mi libro L’immuno-nutrition – Manuel familial de résistance aux infections
(La inmunonutrición – Manual familiar de resistencia a las infecciones).

Visite nuestra web: www.saludnutricionbienestar.com página 15/24


u Los Dossiers de Salud, Nutrición y Bienestar • RESPIRAR MEJOR • Octubre 2017 t

|Cuarta clave: combatir el estrés


El estrés es un factor casi siempre presente en el asma y, al mismo tiempo, la crisis de asma es en sí misma una
gran fuente de estrés. Por lo tanto, es ilusorio pretender controlar el asma sin tener en cuenta esta dimensión.

Un gran número de herramientas permiten hacerlo sin recurrir a medicamentos:


• La respiración completa, especialmente adecuada para pacientes que sufren dificultades respiratorias.
• Los deportes no violentos (en especial el senderismo y la natación).
• El yoga y el Qi gong (también llamado Chi kung).
• La meditación (en especial la de plena consciencia o mindfulness).
• La toma de magnesio liposoluble que, por otra parte, y tal y como hemos visto, disminuye la
producción de histamina y contribuye a calmar a los glóbulos blancos.

Un estudio coreano demostró que, al contrario de lo que ocurre al caminar por la ciudad, hacerlo por el
bosque mejora las funciones respiratorias (y hace que descienda la tensión arterial).

|Quinta clave: huir del tabaco como de la peste


En todos los casos, pero con más motivo cuando se es asmático, es indispensable dejar de fumar.

El tabaco es un psicotrópico ansiolítico, serotoninérgico, antidepresivo y endorfínico. No se trata de


condenar a los fumadores, sino de ayudarles a que lo sustituyan por “drogas buenas” como el chocolate
negro, el deporte, la natación, los masajes, la sexualidad, la música y algunos complementos como el
magnesio y la nicotinamida.

Las mujeres y las adolescentes fuman más que antes, y los chicos lo hacen cada vez más jóvenes. El retrato
robot del fumador ha evolucionado, y en la actualidad es cada vez más joven y femenino.

Pienso que la industria del tabaco es una industria amoral o, digámoslo bien claro, criminal, que sigue
promoviéndose por todos los medios posibles, incluyendo la corrupción de científicos, las campañas de
desinformación y la mentira.

Es necesario saber que actualmente numerosos estudios demuestran que el tabaco podría utilizarse, en
lugar de para matar e incapacitar gravemente a centenares de millones de personas, con el fin de producir,
por el contrario, moléculas esenciales para la salud. Por ejemplo, según los trabajos del investigador israelí
Oleg Shoseyov, las plantas de tabaco pueden producir colágeno de tipo I, un material ideal para todo
tipo de implantes que salvaría centenares de miles de vidas cada año. Además, una reconversión así sería
económicamente muy rentable, ya que estos implantes valen mucho más que los cigarrillos.

Los ciudadanos y las ONGs deben exigir –y esto trasciende con mucho el problema de los cigarrillos–
que la economía no sólo sea compatible con la salud y el bienestar de los seres humanos, los animales y el
medio ambiente, sino que contribuya a ello activamente. Así se dinamizaría mucho más que dedicándose
a enfermar a los consumidores y su entorno.

|Sexta clave: poner freno a la contaminación atmosférica


Para los asmáticos (como en realidad para todo el mundo) el saneamiento de la atmósfera se ha convertido
en un objetivo fundamental.

Visite nuestra web: www.saludnutricionbienestar.com página 16/24


u Los Dossiers de Salud, Nutrición y Bienestar • RESPIRAR MEJOR • Octubre 2017 t

Ya va siendo hora de que todos nos dediquemos a ese empeño con toda la energía necesaria. El último
informe de la OMS indica que 1,7 millones de niños mueren todos los años debido a la degradación
del medio ambiente. Por lo tanto, ya seamos asmáticos o no, es importante reducir la exposición a la
contaminación, lo que, evidentemente, es más importante aún si se tienen hijos asmáticos.

Para ello se requiere el abandono progresivo pero definitivo del diésel, así como la inversión en filtros para
los tubos de escape y chimeneas de fábricas y casas que sean mucho más eficientes. Debería ser el objetivo
prioritario de la investigación tanto pública como industrial.

De manera general, sería preferible –si se tiene la posibilidad– vivir fuera de las ciudades… pero también
lejos de los campos rociados con pesticidas. Cada vez más profesiones pueden ejercerse desde casa; de
ese modo se puede reducir el tiempo que se pasa en las carreteras, congestionadas y muy contaminadas.

Entre los aportes alimentarios que favorecen la desintoxicación, podemos enumerar los siguientes:

• Vitamina C: hace que se eliminen por vía urinaria numerosos contaminantes y aumenta la
resistencia a los vapores de benceno, al etanol, a los nitratos, al humo de los cigarrillos, a varios
pesticidas… La vitamina C actúa en sinergia con los demás antioxidantes, en particular la vitamina
E, los carotenoides, el selenio y los polifenoles.
• Cisteína: es el aminoácido más importante para la síntesis del glutatión, que, tal como hemos
visto, es un desintoxicante. Es también el precursor de la taurina, utilizada por la bilis en la
eliminación de las toxinas.
• Magnesio: es esencial en la lucha contra los contaminantes, ya que previene la penetración de los
metales pesados en el interior de las células, como el plomo y el cadmio, así como los excesos de
hierro. Contribuye asimismo a la reducción del estrés oxidativo.
• Selenio: puede favorecer directamente la eliminación urinaria de metales pesados como el mercurio
y desempeña la función de coenzima para la glutatión peroxidasa, una enzima antioxidante capaz
de reducir los lípidos oxidados.
• Zinc: puede también oponerse a la acción de metales pesados como el cadmio. Un déficit de zinc
puede agravar reacciones a contaminantes como el tricloroetileno. Por otra parte, contribuye a las
defensas antioxidantes y protege el glutatión.

Aparte de todo eso, dado que estamos expuestos todos los días, a través del agua, el aire y los alimentos,
a más de 100.000 contaminantes de todo tipo, es sensato añadir antioxidantes y polifenoles, y hacer
curas de desintoxicación. Tenga en cuenta que los antioxidantes actúan en familia; no deben tomarse
solos, salvo en ciertos casos la vitamina C.

|Complementos alimenticios útiles contra el asma


Complemento e Consejos de uso Contraindicaciones
indicaciones
Complejo de Un sobre tres veces al día. Durante una cistitis infecciosa
magnesio liposoluble: con formación de cálculos de
antihistamínico natural. fosfato amónico magnésico.
Cúrcuma Combinarlo con aceite y jengibre para -
una mejor asimilación.
Cápsulas de aceite de Elegir preferentemente microalgas. El -
omega 3 krill está demasiado contaminado por el
clorobenceno, un derivado del DDT.

Visite nuestra web: www.saludnutricionbienestar.com página 17/24


u Los Dossiers de Salud, Nutrición y Bienestar • RESPIRAR MEJOR • Octubre 2017 t

Complejo De una a dos dosis al día, disolviendo Durante una quimioterapia o


antioxidante en polvo. en agua y mezclando bien. radioterapia.
En periodo perioperatorio.
En caso de sangrado o riesgo de
sangrado (epistaxis, menorragias,
hemorragia retiniana, accidente
cerebrovascular hemorrágico,
trastornos de la hemostasis).
Complejo de De una a dos dosis, que deben tomarse En caso de embarazo y lactancia.
polifenoles preferentemente por la mañana o al
(flavonoides) en polvo. mediodía, ya que son dinamizantes.
Tratamiento détox El tratamiento dura de diez a quince En el primer trimestre del
para eliminar las días, a razón de un sobre por la mañana embarazo.
sustancias tóxicas. y otro a mediodía. Durante una quimioterapia o
Frecuencia de los tratamientos: desde una radioterapia (una semana
una vez al año (para una persona poco después de una quimioterapia
expuesta a las sustancias tóxicas y y tres semanas después de una
desprovista de factores de riesgo) hasta radioterapia).
una vez al mes (para las personas muy En caso de ingesta prolongada
expuestas, especialmente debido a su de medicamentos vitales
profesión). (anticoagulantes, antiepilépticos,
antirretrovirales…).
En caso de tratamiento
farmacológico, tomar el complejo
distanciado de las tomas de
medicamentos o, mejor, al final
del tratamiento.
Un complemento para Como complemento de una cura de Durante una quimioterapia o
estimular la reparación desintoxicación. radioterapia.
del ADN. En caso de embarazo y lactancia.
Una barrita al día durante quince días
como prevención. En caso de tomar determinados
medicamentos: taxol, ciclosporina
El número de curas al año depende de y determinados antibióticos
los factores de riesgo de envejecimiento (fluoroquinolonas).
acelerado, de tabaquismo, de exposición
a la contaminación y de cánceres.
Bifidus/lactobacillus Tratamiento de diez a treinta días en Posible efecto indeseable: la
para Reequilibrar la agua tibia. presencia de fructooligosacáridos
flora intestinal. (prebióticos) puede provocar
fermentaciones y flatulencias.
Complemento para Especialmente indicado en el periodo
-
reforzar la inmunidad. otoñal e invernal.
Vitamina D. 2000 UI por la tarde-noche (después de
un análisis plasmático, lo que permite
un tratamiento corrector de 100000 -
a 60000 UI en función de los niveles
circulantes).

Visite nuestra web: www.saludnutricionbienestar.com página 18/24


u Los Dossiers de Salud, Nutrición y Bienestar • RESPIRAR MEJOR • Octubre 2017 t

u Consejos para un tratamiento de desintoxicación


• Dejar de consumir productos agroalimentarios industriales (sólo comprar productos ecológicos).
• Dejar de tomar proteínas animales (incluso las de producción ecológica).
• Dejar de tomar bebidas alcohólicas y café por completo.
• Seguir una alimentación vegetariana y con productos ecológicos que dé preferencia a los alimentos
con índice glucémico bajo, ricos en fibras y en polifenoles (las oleaginosas y el chocolate negro
forman parte de este grupo).
• Beber como mínimo 1,5 litros de líquidos al día, idealmente zumos y batidos ecológicos, zumo
de granada, de grosella negra, arándano rojo, acai, cereza, remolacha, kale, té verde, rooibos e
infusiones de hibisco.
• Condimentar abundantemente con cúrcuma, clavo, ajo, cebolla y hierbas.
• Practicar un deporte de resistencia (correr, nadar, bicicleta…) 30 minutos tres veces a la semana,
pero evitar hacerlo en la ciudad en las horas punta y en las horas de más sol, cuando los rayos
ultravioleta producen ozono y otras especies oxidantes.
• Añadir o bien sesiones de sauna alternadas con duchas frías o bien masajes de palpado-rodado o
drenajes linfáticos.
• Tomar 125 mg de vitamina C (no efervescente) cada hora. Al final de la cura, es conveniente
espaciar progresivamente las tomas: cada dos horas, luego cada tres horas (y así sucesivamente).
• Tomar un complemento de magnesio liposoluble.
• Hacer una cura con un complemento nutricional détox a base de N-Acetil-Cisteína, vitamina C,
zinc, selenio, silicio, vitamina B, betaina, taurina, polifenoles de té verde, brócoli, rábano negro y
pectina de manzana.
• También puede incluir una cura de un complemento que incluya quercetina, rutina, romero y
vitamina B3.

ATENCIÓN: El análisis de referencia que debe realizarse para evaluar la frecuencia de los tratamientos
y el seguimiento de la eficacia de las medidas tomadas es el de 8-OHdG (8-hidroxidesoxiguanosina), un
catabolito urinario de los ácidos nucleicos dañados. Es deseable tomar a largo plazo junto con el magnesio
liposoluble, un complejo generalista sin hierro, ni cobre, ni manganeso, que contenga zinc, y vitaminas
B (en particular, B9 y 12), complejos de polifenoles y de antioxidantes.

u Consejos a nivel alimentario


Tenga en cuenta los siguientes consejos, que deberá adaptar en función de sus propias sensibilidades.

• Evitar las frituras en general y las patatas fritas en particular.


• Evitar los excesos calóricos y los excesos de alcohol.
• Tomar menos grasas (los contaminantes lipófilos se encuentran en la grasa).
• Evitar pescados como el tiburón, el emperador, la dorada, el mero, la anguila, el siluro y el lucio
(predadores de la cúspide de la cadena alimentaria que concentran una gran cantidad de sustancias
tóxicas en sus carnes, mercurio en especial).
• Reservar los pescados y mariscos para las ocasiones especiales.
• Consumir las carnes, productos lácteos y huevos ecológicos sólo para darse el gusto de cuando
en cuando (a excepción de las mujeres embarazadas, los niños y los adolescentes en periodo de
crecimiento).
• Consumir todos los días al menos tres piezas de fruta y dos hortalizas, en especial las que son ricas
en vitamina C (kiwi, papaya, pomelo, naranja, limón, fresa, grosella, grosella negra, pimiento,

Visite nuestra web: www.saludnutricionbienestar.com página 19/24


u Los Dossiers de Salud, Nutrición y Bienestar • RESPIRAR MEJOR • Octubre 2017 t

coliflor, col de Bruselas, brócoli, berro…) y en carotenoides (melón, sandía, mango, albaricoque,
ciruela, zanahoria, tomate, espinaca, acelga, lechuga…) preferentemente de cultivo ecológico.
• Consumir todos los días una verdura (rica en magnesio).
• Consumir cereales integrales o semiintegrales (copos de arroz, de avena y de trigo sarraceno) y
oleaginosas (almendras, nueces, avellanas, anacardos, nueces de Brasil, nueces pecanas…), ricos
en magnesio y vitaminas B y E.
• Beber 1,5 litros de agua mineral y evitar el agua del grifo.
• Tomar dos cucharadas soperas al día de un aceite capaz de restaurar las membranas celulares cuyos
ácidos grasos omega 3 hayan sido dañados. Para ello mezcle 2/3 aceite de camelina o de lino con
1/3 de aceite de oliva extra virgen o de colza ecológica en botella de vidrio.
• No comprar ningún producto graso envasado en plástico (aceites, margarinas, salsas, platos
preparados, incluidas conservas de pescado) y menos aún recalentarlos en el microondas envueltos
en plástico, ya que así se liberan alteradores endocrinos.

u Algunos trucos para el hogar


• Usar una barbacoa vertical en vez de una horizontal (y sólo ocasionalmente).
• Procurar ventilar el lugar de trabajo y la vivienda.
• Poner alrededor de la vivienda y en el interior el máximo de plantas descontaminantes (los trabajos
de la NASA, preocupada por depurar la atmósfera en los cohetes y las estaciones espaciales, nos
han enseñado que un gran número de plantas contribuyen eficazmente a descontaminar el aire:
la hiedra, la azalea, el anthurium, la aglaonema, la sansevieria, el chlorophytum, la yuca, la
dieffenbachia, la dracaena, varios ficus entre ellos el caucho, la tillandsia, entre otras).
• Instalar una campana extractora en la cocina.
• Sólo usar productos de limpieza ecológicos.
• Usar preferentemente aceites esenciales en vez de desodorantes sintéticos.
• Usar preferentemente ropa de fibras naturales (algodón, lana, lino, seda).
• Airear durante tres semanas todas las prendas que vengan del tinte.
• Ventilar al máximo las viviendas nuevas, las habitaciones recién pintadas, los coches nuevos (mejor
aún: comprar sólo coches de ocasión que tengan al menos seis meses).
• Cambiar sistemáticamente los filtros del coche cada vez que se haga un control técnico o revisión.
• Limpiar o cambiar los filtros de los sistemas de ventilación de las viviendas y los lugares de trabajo.
• Poner el coche en recirculación de aire dentro de túneles o detrás de un contaminador.

Conclusión

L a lucha contra el asma es también una lucha contra la degradación de nuestro entorno cotidiano.
Nos afecta a todos, y con más razón a los asmáticos, cuya mejoría en el día a día pasa forzosamente
por comprender y poner en práctica medidas beneficiosas, que tienen que ver tanto con la nutriterapia
como con los hábitos cotidianos. ¡Pero no se acaba ahí!

La mejora de la calidad del aire, ya sea exterior o doméstico, es la condición sine qua non para frenar
la progresión de los casos de asma en el mundo. Es un paso que comienza en la esfera individual pero
que debe también, más que nunca, extenderse a la esfera pública.

Visite nuestra web: www.saludnutricionbienestar.com página 20/24


u Los Dossiers de Salud, Nutrición y Bienestar • RESPIRAR MEJOR • Octubre 2017 t

Glosario
Ácido araquidónico
Ácido graso omega 6 procedente de las carnes que, una vez oxidado, produce agentes inflamatorios y
desencadenantes de alergias muy potentes: las prostaglandinas de serie 2 y los leucotrienos.

Bradiquinina/sustancia P
Dos neurotransmisores que segregan las terminaciones nerviosas y que pueden provocar la secreción
de histamina por parte de los mastocitos tras determinados estímulos (corriente de aire, frío, polvo,
contaminantes…).

Ciclooxigenasa (COX)
Enzima encargada de convertir el ácido araquidónico oxidado en prostaglandinas de serie 2. Es inhibida
por la aspirina y los AINEs (antiinflamatorios no esteroideos).

Eosinófilos
Otros glóbulos blancos implicados en las alergias que segregan proteasas que agravan el proceso bronquial.

Histamina
Uno de los principales mediadores de la alergia. Es vasodilatador, provoca enrojecimiento y prurito.

Leucotrienos
Factores muy potentes del choque anafiláctico, también implicados en patologías como la psoriasis y la
endometriosis.

Lipooxigenasa
Enzima encargada de convertir el ácido araquidónico oxidado en leucotrienos.

Mastocitos
Glóbulos blancos que segregan histamina en las alergias.

Prostaglandinas
Agentes muy potentes o bien de serie 2 (proalérgicos y proinflamatorios), de serie 1 (derivados del ácido
gamma linolénico que se encuentran en el aceite de onagra) o de serie 3 (derivados de los omega 3). Las
prostaglandinas de las series 1 y 3 tienen efectos antialérgicos y antiinflamatorios.

Proteasas/antiproteasas
Las proteasas son enzimas que digieren las proteínas y que, en el asma, irritan los bronquios. Las
antiproteasas tienen como función inhibir la acción de las proteasas.

Visite nuestra web: www.saludnutricionbienestar.com página 21/24


u Los Dossiers de Salud, Nutrición y Bienestar • RESPIRAR MEJOR • Octubre 2017 t

Principales fuentes bibliográficas.


bibliográficas Para saber más sobre…

…LOS MECANISMOS DE LA ALERGIA Y LA HISTAMINA:


• Alergias cruzadas:www.santeweb.ch/santeweb/Sujets_Prioritaires/Alimentation_allergie_intolerance/Mal-
adies/Allergie_croisee_allergies_alimentaires_et_ aux_pollens.php
• Maintz L et al, Histamine and histamine intolerance, Am J Clin Nutr, 2007, 85 : 1185–1196
• Schwelberger HG. Histamine intolerance : a metabolic disease ? Inflamm Res, 2010, 59 (suppl 2): 219-221
• Genny Masterma, What HIT me? Living with Histamine Intolerance: a guide to diagnosis and manage-
ment of HIT – a patient’s point of view, 2011

…DEL IMPACTO DEL TABACO Y LA CONTAMINACIÓN DEL AIRE EN EL ASMA:


• www.ors-idf.org/etudes/Pdf/4_pages_av99/pollution_air_sante_97.pdf
• C Chen, Effects of Chronic and Acute Ozone Exposure on Lipid Peroxidation and Antioxidant Capacity in
Healthy Young Adults, Environ Health Perspect, 2007, 115 (12) : 1732–1737
• Dominici F et al, Mortality among residents of 90 cities. In: Revised Analyses of Time-Series Studies of Air
Pollution and Health, 2003, Special Report Boston, Health Effects Institute, 9–24.
• William Rea, Chemical Sensitivity, volume 1, Principals and Mechanisms; volume 2, Sources of Total
Body Load; volume 3, Clinical Manifestations of pollutant overload; volume 4, Diagnosis and Methods of
Treatment, Environmental Health Center (1991-1996)
• William Rea, Reversibility of chronic degenerative disease and hypersensitivity: regulating mechanisms of
chemical sensitivity, Environmental Health Center, 2010
• Perturbateurs endocriniens, la menace invisible de Marine Jobert et François Veillerette, le fondateur de
Générations Futures
• DUMERY S, Regard sur la pollution aérienne française, Tempo Médical, 1993, 492 bis, 27-29
• LUCAS A, Air très conditionné, Impact Médecin Hebdo, 1994, 260, 7-8 Pollution: Paris sous haute
surveillance», Panorama Med, 1994, 30, 1-3
• Toxic air pollutants and non cancer health risks United States, Morbid Mortal W Rep, 1991, 278-279
• MOLHAVE L et al, Human reactions to low concentrations of volatile organic compounds, Environment
International, 1986, 12 : 167-175
• DE PANGE MF, Pollution atmosphé- rique et santé : l’ozone et les particules en cause, Le Quotidien du
Médecin, 1994, 5313, 40
• LE TAILLANTER M, Ozone : dangereux déséquilibres, Impact Médecin Hebdo, 1994, 210, 37-38
• POSIN CI et al, Human biochemical response to ozone and vitamin E, Journal Toxicology Environmental
Health, 1979, 5 : 1049-1058
• VIEGI G, Non-carcinogenic health effects of air pollution : a European perspective, Tuberc Lung Dis, 1994,
75 : 83-84
• BASKURT O, Hematological and heamorheological effects of air pollution, Arch Environ Health, 1990, 45
: 224-227
• JENDRYCZKO A et al, Cigarette smoke exposure of school children: effect of passive smoking and vitamin
E supplementation on blood antioxidant status, Neoplasma, 1993, 40: 199-203
• SCHWARTZ J, What are people dying of on high air pollution days? Environ Res, 1994, 64 : 26-35
• SCHWARTZ J, Particulate air pollution and daily mortality in Detroit, Environ Res, 1991, 56 204-213
• DOCKERY DW , An association between air pollution and mortality in six US, cities, N Engl J Med, 1993,
329 : 1753- 1759
• TSENG R et al, Particulate air pollution and hospitalization for asthma, Ann All, 1992, 68 : 425-432.
• MOLFINO NA et al, The effects of air pollution on allergic bronchial responsive-ness, Clin Exp All, 1992,
22 : 667-672
• UTELL MJ et al, Air pollution and asthma : clinical studies with sulfuric acid aerosols, All Proc, 1991, 12
(6) : 385-388
• AKIMOTO K et al, The influence of indoor environmental factors on the onset of allergic disease, Arerugi,
1993, 42 (7) : 822- 82
• SAMET JM et al, Health effects and sources of indoor air pollution, AmRev Respir Dis, 1987, 136 : 1486-
1508
• MOSCHANDREAS DJ, Combustion sources emission, effects, characterization, and controls (E2 C2), in
TUCKER WG et al, Sources of indoor air emissions and health impacts, Ann NY Acad Sci, 1992, 641: 8710 1
• RALOFF J, Cholesterol up in smoke-cooking meat dirties the air more than most people realize, Sci N, 1991,
60-61

Visite nuestra web: www.saludnutricionbienestar.com página 22/24


u Los Dossiers de Salud, Nutrición y Bienestar • RESPIRAR MEJOR • Octubre 2017 t

• KNÖPPEL H, Sampling and analytical issues pertaining to the characterization of indoor source emissions,
in TUCKER WG, Sources of indoorair contaminant: characterizing emissions and health impacts, Ann NY
Acad Sci, 1992, 641 : 112-124
• REA W. J., Indoor air pollution, in RFA W. J., Chemical sensitivity, volume 2, Lewis Publishers, Boca Raton,
FL 1994, 685-711
• LEISS JK et al., Home pesticide use and childhood cancer : a case control study, Am J Public Health, 1995,
85 (2) : 249-252
• MENDELL MJ et al., Consistent pattern of elevated symptoms in Aircondition of buildings : a reanalysis of
epidemiologic studies, Am J Public Health, 1990, 80 : 1193-1199
• STOLWIJK JA, Risk assessment of acute health and comfort effects of indoor air pollution, in TUCKER
WG, Sources of indoor air contaminant: characterizing emissions and health impact, Ann NY Acad Sci, 1992,
641 : 56-62
• BB, Toxiques. Home, sick home, J I M, 1er février 1995, 337
• SIM MR et al, Indoor air quality and sick buildings, Med J Aust, 1991, 155: 651-652
• CHESTER AC, Sick building syndrome and sinusitis, The Lancet, I992, 339 : 249- 250
• DO PICO G, Farm-related lung diseases : toxic gases and chemicals, J Resp Dis, 1994, 15 : 603-611.
• WALLACE LA, Recent field studies of personal and indoor exposures to environmental pollutants, in
TUCKER W G. et al, Sources of indoor air contaminant : characterizing emissions and health impact, Ann.
NY Acad Sci, 1992, 641 : 7-16
• REA WJ, Formaldehyde, in REA WJ, Chemical sensitivity, volume 2, Lewis Publishers, Boca Raton, FL 1994,
941-977
• BARDANA EJ et al, Formaldehyde : an analysis of its respiratory, cutaneous and immunologie effects, Ann
All, 1991, 66 : 441-452
• VOJDANI A et al, Immune alterations with exposure to toxic chemicals, Toxicol Indust Health, 1992, 239
(8) : 239-254.
• REA WJ., Trichloroethylene, in REA WJ, Chemical sensitivity, volume 2, Lewis Publishers, Boca Raton,
1994, 781
• SEATON A, Organic solvents and the nervous system : time for a reappraisal? , Quart J Med, 1992, 84n
637-639.
• RASMUSSEN K et al, Subclinical affec- tions of liver and kidney function on solvent exposure, Int Arch
Occup Environ Health, 1993, 64 : 445-448
• LEDERER J, Les phtalates, plastifiants des récipients en chlorure de polyvinyle, in LEDERER J, Le zinc en
pathologie et en biologie, Maloine, 1978, 212-219
• www.sante-environnement-travail.fr/ portail_n1.php3?id_mot=34&id_theme_n2=2785#ancre_2785

…SOBRE LA PROTECCIÓN CONTRA LA CONTAMINACIÓN:


• SPRINCE H et al, L-ascorbic acid in alcoholism and, smoking : protection against acetaldehyde toxicity as
an experimental model, Int J Vitam Nutr Res, 1977, suppl 16, 185-217
• ZANNONI VG et al, Ascorbic acid, alcohol, and environmental chemicals, Ann NY Acad Sci., 1987, 498 :
364-388;
• FORSMAN S et a, Benzene poisoning. II. Examination of workers exposed to benzene with reference of
estersulfate, muconic acid, urochrome A and polyphenols in the urine together with vitamin C deficiency.
Prophylactic measures, Acta Med Scand, 1947, CXXVIII: 256-280
• BUCCA C et al, Effect of vitamine C on transient increase of bronchial responsiveness in conditions affecting
the airway, Ann NY Acad Sci, 1992, 669: 175-187
• HUXTABLE RJ, Xenobiotic conjugation », in HUXTABLE RJ, Physiological actions of taurine , Physiol
Rev, 1992, 72: 141
• HUXTABLE RJ, Antioxidation : the chloramine story/radioprotection by taurine, in HUXTABLE RJ,
Physiological actions of taurine, Physiol Rev.,1992, 72 : 135-136
• TANIGUCHI M et al, Nutritional aspects of glutathione metabolism and function, in DOLPHIN D et al.,
Glutathione, chemical biochemical and medical aspects, part B, Wiley, New York 1985, 716
• FURUKAWA T et al., The potential benefits of dietary glutathione on immune fonction and other practical
implications, in VINA J, Glutathione metabolism and physiological functions, CRC Press, Boca Raton, 1990,
351-358
• JONES DP et al, Glutathione in food listed in the National Cancer Institute’s Health and History Food
questionnaire, Nutr Cancer, 1992, 17: 57-75.
• FREI B, Ascorbate is an outstanding antioxidant in human blood plasma, Proc Natl Acad Sci, 1989, 86 :
6377-6381

Visite nuestra web: www.saludnutricionbienestar.com página 23/24


u Los Dossiers de Salud, Nutrición y Bienestar • RESPIRAR MEJOR • Octubre 2017 t

• SHKLAR G et al, The effectiveness of a mixture of beta-carotene, alphatocopherol, glutathione, and ascorbic
acid for cancer prevention, Nutr Cancer, 1993, 20: 145-151 539.
• REA WJ, Nutritional status and pollutant overload, in Chemical sensitivity, Lewis Publisher, Boca Raton,
1994, 2 : 221-480 Mieux respirer: mesures contre l’asthme et la pollution de l’air
• ELSAYED NM et al, Increased vitamin E content in the long after ozone exposure : a possible mobilization
in response to oxidative stress, Arch Biochem Biophys, 1990, 282: 263-269
• PACHT ER, et al, Deficiency of vitamin E in the alveolar fluid of cigarette smokers, J Clin Invest, 1986, 77:
789-796
• CALABRESE EJ et al, Influence of dietary vitamin E on susceptibility to ozone exposure, Bull Environ
Contam Toxicol, 1985, 34: 417-422
• ELSAYED N. M., Protection from air pollution injury by dietary vitamin E, in ONG ASH et al, Lipid
soluble antioxidants: Biochemistry and clinical applications, Birkhäuser Verlag, Basel, 1992; 622-631
• MENZEL DB, Antioxidants vitamins and prevention of lung disease»
• SAUBERLICH HE, Beyond deficiency : new views on the fonction and health effects of vitamins, Ann NY
Acad Sci, 1992, 669 : 141-155
• GUIET-BARA A et al, Magnesium : a competitive inhibitor of lead and cadmium. Ultrastructural studies of
the human amniotic epithelial cell Magnesium Res, 1990, 3 : 31- 36
• GÜNTHER T, Magnesium deficiency, oxygen radicals and aging, Magnesium Bul, 1991, 13 : 78-81.
• JOACHIMS Z et al, Noise-induced hearing loss in humans as a function of serum magnesium concentration,
Magnesium Bull, 1987, 9: 130-131
• SIMONOFF M et al, Le sélénium et la vie, Masson, Paris, 1991
• KAJIT et al, Possible mechanism for zinc protection against cadmium toxicity in cultured vascular endothelial
cells, Toxicology, 1992, 76: 257-270
• ROGERS S, Zinc deficiency as model for developing chemical sensitivity, Int Clin Nutr Rev, 1990, 10 (1):
253-288
• ARNAUD J et al, Le Zinc, in CHAPPUIS P, Les oligo-éléments en médecine et biologie, EMI, Paris, 1991,
347-397
• DIANA JN et al, Tobacco smoking and nutrition. Influence of nutrition On tobacco-associated health risks,
Ann NY Acad Sci, 1993, 686 : 99-111

Las informaciones contenidas en esta publicación se proporcionan únicamente con Los Dossiers de Salud, Nutrición y Bienestar
fines informativos y no pueden ser consideradas como recomendaciones médicas
personalizadas. No debe seguirse ningún tratamiento basándose únicamente en el
contenido de este Dossier, y se recomienda al lector que para cualquier asunto rela- Ediciones de Salud, Nutrición y Bienestar, SL
cionado con su salud y bienestar, consulte con profesionales sanitarios debidamente Calle Capitán Haya, 35. 28020 Madrid
acreditados ante las autoridades sanitarias. El editor de esta publicación no es un Teléfono: +34 912 194 721
proveedor de servicios médicos homologados. El editor no practica la medicina bajo contacto@saludnutricionbienestar.com
ningún título, ni ninguna otra profesión terapéutica y en ningún caso mantendrá
una relación médico-paciente con sus lectores. Suscripciones:
Para cualquier consulta relacionada con su suscripción,
La editorial no es responsable de la exactitud, fiabilidad, eficacia ni del uso co- puede contactar en el teléfono +34 912 194 721 ó a través
rrecto de la información que usted recibe, ni de los problemas de salud que puedan del e-mail suscripciones@saludnutricionbienestar.com
resultar de programas de formación, productos o eventos de los que pueda tener
conocimiento a través de esta publicación. Los productos citados pueden tener con- Copyright © 2017.
traindicaciones. El editor no es responsable de los eventuales errores u omisiones. Depósito legal: M-9232-2016
Ninguna de las informaciones ni de los productos mencionados en este dossier están Ediciones de Salud, Nutrición y Bienestar, SL
destinados a diagnosticar, tratar, aliviar o curar ninguna enfermedad.

Visite nuestra web: www.saludnutricionbienestar.com página 24/24