Sei sulla pagina 1di 178

I

Labrando otro Mundo

Myriam Galeano Lozano

<;.iumo

Lo-.

Rerisicnei.

Myriam delC.IIIKn.

indlsoi cmel Cama: bb-&

del Carmen Gduno Lomo. -Cali:

369 p.: 24 cm.

ISBN 958-33-9040-2

Imp-n

ommudo 1Myim

Ktin. tOW.

1. Consejo Regional irdlleo. &lCm - HinaU 2. Consejo Re(liood Indigcnadel Ciuc. - Pmgnmlr. 3. hdígcon &lCiuei (Colombia) - Condicionesuridu.4. RuULemciaindfp- Cmcl

(Colombial.

5.

Indígciudel Euw (Colombia) - Coadiciwcr

cson6mic.r.

1. Labrandowo mando. 11. TIL

986.W06301cd20 ed.

A1078080

~-

CEP-Bao dc Ii Repdblisa-BibliotstLoir A&-go

O

Myriam Galeano Lozano

O

CRIC -INTERTEAM

PRIMERA EDlClON

Mamo 2006

ISBN: 958-33-9040-2

DERECUOSRESERVADOS

MSEfiO DE U PORTADA Myrlam Galeano Lozano Creativos Comunkaclones - Popayqn

-

-

- FOTOGRAFIA PORTADA Emllulh Collo

Impr~oen lo8 1allen1 grdñcoa de Impresora Forlm S.A. C~II. 18 N. 9-33 Conmutador: 683 1595 www.Ierlvrn.com

6 IMPRESO EN COLOUBIA PRIWO IN COLOMBIA

A

Anatolio Quirá GuauAa (Q.e.p.d.)

lfder Kokonuco

.

--'

I

Presentacibn

Labrando otro - Mundo - CRIC

.

Contenido

PARTE I

RESISTENCIA IND~GENA

-

-

.l.

El Cauca en el panorama indígena nacional

1.2. Situaci6n actual del Cauca

1.3. Resistencia civil indlgana

.-

15

16

24

2. Breve hisUrico de la destrucci6n de las culturas

!

amerindias

3. Resistencia lndigena en America Latina

4 Resistencia de los pueblos indigenas del Cauca

4.1. Antecedentes histdricos a la conformacidn del CRIC.

4.2. Creacidn y desarrollo del CRIC

.

4.2.1. Década de los setenta. Impulsocreador

4.2.2. El CRlC a la defensiva. La represidn se acentúa

(1974- 1980)

4.2.3. Fortalecimiento del CRIC y agudiracidn del conflicto

social y armado. LMcada de los ochenta. - 4.2.4.Cosecha de los fmtos de las luchas indlgenas en la Constitucibn de 1991

4.2.5. Consecuencias de la nueva Conslitucidn en la re.istencia indigena

4.2.6. El surgimiento de un nuevo tipo de lider despues de la Constitucidn de 1991

4.2.7. Las nuevas pollticas econdmkas. la agudizaci6n

33

37

45

47

55

56

65

-

67

72

78

83

- - del conflicto y la resistencia CivICindlgena (1891-2üü5L. 04

PARTE

LOS PROGRAMAS DEL CRIC:.

1.

1.1.

1.2.

La justicia de los Juicio de los indigenas Nasa a un mililar . - Anblisis

.

.

-

.

.

-

87

89

89

lo0

104

_

I

1

I

1

I

1.3.

CapacitacMn polltlca Organizativa

1.4.

Los medios de comun~cacibnindígena

2.

Programa

-

2.1.

La mujer indígena

2.2.

La educaci6n de

2.3.

El programa de educacidn bilingle e intercultural

2.4.

Hacia la universidadlndigena Anslisis

2.5. La salud en los indígenas Anslisis

3. Programa econ6mico

3.1. Central Cooperativa Indígena del Cauca-CENCOIC

3.2. Los Gulfivos de USO lllcito AnBlisis

3.3. Intentos de recuperaddn de tierras en el

PARTE III

LAS ZONAS INDIOENAS DEL CAUCA

- -

1.

Zona Norte. pueblo Nasa

2.

Zona de Tierradentro. territorio ancestral del pueblo Nasa

3.

Zona de los Reasentamientos. pueblo Nasa

4.

Zona Nororimte. territ~rioancestral pueblo Nasa

5.

Zona Centro. pueblo Kokonuco

6.

Zona Occidente. pueblo Nasa

7.

Zona Oriente. pueblo Guambiano, Totoroes, Nasa. AmbalueRos. Polindara. Kisgueiios

307

8.

Zona Sur, pueblo Yanacona

324

--

9.

10.

-

-

Zona Pacifica. pueblo Eperara

Zona de la Bota Caucana. pueblo tnga

-

-

A

--

338

.~-345 .

.-

Presentación

En el marco de un acuerdo entre el CRlC e INTERTEAW,

agencia de cooperación suiza, nos dimos a la tarea de elaborar

este libro sobre la Resistencia indigena en el Cauca, dado que

las continuas ocupaciones y acciones de los indigenas les impiden de-

lar por escrito esta singular lucha. Si bien es cierto que existen docu-

mentos sobre el movimiento indigena ceucano, se evidencid la necesi-

dad de presentar esta experiencia en un libro. El trabajo acudió a fuen-

tes primarias mediante diversas entrevistas realizadas tanto a los

llderes como a los comuneros. así como a la observación sobre el

terreno de la organización indigena, y a la infonnacibn secundaria

encontrada en los documentos del CRlC y artlculos de antropóiogos,

sociólogos. filósofos. historiadores colombianos y extranleros.

Referirse a los indlgenas en general significa hurgar en el

inconsciente colectivo latinoamericano para encontrar el rechazo

a sus ralces indias. Significa. tambidn, encontrar intacta la teoria

del evolucionismo social, la cual deja creer la existencia de cultu-

ras superiores e inferiores. Analizar la resistencia indigena en ge-

neral y la del Cauca en particular requiere tener en cuenta dos

tiempos históricos. El primero. lejano y extensa, tomado desde la

llegada de los españoles hace mls de 500 aAos y que se consti-

tuye en el punto de ruptura de las sociedades amerindias y el

comienzo de la resistencia de los pueblos aborlgenes para evitar

su exterminaci6n.En4l sobresalen Ips periodos de las luchasde

%

1

I

la cacica Gaitana en el siglo xvi, y de Juan Tama en el siglo xvll. 1

Es tambi6n el inicio de la estructuración de las sociedades lati-

noamericanas actuales.

.

l

1

.

El segundo tiempo histbfico es corto, pero lleno de cambios I

substanciales. Empieza con el levantamiento de Quintín Lame a

principios del siglo XX y la formacibn del CRlC hace 36 años.

-

--

1

~~~

Resistencia lndigena del cauc?

~

-

-

-~~

.

-.

En este tiempo los indlgenas sobrevivientes continúan re-

sistiendo para evitar ser asimilados por la sociedad mestiza, de-

jando de lado sus practicas ancestralesy exigen el reconocimien- to de sus derechos como pueblos. Es innegable la dificultad de sintetizar en unas cuantas pl-

-

ginas la historia de las luchas indígenas que comenzó hace m8S de 500 anos. Hgoria rica en acontecimientos. en avatares, en

penas. sufrimientos y muertes. Aunque siempre acompañada de esperanza y de amigos de la causa indigena. Creemos que el in-

tento valió la pena, era necesario dejar por escrito esta parte de la historia colombiana ignorada por La realización de este trabajo no hubiera sido posible sin la parti-

cipacibi de las comunidades indlgenas que con su sencillez y emabili- dad me recibieron en esos recdndilos y paradislacos resguardos

cawanos. Para ellas mis mAs profundosagradecimientos.lgualmente expreso mis agradecimientos a Ernesto Barutfol y Fanny Gómez. Coordinadoresde INTERTEAM -Colombia. por su inter4s y apoyo

durante el desarrollo de este trabajo. De la misma manera agra- dezco a Jacques MBrat. actual coordinador, por su colaboración. Asl mismo mis reconocimientos a MISEREOR que hizo posible

esta publicaci6n. No podia olvidar agradecer el estimulo dado por

mis colegas del Programa de Educación del CRIC, especialmente a Emiluth Collo quien vivió conmigo la construcciónde este libro.

Por último, agradezco a Juan Esteban Osorio. por sus periinen-

tes ob~e~acione~.

-

-

-

-

~-

-

-

-

--

Myriam Galeano Lozano

Cooperante INTERTEAM- Colombia

Era un rio humano de caras morenas. caminando durante una semana. entre banderolas y pancarias bajo un sol de plomo.

- para protestar contra las politicas nacionales e internacionales que desde hace m8s de 500 años intentan apagar sus pasos.

Los indigenas del Cauca se rebelaban. protestaban y sus

-.

pasos ancestrales retumbaban en todos los rincones del país. Los colombianos. entre sorprendidos y temerosos. asistlan

al alzamiento pacifico de este sector marginado y empobrecido

de la nación. Y no entendian c6mo era posible mantener organi- zadas a 60.000 personas durante siete dias o inclusive no enten-

dlan de d6nde habla salido tanto indigena. fantasma de monte en

la ciudad.

En los altos del camino se realizaba el Congreso itinerante. en el seno de tres comisiones donde se irataban los tres ejes cons-

titutivos de la marcha: reforma constitucional, derechos humanos - - y el tratado de libre comercio. TLC. En ellas se discutlan y anali- zaban estos temas para prepararse a concluir y trazar mecanis-

mos de acción en el último alto del camino.

La llegada a Cali fue apoteósica. A cada lado del camlno y sobre los puentes peatonalesse agolpaba la ciudadania para dar

la bienvenida a los caminantes con banderolas, aplausos y agua.

A pesar del cansancio los indlgenas. jóvenes. ninos. anclanos.

mujeres y hombres. algunos de pasos m6s largos y continuos.

.- oIr3s &-pasos mls conos y forzzidos, sentfan satisfaccibn al-sa-

ber que su esfuerzo no hable sido en vano. la fortaleza de su

marcha se hacia sentir en la ciudad. Los medios de comunicación habian reportado este evento durante toda la semana =Con su

Minga por la Vida, la Justicia. IaAlegría y la Auionomía, los indl-

genas dieron al país y sobre todo a los vlolentos, una leccidn de paz- comentaba un diario nacional. Una voz de la calle decla

.

.

.

.

,

.

.

~

-Ellos nos estdn dejando una gran ensefianza. Son un pueblo cf-.r:

vico que lucha por lo suyo en paz. Una marcha como esta que

vimos es histórica-.'

.

. -

-

Una vez instalados en el Coliseo del Pueblo, en Cali, el Con-:

-

--

. -

-

greso Itinerante lndlgena tom6 varias decisiones: declararse.en

Asamblea Permanente hasia que cesen las amenazas contrasus -

vidas, establecer un Congreso Indígena y Popular para protundi-

zar los temas que convocaron a esta minga y para iniciar un pro-

ceso hacia el Plan de Resistencia y de Vida de los pueblos. Crear

un Tribunal Permanente de los Pueblos compuesto de destaca-

das personalidades nacionales e internacionales para hacer re-

comendaciones wn respecto a tas violaciones de los derechos

humanos da los indigenas y sectores populares. lmplementar un

sistema de comunicacidn autdnomo, desarrollar una economla

propia. adoptar las recomendaciones y conclusiones de las comi-

siones temdticas. Al mismo tiempo se decidid enviar una delega-

ci6n de 40 gobernadores y 70 guardias indlgenas a la fiscalía. a

Bogotd. para rescatar a un dirigente detenido injustamenteal que

declaramn -secuestrado polltico-. Una vez en Bogotá. esta dele-

gacidn con sus bastones de mando (símbolos de autoridad en la

comunldad). hizo el recorrido a pie desde la sede de la ONlC has-

ta la fiscalla. gandndose el aplauso de los bogotanos. Fue como

una continuacldn de

de cabildeo con las autoridades judiciales lograron -rescatar- al

los

indigenas ocuparon los primeros espacios en los medios de co-

municacidn.

la marcha en Bogotá. DespuBs de cuatro dlas

detenido, probando lo infundado de la acusacen. De nuevo-

-

-

,-

Por su parte, las tres comisiones reiniciaron el trabajo

el mismo dla de su llegada a Cal¡ y sacaron sus conclusio-

nes y sus planes de acción. Al dia siguiente, la marcha ter-

' EIPais. Cali. 17 4.

.eptlembn. 2004. Jcd R. Cuenca

-

~

~~

.

.

.

~

~ Labrando~

otro~

Mundo~

--~CRIC .

~.

mind con una gigantesca concentracidn en la plaza de San

Franciso, en pleno centro de Cali. Desde este escenario se

- dirigieron a esta multitud los llderes indigenas del Cauca y

de otros departamentos, así como del Ecuador. PerB y Boli-

via. Llderes de otras organizaciones populares y politicos na-

cionales que apoyan la causa indigena. Sus voces reclamaban

el respeto de los derechos de los pueblos aborlgenes ganados

con tanta lucha y ardían contii las politicas nacionalese interna-

cionales fragilizadoras de estos. La plaza repleta tronaba de emo-

cidn. Esta fue la Marcha por la vida. la justicia. la libertad y la

autonomla. Ahora, sus decisiones siguen en marcha.

En la memoria de los colombianos quedard grabada esta

forma de

protesta. paclfica pero contundente. No obstante, lo que

la mayorla de ellos ignora es que estos logros son el resultado de

un largo proceso de resistencia de los pueblos indlgenas basa-

dos en estructuras politicas y culturales rescatadasy recreadas a

lo largo de toda la lucha que han entablado desde la Conquista

espaílola para recuperar la autonomla polltica y cultural que se

apoya en su cosmovisidn. Esta dinámica se vive en medio de las

escarpadas montaiias caucanas.

.

-

Este libro relata la historia de las luchas de los indlgenas

del Cauca. primerospobladoresde estos territorios. apelando a

miradassociol4gicas, antmpoldgicasy politicas necesarias para

entender este proceso de luchas ancestrales. Este es un relato

contado tambi6n por los actores de esta historia.

---

.-

.--

-

-

E

RESISTENCIA

IND~GENA

.

El departamento del Cauca cuehia con la mayor pobla-

- ción indígena de Colombia. seguido por la Guajira, Nariño,

Chocó. Córdoba. Vaupés. Putumayo, Vichada. Guainía y Amazo- nas. Esta poblacibn constituye el 20% de los habitantes del de- partamento. equivalente aproximadamente a 200.000 personas. las cuales se encuentran en 26 de 41 municipios que albergan a los 87 resguardos en un &ea de 5.312 km'de los 29.308 km2que

posee el Cauce. De la divenidad de pueblos existentes antes de la venida

de los españoles. siete sobreviven actualmente, los Nasas, los

--

--aUambinos,-los

Totoroes, los Kokonucos. los Yanaconas. los -

Eperara-Siapidaray los Ingas. Ellos forman parte de los 85 pue- blos indígenas colombianos que constituyen el 2% aproximada- mente de la poblacibn del país. Los indlganas ocupan los diver- sos ecosistemas de la geografía nacional: montanas andinas. sel-

- vas, Hanuras. desimto guajira, costa pacifica, nevados. últimos refu- gios encontrados en su huida de la llegada de los espalioles: en una

Resisiencia IndIgenadel *u-

extensión de aproximadamente veinte millones de hectáreas. o

sea la quinta parte del territorio nacional. Algunos de estos terri- torios se encuentmn organizados en la figura de Resguardos, los cuales son 757 en la actualidad. Dentro de bs 85 pueblos se ha-

blan 64 lenguas indlgenas. Uno de los pueblos indios delCauca,

los Nasa (Paeces) junto con los Wayuu y los Pastos son los tres pueblos más numerosos del pais, contando con más de 100.000

miembros. Luego siguen en orden poblacional to~~uambianos. los Yanaconas, los Ingas, los Kokonucos, los ToTi;oes y los

Eperara- Siapidara.

Más allá de la notoriedad poblacional, los indigenas del Cauca fueron los primeros en dotarse de una estructura politico- organizativa, el Consejo Regional lndlgena del Cauca - CRIC,

que fue constituido en 1971 para luchar por sus derechos como pueblos originarios de estos territorios. Este ejemplo fue seguido por los indlgenas de otros departamentos que crearon su propia

organización regional. Hoy existen otros Consejos Regionales como el CRlT del Tolima. el CRlH del Huila. el CRIDEC-de Cal-

das, el CRlOUlN del Ouindío, el CRlR de Risaralda, la Organiza-

ci6n RegionalEmberaWaunana. OREWAdelChocó, la Organiza-

ci6n lndlgena de Antioquia, OIA. la Organización Zonal lndlgena del Putumayo. OZlP y la Organización Regional Indígena del Va-

lle del Cauca, ORIVAC. Estas estructuras indígenas regionales se articulan desde 1983 en la OrganizaciónNacional Indígena Co-

- lombiana ONIC.

-

-

-

_--

-

- - -

-

1.2 Sltuaclón actual del Cauca hdfgbna

Las luchas indlgenas cosecharon sus frutos en la Constitu- ci6n colombiana de 1991 que reconoció sus derechos. A partir de ahi han logrado convertirse en una fuerza polltica Importanteque les ha dado una visibilidad remarcable en el seno de la sociedad

am ,e

-*A

,L

Labrando otro Mundo- CRIC

.

.

~

~~~~

.

~

l

colombiana. No obstante. sus condiciones económicas y sociales

de marginalización permanecen casi inalteradas. !

1

En la actualidad la política de Seguridad Democrática,

implementada por el presidente Alvaro Uribe desde el 2002,que

enfatiza en el fortalecimiento de la fuerza pública para terminar el

conflicto social y armado, pone en un estado de alta vulnerabili- dad a los indigenas. La aplicacidn de esta política se inscribe en

el contexto internacional de lucha antiterrorista mundial post-11 de septiembre 2001. liderada por el presidente George W. Bush, donde el gobierno colombiano. como un buen alumno. debe mos-

trar resultados en combatir a la guerrilla y al narcotrdfico (consi- derados las únicas causas del conflicto colombiano). para no per- der la ayuda militar y financiera de los Estados Unidos.

Bajo esta presión el gobierno colombiano militariza el cam- po, crea nuevas figuras militares como los soldados campesinos. las brigadas móviles, los batallones de alta montaña, los escua-

drones especiales de carabineros. los grupos especiales

antiterroristas. las redes de informantes. Un clima de zozobra se instala entre las comunidades indigenas. La sospecha y la des-

confianza reinan tanto en el ejército. como en la guerrilla. entre los paramilitares como en la comunidad.

Los organismos del Estado, como el EjBrcito, La Policía. la Fiscalla, frecuentemente han desbordado sus competencias y deberes. especialmente a partir del 2003,contra la pobla- ción civil. entre elloslos indlgenas. Los abuses se.vuelven

cotidianos: maltrato verbal y físico. acusándolos de pertene- cera la guerrllla. utilizaci6n de los indlgenas como gulas y mandaderos, detenciones masivas y arbitrarias, listas negras con los nombres de los lideres comunitarios, amenazas sin pruebas contra su integridad. atendiendo solamente a las in- dicaciones de los informantes quienes aprovechan las ene- mistades personales o la motivación de la recompensa para

Resistencia lndigena del Cauca

~ ~.~~

~.

.

~

.

~.

sacar patrido de la cacería de brujas que es toda guerra. Las violaciones domlciliarias, cada vez mds frecuentes. se hacen con el pretexto de buscar sospechosos o simplemente para acam-

par en las casas y escuelas, poniendo en peligro a la población en caso de presentarse un enfrentamiento. En este estado de aler- ta. el ej4rcito ha causado asesinatos por equivocación (por ejem-

plo, el casode Olmedo UI en el resguardo de Huellas-Caloto en el

2003). Tambien el ejercito realiza ametrallamientos abreos y bom- bardeos indiscriminados causando la muerte de los animales do-

m4sticos y daños a las viviendas.

La población civil es censada. filmada, fotografiada. interro-

gada. Se les retienen los documentos de identidad sin justifica-

ción alguna, se incita a los jovenes a enrolarse al ejercito a pesar de estar eximidos de tal obligación por ley. Se desconocen las autoridades tradicionales y se irrespetan los lugares sagrados,- y

como estrategia de guerra el abastecimiento de alimentos es con- trolado so pretexto de debilitar a la guerrilla. En la Fiscalla exis-

ten 800 órdenes de captura de dirigentes indígenas, 68 deteni-

dos, 4 desaparecidos en el norte de Cauca (2004). Por su parte. la guerrilla tambibn recluta jóvenes indígenas

para sus ejdrcitos, instala minas en el campo. roba los carros y el

ganado de los cabildos. y durante los combates lanza cilindros

bombas en medio de la población civil. En el 2004 asesinaron a

17 comuneros en los municipios de Suhrez. Miranda. Corinto,

Caloto y Caldono y acusaron a cuatro jóvenes indígenasy a toda

- - la junta dél-Cabirdode se?informantesdel el6rcito.

En algunos resguardos a estos dos actores armados se su- man los paramilitares. los cuales no cuentan con una postura po- lítica clara, ya que se los puede ver en el bando de las multinacio- nales. de los terratenientes del ganado. del ejdrcito, del narcotrbtlco. de los grandes gmpos empresariales o de la delin- cuencia comrln, como mercenarios de esta guerra. vendi4ndose

Labrando otro Mundo -CRIC

--.

al mejor postor. Quienes han cometido masacres contra los indí- genas como la tristemente celebre ocurrida en el Naya en el 2002.

Despu4s de las masacres. las comunidades quedan profun- damente marcadac. La unidad se resquebraja y se genera resen- timiento. Incluso la comuoidad opta por medidas extremas como

el suicidio de idvenes y ninos Embera del Atrato (Chocó) en octu- bre de 2003. Los Jaibanas (los chamanes) atribuyeron este he-

cho al castigo de los espíritus por tantos muertos sin sepultwa.

resultado de la confrontación entre la guerrilla y los paramilitares.-

En medio de esta situación. la confrontacidn en sus territo- rios entre los actores armados son los momentos mds dificiles

para la comunidad. Riesgo agravado por la decisión del presiden- te Uribe de instalar la policla en medio de la población civil como en Toribio y Jambal6. por no citar m& que esos dos ejemplos.

Entre dos fuegos. el desplazamientoes su única alternativa. Des- plazamiento a los grandes asentamientos urbanos, donde la vida no depende de la tierra. El indígena se muere de hambre y de

nostalgia en una ciudad en donde como lo dijera el jefe Seattie en su carta a la Tierra. cuando su pueblo piel roja fue despojado de

sus tierras: *Termina la vida y empieza la supervivencia-.

Los lndlgenas desplazados en Colombia desde 1985 al 2001 han sido 6.197 personas. En el departamento del Cauca desde

1999 hasta el 2000 (antes que ocurriera la masacre del Naya)

524 personas y 70 familias se vieron forzadas a abandonar sus

territorios por amenazas de la guerrilla del ELN. incursi6n de los

-

~~

~-

paramilitaras. combates ejército- guerrina.señalañiientos a 16s nativos del secuestro de la iglesia de la Maria. en Cali, efectuado por el ELN. llegada de colonos que sembraron 6.000 hecthreas

de coca y explotaron el oro en el Naya (El desplazamiento Indíge-

na en Colombia, caracterización y estrategias para su atenci6n y

prevención en hreas crlticas, ONIC. ACNUR. Red de Solidaridad, Bogotd, 2003)

Resistencia lndigenadel Cauce

~-

-~~

~

~

.

,

.

~

.-

Colombia es una de las naciones con la crisis humanitaria

-

mes grave en el mundo.Diariamente 531 personas son desplazadas.

En el 2004 la cifra de desplazados alcanzó las 341.925 personas

(88.385 familias),segun informe del Representante Especial del

Secretario General para los Desplazados Internos.

Otra consecuencia del conflicto social y armado ha sido el

asesinato de 184 miembros de los pueblos indígenas. la mayor

parte de ellos Ilderes, sólo para los afios 2003 - 2004.2

Esta situación vivida por los indlgenas se constituyeenvio-

lación a los derechos humanos y al derecho humanitario; que en

el caso de estas comunidades no solamente viola los derechos

individuales, sino los derechos colectivos tales como su autono-

mia territorial y cultural afectando a todo el tejido social del cual

depende la vida de cada uno. Ya que para el indígena el territorio

no solamente son recursos que pueden ser utilizados como para

el hombre occidental. sino que en la tierra está su ralz. lo que lo

.-

.

.:,

.!o

.

:,

--

une a sus ancestros y por lo tanto lo que le da sentido de vidi-

dentro de su cosmovisión.

Elasesinatode los líderes. quequieren hacerconprender al hom

bm blanco la cosmovisión del indfgenay que buscan que la comunidad

no pierda su identidad cultural. por todos los adores amados. no es

solo una perdida individual. sino la pérdida de un patrimonio hu-

mano comunitario. El caso de los indigenas Nukak Makuk, es bas-

tante ilustrativo de esta dura realidad. Solamente en 1988 entra-

ron en contacto con el mundo exterior y fueron víctimas del con-

-

-

-

fliito armado. Su territorio fÜe invadido colonos. güerrirai

paramilitares, narcotraficantes y el ejército. Debieron abandonar-

lo. Quedó un grupo de menos de S00 personas podendo esta po-

blación en peligro de extincibn. (Informe institucional "Desplaza-

dos por conflicto armado de la etnia Nukak Makuk, Guaviare,

*Alhedo Moluio. ElEap.clr&r,

20

.,-i:

:V.'

,

,L.~,.~:.

14 de novlmbfe de 2001. pp. 18.

-

-1

I

I

I

I

I

1

Labrando olm Mundo - CRIC

2003a). Por ello. los pueblos indlgenas, las comunldades negras.

organismos nacionales e internacionales de derechos humanos

tratan de elaborar y concertar una polltica de protección de los

derechos humanos de los grupos Btnlcos con la Dirección de Etnias

del Ministerio del Interior y de Justicia.

Con respecto a la lucha contra el narcotriflco. la polltica de

seguridad democritlca ha acentuado el uso de la fumigacidn aé-

rea con glifosato de los cultivos de amapola y coca. Las parcelas

con cultivos de =pan coger. de los indígenas son muchas veces

las primeras en ser afectadas. El apacible ritmo de vida de las

comunldades indigenas es trastocado. La *mama coca-. planta

sagrada, que da fortaleza en las largas jornadas de trabajo, que

comunica con lo sagrado de la madre Tierra y del mundo de los

esplritus. es violentada por la irracionalidad de una cultura occi-

,

dental que no entiende los antiguos usos medicinales de los fru-

tos de la tierra. El gobierno del presidente Uribe legitima estos

maodos para luchar contra la -nanu>-guerrilla. y el narcotr&iico

tenidos como Únicos responsables del conflicto social y armado

en que se sume el pals.

Los Indígenas manifiestan su desacuerdo con esta polltica de

mliiiarizaci6n a través de marchas.

ludones. cwnun.kadc6 a la opiniáti pública. Enun documento presenta- do al presidente Uribe. durante un Consejo de Seguridad lndlgena en

Popayen, le recuerdan la obligación que tiene el Estado de presenrar

los principios constitucionalesde identidad, autonomía cultural y te-

movilizaciones. expedición de reso.

-

-

.- rrltorial de los indlgenas colombianos. - -

~.

Resistencia lndlgena del

.~

.

Ceuca

.~.

~

-Marcha por ld Vlda. la Juslida, la Verdad y le Aulonomia-. Septiembre de 2001

comunrdad de! ~ayasn la grao marcna de reptrembre de zoü4 Foto Mynam Gals<im

-- -

~

~

~

. ~.

~

~~

Labrando otro Mundo - CRIC

.

.

.

.

.

.

.

~

.-.

La historia de Colombia muestra que los confllctos pollti-

cos, sociales y armados no han hecho sino despojar a los indige-

nas de sus tierras y de su cultura. Incluso. despu6s de la Consti-

-

.

tución de 1991 sigien ocurriendo casos de violación a los princi-

pios de la autonomia~tenitorialde los pueblos indigenas como el de los Uwa y de los Embera. En el primer caso para construir un

oleoducto y en el segundo para erigir una represa hidroel6ctrica.

- Los indlgenas del Cauca, saben que ninguna propuesta de paz es viable, si no contiene Inversión y parücipación social. Ellos

consideran a las pollticas económicas. a la cultura de corrupción

-

política. a la distribución desigual de los recursos, a la dependen-

cia que sume a los colombianos en una pobreza que alcanza el

60% de la población, como la causa fundamental del conflicto. Pero

la administración de las pollticas públicas en el marco de los prin-

cipios nediberales sigue desmantelando el Estado benefactor.

Por el momento. ellos proponen como una forma de atenuar

el conflicto entablar un diálogo con los actores armados para cons-

truir una propuesta política. Su desacuerdo con al fortalecimiento

de-las fuerzas militares es rotundo. Pero. el presidenta Uribe no

acepta las propuestas de diálogos regionales. implementada por

los indigenas argumentando que existe un Comisionado de Paz

para establecerlos. Esto a pesar que los di8logos entablados entre

los indlgenas y la guerrilla han dado resultado en sus territorios.

i

1

!

I

l

I
I

1

i

En algunos resguardos por su localización geográfica y la

presencia histórica de la guerrilla, como Toriblo. Corinto,

- -Jambalb, Tscüey6;San Francisco, Caldono; Pueblr~ueGy en

la zona del Macizo Colombiano (Santa Rosa y San SebastiBn).

la intensidaddel conflicto alcanza niveles muy altos. Los indige-

nas aprovecharon sus estructuras sociales y pollticas para crear

diferentes mecanismos que les permitan defender su autonomla

politica. cultural y territorial en medio del conflicto social y ar-

mado de Colombia.

~-

-

1

I

l

I

2.9 q?$@

-

-

Resistencia lndlgena del Cauca

1.3 Reslstencla olvll lndigena

Durante los aiios 2000 al 2005 los medios de comunicación colombianos y del mundo informaban sobre acciones pacllicas de

los indlgenas para impedir a la guerrilla la toma de pueblos, y el

secuestro al azar en las llamadas "pescas milagrosas- en las ca-

rreteras caucanas, asi como la realización de rescate de secues-

trados. la quema de laboratorios de cocaina en sus territorios. la

persecución de cultivadores de coca, los juicios de la justicia indí-

gena a militares. a guerrilleros. las marchas pacificas que duraban

dias, por los indígenas armados solamente de sus bastones de

mando, de canciones y sobre todo de coraje.

Para todos resultabaincomprensibleque unacomunidaddes-

annada'se enfrente al ejbrcito, a la guerrilla y a los paramilitares.

asl como en la Bpoca del Mahatma Qandhi era incomprensibleque

- -

un hombre parara a toda una nacidn de la ola de violencia en la

que se sumía despues de su independencia del imperio ingles. a travBs de su sola oracidn y ayuno.

La explicacidn se encuentra en que estos hechos de defensa

civil se apoyan en estructuras polltffias y tradicionales que poseen

los pueblos indígenas para el manejo de los asuntos comunitarios,

control y defensa territorial. No es una estrategia aislada sino par-

+e dd eiercicio de su autonomla. La guardia iRdigena desarmada.

-

-. -

las movilizaciones. las marchas. los comunicados, resoluciones,

asambleaspermanentes, audiencias y juicios públicoshacen parte

de esta estrategia. Por ello, las imitaciones de esta forma de resis--

tencia civil por otros sectores sociales no tuvieron el mismo Bxito.

En suma la resistenciade los indlgenas del Cauca frente a los vio-

lentos que atentan contra su autonomla es una sólida organizacidn

comunitaria que en la unidad encuentra su fuerza.

Estos mecanismos de pmixcidn son diferentes en cada zona.

Por eiemplo. la guardia indigenase ha implementado. especialmente

en la zona norte. uno de los tenitonos de los Nasa. Existente desde

*p

,

.

24 $$$$

. i~

Labrando otro Mundo - CRIC

tiempos remotos. ella fue revivida, inicialmente. en el IX Con- I areso Regional de Corinto en 1993, y posteriormente en el XI -

Congreso en La Maria - Piendamó en el 2001. La Asociación de

Cabildos Indígenasdel Norte. AClN ratifico esta decisión del Con-

greso (resolución 003 de mayo 2001). El Congreso lndlgena de

Cota. Cundinamarca. en el 2001 tambidn decide revitalizar la

guardia indigena. a pesar de su vulnerabilidad ante los actores

armados. Hoy en todos los resguardogdel Cauca se revivió esta

figura.

Resistencia lndigena del Cauca

~uardialndigena Resguardo Hvellar . Calolo 2W5 Fore: Mytiam GSIW~O

Foto: Emllulh ColC

-

I

Labrando otm.Mundo~~~

- CRIC

La guardia indígena es una estructura sociopolitica depen-

a las autoridades tradicionales delCabildo. Ella de choque sino de control- afirma un indigena.

Su función es la de ayudar a preservar la autonomía territorial y culturai. defender los derechos humanos de los indígenas. Sus integranteseslán en continua capacitacióny formación sobre De-

rechos Humanos,

Dericho Internacional Humanitario. jurisdicción

diente e integra& no es una .fuerza

propia, historia. política, administración pública y jornadas león- w prácticas sobre protección y planes de emergencia. En los even- tos es responsable del orden. En caso de ataque o confrontación de la guerrilla y del ejdrclto, la guardia indígena junto con las au- toridades tradicionales da las alertas tempranas y ayuda a eva-

cuar a la población. siguiendo un plan de emergencia que incluye las asambleas Dermanentes. los Drotectorados. los fondos v huer- tas comunitarias wmo medios de protección. -- Las Asambleas Comunitarias son espacios de reflexidn y evaluaci6n-de su dinámica comunitaria en tiempos de paz. Cuan- do las comunidades son atacadas estas asambleas se vuelven permanentes. como un Instrumento de defensa donde la pobla- ción se reúne para protegerse y discutir la coyuntura en sitios es- tratdgicos debidamente señalados wn los distintivos de los orga- nismos de defensa de los derechos humanos. Los sitios designa- dos para estas asambleas son acondicionados de tal manera que la comunidad puede permanecer el tiempo prudencial mientras pase la emergencia. Por su parte los Irderes y autoridades tradi- donaleheitán ea permanente comunlcaclón con los cabilbos y -

las organizaciones defensoras de los derechos humanos. sea

travds de celulares o senales que van desde

-.

.

~~

a

wetones. volado-

res, cometas y sirenas, ya que bien conocen que el silencio es

cómplice de la injusticia. Por ejemplo, en el m$s reclente ataque de

Toribio en abril del 2üü5. el centro educatlvo CECIDIC. distante unos

la guerrilla a

l

1

i

1

I

1

1

1

-

!

-

28

Resistencia lndfgena del Cae. ~ - ~ -~ ~ . ~~ . ,

.~- ~.

.

5 km del casco urbano del pueblo. albergó a la poblacióndurante la confrontaci6n entre el ej6rcito y la guerrilla y mientras se re- construla parte del puebloque habla sido destmido. Con este me- canismo las autoridades tradicionales evitan que la poblaci6n abandone su territorio. Durante su permanencia en estos sitios de refugio la asamblea se organlza en comisiones de trabajo para

tratar asuntos de salud. educación. mujer y familia, j6venes y re- creación, tercera edad. ewnomla ambiental. comunica~ón.se- guridad y justicia. Aun en tiempo de peligro las autoridades tiadi- cionales informan y ocupan a sus comunidades. Los protectorados son las redes de amigos. instituciones. or-

ganizaciones y movimientos defensores de los derechos humanos que se solidaruan con las comunidades. Las huertas comunitarias se establecen cerca de los lugares de concentracidn para tener seguri- dad alimentarla.

La eficacia de esta resistencia le ha dado la vuelta al mun- do. Cuando las poblaciones de Caldono. Purac6 y Bolivar. cansa-

das de tantas tomas a sus pueblos. salieron a las calles armadas solamentede tambores. canciones, pañuelosblancosy sobre todo

de valor a impedir que la guerrilla se las tomara nuevamente. La liberación de un misionero suizo en el norte del Cauca, en julio

de 20 personas en un re-

t6n montado por las FARC. armados de palos y piedras en el res- guardo de La Marla - Piendamó (20 de agosto de 2003). son algu-

nos de los ejemplos más sonados. Mediante esta estrategiade resistenc-, los pueblos lndlgenas del Cauca están logrando el control territorial, la gobernabilidaden sus territorios. la participa- ción comunitaria y el reconocimiento público. Es decir. están lo-

grando por la via paclfica lo que el gobierno se propone por la vla militar. Asl naci6 la resistencia civil indígena del Cauca. entendi- da en un sentido restringido wmo mecanismos puntuales y visi- bles de autodefensa.

del 2003, el impedlmento del secuestro

~-

-

-

-

--

-

-

.

.

,.~,?-

-.

-

Labrando otro Mundo- CRIC

Aprovechando la legitimidad y la popularidad de la resisten-

.

1

cia civll indígena. el presidente Uribe trata de recuperarla. ~uran- -' te el consejo de seguridad del 3 de agosto 2004 manifestaba -me parece de gran importancia tener la guam'ia indigena como una

concepcidn indigena de cooperar con la seguridad. de coadyuvar con la Constitución. de cooperar con las instituciones democrdti- cas*.' El presidente utiliza el ejemplo de los indígenas para pro- 1 mover su propuesta de seguridad democrática. donde la pobla- cidn civil deja de ser neutral frente al conflicto y entra a convertir-

!

1

se en objetivo militar de los actores armados.

El mecanismosugerido para trabajar conjuntamenteel ej6r- cito y la guardia indlgena era tener un oficial de enlace. Indigna-

das. las autoridades indígenas manifestaron al presidente a tra- v6s de un comunicado su total rechazo a ser utilizadas, pasando por alto su autonomia y aumentando su vulnerabilidad frente a la guerrilla y los paramilitares.

La preocupación de las autoridades tradicional& 6s que el conflicto. como ha pasado en otras 6pocas. lleve a las comunida- des indigenas a un proceso de desintegración social y cultural. Lo que se traducirla en un fenómeno de emigración hacia las ciu-

dades. en condiciones de alta vulnerabilidad. En las ciudades. los

. indlgenas no tendrlan otra alternativa que ir a engrosar sus cintu- rones de miseria. Sin organizaclbn y participación social, sin tie-

rra para trabajar, sin identidadcultural. efectuando un proceso de

- - aculturamiento acelqrado-lo oponunidades &Q emgl+a y en-la

más absoluta pobreut y desamparo social las comunidades indf- genas están condenadas al exterminio, aumentando así las pro- blemáticas propias de las grandes ciudad6s que han sido forma-

-

das a partir de los desplazamientos masivos: desempleo, servi- cios públicos deiicTentes. mendicidad, y en el-peqr de los

!

l

l

Resistencia lndlgena del Cauca

~.~~~.

.-

-~~.~~.~

~

~

~

~-

.

.~ ~~

.~~ .-

prostitución. prostitución infantil. sicariato. bandas de crimen or-

ganizado, narcotráfico y alimpieza social*. Dado que estas po-

blaciones rurales y de selva han logrado formar estructuras co-

munitarias donde existe una real participación polltica de los indi-

viduos, instituciones sociales protectoras de los individuos. no

simples administradoras de recursos sino instituciones que sus-

tentan la cultura y por lo tanto la cosmovisión de un pueblo. alejar

al indlgena de su cabildo y de su tierra es prdcticamente conde-

narlo a perder la significación de su existencia. Es aniquilar su

ser social y politico. Es necesario en este punto aclarar que estos hechos con-

tundentes de defensa ante la agudizaci6n del conflicto forman parte de un largo proceso de resistencia de los Indlgenas, inlcla- da desde la llegada de los españoles y luego con los sucesivos gobiernos de la República hasta nuestros dlas, contra las pollti-

cas de exclusión de los gobernantes de turno. Batallas. rebelio- *- nes, levantamientos. resistenciamediantela no-violencia han sido SUS mecanismos de lucha. ~iresistenciacontempodnea indige-

na se organizó en el seno del Consejo Regional Indígena del Cauca. CRIC. Su plataforma de lucha sintetizada actualmente en

diez objetivos es el marco en el cual se organiza toda la dinámica de reslstencia a travBs del programa sociocultural, económico y

-

polltlco siendo este el eje transversal y fundamental de este tipo de reslstencia. Toda esta dinámica social y política de los indige-

nas del Cauca se apoya en una red de relaciones con otros her- manos indígenas colombianos y latinoamericanos, can organiza-

-c6nes sociales. coi-ONG-n%clona¡es e Infernacionales. De igual manera. con institucionesdefensorasde Derechos Humanos.

Los congresos cuatrienales son las instancias que dan los.

lineamientos pollticos a los programas del CRIC. En el 2005 se realizó el XII Congreso, en el resguardo de Caldono. A BI asistje-

ron 12.000 lndlgenas. Uno de los invitados especialesfue la ONU a travds de la Oficina del Alto Comisionado para los Derechos

~

.

~

~

.~.~

.

.

-

, . Labrando.

otro Mundo - CRIC

l

Humanos en Colombia, quien esta en permanente relación con

los indlgenas por su condición de poblaci6n vulnerable.

En este congreso la plataforma de lucha del CRIC se am- plió con el décimo punto, referente a -fortalecer la familia con

todos y todas sus integrantes, primera y principal forma de orga- - nización cqmo herramientafundamental y estrategica para lograr la organizacl6n comunitaria con autonomia~.El trabajo realizado

por las mujeres indígenas obtuvo sus frutos en la inclusión de -

este objetivo en la organización indlgena. Parad6jicamente en este proceso de resistencia. los indígenas no tienen apoyo en su propio depariamento. Todo lo contrario. el go- bierno del estado regional. e4 sector de la burguesla, compuesta en su mayoría por terratenientese incluso la iglesia. con algunas excep-

ciones, son sus constantesq>osltores. Algunos de estos sectores al ver disminuir dos de los privilegios sobre los cuales asentaban su

poder en la zona: la tierra y ladisponibilidad de la mano de obra bara-

-

1

1

I

1

I

ta

indigena, experimentan un cierto temor hacia el fortalecimiento de

la

organizaciónlndigena para luchar por sus derechos. entre ellos la

legalización de sus territorios ancestrales. De manera general, los opositores de los indígenas siguen fieles a la teoría del evolucionis- mo cultural. A los indígenas los siguen considerando pertenecientes

a sociedades =incipientes- y -atrasadas* que se constituyen en un

obstáculo para la modernidad. De tal manera que su actitud de mar-

ginar y subeslimar a los indígenas permanece anclada en prejuicios que fa antropologla cultural ha dejado ahos atrás.

En el editorial del diario local en manos de este sector social. expresaba aldía siguiente de la elección deLgo4ernadw -blan-

co* que sucedía ahdlgena Floro Tunubald -Estdn también las condiciones personales del nuevo gobernador, que viene de una

estirpe de gentes que han servido por generaciones al Cauca y a

Colombia- subrayado nuestro:

-

-

- - -

-

Resistencia lndigena del Cauca

.

.

Por su parte, la iglesia caucana fue quien participó a través de la

educación en la aculturación de los indlgenas. Su relación con

los indigenas que era (y es) una mezcla de subestimacióny com-

pasión, se manifestó al mundo durante la visita a Popayán del

Papa Juan Pablo II en 1985. cuando un jerarca de la lglesiacató-

lica cortó la palabra al indígena y el Papa exigl6 la continuación

de la intervención.

La sociedad caucana. así como la sociedad colombiana y

latinoamericana en general se encuentra en una constante nega-

ción de sus ralces indias. por ello siempre busca Impedir la

visibilización de los indlgenas en la sociedad. considerados slm-

bolos -de atraso cultural y social. Como todos los territorios que

han sido conquistados por el imperio de turno. Latinoaméricabusca

su rak la que nos permitió vivir por miles de años en este territo-

rio maiestuoso sin destruir su misterioso eauilibrio. Busca entre

mitos. entre ceremonias de rituales milenarios. busca entre teo-

rías económicas, entre movimientospoliticos de izquierda. busca

entre artesanias que decorarán apartamentos. Busca incesante-

los des~endientesde esos pueblos desconocidos para

mente entre

todos, pero que a su vez nos resultan tan familiares. las palabras

de los taitas que fueron silenciadas por el furor del llamado pro-

greso, iasgalabras que nos hablaban de lo que era importante

vivir en esta vida, de lo que era importante vivir para poder honrar

-

a nuestros ancestros, para ser *ciudadanos de bien*. para ser

.@mbres y mujermintegros*. (Juan Esteban Osoca Entonces, para retomar el punto de partida de la resistencia Indí-

gena es necesario hacer un breve repaso histórico del encuentro

-

.

Labrando otro Mundo- CRIC

~-

~

de la cultura española y la aborigen americana.

2. Breve hlst6rlco de la destruccldn de las culturas

smerlndlas

.-

El descubrimiento de América es el más sorprendente

encuentro de dos culturas en la historia de la humanidad. Los

europeos nunca ignoraron la existencia del Africa. de la In-

dia. de la China; en cambio del continente americano lo igno-

raban todo. Y el encuentro de esas dos culturas alcanzó tal

intensidad que se manifestó en el más grande genocidio de

la historia de la humanidad (Todorov. 1983).

Los espafioles llegamn a América imbuidos de las ideas de

la contramfonna y de la Inquisicióny al encontrarsecon los pue-

Mos amerindios. poseedores de una cosmovisión diferente a la

de ellos. los consideraron +erejes. y su reacci6n inmediata fue

la de convettidosal cristianismo a sangre y fuego. Y a nombre de

- - esa misma fe se efectuó su casi exierminio. En los años de 1500,

la población aborigen era de ochenta millones. a mediadas de

ese mismo siglo. cincuenta años despues del primer viaje de Co-

lóna lasAmdricas no quedaban sino diez millones(Todomv, 1983).

Las guerras de invasión, los malostratos y las enfermedades apor-

tadas por el invasor diezmaron a esta poblacMn.

.-

Las cr6nicas de los invasores ilustran estok hechos. El mestizo

Juan Bautista Pomar en su Relación de Texcm (1582), citado por

Todomv (1983). reflexionaba sobre las causas del despoblamiento

- indlgena y afinnaba que existlan diez -es pamello. peraque las

enfermedades fueron las que más los diezmaron. pues no tenían de

fensas contra las nuevas enfermedadesaportadas por los espaRoles

-

y además el estado de agotamiento en que se encontraban por el

-1

1

nido trabajo al que estaban sometidos los volvla mds vulnerables.

-Lar esparioleslos trataban peorque a esclavosy eldesamparoy la I

faffga se amparsba de sus esplritus pues hablan perdido la libertad

que Dios les habla dado. ellos no amaban ya la vida*. señalaba

3%

1

4-9:. 1

l

Juan Bautista Pomar.

En 1581. reporta Galeano (1976). Felipe II aflnnaba. ante la au-

diencia de Guadalajara. que ya un tercio de los indlgenas habia sido

aniquilado, y que los que aún vivlan se velan obligados a pagar tribu-

tos por los muertos. que eran vendidos y mprados y que donnlan a

la intemperie. AdemBs. que los indios eran utilizados solamente para

alcanzar las metas de enriquecimiento de los invasores y de la Corona

espaiiola. Porello. lasmadrespreferlanmatara sus hijosparaliberarlos

de esta situadán y del tormento de las minas. El suicidio cole*ivo,

corno b practicaronlas poblaciones nativas de las islas del Caribe. fue

otra manera de defensa.

La reducción a la esciavitud provocó directa e Indirectamente

la disminución de la poblacidn. especialmente por el trabajo en las

minas que terminaba con poblaciones enteras. Galeano (1978) re-

, porta que -los indios eran anancedos de las comunidades agríco-

lagy amados. junto con sus mujeres y sus hijos las minas (

en las comunidades, los indígenas habían visto volver a muchas

mujeres afligidas sin sus maridos y muchos hijos hu6fianos sin sus

padres f

Los españoles batían cientos de millas a la redonda en

busca de mano de obra-. El mismo autor relata que muchos indios

morlan en el camino. pem que las terribles condiciones del trabajo

en las minas eran las que mes los mataba. El dominico fraile Domin-

go de Santo Tomes denundaba al Consejo de Indias. en 1550. que

la mina de Potosl en Bolivia era una aboca del infierno- que anual-

mente tragaba a Indios por millaresy que los rapaces mineros trata-

ban a los aborlgenes -como aiinimalessin dueño-@aleano, 1978)

Respecto a la crueldadde los españoies contra los aborige-

a

).

).

nes. Jerónimo de San Miguel refiere en una carta de 1550 a los

Reyes de España que -ellos (los españoles) quemaban vivos a

ciertos indios, a otros les cortaban las manos. la nariz, la lengua

y otros miembros; a otros los tiraban a los perros; a las mujeres

les cortaban los senos* (Todorov. 1983)

Labran*

otro Mundo- CRlC

Esta crueldad fue practicada a pesar de que las sociedades

precolombinasencontradas por los españoles poselan una orga-

nización social donde la polltica. la economia. las artes. la reli-

gión hablan alcanzado un alto grado de desarrollo. Por ejemplo,

en agricultura (terrazas, sistemas de riego

en

orfebreria (trabajos de joyas).

- Cortes relataba as1 su admiración frente a las obras de la

oivilización azteca: dos templos están tan bien construidos en

en ingenierla (pira-

mides. ciudadelas

).

-

-

),

en astronomia (calendario azteca

).

l

madera y en piedra que creo en ninguna otra parte del mundo lo

puedan hacer mejor-, y refiri6ndose al arte del tejido escribia:

*En ninguna parte del mundo no se podría tejer semejanles ves-

tidos con esa cantidady variedad de colores naturales y tan bien

trabajados* (Todorov, 1983). Pero, la codicia fue mas fuerte que

la admiracidn. Al respecto Eduardo Galeano reporta que cuando:

Francisco Pizarro se lanzó sobre el Cuzco. sus soldados crélan

que estaban entrando a la ciudad de los Chsares. Tan deslum-

brante era la capital del imperio incaico. Pero no tardaron en sa-

quear el-Templo del Sol. El texto de los indios náhuatl citado por

Galeano (1971) narra: *Foroejeando, luchando entre ellos. cada

cual procurando llevarse del tesoro la parre del le6n. los solda-

dos. con cota de malla, pisoteabanjoyas e imdgenes. golpeaban

los utensilios de oro o les daban martillaros pare reducirlosa un

formato más f8cíl y manuable

el metal en barras. En otro aparte dice el mismo texto: .tienen

hambriruriosa de esa: como unos puercos hambñ8ntosZ%lan -

el

Arrojaban

al crisolpara convertir

Pero, pronto. estas sociedades seren desarticuladas por los

españoles a traves de las guerras de colonización. la esclavitud.

el mestizaje. el repaitimiento. la encomienda de sewicjos y de tribu-

tos. para imponer una nueva organizacidn soda1y política donde el

poder lo ejerclan los espanoles y los indios quedaron en posición de

Fg?3s

*

~

.,

Resistencia

~

lndlgena delCauta

~

.

~

-

subordinación. Empobrecidos. humillados y excluidos a los nativos

americanos los fueron convirtiendo en un sector social marginado.

De civilizaciones autónomas. con un alto grado de desarrollo social.

político y económico enmarcado en culturas construidas en la

interrelación con su entomo. pasaron a ser sujetos subordinados al

poder de los invasores.

El ciclo de la invasión española y portuguesa se cierra con la

apropiación de los territorios de los pueblos indígenas. Una vez

despojados de su base territorial. se tomaron mds susceptibles para ser dasintegrados. Terminaron. dispersos, arrinconados en las al-

tas montaiias donde. sin embargo, lograron sobrevivir.

El genocidio de los indios de America y el consecutivo

desmantelamiento de sus culturas encontraron su legitimación en

el enfoque del evolucionismo social que presentaa la cultura occl-

.

dental como el punto culminante de la evolución de la especle hu-

mana.

deradas-inferiores. barbaras. por lo cual era legítimo destruirlas.

Las culturas que se desviaban de esta dirección eran consi-

Dentro de este enfoque, el OTRO diferente. era inferior o bdrbaro.

y era susceptible de ser dominado por la fuerza o por la disuasión.

La posición etnocéntrica, caracterlstica desde la epoca de los grie-

gos. estuvo siempre presente en la Invasión de AmBrica.

Los espafioles. junto a esta legitlrnación ideológica predomi-

nante en aquella epoca. revestían sus acciones del ropaje

humanístico de la cristianización. Pero, mds que el deseo de pro-

.pagar-.lacuttura española. lo que motivó a los invasores y a la Co--

rona española fue la codicia del oro y de todas las riquezas encon-

tradas en este lado del mundo.

El encuentro de estas dos culíuras se ~stituy6en el ante

dente históricaque dio inicioa laactualsociedadiatinoamericana.donde

el indígena, los ahodescendientec y la mayor psrte de la poblacidn

mestiza forman parte de la gran masa de los excluidos. De ahí que a lo largo de la historia de America Latina, los brotes de rebeldía contra

:

se

--.,?,

i

:,-;.;.?

:-5;;

>

Labrando otro Mundo - CRIC

esta estructura social siempre se manifestaron.

3 .Resistencia indígena en Amerlca Latina

-

Aunque desarticulada. la memoria colectiva indígena no olvida.

De generación en generación se contaba el esplendor de sus cul-

turas y su posterior destniCCi6n por los españoles. Por ello. a lo

largo del continente americano hubo brotes detebelión para re-

cuperar la dignidad arrancada. En 1781. TOpac Amaru, cacique

mestizo descendiente directo de los emperadores incas. encabe-

el movimiento mesiánlco y revolucionario de mayor enverga-

dura en el Perú. Mandó a la horca al corregidor español que se

encargaba de reclutar indios para mandarlos a trabajar en las mi-

nas. Prohibió el trabajo forzado de las minas de Potosí y declaró

-

la libertad a los

esclavos de las minas, abolió los impuestos y el

-repartimiento-

de mano de obra indígena en todas sus formas.

*Los indígenas se sumaban por millares a bs fuerzas del padre

de todos los pobres y de todos los desvalidos* (Galeano. 1971).

Luego, traicionado. fue condenado por los españoles a una muer-

te atroz.

Las remltas indígenas en el Valle Centralde MBxko, el levanta- miento de Túpac Katari en Bolivia dan cuenta de la persistencia por recuperar susderechoscomo indígenas. Sin Mar los levantamientos de los mestizos. descendientes de los indigenas, cornoel de los wmu- neros en Colombia en el siglo XVIII. tambibn en situación de

marginalizad6nen que ios sumía elaumento constantedemos. - - - .- .

i

l

~ -

_ En el caso de Colombia. los pueblos indigenas organizados en cacicazgos fueron los que opusieron una fuerte resistencia a los es-

pañoles. En el caso de los Nasa (Paeces) en el departamento del

Cauca. al suroccidente de Colombia. esta resistencia fue una de las

mds feroces del pals. Por su parte, los pijaos,Jos.zenúes.los emberas.

y los kunas, tambidn opusieron una gran resistencia. A pesar de ello.

pueblos enteros, como los quimbayas, lilies. katios. desaparecieron.

I

1

1

Resistencia Indlgena del Cauca

.Con el paso de los aiios esta resistencia emergería en dis-

-

tintas estructuras políticas según los diferentes paises. Actuai-

mente, en MBxico se han organizado alrededor del Ejercito

Zapatista de Liberación Nacional - EZLN; en Bolivia existen va-

rias organizaciones indigecas entre las que se destacan la Con-

federación de los Pueblos lndigenas de Bolivia- CIDOB. la Confe-

deración Sindical Única de Trabajadores Campesinos de Bdiia -

CSUTCB y la Confederación Sindical de Colonizadores de Boii-

via- CSCB;

nas del Ecuador- CONAIE. Y en Colombia, al suroccidente, en el

en el Ecuador, la Confederación Nacional de Indíge-

-

departamento del Cauca, los indlgenas de esta región es-

tructuraron su resistencia bajo el nombre de Consejo Regional

Indígena del Cauca- CRIC constituyBndose en la vanguardia de

las organizaciones indígenas colombianas. las cuales se encuen-

tran articuladas a la Organización Nacional Indígena de Colom-

bia- ONIC.

La resistencia contra la asimilación por otra cultura, encuentra

su legitimación en dos dimensiones. Una. el derecho a la diferencia

cultural para evitar la imposición de una cultura sobre otra, a nombre

de una seudo superioridad cultural. Dos, la diversidadcultural es in-

herente a las características de la humanidad al ser resultado del

proceso adaptativo a los diferentes ecosistemas. De ahí que las ba-

ses en que se funda una cultura. no son necesariamente las mismas

en que se funda otra. Por ello. una imposicih cultural, sea por la

persuasión o por la violencia. tergiversa. falsea las bases de la cons-

- tmccióirdetmlo esesisieinacomplejode cOtRicimientos. creencias, - -

S8

arte, moral. derecho. formas de pensar y de sentir que constituye

la cultura.

los indígenas de America Latina con-

tinúan resistiendo y poco a poco. los pedazos disgregados de su

culturacomienzan a juntarse. Aunque ya es una cultura hlbrida,

donde lo indio y lo espafiol se yuxtapone, se incorpora. se combi-

Con estas certitudes.

. ~

-

.

~.

.

.

.

Labrando otro Mundo - CRIC

~

~~ ~.

.

~

~

~

na, los indígenas se -apropian* de lo que les pueda servir para

seguir resistiendo. Al mismo tiempo. adaptan su comportamiento

para poder sobrevivir. Para ello. acuden a la observación, al ano-

-

nimato y alherietismo. Refiriendoseprecisamente a esto. Octavio

Paz (1981)anotac.para defenderse y podersobrevivir. estos pue-

blos. al igualque los otros pueblos colonizados, han desarrollado.

como forma de resistencia, la desconfianza, el disimulo y el her-

metismo. Es por ello que hay un misterio mexicano. como hay

misterio amarillo y uno negro-.

un

Este proceso de resistencia indlgena. recibe la influencia de

los cambios sociales y políticas que se van dando, tanto en la metrb-

poli como en el continente americano, y se va acomodando a ellos.

Las leyes reópectoa los indlgenas reflejan esta evolución ideológica

y nos ilustran el esplh de cada Bpoca. Asi, por ejemplo. once años

despuBs de la llegada de los espaiioles y ante la amenaza que la

-

población natíva desapareciera por la brutalidad de estos. la Corona

cre6 el -reparfimientcde indios* una manera de

preservar los indios

como fuenia laboral. Mhs tarde. durante la Colonia, secreó la seoro-

mienda* que consistia en la asignación de una tribu o un clan de

indígenas de un territorio detenninado a un espaiiol ahmble-. para

poder recaudar los impuestos y obtener servicios personales. La en-

comienda no daba ningún derecho sobre la tierra al encomendem. no

obstante Bste se apoderó de ella. Los amsguardos- tambMn.fueron

creados por la Corona. Estos eran tierras asignadas colectivamente

a una trlbu o a un clan de indigenas. pero cuya explotación se la

Wia hacer a-ütulotirahridual. El p'epósito era delimitar un espacio a esta población para evitar que se fug%ray poder recaudar hnpuestos

Y disponer de una mano de obra barata. Con esta medida tambiBn se

evitaba que los indios se extinguieran. aunque estas acciones de la

metr6poli eran revestidas de una capa humanística. Al respecto Tira-

=la Corona no estaba ejerciendo nlngún

L. acto de liberalidad. sino que simplemente les estaba ramnociendo

-

-

,.

.

do Mejla (1971) anota q&

su derecho sobre tierras que a ellos pertenecía-. Después de la Independencia y para marcar el desprendi-

de los principios de España y rendir justicia a los aboríge-

nes de esta tierra. se expide la ley (1821) sobre gxtincibn de tri-

butos de los indigenas, distribución de los resguardos y exencio-

nes que se les concede. El encabezado de esta ley dice: *El Con- greso Generalde Colombia, convencido de que los principios más -

miento

sanos de política, razón y justicia exigen imperiosamenteque los indígenas. esta parte considerable de la población colombianaque

fue tan vejada y oprimida por el gobierno espatíol, recupere todo

sus derechos, igualBndose a los demás ciudadanos El Liber-

. tador Sim6n Bollvar, con el mismo espíritu, expide una Ley en 1828 exonerando a los indígenas del pago de impuestos. Pero.

a

estas leyes quedaron, en general, letra muerta como en los tiem- pos de la Colonia. donde la Corona legislaba y los conquistado- res hacian su propia ley en tierras de América. La famosa frase,

-la ley se acata pero no se cumple" que resume la concepción de las leyes en América Latina. tiene su origen desde la colonia. La

costumbre de explotar y marginar a los indigenas estaba an- clada en los espíritus. Es por ello que en la segunda mitad del siglo XIX, durante la República. el reconocimiento de los

derechos de los aborígenes sufrió un retroceso. Los indlge- nas fueron sometidos a sucesivas oleadas de asesinatos y a procesos de aculturacl6n violentos por parte de hacendados. comerciantes, empresarios, colonos y religiosos. amparados

-

-

--

-

-

-

-por las leyes expedidas- por íos pditicos. A esa Bpoca,los pollticos considerabanque la opción de aculiurizar y llevar paulatinamente a la llamada .civilización~ y al mestizaje a los indígenas era con-

veniente ya que los resguardos. terrenos f6rtiles o ricos en re-

cursos naturales ocupando m8s de la mitad del territorio cdom- biano. se podrían incorporar a la economía nacional que en esos

momentos se insertaba al mercado mundiala través de cultivos

Labrando otro Mundo- CRIC

de exportación. Además. una vez fuera de su marco cultural, los indígenas se trandormarían en campesinos cuya mano de obra

barata convenía a los terratenientes. Procedieron a suprimir los resguardos con el pretexto de incorporar a los indígenas a la vida-

nacionaly otorgarles los mismos derechos que al resto de los ciu-

dadanos colombianos. Esto produjo la apropiacidn privada de im-

portantes tierras indigenas en el centro del país. la repartición de muchos resguardos que habían existido durante varios siglos y la

desaparición de culturas milenarias. En el Cauca este proceso no

se llevó a cabo. Los Resguardosde este departamento no fueron expropiados porque las estructuras económicas de esta regi6n

no se transformaban como en el resto del pals. La hacienda como unidad econ6mica y con los indlgenas como terrazgueros convenla a los terratenientes de esta región. Este hecho, va a

tener importantes consecuencias para las luchas indlgenas en

el futuro.

Uno de los exponentes de la ideología del evolucionismo cultural en Colombia fue Uribe Uribe. Él pensaba que en el cruza-

miento de las razas sobrevivirlan los más "aptos-. sin duda algu-

na los -blancos*, que transmitirían a las dern8s razas sus dones

superiores hasta hacerlas desaparecer. -LimitBmonos a no alte- rarpor preocupacionesy errores elproceso lento pero sabio de fa

naturaleza. Dejemos que se derrame hacia nosotros elgran reci-

piente de la población caucdsica que es Europa; no provoquemos

n(germitamos la entrada de un solo hambre más de las razas -- -- -

negra y amarilla: los africanos e lndlgenas puros que tenemos acabardn por desaparecer; pero si fuéramos previsoriosy huma-

nos(¡!) mezclaremos nuestra sangre con la suya para inyectarnos las inmunidades que ellos poseen contra el influjo destructor de

nuestros climas cdlidos* (Uribe Uribe. cltado por Reoan Vega Cantor. 2000). Digno exponente del evolucionismo cultural que

lleva implícito su carbcter racista y etnocéntrlco. Sin embargo.

-

.* -. ,, ?:<?y&

,*i'ii

.

I

1

l

i 1

i

Uribe Uribe estaba lejos de ser el más radical. y por el contrario.

era uno de los m8s moderados respecto al futuro que el Estado

deMa depararles a los indigenas. En comparación. otros letrados

como F.J. Vergara. defendian la violencia como único medio para

terminar con los indlgenas. Así se expresaba: -si alguna empre-

sa es necesaria hoy es sin duda la de contener indios goajiros y

reducir los motilones. que privan a los civilizados de riquisimas

tierras que ellos no explotan: con mínimo gasto y un cuerpo de

mil hombres la empresa de reducir a los motilones seria asunto

de unas pocas semanas. Sometidos los indios, se los desarma-

rla, y quedaria resuelto un gran problema, cuya gravsdedno pue-

de menos de aumentar con el tiempo- (Uribe Uribe. citado por

Renán Vega Cantor.2000)

Igualmente, los t6rminos en los cuales esten redactadas las

leyes de esa Bpoca republicana nos revelan su espiritu: -La le- .

gislación geñeral de la República no regire entre los salvajes que

vayan reducidndose a la vida cotidiana por medio de las misio-

nes. La Iglesia es designada para cumplir con la tarea de acivili-

zar- a los .salvajes* a travds de la educación. En consecuencia.

el gobierno. de acuerdo con la autoridadeclesidstica determinare

cómo esas incipientes sociedades deben ser gobernadas*. Ley

89 de 1890. A toda evidencia se puede afirmar que el Estado co-

lombiano elaboró una polltica anti-indigenista durante gran parte

de la República.

Esta concepción está lejos de ser de una Bpoca extinguida. Enun peFi6dico kancbs del 2004. sda cuenta deJa esteriliza-

ción forzada de mujeres indigenas en el Perú, bajo ladenomina-

ción de Programa de Salud Reproductiva. durante la presidencia

*el gobierno de ese entonces, se

de Alberto Fujimori en

libr6 a una "verdadera limpieza btnica.

y no a los blancos ni a los criollos~manifestaba el akatde

de una de las ciudades peruanas (Le Monde Diplomatique, Mayo.

atacando a la raza indl-

-.

Labrando otm Mundo - CRIC

. -

~ ~~

.

-~.

~

pero; en cada uno de estos periodos, los indlgenas se idea-

ron formas de oponerse a su extinción. -

--

Por fortüña las corrientes antropológicas y filosóficas tarn-

bien evolucionan e influyen en la elaboración de las leyes, las

cuales, a su ve,;

Si

bien durante la invasión española fil6sofos y teólogos legitima-

influyen en la intensidad de la resistencia

ban el exterminio de la población nativa a nombre de un univerra-

lismo cultural que pregonaba la superioridad de la cultura occl-

dental; actualmente la aceptación de la teorla del relativismo cul-

tural da un valorintrlnseco a cada cultura, considerando que nin-

guna cultura es superior a otra, simplemente es diferente. pues

ella es el resultado del proceso adaptativo que corresponde a la

variedad de los ecosistemas existentes en la tierra. A partir de

este enfoque. la cultura que desarrollaron los pueblos indlae-

-

nas de ArnBrica es tan válida como cualquiera otra. A traves de ella lograron un profundo conocimiento del entorno para

satisfacer las necesidades de la poblaci6n ahí asentada. Esta

diversidad cultural no se define para trazar limites ni barreras,

sino para una mutua fecundaci6n. Es por ello que cuando una

nación posee diversidad de cultura y de pensamiento. no hace

sino aumentar la riqueza y la complejidad de las creaciones

culturales.

Kimy Pernla Domicó, un lider indigena de los Embera-

-

katios.(desaparecido por tos pararnilitares) expresaba de esta for-

ma su concepci6n de la diversidad cultural: -nosotros hablam-

diferente (

-

-

-

-

j

.-

muchas palabras del karnpunla (el Manco) no las

--

entendemos ( nos están metiendo la idea del progreso. de lo

individual. de retiramos de la naiuraleza; esa es la idea que persi- guen los kampunía del medio ambiente creando parques. Noso-

tros no entendemos eso de los paques y los animales por allá y

= nosotms lo2 indigenas por ac8. Esos sm otros mitos wntra no- sotros. Nosotros somos hijos de Karagabi (h6roe cultural de los

)

--

.

Resistencia Indígena del CaUCa

embera) y no de Adhn y Eva.

El enfoque del relativismo cultural ha-permeado tam-

bien las instituciones supranacionales. permitiendo el reco-

nocimiento del derecho a la autonomia de los grupos étnicos.

La -Declaraci6n Universal sobre los Derechos Indígenas*.

de la ONU. es una de estas manifestaciones. En su Parte V.

Articulo 23 se reconoce -El derecho colectivo a la autono-

-mla en cuestiones relacionadas con sus propios asuntos in-

teíños y locales. inclusive la educación, la informacibn, la cul-

tura. la religión, la sanidad. la vivienda, el bienestar social y

las actividades tradicionales y econ6micas de otro tipo. la

administración de tierras y recursos. y el medio ambiente, as;

como los impuestos internos para la financiación de las fun-

ciones autdnomas-. La Organización Internacional del Traba-

jo -01T- elaboró en 1989 el Convenio 169. el cual reconoce

las aspiraciones de los pueblos indigenas y tribales e asumir

el control de sus propias instituciones. de su forma de vida y

de su desarrollo económico. Colombia ratificó este Convenio

a tra& de la Ley 21 de 1991. En Colombia, la Con~tit~~i6n

de 1991 pone de manifiesto la aceptación del relativlsmo cul-

tural al admitir el carcícter multietnico y pluricultural de la na-

ción (art. 7), en contraste con la Ley 89 de 1890 donde se

consideraba a los indígenas -salvajes- -pertenecientes a

socledades inclpientes-. -menores de edad*.

.-

-

!uz de estos cambios sociopol~tlcosy

cultiiales. los pueblos indlgenas han logrado construir y le-

Entonces. a la

--

-

-

-

-

gitimar espacios para organizar su resistencia. Y en esta labor

los indlgenas del departamento del Cauca pueden ser conside-

Labrandootro Mundo -CRIC

,

rados como pioneros.

4. Resistencia de los pueblos indigenas del Cauca

Para entender la resistencia de los pueblos indigenas del

Cauca es necesario saber. por una parte. que antes de la llegada

de los espafioles

una rica diversidad de pueblos indígenaáhabi-

taba esta zona: Pubenses. Polindaras. Guanacos. Timanaes.

Yalcones, Piramas, Nasa (Paeces). Guambianos. Kokonucos,

Totoroes. Yanaconas. Eperara-Siapidarae Ingas. Los seis prime-

ros ya han desaparecido. Hoy quedan siete pueblos en proceso

de recuperación y consolidación socloculturales. de los cuales

cuatro han consewado su propia lengua. los Nasa. los Guam-

bianos. los Eperara-Siapidara y los Inga. Por otra parte. que el

Cauca habla quedado al margen de las transformaciones de sus

estructuras económicas y sociales qwse realizaban en Colom-

bia desde finales de siglo XiX. Mientras en el resto del país. los

1

- Tesguardos fueron acabados para poner a producir sus tierras. en

.

-

>

--

-

!

1

I

el Cauca se mantenían y las haciendas seguian constituy6ndose

en la estructura económica bhsica funcionando con los indigenas

como terrazgueros. Este contexto. permitió que el Cauca se cons-

tituyera en un laboratorio de resistencia indlgena.

Es importante destacar que en esta región habitaban los in-

digenas Nasa (Pdez) aguerridos aborigenes quienes opusieron

una tenaz resistencia a los espanoles, desde 1537. El cronista l

!

~

I

1

Pedro-

Cieza de León en -La Crónica del Perú* .$e refiere a los

.-

-

PBez de esta forma: -

y

a la parte oriental estd aslmlsmo la muy

porfiada provincia de los PBez. que tanto daño en los españoles

ha hecho. la cual tenfa seis o siete mil indios de guerra. Son va-

lientes, de muy grandes fuerzas. diestros en elpelear. de buenos

cuerpos y muy limpios; tienen sus capitanes y superiores a quie-

 

.

.

 

.

 

.

.

nes obedecen

(Olero.1952)

l

? '. Mucho tiempo les tomó a los espatioles debilitar la resisten-

Resistencia indígena da)

.

.,

.

--

cia de los indígenas Nasa. Los misionerosjesuitas llevarona cabo

esa labor a partir de 1629. pero quince años después (1644) aban-

donaron la región ante la imposibilidadde poder doblegar definiti-

vamente el espíritu rebelde e independiente de los Nasa. Pero, la-

evangelización y el mestizaje se revelaron armas eficaces Para la

labor de aculturación de los Nasa. Esta fue retomada por los ca-

puchinos en 1650. A pesar de ello. su cultura no se perdió total-

mente y actualmente. sus comunidades son una de las más orga-

nizadas y avanzadas en el proceso de resistencia.

Para asegurar su supervivencia, los pueblos indigenas en

esta región adaptaron sus luchas a los diferentes momentos his-

tbrlcos. Durante la invasión española, en el siglo XVlI, su metodo

fue la guerra liderada por una mujer. la Cacica Gaitana.Luego, en

. el siglo XVIII, el líder Juan Tama de la Estrella utilizó la negocia-

cUn como instrumento de lucha. Más tarde, Quintln Lame, a prin-

cipio del &lo XX, se fundamentó en las leyes y organizó levanta-

mientos indlgenas como medios para reclamar sus derechos.

Desde 1971 los pueblos indigenas del Cauca se han dotado

de una estructura organizativa llamada el Consejo Regional Indí-

gena del Cauca - CRlC que asumiri el liderazgo colectivo de la

resistencia. Además del CRIC. en el Cauca se creó posteriormen-

te otra organización indígena: Autoridades Indígenas de Colom-

bia - AICO, que agrupa a una buena parte del pueblo guambiano.

Los indigenas del Cauca forman parte de ia Alianza Social Indí-

gena - ASI, la organización política nacional.

La resistencia itidigena-recrea40 tradicional en circunstancias

cristianos

para reivindicar. la tierra y la cultura. Juan Tama utilizó las escriluras

otorgadas por la Corona española para recuperar los resguardos.

Luego. Quintln Lame habiendo recibido una educación religiosa e

influenciado por los politicos conservadoresdejaba manIWstoen sus

declaraciones la utilización de principios religiosos para los fines de

cambiantes. incorpora y se apropia de principios políticos y

Labrando otro Mundo - CRlC

1

i

la resistencie: =Una columna formad un puriado de indígenas el

dia de maflanapara revindicarsus derechos. como revindicóDios

la Humanidad. cuando la rescató de la tiranía deldemonio* (Lame.

0. 1939). Igualmenteafirmaba: *Yo no soy profeta pero si he sido

y soy el apdstol de mi raza-. Pero esta incorporación de concep-

tos religiosos a las Gchas de resistencia no hace olvidar la histo-

ria de los primeros pobladores del continente americano y el Su-

premo Consajo de Indias. organización que Quintín Lame conlot-

mó, tenia como plataforma de lucha -defender de hecho y de de-

recho. las personas y bienes de la raza indígena, que de la Con-

quista hasta hoy. cruel y constantemente ha venido siendo explo-

tada por los llamados civlllzados. hijos de los conquistadores eu-

ropeos- (Lame. 1939)

Aún hoy. en los discursos de los diferentes eventos se hace alu-

sión al catolicismo. aDebemos morir por nuestra causa, asícomo

murid Jesucristo-, decía una anciana líder guambiana en el res-

guardo de Ambaló. en un acto conmemorativo en el 2003.

4.1 Antecedentes bistórlcos a la contormacl6n del CRlC

A finales del siglo XIX y principios del XX. Colombia vivía un

intenso movimientode ocupadón de los territorios =baldíos-. llama-

do -oolonizacidn*. que algunos historiadores comparan con los prl-

meros tiempos de la Conquista espafiola. La acolonizacidn

antioqueiiae, una de las mhs notorias de este fenómeno, fomó lo

-- que son ahora lo<departamentm de Rlsaralda. Caldas y Quindlo. --

Tambihn hubo colonizacion boyacense y cundinamaquesa. Estefe-

nómeno migratorio obedecía a la necesidad de insertar la economía

colombiana a la demanda mundial de productos agrícolas, donde el

café se consütuiria en el principal producto de exportación. Sobre

- estas zonas -baldlas- se inició una rapiña de üerras buscando su

escrituración para establecerse cena de los centros de mercado. A

-

Resistencia lndigena del Cauwi

.

.

~

~

~

~

.

.

.-

partir de ahi se va conformando la estructura económica de la ha-

cienda integrada por el dueño. el mayordop&los~ ~

dos y los arrendatarios o colonos. El mayopipmo es quien representa al dueño y vigila el trabajo de los peones y $s arrendatarios o colo-

nos. El patrón les arrendaba una parcela -enmontadas para cultivar-

la y la forma de pago era a trav6s del trabajo de la familia. incluyendo mujeres y nitios. Tres. cuatro o cinco dlas por semanas trabajaban

para al patrón. La alimentación coda por cuenta del mismo arrenda-

tario. Los grados de abuso eran aiucinantes. especialmente en las zonas indigenas donde esta obligación se llamaba -terraje-. El ma-

yordomo con rejo en mano. vigilaba el trabajo de los arrendatarios o

terrajeros y no les daba un instante de reposo. Muchas veces el mambeo (masticación) de la coca para soportar la fatiga y el hambre

se constiiula en el únim alimento. En el Cauca. hasta hace unos quince

peones asalaria-

%

años. los mismos terratenientes distribuian hojas de ccca para au- mentar el rendimiento del trabajo y economizarse la alimentación de

los ya peonei agrlcolas. El sur del pais no escapó a esta migración interna. Los res-

guardos fueron victimas de esta usurpación de tierras con el apo-

yo de la Ley 55 de 1905. Esta legalizaba su venta en subasta.

Empresarios del Valle del Cauca formaron sus haciendas gana-

deras en tierras frias como Jambaló. La invasión de colonos y

terratenientes a los resguardos sellaba su desaparición. Los Indl-

genas fueron sometidos a la condicidnde terrajeros en tierras que

les perteneclac. Sus condiciones de pobreza y desnutrición se

agudizaron, agravándose con la perdida de libertad. A pesar de

esto, se crearon lazos de patamalismo entre los indlgenas y los patrones. especialmente con los mayordomos y lis del servicio

dom6stico. hecho que les hacia aceptar más fácilmente este es- tado da servidumbre: Esto explica la oposición de algunos indige- nas en el momento de la recuperación de las tierras.

En el Cauca la hacienda no era solamente una estructura eco-

-

--

--

--

.

.

~

Labrando otro Mundo- CRIC .

~~~

terrateniente; irati se-

nadores. gobernadores, alcaldes. diputados, concejales. ministros y hastapresidentes. Su gran aliada era la Iglesiacatólica y los terrajeros

nómica, sino tambibn de poder polltico. Los

indfgenassu caudal electoral. Disponlan incluso de sus propias fuer-

zas armadas, los llamados *pájaros-. Una vez en el poder, haclan construir carreteras para sus haciendas. valorizando mis sus tierras.

El poder polltico y económico de los terratenientes caucanosse nutre de los indigenas terrajeros.

El indio Quintfn Lame, terrajero de una de las haciendas

-

 

!

.

~~~

~~- .

 

1

 

1

caucanas. quien habia aprendido a leer40 que le permitió descubrir la Ley 89 de 1890 que recmocla los resguardos y los cabildos-. al comprender la injusta condición en que vivlan sus hermanos indlge-

nas en sus propias tierras comenzó una paciente labor de concientización a las comunidades. Buscaba los titulos de propiedad de las tierras. enviaba memoriales a las autoridades de la región,

luchaba contra el terraje, se desplazaba continuamenteentre Popayán

y Bogotá tratando da hacer valer el darecho a las tierras. Pero. des-

pues de darse cuenta que por la

era imposible. debido a la complicidad existente entre los jueces, los mandatarios de provincia y los terratenientes, Quintin Lame empren-

dió una campaña da agitación en las zonas indlgenas del Cauca que

culminó con levantamientos. incluso armados. en la zona de

Tierradentro.

La lucha de Quintfn Lame comenzó en el momento en que la arjstocracia cauca?a, cuya base de poder-era~latierra-impro-m

ductiva yla explotación desmesurada de la población indlgena

por medio del terraje. se encontraba en plena decadencia. El Gran

Cauca -que comprendfa Valle, Nariño, Chocó, Risaralda. Caldas. Armenia. Caquetá. Putumayo, Amazonas. Vaup6s. empezaba a

¡

desmembrarse y una nueva clase emprendedora y colonizadora emergla. El aiio de 1914 fue el apogeo del levantamiento indlge- na del Cauca. Algunos indlgenas se negaban a pagar el terraje. y l

j

vla legal la recuperación de tierras~

-

l

~

en ese mismo año, al mando de doscientos indigenas. Quintin

. - Lame se tomó pacificamente la población de Paniquita. Encarce-

- lado, 61 asume su propia defensa y una vez en libertad. empren-

. di6 la campaiia de ala reconquista completa de Tierradentro y la

La -Quintinada. ocupó lnza y se en-

. ' frentó a varios batallones del ejercito antes de retirarse y adoptar

expulsidn de los blancos

-

.

,

una tkctica de escaramuzas.

Los terratenientes, liberales y conservadores. asi como la

- -

.- ~.

iglesia organizaron una campaha.de desprestigio y persecución

contra Quintin Lame. El poeta Guillermo Valencia. yerno de don

Ignacio Muhoz. gran terrateniente del Cauca y en donde Quintin

Lame trabajó como terrajero, fue su mayor enemigo. El lider indí-

gena pasó la mayor parte de su vida,en prisión (fue encarcelado

108 veces).Aunque maltratado. golpeado y humillado y habiendo

escapado mas de una vez a atentados, persistió en su lucha. Pero

su movimiento ya estaba herido de muerte. Entonces. comenzó a

orientar sus actividades hacia las zonas indígenas del Tolima en

donde funda en 1920. con José Gonzalo Sanchez. un indlgena de

Totoró-Cauca, el -Supremo Consejwde Indías- para -proteger,

amparar y defender en todas sus partes los derechos y propieda-

des terfltoriales de las tribus indígenas existentes en el territorio

de la nación-. Los objetivos de Quintln Lame eran de gran enver-

gadura. Seguiran diez ahos de lucha y agitacion en las zonas in-

dfgenas del sur del Tolima y parte del Huila. De ahí. la estrecha

relación que aún persiste entre el CRIC y el CRIT. Consejo Regio-

nal IndlgensUel ToXmK. Su mavimiento no sotamenté cobijó el

departamento del Cauca sino también el Tolima y el Huila y sus

ideas se difundieron en todo el suroccidente colombiano.

Por otro lado, el apogeo de la economla nacional, empeza-

da desde finales del siglo XIX y principios del siglo XX. decae en

1929. fecha de la crisis económica de los Estados Unidos con

repercusiones mundiales. Colombia ve aumentar el desempleo y

~

,

>

Labrandootro Mundo-CRIC

la pobreza, Se piensa entonces en que nuevamente el campo es

dando lu-

gar a conflictos entre antiguos y nuevos colonizadores. Al mismo

tiempo. los vientos de la revoluciónbolchevique de Rusia ltegan a

la solución. Y una nueva ola de colonización empieza.

.

. Colombia. sefundan los partidos socialistas y comunistas. quie-

nes brindan un marco a las protestas de los arrendatarios o

aparceros organizados en ligas campesinas para enfrentarse al

patrón reclamando pago de las mejoras, detención de las expul-

siones de los arrendatariossin indemnización previa. eliminación

de las formas de pago como la del servicio dom6stico y en espe-

cies y de la figura del terrajero. Las huelgas y las manifestacio-

nes fueron los medios utilizados'para obtener satisfacciónen sus

demandas. especialmente en Cundinamarca. Boyacd y Jambalb.

El levantamiento de Quintin Lame no escapó a este contexto y

sus mas cercanos seguidores formaron parte del Partido Comu-

nista: pero el indio Lame discrepa con esta ideologia y prefiere

seguir su propia vie. Pero pocoa poco se va quedando solo, ya

que las ideas socialistas tomaron fuerza tanto en el campo como

en la ciudad. Después de 1930 Quintin Lame se dedica a escribir

sus ideas en un libro titulado 40s pensamientosdel indio que se

educó dentro de las selvas colombianas-.

El mayor logro del Movimiento de Quintin Lame fue desper-

tar la conciencia indigena y poner de relieve la problemática indl-

gena a la nación. Actualmente, es considerado wmo uno de los

luchadores indigenas rnds destacados de Colombia. La semilla

-- delaaa poiQuintin Lamé genn6arA anos tarde. en circuns-

tancias regionales. nacionales e internacionalesdiferentes.

El preludio del levantamiento social del campo es la huelga

de los trabajadores del banano en la Costa Atlantica, que teminó

-.-- en la famosa ~matanzade las bananerasm en 1929. En las ciuda-

. des se crea la Confederaci6n de Trabajadores de Colombia-CTC.

para defender no solamente a los sectores obreros sino cam~esi-

~

Resistencia 1ndigena.delCauca

.~

~

-

.

nos e indígenas. En 1930 el partido liberal gana las elecciones

presidenciales. despues de casi cincuenta afios de hegemonía con-

semdora. Este acontecimientopolíticomareadla evolución del con-

flicto en el campo. Muchos de los dirigentes del partido liberal venían

del partido socialista revolucionario con un pensamiento moderno.

Pumarejo.

Era el caso especialmente del presldente Alfonso López

Estos liberales consideraban que el funcionamiento de las haciendas

a travds de la servidumbre o el terraje era un modelo anticuado y

empezaron el desmonte de esta estructura econhica. Pero. en el

Cauca. persistió hasta 1970. Este hecho histórico. tambidn explica la

fuerza que tomaron las luchas indlgenas en esta región del país.

López Pumarejo pone en vigencia la Ley 200 o Ley de Tie-

rras en 1936, donde se dice que las tierras no cultivadas deben

pasar a manos del Estado. Pero en 1938. Eduardo Santos. me-

nos progresista que López Pumarejo. es elegido presidente. Los

logros del movimiento popular son frenados y los miembros de la

CTC son perseguidos y encarcelados.

En 1940 la figura de Jorge Elidcer Gaitán marcara el deve-

nir de la política colombiana. Gaitán, abogado de origen modesto

con un amplio respaldo entre los sectores populares. es uno de

los candidatos para la presidencia de la República en 1945.Sus

intervenciones públicas cautivaban a la muchedumbre. tanto por

su forma como por su contenido. Hablaba de *la revoluciónde los

descamisados contra la burguesiam y acusaba a las grandes fa-

- milias de perpe!uarsg

en el poder, -sjempre los mismos-con!as

mismas. decía. Evidentemente que

poder lo miraban con menosprecio y desconfianza. Por eso, en

las elecciones de 1945 el partido liberal. dividido. prefiere apoyar

a otro candidato y Jorge Eli6cerGaitan pierde las eleccionesante

el conservador MarianoDspina PBrez. Este hecho agudizó la con-

las clases acomodadas en el

-

.

frontación entre conservadores y liberales, especialmente en el

campo. Los indígenas. en medio de esta conflicto, eran utilizados

62

.,

'";"L.

.:

~

~~

.~.

Labrando~~

~ otro Mundo - CRJC

.

.

tanto de un bando como del otro. Gaitán. por su parte. denuncia- '" ~

ba esta violencia auspiciada por ei gobiemo con~eivad~herola ten-

sión entre el partido liberal y el conservador continuaba. ~nsbrilde

1948 Jorge Elidcer Gaitán fue asesinado en Bogoa. Este hecho mar-

ca el Inicio de la llamada vlolencia. una guerra civil que seeitendió a

todo el país y que &6ri hasta 1953. fecha en que el general Rojas

;

Pinilla tomó el poder mediante un golpe de Estado. La violencia de

esta época llegó a extremos feroces. No sólo se asesinaba de la ma-

nera mais horrenda. sino que se quemaban los anchos. las cosedas

y se aduehaban de las tierras. Los indígenas no escaparon a esta

situación. Muchos resguardos recuperados en 1930 fueron arrebata-

dos. sus cabildos terminados y su resistenciadebiliiada. Los adinera-

dos liberales se alían con los conservadores para contar con el apo-

yo del gobiemo para desalojar a los campesinos, negros e indígenas.

Los movimientos sociales desaparecen, el partido comunista. en el

sur del país. organizó algunas defensas amdas en las que tambidn

participaron los indigenas, especialmente del Tolima. Los campesi-

nos liberales se armaron para defenderse en esta región. Son las

guemilas liberales que se transformaron luego en las FARC. Las re-

giones mas azotadas por la violencia fueron Boyaca, Cun-

dinamarca, el Valle del Cauca. Santander. el norte del depalta-

mento del Cauca. Huila y Tolima. La población huía especialmen-

te hacia las ciudades. Colombia empezó asi un proceso de urba-

nización en condiciones económicas y sociales precarias, dejan-

do atrais su eseqcia rural. Despuds de la caldadel gebierno del .- -

general Rojas Pinilla en 1957. sigue la época del Frente Nacional

en la que los dos partidos tradicionales. liberal y conservador, se

pusieron de acuerdo para alternarse en la presidencia de la Re-

públicay repartirse el poder. Esta experiencia de democracia res-

tringida durar4 doce

años.

.-

.

-

i

Mientras tanto en el mundo. en la ddcada de los sesenta.

se vivía la efervescencia de los movimientos africanos de libera-

''

v

' .e.\.

.

.x

Resistencia lndlgena del Cauca

ción nacional, la revolución cubana triunfaba y servla de estimulo

. a otras luchas de liberación nacional, las relacioneschino-sovié-

ticas sufrlan un sacudón. Este contexto permite en Colombia una

. ~ leve recuperación de las organizaciones sociales y el gobierno

.

~

trataba de recuperar a la guerrilla liberal a través de programas _

de rehabilitación en que les otrecian créditos agrlcolas.

los que aceptó estos programas fue un denominado Manuel

Marulanda Vélez, que Incluso fue inspector de Inzá. pero no se

desmovilizó totalmente. pues sabia que el gobierno engaiiaba en

61 sera el comandante

estos asuntos. Cincuenta años más tarde,

de la guerrilla mis grande de Colombia. \as FARC.

En esta misma década de los aiios sesenta se organizan

Uno de

las primeras guerrillas revolucionarias: las FARC prosoviéticas.

el ELN, más cercano a la revolución cubana y el EPL de tenden-

cia maoista. Las FARC y el ELN cuentan con organizaciones poli-

ticas cuya influencia llegara hasta el norte del Cauca. Al mismo

tiempo, desde Brasil y Perú comienzan a llegar los vientos de la

Teologia de la Liberación en

el que ciertos religiosos de la Iglesia

católica tratan de inducir un cambio que favorezca a los pobres,

- -

acudiendo a la denuncia de las condiciones de vida

incluso llegaron a participar en la guerrilla, como en el caso del

sacerdote Camilo Tomes que entró en las filas del ELN. El padre

Pedro León Rodrlguezy el sacerdote indlgena Alvaro Ulcué. par-

ticipes de la organización indlgena, fueron muy prdximos a las

tesis de la Teologia de la Liberación.

otro hechiiGvora6le de esta &$oca perala re6uperaCiónde

la tierra fue la creación del Movimiento Revolucionario viberal.

MRL dirigido por Alfonso López Michelsen. Este movimiento pro-

puso la entrega de la tierra en forma gratuita a los campesinos

intolerables e

que la trabajaban para liquidar el lafifundio porque consideraban . esta institución como un obstdculo para el desarrollo del campo.

Evidentemente, el MRL tuvo una gran acogida en el campo y en

54

.~~~~

Labrando otlo Mundo~.

.-CRIC

el movimiento indigena. Gustavo Mejla. un mestizo. llega a ser

diputado-de la Asamblea del Cauca en representación del MRL y

establece contactos con dirigentes indígenas de Toribio. - Gustavo

~eiiaseráel catalizador de la obra colectiva del CRIC.

.a

(3racias a este contexto mundial, las organizaciones sociales

de Colombia empiezan a recuperarse y se habla de -revofuc~¡n~y

de la necesidad de una reforma agraria. La acumulación de tierras

por unos pocos durante el periodo de la violencia. el antecedente de

la Ley 200136. Ley de Tierras. la presión de la CEPAL. el BlRF y el

mismo Wemo de Estados Unidos para cambiar

del latifundio hicieron que el gobierno de entonces se preocupara para

llevar a cabo una reforma agraria.

El temor de que los demds paises de Amdrica Latina imiten la

revolucióncubana, que habia logrado realizar una verdadera reforma

agraria -- trastocando las estructurasde poder vinculando a los campe- sinos a la vida polftiea del pais empujó a los Estados Unidos, bajo la

la estructura obsoleta

presidencia de John F. Kennedy. a diseiiar una estrategia conocida

la Alianza para el Progreso. para incitar a los gobiernos latinoa-

mericanos a que, de una parte. emprendan una refotma agraria an-

tes que los campos se contagiaran de las ideas comunistas. De otra

parte. era necesario aumentar la producción en el campo con el fin

de acelerar el proceso de industrialización mundial y la apertura de

mercados. En 1960, fecha en que se empezó a elaborar esta refor-

ma. Colombia venia de pasar quince años de extrema violencia en el

m

campo estancando el proceso de industrializaddnque apenas se habla

iniciado.