Sei sulla pagina 1di 15
En las Escrituras encontramos la mención de unos ocho pactos . Por medio de las

En las Escrituras encontramos la mención de unos ocho pactos . Por medio de las enseñanzas en esos pactos se manifiestan los hechos mas vitales en la relación que Dios ha tenido con el hombre a través de las edades de la raza humana. Vemos que en la naturaleza de Dios está el deseo de establecer pactos con los hombres. Cada pacto representa un propósito divino y muchos de ellos constituyen una promesa inalterable de que se cumplirá todo lo que Dios ha determinado con Su Palabra.

LOS PACTOS

CONTENIDO

A. Pactos de Salvación o pactos teológicos

1. Pacto

de salvación por obras

3

2. Pacto de Redención

 

4

3. Pacto de Gracia

7

B. Pactos bíblicos

 

4. Pacto Edénico

 

8

5. Pacto Adámico o natural

9

6. Pacto con Noe

 

10

7. Pacto

con

Abraham

11

8. Pacto Mosaico

 

12

9. Pacto Palestino

13

10. Pacto Davídico

14

11. Nuevo Pacto

15

LOS PACTOS

Si observamos cuidadosamente notaremos que los pactos siempre anticiparon el futuro, y constituían una confíanza absoluta para a quellos con quienes se establecía de que sería así como estaba establecido.

A. LOS PACTOS DE SALVACIÓN (Se conocen como los pactos teológicos).

Al describir el eterno propósito de Dios, se ha establecido la verdad de que es el propósito principal de Dios salvar a sus elegidos, es decir aquellos escogidos para salvación desde la eternidad pasada o desde antes de la fundación del mundo como esta establecido en la Palabra. Es de acuerdo a esto que se ha establecido tres pactos bíblicos respecto a la salvación. ( Note bien que decimos respecto a la salvación, ya que luego entraremos en todos los pactos revelados en la Palabra).

1. EL PACTO DE LA SALVACIÓN POR LAS OBRAS

en la Palabra). 1. EL PACTO DE LA SALVACIÓN POR LAS OBRAS La provisión de este

La provisión de este pacto era tal que sí Adán obedecía a Dios, el estaría seguro de que viviría eternamente y para siempre, es decir que su estado espiritual estaba garantizado y seguro y también su vida eterna. En Génesis 2:17, se establece el principio para este pacto. Queda claramente entendido que si él no hubiera comido del fruto del árbol no hubiese muerto y si permanecido en su estado de santidad y perfección. Debemos resaltar el hecho de que en la Biblía no se refiere a esto como un pacto aunque lo resaltamos como uno aunque algunos maestros de las Escrituras lo rechazan.

2.

EL PACTO DE LA REDENCIÓN.

2. EL PACTO DE LA REDENCIÓN . Esto nos enseña que fué establecido un pacto entre

Esto nos enseña que fué establecido un pacto entre Dios el Padre y Dios el Hijo respecto a la salvación de sus escogidos en la eternidad pasada. Es en este pacto que Dios el Hijo se comprometió a proveer la redención para la salvación de aquellos quienes el Padre escogiera o eligiera ( predestinara) y el Padre prometió aceptar su sacrificio. Este pacto a diferencía del anterior si tiene suficiente asidero en las Escrituras, ya que estas están llenas de declaraciones en este sentido, ya que la Biblia establece UN PLAN ETERNO DE DIOS para la salvación en el cual plan Cristo habría de morir como un sacrificio por el pecado de su pueblo ( Mateo 1:21), en cuyo plan el Padre acepta dicho sacrifico como base suficiente para salvar a aquellos por quienes el Hijo muriese. (Efe 1:4,5) confirme esto en Efesios 1:11.

Favor de establecer en vuestros corazones las siguientes citas de la Palabra: Efesios 3:11;2Tes. 2:13; 2 Tim 1:9; Sant. 2:5;1 Pedro 1:2. Podemos establecer en la Palabra el acuerdo voluntario entre las personas de la Trinidad: El Padre es el originador, el Hijo es el ejecutor, y el Espiritu Santo es el Administrador. Hablamos de un pacto del origen eterno de este pacto:

Efe.1:4; 3:9,11; Juan 5:30; 6:38-40; 17:4-12. En Romanos 5:12-21 y 1 Cor. 15:22 se considera a Cristo, claramente, como la cabeza representativa, es decir la cabeza de un pacto. Lease Hebreos 10:5-9; Salmos 40:6-9. Cristo hace muchas referencías a una tarea que el Padre le confio: Juan 6:38;10:18;17:4; Lucas 22:29. De estas Escrituras y de otras queda claramente establecido que el propósito de Dios para salvación es eterno. IMPORTANTE: Debe quedar claramente en nosotros la verdad de que la elección para salvación precedió es decir fué primero que la redención, ya que si no hubiese elección precedente ( antes de), la expiación necesariamente sería universal, es decir salvando a todos los hombres. Ademas , poneer la verdad de la redención antes de la elección equivaldría a poner a Cristo como la base de la elección, mientras que la Escritura fundamenta la elección enteramente sobre el beneplacito del Padre Dios.

LOS REQUERIMIENTOS Y PROMESAS DEL PACTO DE REDENCIÓN:

1. Requerimientos:

El Padre requería del Hijo, que este apareciera como fíador y cabeza de su pueblo, y como el postrer Adán, que diera satisfacción por el pecado de Adán y de aquellos a quienes el Padre

había dado al Hijo, y que hiciera lo que Adán no había podido hacer, cumpliendo la ley y, de este modo asegurando la vida eterna para toda su descendencía espiritual. Este requerimiento incluía las siguientes particularidades:

a. Que tomara la naturaleza humana naciendo de mujer, y que de esta manera entrara en relaciones temporales; que tomara esta naturaleza con sus presentes debilidades, aunque sin pecado, Gal.4:4,5; Heb.2:10,11,14,15;4:15. Era absolutamente esencíal que El se hiciera uno de los miembros de la raza humana.

b. Que El, quien como hijo de Dios era superior a la ley, se sometiera a la ley, de manera que pudiera entrar no solamente en la vida natural sino también en relación penal representativa con la ley para pagar el castigo por el pecado y para ganar la vida eterna para los elegidos, Sal.40:8; Mateo 5:17, 18; Juan 8:28,29 Gal 4:4; Fil 2:6-8.

c. Que El, despues de haber ganado el perdón de los pecados y la vida eterna para los suyos, administraría para ellos los frutos de los meritos de El: Es decir, el perdón completo y la renovación de sus vidas medíante la bondadosa operación del Espiritu Santo. Haciéndolo lograría asegurar absolutamente que los creyentes consagraran sus vidas a Dios, Juan 10:16; 16:14, 15; 17:12,19-22; Hebreos 2:10-13; 7:25.

2. promesas:

Las promesas del Padre van de acuerdo con sus requerimientos. Prometió al Hijo todo lo que necesitaba para el cumplimiento de su grande y gloriosa obra, excluyendo, por tanto también toda incertidumbre en la ejecución de este pacto. Estas promesas incluían lo que sigue:

a. Que Dios prepararía para el Hijo un cuerpo, el que sería tabernáculo adecuado para El; un cuerpo, en parte, preparado para la obra inmedíata de Dios y sin la contaminación del pecado, Lucas 1:35; Hebreos 10:5.

b. Que Dios capacitaría al Hijo con los dones y gracías necesarías para la realización de su obra y en modo especíal lo ungiría para su obra mesiánica, dándole el Espíritu sin medida, una promesa que fué cumplida particularmente en el momento de su bautismo, Isa. 42:1,2; 61:1; Juan 3:31.

c. Que Dios autorizaría a su Hijo, como recompensa por su obra perfecta, para que envíara el Espiritu Santo, para la formación de su cuerpo espiritual, y para la instrucción, conducción y protección de la Iglesía, Juan 14:26;15:26;16:13,14; Hechos

2:33.

d. Que Dios sostendría a su Hijo en la realización de esta obra, lo libraría del poder de la muerte, y de esta forma lo capacitaría para destruir el dominio de Satanás y para establecer el Reino de Dios, Isa.42:1-7; 49:8; Sal.16:8-11; Hechos 2:25-28.

e. Que Dios habría de dar al Hijo una numerosa simiente, en recompensa por su obra cumplida, simiente en multitud tal que nadie podría contar, de manera que en su plenitud, el Reino del Mesías abarcara gente de todas las naciónes y lenguas,

Sal.22:27;72:17.

f. Que Dios le entregaría al Hijo todo poder en los cielos y en la tierra para el gobierno del mundo y de su Iglesía, Mateo 28:18; Efe.1:20-22; Fil.2:9-11; Heb. 2:5-9; y que, por último, lo recompensaría en su carácter de Medíador con la gloría que como Hijo de Dios había tenido con el Padre desde antes de que el mundo existiera, Juan 17:5; Fil 2:9-11. Este pacto es el que abre paso y permite el establecimiento del pacto de la Gracía.

3.

EL PACTO DE LA GRACÍA

3. EL PACTO DE LA GRACÍA Se llama pacto de Gracía porque en él Dios concede

Se llama pacto de Gracía porque en él Dios concede un fíador que cumple nuestras obligaciónes y Dios mismo provee el Fíador en la persona de su Hijo que cumple las demandas de justicía , y medíante su gracía, revelada en la obra del Espiritu Santo, Dios capacita al hombre para vivir conforme a las responsabilidades del pacto. El pacto se origina en la gracía de Dios, se ejecuta en virtud de la gracía de Dios y se cumple en las vidas de los elegidos medíante la gracía de Dios. Para los escogidos de Dios todo es de gracía desde el principio hasta el fin.

Este pacto es obra del Dios Trino, ya que tiene su origen en el amor electivo y en la gracía del Padre; encuentra su fundamento judicíal en la garantía del Hijo, y se realiza con plenitud en la vida de los elegidos pecadores únicamente por medio de la administración efectiva del Espiritu Santo, Juan 1:16; Efe 1:1-14; 2:8; 1 Pedro 1:2. Este pacto de la Gracía es eterno e inquebrantable, Gen 17:19;2 Samuel 23:5; Heb. 13:20.

Este pacto es inviolable, ya que Dios permanece para siempre fiel a su pacto e invaríablemente lo conducirá a su pleno cumplimiento en los elegidos. Este es un pacto particular y no universal. Esto significa que no se cumplirá en todos los hombres, como pretenden algunos universalistas, y también debemos señalar que Dios no tuvo la intención de que el pacto se cumpliera en la vida de todos, según señalan los pelagíanos y arminíanos. Debemos señalar además que el pacto de la gracía es esencíalmente el mismo en todas las dispensaciónes, aunque su forma de administración cambie en algunas de estas. Esto es asi ya que siempre los salvados de todos los tiempos han sido, son y serán salvos por la gracía de Dios, aun fué así en la dispensación de la ley. El mediador y el Camino del pacto es el mismo ayer, hoy y por los siglos, Juan 14:6; Hechos 4:12; Gal. 3:16-29.

B. LOS PACTOS BIBLICOS:

Los pactos de Dios contenidos en la Biblía se clasifican en dos clases, aquellos que son condicionales, y los que son incondiciónales. Un pacto condicional es aquel en el cual la acción de Dios es en respuesta a alguna acción de parte de aquellos a quienes va dirigido el pacto. Un pacto condiciónal garantiza que Dios hara su parte con absoluta certeza cuando se satisfacen los requisitos humanos, pero si el hombre fracasa, Dios no esta obligado a cumplirlo. El pacto incondiciónal, aun cuando se requieran acciones de parte del hombre, siempre sin embargo Dios lo cumplirá en el tiempo y a la manera de Dios.

De los OCHO PACTOS BIBLICOS, solo el Edénico y el Mosaico eran condiciónales. Un pacto incondiciónal se distingue por el hecho de que su cumplimiento escencíal es prometido por Dios y depende del poder y de la soberanía infalible de Dios para que se cumpla y realice.

1. EL PACTO EDENICO (Gén 1:28)

que se cumpla y realice. 1. EL PACTO EDENICO (Gén 1:28) Este es el primer pacto

Este es el primer pacto que Dios hizo con el hombre, recuerde que éste era condiciónal. Tiene siete características principales. En el Huerto del Edén Adán y Eva eran responsables de:

Poblar la tierra con una nueva especie, la especie humana. Sujetar la tierra para el provecho del hombre mismo. Tener dominio sobre la creación animal. Comer hierbas y frutos. Labrar y cuidar el huerto. Abstenerse de comer del árbol del conocimiento del bien y el mal.(Gén 2: 17) La consecuencía al comer de este árbol sería la muerte no solo física sino también la espiritual, (separación de Dios).

La Palabra no establece cuanto tiempo vivieron ellos en este pacto, pero tuvo un principio y un fin. En el momento en que ellos (Adán y Eva) conocieron el bien y el mal terminó el pacto. A partir de este momento se rompió la amistad que había con Dios y pasaron a obedecer a Satanás. La vida eterna se cortó, la bendición se cortó.

Este pacto tuvo su juicio: ellos fueron expulsados del Edén, y entró la muerte como antes se les había dicho.

2. PACTO ADAMICO O NATURAL (Génesis 3:15)

2. PACTO ADAMICO O NATURAL (Génesis 3:15) Este es un pacto incondiciónal; la bendición de este

Este es un pacto incondiciónal; la bendición de este pacto es todavía para nosotros. En éste, vemos la gracía y misericordía de Dios. Veamos que al Adán y Eva pecar, decidieron apartarse de la comunión con Dios, sinembargo, Dios no espera terminar el día cuando baja en busca de ellos para restablecer la comunión, (Gén 3: 8-10) veámos lo que ocurre:

Dios hace sacrificio, baña a Adán y Eva y los viste(Gén 3:21). El también establece enemistad entre la cimiente del hombre y la de Satanás.( Gén3 vs. 15) ( Dios rompre con ésto la amistad entre el hombre y Satanás, con el propósito de podernos ayudar. Es decir que aparece una guerra, Satanás con el hombre, quien tiene el respaldo de Dios.

Las condiciónes de este pacto permanecerán hasta el Milenio

A

La serpiente es maldita (Gén 3 vs. 14)

Es

dada la primera promesa en cuanto al Redentor (Jesucristo) (Vs. 15)

La

condición de la mujer se cambía.(Vs. 16)

-

La concepción es multiplicada;

La

maternidad es acompañada de dolor

El

hombre recibe autoridad sobre la mujer ya que entró el desorden a la tierra y era necesaría

la autoridad.

Al

hombre le toca: (vs. 18, 19)

La

tierra es maldita.

Con dolor comerá de ella todos los días de su vida

El

trabajo se hace duro por cuanto la tierra ha sido endurecida y dificil para dar fruto.

E.

Juicio:

Al igual que en el Pacto anterior el hombre se corrompió del tal manera que fué

necesario el Juicio de Dios. Se manifiesta la muerte física con el diluvio.

3. PACTO CON NOE: (Génesis 9:1)

3. PACTO CON NOE : (Génesis 9:1) Dios en este pacto promete no destruir la tierra

Dios en este pacto promete no destruir la tierra nuevamente con diluvio, permanecen las estaciónes, el día y la noche y le dió responsabilidades al hombre. Este pacto es incondicional y continúa hasta nuestros tiempos.

Las características de este pacto son:

Fructificad y multiplicaos, Llenad la tierra. (Gén 9:1) El temor y el miedo de vosotros estarán sobre todo animal.(Vs.2) Todo lo que se mueve y vive será para mantenimiento, así como los vegetales. (vs.3) No tomar de la sangre de los animales (vs. 4) Se confirma la relación que bajo el pacto Adámico el hombre tenía sobre la tierra Se confirma el orden de la naturaleza, (Gen 8:21) Se establece el gobierno humano. (Gén 9: 1-6) Se declara que la descendencía de Cam será inferior y servil y que la descendencía de Sem estará relaciónada con Jehová. De Jafet descenderán las razas que serán engrandecidas (ciencía, gobierno, artes) (vs. 26,27 y 28)

Bajo el Pacto con Noe también el hombre fracasó y como consecuencia vino la confusión de lenguas (Gén 11:7)

2.

PACTO CON ABRAHAM (Gén 15:18)

2. PACTO CON ABRAHAM (Gén 15:18) Este es un pacto de fé. Dios le da a

Este es un pacto de fé. Dios le da a Abraham promesas como:

a. Haré de ti una nación grande. Esta promesa está comprendida en tres grandes grupos

Nación grande en cuanto al pueblo natural. (vs.13:16; Jn 8:37) Todos los hombres de fé(descendencía espiritual)(Jn.8:39;Ro 4:16,17;9:7,8;Gál.

3:6,7,29)

Los descendientes por medio de Ismael.(Gén 17:18-20)

b. Bendición no solo materíal (Gn 13:14,15,17; 15:18; 24:34,35) y espiritual (Gn. 15:6;

Jn 8:56)

c. Dios engrandecería el nombre de Abraham. Hasta nuestros días éste

(Abraham) es uno de los nombres más conocidos sobre la tierra.

Y serás bendición le dice Dios a Abraham. (Gá 3:13,14)

Bendeciré a los que te bendijeren y a los que te maldijeren, maldeciré.

En Abraham serían benditas todas las familías de la tierra. Vemos que esta promesa se cumple Con la venida de Jesucristo, quien por medio de él es bendecida toda familía de

la tierra.

Abraham y su descendencía fallaron a Dios y como juicio se encuentra la esclavitud en Egipto.

5. PACTO MOSAICO (Exodo 19:26)

5. PACTO MOSAICO (Exodo 19:26) Recordemos que éste es un pacto condiciónal, hecho exclusivamente con el

Recordemos que éste es un pacto condiciónal, hecho exclusivamente con el pueblo de Israel. En Exodo 19:5 Dios dice a este pueblo ” Ahora, pues, si diereis oido a mi voz y guardareis mi pacto, vosotros sereis: .” Si ellos hacían, entonces recibían. A ellos Dios les propuso la Ley y el pueblo la aceptó voluntaríamente. A cambio serían ellos un pueblo apartado para Dios y un reino de sacerdotes y gente santa. ( Veamos que no se está hablando acá de salvación).

Este pacto está compuesto de tres partes así:

Los mandamientos que expresan al voluntad de Dios Los juicios que gobierna la vida de Israel Las ordenanzas – dirigen la vida religiosa. Estas eran el medio por el cual Dios cubría el pecado del pueblo. Estas eran símbolo del que habría de venir (Jesucristo).

Como sabemos, el hombre no pudo cumplir las exigencías de la Ley. Le fallaron a Dios y mataron incluso al único que la pudo cumplir (Jesucristo)

El fin de este pacto es la muerte de Cristo en la cruz. Allí fué cumplida y consumada toda la Ley.

6.

PACTO PALESTINO (Deuteronomio 30:3)

6. PACTO PALESTINO (Deuteronomio 30:3) Este pacto es incondicional y con el pueblo de Israel. Dios

Este pacto es incondicional y con el pueblo de Israel. Dios le promete la posesión de la tierra prometida. Es importante anotar que durante ningún periódo Israel ha tomado posesión de toda la tierra.

Este pacto, como el Davídico, tienen su cumplimiento en el periodo mileníal.

Este pacto tiene siete divisiónes: Vemos:

La dispersión del pueblo por causa de la desobediencía.(Dt. 28:63-68) El arrepentimiento futuro de Israel aún estando disperso El regreso de Jesucristo (Am. 9:9-14; Hch. 15:14-17) Restauración de Israel a la tierra prometida ((Is. 11:11, 12; Jer 23:3-8; Ez 37:21-25) Conversión naciónal de Israel ( todo el pueblo reconocerá a Jesucristo) (vs. 6, Rom 11:26, Os.

2:14-16)

Juicio de los opresores de Israel Prosperidad naciónal.

7. PACTO DAVIDICO (2 Samuel 7:16)

Este es un pacto personal con el Rey David. En el se establece que de

Este es un pacto personal con el Rey David. En el se establece que de la cimiente natural de David, saldrá uno que reinará y su reinado será glorioso. (Este es Jesucristo quien vendrá en gloría a reinar sobre la tierra).

Los aspectos principales de este pacto son:

Posteridad familíar Un trono, es decir, tendran autoridad real. Un reino; es decir un gobierno Perpetuidad, ” para siempre”.

La desobediencía de la familía de David traerá castigo sobre ella, pero no la abrogación del pacto, por cuanto este es incondiciónal.

El juicio por la desobediencía se manifestó en la división del reino y finalmente los cautiverios.

A partir de este momento solo se ha coronado un rey de la casa de David y Él fué coronado

con espinas. Este pacto es inmutable, por tanto el que fué coronado de espinas será el que gobernará como Rey de Israel.

8. PACTO NUEVO (Hechos 8:8) Iglesia Internacional Cristiana La Gracia de Dios

14

Este pacto comienza en Hechos 8:8 cuando el Espíritu Santo desciende sobre los Apóstoles para

Este pacto comienza en Hechos 8:8 cuando el Espíritu Santo desciende sobre los Apóstoles para dar testimonio de Jesucristo. Veamos que Jesucristo ha hecho la obra de redención, santificación y glorificación completa. Ahora es todo por gracía ( regalo inmerecido de Dios).

Durante este pacto el que cree en Jesucristo es salvo y tiene vida eterna. No viene a condenación por pecado, ya que éstos le fuéron cargados a Jesucristo. En este pacto sobreabunda la gracia de Dios.

Para el creyente en Cristo Jesús no le rige el pacto de Ley, por cuanto éste fué cumplido por Jesucristo, y es como si cada uno de los creyentes lo hubiese cumplido.

El creyente en Jesucristo lleva un proceso así: Es llamado por el Padre a conocer la obra de Jesucristo por medio de El Espíritu Santo; Una vez que reconoce a Jesucristo como su Salvador comienza un proceso de santificación, el cual es realizado por medio de el poder de el Espíritu Santo, hasta que seamos transformados a la medida del varón perfecto.

Quiero hacer notar que en este pacto la responsabilidad del creyente es rendirse a Jesucristo en conducta, servicio, también a Su dominio, y estar siempre dispuesto a que El quite todo aquello que entristece o estorba la manifestación de su poder.

el creyente puede contristar al Espíritu Santo y apagarle por razón de la desobediencía.

Este es también un pacto de salvación. Dios promete salvación para todo aquel que cree en Jesucristo. Advierte que no hay otra puerta por donde entrar, ni otro nombre por el cual se pueda ser salvo. Los creyentes no pierden su salvación, ni su vida eterna, pues si así fuera en vano habría venido Jesucristo. Este pacto termina con el juicio de la Gran Tribulación.