Sei sulla pagina 1di 14

HHeerrmmeettiicc BBrrootthheerrhhoooodd ooff LLiigghhtt

t h h e e r r h h o o o o d d o

IINNIICCIIAACCIIÓÓNN AALL PPRRIIMMEERR GGRRAADDOO

Edición 1.0 - Spanish

Con autorización y auspicio de Allen Greenfield - traducción Fabio Cruz (2014)

IINNIICCIIAACCIIÓÓNN AALL PPRRIIMMEERR GGRRAADDOO

(INICIACIÓN EXTERIOR)

Se establece el Altar en el Sur del Templo. Está cubierto de un mantel blanco. En el centro una bola de cristal o cuenco de vidrio con agua. Alrededor de ésta, siete lamparitas de cristal (aceite de oliva con mecha de algodón) formando una estrella de 7 puntas. Pueden colocarse alrededor flores. Frente al Altar en el piso una tela blanca, y un incensario.

Este Ritual puede ser efectuado a cualquier hora del día. Se apagan las luces profanas y se iluminan las lámparas de aceite. Los miembros presentes se disponen alrededor del Altar formando el bazo de un caballo:

disponen alrededor del Altar formando el bazo de un caballo: Cada uno de los participantes debe

Cada uno de los participantes debe sostener el dedo pulgar del Hermano/a a su izquierda con el centro de la palma. El Candidato a ser iniciado avanza desde el Este y se arrodilla sobre el paño blanco a los pies del Altar. El Presidente actúa como Sacerdote, y se presenta delante del candidato del otro lado del Altar, y comienza la Ceremonia.

Sacerdote AMADOS, ESTE HERMANO/A VINIENDO DESDE EL ORIENTE, SUPLICA FRENTE AL ALTAR SER ADMITIDO COMO HERMANO/A DE NUESTRA ANTIGUA Y NOBLE ORDEN, LA HERMETIC BROTHERHOOD OF LIGHT. SOLICITO A CADA UNO DE LOS PRESENTES, QUE SI EN EL CASO DE HABER RAZONES PARA NO ADMITIRLO/A

ENTRE NOSOTROS, LAS MISMAS SEAN EXPUESTAS EN ESTE MOMENTO A VIVA VOZ. ¿ALGUNO DE VOSOTROS CONOCE ALGÚN IMPEDIMENTO PARA QUE ………. NO DEBA SER ADMITIDO ENTRE NOSOTROS?

Todos DIGNO HERMANO, NO TENEMOS NADA EN CONTRA DE ÉL/ELLA.

Sacerdote (Al Candidato/a) AHORA TE SOLICITO ME PRESPONDAS LA VERDAD POR TU PALABRA DE HONOR, EN PRESENCIA DE ESTA LOGIA, SI ESTÁS PREPARADO/A PARA MANTENER SAGRADAS E INVIOLABLES TODAS LAS ENSEÑANZAS Y ASUNTOS CORRESPONDIENTES A NUESTRAS SIETE REGLAS.

Candidato

…………………………………

Sacerdote ¡REALIZASTE TU VOTO!

Todos ¡SOMOS TESTIGOS DE ELLO!

Sacerdote LEVÁNTATE ALMA VALIENTE Y PERMITE QUE LA VERDAD SEA EL MOTIVO DE TU EXISTENCIA.

El Candidato se pone de pié y se sienta frente al Altar. Los demás miembros toman asiento alrededor, en la forma de costumbre. Los diferentes Grados y nombres son ahora revelados al candidato aceptado. El Sacerdote toma la Vara de Avellano y sigue con el Ritual.

LA CONJURACIÓN DE LOS CUATRO ELEMENTOS

Los Cuatro Elementales separan y especifican por medio de una línea los espíritus creados que el movimiento universal aleja del fuego central. En todas partes el espíritu trabaja y fertiliza por medio de la vida a la materia. Toda la materia está animada, el pensamiento y el alma están en todo. Cada iniciado busca ser Maestro de las formas para ponerlas a nuestro servicio. La Luz Astral está saturada de Almas desconectadas de la incesante generación de seres. Algunas Almas tienen voluntades imperfectas y pueden ser dominadas y empleadas por voluntades más poderosas. De esta manera se forman inmensas cadenas que pueden determinar grandes conmociones Elementales. El fenómeno de los ritos mágicos y sus expresiones físicas dentro del espiritualismo moderno no tiene otra causa. Los Espíritus Elementales son como niños; atormentan más a quienes se ocupan de ellos a menos que los gobernemos con fuerte determinación y severidad. Estos son los Espíritus que designamos como Elementos Ocultos; son los Elementales o Espíritus de la Naturaleza. Son ellos quienes a menudo producen en nosotros sueños inquietantes. Ellos producen que se muevan las varillas y golpes en las paredes y muebles, pero jamás podrán manifestar otra cosa que no sea nuestro pensamiento; y si no hablamos (pensamos) ellos se comunican con nosotros en toda la incoherencia de los sueños. Pueden producir bien o mal de manera indistinta ya que no tienen libre albedrío y por consecuencia no son responsables. Se manifiestan libremente a los catatónicos y sonámbulos bajo formas incompletas y fugitivas. No son ni malditos ni culpables, son inquisitivos e inocentes. Podemos hacer uso o abuso de ellos como con los animales. Es debido a ello que el Mago que se sirve de ellos toma sobre sí una grave responsabilidad y expiará en sí mismo los males que cause. La gravedad de los tormentos será

proporcional al poder que haya ejercido sobre los espíritus. Para gobernar a los Espíritus Elementales y convertirse en Rey del Ocultismo, debemos primero tomar las 4 pruebas de las iniciaciones antiguas. Una vez alcanzado con coraje y ejercido el incontestable poder sobre el Alma Humana, debemos imponer sobre los Elementos la Palabra de nuestra Voluntad, por medio de las consagraciones especiales del Aire, el Fuego, la Tierra y el Agua y allí es donde se produce el verdadero comienzo de toda actividad mágica.

Exorcisamos el Aire soplando en dirección a los 4 puntos cardinales, y en las operaciones mágicas recitamos la Oración de los Silfos tal como sigue:

ORACIÓN DE LOS SILFOS

ESPÍRITU DE LUZ, ESPÍRITU DE SABIDURÍA, CUYO ALIENTO OTORGA Y QUITA LA FORMA DE TODAS LAS COSAS. FRENTE A TI LA VIDA DE LOS SERES ES UNA MERA SOMBRA, QUE ALETEA Y DESAPARECE. TÚ QUE CABALGAS LAS NUBES, CAMINAS SOBRE LAS ALAS DE LOS VIENTOS. TÚ, CUYO ALIENTO Y ESPACIO ESTÁN POBLADOS. TÚ, CUYA INSPIRACIÓN PRODUCE QUE TODO LO QUE DE TI SALE, A TI REGRESA. MOVIMIENTO SIN FIN, EN MEDIO DE LA ETERNA ESTABILIDAD, SÉ ETERNAMENTE BENDECIDO, TE ROGAMOS Y BENDENCIMOS EN MEDIO DEL CAMBIO DE LA LUZ CREADA, DE LAS SOMBRAS, DE LOS REFLEJOS VISUALES, Y ASPIRAMOS SIN CESAR A TU INMUTABLE E INEXTINGUIBLE LUZ. PERMITE QUE PENETRE EN NOSOTROS EL RAYO DE TU INTELIGENCIA Y EL CALOR DE TU AMOR. QUE LO MÓVIL SE VUELVA FIJO, QUE LA SOMBRA SE VUELVA CUERPO, QUE EL ESPÍRITU DEL AIRE SE CONVIERTA EN ALMA, EL SUEÑO EN PENSAMIENTO, Y QUE NO SEAMOS LLEVADOS POR LAS TEMPESTADES SINO POR LOS PEGASOS DEL AMANECER Y ASÍ PODAMOS

DIRIGIR EL CURSO DE LOS VIENTOS DE LA NOCHE, Y VOLEMOS HACIA TU PRESENCIA. ¡OH! ESPÍRITU DE ESPÍRITUS ¡OH! ALMA DE ALMAS ¡OH! IMPERECEDERO ALIENTO DE VIDA, SUSPIRO DE VIDA. BOCA QUE INHALAS Y EXHALAS EXISTENCIA PURA DE TODOS LOS SERES EN EL FLUJO Y REFLUJO DE TU ETERNA PALABRA, QUE ES EL DIVINO OCÉANO DE MOVIMIENTO Y VERDAD. AMÉN

Breve Pausa.

Exorcisamos el Elemento Agua por el Cáliz Sagrado, asperjando agua a los 4 puntos del cielo, en las operaciones mágicas realizamos la Oración de las Ondinas, tal como sigue:

ORACIÓN DE LAS ONDINAS

REY TERRIBLE DEL MAR, VOS QUE TENÉIS LAS LLAVES DE LAS CATARATAS DEL CIELO Y QUE ENCERRÁIS LAS AGUAS SUBTERRÁNEAS EN LAS CAVERNAS DE LA TIERRA, REY DEL DILUVIO Y DE LAS LLUVIAS DE PRIMAVERA. VOS QUE ABRÍS LOS MANANTIALES DE LOS RÍOS Y DE LAS FUENTES, VOS QUE MANDÁIS A LA HUMEDAD, QUE ES COMO LA SANGRE DE LA TIERRA CONVERTIRSE EN SAVIA DE LAS PLANTAS ¡OS ADORAMOS Y OS INVOCAMOS! A NOSOTROS VUESTRAS MISERABLES Y MÓVILES CRIATURAS, HABLADNOS EN LAS GRANDES CONMOCIONES DEL MAR Y TEMBLAREMOS ANTE VOS; HABLADNOS TAMBIÉN EN EL MURMULLO DE LAS AGUAS LÍMPIDAS Y DESEAREMOS VUESTRO AMOR. ¡OH INMENSIDAD A LA CUAL VAN A PERDERSE TODOS LOS RÍOS DEL SER, QUE RENACEN SIEMPRE EN VOS! ¡OH OCÉANOS DE PERFECCIONES INFINITAS! ¡ALTURA DESDE LA CUAL OS MIRÁIS EN LA PROFUNDIDAD, PROFUNDIDAD QUE EXHALÁIS EN LA ALTURA, CONDUCIDNOS A LA VERDADERA VIDA POR LA

INTELIGENCIA Y POR EL AMOR! ¡CONDUCIDNOS A LA INMORTALIDAD POR EL SACRIFICIO, A FIN DE QUE NOS ENCONTREMOS DIGNOS DE OFRECEROS ALGÚN DÍA EL AGUA, LA SANGRE Y LAS LÁGRIMAS, POR LA REMISIÓN DE LOS ERRORES!

Breve Pausa.

Exorcisamos el Elemento Fuego, tirando en este Sal, incienso en resina, alcanfor y azufre. Pronunciamos por 3 veces los nombres de los Genios del Fuego. Michael, Rey del Sol y los relámpagos; Samael, Rey de los Volcanes; y Anael, Príncipe de la Luz Astral y entonces recitamos la Oración de las Salamandras como sigue:

ORACIÓN DE LAS SALAMANDRAS

INMORTAL, ETERNO, INEFABLE E INCREADO, PADRE DE TODAS LAS COSAS,QUE TE HACES LLEVAR EN EL RODANTE CARRO DE LOS MUNDOS GIRATORIOS. DOMINADOR DE LAS INMENSIDADES ETÉREAS EN DONDE ESTA ELEVADO EL TRONO DE TU OMNIPOTENCIA, DESDE CUYA ALTURA TUS TEMIDOS OJOS LO DESCUBREN TODO, Y QUE CON TUS BELLOS Y SANTOS OÍDOS TODO LO ESCUCHAN, ¡EXALTA A TUS HIJOS A LOS CUALES AMAS DESDE EL NACIMIENTO DE LOS SIGLOS! PORQUE TU ADORADA, EXCELSA Y ETERNA MAJESTAD RESPLANDECE POR ENCIMA DEL MUNDO Y DEL CIELO, DE LAS ESTRELLAS; PORQUE ESTÁS ELEVADO SOBRE ELLAS. ¡OH FUEGO RUTILANTE! PORQUE TU TE ILUMINAS A TI MISMO CON TU PROPIO ESPLENDOR; PORQUE SALEN DE TU ESENCIA ARROYOS INAGOTABLES DE LUZ, QUE NUTREN TU ESPÍRITU INFINITO, ESE ESPÍRITU INFINITO QUE TAMBIÉN NUTRE TODAS LAS COSAS Y FORMA ESE INAGOTABLE TESORO DE SUSTANCIA SIEMPRE PRONTA PARA LA GENERACIÓN QUE LA TRABAJA Y QUE SE APROPIA LAS FORMAS DE QUE

TU LA HAS IMPREGNADO DESDE EL PRINCIPIO. EN ESE ESPÍRITU TIENEN TAMBIÉN SU ORIGEN ESOS SANTÍSIMOS REYES QUE ESTÁN ALREDEDOR DE TU TRONO Y QUE COMPONEN TU CORTE. ¡OH PADRE UNIVERSAL! ¡OH ÚNICO! ¡OH, PADRE DE LOS BIENAVENTURADOS MORTALES E INMORTALES TÚ HAS CREADO EN PARTICULAR POTENCIAS QUE SON MARAVILLOSAMENTE SEMEJANTES A TU ETERNO PENSAMIENTO Y A TU ESENCIA ADORABLE: TÚ LAS HAS ESTABLECIDO SUPERIORES A LOS ÁNGELES QUE ANUNCIAN AL MUNDO TUS VOLUNTADES, Y QUE POR ÚLTIMO, NOS HAS CREADO EN TERCER RANGO EN NUESTRO IMPERIO ELEMENTAL! EN ÉL NUESTRO CONTINUO EJERCICIO ES EL DE ALABARTE Y ADORAR TUS DESEOS, Y EN ÉL TAMBIÉN ARDEMOS POR POSEERTE. ¡OH PADRE, OH MADRE, LA MAS TIERNA DE LAS MADRES! ¡OH ARQUETIPO ADMIRABLE DE LA MATERNIDAD Y DEL PURO AMOR! ¡OH ALMA, ESPÍRITU, ARMONÍA Y NÚMERO DE TODAS LAS COSAS! AMEN

Breve Pausa.

Exorcisamos la Tierra, encendiendo los perfumes adecuados al día y decimos la Oración de los Gnomos tal como sigue:

ORACIÓN DE LOS GNOMOS

REY INVISIBLE, QUE HABÉIS TOMADO LA TIERRA POR APOYO Y QUE HABÉIS SOCAVADO LOS ABISMOS PARA LLENARLOS CON VUESTRA OMNIPOTENCIA, VOS CUYO NOMBRE HACE TEMBLAR LAS BÓVEDAS DEL MUNDO; VOS QUE HACÉIS CORRES LOS SIETE METALES EN LAS VENAS DE LA PIEDRA; MONARCA DE SIETE LUCES; REMUNERADOR DE LOS OBREROS SUBTERRÁNEOS. ¡LLEVADNOS AL AIRE ANHELADO Y AL REINO DE LA CLARIDAD! VELAMOS Y TRABAJAMOS SIN DESCANSO,

BUSCAMOS Y ESPERAMOS, LAS DOCE PIEDRAS DE LA CIUDAD SANTA, POR LOS TALISMANES QUE ESTÁN EN ELLAS ESCONDIDOS, POR EL CLAVO DE IMÁN QUE ATRAVIESA EL CENTRO DEL MUNDO. SEÑOR, SEÑOR. SEÑOR TEN PIEDAD DE LOS QUE SUFREN, ENSANCHAD NUESTROS PECHOS, DESPEJAD Y ELEVAD NUESTRAS CABEZAS, AGRANDADNOS. ¡OH ESTABILIDAD Y MOVIMIENTO! ¡OH DÍA ENVOLTURA DE LA NOCHE! ¡OH OSCURIDAD VELADA DE LUZ! ¡OH MAESTRO QUE NO DETENÉIS JAMÁS EL SALARIO DE VUESTROS TRABAJADORES! ¡OH BLANCURA PLATEADA, ESPLENDOR DORADO! ¡OH CORONA DE DIAMANTES VIVIENTES Y MELODIOSOS! ¡VOS QUE LLEVÁIS AL CIELO EN VUESTRO DEDO, CUAL SI FUERA UN ANILLO DE ZAFIRO, VOS QUE OCULTÁIS BAJO LA TIERRA EN EL REINO DE LAS PEDRERÍAS LA MARAVILLOSA SIMIENTE DE LAS ESTRELLAS! ¡VENID, REINAD Y SED EL ETERNO DISPENSADOR DE RIQUEZAS, DE QUE NOS HABÉIS HECHO GUARDIANES! AMEN.

Debemos observar que el Reino especial de los Gnomos se encuentra al Norte, el de las Salamandras al Sur, el de los Silfos al Este, y el de la Ondinas al Oeste. Ellos influyen los cuatro temperamentos del hombre (Gnomos = melancolía; Salamandras = sanguíneo; Ondinas = flemático; Silfos = biliar). Sus Signos son el Toro (Gnomos, que comandamos con la espada), León (Salamandras, que comandamos con la Vara o Tridente), el Águila (Silfos, comandados por los pantáculos) y finalmente Acuario (Ondinas, que son evocadas con el Cáliz de las Libaciones). Sus respectivos comandantes o soberanos son: GOB (Gnomos); DJIN (Salamandras); TOROLDO (Silfos) y NICKSA (Ondinas). En orden de gobernar los Espíritus Elementales y hacer que nos sirvan debemos abandonar nuestros propios defectos que los caracterizan a ellos. De modo que un temperamento caprichoso debería gobernar a los Silfos; una naturaleza femenina no debería

sobre las Ondinas; irritable sobre las Salamandras; inconstante sobre los Gnomos. Pero debemos ser proactivos como los Silfos; flexibles como las Ondinas; enérgicos como las Salamandras; laboriosos y pacientes como los Gnomos. Es decir, debemos poseer todas las buenas cualidades y virtudes de los 4 Elementales y poder conquistarles en sus propios reinos con su propia fuerza, sin caer en sus debilidades. Cuando estamos bien dispuestos y estabilizados en ello, el reino entero de la Naturaleza estará al servicio del verdadero Iniciado. Estará a la intemperie en medio de una tormenta y el agua no mojará su cabeza; el viento no moverá ni una de sus vestiduras, pasará por el fuego sin ser quemado. Debemos entender que podemos, en virtud del imperio de la Voluntad humana, controlar y dirigir las inteligencias de la Naturaleza y cambiar o contrarrestar sus efectos. Los metales que corresponden a los cuatro elementos son: Oro y Plata para el Aire; Mercurio para el Agua; Hierro y Cobre para el Fuego y Plomo para la Tierra. Podemos hacer Talismanes con esos metales, relativos a las fuerzas que representan y al efecto que nos proponemos obtener de ellos. Finalmente, los 4 elementos son usados como efectiva ayuda en la clarividencia o facultad de ver o percibir en la Luz Astral. Es necesario tener en cuenta que ningún encantamiento, plegaria o hechizo puede tener el último efecto sobre los reinos sino por medio del impulso magnético emanado de la Voluntad imperial del Hombre.

Nuestros Maestros y Adeptos no usan necesariamente las ceremonias, instrumentos o figuras simbólicas; pero para los jóvenes aspirantes son absolutamente necesarias en orden de predisponer la mente y concentrarse en el propósito adecuado. Todas las ceremonias son de gran ayuda al Neófito.

PARTE II

Como lo declaran las Reglas impresas, nuestra Noble Orden reconoce la eterna existencia de la grande y primera causa, divina, invisible, central y espiritual Sol, desde cuya gloria radiante las palpitantes Almas pulsan el hálito viviente; el principio de todo lo que ha sido, es, o vaya a ser. De este Divino Vórtice procede el poder invisible que mantiene al vasto Universo en un todo armónico.

Nosotros enseñamos que desde ese incomprensible centro de Divinidad, emana la divina centella del eterno espíritu, que al completar su órbita –el gran ciclo de necesidad- constituye La Única Porción Inmortal del Alma Humana.

Que el Alma es una emanación del Sol Central Espiritual del Universo Infinito, es una verdad eterna que se ha transmitido de generación en generación de los Iniciados de nuestra Orden como una revelación divina. Desde la Prehistoria hasta ahora. Sabed que hay esferas o reinos de inmanifiesto ser que es desconocido por el profano. En esos paraísos de pureza y amor, las almas florecen como belleza divina en los jardines infinitos del Edén, y fecundan el vientre de la Novia Celestial, la Virgen de Luz, Reina Isis. Esa es la tendencia de la naturaleza divina cuyos atributos mayores son el Amor y la Sabiduría, calor y luz; para repetirse a sí mismo de forma eterna y observarse en sus propias perfecciones. Las chispas de fuego divino se transforman en almas, y por efecto deben compartir su esencia con la causa, el fuego que da calor a la vida también ilumina; de ahí que todas las emanaciones de la deidad son amor y calor. La Iluminación siempre refleja la luz mística representada por el Sol. Nacidas del amor, que corresponde al fuego divino, las primeras y más poderosas emanaciones repiten esta acción (emulando a su generador) y crean emanaciones de su propio ser, algunas mayores, otras menores. Las primeras tienden a las esencias

espirituales; las segundas a partículas de materia (que es la tierra primigenia o prima materia de los cabalistas). Estas emanaciones más densas, siguiendo la ley de la creación (ese impulso que es un principio eterno inmanente en las cosas) se adosan a Soles, Satélites y Mundos; cada uno repitiendo la historia de la Creación, la gloriosa alma de la Divinidad, el Sol central Espiritual, protegiendo desde su divino centro a todos los centros radiantes de energía. Desde ellos emanan por siempre y para siempre las almas y los Soles. Los Soles dan origen a los sistemas

y cada miembro de un sistema se convierte en una matriz

material de estados subordinados de existencia espiritual y material. Es este el MISTERIO del Glorioso En Sof y sus emanaciones, llamadas en la Kabbalah, los 10 Sefirot.

Cuando las tierras materiales arriban al punto de su evolución que les otorga la capacidad de desarrollar vida orgánica, su propia naturaleza interior las atrae, y las almas embrionarias se gestan como efecto de la atracción magnética de estas formas de vida; y cuando el último de los nuevos mundos (preñado por el Espíritu Santo) gime por el nacimiento de su Señor y Maestro, el Hijo de Dios gobierna sobre ellos, entonces los espíritus de los distantes Eden, escuchan el susurro de la serpiente (el principio animal; el intelecto urgente que anima a las almas inocentes aun en sus paraísos celestiales y los llena con deseos de cambio, con tentaciones de conocimientos para que aspiren a ser dioses conociendo el bien y el mal). Finalmente las Almas dan lugar a la “tentación” y participan del fruto prohibido llevando a cabo la

unión, y el espíritu se precipita a los reinos de la materia desde

su jardín de las delicias expulsado por el soplo divino. Trabajarán

así para regresar por medio del trabajo, el sufrimiento y el áspero camino de la encarnación material en el gran ciclo de la necesidad.

Cuando esas almas puras viven en su inocencia, en la irradiación del Paraíso de Dios, como emanaciones divinas, ellas no conocen el sexo, por lo tanto no pueden reproducir su especie. Cuando caen ¡he aquí! Ellas ven que están desnudas y sienten vergüenza, porque la Tierra, tal como un gran magneto, los lleva al vórtice de su materialidad, y llegan a la condición terrenal. Este es el misterio de la Caída del Hombre. Amén.

El Sacerdote se acerca al Candidato, lo saluda y le dice:

Sacerdote TRES VECES BIENVENIDO QUERIDO HERMANO. PÓNTE DE PIE, Y QUE LOS GUARDIANES ETERNOS DE NUESTRA ESPECIE AYUDEN TODOS TUS PASOS EN LOS INTRINCADOS CAMINOS DE LA SAGRADA CIENCIA DE HERMES; EL TRES VECES ILUMINADO HERMES, EL ARCONTE HIEROFANTE Y MENSAJERO DE LOS DIOSES TE BENDIGA DE ACUERDO A TUS MÉRITOS. AMÉN.