Sei sulla pagina 1di 2

Instituto Bíblico al Aire Página 1 de 2

LA DOCTRINA DEL PECADO


PARTE 1: INTRODUCCION A LA HAMARTIOLOGIA

Pero ahora, aparte de la ley, se ha manifestado la justicia de Dios, testificada por la ley
y por los profetas; la justicia de Dios por medio de la fe en Jesucristo, para todos los
que creen en él. Porque no hay diferencia, por cuanto todos pecaron, y están
destituidos de la gloria de Dios, siendo justificados gratuitamente por su gracia,
mediante la redención que es en Cristo Jesús, a quien Dios puso como propiciación por
medio de la fe en su sangre, para manifestar su justicia, a causa de haber pasado por
alto, en su paciencia, los pecados pasados, con la mira de manifestar en este tiempo su
justicia, a fin de que él sea el justo, y el que justifica al que es de la fe de Jesús. Rom
3:21-28

William Barclay afirma que la palabra griega “Hamartia” es el nombre que en la


Biblia se traduce como "pecado". Esta palabra es muy común en el NT, donde,
solamente en las epístolas paulinas, se encuentra sesenta veces.

Hamartanein es el verbo usual que se traduce "pecar". En el griego clásico,


estas palabras no tenían, ¡ni mucho menos!, un significado tan importante
como en el griego del NT. En el griego clásico, hamartia expresa básicamente
la idea de "yerro". Hamartanein empezó significando "errar el blanco", como,
por ejemplo, cuando se dispara una flecha, que no acierta. Se puede usar
respecto de haber equivocado una carretera, de habernos fallado un plan, de
habérsenos frustrado una esperanza o un propósito. En el griego clásico, pues,
estos vocablos están siempre conectados con alguna clase de fallo negativo,
más bien que con algún tipo de transgresión positiva, pero en el NT describen
algo mucho más serio.

Hay que tener en cuenta que, en el NT, hamartia no describe un acto definido
de pecado, sino el estado de pecado, del cual dimanan las acciones
pecaminosas. De hecho, en Pablo el pecado está tan a punto de
personalizarse, que podría escribirse con inicial mayúscula y pensarse que
fuera un poder personal y maligno que tiene al hombre en sus garras.

Veamos lo que enseña el NT sobre hamartia.


1. Hamartia, "pecado", es "universal". El pecado no es como una de esas
enfermedades que algunos hombres contraen y otros no. Es algo en lo que
todo ser humano está envuelto y de lo que todo ser humano es culpable. El
pecado no es una simple erupción esporádica, sino el estado, la condición,
universal del hombre.
(Ro. 3:23; 7:14; Gá. 3:22; 1 Jn. 1:8)
Rom 3:23 por cuanto todos pecaron, y están destituidos de la gloria de Dios
Gal 3:22 Mas la Escritura lo encerró todo bajo pecado, para que la promesa que es
por la fe en Jesucristo fuese dada a los creyentes
1Jn 1:8 Si decimos que no tenemos pecado, nos engañamos a nosotros mismos, y
la verdad no está en nosotros
2. Hamartia, "pecado", es "un poder que somete al hombre". Las palabras que
se usan para expresar esta idea son muy interesantes y significativas: el
hombre está "bajo pecado", como lo expresa Ro 3:9. Pero esta preposición,
bajo, en caso acusativo, como aquí, se utiliza para significar "dependiente
de", "en sujeción a", "bajo el control de". Un menor de edad, por ejemplo,
Escuela Bíblica de la Iglesia Evangélica Central
La Doctrina del Pecado. Parte 1. Introducción a la Hamartiologia
Instituto Bíblico al Aire Página 2 de 2

está "bajo su padre"; un ejército está "bajo su comandante"; así, nosotros


estamos "bajo pecado", "en poder del pecado", "controlados por el pecado"
Rom 3:9 ¿Qué, pues? Somos nosotros mejores que ellos? En ninguna manera;
pues ya hemos acusado a judíos y a gentiles, que todos están bajo pecado

La doctrina del pecado y la doctrina de la redención, son dos de las grandes doctrinas

Escuela Bíblica de la Iglesia Evangélica Central


La Doctrina del Pecado. Parte 1. Introducción a la Hamartiologia