Sei sulla pagina 1di 16
� ¡Jesús te invita a seguirlo! CURSO DE CRISTOLOGÍA PARA GRUPOS JUVENILES

¡Jesús te invita a seguirlo!

CURSO DE CRISTOLOGÍA PARA GRUPOS JUVENILES

¡Jesús te invita a seguirlo!

OBJETIVOS

1 Que el joven descubra la invitación que hoy le hace Jesús a seguirlo.

2 Que el joven pida la gracia para seguir a Jesús siendo su discípulo.

3 Que el joven se comprometa a hacer extensiva esta invitación a más jóvenes.

Material para la sesión - Copias de los Documentos de trabajo - Lápices o plumas
Material
para la sesión
- Copias de los
Documentos de trabajo
- Lápices o plumas
Y se puso a caminar con ellos Que el joven descubra y reflexione sobre la
Y se puso a
caminar con ellos
Que el joven descubra y reflexione sobre la importancia de ser invitado para
valorar el llamado que le hace Jesús a seguirlo.

I. INSTRUCCIONES. La siguiente dinámica tiene como finalidad reflexionar sobre la importancia de ser invitado, para descubrir y valorar el tesoro que nos da Jesús al invitarnos a ser sus discípulos. Realiza los siguientes pasos que esperamos te ayuden a lograr el objetivo.

1. Explica a los jóvenes que:

Invitar a alguien a compartir un momento, a una rica comida o a bailar una canción de moda es un acto muy especial.

2. Reúne a los jóvenes en equipos de cinco personas.

3. Reparte el Documento de trabajo No. 1.

4. Asigna el tiempo que consideres adecuado.

5. Después pide a algunos equipos que compartan sus reflexiones.

6. Al final, descubre con los jóvenes el tesoro que es ser invitados por Jesús a

CURSO DE CRISTOLOGÍA. ¡Jesús te invita a seguirlo!

1.

seguirle, ya que es un honor recibir un llamado tan especial de Aquel que lo puede todo y que nos ama más de lo que podemos pensar o imaginar.

Les explicó lo que decían de Él las escrituras Descubrir personalmente la invitación de Jesús
Les explicó lo
que decían de Él
las escrituras
Descubrir personalmente la invitación de Jesús a seguirle a través de las Sagradas
Escrituras, para ser su amigo y habitar en Él a través del Espíritu Santo.

I. INSTRUCCIONES. Jesús nos invita a seguirle porque nos ama profundamente y quiere compartir con nosotros todas sus riquezas. La siguiente actividad tiene como finalidad que los jó venes puedan experimentar este llamado de manera personal. Para ello, te proponemos los siguientes pasos que pueden ayudarte a alcanzar el objetivo.

1. Explica a los jóvenes que:

En muchos momentos y de muchas maneras Dios había llamado a los hombres a seguirle y vivir sus mandamientos, pero nunca como lo hizo a través de Jesús, quien de manera personal invitó y llamó a sus discípulos a seguirle y vivir unidos a Él. Hoy Jesús también está invitando a hombres y mujeres para que le sigan con todo su corazón porque quiere compartir con ellos todas sus riquezas.

2.

Reparte el Documento de trabajo No. 2 a todos los jóvenes.

3.

Asigna el tiempo que consideres necesario.

4.

Acércate con algunos de ellos por si tienen dudas para que puedas retroalimentarles.

5.

Si quieres puedes poner música de fondo, que ayude a concentrarse.

6.

Después, de manera plenaria, invita a algunos jóvenes a compartir conclusiones y algunas de sus respuestas.

7.

Al

final, reflexiona en el hecho de que Jesús te está llamando de manera personal

(1) Civilización del Amor, Tarea y Esperanza. Orientaciones para una Pastoral Juvenil Latinoamericana; pág. 110.

para que en completa libertad puedas decidir por Él, ya que quiere que lo

conozcamos plenamente, pues quiere compartirnos su Reino y su vida entera.

A continuación te presentamos algunos puntos para explicar más el tema(1),

recuerda que no los debes de decir todos, ni mucho menos leerlos, lo importante es destacar tres o cuatro que te parezcan los más adecuados según la realidad parroquial.

a) En los evangelios podemos constatar que Jesús invitó frecuentemente a quienes lo escuchaban a seguirlo:

+ Ellos le dijeron: “Maestro, ¿dónde vives? Él les respondió: Vengan y lo verán.

Se fueron con él, vieron dónde vivía y pasaron aquel día con Él. (Jn 1,38-39)

+ “Si quieres ser perfecto, vete, vende todo lo que tienes y dalo a los pobres; y

luego ven y sígueme” (Mt 19,21).

+ “Paseando junto al lago de Galilea, vio a dos hermanos: Simón, llamado

2.

(Mt 19,21). + “Paseando junto al lago de Galilea, vio a dos hermanos: Simón, llamado 2.

Arquidiócesis de Monterrey

Pedro, y su hermano Andrés, que estaban echando la red en el lago, pues eran pescadores. Y les dijo: Vengan conmigo y los haré pescadores de hombres. Ellos dejaron inmediatamente las redes, y lo siguieron” (Mt 4, 18-20).

+ “Un poco más adelante vio a Santiago, el de Zebedeo, y a su hermano Juan.

Estaban en la barca reparando las redes. Jesús los llamó también; y ellos, dejando a su padre Zebedeo en la barca con sus trabajadores, se fueron con él” (Mc 1,19-20).

b) No se puede ser cristiano al margen de la figura histórica de Jesús de Nazaret. Ser cristiano no es adherirse a una doctrina, a unos ritos o a unas tradiciones religiosas. Ser cristiano es:

+ Seguir a Jesús: “Cuando se iba de allí, vio Jesús a un hombre que se llamaba

Mateo, sentado en la oficina de impuestos y le dijo: Sígueme. Él se levantó y lo siguió”. (Mt 9, 9)

+ Estar con él: “Jesús les respondió: Vengan y lo verán. Se fueron con Él, vieron

dónde vivía y pasaron aquel día con Él”. (Jn 1, 39)

+ Hacerse su discípulo: “Cuando lo encontró, lo llevó a Antioquía, y estuvieron

juntos un año entero en aquella iglesia, enseñando a muchos. En Antioquía fue donde por primera vez se llamó a los discípulos cristianos”. (Hch 11,26)

c) Seguir a Jesús implicó para los apóstoles reconocerlo como Señor, aceptar su proyecto, comenzar a vivir su estilo de vida evangélico, entrar a formar parte de su comunidad, participar de su misión y dejarse guiar por su Espíritu.

d) Aunque hubo momentos de alegría y plenitud (Lc 10,17, Mt 17,4; Lc 20,37-38) no les fue fácil seguirlo siempre en su peregrinar por Palestina, especialmente cuando encontraron que sus palabras eran “muy duras” (Jn 6,60-69) o cuando tuvieron que enfrentar primero el anuncio (Mt 16,22-23) y luego la realidad de la llegada del momento final de la crucifixión (Mc 14,50).

e) Por eso antes de partir, Jesús, les prometió enviarles su Espíritu (Jn 16,13) como fuerza para animar, vivificar, guiar y llevar a plenitud el seguimiento de Jesús.

Y entró para quedarse con ellos Escuchar la invitación de Jesús a seguirlo como un
Y entró para
quedarse con ellos
Escuchar la invitación de Jesús a seguirlo como un discípulo radical, el cual
quiera en todo hacer la voluntad del Maestro.

I. INSTRUCCIONES. Este es el momento más importante de la reunión, ya que es el tiempo de encontrarnos directamente con Jesús, ya no a través de una reflexió n o de las mismas escrituras, sino que pediremos la gracia al Espíritu Santo, que nos revela la verdad, para que todos los jóvenes puedan escuchar personalmente a Jesús que los invita a seguirlo. Para ello, te sugerimos lo siguiente.

1. Ora con anticipación para este tiempo, ponte de acuerdo con los integrantes del equipo organizador para estar en gracia, confesarse (si es necesario), hacer sacrificios durante la semana previa a la reunión, en fin, estar en un mismo espíritu de oración que permita que la presencia viva de Jesús se manifieste.

2.

Elige un lugar adecuado para este momento, de preferencia que sea un espacio que nos invite a la oración y al encuentro con Jesús, puede ser la capilla del Santísimo si es que tienen la posibilidad de pedirla.

3. Te sugerimos que el lugar donde vaya a ser este momento sea diferente al lugar donde tuvieron las otras actividades, ya que esto ayuda a que podamos entrar con una mejor actitud a la presencia del Señor.

4. A lo largo de las reuniones realizaremos diversos tipos de oración, basándonos en los propuestos por el Obispo Ruy Rendón Leal, en su libro “Derakím. Caminos de oración. 35 métodos para la oración personal”, con la finalidad de aprender más sobre esto, así como de ayudar a las personas para que de diversas maneras puedan experimentar la gracia de la oración.

5. El tipo de oración que realizaremos el día de hoy se llama: Meditación de resonancia, la cual consiste en utilizar una lectura, una frase, un misterio de fe o una imagen como medio para reflexionar sobre algo muy particular que llame nuestra atención y tenga que ver directamente con nuestra vida. A continuación te presentamos una breve descripción de la misma.

6. En esta ocasión utilizaremos este tipo de oración para acercarnos e intimar con Jesús de Nazaret. Para ello, realiza lo siguiente:

a. Conduce a los jóvenes al lugar donde va ser este momento, permite que se acomoden de una manera que ayude a entrar en la presencia del Señor.

La 7. A continuación te presentamos un esquema detallado para que te sirva de guía
La
7. A continuación te presentamos un esquema detallado para que te sirva de guía en
la oración, recuerda que puedes modificarlo o adecuarlo según tu realidad.
Meditación
La Meditación se basa en
la profunda necesidad del
hombre de profundizar
en la palabra de Dios,
para obtener de ella su
enseñanza y sabiduría,
“¡Oh, cuánto amo tu ley!
Todo el día es ella mi
meditación. Más sabio me
haces que mis enemigos
por tu mandamiento, que
por siempre es mío.” (Sal
119, 97-98)
Guía. El día de hoy vamos a ponernos en la presencia del Señor, para ello cierra tus
ojos y escuchando la música silencia tu corazón y tu mente con la finalidad de entrar
en el misterio del amor de nuestro Padre.
Pon música de fondo que permita que los jóvenes se concentren en el amor de Dios,
después repárteles el Documento de trabajo No. 3 para que puedan hacer la meditación.
Guía. Hoy vamos a meditar en el llamado que nos hace Jesús a seguirlo, para ello,
vamos a ir leyendo cada uno de los momentos en que Jesús nos invita a seguirlo,
medita sobre éstos, identifica lo que el Señor te quiere decir y guárdalo en tu corazón.
Se lee la primer cita bíblica y después se deja un tiempo para que los jóvenes mediten sobre ella,
luego se hace lo mismo con la segunda y así consecutivamente.
“Se trata de reflexionar en
aquellas frases o ideas que
vayan resonando en nuestro
interior, teniendo como
base un libro, un texto,
una plática, un misterio de
fe o incluso una imagen.”
(Rendón, 105)
Guía. “Oyendo esto Jesús, le dijo: «Aún te falta una cosa. Todo cuanto tienes véndelo
y repártelo entre los pobres, y tendrás un tesoro en los cielos; luego, ven y sígueme.”
(Lc 18, 22)
Deja un tiempo en silencio y se prosigue de la misma manera.
Cuatro elementos que nos
suguiere Santa Teresa de
Jesús son los siguientes:
Guía. “Jesús, fijando en él su mirada, le amó y le dijo: «Una cosa te falta: anda, vende
todo cuanto tienes y dáselo a los pobres y tendrás un tesoro en el cielo; luego, ven y
sígueme.» (Mc 10, 21)
a) Entender qué hablamos;
b) Considerar con quién
Se deja un tiempo en silencio para que los jóvenes mediten y se prosigue de la misma manera.
hablamos;
c) Reflexionar quiénes
Guía. Jesús se volvió, y al ver que le seguían les dice: «¿Qué buscan?» Ellos le
somos y
respondieron: «Rabbí - que quiere decir, “Maestro” ¿dónde vives? Les respondió:
d) Comprometernos en el
servicio.
«Vengan y lo verán.» Fueron, pues, vieron dónde vivía y se quedaron con él aquel día.
(Jn 1, 38-39)
4.
Arquidiócesis de Monterrey

Deja un tiempo en silencio para que los jóvenes mediten.

Guía. “Después de esto, salió y vio a un publicano llamado Leví, sentado en el despacho de impuestos, y le dijo: «Sígueme.» Él, dejándolo todo, se levantó y le siguió.” (Lc 5, 27-28)

Deja un tiempo en silencio para que los jóvenes mediten.

Guía. “Mientras iban caminando, uno le dijo: «Te seguiré adondequiera que vayas.» Jesús le dijo: «Las zorras tienen guaridas, y las aves del cielo nidos; pero el Hijo del hombre no tiene donde reclinar la cabeza.»” (Lc 7, 57-58)

Con la música de fondo, deja un tiempo para que los jóvenes mediten.

Guía. “A otro dijo: «Sígueme.» El respondió: «Déjame ir primero a enterrar a mi padre.» Le respondió: «Deja que los muertos entierren a sus muertos; tú vete a anunciar el Reino de Dios.»” (Lc 7, 59-60)

Deja un tiempo en silencio para que los jóvenes mediten.

Guía. “También otro le dijo: «Te seguiré, Señor; pero déjame antes despedirme de los de mi casa.» Le dijo Jesús: «Nadie que pone la mano en el arado y mira hacia atrás es digno del Reino de Dios.»” ( Lc 7, 57-62)

Con la música de fondo, deja un tiempo para que los jóvenes mediten.

Guía. “Decía a todos: «Si alguno quiere venir tras de mí, niéguese a sí mismo, tome su cruz cada día, y sígame. Porque quien quiera salvar su vida, la perderá; pero quien pierda su vida por mí, ése la salvará.” (Lc 9, 23-24)

Deja un tiempo en silencio para que los jóvenes mediten.

Guía. Jesús te está llamando a seguirlo, medita en tu corazón ese momento en que el Señor te llamó, después identifica la cita bíblica con la que más te identifiques y vamos a decirla uno por uno.

Invita a los jóvenes a que vayan diciendo la cita bíblica que más les haya llamado la atención.

Guía.Ahora vamos a darle gracias a Dios por su amor, por permitirnos conocerle.

Da un tiempo para que los jóvenes de manera personal vayan dando gracias a Dios, puede ser en voz alta o en silencio, al final cierra el momento con la siguiente actividad.

Se pusieron en camino Descubrir el mensaje que Jesús me ha dado hoy para hacer
Se pusieron
en camino
Descubrir el mensaje que Jesús me ha dado hoy para hacer su voluntad.

I. INSTRUCCIONES. Para la siguiente actividad te sugerimos:

1.

Como parte final de la oración reparte a cada uno de los asistentes el Documento de trabajo No. 4.

2. Pide que lo contesten de manera personal.

3. Asigna el tiempo que consideres prudente.

4. Explícales que esta reflexión es para que ellos la conserven y puedan meditarla durante la semana.

Contaban lo que les había ocurrido Dar testimonio del llamado de Jesús en nuestra vida
Contaban lo que
les había ocurrido
Dar testimonio del llamado de Jesús en nuestra vida y comprometernos a queue
más jóvenes lo conozcan.

I. INSTRUCCIONES. Desde el tiempo de los primeros cristianos dar testimonio de Jesús era un medio de transmitir a otros la fe, el dí a de hoy inspira a los jóvenes y anímalos para que se levanten y algunos de ellos den testimonio del llamado que Jesús les está haciendo personalmente. Para ello, realiza lo siguiente.

1. Anima a los jóvenes a dar su testimonio, recuérdales que Jesús nos llama de múltiples maneras y cada una es muy personal.

2. Asigna el tiempo que consideres oportuno para esta actividad.

3. Recuerda motivar un ambiente adecuado para que las personas se sientan en confianza.

4. Al final, den gracias al Señor por su amor y su predilección, rezando un Padre Nuestro y un Ave María.

6.

gracias al Señor por su amor y su predilección, rezando un Padre Nuestro y un Ave

Arquidiócesis de Monterrey

¿Alguna vez te han invitado a salir?

I. Instrucciones. Invitar a alguien a compartir un momento es un acto muy especial, pues implica una elección personal. Para reflexionar sobre esto contesta las siguientes preguntas.

1. ¿Alguna vez alguien que conoces poco te ha invitado a salir? ¿Qué sensaciones experimentas?

2. ¿Por qué crees que es algo especial?

3. Cuando tú decides invitar a alguien a platicar o a comer, ¿por qué lo haces?

4. Invitar a alguien es uno de los actos más especiales de la vida de un ser humano, sobre todo cuando

conoces muy poco a esa otra persona y deseas conocerla más, de hecho es a partir de una invitación a caminar, a cenar o a bailar, como muchas personas han iniciado un gran proyecto, como una empresa, un grupo o una familia. ¿Por qué invitarías a alguien a vivir tus mismos ideales?

5. Jesús invitó e invita, de manera personal, a sus discípulos a seguirle. ¿Por qué los invita? ¿Cuál crees que es

su finalidad última?

CURSO DE CRISTOLOGÍA. ¡Jesús te invita a seguirlo!

7.

Documento

de Trabajo.

11

¿Sabías que? El contacto visual es muy importante para conocer a alguien y comunicarse; la
¿Sabías que?
El contacto visual es muy
importante para conocer a
alguien y comunicarse; la
mirada muchas veces nos
habla más que mil palabras,
algunos poetas la han defi-
nido como una ventana del
alma.
¿Alguna vez te has pregun-
tado qué pasaría si Jesús te
viera a los ojos y tú lo vieras
a Él? Cierra tus ojos e
imagina a tu Señor viéndote
cara a cara.
“Miren al Señor, ¿qué ven?
¿Un hombre sabio? ¡No!
¡Más que eso! ¿Un profeta?
¡Sí! ¡Pero más aún! ¿Un
reformador social? ¡Mucho
más, mucho más! Miren al
Señor con ojos atentos y
descubrirán en él, el rostro
mismo de Dios. Jesús es la
palabra que Dios tenía para
hablar al mundo.”
(Juan Pablo II)

¡Joven,

sígueme!

I. INSTRUCCIONES. Lee las siguientes citas bíblicas en lass cualescuales JesJesús llaama a algunos de sus discípulos y reflexiona en las característicasticas dede estaesta invitaciinvit que Él hace a cada uno de ellos.

ón

1. Observa la siguiente cita bíblica.

“Y le llevó donde Jesús. Jesús, fijando su mirada en él, le dijo: «Tú eres Simón, el hijo de Juan; tú te llamarás Cefas» - que quiere decir, “Piedra”. (Jn 1, 42)

2. ¿Qué hizo Jesús al llamar a Pedro como discípulo?

3. Al ver Jesús a los ojos a Cefas le dio un nombre, ¿qué significa el hecho de que le

haya dado un nombre nuevo?

4. Si observamos atentamente, cuando Jesús ve a Pedro, el evangelista aclara que

fijó su mirada en él, es decir, que se vieron profundamente, se encontraron, ¿qué pudo haber pensado Pedro de esto? ¿Por qué aceptó seguirle y ser su discípulo, hasta las últimas consecuencias? ¿Por qué Jesús sólo con verlo lo reconoció como su discípulo?

5. Lee la siguiente cita bíblica.

“Se ponía ya en camino cuando uno corrió a su encuentro y arrodillándose ante él, le preguntó: «Maestro bueno, ¿qué he de hacer para tener en herencia vida eterna?» Jesús le dijo: «¿Por qué me llamas bueno? Nadie es bueno sino sólo Dios.

8.

Ya sabes los mandamientos: No mates, no cometas adulterio, no robes, no levantes falso testimonio, no seas injusto, honra a tu padre y a tu madre.» Él, entonces, le dijo: «Maestro, todo eso lo he guardado desde mi juventud.» Jesús, fijando en él su mirada, le amó y le dijo: «Una cosa te falta: anda, cuanto tienes véndelo y dáselo a los pobres y tendrás un tesoro en el cielo; luego, ven y sígueme.» Pero él, abatido por estas palabras, se marchó entristecido, porque tenía muchos bienes.” (Mc 10, 17-22)

Documento

de Trabajo.

2

marchó entristecido, porque tenía muchos bienes.” (Mc 10, 17-22) Documento de Trabajo. 2 Arquidiócesis de Monterrey

Arquidiócesis de Monterrey

6.

¿Qué hace Jesús cuando se da cuenta que este hombre desde joven había guardado todos los mandamientos?

7. ¿ Por qué este joven, aun cuando Jesús lo vio fijamente y le mostró su amor, decidió no seguir al maestro?

8. Si comparamos los dos encuentros de Jesús, el primero con Pedro y el segundo con el joven rico, podemos ver

que hay algunas semejanzas y algunas diferencias, ¿cuáles son las semejanzas y cuáles las diferencias? Realiza la comparación en el siguiente cuadro.

Semejanzas

Diferencias

9. Al observar y comparar estos dos encuentros con Jesús, en que invita a las personas a ser sus discípulos,

subraya cuáles son las características correctas de la invitación que nos hace el Señor a seguirlo.

a) La invitación de Jesús a seguirlo es:

i) Personal.

ii) A las masas.

iii) Impersonal.

b) Jesús invita a las personas a seguirlo:

i) Libremente.

ii) Presionando a las personas. iii) Manipulando.

c) La invitación de Jesús a seguirlo es:

i) Una elección amorosa.

ii) Una elección funcional.

10. ¿Cuáles son las condiciones que Jesús pone para seguirlo? Para responder a esta pregunta lee la siguiente cita, en la cual les habla a sus discípulos, y saca tus conclusiones, para ello escríbelas en las líneas correspondientes.

“Este es mi mandamiento: que se amen los unos a los otros como yo los he amado. Nadie tiene mayor amor que el que da su vida por sus amigos. Ustedes son mis amigos, si hacen lo que yo les he mandado. Ya no los llamo siervos, porque el siervo no sabe lo que hace su amo; a ustedes los llamo amigos, porque todo lo que he oído a mi Padre se los he dado a conocer.” (Jn 15, 12-15)

CURSO DE CRISTOLOGÍA. ¡Jesús te invita a seguirlo!

9.

Documento

de Trabajo.

2

Sígueme

Lc 18,22.

“Oyendo esto Jesús, le dijo: «Aún te falta una cosa. Todo cuanto tienes véndelo y repártelo entre los pobres, y tendrás un tesoro en los cielos; luego, ven y sígueme.”

Mc 10,21.

“Jesús, fijando en él su mirada, le amó y le dijo: «Una cosa te falta: anda, vente todo cuanto tienes y dáselo a los pobres y tendrás un tesoro en el cielo; luego, ven y sígueme.»

Jn 1 38-39.

Jesús se volvió, y al ver que le seguían les dice: «¿Qué buscan?» Ellos le respondieron: «Rabbí - que quiere decir, “Maestro” ¿dónde vives? Les respondió: «Vengan y lo verán.» Fueron, pues, vieron dónde vivía y se quedaron con él aquel día.

Lc 5, 27-28.

“Después de esto, salió y vio a un publicano llamado Leví, sentado en el despacho de impuestos, y le dijo:

«Sígueme.» Él, dejándolo todo, se levantó y le siguió.”

Lc 7, 57-58.

“Mientras iban caminando, uno le dijo: «Te seguiré adondequiera que vayas.» Jesús le dijo: «Las zorras tienen guaridas, y las aves del cielo nidos; pero el Hijo del hombre no tiene donde reclinar la cabeza.»”

Lc 7, 59-60.

“A otro dijo: «Sígueme.» El respondió: «Déjame ir primero a enterrar a mi padre.» Le respondió: «Deja que los muertos entierren a sus muertos; tú vete a anunciar el Reino de Dios.»”

Lc 7, 57-62.

“También otro le dijo: «Te seguiré, Señor; pero déjame antes despedirme de los de mi casa.» Le dijo Jesús: «Nadie que pone la mano en el arado y mira hacia atrás es digno del Reino de Dios.»”

Lc 9, 23-24.

“Decía a todos: «Si alguno quiere venir tras de mí, niéguese a sí mismo, tome su cruz cada día, y sígame. Porque quien quiera salvar su vida, la perderá; pero quien pierda su vida por mí, ése la salvará.”

Jesús te está llamando a seguirlo, medita en tu corazón ese momento en que el Señor te llamó, después identifica la cita bíblica con la que más te identifiques y vamos a decirla uno por uno.

Ahora vamos a darle gracias a Dios por su amor, por permitirnos conocerle.

10.

a darle gracias a Dios por su amor, por permitirnos conocerle. 10. Arquidiócesis de Monterrey Documento

Arquidiócesis de Monterrey

Documento

de Trabajo.

33

¡¡Se pusieron en camino!! Hoy Dios, a través de su palabra, me dijo: Con esto,
¡¡Se pusieron
en camino!!
Hoy Dios, a través
de su palabra, me dijo:
Con esto, pude comprender que:
Las necesidades que veo en el mundo y la Iglesia hoy en día son:
Hoy con la gracia de Dios y los medios que tengo puedo hacer:
Documento
4
de Trabajo.
¡¡Se pusieron en camino!! Hoy Dios, a través de su palabra, me dijo: Con esto,
¡¡Se pusieron
en camino!!
Hoy Dios, a través
de su palabra, me dijo:
Con esto, pude comprender que:
Las necesidades que veo en el mundo y la Iglesia hoy en día son:
Hoy con la gracia de Dios y los medios que tengo puedo hacer:
Documento
4
de Trabajo.

CURSO DE CRISTOLOGÍA. ¡Jesús te invita a seguirlo!

11.

Arquidiócesis de Monterrey

Arquidiócesis de Monterrey

Coordinación y Dirección

Pbro. Marcos Martínez Martínez

Consejo Editorial

Pbro. Marcos Martínez Martínez Lic. Adriana Martínez del Río Sem. Efraín Macías Jiménez Lic. Emilia F. Leal Uhlig

Redacción y estilo Lic. Emilia F. Leal Uhlig

Diseño y diagramación Lic. Brenda Garza Marroquín

Revisión Pbro. Walter Fernando Gómez Olvera Asesor y coordinador diocesano de Pastoral Catequética

Pastoral Juvenil de Monterrey www.pastoraljuvenilmty.org.mx

www.pastoraljuvenilmty.org.mx Priv. Miguel F. Martínez 625 Pte, Col. Centro. CP 64000. Monterrey, NL, MEX T

www.pastoraljuvenilmty.org.mx

Priv. Miguel F. Martínez 625 Pte, Col. Centro. CP 64000. Monterrey, NL, MEX T (+52) 811 158 27 08 / comunicacion@pastoraljuvenilmty.org.mx