Sei sulla pagina 1di 148

SECRETARTADORURAL PERU - BOLIVIA GRUPO DE GÉNERO

RETACIONESDE GENERO EN LA CULTURA ANDINA

Estudio de casoen las comunidades

de Irama Belén (Achacachi), Quirambaya

y Chillcani

(Sorata)

ELIZABETH ANDIA FAGALDE

Febrero,2006

RELAcIoNES DE cÉNnno EN LA cULTURA ANDINA

Esfudio de casoen las comunidades de Irama Belén (Achacachi), Quirambaya y Chillcani (Sorata)

INTRODUCCIÓN METODOLOGÍA DE LA INVESTIGACIÓN AGRADECIMIENTOS

1". MARCO DE ANÁLISIS

1.1Género

l.2ldentidad

1.3Cultura

1.4Poder

J

7

8

9

9

10

1l

13

2. ACHACACHI Y SORATA

15

2.1Un poco de historia 2.2F,1géneroen Los Andes bolivianos

3. OCUPACIÓN EN LAS COMUNIDADES

16

20

31

3.1,Situación de las familias

3.2Trabajodoméstico

3.3Trabajo productivo 3.3.LLa agricultura 3.3.2Lecheríay cuidado del ganado 3.3.3El cuidado de los animales 3.4Cantidad e intensidad del trabaio (productivo y reproductivo)

32

38

45

50

56

6l

64

4. RELACIONESINTERGÉTTIEruC¡,SY TOMA DE DECISIONES 73

5. DE FORMAS DE CULTIVA& RITOS, CREENCIAS Y OTRAS PRÁCTICAS

87

92

94

81.

5.LCultivos

5.2Señalesde la naturaleza 5.3Fey Rituales 5.4Unión conyugal 5.5Partoy Salud

6. PARTICIPACIÓN FUERA DEL HOGAR

101.

1.05

109

6.LVida orgánicay caPacitación

6.2Yid.asocial

7. PERCEPCIÓNDE LAS INSTITUCIONES

8. CONCLUSIONES Y REFLEXIONES

8.1Del estudio 8.2Reflexionesy accionespropuestasen el Seminario

8.2.1Relaciónentregéneroy cultura 8.2.2Unidad familiar, chachawarmle hibridación cultural 8.2.3Participación y empoderamiento

8.2.4Laculturaandina

8.2.5Intervenciónde la institución. Formasy estrategias

¿encubre desigualdadesy discriminación?

BIBLIOGRAFIA

ANEXOS

11.0

1L8

121

127

127

133

134

1-35

136

137

139

't43

1.50

RELACIONES DE CÉNNNO EN LA CULTURA ANDINA

Estudio de caso en las comunidades de Irama Belén (Achacachi), Quirambaya y Chillcani

(Sorata)

INTRODUCCIÓN

El secretariado Rural, institución interesadaen el desarrollo rural sostenible en la región andina clesarrolla propuestas conceptuales. programáticas,

tecnológióas y metodológicas

pr"ráñ;;eivicios

proporcionen nuevas luces para aPoyar

de estudios e investigacionesque

efectivamenteal desarrollorural.

en el área rural en gruPos comunitarios'

profesionales y apoyo técnico, así como el impulso

de los propósitos para

con el desarrollo rural y para el

uno

fortalecimiento de sus

), aplicación de enfoques estrategias-)'metodologías'

lñC"d"

ios técnicosy técnicasclelás

obtenciónde estefin sehan planteadolos objetivossiguientes:

coadyuvar

cápacidadeJinstitucionales radica en la comPrensiÓn

En-tal sentido' se ha

los enfoquesde género.y cultura en

la comprensión y manéjode

instituciones. Desdéestaperspectiva,y para 1a

Objetivo general

Realizar un estudio de casocomparativo

andina (dos

Quirambaya

i.opor"io."n'saberes

norman las

comunidades.

Objetivos esPeclficos

- Identificar las percepcionesy

en tres comunidaclesde la región

institucional: Irama Belén (Achacachi)1y

con intervención

(sorata), y la tercera sin intervención: Chillcani (sorata)), que

los aspectosculturales que

tlórico-prácticos-respectoa

relacionesde géneroentrelos

áctoresy actorassocialesde dichas

modos de accionarfemeninosy masculinos

y su interrelaciOn "rrtru

u,,.úor relacionadoscon sus prácticasculturales

I En un principio estabaplanificado el trabajo de campo en,la comunidad de Pampa Belén' sinembargoPorrazonesdefuerzamayorseoptóporrea|izatelestudio'enlramaBelén,

sin embarlo, para enriquecerel trabajo, comunidad.

al final ie

reaiizó algunasentrevistas

en la primera

ysuidentidadtantoenelámbitoprivadocomoenelpúblico(enIo

áoméstico, laboral y otras activid.adeé fuera del hogar),

siguientes aspectos:

dJlu .o-.-idad,

derechos económicos, políticos y culturales'

enfatizando en los

espacios de decisión, participación en or ganizaciones

ejercicio de liderazgo

y conocimiento,

y ejercicio de

- Identificar

distintos momentos y/o

fronteras (si los hay) entre lo privado

y lo público, con relación a sus prácticas culturales (acciones y discursos)

en la vivencia cotidiana.

-

Incidir

genérica

ío*u,

autodescubrimiento

de

su propia

identidad

cultural

en

el

y

(cómo se perciben mujeres- y varones) relacionacla a distintas

y espacios dó participación

(el hogar y fuera del hogar)'

en las relaciones intergenéricas en la cotidianeidad, bajo las

fin de afirmar o construir nuevos elementos

- Indagar

abstuácciones de valores como li reciprocidad y complementariedad tan

presentes y socialmente aceptados et lat representaciones subjetivas cle

ia cosmovisión andina, .on

teóricos que se acerquen a una "l explicación adecuada de tales relaciones.

En la aplicación prod.r"ido por

áe la investi

otra población sin dicha intervención'

de los objetivos mencionados se tomó en cuenta el impacto

la intervención

institucional

en dos de las poblaciones objeto

gación, con el fin de comparar resultados con los obtenidos en la

Alcances

Como

plantean:

metas

que

se pretenden

lograr

con

los

objetivos

formulados

se

- estrategias

Proponer

de socialización,

para un abordaje más preciso respecto al enfoque de género, respetando

,"",rltudo,

de

trabajo _ institucional

y

el

sobre

trabajo en el taller

la

base

de

los

de la irvestigación

ios significados-y queháceres propios de la cultura andina'

- consolidar las bases teóricas de género y cultura, y desarrollar estrategias

y técnicas metodológicas

i"."ru,

ilcidiendo

tarea también se pretende fortalócer el interaprendizaie entre los Grupos

en los técnicos y técnicas, que 1es permitan

que _coadyuven

igualitaria

al

desarrollo

comunal,

esta

de las mujeres.

Mediante

resultados

éptimos

en la partiáipación

de Género y de úrterculturalidad.

METODOLOGÍA

El presente estudio se inscribe dentro del orden descriptivo. cualitativo, y

el conocimiento rurales (una de

EG i"t"t*ción

Achacachi y dos de Sor-ata¡y su accionar en los ámbitos público y privado a través de sus vivencias, pénsamientos, sentimientos y percepciones de su

cotidianeidad.

DE LA INVESTIGACIÓN

y por tanto reflexivo, con obieto de profundizar de mujeres y vafones de tres comunidades

Las etapas de la investigación

consistieron en:

1-

:

Revisión

de "ff",

bibliográfica

"

en torno, a las características del contexto de

t" infórmación de la intervención institucional hasta la fecha,

como

"rt

y

instrumentos

conceptos teóricos relevantes a la investigación

para el análisis.

que sirvan

2-

Contacto con la institución

facilitadora

de la investigación

(CECASEM).y

1-""."t"".idades

implicadas con objeto de explicar el propósito

de la

""" investigación y solicitar el debido permiso para la misma.

3-

Trabajo de campo. Serecogieron testimonios pertinentes a los objetivos de

la investigación

- Actividades y relaciones en el hogar (con el esposo/a, hijos/as, roles, etc.).

- Actividacl laboral.

- Creencias y prácticas culturales'

- Ámbitos d'eparticipación (si es líder o sólo parlicipa, cómo y por qué

en base a los siguientes ejes temáticos:

participa, etc.).

- irer.epciones

institucional.

acerca

de

la

intervención

o

no

intervención

Los instrumentos

metodológicos

utilizados

para tal fin fueron:

Entrevistas en profundidad a mujeres y varones especificando la diferencia etárei(jóvenes: 18 a 30 años, de mediana edad:30 a 50 años, mayores: de 51 aáos para arriba) y diferenciando entre dirigentes/as y no dirigentes/as (Ver Anexo 2)

- Grupos focales de mujeres y mixtos, con objeto de diferenciar actitudes de las mujeres en ambos contextos (Ver Anexo 3)

2 Entre las tres comunidades,

sexos y edades,

_ observación

de distintos

cotidiana, ferias)'

espacios de interrelación

genérica (vida

4- Análisis de resultados que contempló las siguientes fases:

1)

2)

3)

4)

Sistematización de la información obtenida y construcción de matrices en basea ejestemáticos'

Análisis de testimonios a la luz de los instrumentos teóricos'

borrador que sirvió de base

el que la discusión y análisis

Presentación de primel d'ocumento

para el talier de'socialízación'

en

a

plantear estraiegias y recomendaciones

"rto.ri"to"

'"feridos

para lafutura

intervención institucional'

Presentación de documento final'

AGRADECIMIENTOS

Antes de comenzar con la exposición

muy especialmente

documento deseo agradecer

de Irama Belén' Pampa BeIén

su apertura' paciencia'

Espero que Ia

por

.del

lsorata¡

a las y los comunarios

+1ffi

(Achacachi), g,ti'u*tá]"u

comprensión

presente investtgacron lesbeneficie en su

paia'el trabaio'

y. disponibiláad

"

de tiempo

haciadíasmejores'

"u*it-

Asimismo, agtadezcoa CECASEM por el apoyof"ld1d":

Conde por su esfuerzo,

a Gerardo Crrtiet

el contacto con las ",,

labor como traductorá án el

enespecial a ]aneth de campo' Asimismo

Poma por su trabaio en

de las comunidades elegidás y por su ardua

dedicación y apoyg eá

Hifu'io't

O'áy"L y

trubu¡o

n"tut'itluo "l

poblu"iorr",

trabajo de las entrevistas y grupos focales'

PorúltimotambiéndeseoexpresarmireconocimientoaGuellyFlores

(soció1oga) trabalo) Para por el su documento' "oiuUo'utiOt

án el ordenamiento

de los testimonios

(arduo

1

MARCO DE ANÁLISIS

En el presente capítulo

los conceptos

objetivos del estudio.

se describe la óptica teórica desde la cual se conciben

un

acercamiento

adecuado

a

los

necesarios que permitén

1.1 Género

A diferencia del sexo, que está basado en el aspecto biológico, el género posee sobre todo connotacioñes sociales y culturales, se trata de una construcción

ciertos

entre

social basaáa en la sexualidad' Cada sociedad

)'

cultura

las

lac

otorga

r

r -^

):r^-^^^:^^

^^.,

^l^-

,-l^4i-io-ln

definiendo

Áiferen¡ias

diferencias

cnfre

murefes y varones.

El género se constituye

.orío

de género, d.eraza, de cultura, están conformadas, por tanto, por el conjunto

de Tdeas por cada colectivo

D'Argemia 1995).

en una de las principales divisiones de la sociedad

son la de la

raLa, etnia, cultura, trabajo, generacional. Las categorías

cada sociedad define los atiibutos

decir

que poseen una

dimensión

y estereotipos de simbólica3 (Comas

las que

,

es

Como estas representaciones

formas de exciusión y de

ias distintas sociedadls y culturas, es así que las prácticas discriminatorias

p;; dlsapercibidas cómo tales,

heterminadb, ,urgo,

Las diferencias se

*"iui"r jerarquuado y la desigualdaá es parte constitutiva de él y responden

a una visión cultural en particular'

simbólicas son_algo aceptado socialmente, las

dominación se hallan plenamente justificadas en

sé basan en la naturalización de

que se realizan inconscientemente4.

_pues

de los individuos

convierten en desigualáades justamente porq-ue el sistema

Los subrayados de las citas textuales son propios, con el fin de enfatizar en la importancia de

las definiciones

Es importante

pauta's en el imaginario

definiciones

entre sujetos pertenecientes

En este sentiáo, la cultura sociedades andinas.

las

concePtuales. tener en cuenta esta afirmación

se van construyendo

de la autora ya que cada cultura establece ciertas

Estas

y en espacio y van definiendo. las relaciones es el caso de las relaciones intergenéricas'

formas

y definiciones

que norman

simbólico, como explicación de su forma de concebir el univeJso.

en el tiempo

a una u otra cuftura,

andina

posee sus propias

Desde este punto de vista, DArgemir va a concluir que la participación de las

mujeres en distintos ámbitos sólo puede ser entendidu ett la artiiulación con

sus pautas culturales espacios.

en estos

que orientan

su accionar y empoderamiento

l.2Identidad

La identidad viene "enmarcada por- reglas gel:rales dep-endiendo de las diferentes

Tuy interacción social". La identidad

no es única sino múltiple, no es estable sino móvil

y

situacio]res en el proceso dL

de

juego

convencionales

tiene un carácter Eoeequal y no éstructuraf

"

interacciones

concretai

de la estructura

1983), aparte de que

"o*pl"¡o uq"i J"

(Goffmaru s/f). para el

interaccionismo simbólico la naturaleza del hombre es ia misma en éualquier

de

cada-gmpo, así como la influencia del medio ambiente y

social

interacción constante con otros individuos ybajo una cierta estructura social

históricamente

d9!u considerar que históricamente .rg situado

plasticidad. su capaci.dad -y_ de variación. de reacomodaáiento

intema, las identidades

1992).

durante el transóurso de la vida en

parte, a pesar de las variaciones culturales las

es algo aprendido, adquirido

delimitad a y localizable (Bejar ñu.rutro,

la identidad

constituye un proceso uóii"á y

resultante de cónflictoi y luchas. ou

(Gílberto

y de modulación

Gimér, r,

emergen y varían con el fiempo

En tal sentido y dada la condición de las actuales comunidades rurales. sus

transformaciones en el tiempo con

la movilidad social entre campo - ciudad de los/las pobladoras, su identi'dad

se va a conformar

gl inflyjg

occidental, y de

de la modemidad

durante

un proceso que se transforma

interaccién

con medios

en el tiempo

y

en el espacio, de acuerdo a su

Asimismo,

proceso, no es lo mismo las fransformaciones e influencias

una joven que para una persona de mediana edad o mayor.

sociales diferenteé.

en dicho

foráneas paraun/

el factor etáreo de las/los

actores sociales va a influir

Como es de interés, no solo tocar el tema de la identidad

identidad

en general sino de la igualdad

genérica, necesariamente se debe señalar el concépto de

puesto que l-as relaciones simbólicas y prácticas que, en últi*u instancia clan lugar a las identidades, se construyén en un ártbito social asimétrico.

en una

Tr:Tu

Entonces, la igualdad actúa como regulador

que pretende instaurar

categoría

a sujetos_decualidades y caraiteristicas

diferentes (Amorós,

1994) cuando, p-9r gigTplo, sg d.ic9 Oge "las mujeres son cle la cisa y loÁ

varones de la calle", dejando de lado

la clase sociaf

subjetividad

pensamiento de Nancy Frase¡, citada porAmorós

las diferencius q.r" otorgan la cuítura,

q.t" "construyen

la

de

crianza, actividad

laboral,

carácter, sin embargo, "rc.

individual

de cada persona.

sigiriendo la láea

(r994),lJs mujeres sehallan

en desventaja respecto al sexo masculino puesto que ellos construyen su identidad individual en el espacio público, mientras que el espacio doméstico sume a las mujeres en una situación de impotencia y subsume su iclentidad

individual en un "bloque de características adjudicadas por el discurso de los otros (los hombres)" (Pp. 32-33). A diferencia de los varones que se alían desde su identidad individual, las mujeres somos absorbidas en el espacio de las idénticas, sin identidad individual y carentes de poder, como dice esta autora, nuestra condición de sujetos se encuentra en "estado ceto" ya que se pasa de la naturaleza a la cultura (P. 35). En este sentido todas las culturas conciben y condicionan a las mujeres como las protectoras, las dadoras, las responsables del bienestar de los/las otras en desmedro de su bienestar individual, siendo la imagen de la Madre Ia que se superpone a la de la mujer

como ser inc{ividual,

como se verá más adelante.

L.3 Cultura

Para comprender la identidad se hace necesario revisar el concepto cle cultura. La cultura constituye un conjunto de respuestas a los problemas vitales y se expresa mediante sistemas simbólicos (incluida la estructura social) (Laura Thompson, 1969.8n: Cazeneuve y Victoroff (dir.),1974. P.70). En esta perspectiva, la cultura designa pautas de significados históricamente transmitidos y encamados en formas simbólicas que comprenden acciones,

expresiones y objetos significantes de la más variada especie, en virtud de los cuales los individuos se comunican entre sí y comparten sus experiencias,

concepciones y creencias

discreta de los demás fenómenos sociales

Ias formas simbólicas, la cultura no es más que el aspectosimbólico expresivo de todas las prácticas sociales(fohn B. Thompson, s/f. En: Giménez, s/0.

la cultura no puede ser aislada como una entidad

si

se la define como el conjunto de

Para Geertz (1973) también la cultura denota un esquema históricamente transmitido de significaciones representadas en sÍmbolos, un sistema de concepciones heredadas y expresadas en formas simbólicas por medios con los cuales los hombres comunican, perpetúan y desarrollan su conocimiento

y sus actitudes frente a la vida, ha de decir que la cultura la entiende como

la cultura no es una

"

entidad, algo a lo que puedan atribuirse de manera causal acontecimientos

sociales, modos de conducta, instituciones o procesos sociales; la cultura es un

contexto dentro del

inteligible, es decir, densa" (Geertz, 1973).

cual pueden describirse todos esos fenómenos de manera

sistemas

en interacción

de signos interpretabl€s

,

Desde esta perspectiva, cultura, más allá de representar a cierto grupo étnico cuyas características se basan en rasgos físicoss, se va a referir a un sistema simbólico determinado como es la cosmovisión andina para este

caso, que se manifiesta en formas particulares de expresión como son: la vestimenta, el lenguaje, rituales, etc., que significan una manera de ver el mundo, obviamente clistinta a la visión modema occidental. Es así que para

comprender la relación entre sistemas simbólicos diferentes es necesario tocar

el tema de las relaciones de poder.

Los críticos de Geertz se " han percatado

cuenta los fenómenos del poder y del conflicto social que invariablemente sirven de contexto a la cultura. Los hechos culturales son ciertamente

constructos simbólicos -dicen estos críticos- pero también son manifestaciones

de las relaciones de poder

frecuentemente la culfura funciona como máscara de la dominación" (john B.

Thompson, 1990.En Girr.énez, 1994.P.40). Es este autor quien va a aportar

al

neo-marxista

sino también en cuanto inmersas en contextos sociales estruchlrados. Asi el análisis cultural sería "el estudio de la constifución significativa y de la

contextr-ralización social de las formas sirnbólicas". Este contexto cultural comprende, entre otras cosas, las relaciones asimétricas de poder, el acceso diferencial a los recursos y oportr,rnidades sociales y los mecanismos institucionalizados para la producción, transmisión y recepción de las formas simbólicas (Op. Cit. P.40).

que no toma suficientemente en

y se hallan inmersos en el conflicto social. Más aún,

enfoque de cultura de Geertz cuando, desde su "concepción estructural" "

considera

a las formas simbólicas no sólo en sí mismas,

Asi cultura se entendería como un concepto que navega entre otras dos categorías que son las de tradición y modernidad planteadas por Ledgard

(1992) al relacionar la modemidad con la condición urbana y la tradición con

la condición rural, pues entre ambos espacios existen estrechos vínculos que

dan lugar a una coexistencia de "formas sociales que pertenecen a diferentes

épocas, imprimiéndole un carácter particularmente conflictivo al proceso que es inevitablemente vivido como crisis, pues implica una continua ruptura con el pasado, un desgarramiento que no sólo tiende a dividir a personas

y grupos, sino que penetra en la conciencia individual, en la que también

llegan a coexistir actitudes, ideas, valores, pertenecientes a diferentes etapas

de la transición" (Germani, s/f), creándose una crisis de identidad, que puede dar lugar a una nueva identidad conformada por distintos elementos, como

t

He

considero que el término de etnicidad suplantó al de raza para inscribir una definición ideológica - política por encima de la definición de rasgos biológicos, queriendo minimizar

y ocultar las discriminaciones y exclusiones existentes en base a diferencias naturales, poniéndolas en términos ideológicos, pero que en última instancia de igual manera generan desigualdades.

preferido

utilizar

el concepto

de cultura

porque,

de acuerdo

con Verena Stolcke (s/f),

actualmente ocutre con comunidades próximas a la ciudad como eSel caso de las poblaciones del estudio.

1.4Poder

Michel Foucault (1979) es quien se ha ocupado de estr-rdiarcómo semanifiesta

el poder no en términos de normatividad jurídica impuesta por el Estado,

sinb en el sentido de la "materialidad

de los individuos

expuesto en el cuerpo mismo

el estudio de los

mecanismos de poder que sehan incardinado

(Op. Cit. P.109).En estesentido, Foucault ve al poder

en el

que

cbntinuamente, en todas partes, en toda relación de un extremo a otro" (Op. cit. P.121).

En efecto, los discursos y signos que representan a las identidades (apariencia, vestimenta, lenguaje) se encuentran intemalizados en el sujeto que comunica,

produciendo

m.anerasutil y patemal, y otras ejerciendo presión y hasta produciendo

el que sabe y el que no sabe/ pasan relaciones de poder que no son la

proyección pura y simple del gran poder del soberano sobre el individuo; son

itraé ¡i"tt,

condiciones de posibilidad

eisueló mov-edizo y concreto sobre el que esepoder se incardina, las

del poder sobre los cuerpos mismos

el Poder se ha introducido en el cuerpo. se encuentra

"

(Op. Cit. 1,09).Este autor va ha decir que la

en

arqueología de las éiencias humanas hay que edificar "

los comportamiéntos " ,, comó

multiplicidad

en los cuerpos, en los gestos,en

de relaciones de fuerza inmanentes al dominio

se inscribén. Este poder, este poder-juego,

lo_representa produciéndose

ciérto efecto intimidante

en el sujeto receptol, unas veces de

tensión

" entre

de su funcionamiento"

(Op. Cit. P. 159).

En esta perspectiva, se trata de indagar cómo piensan y se sienten mujeres y ,ratonesl desde su visión particular frente al "otrof a" que les pueden crear tensión, tanto en su entomo familiar como fuela de él (espacios laborales,

orgarizativos, de esparcimiento, etc.), inscritos dentro de su propia concepción simbólica cultural.

Los conceptos citados, a nivel general, constituyen la base para el análisis

del tema

actual de las

comunidades ruralés así como dé la situación de las mujeres rurales en relación a la participación y al ejercicio de sus derechos económicos, culturales

y ciudadanos.

{ue una revisilón bibliográfica

interesa en este estudio.

En el transcurso del trabajo se realiza

de la situación

más especializada

2.

ACHACACHI Y SORATA

Achacachi, población perteneciente a la provincia Omasuyos del departamento

se encuenfra a96 kms. al noroeste de la ciudad paceña y a orillas

del lago Titicaca. Este municipio se halla en el Altiplano por lo que su clima

normalmente es frío. El único río que atraviesa la zona es el Keka, cuyos caudalessirven para riego.

deLaPaz,

La población total es de 60,050habitantes y pertenece a la cultura aymara. Las principales actividades económicas de la zona son la agricultura, la pecuaria

y la producción lecheta, las comunidades más cercanas al lago también cuentan con la actividad pesquera que les proporciona un ingreso económico adicional.

Los productos agrícolas que se cultivan son la papa, oca y haba, además de

forraje para el ganado, en la pecuaria está la cría de ganado vacuno, ovinos

y llamas.

semana/ a las que concurren comerciantes mayoristas y minoristas,

se realizarr ferias cada

Para la comercialización

de los productos

inclusive

vienen desde la ciudad

deLaPaz.

Como datos generales acerca de los rubros de educación pública y salud, en toda el área se cuentan con 175 unidades educativas y 93 unidades en Reforma. Asimismo, se cuenta con LL establecimientos de salud.

En cuanto a servicios se tiene los siguientes datos: Agu a30,28"/o,alcantarillado 0,58o/"y electricidad 40,64"/".

La población de Sorata se encuentra ubicada al norte del departamento de LaPaz, en la provincia Larecaja y a los pies del lllampu. Esta situada a 170 kms. de la ciudad deLaPaz entre cordilleras y valles, por 1oque su clima es templado, además de atravesar la zona varios ríos.

La población total supera a los 20.000 habitantes y así como la de Achacachi es de origen aymára. La actividad económica más importante de los/las pobladoras es la agricultura, con cultivos de maí2, aweja, papa, hortalizas y

frutas. En la actividad pecuariaestála críade ganadovacuno/caprino y ovtno de raza criolla, avesde corral y cerdos.Otra actividad económicaimportante esla explotaciónminera de estañoy oro.

En el áreade educaciónpública secuentacon 6Bunidades educativasy 41'en Reforma,y en el de salud setienen 6 establecimientos.

Finalmente,losserviciosconlosquesecuentason:Agua 37 ,54"/o, alcantarillado 3.96%y electricidad19.26% (INE, MDSP,COSUDE,1999y CECASEM,2004)'

En estó sentido, algunas comunidades bastante alejadasde la población y

que se encuentran ubicadas en altufa no cuentan con sefvicio eléctrico ni

alcantarillado,esel casode Quirambaya,

ha sicloinstalandoun sistemade riego

la organizaciónde la comunidad y al apoyo de CECASEM.

2.LUn pocode historia

panorama más preciso del funcionamiento de las activiclades

Para tener un

económicasy óocialesde las estanciasdel Altiplano y por ende de ambas zortas,se debe tener en cuenta como hito de cambio, la revolución de 1952

y el procesode la ReformaAgraria que dio nacimiento al minifundio, forma

áe ténenciade la tierra que hoy por hoy persisteentre las/los comunarios6

a pesar

lai normas de toda la comunidad. Para hacer una tápida descripción de la

tenenciade la tierra y del trabajo anterior al procesorevolucionatio de 1952

me he basadoenel estudio deAntonio Rojas(1978),cuya descripciónseaiusta al tema que me ocupa.

Uno de los mecanismos de dominación coloniales, anterior al proceso

del 52,fue el sistema de haciendas,que rigió desde el siglo XVII, en ellas

zotratomada para el estudio,recién

apropiado graciasa la movilización de

de tener como forma de organización al sindicato agrario, que rige

personaleslos "indios", según testimonios_de la época,

prestabanservicios

tazón más que

en lo que, precisamente omasuyos fue principal protagonista, pues esta área"ela reconocidapor la sociedadcolonial como una región privilegiada

por

el lago Titicaca

Fue una de las regionesdonde se

i'rinconaáa"y

beneficiándosedel microclima favorable

suficiente que dio lugar a los alzamientos del siglo XVIII,

las peculiaridades del medio ecológico donde se encuentra: PamPa/

laderasde la cordillera occidental

bordeando

6 Usar el término más apropiado

comunario

para denominar

al/la

pobladora

rural

hoy

en día, me parece el

ya que a pesar de los procesos de cambio vividos

a través de 1ahistoria, aún se

mantióne la comunidad

como principal

forma de organización

societal andina.

Itt

adoptó tempranamente el sistema de "reducciones" impuesto por el Virrey

Toledo, y una de las 16 provincias que aportaron mitayos a Potosí , población sevio reducida y soportó el asalto de sus tierras" (Pp. 52-53).

así su

En todo el Altiplano funcionaba el sistema de haciendas con una población de agregados y yanakuna (colonos tributarios) que rePresentaban el 95% del total de tributarios (que eran alrededor de 18.000) por 1846, distribuidos en 129 haciendas los yanakuna, y en 75 ayllus los originarios y agregados. En este escenario, por ejemplo la región de Achacachi contaba con 30 haciendas en el siglo XIX, la cantidad más elevada de haciendas y de yanakuna (1125) "mostrando la supremacía de esta población respecto al total de originarios,

agregados y forasteros delazona"

(P.53).

En el período liberal se agudiza el proceso colonialista y por ende la expansión del latifundio, quedando prácticamente devastadas las comunidades originarias. En este contexto, y en términos económicos, la economía de mercado irrumpió en el sistema económico de las comunidades, aunque no se puede decir que el sistema de la hacienda haya culminado en un régimen capitalista acabado puesto que hubo una combinación de ambos sistemas, dando lugar a una forma productiva mixta.

El régimen agrícola multiparcelario tenía una lógica propia en base a su sistema cultural cle valores y estaba orientado solamente a la reproducción de las fuerzas productivas y no a la extracción y acumulación de capital, lógica introducida por la cultura occidental. Se trataba de una racionalidad en equilibrio ecológico con la naturaleza, pues el sistema de cultivos era rotativo en el que las tierras que estaban en descanso eran aprovechadas para el pastoreo del ganado. Dadas las características de cambios de inestabilidad climática del Altiplano se intercalaban períodos de barbecho de 6 a 20 años parala regeneración de la fertilidad del suelo ya que se trataba de distintos tipos de tierra, este método aumentaba la productividad sin que se produzca una explotación indiscriminada de la tierra.

El trabajo agrícola se efectuaba en forma manual, y se combinaba con la actividad del pastoreo. Asimismo, se dedicaban a la artesanía casera, en la que trabajaban mujeres y varones, existiendo una "escasa división del trabajo" (P.55).

Entre las formas tradicionales establecidas culturalmente, también se conservó la estratificación social en la que se basaba la organización comunitaria: en primera lugar estaba la unidad doméstica productiva

completa (jaqi o persona),setrataba de una familia constituida formalmente

y era la privilegiada económicay socialmentepuesto que concentrabalos medios de producción y era capaz de reponer la fuerza de trabajo familiar, sóloasíadquiría los derechosde usufructo de la tierra cultivable y parte de los recursosde uso colectivo,asimismoteníaobligacionessocialesinstituidas por las normas comunitarias, en resumen gozabade gran prestigioT.Otra forma de familia erayanapacu(mediapersona),por ejemploconstituida sólopor uno de los cónyugesy los hijos, que cooperabancon las primeras. En tercerlugar estabanaquellos/as que eran considerados/as por la comunidad como de una condición socialbaja,sólopor poseerdeterminadascaracterlsticasque los hacíadiferentes (orfandad,ilegitimidad, forasteros,etc.).

Existían tres formas de accesoa la tierra: la sayaña(pedazo de tierra de pertenenciaexclusivaa la familia), las tierras de pastoreode uso compartido con los patrones,y la aynuqa(tierrasde uso común de la comunidad y de los hacendadost),yapu eran las tierras de la hacienda. El cultivo de todas las tierras sehaclabajo el sistemade los ciclosde rotacióny los colonosaplicaban su fuerzade trabajoy empleabansusinstrumentos de producción.

Al interior de eseespaciointegrado por variasfamilias sedabaun intercambio

de trabajo

de trabajo (ayni), como afirma Rojas, había un "predominio

vivo" carentedel valor mercantil propio de la cultura moderna occidental,

y más bien con preponderancia valores recíprocos institucionalizados culturalmente. Asi el sistemaquedabaintegrado y equilibrado intemamente,

sedaba un equilibrio, su orientación simbólica,expresadaen accionesreales de la cotidianeidad era la reproducción de sus condiciones materiales

y socialesde existencia, siendo arln escasoel capital y su circulacióry la

hacienda"reaprovechay readecrlalos procedimientostécnicosy socialesdel régimen producüvo multiparcelario del Altiplano de maneraque la ausencia de una acumulación de capital transformada e inversión agraria determinó una persistentebúsqueda de mecanismosde articulación con los sistemas tradicionales.Asl seestablecióun sistemade extracciónde excedentesque no

llegó a ¿unen¿varla persistenciade las formas tradicionalesde apropiación y

distribución de los medios productivos"

el control del sistemade explotación de la tierra y de la fuerza de trabajo en

pleno funcionamiento,con todo el sistemade relacionessociales"(P.59).

(P.59), esdecir que el patrón poseía

Sugiero tomar en cuenta especialmente esta concepción de familia para, posteriormente

comprender

80% de la tierra era cultivada

la imagen de familia

que se continúa

teniendo en la comunidad.

directamente

por las unidades domésticas de colonos (P. 58).

Innegablemente, las parcelas del hacendado eran las que rendían mejor, pues el producto era destinado al patrón veinte veces más de la destinada

a la subsistencia de las unidades familiares. Por otra parte, las unidades domésticas también se hacían cargo del pastoreo (azuatiri) de los rebaños propios de los de la hacienda. A pesar del "respeto" a la propia lógica tradicional agropecuaria que era más por conveniencia, no se debe perder de vista que los aymaras eran considerados como fuerza de trabajo servil,

realizaban toda clase de trabajos domésticos dos señoras entrevistadas:

en la hacienda,

así corroboran

"Nosotras trabajóbamosenlahacienda delpatrón, eraépocadepatrones

antesdel 52

las haciendashasta que bríIlen las piedras del piso del patio, y si el patrón querla nos daba comida y si no, no comíamos.Así nomós se

pasabael tiempo,al caprichodelpatrón "

, conel patrón setrabajabade sola

sol,noshacíanlimpiar

(2 MM, Chillcani)

Las/los llamados colonos tuvieron que soportar toda clase de abusos de parte de los patrones, entre los trabajos que debían realizar estaban los siguientes: trabajo productivo agrícola (p"ayna, mink"a) y pastoreo (awatiri, isliru, mulirz), circulación del producto, transporte, comercialización (aljiri, apiri, k"umunta), preparación de insumos y aprovisionamiento (muniqatari, wanuri, ilurí), elaboración de bienes finales para el consumo (qamana) y el

trabajo de servicio doméstico

del proceso de trabajo (iilaqata, alcalde, mayordomo) (P. 63). Tales relaciones

serviles sebasaban en lealtades incondicionales hacia el patrón, quien, Por su parte también compartía los ritos y festividades de la comunidad, situación que daba lugar a relaciones de parentesco espiritual como el compadrazgo por el apadrinamiento, que dio lugar a una actitud patemalista por parte de las clases medias citadinas hacia los/las comunarias y aceptada por ellos/as que se encuentra vigente hasta ahora.

(pongo, mit'ani), además de la administración

Según Rojas y de acuerdo con éf la eliminación de la oligarquía terrateniente a través del proceso del 52 trajo un reforzamiento temporal de la producción parcelaria, sin embargo al ingresar en otra vía de articulación (más directa) del comunario con la esfera mercantil capitalista se generan nuevas

contradicciones

migración y prolongada

producción

sociales de su reproducción"

de su mundo simbólico culfural ancestral al ingresar en contacto con el

contexto urbano.

de

que no tardan en mostrar sus efectos en una acentuada

descomposición

de las unidades

domésticas

que

afectan progresivamente

las condiciones materiales y

(P. 68), además de crear una desestructuración

t9

2.2Elgénero en LosAndesbolivianos

Enelárearural,sedandiferenciassustancialesentremujeresyvarones

respecto al accesou opo'tt^laades.

asícomoabeneficiarsl

"it"t JS;"t

Eneláreadeed.ucaciónsepuedencitarlosindicadoresdisponiblesdel

Instituto Nacional a"

poUfu"lOnadulta,tasadeescolaridadyd'eaccesoalaformacióncontinuaqu

muestran diferencias ámbito rural.

de incorporarse

en Ia sociedad-occii:*l

de la atenciónensewicios.

Enestesentido,esnecesafl'

indicadores en distintos aspectos que muestren tal situación'

--gsta¿i"ilca (INE), como la tasa de alfabetización de

importantes

entre varonesy mujeresespecialmente del

Segúnel censode población y vivienda del 2001:

Cuadro 1

TASADB ANALFABETISMO

Nivel nacional 15 años Y más

Menor áreaurbanamasculina Mayor área rural fememna

2.39 Va

37.087o

Fuente: Elaboración propia en base a datos INE (2001)'

Lasdiferenciasquesemuestransonmásmarcadassegúnlaregión(Charlie Yépez,Andia, 2004)

Cuadro 2

Población 19años Y más

Varones:

Muieres:

Mujeres (árearural)

Promedio:7.57 años

Promedio:6.80 años Promedio: 3.36años

Fuente:Elaboración propia en basea datosINE (2001)

Cuadro 3

NIVEL DE INSTRUCCIÓN (árearural)

Primaria

55./

Z

10

Secundaria

 

LL.02"/"

Universitaria

0.97%

Ninguna

instrucción

formal

25.41.%

Fuente: Elaboración propia en base a datos INE (2001)

según la información del sIE para el2003, "Ia brecha de género nacional baéada en este indicador era 3.4 puntos porcentuales, es decit la fracción

de Bvo de primaria es supedor en 3.4

de alumnos hombres promovidos

puntos

-grad.o,' (UNffa, 2005. p. 29). Es un hecho que la deserción escolar afecta áar u mujeres que a varones, "En general, en las zonas rurales, durante los

áños, las niñas y los niños asisten a la escuela en proporciones en el ciclo intermedio el porcentaje de niñas disminuye (a

cinco primeros

igualei; pero

rienudo ia escuela no se localiza dentro de la comunidad) hasta llegar en la secundaria a un promedio de una mujer por cinco varones. En promedio, sólo una de las veinticinco niñas que comienzanlaescuela primaria alcanzatá estudios superiores y técnicos" (Subsecretaría de Asuntos de Género,1996. En: Pinto, tggO.p.5. En: Charlier, Yépez,Andia, 2004.P.75). En este sentido, en las comunidades de Achacachi son más los/las jóvenes que culminan sus estudios secundarios, por la cercanía de éstas al pueblo. En el caso de las de Sorata, si migran a ofra localidad o se van a vivir al pueblo también terminan sus estudios pero algunos/as se quedan aayudar a sus familias.

porcentuales

i

la fracción

de alumnas

promovidas

en el mismo

Retomando la información del sIE "la meta de brecha de género 0 en la

educación secundaria ya se habría cumplido en el plano

2003, debido a que para ese año no existe diferencia entre mujeres y hombres que logran promovérse de 4to de secundaria. Lo mismo en primaria, el examen

de hs-brechas por departamento muestra que el nivel nacional encubre las realidades locales. LaJdiferencias departamentales en la brecha de género de 4to de secundaria son mucho más marcadas que en el nivel primario en Sran medida a causa del Programa de Reforma Educativa que desarrolló acciones

priorizando

en el accesoson marcadas" (UNFPA,2005. P' 30).

nacional en el año

el nivel primario.

En La Paz, Potosí y Chuquisaca las diferencias

En el campo de la salud reproductiva,

2003 (DFID,2003):

se cuenta con los datos de la ENDSA

Cuadro 4

 

INDICADORES

ENDSA

ENDSA

ENDSA

 

(1994)

(19e8)

(2003)

Tasaglobal de fecundidad (promedio de

4.8

4.2

3.8

hiios por muier) Área urbana

3.8

J.J

J.I

Área rural

6.3

6.4

5.5

Porcentaje de nacimientos cuyas madres recibieron

49.5

62.6

70.2

Atención

médica durante

el embarazo

más reciente

Área urbana

 

67.3

79.6

84.7

Área rural

29.9

40.1

47.7

Porcentaje de nacimientos recibieron

cuyas madres

42.7

JC.J

55.9

Atención

médica durante el parto

 

Área urbana

 

61.8

75.8