Sei sulla pagina 1di 15

TURNET 03-04  EI-SEV

Curso de Gestión de Empresas y Proyectos de Turismo Rural

MÓDULO 1º CONCEPTOS PREVIOS SOBRE TURISMO RURAL

I CONCEPTOS PREVIOS SOBRE TURISMO RURAL

Responsable: Blanca García

1. DELIMITACIÓN CONCEPTUAL DEL TURISMO RURAL ............................2

2. DISTINTAS FORMAS DE TURISMO EN EL ÁMBITO RURAL:


AGROTURISMO, ECOTURISMO, TURISMO VERDE, TURISMO DE
NATURALEZA .................................................................................................6

2.1. Introducción .........................................................................................6

2.2. Turismos alternativos ...........................................................................7

2.3. Turismo rural y turismo alternativo.......................................................9

3. PRINCIPALES BENEFICIOS DERIVADOS DEL DESARROLLO DEL


TURISMO EN EL MEDIO RURAL.................................................................14

4. RAZONES EXPLICATIVAS DE LA APARICIÓN Y AUGE DEL TURISMO


RURAL ............................................................................................................16

4.1 El papel de las Administraciones Públicas ..........................................16

4.2 Los cambios en el comportamiento del consumidor turístico y en el


mercado turístico................................................................................20

4.3 La situación del medio rural ...............................................................22

5. BIBLIOGRAFÍA ............................................................................................. 24

1
TURNET 03-04  EI-SEV
Curso de Gestión de Empresas y Proyectos de Turismo Rural

MÓDULO 1º CONCEPTOS PREVIOS SOBRE TURISMO RURAL

1. DELIMITACIÓN CONCEPTUAL DEL TURISMO RURAL

Antes de definir el turismo rural es necesario determinar el concepto de espacio


rural, cosa que no resulta fácil, ya que a menudo se le considera una magnitud residual.
Son zonas de escasa densidad de población, de asentamientos reducidos que tienen una
economía basada en la producción de bienes poco variados procedentes de recursos
naturales y situadas en lugares apartados. Los espacios rurales son, por lo general,
espacios vitales y culturales tradicionales, que contribuyen a forjar una diversidad
cultural y una identidad nacional.

La definición del espacio rural es difícil, porque sus límites no son claros: para unos
es el espacio periférico a la actividad agrícola o las zonas de la naturaleza donde se
encuentran los pueblos y aldeas; otros lo identifican con el concepto de campo, o bien
con todo lo que no sea aglomeración urbana.

Se puede afirmar que el espacio rural en una zona poco poblada caracterizada por
(Greciet, 1994):

- Una economía basada en el aprovechamiento de recursos naturales y en la


producción de bienes que se han convertido en propios del lugar.
- Se encuentra apartado de los centros urbanos y son lugares principalmente
interiores.
- No está industrializado, y por ello conserva su identidad y su cultura casi intactas.

Ese espacio rural, anteriormente definido, ofrece un gran potencial turístico


(atractivo natural, cultural, etc.), que es una de las causas de la aparición del turismo
rural.

Históricamente en todos los países se ha producido, en las épocas estivales


principalmente, un desplazamiento al campo para pasar las vacaciones. Pero el término
turismo rural aparece en las sociedades industriales avanzadas, a partir de la
consideración del turismo como fenómeno de masas. Hasta mediados de los años
cincuenta, una vez finalizado en Europa el proceso de reconstrucción económica
derivado de la finalización de la Segunda Guerra Mundial, no aparece el sentido
moderno de este término, que constituye una alternativa turística.

El turismo rural, en un sentido amplio, se puede entender como las vacaciones de


tipo residencial en el medio rural. Sin embargo, el concepto de agroturismo es más
preciso puesto que se refiere a aquellas actividades de recepción y hospitalidad ejercidas
por el agricultor a través de la utilización de la propia base territorial de su explotación.

2
TURNET 03-04  EI-SEV
Curso de Gestión de Empresas y Proyectos de Turismo Rural

MÓDULO 1º CONCEPTOS PREVIOS SOBRE TURISMO RURAL

El Manifiesto del Turismo Rural (Francia, 1955) se configura como un documento


básico que sintetiza la filosofía y los objetivos de este tipo de turismo, que trata de ser:

- Un factor de desarrollo económico, social y humano para el mundo rural ante el


creciente desarrollo industrial de las ciudades.
- Una alternativa de ocio que satisface las necesidades generadas por la vida urbana
moderna, buscando al mismo tiempo la conservación del patrimonio histórico,
arquitectónico y cultural del país y el equilibrio y la integración en el medio
ambiente y la naturaleza.

En definitiva, según este Manifiesto, por turismo rural se entiende “todo


aprovechamiento turístico en el ámbito del mundo rural, que tiene como
protagonista principal y destinataria de sus frutos a la propia sociedad rural”,
dejando de lado las interpretaciones que tratan de ver el turismo rural como un apéndice
de la explotación agraria (Comisión de Comunidades Europeas, 1997).

A nivel comunitario (UE) no hay una definición clara del concepto de turismo en el
medio rural, quizá como consecuencia de que el mismo espacio rural es considerado de
diversas --

Buscar una definición válida para todo el territorio europeo sería idóneo, sin
embargo, las grandes diferencias morfológicas entre los distintos países, unido a
diferencias de concepción social o política, dificultan enormemente esta definición.

El espacio rural ha dejado de ser una magnitud desconocida para el turismo de la


mayoría de los países industrializados. Se puede afirmar que las regiones rurales más
dotadas para el turismo están siendo ya explotadas. Los pueblos de paisajes más
atractivos, los monumentos naturales y culturales más excepcionales están siendo
visitados por los turistas (Keller, 1991). Pero, la situación de cada país europeo es
distinta, por ejemplo, frente a la experiencia de Francia como país con un turismo rural
más evolucionado y diversificado, tanto en información, animación, promoción y
comercialización, España busca formas alternativas de turismo debido a la saturación y
tendencia a la baja del turismo de sol y playa y a la necesidad de un desarrollo
económico local.

Del examen de distintos documentos comunitarios se puede establecer como


conclusión que no existe un concepto claro acerca del turismo rural. En los momentos
iniciales se llega expresamente a reconocer esa indefinición del turismo rural, así como
la necesidad de proceder a la misma, pero esta tarea no se llega a efectuar.

Se identifica al turismo rural como agroturismo (concepto no definido con


anterioridad), se dice que es un “producto turístico” o lo que no es: “alternativa al
turismo de masas” o al “turismo urbano” o “complementario al de sol y playa”.

Los textos comunitarios más recientes cuando se refieren al turismo rural, vienen a
unirlo invariablemente al calificativo “nuevo”, “nuevas formas de turismo” o “nuevo
producto turístico”. El Plan de Medidas Comunitarias dice que “el turismo rural es el
que afecta a toda clase de turismo en el ámbito rural” (Comisión de Comunidades
Europeas, 1998).

3
TURNET 03-04  EI-SEV
Curso de Gestión de Empresas y Proyectos de Turismo Rural

MÓDULO 1º CONCEPTOS PREVIOS SOBRE TURISMO RURAL

Esta claro que la definición de turismo rural debe hacerse a escala comunitaria para
armonizar y ofrecer criterios coherentes y comunes a los Estados miembros, eliminar
obstáculos innecesarios en su desarrollo y facilitar el trabajo del propio sector, dando
mejor información a los usuarios mediante un tratamiento más homogéneo en todo el
espacio europeo.

Según Blanco (1996), a la vista de los elementos de la política comunitaria en


materia turística, se podría definir el turismo rural como “expresión singular de las
nuevas formas de turismo caracterizada por:

- desarrollarse fuera de los núcleos urbanos.


- producirse de forma reducida, a través de espacios generalmente amplios.
- utilizar de manera diversa recursos naturales, culturales, patrimoniales, de
alojamiento y - - servicios, propios del medio rural y
- contribuir al desarrollo local y a la diversificación y competitividad turística”

La Comisión de las Comunidades Europeas, tratando de aportar un concepto válido


para todos los países comunitarios, define el turismo rural en base a tres conceptos
(Crosby,1983):

1) El turismo rural es un amplio concepto que comprende no sólo las


vacaciones en granjas, sino cualquier otra actividad turística en el campo.
2) Turismo rural como concepto que recoge toda actividad turística en el
“interior”. Las connotaciones de “interior” son muy particulares en el caso de
España, donde este término hace referencia a un modelo claramente diferenciado
del turismo de costa.
3) Turismo rural como concepto que abarca toda actividad turística endógena
soportada por el medio ambiente humano y natural.

El turismo rural se plantea como instrumento para diversificar la economía y el


empleo regionales (Comisión de Comunidades Europeas, 1995). En este caso, el
enfoque de complementariedad de las rentas de las familias agrarias tiene menor
importancia que en el agroturismo, puesto que el empresario no tiene que trabajar
necesariamente en el sector agrario. La oferta, al igual que en el agroturismo, favorece
la relación activa y participativa del turista con el entorno rural y la sociedad local. Por
ello, los componentes básicos de la oferta de turismo rural son:

- Alojamiento en habitaciones de viviendas rurales en las que pueden vivir o no los


titulares, en apartamentos o en pequeños hoteles.
- Alimentación basada en cocina tradicional del lugar.
- Actividades complementarias de ocio y recreación en el entorno del lugar de
alojamiento, potenciando el conocimiento de la cultura local y de las formas de vida
tradicionales, de la artesanía, etc.

4
TURNET 03-04  EI-SEV
Curso de Gestión de Empresas y Proyectos de Turismo Rural

MÓDULO 1º CONCEPTOS PREVIOS SOBRE TURISMO RURAL

Diversos estudios definen el turismo rural como la actividad turística de alquiler de


apartamentos, casa o habitaciones en un medio rural. También puede entenderse por
turismo rural el conjunto de actividades turísticas que se desarrollan en contacto con la
naturaleza, la vida en el campo, en pequeñas poblaciones rurales. Otras definiciones se
centran en que es el turismo basado en estancias prolongadas en zonas rurales y que, a
priori, no precisa tanto de nuevas infraestructuras de alojamientos como de una
reutilización de las ya existentes. Además se dice que se trata de una oferta de
actividades recreativas, alojamiento y servicios afines, situada en el medio rural,
dirigida principalmente a los habitantes de las ciudades que buscan vacaciones en
contacto con la naturaleza.

La definición más utilizada es que contempla al Turismo rural como aquella


actividad turística realizada en el espacio rural, compuesta por una oferta
integrada de ocio, dirigida a una demanda cuya motivación es el contacto con el
entorno autóctono y que tenga una interrelación con la sociedad local (Comisión de
las Comunidades Europeas, 1998)

Los elementos que componen la anterior definición de turismo rural serían los
siguientes:

1) Que se realice en el medio rural, entendiendo por tal el entorno compuesto por
paisajes naturales, de carácter eminentemente agrícola. El Instituto Nacional de
Estadística define como medio rural a aquellos municipios de población inferior
a 15.000 habitantes.
2) Una oferta integrada de ocio formada por distintos elementos como el
alojamiento, la restauración, actividades complementarias, artesanía y productos
locales.
3) Una motivación basada en el contacto con el entorno, donde el turista busca
naturaleza, arquitectura tradicional, gastronomía propia, tradiciones, costumbres
populares, etc.
4) Interrelación con la sociedad local, lo que hace necesario la comunicación y la
participación de la comunidad local.

El principio fundamental del turismo rural es que ha de ser ejercido por los
habitantes de un entorno rural, sean o no agricultores. Los beneficios económicos y
sociales de la actividad han de revertir sobre el propio pueblo y en ningún caso se ha de
tratar de sustituir las actividades del pueblo por el turismo, sino complementarlas
(Comisión de Comunidades Europeas, 1994).

La Secretaría General de Turismo entiende por turismo rural (Turespaña, 1996)


“todo tipo de aprovechamiento turístico en espacio rural, siempre que cumpla una
serie de limitaciones:

1) Que se trate de un turismo difuso, por oposición al turismo intensivo de sol y


playa o urbano.
2) Que sea respetuoso con el patrimonio natural y cultural.
3) Que implique la participación activa de la población local.
4) Que mantenga las actividades tradicionales del medio”.

5
TURNET 03-04  EI-SEV
Curso de Gestión de Empresas y Proyectos de Turismo Rural

MÓDULO 1º CONCEPTOS PREVIOS SOBRE TURISMO RURAL

En la definición anterior quedaría englobado el concepto de agroturismo,


entendiendo como tal aquel que se relaciona directamente con las explotaciones
agrícolas. De la misma manera, la relación existente entre turismo rural y otras formas
alternativas de turismo (cultural, itinerante, cinegético, deportivo...) lleva considerarlos
como especificaciones o actividades complementarias del mismo, siempre y cuando se
desarrollen en el medio rural.

Cuando la Secretaría General de Turismo afirma que ha de ser un turismo difuso,


está persiguiendo un desarrollo a pequeña escala sin gran concentración espacial,
dispersando las construcciones turísticas por el territorio, para no destruir el entorno
natural ni amenazar la comunidad rural.

La Secretaría General de Turismo, en el Manual del Empresario Rural (1994),


define este como “la oferta de actividades recreativas, alojamiento y servicios
afines, situada en el medio rural, dirigida principalmente a los habitantes de las
ciudades que buscan unas vacaciones en contacto con la naturaleza y con la gente
local”.

El Manual del Empresario Rural, establece que la base del turismo rural es el medio
rural en sentido amplio, los paisajes naturales, campos, montañas, ríos, la arquitectura
típica, la flora y la fauna, las formas de vida tradicionales, el folclore, etc. Pero para que
un visitante pueda quedarse a pasar unos días en el campo se necesitan equipamientos y
servicios que les hagan la estancia agradable.

En definitiva, una de las características principales del turismo rural es que es, ante
todo, un turismo estacional, que se realiza principalmente en verano, fines de semana y
principios de primavera y otoño, aunque con menor estacionalidad que el turismo de sol
y playa. Además, se trata de un turismo selectivo, dirigido a un público muy particular y
los principales núcleos emisores son las áreas metropolitanas y se caracteriza por su
escasa concentración, ya que no se concentra espacialmente a diferencia del turismo
litoral.

2. DISTINTAS FORMAS DE TURISMO EN EL ÁMBITO RURAL:


AGROTURISMO, ECOTURISMO, TURISMO VERDE, TURISMO DE
NATURALEZA, ETC.

2.1. Introducción

Dentro de los objetivos y estrategias que se proponen en el Libro Blanco del


Turismo Español se encuentra la diversificación del producto turístico y la potenciación
de los turismos alternativos, entre los cuales se encuentra el turismo rural, en un
contexto de preocupación creciente por el mantenimiento del medio ambiente.

Los II Encuentros sobre el Turismo Español mostraron un marcado interés por los
nuevos productos turísticos y, más concretamente, por el turismo rural.

6
TURNET 03-04  EI-SEV
Curso de Gestión de Empresas y Proyectos de Turismo Rural

MÓDULO 1º CONCEPTOS PREVIOS SOBRE TURISMO RURAL

Es necesario, además, poner de relieve el papel revitalizador del turismo rural en


las áreas rurales, frenando la despoblación y creando rentas complementarias para la
población residente. El turismo rural es un importante factor de desarrollo económico,
social y humano para el mundo rural y es, al mismo tiempo, una alternativa a las
vacaciones habituales (García Henche, 2000).

2.2.Turismos alternativos

Sin duda el turismo actual es sinónimo de actividad económica y, como tal,


desencadena una serie de efectos positivos y negativos sobre el entorno social.

Desde la década de los 60-70, en Europa se experimenta una tendencia a la


especialización en la oferta turística, tanto por la aparición de nuevas motivaciones en la
demanda, como por el agotamiento de los modelos turísticos tradicionales. Esta
tendencia es ya una realidad social y de mercado en los años 80.

La nueva estructura social, las consecuencias del turismo de masas y la toma de


conciencia respecto al medio ambiente han creado el clima favorable para el
afianzamiento de formas de turismo más individualizadas, especializadas y respetuosas
con el medio ambiente.

El turismo de masas fue, en principio, una gran oportunidad de negocio, pero


pronto generó diferentes problemas debido a sus propias carencias iniciales como la
inexistente asunción de riesgos ambientales y planificación que llevó a un crecimiento
incontrolable y especulativo.

A finales del siglo XX nuestra sociedad se caracteriza por economías basadas en la


información y los servicios, poblaciones con más demanda, el ocio está cada vez más
orientado a un estilo de vida individual y existe una necesidad de renovación de los
intercambios humanos (no a la rutina y a la repetición). Estos nuevos condicionantes
hacen que se necesite una oferta turística diversificada, de calidad, que pueda satisfacer
unas demandas cada vez más especializadas.

Uno de los factores fundamentales, artífice del cambio social, será la propia
relación del hombre con la naturaleza, tan influida por el movimiento ecologista que,
más que una moda, se ha ido extendiendo a la sociedad en general, marcando un estilo
de vida.

Para el turismo, el medio ambiente no representa ya un obstáculo sino que ahora es


un recurso, una oportunidad. El turismo ha dejado de ser el gran depredador de nuestro
siglo e incluso, el turismo puede ser el único medio para evitar la degradación del medio
ambiente.

7
TURNET 03-04  EI-SEV
Curso de Gestión de Empresas y Proyectos de Turismo Rural

MÓDULO 1º CONCEPTOS PREVIOS SOBRE TURISMO RURAL

“Los recursos turísticos de que disponen los países están constituidos a la vez por el
espacio, bienes y valores. Se trata de recursos cuyo empleo no puede dejarse a la
utilización incontrolada sin correr el riesgo de su degradación, incluso de su
destrucción. La satisfacción de las necesidades turísticas no debe constituir una amenaza
para los intereses sociales y económicos de las poblaciones de las regiones turísticas,
para el medio ambiente, especialmente para los recursos naturales, atracción esencial
del turismo, ni para los lugares históricos y culturales. Todos los recursos turísticos
pertenecen al patrimonio de la humanidad. Las comunidades nacionales y la comunidad
internacional entera deben desplegar los esfuerzos necesarios para su preservación”
(Conferencia Mundial de Turismo, Manila, 1980).

De todas las ideas anteriormente mencionadas se deduce que se impone la


promoción de un turismo plenamente compatible con la protección del medio ambiente.

Mathieson y Vall (1982) señalaban dos tipos de impactos de la actividad turística,


impactos económicos (beneficios del turismo, turismo y desarrollo, turismo y estructura
económica, influencia en el PNB, etc.) e impactos físicos (turismo y medio ambiente,
turismo y salud, impactos del turismo en los ecosistemas, turismo y recursos, etc.).

Los problemas que el turismo ocasiona son muy diversos, generalmente derivados
de las necesidades de transformación del espacio, la pérdida de atractivo paisajístico,
degradación ambiental etc. Siguiendo el modelo expuesto por Butler (1999), estos
problemas vienen dados por:
- Escasa sensibilidad ante los impactos medioambientales provocados por el
turismo.
- Falta de conocimiento sobre el modelo de turismo capaz de compatibilizar un
desarrollo sostenible del sector con el respeto a la naturaleza.
- El turismo es una industria, por lo que las actuaciones dirigidas a lograr la
compatibilidad antes citada han tenido un carácter indirecto.

Así, no existe un acuerdo sobre los impactos del turismo en el medio ambiente, ni
sobre el modelo capaz de compatibilizar economía y naturaleza, ni sobre el grado de
regulación necesaria para lograr dicho objetivo.

La toma de conciencia ecológica por parte de la sociedad influye también en el


turismo desde el lado de la demanda. Así, cada vez más clientes del servicio turístico
pretenden lograr ese equilibrio que supone ocupar su tiempo de ocio sin perturbar el
orden ecológico natural. Frente al turismo de masas cada vez más clientes prefieren
escapar de los circuitos turísticos tradicionales.

A modo de resumen de las ideas anteriormente descritas, la Tabla 1 pretende


establecer las diferencias principales entre el turismo de masas y el turismo alternativo
(Weaver, 2000).

8
TURNET 03-04  EI-SEV
Curso de Gestión de Empresas y Proyectos de Turismo Rural

MÓDULO 1º CONCEPTOS PREVIOS SOBRE TURISMO RURAL

Tabla 1
Diferencias entre turismo de masas y alternativo.

Turismo de masas Turismo alternativo


Turismo costero, de alta densidad. Turismo disperso, de baja densidad.
Gran escala. Integrado. Pequeña escala. Doméstico.
Propiedad multinacional. Propiedad local, familiar. Pequeños negocios
Volumen de mercado alto. Volumen de mercado bajo.
Existe un mercado dominante. No hay un mercado dominante.
Actividades: agua, playa, vida nocturna. Actividades: naturaleza, cultura.
Estacionalidad: verano. No hay estación dominante
Dominio económico del sector turístico. Dominio económico de sectores
complementarios.
No retención de los beneficios Retención de los beneficios.

2.3 Turismo rural y turismos alternativos

El clima creado por una sociedad en continuo cambio, ecológicamente cada vez
más concienciada, que demanda una nueva calidad de vida y consciente de los efectos
negativos del turismo masivo, ha sentado las bases para el resurgimiento del turismo
hacia áreas rurales y naturales.

El surgimiento del turismo rural se produce principalmente por varias razones:

- Hay una nueva demanda de una forma distinta de vacaciones, caracterizada por la
mayor calidad ambiental y la elección de nuevos destinos no turísticos.
- Se hace cada vez más importante el viaje de fin de semana o puente .
- Se produce la crisis de la agricultura.
- Hay una presión por parte de la UE para el desarrollo del turismo rural.
- Se considera que el turismo rural puede impulsar la economía rural.

Las razones que avalan las tendencias para la extensión del turismo rural se podrían
clasificar, según Blanco (1996), de la forma siguiente:

1) La satisfacción de nuevas necesidades y exigencias de los turistas.


2) La diversificación de la oferta turística se produce para dar respuesta a la
evolución creciente de la demanda europea unida a formas de vida en las que la
disposición del tiempo de ocio cada vez es mayor.
3) La tendencia cuantitativa (precios, amplitud de la oferta, etc.) va cediendo paso a
la cualitativa, caracterizada por el respeto al medio ambiente, servicios de
calidad, acogida personalizada, etc.
4) La solución a los problemas de la concentración de los turistas en el espacio y en
el tiempo.
5) Con la aparición y consolidación de las nuevas formas turísticas emergentes
puede contribuirse a una mayor amplitud y difusión geográfica de las actividades
turísticas, con lo que se atenúan las tensiones sobre los servicios tradicionales.
6) Desarrollo de algunas regiones y áreas de la Unión Europea.
7) El turismo rural debe servir para corregir desigualdades territoriales,
revitalizando el desarrollo local.
9
TURNET 03-04  EI-SEV
Curso de Gestión de Empresas y Proyectos de Turismo Rural

MÓDULO 1º CONCEPTOS PREVIOS SOBRE TURISMO RURAL

8) Posibilidad de creación de nuevas profesiones y servicios.


9) El turismo rural ofrece la oportunidad de que los agricultores obtengan ingresos
o rentas complementarias.
10) Contribución a la mejora de la competitividad global de la economía turística y
el empleo en el sector.

La difusión de las experiencias de otros países, la crisis agraria y la disponibilidad


de recursos financieros públicos han dado lugar al desarrollo de programas de Turismo
en Alojamientos Rurales en buena parte de las regiones españolas en la última década.
Pero, bajo la etiqueta de turismo rural, utilizada con profusión en los medios de
comunicación por la industria del ocio, se esconde una enorme tipología de oferta que,
en ocasiones, a penas se diferencia de la convencional.

Según distintas publicaciones del Centro Europeo de Formación Ambiental y


Turística (CEFAT-NATOUR), la idea proambientalista ha provocado la proliferación de
términos que hacen referencia a un “turismo diferente”, “más ecológico”, “de interior”,
etc.

En el mercado se han ido posicionando nuevos tipos de productos turísticos como


el Turismo Rural, el Agroturismo, el Turismo de Aventura, el Ecoturismo, el Turismo
Cultural y el Turismo Deportivo. Por otra parte, es frecuente la aparición de artículos
relacionados con este tipo de productos y el marketing contempla este fenómeno como
un segmento importante de demanda que pide “calidad ambiental” y “ecología”. El
resultado de todo esto es un sinfín de términos que pueden confundir a la generalidad
del público.

Analizando los términos mencionados en el párrafo anterior se pueden encontrar


similitudes y diferencias. De modo general, los puntos comunes identificativos de todos
ellos son, la ubicación física (el medio rural y/o natural es donde se implantan los
alojamientos y actividades que llevan asociados estas formas de turismo) y la actividad
(la propuesta de cualquiera de estas facetas esta asociada a un concepto de vacaciones y
ocio activo). Sin embargo, el contenido de cada actividad es lo que hará diferentes unos
conceptos de otros. Según sus objetivos se priorizarán los contenidos educativos,
deportivos, culturales, etc.

Por turismo interior se entiende todo turismo que se dirige a poblaciones no


costeras. La diferencia principal entre el turismo interior y el rural, proviene de que el
turismo rural se ha de desarrollar manteniendo el hábitat y la actividad habitual de los
pueblos receptores de visitantes. En esta dirección es en la que tiene sentido hablar de
agroturismo o turismo ecológico, sin los cuales no existe turismo rural. Esta es la causa
que produce que este tipo de oferta mantenga población dedicada a la actividad agraria
en su amplio sentido, que recoge la agricultura, la ganadería y la producción forestal
(Reyna, 1994).

El CEFAT (1994), establece distintas definiciones, que se han ampliado con otras
de distintos documentos de la Secretaría General de Turismo:

10
TURNET 03-04  EI-SEV
Curso de Gestión de Empresas y Proyectos de Turismo Rural

MÓDULO 1º CONCEPTOS PREVIOS SOBRE TURISMO RURAL

El turismo verde es la modalidad de turismo en que el paisaje es la principal


variable, y su objetivo es la integración del visitante en el medio humano y natural.

El Libro Blanco del Turismo Español, define el turismo verde como el turismo
especialmente preocupado por el medio ambiente y que se desarrolla en contacto con la
naturaleza.

El agroturismo es un segmento de turismo rural, con la peculiaridad de que se


ubica en granjas (caseríos, masías, cortijos, pazos, etc.) preferentemente activas,
pudiendo hacer partícipe al turista en las diferentes actividades agropecuarias. Según las
regiones, este término se identifica con turismo rural, aunque técnicamente ha de
entenderse como una modalidad.

El agroturismo como oferta turística diferenciada surge en Europa en la década de


los sesenta, siendo Italia el país donde tiene mayor desarrollo.

En las definiciones legales, técnicas y científicas de agroturismo siempre se


relaciona actividad agrícola y actividad turística del empresario, tratándose en
definitiva, de una actividad que complementa la renta de los agricultores y ganaderos.
Los componentes básicos de la oferta son:

- Alojamiento en explotaciones agrarias.


- Alimentación basada en cocina tradicional del lugar y elaborada con alimentos
autóctonos.
- En ocasiones, actividades alternativas de ocio en el entorno de la explotación.
- Participación o, al menos, posibilidad de observación de la vida y de las
actividades tradicionales de la explotación.

La oferta de agroturismo, cuya gestión es desempeñada por la familia del agricultor,


no es masificada y favorece la relación entre individuos de diferentes culturas: oferente
(rural) y demandante (urbano). Según Lozano S. (Director General de INFORURAL,
1991), el desarrollo de las actividades agroturísticas no constituye desviación del
destino agrícola del suelo ni de los edificios interesados. Entre tales actividades se
pueden destacar las siguientes:

- Dar hospitalidad estacional en cualquiera de las edificaciones existentes a tal fin y


que dispongan de los servicios adecuados.
- Suministrar para el consumo, comidas y bebidas preferentemente con los
productos propios de la explotación.
- Organizar actividades recreativas o culturales en el ámbito de la explotación.

No es posible la separación de la prestación agroturística y la explotación agrícola.


Esta es la principal idea que abarca este concepto, una pluralidad de servicios turísticos
que puede ofrecer el agricultor a sus clientes, sin que ello implique el cese de la
actividad agrícola, pero sí utilizando las potencialidades de la explotación y del espacio
rural.

11
TURNET 03-04  EI-SEV
Curso de Gestión de Empresas y Proyectos de Turismo Rural

MÓDULO 1º CONCEPTOS PREVIOS SOBRE TURISMO RURAL

El turismo cultural es el basado en la utilización de los recursos culturales de un


territorio (recursos artísticos, históricos, costumbres...), orientándose hacia la
preservación y fomento de los mismos. Desde una aldea hasta una gran ciudad pueden
constituir el ámbito de desarrollo de esta forma de turismo.

El turismo de aventura utiliza el entorno o medio natural como recurso para


producir sensaciones de descubrimiento en sus practicantes. Su objetivo básico es poder
transmitir estas sensaciones y así necesita espacios poco utilizados turísticamente.

El turismo deportivo es la forma de turismo que utiliza cualquier actividad


deportiva como el puenting, motocross, etc., donde el espectáculo y las sensaciones de
riesgo son fundamentales como reclamo turístico. También, como los anteriores, se
ubican en espacios rurales o naturales (vela, windsurf, piragüismo, tiro con arco,
parapente o esquí). Uno de los elementos que diferencian esta modalidad de turismo es
la tipología de alojamiento ofertada. Las actividades deportivas se realizan al aire libre,
en espacios frecuentemente alejados de las vías de comunicación que no cuentan con
infraestructuras hoteleras. Por ello, es usual que los turistas deban pernoctar en
alojamientos no convencionales (tienda de campaña, refugios de montaña, instalaciones
agropecuarias abandonadas).

El ecoturismo es el segmento turístico donde se prioriza la preservación del


espacio natural donde se ubica, por lo que su diseño contempla ante todo la
“conservación” frente a cualquier otra actividad. Es un turismo especialmente
preocupado por el medio ambiente y se desarrolla en contacto con la naturaleza.

El término ecoturismo está estrechamente vinculado al concepto de turismo verde,


no siendo incorrecta la identificación. La diferencia, más que conceptual, es histórica,
en el sentido de que turismo verde es una terminología anterior a ecoturismo, hoy
mucho menos utilizada, respondiendo sin embargo a un concepto similar. Igualmente,
se ha utilizado el término de turismo ecológico como sinónimo de ecoturismo.

Otros términos que se barajan asociados al concepto de turismo rural son turismo
alternativo y nuevas formas de turismo. El turismo alternativo suele referirse a las
formas de turismo alternativas al turismo convencional, como el turismo rural o el
ecoturismo. Este turismo implica un matiz de sustitución del turismo masivo de sol y
playa por el turismo hacia áreas rurales y naturales. En este sentido aparecen nuevas
formas de turismo que según Mowforth (1998), pueden tener muy variadas
denominaciones:

- Turismo alternativo
- Eco-turismo
- Turismo ecológico
- Turismo sostenible
- Turismo medioambiental
- Turismo natural
- Turismo verde
- Turismo científico
- Turismo rural
- Turismo en casas de campo
12
TURNET 03-04  EI-SEV
Curso de Gestión de Empresas y Proyectos de Turismo Rural

MÓDULO 1º CONCEPTOS PREVIOS SOBRE TURISMO RURAL

- Turismo en granjas
- Turismo salvaje
- Turismo de safari
- Turismo de campings
- Turismo de diseño
- Turismo de aventura
- Turismo de riesgo
- Turismo cultural
- Agroturismo

Mowforth (1998) propone varias posibilidades a la hora de jerarquizar los


conceptos anteriores. Como recoge la Tabla 2, una de estas jerarquías es la que
distingue entre turismo ecológico, cultural, de aventura y especializado, siempre
teniendo en cuenta que las distintas jerarquías no son excluyentes entre sí.

Tabla 2
Niveles del Turismo Alternativo

NIVEL 1 ALTERNATIV
O
NIVEL 2 Ecológico Cultural Aventura Especializado

NIVEL 3 Natural Arqueológico Riesgo Académico


Safari Granjas Safari Agrícola
Salvaje Rural Deportivo Científico
Etc. Etc. Etc. Etc.

Según un estudio realizado por Casillas (1995) de la Universidad de Sevilla, la


definición que se puede dar a estos turismos alternativos sería la siguiente:

1) Turismo ecológico: modalidad de turismo en el que la naturaleza es el principal


protagonista en las actividades de ocio. Entre estas actividades se puede incluir la
observación (no científica) y el disfrute del medio natural.
2) Turismo cultural: modalidad de turismo en el que el objeto fundamental del
turista se centra en el conocimiento de la cultura (la antropología, la historia, el arte,
etc.), del territorio visitado.
3) Turismo de aventura: modalidad de turismo en el que el turista participa de
manera activa en el conocimiento (descubrimiento) del territorio visitado. A
diferencia del turismo ecológico, la naturaleza es el elemento pasivo. Suele ir
acompañado de actividades deportivas y en cierto modo arriesgadas.
4) Turismo especializado: modalidad de turismo en la que el turista busca
profundizar en el conocimiento de un aspecto específico del territorio visitado y en
el que es, en alguna medida “experto”.

En cuanto a las nuevas formas de turismo, la discusión es clara. Calificar turismo


rural como algo “nuevo” es lo menos adecuado con lo que se puede asociar a un
fenómeno que ha existido desde los inicios del turismo. Quizá el momento actual podría
calificarse de revitalización, implementación o incluso “modernización” del turismo
rural. Pero el turismo rural no es una novedad.
13
TURNET 03-04  EI-SEV
Curso de Gestión de Empresas y Proyectos de Turismo Rural

MÓDULO 1º CONCEPTOS PREVIOS SOBRE TURISMO RURAL

3. PRINCIPALES BENEFICIOS DERIVADOS DEL DESARROLLO


TURÍSTICO EN EL MEDIO RURAL

Según la Secretaría de Turismo (1996), el desarrollo económico del turismo rural


ha de valorar turísticamente a)los recursos naturales, culturales y sociales con fines
turísticos y b)los productos y servicios que respondan a las necesidades de
esparcimiento del turista. Todo ello marcado dentro de un desarrollo local sostenido,
respetuoso con el entorno y socialmente solidario con la confrontación ciudad-campo
donde el turismo se perfila como principal eje de desarrollo.

Un principio importante es que turismo rural ha de armonizar los intereses del


turismo, del medio ambiente y de la comunidad local. El turismo rural, como parte
integrante del engranaje total del turismo, implica una actividad turística. El medio
ambiente y las comunidades locales son sus elementos básicos y por ello están
implicados directamente en la recepción de beneficios y de costes (Bote Gómez, 1990).

Especificando los beneficios del desarrollo del turismo rural, éste se puede
considerar como una respuesta a las necesidades de las pequeñas explotaciones agrarias,
con problemas de continuidad, que permite a las familias agrarias llegar a un nivel de
vida que compensa las dificultades de la vida rural y proporciona una relativa
autonomía respecto al sector agro-industrial.

La implantación del turismo ha de ser gradual y no impactante. Se ha de basar en el


uso sostenible de los recursos, en la revitalización de las economías locales, en la
integración de la población local y en un desarrollo planificado y controlado que
implica no masificación, bajo impacto y sostenibilidad.

El principal problema que se presenta a la hora de plantear el turismo rural es el de


la sostenibilidad, es decir, la capacidad de satisfacer la demanda asegurando un
mantenimiento en el tiempo de la oferta. Se trata, así, de integrar en el tiempo los
aspectos técnicos (naturaleza) con los económicos (turismo). En definitiva, se trata de
establecer un circuito cerrado y bidireccional entre naturaleza y recursos económicos.
La naturaleza debe crear recursos económicos (a través del turismo), al mismo tiempo
que esta actividad ha de ser capaz de contribuir, mantener y mejorar la cantidad y
calidad de los recursos naturales existentes.

Como se ha dicho con anterioridad, el turismo rural es un importante factor de


desarrollo económico, social y humano para el mundo rural y es, al mismo tiempo, una
alternativa a las vacaciones habituales.

El turismo rural ofrece una gran cantidad de oportunidades a nivel económico,


social y personal para el desarrollo de las áreas rurales y para la mejora de su nivel de
vida. Tiene, además, una función como agente activo en el desarrollo de políticas
agrícolas y regionales y como promotor del desarrollo de las comunidades locales
(Bardón Fernández, 1990)

14
TURNET 03-04  EI-SEV
Curso de Gestión de Empresas y Proyectos de Turismo Rural

MÓDULO 1º CONCEPTOS PREVIOS SOBRE TURISMO RURAL

Además de los beneficios del turismo rural como ingresos adicionales a la actividad
agrícola, los ingresos son también debidos a la venta de productos agrícolas a los
turistas y la creación de mercados locales que sirven para la consecución de ingresos
complementarios a los productores agrícolas de las zonas rurales.

Por otra parte los edificios, el equipamiento y las infraestructuras generalmente


mejoran y aumenta así el nivel de vida de los habitantes de las zonas rurales.

El turismo rural ayuda a que las personas que gestionan empresas de turismo rural y
sus familias se mantengan viviendo en los pueblos, evitando así la despoblación de las
zonas rurales. Se mantiene a la familia como unidad productiva ofreciendo trabajo a
todos los miembros de la familia, especialmente a las mujeres. Además el ofrecimiento
de servicios para los turistas supone un corte en la rutina agrícola diaria, permite un
contacto humano y aumenta la calidad de vida por la creación de nuevos servicios para
el confort de los turistas que redundan en el confort de la casa rural donde habitan los
gerentes de la misma.

Si se hace una referencia a los beneficios económicos generados por el turismo


rural se puede ver claramente como los ingresos secundarios por turismo rural
representan un porcentaje considerable de los ingresos de una familia del entorno rural y
se asegura la supervivencia de las costumbres, la gastronomía y el entorno rural.

Las infraestructuras adicionales (extensión de la red de carreteras, mejoras en la


canalización de las aguas, electricidad, teléfono, etc.) inducidas por el turismo, pueden
influir en toda la economía de una zona rural por la mejora de los servicios y los
ingresos (Boudy, 1983).

Por otra parte el turismo rural, con una concentración controlada, es un estimulo
para todas las áreas de la actividad local (agricultura, manufacturas y servicios como
tiendas de productos tradicionales, gastronómicos o artesanía de la zona). Además, con
esta variedad de demandas ese turismo rural incita a la diversificación de la economía
local haciéndola menos vulnerable a la inestabilidad de los mercados agrícolas (Muñoz
escalona, 1994)

Es importante considerar que los beneficios para la población receptora son


también intangibles, ya que en muchos casos este tipo de turismo hace que la población
local valore sus propios recursos.

Como se observa los beneficios son muchos para la población local pero siempre
que se preserve las cultura y la autenticidad de las zonas rurales. Por tanto, el turismo
rural puede contribuir, si se hace de forma sostenible y teniendo en cuenta no sólo las
necesidades de los turistas sino las de la población local, a la mejora del nivel de vida y
al desarrollo medioambiental de las zonas rurales

En definitiva, los principales beneficios del turismo rural en el espacio rural son,
entre otros, que el turismo evita o disminuye el éxodo rural, crea empleo, diversifica la
economía local, potencia el consumo de productos locales, aprovecha las instalaciones
existentes, no exige el abandono de la actividad tradicional, mejora la calidad de vida,
preserva el entono y mantiene las tradiciones culturales.

15