Sei sulla pagina 1di 2

Detrás de los propósitos de Dios

iertamente la historia de José es una de las grandes lecciones de vida pero que hay

C realmente detrás de la historia de José, tal vez muchas veces lo leíste o lo viste. El
propósito de Dios para su pueblo Israel y para tu vida comienza con un pequeño grano de
fe y esperanza nada podrá cambiar las circunstancias de la vida mientras estemos en los planes de
Dios, él nos hizo con un don especial a cada uno de nosotros desde que nacimos, nacemos
ganadores de la vida al luchar contra millones de espermatozoides, en la vida diaria existen
muchos tropiezos pero ese don nos hace salir adelante, no queda más que creer en Dios y en uno
mismo. He aquí que atábamos manojos en medio del campo, y he aquí que mi manojo se levantaba y
estaba derecho, y que vuestros manojos estaban alrededor y se inclinaban al mío. Génesis 37:7.

La envidia esta al orden del día como aire que respiramos, la envidia corroe a los que nos rodea y
no es para mas, nacimos con la capacidad especial de distribuir nuestro talento para vivir en la
vida. Dios planea muchas cosas grandes
para nosotros pero como podremos
saber, si él está en medio de nosotros.
Difícilmente lo podremos ver si solo
actuamos con nuestra fuerza porque
nosotros no somos los que originamos la
fuerza, la fuerza viene de lo alto, Dios nos
provee la vida, la fuerza y el sustento.
Los hermanos de José no entendieron
cuando él Dios viviente revelaba
sueños mediante José, Era José mas especial
que sus hermanos, creo que Dios como
padre mira nuestros corazón y sabe quien
está más capacitado para actuar con la
misión. Sin querer el padre de José le hace
estudiar en vez de mandarle a trabajar
todo está señalado para una gran obra.
Puedo entender que Dios tiene grandes
propósitos para ti estés donde estés,
Dios no hace excepción de
personas, ni mucho menos de profesión. El nos usa según nuestras capacidades. Me siento un
José, porque a lo largo de mi corta vivencia, he palpado cada segundo de mi vida con la
indiferencia, la mediocridad.

Tal vez no me vendieron pero vendí mi infancia por trabajo, no tuve derechero a divertirme ahora
de adulto trato de recuperar mi niñez suena raro pero es una vacio que llevaras si no actúas
pronto. Hay vacios que nos hicieron daño mucho antes, cual es el tuyo, nada vale evitarlo así es la
vida, Dios no es malo el tiene un plan con tu vida. A mí me lo dijo un día, estaba cansado de vivir a
mi manera hasta que el me dijo… mucho antes de que él me hablara dispuse mi corazón en creer
que él es real como el aire que respiro y al orar le dije todo por cuanto pase lo malo más que lo
bueno y porque lo permitió si él es Dios.

Y lo contó a su padre y a sus hermanos; y su padre le reprendió, y le dijo: ¿Qué sueño es este que soñaste?
¿Acaso vendremos yo y tu madre y tus hermanos a postrarnos en tierra ante ti? Y sus hermanos le tenían
envidia, mas su padre meditaba en esto. Génesis 37:10 -11.

Solo un susurro al corazón, un viento entre cálido y frio calmo mi


ansiedad, libero mi alma, se llevo mis problemas, con su amor saco la
carga que ahogaba mi vida. Con trompeta de Dios me hablo como
padre “Yo soy el que soy, no se aflige tu corazón, permití todo esto
para darme a conocer yo te amo hijo mío, si tu familia seguía unida
nunca me habrías conocido mas ahora tú puedes unir tu familia,
hablando todo lo que hice por ti” en la vivencia de José podemos ver
que él no vivió una vida lujosa cuando fue esclavo desde que lo
vendieron sus hermanos, Dios cerro los corazones de sus hermanos
para seguir su obra para con su pueblo y para los que no lo eran
mediante José. Hasta que llego el momento de encontrarse con su
familia le dolió mucho perdonar a sus hermanos pero que es la familia
si no está no seamos orgullosos y démosle la oportunidad al perdón.
Tal vez te peleaste con tu hermano, padre ó madre, amigo. Dios se mueve en medio de su pueblo
él te ama dale la oportunidad de que él te ame como hijo. Y supera tus miedos porque no hay
nada imposible para nuestro Dios. Dios te bendiga y ilumine como a José. Acuérdate que él te
Perdono, Amo y dio a su único hijo por
Amor a ti, el está a una oración de
Distancia esperando tu llamada.

Y les respondió José: No temáis; ¿acaso estoy


yo en lugar de Dios? Vosotros pensasteis mal
contra mí, mas Dios lo encaminó a bien, para
hacer lo que vemos hoy, para mantener en
vida a mucho pueblo. Ahora, pues, no tengáis
miedo; yo os sustentaré a vosotros y a
vuestros hijos. Así los consoló, y les habló al
corazón, Génesis 50:19 – 21.

Interessi correlati