Sei sulla pagina 1di 9

Santiago 1: 2-11

1. vv. 2-4. La prueba


2. vv.5-8. La sabidura.
3. vv.9-11. La confianza.

1. La prueba.
Vv

2
Hermanos mos, considrense muy
dichosos cuando tengan que enfrentarse con
diversas pruebas,
3
pues ya saben que la
prueba de su fe produce constancia.

4
Y la constancia debe llevar a feliz trmino la
obra, para que sean perfectos e ntegros, sin
que les falte nada.

1. La prueba.
En diferentes circunstancias que
prueban la fe del Cristiano, se debe
tener gozo en el Seor porque se
espera que la constancia en las
pruebas nos lleve a que seamos
maduros e ntegros en nuestra vida.

2. La sabidura
Vv

5
Si a alguno de ustedes le falta sabidura, pdasela
a Dios, y l se la dar, pues Dios da a todos
generosamente sin menospreciar a nadie.
6
Pero que pida con fe, sin dudar, porque quien duda
es como las olas del mar, agitadas y llevadas de un
lado a otro por el viento.
7
Quien es as no piense que va a recibir cosa alguna
del Seor;
8
es indeciso e inconstante en todo lo
que hace.
2. La sabidura
Quien necesite sabidura para
afrontar la prueba debe pedirla a
Dios con fe, porque si no pide
con fe no recibir nada.
3. La confianza
9
El hermano de condicin humilde debe
sentirse orgulloso de su alta dignidad,
10
y el
rico, de su humilde condicin. El rico pasar
como la flor del campo.

11
El sol, cuando sale, seca la planta con su
calor abrasador. A sta se le cae la flor y
pierde su belleza. As se marchitar tambin
el rico en todas sus empresas.

3. La confianza
La confianza en Dios debe
llevarnos a descansar en su
presencia y no a depender de
nosotros mismos ni de las
riquezas.

Conclusin:
El creyente debe considerarse feliz
en medio de las circunstancias
adversas del dolor y la dificultad,
porque es una oportunidad de
apegarse ms a Dios, crecer en
madurez, conocerlo ms y verlo
actuar a en medio de las
adversidades.
Romanos 8: 28 Sabemos que
a los que aman a Dios, todas
las cosas les ayudan a bien,
esto es, a los que conforme a
su propsito son llamados.